IMG-LOGO

Biografía

Gustavo Sánchez Parra

Gustavo Sánchez Parra

Gustavo Sánchez Parra

Filmografía
Sound of Freedom

2019 | Sound of Freedom

Violeta al fin

2018 | Violeta al fin

Violeta tiene 72 años. Acaba de divorciarse y vive sola en la casa de su infancia, donde cuida del frondoso jardín y sueña con transformarla en una casa de huéspedes. Al descubrir que el banco está a punto de rematar la propiedad, está dispuesta a todo para mantener su casa y su independencia.

Tamara y la Catarina

2016 | Tamara y la Catarina

Tamara, una mujer de cuarenta años con discapacidad mental, ha sido abandonada por su hermano. Cuando encuentra a un bebé en plena calle, no duda en quedárselo, aunque por desgracia cuidar a una niña no es tan fácil como parece… Recibirá la ayuda de Doña Meche, vendedora callejera que supera los setenta años, cuyos hijos se desentendieron de ella tras dejar el país. Drama cercano al neorrealismo, dirigido por la mexicana Lucía Carreras, guionista de la impactante La jaula de oro, sobre los emigrantes que intentan entrar en Estados Unidos. Aquí se diría que aborda la realidad de quienes se quedan, pues muestra sin tapujos la dura forma de vida de los más desfavorecidos en su país, que tratan de sobrevivir en una jungla donde impera la corrupción, incluso entre los miembros de la policía. Pero habla sobre todo de la soledad, en sus diferentes variedades, con una mirada esperanzada. De pocos diálogos, sobre todo en el primer tramo, el relato se sostiene gracias a la cuidada fotografía, y a los trabajos de dos actrices excepcionales, Ángeles Cruz, que parece haber preparado concienzudamente los gestos de su personaje, Tamara, y la carismática anciana Angelina Peláez, vista en papeles muy secundarios en títulos como Casa de los babys.

6/10
La delgada línea amarilla

2015 | La delgada línea amarilla

Algo pasa en el mundo cuando a un hombre le sustituyen por un perro. Toño, que ha trabajado durante años de guardián en un desguace, se queda sin trabajo, un can hará su tarea. Toca sobrevivir, pero un ingeniero, antiguo conocido, le reconoce cuando malvive prestando servicio en una gasolinera. Le ofrecerá un empleo conforme a sus capacidades, la dirección de una cuadrilla para pintar la línea divisoria de una carretera poco transitada que une en México San Jacinto con San Carlos. Aunque buen profesional y hombre justo, Toño es taciturno y rezuma amargura por un pasado del que no habla. Pero dos semanas de convivencia con sus compañeros de trabajo, el antiguo conductor de trailers Gabriel, el ayudante de circo Atayde, Mario, que estuvo en la cárcel, y el joven Pablo, que desea reunirse con su hermano en Estados Unidos, dan pie a una hermosa camaradería. Formidable y agradable sorpresa. Celso García, que sólo había dirigido cortos, debuta en el largometraje escribiendo y dirigiendo una preciosa película, road movie muy especial, que ha contado entre sus productores con Guillermo del Toro. Se trata de una historia muy humana, de personajes bien perfilados, y en que la guía del film, esa raya amarilla que cada día crece en la carretera, sirve para irlos conociendo poco a poco, y también a algunas personas que van conociendo en el camino. Vemos personas que han sufrido, que aman a sus familias, que disfrutan con placeres sencillos. A veces no se comportan bien, pero se dan cuenta y reconocen sus errores, saben rectificar y pedir perdón. Frente a tanto efectismo en el cine actual, se agradece una película tranquila sobre el trabajo bien hecho, de buenos sentimientos, bien encarnados por un reparto perfecto, que encabeza con aplomo Damián Alcázar, conocido últimamente por la serie Narcos, pero donde todos le dan bien la réplica, incluido Américo Hollander, ese joven Pablo que tan nervioso le pone por razones que se aclaran bien avanzada la narración. García sortea incluso el peligro de la distracción –están medidos la noche en la feria, el refugio en una hacienda cuando estalla una tormenta, la aparición de la serpiente...–, tiene una idea visual fantástica con la sangre, y se arriesga con un duro y trágico golpe, que sabe convertir en momento esperanzado, de toma de las riendas para uno de los personajes, en ese maravilloso plano final en la furgoneta que comparten hombre y perro.

