IMG-LOGO

Biografía

Harold Becker

Harold Becker

91 años

Harold Becker

Nació el 25 de Septiembre de 1928 en Nueva York, EE.UU.
Filmografía
Falsa identidad

2001 | Domestic Disturbance

Frank, Susan, Danny. Familia rota. Padres separados, el chico de ambos vive con ella. Pero Danny es un chico difícil, al que no le resulta fácil asimilar que sus padres ya no se quieren. Se ha convertido en un mentiroso, que cuenta trolas a troche y moche. Que su madre vaya a casarse de nuevo tampoco ayuda demasiado. El nuevo padre es Rick, un recién llegado al pueblo costero donde viven, forrado de dólares. Lo que nadie sabe es que su fortuna la ha hecho con dinero sucio. Y un antiguo socio se presenta en plena boda a recordarlo. El adolescente Danny va a ser testigo de hechos que nunca debiera haber visto. Y le ocurre lo que al pastor de la fábula: cuando grita “que viene el lobo”, nadie le cree. Entretenido thriller, que además de ofrecer emoción a raudales, tiene la gallardía de mostrar los efectos perniciosos que suelen acompañar a un divorcio. Para John Travolta, que interpreta el personaje de Frank, “todo el mundo puede identificarse con el temor de qué sucedería si al divorciarte el nuevo padrastro maltratara a tus hijos”. Además le atrajo de Frank el hecho de que es “una especie de héroe caído, que evoluciona a lo largo de la historia hasta convertirse en un buen tipo”. Acompañan en el reparto Vince Vaughn como el padrastro de doble rostro, y Steve Buscemi en un breve e intenso papel. Para el joven Danny se escogió a Matthew O'Leary, al que hemos visto en Escalofrío.

4/10
Mercury Rising (Al rojo vivo)

1998 | Mercury Rising

Simon, un niño autista, asiste con horror a la eliminación de toda su familia. ¿La razón? La extraordinaria inteligencia del chiquillo, que ha sido capaz de descifrar Mercury, un código secreto de una agencia del gobierno, publicado en una revista de pasatiempos. Bruce Willis es un agente del FBI, desilusionado por cómo manejan los distintos casos sus superiores. Ahora se topa con el desconcertante caso de la muerte de dos padres ejemplares: no parece existir móvil para el crimen, pero indudablemente el "trabajo" ha sido hecho por "profesionales". Harold Becker, director de las interesantes Taps (Más allá del honor) y City Hall, procura combinar buenas dosis de acción e intriga, con la relación que se establece entre el duro Willis, y el chiquillo sensible y listo que no puede comunicarse con el exterior. El resultado vale la pena, y está en la línea del conocido thriller Único testigo, que protagonizó el carismático Harrison Ford.

5/10
City Hall

1996 | City Hall

Tiroteo en las calles de Brooklyn. Un policía, un traficante de drogas y un niño inocente caen abatidos. El caso levanta una enorme polvareda en la opinión pública. ¿Qué hacía un policía actuando en solitario? ¿Por qué un juez con fama de honesto dejó en libertad provisional a un tipo relacionado con la Mafia? A pesar de lo caldeados que están los ánimos, el alcalde de Nueva York acude a dar el pésame a las familias del niño y del funcionario fallecidos. De todos modos, su deseo de esclarecer los hechos es poco decidido. Más bien parece querer tapar la desgracia con algún éxito en otros campos de la política local. La historia, narrada desde el punto de vista de Kevin, ayudante del alcalde, es una especie de viaje iniciático al borde del abismo que acaba en la corrupción. Kevin —capaz, decidido en la contienda política y honrado—, descubrirá que no todo es koshar —en hebreo, comida pura— en su oficio; la vieja idea de que entre el blanco y el negro hay muchos grises no tarda en flotar ante sus ojos. La envoltura casi invisible de los asuntos dudosos exige estar en guardia si se quiere conservar la honestidad. El guión, de construcción impecable, ha sido sometido a un progresivo pulimiento en el que han participado cuatro guionistas de renombre. Todos los cabos terminan atados, y hay una buena definición de personajes. Se añora sin embargo un punto de brillantez, algo más de imaginación. Harold Becker hace una dirección eficaz, sin llamar la atención. Se empantana un tanto al principio, en las escenas algo reiterativas de honras fúnebres, pero luego conduce la historia con pulso firme. Con su excelente equipo de dirección de arte logra hacer creíbles los entresijos de la política municipal, de un modo semejante a como se dibujaban las interioridades de la Casa Blanca en El presidente y miss Wade. El reparto es envidiable. Al Pacino, siempre estupendo, da el aire requerido al poco claro comportamiento ético de su personaje, a la vez que muestra su humanidad. Sólo se excede en la secuencia del funeral del chiquillo, donde Becker debía haberle exigido contención. Las escenas que comparte con John Cusack —muy bien éste en su sobriedad— gozan del aire paternofilial que exige su relación. Vale la pena destacar a Danny Aiello, brillante en un papel secundario.

6/10
Malicia

1993 | Malice

Endy y Tracy están casados y un día traban amistad con un atractivo cirujano. Pero cuando Tracy sufre una hemorragia y tiene que ser intervenida de urgencia, la vida de Endy se encontrará envuelta en traiciones, mentiras, adulterios y asesinatos.

4/10
Melodía de seducción

1989 | Sea of Love

Frank Keller (Al Pacino) es un veterano policía de Nueva York, divorciado y desilusionado con la cruda realidad de su quehacer diario. Se encarga de la investigación de una cadena de asesinatos que asola la ciudad. La única pista con la que cuenta es que todas las víctimas respondieron anuncios de contactos personales. En un intento de encontrar al asesino, Keller y su compañero (John Goodman) ponen un anuncio en el periódico para intentar identificar al asesino. Una misteriosa joven contesta el anuncio, y el policía no puede evitar enamorarse de ella a pesar de que se trata de la principal sospechosa. Triunfal regreso de Al Pacino al género policíaco, que tantos éxitos le había dado anteriormente (A la caza). Junto a él, un reparto de lujo del que sobresale John Goodman (Arizona Baby).

7/10
Taps (Más allá del honor)

1981 | Taps

Un grupo de jóvenes cadetes se atrincheran ante los planes de cierre de su escuela militar, dispuestos a defender su posición, con la fuerza si es preciso. El general que dirige la escuela trata de contener la rebelión, pero los chicos le toman como rehén. Intenso film, con reparto juvenil de futuras estrellas. Se trata de un sorprendente drama, dpmde el veterano George C. Scott le dio la alternativa al debutante Sean Penn, pero también a Tom Cruise. 

5/10
El campo de cebollas

1979 | The Onion Field

Película basada en desgraciados hechos reales acaecidos en Estados Unidos en los años 60, de ésos que hacen cuestionarse la capacidad del sistema para impartir justicia. Describe cómo dos policías son torturados salvajemente por dos criminales en el campo de cebollas del título, a resultas de lo cual uno muere y el otro queda afectado psicológicamente. A pesar de que los culpables son capturados e incluso condenados a muerte, el caso es que diversas artimañas legales les conducirán a la libertad provisional. Harold Becker entrega un durísimo film, que habría ganado con un poco más de contención. Retrata vívidamente las lacras de la justicia, que como las cebollas, hacen llorar. John Savage, que brilló en El cazador, protagoniza la cinta.

5/10

Últimos tráilers y vídeos