IMG-LOGO
Reportajes

De los seriales a la Edad Dorada de Marvel

Historia del cine de superhéroes (IV)

La etapa que va de 2010 a 2019 se puede dividir en dos partes, una primera en la que Marvel -ya integrada dentro de la estructura de Walt Disney- se come con patatas a la competencia, y una segunda en la que sigue arrasando, pero sus competidores poco a poco encuentran el norte.

Pese a la calidad de la trilogía del Caballero Oscuro de Christopher Nolan, a Warner le costó levantar cabeza con sus posteriores adaptaciones de superhéroes de DC. Mientras Nolan filmaba sus largometrajes sobre Batman, la compañía fracasaba con Superman Returns (2006), de Bryan Singer, con Brandon Routh, que no logró despegar del todo, y la infame Green Lantern (2011). Por su parte, Watchmen (2009) no levantó pasiones (le ha ido mucho mejor a la posterior serie de HBO, también basada en el cómic de Alan Moore y Dave Gibbons).A partir de ese momento, Warner decidió imitar la fórmula del MCU de Walt Disney, es decir, interconectar a sus personajes en una serie de filmes que después confluirían en uno que los uniera a todos. El realizador a cargo de la función, Zack Snyder, pretende imitar a Nolan, con filmes oscuros, dramáticos, sin el sentido del humor que distingue a Marvel. Por desgracia, carece del talento del británico, por lo que El hombre de acero (2013), Batman v Superman: el amanecer de la Justicia (2016) y Liga de la Justicia (2017), que terminó Joss Whedon, responsable de Marvel Los Vengadores, porque Snyder sufrió una desgracia familiar, no convencen a la crítica, ni alcanzan las cifras de taquilla a las que se aspiraba.

Fox consigue que sus héroes mutantes languidezcan; no le fue mal a X-Men: Primera generación (2011), con una versión juvenil de los personajes. pero el público se va desinteresando progresivamente con las rutinarias Lobezno inmortal (2013), X-Men: Días del futuro pasado (2014), X-Men: Apocalipsis (2016), y X-Men: Fénix Oscura (2019). Sony también está a por uvas, dilapidando al carismático Hombre Araña, en sus peores entregas cinematográficas, las sosas The Amazing Spider-Man (2012) y The Amazing Spider-Man 2: El poder de Electro (2014), de Marc Webb, con Andrew Garfield encarnando al personaje.

Al mismo tiempo, a Marvel le va de miedo, con la fase dos, que cuenta las hazañas de sus personajes tras la batalla de Nueva York, y antes de que sufran un cisma. La componen Iron Man 3 (2013), Thor: El mundo oscuro (2013), Capitán América: el soldado de invierno (2014), Guardianes de la Galaxia (2014), Vengadores: La era de ultrón (2015), y Ant-Man (2015).

En la segunda mitad de la década el tablero de juego se equilibra un poco, aunque no del todo. Warner encuentra el rumbo recuperando el sentido del humor y el optimismo, con la feminista Wonder Woman (2017), Aquaman (2018) y ¡Shazam! (2019). Pero sobre todo marca un hito con Joker (2019), que pese a contar el origen del archivillano de Batman, se dirige a un público adulto, con reminiscencias del cine de Martin Scorsese. Obtuvo el León de Oro en Venecia, cuando hasta entonces parecía impensable que un film de superhéroes triunfara en un festival de serie A. Y logró el Oscar al mejor actor, un magistral Joaquin Phoenix, y a la mejor banda sonora. Fox conseguiría remontar el vuelo con la paródica Deadpool (2016), su secuela, Deadpool 2 (2018) y la crepuscular Logan (2017), que reinventa a Lobezno, de nuevo encarnado por Hugh Jackman.Y hasta Sony insufla aires nuevos al Trepamuros, con Spider-Man: Homecoming (2017) y Spider-Man: Lejos de casa (2019), dirigidas por Jon Watts, con el joven Tom Holland al frente del reparto. Mediante un acuerdo con Walt Disney, aparece en ambos filmes otro superhéroe de Marvel, Iron Man, encarnado como no podía ser de otra manera por el actor titular, Robert Downey, Jr., y al mismo tiempo Holland intervendrá en las cintas del MCU.

Pero la hegemonía sigue perteneciendo a éste, que en la Fase 3 bate sus propios récords. La integran Capitán América: Civil War (2016), Doctor Strange (2016), Guardianes de la galaxia Vol. 2 (2017), la citada Spider-Man: Homecoming (2017), Thor: Ragnarok (2017), Black Panther (2018), Vengadores: Infinity War (2018), Ant-Man y la Avispa (2018), Capitana Marvel (2019), Vengadores: Endgame (2019) -que se convierte en el film más taquillero de todos los tiempos, desbancando a Titanic- y la mencionada Spider-Man: Lejos de casa, que sirve de epílogo. Abarca desde que los Vengadores se enfrentan entre ellos, después de que el gobierno regule las actividades de los superhéroes, hasta que deben reunirse para hacer frente a la amenaza de Thanos, supervillano que pretende reunir las Gemas del Infinito para usar su poder con el fin de diezmar a la humanidad.

Lo último del mundo del cine

Últimos tráilers y vídeos