IMG-LOGO

Lista de cine

Lista de películas puntuadas con 4 en amor

(1985) | 89 min. | Fantástico
Gracias a la fe de su pequeña hija Abbie y de la aparición de Gideon, su ángel de la guarda, una mujer llamada Ginny Grainger tendrá la oportunidad de recuperar la esperanza y redescubrir la alegría y el verdadero sentido de la Navidad, lo cual no se trata de acumular bienes materiales sino de valorar el amor de los demás. Bonito cuento navideño producido por Walt Disney, que enternecerá a la audiencia gracias a sus buenas dosis de humanidad y optimismo, que superará todas las dificultades. Cuenta con un elenco formidable para tal objetivo, encabezado por una estupenda Mary Steenburgen (antes de aparecer en Regreso al futuro III) y por su ángel Harry Dean Stanton.
6/10
(1999) | 106 min. | Drama Tráiler
Wei es una niña de 13 años que, sin comerlo ni beberlo, se convierte en sustituta del profesor de una remota aldea china. La pobre hace lo que puede para mantener a raya a los chicos, pero la cosa no es tan sencilla; aunque, como tiene buena voluntad, la cosa va avanzando, a veces casi por casualidad. Cuando uno de sus alumnos se fuga a la ciudad ella, dispuesta a cumplir la promesa de no perder a ninguno de sus pupilos, parte para allá dispuesta a todo para encontrarle. Conmovedora. El director Zhang Yimou se llevó el León de Oro en Venecia con esta historia sencilla, rebosante de amor, que arrancará las lágrimas al espectador con un mínimo de sensibilidad. Minzhi Wei, la actriz protagonista que ha conservado el nombre para su personaje, es un prodigio de naturalidad, y dibuja bien el carácter terco, obstinado y tierno que se supone tiene la profesora.
9/10
(1991) | 115 min. | Drama
Escalofriante caso real de Betty Mahmoody, una estadounidense que se enamora y se casa con un iraní, con quien tiene una hija. De visita al país natal de él con su hija, el esposo se irá transformando en un fanático islámico. De tal modo es así que Betty ve cómo poco a poco le van quitando todas las libertades hasta prácticamente quedar recluida como si estuviera en una prisión. El film se basa en el libro de memorias de la propia protagonista. La dirección de Brian Gilbert logra que haya momentos de tensión muy eficaces y el angustioso realismo de la situación está muy bien plasmado en pantalla. Grandes trabajos de Sally Field (Ausencia de malicia) y Alfred Molina (Frida).
6/10
(1935) | 83 min. | Comedia
Un escritor achaca su crisis de creatividad al ambiente en el que se mueve, la alta sociedad. Por esta razón decide transladarse junto con su esposa a su pueblo natal en Nueva Inglaterra. Su mujer decide regresar, poco después, a Nueva York, y él se enamora de una granjera, a la que convierte en heroína de su novela. Sin embargo, sus padres le obligan a contraer matrimonio, contra su voluntad, con otro hombre. El mítico director de títulos tan románticos como Duelo al sol es el autor de este filme, toda una joya del género protagonizada por el mítico Gary Cooper (Solo ante el peligro, Juan Nadie).
