IMG-LOGO

Biografía

David Guggenheim

David Guggenheim

David Guggenheim

Filmografía
Sucesor designado (2ª temporada)

2017 | Designated Survivor | Serie TV

Segunda temporada de la serie sobre el “presidente accidental” Tom Kirkman. Arranca con el primer aniversario después de un mandato traumático, tras el atentado terrorista contra el Capitolio que acabó con toda la cúpula del poder estadounidense. Aunque la conspiración orquestada por el ultraderechista Patrick Lloyd ha sido en gran parte desmontada, la amenaza continúa, pero al menos el presidente ha ganado en confianza y seguridad, sin abandonar ni en un ápice sus planteamientos idealistas. La opinión pública le es más favorable, pero ahora toca gobernar el día a día sin sobresaltos. Lo que no va a ser tan sencillo. Pierde un poco de fuelle la trama urdida por David Guggenheim, sobre todo porque el planteamiento inicial era verdaderamente una situación límite, se empezaba así muy alto. Ahora las tramas de los primeros episodios son de contenido político, distintas crisis en la frontera de México, las medidas para combatir un virus por parte de sanidad, etc. Y se combinan con la investigación en curso, con la agente del FBI Hanna Wells, al frente, ahora secundada, además de por su fiel aliado informático, por un colega británico del MI6. Entre las novedades de la temporada está el director de comunicación Lyor Boone, con pinta de chico empollón y demasiado pragmático, lo que choca con las nobles ideas de Kirkman en ocasiones. También una asesora legal, Kendra Daynes, a la que tocará lidiar con un peliagudo asunto relacionado con la suegra del presidente. Todo podría tener que ver con las maquiavélicas y desconocidas razones por las que Tom Kirkman fue señalado como sucesor designado. La trama es entretenida, pero se acerca demasiado a series del mismo corte como El ala oeste de la Casa Blanca y Señora Secretaria de Estado, dominando más las crisis políticas que se abre y cierran en el mismo episodio que la más atractiva a priori de la conspiración. Kiefer Sutherland sigue siendo el mejor actor de la función, aunque todos cumplen en sus papeles.

6/10
Sucesor designado

2016 | Designated Survivor | Serie TV

Sugerente serie que se adscribe al género del thriller político, con un marco cada vez más habitual, el de la Casa Blanca, aunque con un escenario insólito. Un ataque terrorista al Capitolio mientra el presidente de los Estados Unidos pronuncia su Discurso sobre el Estado de la Unión, deja al país huérfano de mandatarios, todos estaban ahí siguiendo la intervención del Comandante en Jefe. ¿Todos? ¡Nooo! El protocolo dicta que un posible sucesor esté en lugar seguro, por eventualidades poco probables, como la que acaba de ocurrir. De modo que inesperadamente Tom Kirkman, secretario de Vivienda del que acababa de deshacerse el presidente, cara a preparar su reelección, debe jurar el cargo de presidente, ante el escepticismo de militares, políticos e incluso escritores de discursos, que no le creen capacitado para ser el líder de Estados Unidos. Entretanto, hay una investigación en marcha para esclarecer quién está detrás del ataque, países como Irán quieren aprovecharse de un momento de aparente debilidad americana, y la familia de Tom debe hacerse a la idea del nuevo puesto del marido y padre. David Guggenheim, que firmó los guiones de los thrillers El invitado y Contrarreloj, se estrena en el formato de serie televisiva, y con el piloto de Sucesor designado apunta maneras. La trama tiene gancho, y las dudas es si logrará mantener el nivel de intriga y política de altos vuelos, o se convertirá en algo más naïf, más al estilo de Señora Secretaria de Estado. En cualquier caso es un acierto contar con el protagonismo de Kiefer Sutherland, a quien nos hemos acostumbrado a ver como el agente terrorista Jack Bauer tratando con varios presidentes en 24, y que ahora le toca ejercer el cargo. También parecen un acierto de casting Natascha McElhone como su esposa, y Maggie Q como agente investigadora del FBI.

6/10
El invitado

2012 | Safe House

Tobin Frost, un antiguo agente de la CIA vendido en la actualidad al mejor postor, ve peligrar su vida en medio de una operación de alto riesgo, hasta el punto de pedir asilo en la embajada de Estados Unidos en Ciudad del Cabo, en Sudáfrica. Será trasladado para su interrogatorio a una de las “casas seguras” en la ciudad, de la que se ocupa el novato agente Matt Weston. Pero se ve que “el invitado” molesta a gente poderosa, pues el refugio es asaltado, y Matt no tiene más remedio que huir con el prisionero y vagar de aquí para allá mientras espera instrucciones de sus superiores sobre el modo de proceder con el espía traidor. Irregular película trepidante de espionaje, con nombres desconocidos en el guión y la dirección, los prometedores (al menos para los estudios de Hollywood) David Guggenheim y Daniel Espinosa. Entretenida sin duda, el film cuenta con dos buenos actores protagonistas, Denzel Washington y Ryan Reynolds, más una pléyade de eficaces secundarios a los que les falta un poco más de cancha (Vera Farmiga, Brendan Gleeson, Sam Shepard, Rubén Blades, Robert Patrick). La película juega con el clásico esquema de “veterano-principiante”, “guardián-prisionero”, donde a veces se cambian las tornas, más el telón de fondo de unos turbios servicios secretos con oscuras cuestiones que ocultar y una absoluta falta de principios. Todo suena a visto, y muchos modos de hacer avanzar la trama son clichés muy previsibles –traiciones, complicidad con los medios de comunicación...–; y un detalle como situar la trama en Sudáfrica no aporta nada, la acción podía transcurrir en cualquier otra parte. Además el montaje del arranque y algunas escenas de acción, aunque sean muy dinámicas y dejen al espectador sin resuello, resultan un tanto confusas.