7/10
La tirisia

2014 | La tirisia

Morelos

2012 | Morelos

Colosio: El asesinato

2012 | Colosio: El asesinato

Reconstrucción con estilo documental del asesinato el 23 de marzo de 1994 del candidato a la presidencia de México por el PRI, Luis Donaldo Colosio. Existe un detenido, el autor material del crimen, pero paralela a la investigación oficial por el fiscal general, el presidente encarga otra paralela, a Andrés Vázquez, que va descubriendo elementos inquietantes que apuntan a una verdadera conspiración, donde podrían estar implicados los narcos, otros políticos y empresarios. Carlos Bolado, director y coguionista, entrega una cinta que recuerda a cierto cine político italiano, que ha dado títulos como La escolta o Buenos días, noche, donde se hace hincapié en la recopilación de datos y en un sistema corrupto donde el enemigo puede estar en cualquier sitio. Quizá el espectador poco avisado puede perderse entre una maraña de nombres y caras que resulta difícil retener, y es cierto que hay cierto abuso de los disparos en la nunca al ralentí, pero se trata de un film de interés sobre una página de la reciente historia de México y los problemas que aún tiene pendientes de resolver.

5/10
Bajo el sol de México

2011 | LichtBlau - Neues Leben Mexiko

Barbara se va de vacaciones a México por su cumpleaños, mientras su marido se queda en casa. En el país americano tendrá una aventurilla, pero tras un suceso desafortunado se quedará atrapada en el país, sin dinero para volver. Telefilm alemán cuyo guión tiene poco recorrido y resulta especialmente soso. Tampoco la factura visual es para tirar cohetes. Al menos Annette Frier (Corazones sin riendas) es una buena actriz y hace su trabajo con esmero.

3/10
Año bisiesto

2010 | Año bisiesto

Laura es una joven que vive sola, inmersa en el tedio. Trabaja en casa como redactora de una revista, y mata el aburrimiento con conversaciones telefónicas con la familia. Por las noches viene a verle un hombre, aunque no es fácil adivinar la naturaleza de su relación, pues apenas hablan, y se entregan a una frenética sexualidad sadomasoquista. Insufrible película mexicana del debutante Michael Rowe, cuya narración viene marcada por los días del mes de febrero de un año bisiesto, tachados de un calendario, y que transcurre casi en su totalidad en un único escenario, la casa de Laura. Viene a decir que la vida es un ‘asquito’, pensamiento que ya viene subrayado en los prolegómenos, cuando la protagonista apaga su cigarrillo aplastando a unas hormigas. Con abundantes y reiterativas dosis de sexo, se trata de una película poco humana, incapaz de transmitir siquiera una vibración positiva. Quizá lo más emotivo sea el abrazo con el hermano desconsolado por los derroteros de la relación con su novia, aunque tal momento aislado nada tiene que ver con lo que el film pretende –si es que pretende algo– contar.

