saltar al contenido principal
inav
Nota decine21
estrella
Murieron con las botas puestas
Tienda amazon Tienda fnac

Murieron con las botas puestas

They Died with Their Boots

Principales intérpretes

Crítica decine21.com

estrella
8
El mito del general Custer
El mito del general Custer

Es uno de los grandes westerns de la historia, sobre todo por su carga heroica y legendaria. Hablamos de Murieron con las botas puestas, magnífico film protagonizado por Errol Flynn. Los amantes de la precisión histórica enseguida dirán que este film echa mucha imaginación a los hechos, que el general George A. Custer era un personaje bastante más siniestro de lo que nos pinta Raoul Walsh. Quizá, pero es el mismo tipo de invención que Shakespeare utiliza en sus vibrantes dramas históricos, como Enrique V. Se trata de libertades que los creadores se toman, confiando en que el espectador no ha de tomar todo de modo literal.

El film arranca con la entrada de Custer en West Point. Todo este tramo de la historia muestra los tropiezos del recién llegado a la Academia, la camaradería y los enemigos que surgen en el camino, y el inicio del romance con Elizabeth Bacon, hija de un amigo del comandante. Durante la guerra civil, a Custer le tocará combatir contra un antiguo compañero de instrucción, Ned Sharp. Uno está en el bando de la Unión, el otro en el secesionista. Acabada la contienda, un Custer ya casado con Bacon sobrelleva mal la paz, de modo que es enviado a territorio indio, donde pacta un acuerdo ventajoso con Caballo Loco. Pero surge un problema… Su viejo rival, Sharp, está vendiendo armas a los indios. Los hechos conducirán a una batalla legendaria, donde los dos enemigos deberán luchar heroicamente contra los pieles rojas.

El film fue el último de los ocho que coprotagonizó la mítica pareja Errol Flynn-Olivia de Havilland. El año anterior, habían hecho Camino de Santa Fe para Michael Curtiz, y en ese film, curiosamente era el futuro presidente Ronald Reagan quien encarnaba al general George A. Custer. Para dar vida al jefe indio, se acudió a Anthony Quinn. Se usaron 16 auténticos indios sioux, pero el resto de extras eran filipinos. Entre las muchas escenas destacables, destacan las que comparten Flynn y De Havilland, y la heroica escena final de la batalla de Little Big Horn, en la que el Séptimo de Caballería fue masacrado por los indios.

Música épica

Inolvidable resulta el tema musical ‘Garry Owen’, que acompaña al Séptimo de Caballería, y que imprime a muchas escenas un tono épico y romántico que pone la carne de gallina. El film nos muestra cómo Custer escucha el tema de boca y manos (en el piano) de Butler, un inglés que se incorpora al ejército yanqui. Y lo adopta para sus hombres.

La pareja por excelencia
La pareja por excelencia

Ocho películas llegaron a rodar juntos Errol Flynn y Olivia de Havilland, la primera El capitán Blood, en 1935, y la última, justamente Murieron con las botas puestas, en 1941. Y entre medias, la fantástica Robin de los bosques. La química que desprenden en la pantalla es sencillamente impresionante, sabían desarrollar a la perfección la idea de un encuentro inicial poco afortunado, hasta que por fin surgía, incontenible, el amor. En este film tenemos detalles maravillosos, como el primer encuentro mientras él está de guardia, el chasco con el padre de ella, las maniobras de la esposa para lograr un destino para su marido, y la escena de la despedida, con frases evocadoras del momento en que se conocieron, y que prueba la máxima de que muchas veces ‘menos es más’.

DVD
Distribuye: Warner
Extras: Español e Inglés mono. Reportajes. Tráiler.
Cómpralo en... Tienda amazon Tienda fnac

Librerias TROA

CALENDARIO ESTRENOS DE CINE