IMG-LOGO

Biografía

Emily Ratajkowski

Emily Ratajkowski

29 años

Emily Ratajkowski

Nació el 07 de Junio de 1991 en Londres, Reino Unido
Filmografía
Estafadores

2019 | Lying and Stealing

Ivan es un experto ladrón de obras de arte que actúa en casas de los grandes ricachones, cumpliendo así los encargos de su jefe Dimitri, un mafioso un tanto alocado que ya trabajó en el pasado con el fallecido padre de Ivan. El caso es que a Ivan le gustaría dejar atrás su actividad delictiva pero sabe que si lo hace se arriega a que le "quiten de enmedio", por lo que decide hacer un trato con un agente del FBI, al tiempo que conoce a una socia, Elyse, para llevar a cabo sus planes. Una película de ladrones con escasa entidad, cuyo guión es verdaderamente simplón, lineal y carente de originalidad. El director y coguionista Matt Aselton se limita a entregar la historia sin importarle demasiado la verosimilitud ni la atmósfera que genera, a todas luces demasiado ligera y superficial, por lo que los momentos que presumiblemente deberían generar tensión acaban resultando muy poco contundentes, casi humorísticos. Se fía todo al atractivo casi exclusivamente exterior de los dos actores protagonistas, Theo James (Divergente) y la modelo-actriz Emily Ratajkowski (Welcome Home). Pero es poco bagaje para un film que prometía mucho más.

4/10
¡Qué guapa soy!

2018 | I Feel Pretty

Renee no es una belleza y lo sabe, ella se ve como una chica más bien del montón, que al igual que sus amigas lo tienen complicado para triunfar en la vida. Pese a sus inseguridades, tiene más o menos asumida la situación, mientras trabaja en un sótano en cuestiones relativas a internet, de una revista de moda muy sofisticada, no es cuestión de que personal como ella desmienta la imagen de marca de la publicación, pues por los pasillos sólo se pasean personas muy chic y vestidas a la última. Sin embargo, tras sufrir un golpe, recupera el conocimiento creyéndose una mujer guapísima, lo que la convierte en una mujer muy segura de sí misma y capaz de afrontar cualquier reto. Desde conquistar al hombre que le gusta, a ocupar nuevos roles en la empresa. Hasta el punto de que la heredera de la revista, que también tiene sus inseguridades, empieza a confiar en ella a la hora de llegar a la mujer corriente, un público que hasta entonces se les escapaba. La rubia Amy Schumer es una actriz de comedia popular en Estados Unidos, donde tiene su propio show televisivo desde 2013. Aquí explota su imagen de mujer simpática, normal y corriente, con una trama que remeda a Big, película que es citada expresamente por si quedaba alguna duda. Si en aquella un niño se despertaba en el cuerpo de un adulto, Tom Hanks, aquí, variación sobre la misma idea, la protagonista cree haberse convertido en un bellezón, aunque todos los que tiene alrededor la ven exactamente igual que antes. Firman el guión y dirigen la película el dúo formado por Abby Kohn y Marc Silverstein, responsables antes de los libretos de títulos en una línea bastante parecida, como Nunca me han besado, Qué les pasa a los hombres o Todos los días de mi vida. Del reparto destaca también Michelle Williams, con un personaje algo forzado, el de la heredera de la revista, con una vocecilla muy especial.

3/10
Welcome Home

2018 | Welcome Home

Casey le fue infiel a su marido, Brian, lo que ocasiona la inevitable crisis matrimonial. Para tratar de reconciliarse, ambos saldrán fuera de Estados Unidos unos días, en un viaje romántico, así que alquilan a través de internet un casoplón en la región vinícola de Umbría, en Italia. Una vez allí, conocen al elocuente y servicial Federico, su vecino, que tiene la virtud de aparecer siempre que le necesitan. Pero poco a poco se dan cuentan de que esconde perversas intenciones. Tras consagrarse como Jesse Pinkman, en Breaking Bad, Aaron Paul vuelve a mostrar su buen hacer, en esta ocasión como marido torturado, bien respaldado por un excelente Riccardo Scamarcio (La mejor juventud) como antagonista, y Emily Ratajkowski (Perdida), que cumple, pese a que su personaje podría haber estado mejor desarrollado. Por desgracia, estos actores están al servicio de un guión convencional del debutante David Levinson, que mezcla elementos de Perros de paja –su descripción del germen de la violencia y de la contraposición del mundo rural con los urbanitas recién llegados– con los tópicos de thrillers de personaje cercano que acaba resultando ser un psicópata, al estilo de la niñera de La mano que mece la cuna, o la compañera de piso de Mujer blanca soltera busca, pero con el vecino. Se le podía haber sacado más tajada al novedoso tema central, la moda de contratar un alojamiento mediante aplicaciones como Airbnb, y sus potenciales riesgos. No consigue remontar estas limitaciones el realizador con poca experiencia George Ratliff (El hijo del mal), que firma un producto que como mucho puede ser calificado como ameno. Resulta al menos llamativa su obsesión por mostrar a los protagonistas duchándose en numerosas ocasiones, venga a cuento o no.