6/10
(1957) | 97 min. | Romántico
Adaptación de ensueño de la novela corta de Fedor Dostoyevski, a cargo de Luchino Visconti. Traslada del San Petersburgo original a una innombrada ciudad italiana contemporánea, arranca con el encuentro nocturno de Mario, un empleado modesto, que lleva poco tiempo en la urbe, y Natalia, una joven triste y llorosa, que asomada a un puente parece albergar intenciones suicidas. Librada por Mario de unos jóvenes impertinentes, comienza una singular relación que se prolonga varias noches, donde Natalia cuenta a su acompañante su vida junto a una abuela ciega, y su enamoramiento de un inquilino, que se marchó de su casa hace un año por razones que no podía darle entonces, pero que prometió volver justo al cabo de ese período. Mario, que está absolutamente prendado de Natalia, califica la espera de ella de absurda, y sueña con que él pueda sustituir al extraño en el corazón de la joven. Película apasionadamente romántica, con una atmósfera mágica y un aliento poético que recuerdan a filmes de Max Ophüls como La ronda o Carta de una desconocida. Cuenta con una magnífica fotografía en blanco y negro, muy contrastada, de Giuseppe Rotunno, que recoge a la perfección la noche de esa ciudad recreada en estudio en Cinecittà. También ayuda a la sensación de irrealidad la música de Nino Rota, sugerente a la hora de crear intriga, o de sugerir el amor. Hay un momentos de una belleza sobrecogedora, como cuando llega la nieve en el último tramo del film, lo que conduce a un final sobriamente triste, muy hermoso. En el reparto tiene peso sobre todo la pareja protagonista, estupendos Marcello Mastroianni, enamorado y perplejo, que exhibe todo un manojo de sentimientos, y Maria Schell, que desprende una ingenuidad e inocencia maravillosas. Comparten muchos momentos maravillosos; destaquemos la vibración y energía inusitadas que Visconti logra transmitir a la noche de baile. Contrapunto es el inquilino misterioso, encarnado por Jean Marais, que le insufla un aire de quien oculta algo cuya naturaleza desconocemos.
8/10
(2015) | 123 min. | Drama Tráiler
Una flor delicada. Una historia muy sentida, entrañable, humana. Con una emotividad que evita el riesgo del empalagamiento. Y tremendamente femenina. Sachi, Yoshino y Chika son tres hermanas que han debido aprender a cuidarse solas desde la ruptura de sus padres, él se fue con otra mujer, y ella, poco responsable, no fue el apoyo que debiera haber sido. De algún modo a Sachi, la mayor, le tocó hacer de madre. La noticia de la muerte del progenitor conduce a las tres hermanas a participar en sus honras fúnebres. La ocasión les permite conocer a su medio hermana pequeña Suzu, adolescente encantadora y responsable, a la que proponen que se vaya a vivir con ellas. Hirokazu Koreeda adapta un manga de Akimi Yoshida, pero bien podría tratarse del equivalente nipón del clásico de Louisa May Alcott “Mujercitas”, pues también aquí se nos ofrece un acertado y romántico cuadro de la psicología femenina, con cuatro mujeres muy unidas, que se quieren, pero cada una con su distinta y fuerte personalidad. Abundan además atractivos personajes secundarios, que contribuyen poderosamente a la belleza del conjunto, como el de la mujer que regenta un pequeño restaurante, y que tiene un admirador que fue buen amigo del padre de las chicas. El director imprime a la narración un ritmo tranquilo, en que los personajes crecen y van asumiendo los fantasmas del pasado, la culpabilización al padre o a la madre, cuestiones que marcan sobre todo a las hermanas mayor y menor. Por otro lado se nos apuntan de modo encantador los romances de cada una de ellas: la mayor con un hombre casado, curiosa paradoja; la siguiente, acostumbrada a ir de flor en flor, parece que podría sentar la cabeza gracias a su humano jefe; la más friki está a gusto con el empleado de una tienda de deportes; y la pequeña, apasionada del fútbol, despierta la admiración de un compañero del equipo de la escuela. Estamos ante una hermosa película sobre la vida misma, y las cosas que hacen que merezca la pena vivirla: el amor, la entrega, la generosidad, el perdón, la familia, la aceptación de la muerte y la honra a las antepasados.
