saltar al contenido principal

Ha tenido final feliz el rescate de los 12 niños y su entrenador que durante dos angustiosas semanas estaban atrapados en una cueva de Tailandia.

Para celebrar el cumpleaños de «Night», uno de los jugadores del equipo de los «Jabalíes», el Míster, Ekapol Chantawong, llevó a los niños a la cueva de Tham Luang el 23 de junio tras un entrenamiento. Aunque había señales que prohibían la entrada porque la caverna se inunda cada año por las lluvias del monzón, el grupo se metió en ella. Mientras estaban dentro cayó una fuerte tormenta que inundó diversas galerías, impidiéndoles salir.

Se trata de una historia muy cinematográfica, por lo que no tardará en adaptarse. Por el momento, Variety anuncia que Pure Flix Entertainment, una productora independiente, ha puesto en marcha un largometraje, aunque por ahora está gestionando la compra de derechos, y no ha asignado realizador para el proyecto. ¿Quién podría encargarse de la filmación?

Si nos vamos al Hollywood clásico, Billy Wilder daría la talla de sobra, no sólo porque sacaba adelante largometrajes de cualquier género, sino también porque en El gran carnaval un minero se quedaba atrapado, lo que aprovechaba un periodista sin escrúpulos para beneficiarse del tirón mediático de la historia.

El español Rodrigo Cortés demostró en Buried su capacidad para las cintas angustiosas, con el protagonista encerrado en un ataúd.

Neil Marshall rodó el film de terror The Descent, donde eran unas chicas las que se quedaban encerradas en una cueva, aunque en ese film predominaban los elementos fantásticos.

El alemán Werner Herzog fue responsable del excelente documental La cueva de los sueños olvidados, rodado en Chauvet (Francia).

Por último, Patricia Riggen sería la elección perfecta, pues rodó Los 33, basada en la tragedia de los mineros chilenos que tiene puntos en común con el drama de los niños tailandeses.

 

Compartir en Google Bookmarks Compartir en Meneame enviar a reddit compartir en Tuenti

Magazine

CALENDARIO ESTRENOS DE CINE