1/10
Depositarios

2010 | Depositarios

Rabia

2009 | Rabia

Rosa y José María son dos inmigrantes sudamericanos que trabajan en España, profundamente enamorados. Ambos son víctimas de la discriminación y el desprecio de los nativos, pero su forma de reaccionar es muy distinta. Ella aguanta, 'traga carros y carretas'. Mientras que en él hace presa la rabia, que se manifiesta con violencia física. Ante una situación injusta en su trabajo como albañil, acaba matando accidentalmente al capataz. No tendrá mejor ocurrencia que esconderse en una de las habitaciones del enorme caserío donde trabaja Rosa como empleada del hogar. Ella ignora su paradero, no sospecha que cuando la llama por teléfono lo hace desde la propia casa.Sólida película del ecuatoriano Sebastián Cordero, que aborda de modo original las tribulaciones de los inmigrantes. Adapta una novela de Sergio Bizzio, con el respaldo en la producción de Guillermo del Toro. El cineasta demuestra que sabe manejar la cámara, con originales encuadres y movimientos sorprendentes. El problema al que se enfrenta es que una vez planteada la situación -José María encerrado, tan cerca de su novia, y la vez tan lejos-, cuenta introducir elementos novedosos que mantengan el interés. La familia Torres, para la que trabaja Rosa, tiene esa función, con el hijo cafre, los padres representantes de una burguesía bien pensante y aburrida, y la hija divorciada que llega de Londres con sus niñas. Y está por supuesto la cuestión del embarazo, que invita a pensar cómo la trivialización sobre el aborto en la opinión pública no impide que el rechazo a tal opción sea la postura que más paz trae consigo.Hay que destacar el trabajo actoral de la pareja protagonista, Martina García y Gustavo Sánchez Parra, aunque al segundo no le ayuda, en su composición, un punto sádico, que se manifiesta en la escena de 'la chuleta'. Los demás son eficaces secundarios a su servicio, en un ejemplo de inversión de importancia de roles, que sólo puede darse en la ficción: inferiores en la escala social, su protagonismo en el drama es claramente superior.

6/10
La leyenda del Zorro

2005 | The Legend Of Zorro

En 1850, California está a punto de separarse de México y convertirse en un nuevo estado de la Unión. Alejandro de la Vega sigue combatiendo la injusticia como El Zorro, el héroe que levanta pasiones entre los ciudadanos. Alejandro está casado desde hace unos años con Elena, y  ambos han sido padres de Joaquín, un niño de diez años. El chaval se queja continuamente de que su padre no está en casa, y de que no sea tan heroico como El Zorro, su ídolo, pues ignora que ambos son la misma persona. Elena también está bastante descontenta porque su marido no se ocupa de los suyos, y le obliga a elegir entre su familia o su identidad secreta. Aunque Alejandro cuelga la capa, pronto surgirán dificultades que le obligarán a luchar una vez más. La culpa es del aristócrata francés Army, que se ha trasladado a California para abrir una bodega, y que fue compañero de clase de Elena. Army corteja a Elena, que acaba separándose de su marido. Desolado, Alejandro trata de recomponer su familia, al tiempo que debe hacer frente a la amenaza de los Caballeros de Aragón, una antigua cofradía secreta que conspira para impedir que California pase a formar parte de la Unión. Siete años después de La máscara del Zorro, el director neozelandés especializado en acción Martin Campbell (Goldeneye, Límite vertical) vuelve a ponerse tras las cámaras en una secuela que recupera a Antonio Banderas y Catherine Zeta-Jones, y que mantiene e incluso supera la frescura del original. Campbell se toma muchas licencias históricas, y se inscribe en la línea del cine de aventuras más clásico, tomando como referencia las películas de Errol Flynn y El signo del Zorro, de Rouben Mamoulian, en la que Tyrone Power interpretaba al personaje creado por Johnston McCulley. De estos modelos, Campbell recupera el tono familiar, la elegancia de la puesta en escena y sobre todo, buenas dosis de humor. Esto permite que el público esté dispuesto a creerse una secuencias de acción tan imposibles como espectaculares, elaboradas con ayuda de sofisticados efectos y especialistas. Antonio Banderas es muy convincente como héroe, pero también logra resultar divertido en las secuencias en las que casi se parodia a sí mismo. Por su parte, Catherine Zeta-Jones demuestra una vez más que es una actriz que brilla con luz propia en cualquier película en que intervenga.  