9/10
(2015) | 26 min. | Documental
En menos de media hora los directores Oliveir Nakache y Eric Toledano, responsables de joyas como Intocable, narran en este documental la inmensa labor social que relizan dos asociaciones con chios autistas. En la década de 1990, Stéphane creó la asociación Le Silence des Justes que ayuda a los niños autistas. Un judío practicante, Stéphane, trabaja con Daoud Tatou, un musulmán practicante, que recluta personal entre los jóvenes de las ciudades. El documental muestra las actividades que se realizan con los jóvenes y ofrece algunas entrevistas con los responsables. Se trata del germen de Especiales, una película rodada cinco años después, de enorme repercusión en Francia y en el ámbito internacional, que precisamente los directores se propusieron realizar al observar la labor que hacían Stéphane y Daoud. No por casualidad el título del film se podría traducir como "Deberíamos hacer una película".
5/10
(1955) | 120 min. | Drama
1930, en una comunidad de Jutlandia, Dinamarca. El anciano Morten Borgen, padre de 3 hijos, trata de sacar adelante su granja. Uno de sus vástagos, Ander, está enamorado de una muchacha de una familia rival. Otro, Mikkel, espera que su mujer, Inger, dé a luz su tercer hijo. El último, Johannes, es un estudiante de teología que de tanto estudiar e identificarse con la figura de Jesucristo es considerado un loco por sus vecinos. El parto de Inger se complica, y el doctor se muestra muy pesimista. La gran obra maestra del cine religioso de todos los tiempos, y el film más redondo del director danés Carl Theodor Dreyer, que obtuvo el León de Oro en Venecia. El cineasta adaptó una obra teatral de Kaj Munk, pastor protestante, sobre la relación entre ciencia y religión, y el poder de la oración.La cinta, rica en reflexiones antropológicas, es heredera directa de la preocupación por la fe del también danés Søren Kierkegaard, uno de los filósofos fundamentales del XIX. Sorprende cómo en apenas dos horas de metraje se pueden condensar de modo maravilloso y harto elocuente tantos aspectos relativos a la trascendencia y la religión: la incredulidad, la fe cansina que ya no cree en los milagros, la necesidad evangélica de hacerse como niños, la lucidez del que está abandonado en las manos de Dios, el poder de la oración, los representantes "oficiales" de la religión, las disputas humanas por el modo en que se enfoca la fe...
10/10
(1959) | 100 min. | Romántico | Drama
El universal mito de Orfeo, trasladado al mundo de las favelas de Río. Eurícide, chica de pueblo, llega a Río de Janeiro en pleno carnaval, a visitar a su prima. Y tiene un flechazo instantáneo con el apuesto Orfeo, que se acaba de comprometer con Mira. Su amor se enfrentará a una figura oscura, le muerte, que acecha a Eurícide por las calles de la urbe. Marcel Camus entrega la mejor muestra del ‘cinema novo brasileiro’, un film colorista, vibrante, de música y ritmo excelentes, e impagablemente romántico.
6/10
(2018) | 107 min. | Histórico | Biográfico | Drama Tráiler
Roma, año 67. El apóstol Pablo se encuentra prisionero en la cárcel Mamertina. Son tiempos terribles para los cristianos, perseguidos y martirizados por el emperador Nerón, que ha incendiado Roma y ha acusado a los cristianos del crimen. Pablo recibe la visita de Lucas, compañero de muchos de sus viajes por Asia Menor. Le lleva noticias de la atemorizada comunidad romana que vive oculta bajo el cuidado del matrimonio de Aquila y Priscilla e insta al apóstol para que le cuente detalles de su vida y de sus ideas, de modo que éstas puedan ser escritas y transmitidas para alentar así a sus hermanos en la fe. No es fácil abordar la figura de San Pablo, uno de los hombres más influyentes de la historia. Su vida y sus palabras son de una riqueza extraordinaria, pues sobre él descansa el honor de haber efectuado la mayor difusión del Evangelio de Jesucristo, de quien él se consideraba servidor, pues llevó su mensaje hasta los confines del orbe occidental conocido en su tiempo. Con modestia y tino este film no intenta