IMG-LOGO

Biografía

François Morel

François Morel

François Morel

Filmografía
Una familia de alquiler

2015 | Une famille à louer

Les profs

2013 | Les profs

La guerra de los botones

2011 | La nouvelle guerre des boutons

La Francia ocupada por los alemanes en 1944. Aunque la atmósfera está enrarecida, en los pueblecitos de Longeverne y Velran se vive la guerra con cierta tranquilidad, pero no así entre los chicos de ambos pueblos, cuya rivalidad porque unos cazan en territorio de los otros les lleva a mantener sus particulares batallas, donde la prueba de la victoria de unos sobre otros son los botones que se arrancan de sus prendas de vestir. Lebrac, líder de uno de los grupos, vivirá su primer amor hacia Violeta, una chica que guarda un secreto. Y todos aprenderán que la guerra que libran los mayores es más importante que la suya. La novela homónima de Louis Pergaud fue llevada al cine con bastante fortuna por Yves Robert en 1962 hasta convertirse en una especie de clásico familiar en el país galo. Menos fortuna tuvo una producción de David Puttnam que adaptaba la historia al mundo anglosajón. Ahora es Christophe Barratier, el director de Los chicos del coro, quien revisita la conocida trama. La principal novedad consiste en situarla en el contexto de la Segunda Guerra Mundial, o sea, encerrar una guerra dentro de otra, lo que explica que el título original aluda a una "nueva" guerra de los botones. Ello permite dar algo más de peso a los adultos, introducir cuestiones como el antisemitismo, y tratar una interesante idea, la de cómo juzgan los niños y jóvenes a sus mayores, a veces injustamente. Aunque a ratos Barratier se pasa un poco de sensiblero, en líneas generales entrega una grata película familiar, buen retrato de la infancia y de las etapas de transición a la edad adulta. Algunas mezquindades de un chico que podrían tener terribles consecuencias no previstas, hacen pensar en esa obra maestra de Louis Malle titulada Adiós, muchachos. Barratier confirma que se le da de perlas escoger a actores jóvenes para sus películas, y de modo especial acierta con el pequeñajo Clément Godefroy como le petit Gibus, un chaval con una gracia y encanto que se ganan inmediatamente la simpatía del espectador.

6/10
París, París

2008 | Faubourg 36

París, 1936. El Chansonia, un teatro que ofrece espectáculos de variedades, cierra después de que las presiones de Galapiat, dueño del local, hayan empujado al suicidio al empresario que lo explotaba. Es una desgracia más para Pigoil, que trabajaba allí, y que se suma a la infidelidad y posterior abandono de su esposa, cantante sobre las tablas. Viene, pues, el paro, el consuelo en el alcohol y, lo peor, que pasados unos meses le quitan la custodia de su amado hijo Jojo, pues la esposa, aunque dejó el hogar, ha conseguido una posición estable con un nuevo marido. El triunfo del Frente Popular en las elecciones y la agitación social, más su propia situación personal, llevan a Pigoil a lanzarse a la aventura de reabrir el Chansonia en una especie de cooperativa, donde cuenta con la aquiescencia del propietario, un tipo de costumbres gangsteriles, pero que quiere darse un lavado de imagen y figurar como alguien magnánimo. Así que junto a antiguos compañeros como el humorista Jacky, Pigoil empieza a reclutar talentos en potencia, entre los que destaca la bella Douce, a la que Galapiat ha tomado bajo su protección con el deseo de hacerle suya. Sin embargo a ella le gusta mucho más Milou, un activista político que trabaja también en el teatro. Lo tenía difícil el guionista y director francés Christophe Barratier después de haber cautivado a medio mundo con Los chicos del coro. Curiosamente, el cineasta ha escogido una trama con aires de folletín, la vida es dura, ya se sabe, donde también tiene gran importancia la música; y repite con actores del citado film, como Gérard Jugnot, Kad Merad e incluso el niño Maxence Perrin, aunque con composiciones que tratan de mostrarles en registros diferentes. Y sí, pesa el deseo de no defraudar, de entregar una historia humana y entrañable, pero que no sea más de lo mismo, que se marquen las distancias. Comparaciones odiosas aparte, se puede decir que éste es un film de tintes dickensianos con un apabullante diseño de producción, agradable de ver, aunque un pelín maniqueo y simplista. Están bien los números musicales, el homenaje a los cómicos y al género cinematográfico musical, y se agradece el despliegue de buenos sentimientos. Pero chirría algo ese contraste tan marcado y sin matices entre la buena gente sencilla y trabajadora, que lucha por sus derechos y la supervivencia, y la burguesía acomodada de corte fascista, que trata de perpetuar sus privilegios a costa de los más débiles. La concepción del film para despertar sonrisas y lágrimas parece haber empujado a Barretier a un contrapunto, para no ser acusado de blandengue, lo que le lleva a incluir un momento de dureza, la muerte de un inocente por culpa de los poderosos de siempre.