5/10
Contrarreloj

2012 | Stolen

En Con Air (Convictos en el aire), Nicolas Cage interpretaba a un presidiario al que le acababan de conceder la condicional y que estaba deseoso de reunirse con su hija. Ahora, el actor vuelve a ponerse a las órdenes del director de aquel film, Simon West, en Contrarreloj, otro thriller en el que interpreta a un personaje muy similar. En esta ocasión, Cage encarna a Will Montgomery, un ladrón al que también le han dado la condicional, y que sólo aspira a volver a reencontrarse con su hija, la jovencísima Alison, de la que se ha distanciado. Pero durante la celebración del Mardi Gras de Nueva Orleáns, Alison cae en las garras de Vincent, antiguo cómplice de Montgomery, que está convencido de que éste se guardó el botín del golpe por el que fue a parar a prisión, y que exige que se lo entregue a cambio de la chica. Oculta a la joven en el maletero insonorizado de un taxi. Simon West (que ha dirigido esta cinta casi a la vez que Los mercenarios 2) tiene en sus manos un presupuesto más que ajustado que no permite grandes alardes, y un guión de David Guggenheim (El invitado) excesivamente efectista, ligero, y con más agujeros que un queso de gruyere. Así las cosas, y aunque dirige con cierto ritmo, se muestra incapaz de dar interés al relato. Y aunque Nicolas Cage no realiza ya grandes esfuerzos interpretativos desde hace algún tiempo, al menos tiene a su alrededor algún secundario eficaz como Danny Huston (como agente del FBI), Josh Lucas (el psicótico secuestrador) y Malin Akerman (una antigua cómplice del protagonista).

4/10
Sucesor designado (2ª temporada)

2017 | Designated Survivor | Serie TV

Segunda temporada de la serie sobre el “presidente accidental” Tom Kirkman. Arranca con el primer aniversario después de un mandato traumático, tras el atentado terrorista contra el Capitolio que acabó con toda la cúpula del poder estadounidense. Aunque la conspiración orquestada por el ultraderechista Patrick Lloyd ha sido en gran parte desmontada, la amenaza continúa, pero al menos el presidente ha ganado en confianza y seguridad, sin abandonar ni en un ápice sus planteamientos idealistas. La opinión pública le es más favorable, pero ahora toca gobernar el día a día sin sobresaltos. Lo que no va a ser tan sencillo. Pierde un poco de fuelle la trama urdida por David Guggenheim, sobre todo porque el planteamiento inicial era verdaderamente una situación límite, se empezaba así muy alto. Ahora las tramas de los primeros episodios son de contenido político, distintas crisis en la frontera de México, las medidas para combatir un virus por parte de sanidad, etc. Y se combinan con la investigación en curso, con la agente del FBI Hanna Wells, al frente, ahora secundada, además de por su fiel aliado informático, por un colega británico del MI6. Entre las novedades de la temporada está el director de comunicación Lyor Boone, con pinta de chico empollón y demasiado pragmático, lo que choca con las nobles ideas de Kirkman en ocasiones. También una asesora legal, Kendra Daynes, a la que tocará lidiar con un peliagudo asunto relacionado con la suegra del presidente. Todo podría tener que ver con las maquiavélicas y desconocidas razones por las que Tom Kirkman fue señalado como sucesor designado. La trama es entretenida, pero se acerca demasiado a series del mismo corte como El ala oeste de la Casa Blanca y Señora Secretaria de Estado, dominando más las crisis políticas que se abre y cierran en el mismo episodio que la más atractiva a priori de la conspiración. Kiefer Sutherland sigue siendo el mejor actor de la función, aunque todos cumplen en sus papeles.

6/10
Sucesor designado

2016 | Designated Survivor | Serie TV

Sugerente serie que se adscribe al género del thriller político, con un marco cada vez más habitual, el de la Casa Blanca, aunque con un escenario insólito. Un ataque terrorista al Capitolio mientra el presidente de los Estados Unidos pronuncia su Discurso sobre el Estado de la Unión, deja al país huérfano de mandatarios, todos estaban ahí siguiendo la intervención del Comandante en Jefe. ¿Todos? ¡Nooo! El protocolo dicta que un posible sucesor esté en lugar seguro, por eventualidades poco probables, como la que acaba de ocurrir. De modo que inesperadamente Tom Kirkman, secretario de Vivienda del que acababa de deshacerse el presidente, cara a preparar su reelección, debe jurar el cargo de presidente, ante el escepticismo de militares, políticos e incluso escritores de discursos, que no le creen capacitado para ser el líder de Estados Unidos. Entretanto, hay una investigación en marcha para esclarecer quién está detrás del ataque, países como Irán quieren aprovecharse de un momento de aparente debilidad americana, y la familia de Tom debe hacerse a la idea del nuevo puesto del marido y padre. David Guggenheim, que firmó los guiones de los thrillers El invitado y Contrarreloj, se estrena en el formato de serie televisiva, y con el piloto de Sucesor designado apunta maneras. La trama tiene gancho, y las dudas es si logrará mantener el nivel de intriga y política de altos vuelos, o se convertirá en algo más naïf, más al estilo de Señora Secretaria de Estado. En cualquier caso es un acierto contar con el protagonismo de Kiefer Sutherland, a quien nos hemos acostumbrado a ver como el agente terrorista Jack Bauer tratando con varios presidentes en 24, y que ahora le toca ejercer el cargo. También parecen un acierto de casting Natascha McElhone como su esposa, y Maggie Q como agente investigadora del FBI.

6/10

Últimos tráilers y vídeos