contar la vida de San Pablo, ni siquiera una gran parte de ella, pues se centra únicamente en los últimos días antes de su muerte, durante la segunda cautividad romana, época de la que precisamente se sabe muy poco del apóstol y por tanto deja un jugoso terreno para la imaginación. Pero, al margen de sus omisiones, Pablo, apóstol de Cristo sí logra acercar su gigantesca personalidad al espectador, algo anteriormente no logrado con demasiada convicción en la pantalla. Quizá el mejor ejemplo lo teníamos hasta ahora en La Biblia: San Pablo, correcta producción de la televisión italiana. Producida por Affirm Films, compañía responsable de la notable Resucitado, la película cuenta además con Jim Caviezel como productor ejecutivo, lo cual es garantía de seriedad no sólo visual, sino ante todo respecto a su contenido histórico y teológico, tratado con el necesario rigor profesional. A este propósito el guión del también director Andrew Hyatt (Llena de gracia) sabe incluir algunas enseñanzas del apóstol en los naturales diálogos que mantiene con Lucas en prisión, al hilo de sus pensamientos y de algunos relatos de su vida. Son palabras de enorme fuerza, tomadas en su mayoría de las epístolas paulinas a las comunidades cristianas incipientes y, aunque tal utilización es lógicamente una licencia creativa, éstas no dejan de ser veraces y aportan realismo al personaje. Funcionan diversos elementos del film, como el apoyo mutuo que se dan Pablo y Lucas, bien mostrado también en sus diferencias de opinión, o las desavenencias entre los cristianos, algunos de los cuales son partidarios de tomar las armas contra el tiranos. Es estupenda por otra parte la solución que se da al famoso “aguijón en la carne” de San Pablo, que vendría a ser el dolor provocado por la vivísima conciencia de sus crímenes. Se saca mucho partido de la banda sonora de Jan A.P. Kaczmarek y es cierto que visualmente se apela al sentimiento en muchos planos (con ralentizaciones que recuerdan algo al pausado estilo de La Pasión de Cristo), pero también otros momentos encajan a la perfección, como el emocionante discurso del amor, tomado de la Carta a los Corintios. Y aunque alguna subtrama resulte algo tópica –la enfermedad de la hija del jefe de la cárcel–, también se resuelve de modo convincente y nada efectista. De todas formas, el film atrapa especialmente por la potente figura del apóstol, mostrado aquí como una persona que vivía en el cielo y que tenía a su vez los pies bien asentados en la tierra, con un carácter fuerte y una fe inconmovible, pero profundamente humano y necesitado del cariño de los suyos. El casting es perfecto. El modo de hacer de Jim Caviezel (Lucas) es sobradamente conocido, pero James Faulkner está fabuloso como San Pablo.
7/10
(2000) | 200 min. | Biográfico
Cuidado biopic de uno de los santos más influyentes de nuestro tiempo. Ése es Francesco Forgione, más conocido como Padre Pío de Pietrelcina, desde que ingresara en la orden de los capuchinos. Recibió muchos dones, como el de hacer milagros y el de profecía, o el presentar en su cuerpo los estigmas de la Pasión de Cristo. Gente de todo el mundo acudía a él en busca de ayuda y consejo, pero tuvo que afrontar muchas incomprensiones y desprecios, además de enfrentarse a su peor enemigo, el demonio.Esta miniserie televisiva se articula en torno a la visita que un obispo hace al Padre Pío, ya anciano y enfermo; su encuentro se convierte en un verdadero "tour de force", pues el visitante toma al monje capuchino por un farsante, y pone mil pegas a su trayectoria, lo que sirve de excusa argumental para desplegar ante el espectador lo que ha sido su vida. El padre Pío fue canonizado por Juan Pablo II en 2002. Esta emotiva película recoge los hechos más relevantes de su vida, de modo convincente y respetuoso. Interpreta de modo genial, en uno de sus mejores trabajos, Sergio Castellitto (Deliciosa Martha). El actor sabe recoger la veta espiritual del santo con su prodigiosa humanidad, que le hace tener un corazón grande, y un divertido sentido del humor.