5/10
Entourage (El séquito)

2015 | Entourage

¡Victoria! La esperada adaptación para la gran pantalla de la serie El séquito por fin ve la luz. El terremoto Ari Gold ha vuelto de su retiro celestial en el paraíso italiano, y está preparado para dar guerra. Encerrado en un yate privado lleno de mujeres se encuentra Vinny (Adrian Grenier), recalcando lo dura que es la vida del actor. Su séquito está de camino y BOOM. ¡Los chicos están de vuelta! Comedia gamberra, ligera y ágil, tributo a los seguidores de la serie. La trama se centra en el debut tras las cámaras de la estrella de Hollywood Vincent Chase. El gran paso que puede acrecentar su leyenda o destruirla ha llegado. Con esta premisa, y en la línea de las series producidas por HBO, Doug Ellin presenta un torbellino de fiestas, desnudos y excesos. Se burla de la industria y todo el circo que la rodea llevándolo hasta el límite de lo extravagante. Es un film vacuo, con personajes poco desarrollados y una historia sencilla, pero con fluidez de diálogos y un ritmo que prácticamente no decae durante su metraje. Probablemente el público objetivo la olvide pronto, pero el seguidor de la serie agradecerá el volver a pasar un buen rato con sus chicos de Queens. Jeremy Piven nos regala de nuevo una interpretación memorable como el maleducado y misógino agente Ari Gold. Los mejores momentos del largometraje los copan las secuencias de este personaje que ya le dio la oportunidad de ganar el Globo de Oro y tres Emmy. El guionista y director, Doug Ellin, no ha logrado darle el peso necesario al resto de protagonistas, especialmente a una figura muy querida como Johnny Drama (Kevin Dillon). El resto – Vinny, Eric y Tortuga - pasan de largo casi sin permitir al espectador distinguir el color de sus ojos. No cabe duda de que esto jugará en su contra, ya que los protagonistas no tienen el carisma de la serie y los secundarios han perdido demasiado peso. Ellin se ha quedado a las orillas de demostrar que podía hacer algo más, pues las exigencias de adaptar un serie al cine en poco más de 100 minutos le han pasado factura. Al final la película respondería a un capítulo largo que reabre y cierra la trama definitivamente de forma digna y con un gran final. La esencia permanece y volvemos a ver divertidos cameos. Descontrol, sexo y crítica al mundillo de Hollywood son las bazas de la serie, y aquí vuelven a estar presentes.

6/10
Perdida

2014 | Gone Girl

Amy, la esposa de Nick, ha desaparecido el día en que ambos celebraban su quinto aniversario de boda en North Carnage, Misuri. Un decir, lo de celebrar, pues aunque se casaron enamorados, la relación se había deteriorado en gran medida. Algunas pistas sospechosamente dispuestas sugieren a la policía que Nick ha tenido que ver algo en el asunto. De modo que la desmesurada atención al caso de la opinión pública a través de los medios, le convierte inmediatamente en culpable, aunque la realidad es muy diferente. David Fincher ha abordado el thriller con diversas ópticas, el de un juicio al declive moral de la sociedad en Seven, concebido como un juego en The Game, con mirada objetiva y desapasionada en Zodiac. Aquí se encuentra más cerca de Millennium: Los hombres que no amaban a las mujeres, por su mirada nihilista a los personajes, donde nadie es inocente, y porque vuelve a insistir en la carga sexual morbosa que exhibía en ese film. También coincide con ese título en que adapta un best-seller de éxito que promete nuevas entregas, debido a Gillian Flynn, quien también firma el guión. Está claro que la trama es medianamente entretenida, tiene los giros suficientes para sorprender al espectador y mantenerle pegado a la butaca, y está bien respaldada por el poderío visual del director y su capacidad de crear una atmósfera envolvente. En su cínica mirada al matrimonio, que pone en valor el dicho de que "hay amores que matan", el film recuerda a ratos a Atracción fatal, también por algunos pasajes exagerados, casi de guiñol, y por el morbo que recorre la trama. Lo cierto es que resulta muy pobre la mirada que se ofrece a lo que debería ser una relación de pareja comprometida y los obstáculos que pueden dar al traste con ella. Los actores se esfuerzan, y sin duda a Ben Affleck le va bien hacer de tipo normal en apuros, pero Rosamund Pike en más de un momento parece un tanto pasada de rosca. Mientras que otros secundarios se pegan demasiado al estereotipo caricaturesco, como el policía que nunca duda o la presentadora televisiva. El otro gran tema que atraviesa la trama es la del gran circo mediático que se organiza en torno a la desaparición, donde se ponen en la picota los "reality-shows" y en general cualquier programa televisivo donde la gente habla y habla, y por qué no, también las tertulias caseras, donde se juzgan las acciones de los demás aunque no se dispongan de datos. La cuestión permite entregar algunas escenas bien servidas por Fincher en torno a la mentira y el fingimiento, pero también se acaba cayendo en la reiteración, algo que no se entiende en un film que dura innecesariamente dos horas y media.

5/10

Últimos tráilers y vídeos