saltar al contenido principal

Se estrena una película del Gordo y el Flaco. No, no, no hemos viajado al pasado, ni se trata de un reestreno, sino que llega a los cines una magnífica película de la célebre pareja cómica, bien acompañada de un grupo de estrenos para todos los gustos.

El biopic es un género que con frecuencia resulta acartonado. No es el caso de la fantástica El Gordo y el Flaco, que nos habla de la relación profesional de amistad entre los geniales Stan Laurel y Oliver Hardy, de un modo agridulce y evocador, haciendo reír y emocionando. Steve Coogan y John C. Reilly llegan a hacernos creer que los actores han resucitado, tan bien los interpretan. También se basa en hechos reales Beautiful Boy. Siempre serás mi hijo, la relación de un padre con su hijo drogadicto, el intento de sacarlos adelante, están estupendos Steve Carell y Timothée Chalamet.

Las películas de hondo sentido humano, que nos recuerdan la dignidad de las personas, sea cual sea su aspecto o condición social, tienen un gran valor. Nos lo recuerda Yomeddine, potente película sobre el viaje que emprende un leproso con cara y cuerpo deformes, y un niño nubio, en busca de la familia del primero, una peripecia que ayuda a ambos a reencontrarse de un modo nuevo. Es la primera película de su director, el prometedor A.B. Shawky. También tiene su interés Contemplación, un ensayo documental sobre la ceguera, a veces no hace falta el sentido de la vista para ver. Mientras que Maya salta de Siria a India, un periodista tiene que superar el trauma de un secuestro, y puede ayudarle a ello la mujer que da título al film dirigido por otra mujer, Mia Hansen-Løve.

El cine familiar tiene este finde dos estupendas muestras. El niño que pudo ser rey se inspira en la leyenda del rey Arturo para contar la historia de un caballeresco chaval, que secundado por sus amigos, y pertrechado de Excalibur, debe salvar al mundo de la amenaza de Morgana. Con elementos de Tolkien, Harry Potter y Star Wars, resulta muy entretenida. Es el caso también del maravilloso anime Mirai, mi hermana pequeña, una historia de chaval mimado pero destronado por el nacimiento de una hermanita.

El cine español baja la bandera, toca subirse a la comedia Taxi a Gibraltar, con director argentino tras la cámara, Alejo Flah, y rostros conocidos como el conductor del vehículo, un Dani Rovira que busca con todas sus fuerzas el desencasillamiento.

Y los amantes del miedo y la tensión, tienen una cita a meterse dentro de la Escape Room, que tiene su punto para los amantes de las emociones fuertes. Mientras que Gintama es cine japonés basado en un manga, que acaba cansando por su largo metraje.

Compartir en Google Bookmarks Compartir en Meneame enviar a reddit

CALENDARIO ESTRENOS DE CINE