6/10
(1951) | 122 min. | Drama
Un pescador encuentra los cadáveres de un hombre y una mujer. Se trata de los cuerpos de los protagonistas de una bella historia de amor. Una bellísima mujer conoció aun hombre misterioso que resultó ser el capitán de un barco, condenado a vagar por el mar hasta que encuentre a una mujer dispuesta a morir por amor. Uno de los más inolvidables títulos del cine romántico, dirigido, producido y escrito por Albert Lewin. La pareja protagonista formada por Ava Gardner (La condesa descalza) y James Mason (Con la muerte en los talones) realiza un gran trabajo.
4/10
(1989) | 99 min. | Drama
Una anciana de carácter está perdiendo facultades. Su hijo le contrata un chófer; los iniciales roces derivan hacia una entrañable relación. Film divertido y tierno a la vez, ganó cuatro Oscar, incluido mejor película. Jessica Tandy y Morgan Freeman están sublimes.
7/10
(1995) | 122 min. | Drama
Una monja recibe una carta. Un asesino, condenado a muerte, quiere verla. Hablan y hablan, a veces no muy amablemente. Hay mucha rabia y cinismo en el condenado. Pero la monja le escucha siempre y hace todo lo posible por ayudarle y comprenderle. Quizá es inocente, aunque su culpabilidad es más probable. La apelación se acerca. Y pronto verá que el cuadro al que se enfrenta no estará completo si no visita a los familiares de las víctimas. Sin utilizar trampas ni efectismos, Tim Robbins consiguió con Pena de muerte, su segunda película como realizador, un tremendo alegato en contra de la pena capital. Es elogiable la visión objetiva de lo que hay alrededor de una ejecución legal. Interpreta a la religiosa Susan Sarandon, en una de sus más memorables composiciones –ganó el Oscar–, mientras que Sean Penn realiza una sobrecogedora actuación como el presunto asesino.
8/10
(2016) | 83 min. | Comedia Tráiler
Una película con encanto. Hace muchos años, cuando era niña, Fiona dijo adiós a su tía Martha, que se disponía a viajar desde su helado pueblecito de Canadá hasta París, en Francia, para triunfar en el mundo de la danza. Siento ya adulta y bibliotecaria, llega a sus manos una carta desde París de una anciana y algo senil Martha, que requiere su presencia en la ciudad del Sena. Y hacia allí viaja, aunque le ocurren mil peripecias, empezando por la pérdida de documentación y equipaje, a la ausencia de su tía en su domicilio. En su camino se cruza Dom, un sin-techo al que ha llegado la mochila de Fiona, aunque él ignora que le pertenece. El dúo artístico conformado por Abel y Fiona entrega una obra deudora del cine mudo y del burlesco, rebosante de poesía y humor físico, por supuesto en la tradición de Charles Chaplin y Buster Keaton, pero avanzando en el tiempo las conexiones son indudables con Jacques Tati, y en algunos aspectos con Rowan Atkinson y su Mr. Bean, con Delicatessen de Marc Caro y Jean-Pierre Jeunet, y con las películas de Aki Kaurismäki. Todo es muy visual, incluida la cuidada y luminosa paleta de colores, pero sin renunciar a la palabra cuando es necesario. Los gags están concebidos de modo maravilloso, con un sentido prodigioso del timing, hay coreografías portentosas, y el aspecto externo de los personajes está muy trabajado. Se juega muy bien con la aparición y desaparición de algunos personajes, o resolviendo algunas incógnitas que no entendíamos, como la anciana tía Martha morreándose con un vecino para que no detecte su presencia otra vecina que corre escaleras arriba, escaleras abajo. Las caídas al río, la cena en el restaurante, la subida a la torre Eiffel, los encuentros con un policía montado canadiense, el elogio (!?) fúnebre, son momentos descacharrantes, algunos de los ejemplos del film realizado por un par de artistas con talentos, que son además protagonistas en compañía de la gran Emmanuelle Riva en el que sería su último trabajo en la pantalla.
