saltar al contenido principal

Trabajó durante 70 años en posters de títulos como “Casablanca”, “La naranja mecánica” o “Alien, el octavo pasajero”

A lo largo de siete décadas compuso carteles para películas de John Ford, Alfred Hitchcock, y Stanley Kubrick. “Piensa en tu film favorito, y seguramente la primera imagen que viste de él fue obra suya”, comentó Clint Eastwood, que durante años no daba el primer golpe de claqueta sin asegurarse de que él estuviera a bordo. El legendario Bill Gold ha fallecido a los 97 años en Greenwich Hospital, en Connecticut, tras padecer Alzheimer durante muchos años.

Nacido el 3 de enero de 1921, el oriundo de Brooklyn William Gold estudió ilustración y diseño en Pratt Institute, ilustre institución neoyorquina. Inició su singladura en 1941 cuando le reclutaron para el departamento de publicidad de Warner Bros. Su primer encargo fue Yanqui Dandy, protagonizada por James Cagney.

El segundo, nada menos que Casablanca, uno de los grandes títulos del estudio. Cuando acabó, los ejecutivos examinaron su trabajo con lupa. Tras un par de días le llamaron para preguntarle “¿Existe alguna forma de hacerlo más excitante?”. Se fue a su casa y regresó con el mismo diseño, pero Humphrey Bogart lucía una pistola en la mano. “El truco estaba en no contar la historia, sino intrigar mínimamente al espectador”, comentó en una entrevista.

En aquella época no existía YouTube, y la televisión estaba llegando, por lo que el público casi no tenía ocasión de contemplar tráilers de películas. El único cebo que existía para llevar a las masas a las salas era el póster, por lo que el trabajo de Bill Gold resultaba vital. De esta forma, deben parte de su triunfo a este profesional grandes títulos como Extraños en un tren, Un tranvía llamado Deseo, Al este del Edén, Centauros del desierto, My Fair Lady, El exorcista y La naranja mecánica.

Conoció a Clint Eastwood cuando le hizo el póster de Harry el sucio. Desde entonces trabajó en numerosos filmes suyos, como Sin perdón, hasta que tras Mystic River, de 2003, decidió retirarse. Aún así, aceptó excepcionalmente un encargo del realizador, J. Edgar, en 2011, que supuso su último trabajo. “Con Bill estabas tranquilo, porque tenía grandes ideas, así que con él el póster era un asunto menos del que preocuparse”, escribió Eastwood en el prólogo del libro “Bill Bold PosterWorks”. “Respetaba la película, también la historia y siempre transmitía lo que estábamos intentando lograr”.

Su hermano menor, Charlie Gold también se especializó en llevar público a las salas, pues se especializó en confeccionar tráilers, aunque ya había fallecido, en 2003. A Bill Gold le sobreviven su esposa, Susan, sus dos hijos y varios nietos. Su web exhibe sus trabajos.

Compartir en Google Bookmarks Compartir en Meneame enviar a reddit compartir en Tuenti

Magazine

CALENDARIO ESTRENOS DE CINE