IMG-LOGO
El enviado (2004)
5 /10 decine21

El enviado (2004)

Godsend

Contenidos (de 0 a 4 ¿qué es esto?)
5 /10 decine21

Crítica

Mi hijo y ... mi hijo

Mi hijo y ... mi hijo

Se suele decir que para un padre y una madre no hay nada peor que perder un hijo. Esto es lo que les sucede a Paul y Jessie, enamorados esposos, y su pena no admite consuelo. ¿O quizá sí? Porque aparece en sus vidas el enigmático doctor Wells, que desea hacer experimentos de clonación a toda costa, y que con las técnicas que ha desarrollado podría devolverles una copia exacta de su hijo Adam. Pero quizá estén jugando con un fuego que puede terminar quemándoles.

Jugar a ser Dios es la tentación más vieja del mundo. Y ya sea por la soberbia del científico que desea a toda costa demostrar que sus teorías son ciertas, o por la comprensible añoranza del ser querido muerto, el film señala lo fácil que es sucumbir a ella. Nick Hamm sabe plantear bien la historia, describir toda esta maraña de sentimientos. Pero la cosa se la va un poco de las manos al introducir elementos más propios del cine de terror y del thriller, incluidos los ‘sorprendentes’ traumas de algún personaje. El reparto está en su sitio, con un Greg Kinnear que se aleja de sus tradicionales papeles de comedia, una Rebecca Romijn-Stamos que trata de dejar atrás su imagen de objeto erótico, y un Robert De Niro que compone al médico sin despeinarse.

Promociones realistas

Los graciosillos de Lions Gate Films tuvieron la ocurrencia de crear una página web del ficticio Godsend Institute de clonación, que incluía un número de teléfono y un e-mail. Algunas personas picaron, y llamaron al teléfono señalado, donde saltaba un contestador. Al final, el estudio tuvo que ponerse en contacto con los interesados y explicar que se trataba sólo de una película.

Médico y paciente
Médico y paciente

Sólo en otra ocasión ha dado vida Robert De Niro a un médico. Fue en La habitación de Marvin (1996), y en aquella ocasión no era un doctor siniestro, sino un especialista en cáncer, que atendía a Diane Keaton. Como paciente, De Niro ha estado en manos de médicos en Despertares (1990), atendido por Robin Williams, y como gángster que acude al psiquiatra (Billy Cristal) en Una terapia peligrosa (1999) y su secuela, Otra terapia peligrosa (2002).

Comenta esta Película

Normas de uso
  • Esta es la opinión de los internautas, no de decine21.com
  • No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.
  • La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.
  • Tu dirección de email no será publicada.
  • Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.