Decine21
Reportajes La actriz Dominique Huett denuncia a The Weinstein Company

Una asistente de Harvey Weinstein rompe su acuerdo de confidencialidad para reconocer las alegaciones de acoso sexual

Zelda Perkins trabajó durante muchos años como asistente en la oficina londinense de Miramax, la empresa que estuvo dirigida por los hermanos Weinstein.

Ahora, ha roto el NDA (“non-disclosure agreement” o “acuerdo de confidencialidad”) que tenía firmado con la compañía, para conceder una larga entrevista a Financial Times, en torno al escándalo que estos días ha sacudido Hollywood. Reconoce que al rubricarlo, en 1998, cobró 125.000 libras (más de 140.000 euros) por mantener la boca cerrada.

En aquella época, Harvey Weinstein la trataba de persuadir para hacer cosas en contra de su voluntad, como darle masajes en ropa interior a solas, o meterse en su cama. También la utilizaba como gancho para atraer a jóvenes actrices. Asegura que otra compañera también sufrió el mismo trato, y que finalmente ambas decidieron aceptar el dinero y callar para siempre.

Después del artículo de The New York Times que ha denunciado las actividades del productor, Zelda Perkins ha decidido hablar. “A menos que alguien haga esto, no habrá un debate sobre lo indignantes que son estos acuerdos y la cantidad de sufrimiento que padecen las víctimas por culpa de ellos”.

Por sus declaraciones, la ayudante de Weinsten deberá devolver todo el dinero. Además, tendrá otros costes legales exigidos por el contrato.

En otro orden de cosas, Dominique Huett, actriz totalmente desconocida, ha responsabilizado a toda la empresa, The Weinstein Company, a la que ha denunciado alegando que la mayor parte de los empleados conocía que su presidente la había obligado a tener sexo con él. En noviembre de 2010 la citó en el bar del hotel, donde básicamente le explicó que si accedía a sus deseos podría darle un empujoncito a su carrera. Alega que utilizó ‘honeypots’, al parecer empleadas suyas invitadas a la reunión, pero que luego se ausentaban por motivos poco claros para dejarles a solas.

Tras la turbia experiencia, Huett ha debido desencantarse con el mundillo de la interpretación. En su filmografía sólo aparece un papel muy pequeño en un capítulo de la serie Familia de policías, por lo que se ve que visto el percal ha decidido retirarse.

Lo último del mundo del cine

Últimos tráilers oficiales