7/10
(2013) | 98 min. | Biográfico | Drama Tráiler
Philomena Lee, una anciana, no ha podido olvidar a pesar de los muchos años transcurridos, al hijo que tuvo siendo adolescente, y que fue dado en adopción por las monjas del convento irlandés de Roscrea, que la acogió a jóvenes madres solteras. Aunque siempre ha mantenido el hecho en secreto, un día se lo desvela a su hija, quien propone a Martin Sixmith, un periodista político de la BBC en horas bajas, que las ayude a dar con su paradero. Aunque reticente al principio a escribir sobre una historia “de interés humano”, acaba accediendo, lo que le sumerge en una investigación que le va a cambiar la vida. Después de La Reina y El gran combate de Muhammad Ali, Stephen Frears vuelve a abordar otra historia basada en hechos reales, convertida en guión por Jeff Pope y uno de los protagonistas del film, Steve Coogan, que ejerce también de productor. Se trata en efecto de un suceso “de interés humano” que parte de los remordimientos de una madre que piensa no haber hecho lo suficiente para, primero retener junto a sí a su hijo, y luego averiguar qué fue de él. La extraña pareja que constituyen Philomena y Martin funciona muy bien en su contraste, la bondad y gustos populacheros e ingenuos de ella por un lado, la pose intelectual y algo cínica de él por otra. También se podrían trazar paralelismos entre las poco caritativas monjas que “condenan” a la joven “pecadora” Philomena por su maternidad fuera del matrimonio, mientras cubren las necesidades económicas de la congregación entregando a los bebés a padres con deseos de adoptar, y el periodista y la editora que confían en sacar un libro de la historia de esa mujer, y que también en algunos momentos no ven a la persona que sufre, sino el negocio que tienen entre manos; o entre dos formas de vivir el cristianismo, el de un rigorismo poco evangélico, y el de una mujer sencilla que tal vez pecó, pero que muestra una extraordinaria grandeza de alma porque sabe perdonar y disculpar ante comportamientos poco edificantes. Todos estos elementos dan pie a un entramado argumental inteligente, donde se tratan de evitar los simplismos, en la medida en que se puede matizar en una película de menos de dos horas de metraje. Algunas soluciones visuales, como las viejas películas que evocan el modo en que Philomena ha imaginado la vida de su hijo en su ausencia, tienen su gracia -la ventanilla del avión-, y acaban fundiéndose bien con otras auténticas. De todos modos, quizá los hallazgos acerca del hijo perdido y su familia de acogida conforman la parte más débil de la película, así como algún momento dramático algo forzado. Pero el conjunto conforma una historia equilibrada con una soberbia interpretación de Judi Dench, a quien da muy buena réplica Steve Coogan.
