saltar al contenido principal

Actriz de gran frescura y naturalidad, su presencia en Cantando bajo la lluvia ya justifica un lugar especial para ella en la historia del cine. Un día después de la inesperada muerte de su hija Carrie Fisher a causa de un infarto, ella también se ha ido a cantar, confiemos, en un sitio mejor. La actriz fallecía a los 84 años en el hospital Cedar's Sinai, de Los Ángeles. "Quería estar con Carrie", ha declarado su otro vástago, Todd Fisher.

 

Según se dice, su trabajo en el mítico musical, para muchos el mejor de todos los tiempos, estuvo a punto de no existir. Al parecer Debbie no contaba con el visto bueno de Gene Kelly, codirector de la película junto con Stanley Donen, y para más obstáculos la actriz no sabía bailar claqué. De cualquier forma el destino quiso que fuera ella la que completara el célebre trío actoral del film con Donald O'Connor y el propio Kelly, y el resultado fue el de una compenetración excepcional entre ellos y una complicidad maravillosa con el público.

Mary Frances Reynolds nació en El Paso (Texas) el 1 de abril de 1932. Cuando ella tenía siete años, la familia se trasladó a vivir a Burbank, en California, ciudad en donde con 16 años la futura actriz ganó el concurso de belleza local. Gracias a eso no tuvo que formarse mucho para ser actriz. Proclamada “Miss Burbank” adoptó entonces el nombre de Debbie y consiguió su primer contrato cinematográfico. Así apareció en la película de la Warner June Bride, protagonizada por Bette Davis, aunque Debbie no salía acreditada. Más tarde, con dieciocho años, su nombre figuró por primera vez en The Daughter of Rosie O'Grady (1950) y el mismo año entró también a formar parte del elenco del brillante musical Three Little Words, con Fred Astaire. Al año siguiente, en Mr. Imperium su caché creció con un papel importante. Y así llegó Cantando bajo la lluvia cuando la actriz tenía tan sólo 20 años. Debbie interpretaba a Kathy Shelden, una chica lista y muy risueña que sustituía a la protagonista femenina de una película justo en los años en que el cine mudo cambiaba al cine sonoro. El número musical en que deciden que ella sea la protagonista, titulado “Good Morning”, es una maravilla de simpatía, alegría y coordinación entre los tres personajes principales. Desde entonces la actriz cultivó sobre todo la comedia musical y apenas tiene películas destacadas de otros géneros. Lo suyo era entretener y regalar su sonrisa franca a los espectadores.

En los años cincuenta y los años sesenta hay que situar las mejores películas de la actriz. En 1953 repitió con Donald O'Connor en I Love Melvin, y al año siguiente acompañó a Dick Powell en la divertida Las tres noches de Susana, y rodó de nuevo a las órdenes de Richard Thorpe el musical Athena. Tras formar pareja con Frank Sinatra en El solterón y el amor (1955), trabajó en 1959 a las órdenes de George Marshall en tres estupendas películas musicales: Cómo atrapar a un marido, Empezó con un beso y Un muerto recalcitrante.

En 1955 la actriz se casó con el músico y actor Eddie Fisher, del que se divorciaría a los cuatro años. Fruto de ese matrimonio nacieron dos hijos, uno de ellos es la actriz Carrie Fisher, que se haría mundialmente célebre años más tarde al encarnar a la Princesa Leia en La guerra de las galaxias. Debbie Reynolds volvió a casarse otras dos veces, en 1960 y en 1984, pero ambos matrimonios también fracasaron y terminaron en divorcios.

En los sesenta Debbie se atrevió a rodar algunos westerns, entre ellos el superclásico La conquista del oeste (1962), pero sobre todo dio rienda suelta a su vis cómica en trabajos como Sola ante el peligro (1961), Su grata compañía (1961), en donde volvió a trabajar con Fred Astaire, o Dominique (1966), en donde interpretaba a una monja cantarina. También es de esa época Molly Brown siempre a flote (1963), musical ambientado en el oeste gracias al cual la actriz fue nominada al Oscar. Y uno de sus últimos papeles importantes lo obtuvo en El novio de mi mujer (1967), en donde compartía cartel con Dick Van Dyke. A partir de ese momento, la actriz, con tan sólo 35 años, se dedicó principalmente a la televisión, con apariciones esporádicas en series de cierto éxito, como Vacaciones en el mar, Las chicas de oro, Roseanne o la más reciente Will & Grace.

 

Compartir en Google Bookmarks Compartir en Meneame enviar a reddit compartir en Tuenti

Magazine

CALENDARIO ESTRENOS DE CINE


© ESTRENOS 21, S.L. Todos los derechos reservados. 2006-2016 Contacto