saltar al contenido principal
inav
Nota decine21
estrella
Soy leyenda
Tienda amazon Tienda fnac

Soy leyenda

I Am Legend

Principales intérpretes

Crítica decine21.com

estrella
6
La soledad era esto
La soledad era esto

La humanidad está de enhorabuena. Parece. Porque los científicos liderados por el doctor y coronel Robert Neville han desarrollado un retrovirus que parece ser el remedio definitivo contra el cáncer. Pero tres años después, en 2010, el panorama es muy diferente. La mayor parte de los hombres ha muerto a causa del virus de marras, y los infectados que viven son una especie de zombies rabiosos, que no deben exponerse a la luz, y que atacan a los pocos supervivientes sanos. En tal tesitura, Neville es el único hombre sano que queda en la zona cero de la infección, un Nueva York desolado. Sólo tiene como compañía a un perro pastor alemán, Sam, y cada día radia un mensaje dirigido a posibles supervivientes, para que se reúnan con él en cierto muelle de la ciudad; pero nunca nadie acude a la cita. En esos tres años de soledad, Neville ha continuado investigando para hallar una posible solución a la enfermedad que ha desatado; y de un modo muy disciplinado, ha ideado medios para combatir la forzada soledad y la tentación de la desesperanza.

Notable adaptación de la clásica obra de ciencia ficción de Richard Matheson, que en sendas versiones cinematográficas anteriores tuvieron el protagonismo de Vincent Price y Charlton Heston, dos actores que han frecuentado el género fantástico. Ahora es otro amante del género, Will Smith (Men in Black, Yo, robot), quien acepta el reto de permanecer solo en pantalla gran parte del metraje. Y sale airoso, atrapa con matices la situación extrema de su personaje, con momentos estupendos como en su esfuerzo por cultivar "la vida social" en el videoclub. En una lograda conjunción de interpretación, guión y dirección, se consigue insuflar humanidad y dramatismo a la trama, no estamos sólo (que también) ante una espectacular cinta futurista y catastrofista con estupendos efectos especiales. Además de la cuestión de la soledad, también se apuntan los límites de la ciencia, su pretensión de ser causa de esperanza para el hombre; y la ayuda y la necesidad de la fe, para sobrellevar situaciones que, simplemente, nos superan. En esa línea se apunta el miedo a un futuro incierto, una idea que parece explotada por muchas películas recientes de zombies, como 28 días después y su secuela, 28 semanas después.

La estructura narrativa del film lleva a intercalar la soledad neoyorquina del protagonista, y sus enfrentamientos con los terroríficos zombies, con flash-backs que reconstruyen cómo se ha llegado a la situación actual, y que subrayan la terrible pérdida de Neville, la ausencia de su querida familia. Hay un gran acierto en introducir enseguida las escenas de la desolación de Nueva York, su sobrecogedor estado de abandono.

La jungla urbana

Neville, protagonista del film, se pasea por un Nueva York abandonado, que ha sido poco a poco invadido por plantas y animales de la selva. La naturaleza resurge en la ciudad. La idea fue del director, Francis Lawrence, que investigó con ayuda de su departamento artístico qué ocurriría en un caso similar en una ciudad. “Las roturas en las conducciones de agua habrían abierto agujeros, inundando calles y partes de edificios,” describe Lawrence. “También habría incendios provocados por la electricidad y el gas, y la irrefrenable naturaleza habría empezado a reclamar su lugar. Hemos alcanzado una especie de intemporalidad; la dureza y el polvo de la ciudad, después de haber sido envuelta por la naturaleza, se convierten en un paisaje sensual”.

Sin palabras
Sin palabras

No lo tenía fácil Will Smith, pues su personaje se pasea por Nueva York solo, en compañía únicamente de Sam, su perro. “Fue un ejercicio increíble no poder hablar y sin embargo tener que comunicar” explica. “Tener que imaginar cómo comunicarse sin palabras ha sido la parte central de la actuación. Al estar durante un rato en silencio se empieza a descubrir toda una gama de cosas sobre el personaje y uno mismo.”

Colaboración ciudadana

Las imágenes de Smith caminando en solitario por Nueva York requirieron de muchos efectos especiales. “Nunca usamos las imágenes del entorno tal y como estaban. Las modificábamos, pero no sólo en detalles pequeños, sino a lo grande”, afirma Paul Kramer, director de exteriores. Pero siempre se partía de las localizaciones reales, lo que requirió cortes de tráfico en sitios tan concurridos como la Quinta Avenida. “Lo asombroso es que todos callaban cuando rodábamos. Cuando grité: ‘Corten’, se oyeron los aplausos de miles de personas que estaban en el lado opuesto de la calle ocupando manzanas enteras. Nadie tomó fotos ni emitió ningún sonido durante las tomas”, explica Francis Lawrence.

DVD
Distribuye: Warner
Extras: Español e inglés 5.1. Cómics. Creando "Soy Leyenda". Historia con moraleja.
Cómpralo en... Tienda amazon Tienda fnac

Librerias TROA

CALENDARIO ESTRENOS DE CINE