IMG-LOGO
Hollywood
5 /10 decine21

Hollywood

Contenidos (de 0 a 4 ¿qué es esto?)

Sinopsis oficial

Hollywood

Ambientada en Hollywood tras la Segunda Guerra Mundial, narra las peripecias de un grupo de actores y cineastas dispuestos a todo con tal de triunfar en la meca del cine. Cada personaje ofrece una perspectiva única de lo que se fragua tras la refulgente cortina de la Edad de Oro de Hollywood, arrojando luz sobre unos prejuicios y sistemas injustos que discriminan por raza, género y orientación sexual, y que aún perduran.

5 /10 decine21

Crítica

El lado oscuro

El lado oscuro

Serie creada por el prolífico y sobrevalorado Ryan Murphy, en colaboración con Ian Brennan, con quien previamente ha trabajado en Glee, Scream Queens y The Politician. Recrea el Hollywood de la postguerra, años 50, en que los oropeles de la meca del cine ocultan mucha podredumbre y prejuicios. Ahí acuden muchos jóvenes con el sueño de brillar en la pantalla convertidos en estrellas, pero la realidad es que pocos logran descollar, y en el camino les toca pasar por un aro que puede resultar incómodo y donde se dejan el alma. La mirada tiene algo de fantasía idealizada muy exagerada versión Murphy, que quiere beber de Douglas Sirk, aunque, que quede claro, él no es Douglas Sirk. Curiosamente su modo de encarar la serie está emparentada con la reciente Érase una vez... en Hollywood, aunque las comparaciones son odiosas, y aquí Quentin Tarantino gana claramente por goleada.

La serie combina personajes reales y ficticios para pintar lo que se suele denominar Hollywood Babilonia, o sea, los pecados y actitudes inconfesables en que caen esos personajes rutilantes que tanta fascinación despiertan en los que disfrutan de las películas salidas de la fábrica de sueños, que también oculta pesadillas.

De modo que seguimos a Jack Castello, un recién llegado a Hollywood. Su esposa es camarera, y como lo de ser actor no es tan sencillo, acepta trabajo en una gasolinera, tapadera para que los apuestos empleados ejerzan de prostitutos con clientas talluditas, y también con hombres, se ofrece carne y pescado, como se llega a decir. Jack se indigna... un poquito, pues enseguida ve que es una interesante fuente de ingresos, y le permite hacer contactos, ventajas de practicar el sexo con Avis Amberg, la mujer de un jefazo de los estudios, Ace; y como él no quiere acostarse con hombres, logra reclutar al homosexual negro Archie Coleman, que está bastante enamorado de un tipo apuesto, grandote e ingenuo que adoptará el nombre artístico de... Rock Hudson, a instancias de su astuto agente Henry Willson, también gay. Coleman sueña con que le produzcan un guion y demostrar así que el color de la piel no importa si se tiene talento; cree en él su amigo aspirante a director Raymond Ainsley, que tiene una novia negra, Camille Washington. Ahora se trata de convencer a un estudio donde lleva la voz cantante Dick Samuels, un gay que no se atreve a salir del armario.

Lo siento si me he entretenido un poco en describir personajes, y que conste que sólo he presentado la punta del iceberg. Lo hago para apuntalar la idea de que Murphy, como suele, nos presenta un culebrón en que quita importancia al planteamiento de que, para tener la oportunidad de triunfar en el mundo del cine, es poco menos que obligado pagar el peaje de acostarse con quien haga falta, lo que además no pasaría factura alguna. De modo que la otra pata de la base argumental, la reivindicación de los derechos laborales y oportunidades de los colectivos discriminados (afros y asiáticos, mujeres, gays) para hacer realidad sus sueños, pierde inevitablemente fuelle.

Como es un narrador hábil, no se escatiman medios en la producción, y hay mucha vista en el reparto –con muchos personajes, algunos interpretados por actores no muy conocidos (destacan David Corenswet, Darren Criss, Laura Harrier y Patti LuPone) y otros asumidos por rostros reconocibles (como Jim Parsons de The Big Bang Theory, el actor director Rob Reiner, y otros en horas bajas como Mira Sorvino y Queen Latifah)–, la cosa da más o menos el pego, y atrapa la atención del espectador. Pero basta rascar un poco para advertir algo parecido a la impostura, que no hace justicia a la realidad hollywoodiense. Curiosa afición la de algunos a autoflagelarse y autojustificarse a la hora de proponer ficciones, todo al mismo tiempo.

Últimos comentarios de los lectores

Mikel - Hace 4 meses

bff hay algo de critica en tus diatribas de opinión... ya desde la primera frase sueltas "sobrevalorado" intentando meterlo como un hecho, cuando es solo tu opinion. y dices tambien que "que no hace justicia a la realidad hollywoodiense" cuando la inmensa mayoria de los temas tratados en esta serie (que se censuraba el cine en los años 40 prohibiendo tramas sobre personas de color, lgbt, judios etc, toda la historia de la gasolinera /prostibulo, la negacion a anna may wong por parte de estudios racistas fichando a blancos para papeles asiaticos...) son ciertos. no hay que ser sherlock para ver que emprendes esta critica desde los prejuicios y el deseo de dejar mal a esta produccion, que por otro lado es escapismo y ficcion, y parece que el autor de esta critica no se ha enterado. "que no hace justicia a la realidad hollywoodiense"? vivio el autor en los años 40 en hollywood como para soltar semejante falacia de autoridad? no lo creo

Comenta esta Serie TV

Normas de uso
  • Esta es la opinión de los internautas, no de decine21.com
  • No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.
  • La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.
  • Tu dirección de email no será publicada.
  • Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.

Últimos tráilers y vídeos