IMG-LOGO

Biografía

Jonathan Lipnicki

Jonathan Lipnicki

Jonathan Lipnicki

Filmografía
Altitude

2017 | Altitude

Una agnte del FBI recibe una suculenta propuesta económica para ayudar a escapar a un ladrón durante un secuestro aéreo. Vacuo pero a ratos entretenido vehículo de acción trepidante, que gustará más o menos a los amantes del género y de dos actores venidos a menos que antaño llenaban las salas de cine, Denise Richards y Dolph Lundgren.

4/10
Tipos duros

2014 | Bad Asses

Dinero sangriento

2011 | For the Love of Money

Izak es un hombre que siempre ha vivido fuera de la ley. Cuando intenta sentar la cabea y abandonar su antigua vida de mafioso se dará cuenta de que eso es algo más complicado de lo que pensaba. Le falta ritmo y un guión más sólido a este drama criminal, de hechuras no demasiado originales, en parte ambientado en Israel. Al menos, el protagonista, interpretado por Yehuda Levi, cae bien, y ayuda que entre el reparto haya rostros conocidos, como los de Oded Fehr o el del veterano James Caan. Al parecer la historia está inspirada en hechos reales.

4/10
Las aventuras de Zachary Beaver

2003 | When Zachary Beaver Came to Town

Toby y Cal, dos amigos adolescentes de un pequeño pueblo texano, acuden a un remolque decorado con luces de colores, que acaba de llegar al lugar. En su interior, supuestamente, encontrarán al chico más obeso del mundo, según prometen los carteles. Los chicos descubren que éste, Zachary Beaver, tiene un corazón tan grande como su cuerpo. Drama familiar, basado en un libro juvenil de Kimberly Willis Holt. Cuenta como protagonista con el niño Jonathan Lipnicki, protagonista de Stuart Little y El pequeño vampiro, y aborda temas como la amistad y la muerte.

4/10
Stuart Little 2

2002 | Stuart Little 2

El ratoncito Stuart ha visto colmado el sueño de su vida: tener una familia, los Little. Sus padres adoptivos le quieren, hace migas con su hermano mayor George, e incluso tiene una hermanita pequeña. Por otro lado le va bien en el cole, tiene aficiones tan estupendas como las maquetas… Y sin embargo… le falta un auténtico amigo. Alguien de su tamaño, con quien pueda congeniar. Cree encontrar a tal amigo en Margalo, una pajarita que se encuentra en apuros. Recordando su propio pasado, convence a los Little para que la acojan en su casa. Pero puede que Margalo no sea digna de la confianza que la familia, y sobre todo Stuart, le han demostrado. Nuevas aventuras del simpático roedor, que en la versión española tiene la voz de Emilio Aragón. Repite de nuevo tras la cámara Rob Minkoff, que en esta secuela maneja mayor presupuesto, lo que se nota en el increíble diseño de producción y en los prodigiosos efectos especiales. Detrás de una aventura trepidante, repleta de humor y buenos sentimientos, con villano en forma de peligroso halcón, subyace una sencilla moraleja, que Minkoff resume así: “Para que los chicos crezcan, necesitan tener responsabilidades”. Que tomen nota los papás y las mamás, “por fa”.

5/10
Una pandilla de altura

2002 | Like Mike

Gracias a unas viejas zapatillas, que habían pertenecido supuestamente a un tal MJ (que bien podría ser el mítico jugador Michael Jordan), un niño huérfano consigue jugar al baloncesto al nivel de una estrella de la mismísima NBA. Tan extraordinaria habilidad no pasa desapercibida a un equipo en horas bajas, cuyo entrenador le saca momentáneamente del orfanato para que juegue con ellos. De argumento similar a la británica El sueño de Jimmy Grimble (salvo que en aquella las zapatillas mágicas eran de fútbol), es una mezcla entre el género deportivo y las comedias familiares, con toques fantásticos. Interpretan pequeños papeles varios jugadores reales de la NBA, mientras que el protagonista, Lil Bow Wow, es un niño rapero cuyas canciones gozan de cierto éxito en Estados Unidos.