6/10
(2008) | 100 min. | Animación | Aventuras Tráiler
Fujimoto es un tipo que, harto de los destrozos que el hombre realizaba en la naturaleza, y más concretamente en el mar, decidió dar la espalda a ese mundo contaminado y vivir en el fondo del océano, en un entorno muy especial. Allí conoció a una diosa del mar, lo que le hizo padre de centenares de criaturas con aspecto de pececillos rojos encantadores, aunque con particularidades que les distinguen del resto de los habitantes del mar. Una pececilla de Fujimoto, Ponyo, va a perderse en una red de un barco de pescadores, y tras vicisitudes varias la recoge un niño de cinco años, Sosuke, que vive en lo alto de un acantilado. En contacto con la sangre humana, Ponyo empieza a desarrollar unos dones muy especiales que la aproximan de modo inesperado al mundo de los humanos. Lo que irrita sobremanera a Fujimoto, que trata de rescatar a Ponyo. Otra de las maravillas animadas con que nos suele obsequiar el genial Hayao Miyazaki. Su película es pura poesía, una delicia en cada uno de sus fotogramas. Siguiendo la tradición del 'anime' japonés, demuestra que no es necesario apabullar con las herramientas de ordenador -las usa con mesura y sabe que son eso, herramientas- para obsequiarnos con una historia deliciosa, de personajes bien construidos. Resulta conmovedora la estrecha relación que se establece entre Sosuke y Ponyo, que en un momento dado exigirá una gran prueba de amor. Además, es un encanto la madre de Sosuke, Lisa, una mujer muy activa y decidida -conduce por las serpenteantes carreteras del acantilado con una soltura que ni Fernando Alonso...-, trabaja con empeño en una residencia de anciano -otro acierto, el plantel de viejitas, muy bien presentado- y se plantea bien por ejemplo la decepción cuando su marido Koichi, capitán de barco, anuncia que no estará para cenar una determinada noche. Miyazaki transmite emociones, tan pronto nos conmueve como nos hace reír. O nos hace vibrar en la noche de la gran tormenta, la emoción de las olas que sacuden la costa, y que podrían ser el prólogo de un gran tsunami. Por supuesto, en el diseño de personajes destacan los pececillos, muy graciosos. Miyazaki, director y guionista, demuestra que ni siquiera es necesario contar con un supervillano para sacar adelante una película animada. Llama la atención lo positivos que son sus personajes, la naturalidad con que despliegan sus virtudes, la generosidad, el espíritu de servicio, la alegría, la gratitud. Por supuesto que puede haber reacciones intempestivas, un ecológico toque de atención acerca del descuido en tantas personas de las cuestiones de la naturaleza o una anciana cascarrabias, pero en el cineasta nipón domina un optimismo antropológico muy de agradecer en los tiempos que corren.
8/10
(2010) | 120 min. | Biográfico | Drama
Hagiografía de san Felipe Neri, fundador de la Congregación del Oratorio, que vivió en Italia en el siglo XVI. Inicialmente concebida como serie, esta producción de la Radiotelevisión Italiana (RAI), fue seguida en su estreno por más de 6 millones de espectadores. El director, Giacomo Campiotti, ha supervisado una versión reducida para salas de cine. Prefiero el paraíso reconstruye la vida del santo desde que abandona Monte Cassino para irse a Roma, donde espera ser enviado como misionero a las Indias con los jesuitas. Como no es posible que viaje inmediatamente, se hospeda en casa de un matrimonio amigo que le pide que eduque a su hijo. Acaba dándole clases al chico, a su hermana, y a un grupo de ladronzuelos callejeros, con ayuda de su confesor, Persiano Rosa. Mientras aumenta progresivamente el número de fieles que se acerca a él, Neri preparará a sus indisciplinados alumnos para formar un coro que cante ante el Papa, que le ha prometido que tras conocerles se pensará si le permite fundar una congregación. Describe la etapa de los Médici, convulsa en la historia de la Iglesia, donde Neri tuvo una gran importancia a la hora de reevangelizar Roma. El guión capta bien la esencia del protagonista, un hombre optimista, que insistía en que se sirviera a Dios con alegría, y también ingenioso, capaz de hilvanar respuestas rápidas, como en la conocida anécdota de donde sale el título, cuando el Papa le ofreció convertirle en cardenal, y él le replicó "prefiero el paraíso". O cuando le pedía a los niños "Sed buenos... si podéis" –no en vano ha quedado como patrón de los educadores y de los humoristas–. Le encarna con la suficiente convicción el veterano actor Gigi Proietti (legendario prometido con el que quería reunirse Sophia Loren antes de quedarse atrapada en la aduana neoyorquina en Mortadela). El resto del reparto de Prefiero el paraíso es irregular. Algunos de los numerosos niños resultan poco creíbles, aunque en general el elenco cumple, sin resultar especialmente memorable. Campiotti, también responsable de la serie Dr. Zhivago (2002), ha contado con un presupuesto extremadamente ajustado, sobre todo teniendo en cuenta que se trata de un film de época. A pesar de su puesta en escena sencilla y televisiva, consigue que Prefiero el paraíso funcione, incluso en su versión recortada, en la que no parecen quedar flecos sueltos. Su tono amable, tan positivo como el personaje retratado, va contracorriente en relación con lo que es habitual en las producciones modernas, pero acaba convenciendo si el espectador se deja llevar.
