IMG-LOGO
In memoriam

Brilló en "El síndrome de China", "La tapadera", "Cocoon" y "La cosa"

Muere el habitual secundario Wilford Brimley a los 85 años

Inconfundible por su voz grave, y su exuberante mostacho, apareció en títulos como "Cocoon", "La cosa" y "La tapadera". El actor Wilford Brimley ha fallecido a los 85 años en el hospital de St. George, en Utah, como consecuencia de un problema renal.

Nacido en Salt Lake City, el  27 de septiembre de 1934, Anthony Wilford Brimley –su nombre completo– sirvió en el Cuerpo de Marines, y una vez de vuelta a la vida civil, trabajó como agricultor y jinete de rodeo; antes de convertirse en guardaespaldas del carismático millonario Howard Hughes. Aconsejado por un buen amigo, el actor Robert Duvall, comenzó a trabajar en el mundo del cine como especialista, en títulos como Valor de ley, junto a John Wayne.

Cambiaría su vida Michael Douglas, productor de El síndrome de China, que se arriesgó a ofrecerle un papel de peso en la cinta, donde dio vida a Ted Splinter, ingeniero que trabaja en una planta nuclear, que protagoniza una escena memorable al final junto a Jane Fonda. Sydney Pollack le sacó tajada como asistente del Fiscal, en Ausencia de malicia, y mucho después como siniestro matón de un despacho de abogados en La tapadera. En El mejor , de Barry Levinson, dio vida a un gerente de un equipo de béisbol, junto a Robert Redford, y en La cosa, de John Carpenter, aparecía sin bigote y con gafas como el Dr. Blair, uno de los compañeros más inquietantes de Kurt Russell, en una base científica de la Antártica.

También destacó como un anciano rejuvenecido tras sumergirse en una piscina junto a sus compañeros de residencia en Cocoon, de Ron Howard. Pese a que interpretaba a un septuagenario, Wilford Brimley sólo tenía 51 años en el momento del rodaje. Repitió en Cocoon: el retorno, la secuela.

"Soy un tipo cualquiera”, dijo en una entrevista publicada en The New York Times. “No puedo hablar sobre actuar, porque no sé nada de ello. Sólo fui lo suficientemente afortunado como para que me contrataran". Casado con la también actriz Lynne Brimley, con la que tuvo cuatro hijos, años después de su fallecimiento, en 2000, volvió a contraer matrimonio, con Beverly Berry, que le ha acompañado hasta su muerte. 

Lo último del mundo del cine

Últimos tráilers y vídeos