6/10
El fuego de la venganza

2004 | Man on Fire

John Creasy es un ex agente de la CIA cuyo pasado está sembrado de muerte y destrucción. Matar ha sido su vida, pero ya ha llegado al límite. Su mejor amigo y antiguo colega, conocedor del lamentable estado de Creasy, le consigue un trabajo de guardaespaldas en México D.F., un lugar que los últimos meses está sufriendo una vertiginosa ola de secuestros. Creasy es contratado para cuidar de Pita Ramos, una niña muy despierta y locuaz. Poco a poco, Creasy le cogerá cariño a la pequeña. La película tiene una primera parte sosegada, donde nos hacemos cargo de la situación de un hombre que ha perdido el sentido de su vida y de cómo la inocencia de una niña comienza a influir positivamente en su corazón. Pero es apenas un momento de calma antes de la tormenta, porque el consumado guionista Brian Helgeland (L.A. Confidential, Mystic River) se limita más tarde a servir una truculenta historia de venganza sin apenas recovecos. Y es que, si al comienzo son apreciables ciertas ideas sobre la descomposición moral de un hombre, a la postre todo queda al servicio de una película extremadamente violenta, donde una insana sed de sangre se convierte en el único móvil. El virtuosismo técnico de Tony Scott, uno de los mayores especialistas en películas de acción, está fuera de toda duda. Aquí le saca todo el partido posible a su cámara y a su modo de rodar visualmente impactante y realista, tremendamente atractivo, con un uso también intenso de los recursos técnicos –ralentización, colores, angulaciones, transiciones trepidantes– de los que ya hizo gala en Spy Game (2001), su anterior película. Que Denzel Washington es capaz de hacer maravillas con sus personajes ya lo sabemos, por eso hay que destacar sobre todo a la pequeña actriz Dakota Fanning, que con sólo diez añitos compone su personaje con perfección inaudita.

6/10
Francisca (... de qué lado estás?)

2002 | Francisca (... de qué lado estás?)

Helmuth Busch, es un ex informarte de la policía secreta de Alemania que huye a México con la intención de empezar una nueva vida, pero su deseo no va a ser posible ya que es reconocido por el servicio de seguridad mexicano. Busch es amenazado con volver a su país, si no cumple la misión de infiltrarse dentro de un grupo de estudiantes activistas políticos como Bruno Müller, un profesor extranjero. La cosa se complica cuando se enamora de una de las jóvenes del grupo activista. Pesaroso drama coproducido por España, Alemania y México, cuya puesta en escena es demasiado apagada, tristona, lo que unido a la trama da por resultado un producto poco atractivo. Por contra, está bien interpretada, con momentos de intensidad.

5/10
Amores perros

2000 | Amores perros

El mexicano Alejandro González Iñárritu debuta en el largo con un drama social fresco y vigoroso, que hace pensar en algunos de los males de nuestra “desarrollada” sociedad. Fue candidato al Oscar al mejor film extranjero. Tres historias vertebran la peli, relacionadas levemente por un accidente automovilístico. En las tres hay un elemento común: algún personaje tiene un perro. Lo que permite comparaciones entre los canes y sus dueños. ¿Quién es más animal? ¿Los perros amaestrados para pelear en combates ilegales o los violentos chulos que manejan el cotarro? ¿Esa mascota tan mona, atrapada en el subsuelo de una casa, o la bella modelo cuya vida se derrumba cuando sufre un accidente? ¿El mendigo misterioso al que encargan siniestros asesinatos, asimilado a sus perros, o los elegantes personajes que contratan sus habilidades? Pero no sólo se habla de personajes embrutecidos, sino de su anhelo de amor –amores perros– que late en los sus corazones. El joven que se presta a que su perro combata, desea hacer dinero y comenzar una nueva vida... con su cuñada, de la que está enamorado; aquel ejecutivo va a romper con su familia, fascinado por una joven... que se queda inválida. Ese asesino profesional... tiene familia. González Iñárritu pinta con crudeza cuadros humanos complejos que no presentan fácil solución. Bien pertrechado de un atinado guión de Guillermo Arriaga (su perfecta unidad recuerda al Quentin Tarantino en Pulp Fiction), interpela con sus interrogantes a la conciencia adormecida del espectador.

7/10

Últimos tráilers y vídeos