6/10
(2019) | 107 min. | Drama
Las películas de astronautas están de moda, tal vez tenga algo que ver con ello el 50 aniversario de la llegada del hombre a la Luna, y la nostalgia por las emociones de gestas y descubrimientos de antaño, que hoy en día brillan por su ausencia. Sea como fuere, a títulos com El primer hombre o Ad Astra hay sumar la llegada de esta película europea, Proxima. Alice Winocour, directora de Augustine y coguionista de Mustang ofrece una historia centrada en mujeres, la astronauta Sarah y su pequeña hija Stella. Sarah, que está separada de su marido, ha sido seleccionada para el primer viaje espacial tripulado a Marte, un magnífico logro profesional, pero que le supondrá no estar con Stella durante un año, una prueba difícil de sobrellevar. La película describe el período de duro entrenamiento previo al despegue del cohete que la llevará a la Estación Internacional junto a otros dos compañeros astronautas, uno ruso y el otro estadounidense. Junto a la presión de los ejercicios pesa la reacción de la pequeña, que aunque encantadora tendrá que acostumbrarse a vivir con su padre, a un nuevo entorno de amigos y escuela, y a ver a su madre sólo en plasma. Winocour opta por una vía realista a la hora de abordar su historia, con un equilibrio muy de agradecer. Pone en valor el esfuerzo, y no sólo físico, que también, que una mujer tiene que hacer para descollar como cosmonauta, pero evita acertadamente convertir el film en algo asimilable al panfleto feminista. Y pinta bien las relaciones con los otros astronautas, con el ex marido, con los trabajadores de la Agencia Espacial Europea, o del centro de entrenamiento en Moscú. También evita los sentimentalismos fáciles, porque las reacciones de madre e hija ante la inminente separación son muy naturales, e incluso el único “extraordinario” que se permite en el último tramo de la película, lo acepta el espectador sin rechistar, porque no se ha abusado de la petición de que suspenda su incredulidad. La sobriedad funciona, y los actores lo hacen muy bien, tanto la pequeña Zélie Boulant, como sobre todo Eva Green, que lleva casi todo el peso de la historia. Respaldan bien ellos, Matt Dillon, Lars Eidinger y Aleksey Fateev.
7/10
(1946) | 130 min. | Drama
Víspera de Navidad. George Bailey está con el agua al cuello. Buen tipo, ha creado un banco para ayudar a la gente, pero en un momento dado no puede hacer frente a los pagos. El malvado señor Potter ser regocija de sus problemas. Desesperado, Bailey va a un puente, dispuesto a arrojarse al río. Pero viene a él Clarence, un ángel que tiene con él la oportunidad de ganarse sus alas. Lo hará mostrando a Bailey como habría sido la vida de su familia y amigos si él no hubiera existido. Film navideño por excelencia, conmueve aunque uno la haya visto varias veces. Fue el primer título de Frank Capra para Liberty Films, productora que creó con Wyler y Stevens. La historia se basaba en el breve texto de una felicitación navideña de Philip Van Doren, y contó con unos inolvidables James Stewart, Lionel Barrymore, Donna Reed y Henry Travers. Curiosamente en el momento de su estreno, y pese a las buenas expectativas (nominaciones al Oscar incluidas), no funcionó. Y ninguna explicación resulta satisfactoria para el que luego ha llegado a ser el film más popular del genial Capra.
10/10

Últimos tráilers y vídeos