4/10
El pequeño vampiro

2000 | The Little Vampire

Todos tenemos la idea de que los vampiros son seres maléficos, que chupan la sangre de los humanos con ocasión y sin ella. Pero Uli Edel, a partir de los libros infantiles de Angela Sommer-Bodenburg, nos descubre que no, que algunos vampiros son bastante amistosos, y hasta se conforman con chupar sangre de vaca. De esto mismo se entera Antón, quien con sus padres acaba de mudarse a Escocia desde Estados Unidos. A la dificultad de adaptarse (los chicos del cole se burlan del "americano") se suman unas pesadillas en torno a los vampiros. Pero pronto advierte que esto último sólo revela su afinidad con los vampiros; Antón tiene un don especial que puede ayudar a Rudiger –un chaval vampiro de su misma edad–, y a su familia, los Sackville-Bagg. Un amuleto y el paso de un cometa pueden ser la solución que la familia vampiro necesita para conjurar el maleficio que pesa sobre ellos, y convertirse así en una familia normal. Simpática película para toda la familia, que dibuja con acierto el mundo infantil: secretos que explorar, pesados compañeros de escuela, cementerios misteriosos, enigmas que resolver, aventuras sin fin. Estupendos son los efectos especiales sobre las vacas "vampiro".

5/10
Stuart Little

1999 | Stuart Little

¿Qué es mejor ser, cola de león o cabeza de ratón? El ratoncito Stuart Little lo tiene claro. Él es quien es. Y está muy orgulloso de su condición ratonil. De modo sencillo, sin didactismos empalagosos o demasiado obvios, el film defiende el derecho de todos a ser de determinada forma. A hacer valer aquello de que "cada uno es hijo de su padre y de su madre". Estamos ante un film encantador, pensado con rara inteligencia para el público familiar. La escena en que el matrimonio Stuart acude al orfanato para adoptar un niño es paradigmática a este respecto. Aportación del guionista M. Night Shyamalan (El sexto sentido), es un golpe sorpresa que engancha al espectador: marido y mujer observan a los niños variados que pululan por ahí, y cuando ven a un ratoncito solo y triste… no manifiestan extrañeza. Tampoco cuando se pone a hablar, y les explica que ningún humano quiere adoptarle por ser de otra especie. En cierto modo la historia es el reverso de Babe, el cerdito valiente: si ahí un cerdito no se resignaba a su destino seguro, el matadero, y decidía ser perro ovejero, aquí tenemos a un ratón que acepta su condición, sin que ésta le empequeñezca o acompleje. La otra línea vertebral del guión la constituye el derecho que todos tenemos, o más bien necesidad, de pertenecer a una familia: de querer y sentirnos queridos por los nuestros. Así el guión se enriquece con las dificultades de George para aceptar a su hermano adoptivo, la aparición de la auténtica familia de Stuart, o la difícil relación con un gato. Y todo servido con mucho sentido del humor. Historia entrañable –o sea, con entrañas–, comparable a las dos entregas de Toy Story, en el sentido de que, por muy maravillosa que sea la animación, esos films tienen entidad por sus personajes y lo que les ocurre. Rob Minkoff, que codirigió El rey león, lo ha entendido perfectamente, y envuelve la historia de una atractiva atmósfera, mágica e irreal, en la que parece que el tiempo se haya detenido. La concepción del film recuerda a títulos infantiles inteligentes: los dos Babe debidos a George Miller; y una pequeña delicia, El peque se va de marcha, con guión de John Hughes y dirección de Patrick Read Johnson. En el reparto puede verse a la ganadora del Oscar Geena Davis, al genial doctor House (Hugh Laurie) y al niño de Jerry Maguire Jonathan Lipnicki. En España fue Emilio Aragón el que puso la voz al ratoncito, mientras que en Estados Unidos fue Michael J. Fox.

7/10
Jerry Maguire

1996 | Jerry Maguire

Tom Cruise encarna a Jerry Maguire, un exitoso representante de estrellas del deporte, que trabaja en una de las mejores agencias del país. Su vida parece perfecta, pero un día un enfrentamiento con sus superiores le pone de "patitas en la calle". Ahora este antiguo "yuppie" debe comenzar de nuevo, y para ello solo cuenta con dos activos: su amigo Rod Tidwell, un futbolista de segunda, y Dorothy Boyd, una soñadora y guapa madre soltera con un gran sentido del humor. Estupenda película dirigida por Cameron Crowe (Solteros), que sabe contar una historia ágil, articulada en torno a un buen guión. Tom Cruise realiza una de las interpretaciones más complejas de su carrera. El film plantea una reflexión sobre la ética en el trabajo, y el precio del éxito a cualquier precio. La película fue nominada a cinco Oscars de la Academia en 1997. Y Cuba Gooding Jr. consiguió llevarse la preciada estatuilla en la categoría de mejor actor secundario.

6/10

Últimos tráilers y vídeos