6/10
L'entente cordiale

2006 | L'entente cordiale

El traficante de armas Viktor Zilenko (Ivan Franek) roba un microchip que, tiene la virtud de hacer a un soldado inmune al dolor. La intención de Zilenko es vendérselo a los rusos por medio de los servicios secretos franceses. El aristócrata y agente secreto François de la Conche (Christian Clavier) es enviado a Londres para llevar a cabo la transacción. Le acompaña en la misión el traductor Jean-Pierre Moindreau (Daniel Auteuil). Durante el intercambio, Zilenko y sus hombres sufren un ataque del que solo sobreviven de la Conche y Moindreau. Segunda colaboración entre De Brus y Clavier en la que no llegan a conseguir el éxito de su anterior película, L´antidote. El gran reparto no se ve reflejado en un guión torpe en el que abundan absurdos gags.

4/10
L´ Antidote

2005 | L´ Antidote

Jacques-Alain Marty (Christian Clavier) es el jefe de una importante empresa,Vladis. Aunque frecuentemente, su éxito se ve relegado a un segundo plano por ataques de ansiedad que le provocan sudores y balbuceos. Todo cambia cuando conoce André Morin (Jacques Villeret), un accionista de su empresa, cuya presencia frena los ataques como si fuera un antídoto humano. Film con un buen comienzo dando un toque moderno de humor pero que a medida que avanza va decayendo volviendo a un humor clásico y recurriendo a gags fáciles. Clavier y Villeret se funden con la tónica de la película teniendo escasos momentos de lucidez.  

4/10
Tu veux... ou tu veux pas?

2004 | Tu veux... ou tu veux pas?

Después de la vida

2002 | Après la vie

4/10
Una pareja perfecta

2002 | Un couple épatant

4/10
Si yo fuera rico

2002 | Ah! Si j'étais riche

Aldo Bonnard, modesto representante de productos capilares, atraviesa una mala racha: su mujer le engaña, sus deudas se multiplican y está a punto de ser despedido. Un día gana diez millones de euros en la lotería, pero decide mantenerlo en secreto. Jean-Pierre Darroussin, actor muy popular en Francia por dramones como Marius y Jeannette o La ciudad está tranquila cambia de registro en esta comedia sobre el exagerado culto al dinero, en la que interpreta a un pobre infeliz. Supone el debut como directores de los guionistas de La verdad si yo miento, de éxito en Francia.

3/10
Alliance cherche doigt

1997 | Alliance cherche doigt

Geneviève Lechat es una mujer que dirige una agencia matrimonial. Le propone a su hijo, André, que abra una sucursal por internet, pero éste se encontrará con un cliente difícil. Fallida comedia en torno a las carencias afectivas, que sin embargo tiene un guión superficial. Está protagonizada por Guillaume Depardieu, cuya interpretación no acaba de resultar convincente.

3/10

Últimos tráilers y vídeos