IMG-LOGO

Biografía

Pink

Pink

40 años

Pink

Nació el 08 de Septiembre de 1979 en Doylestown, Pennsylvania, EE.UU.
Filmografía
Amor sin control

2013 | Thanks for Sharing

Adam (Mark Ruffalo) es un adicto al sexo. Su vida puede cambiar cuando conoce a la bella Phoebe (Gwyneth Paltrow). Lleva cinco años “limpio” gracias a su esfuerzo y al apoyo del grupo de terapia al que acude. Su mentor es Mike (Tim Robbins), padre de familia con problemas en el pasado. A su vez, Adam ejerce de tutor de Neil (Josh Gad), un joven médico con serios problemas para controlar su impulso sexual. Los tres personajes tendrán que lidiar con sus adicciones y los problemas derivados. Debut en la dirección de Stuart Blumberg, guionista de filmes como Más que amigos y Los chicos están bien. Blumberg pone el dedo en el centro de una de las llagas de la sociedad actual, cuya hipersexualización deriva no pocas veces en patologías adictivas que se convierten en un verdadero calvario para sus víctimas. La historia –que aúna tres hilos narrativos diferentes y conectados– está abordada en clave de comedia, pero es muy clara a este respecto y avisa del peligro de dejarse llevar por los bajos instintos que continuamente despiertan todo tipo de agentes externos: la moda, la publicidad, la televisión, Internet, etc. La adicción al sexo –dice el film– destruye a la personas y las convierte en guiñapos cuya autoestima cae por los suelos, seres incapaces de amar, siempre al filo de la navaja, y cuyas acciones pueden causar graves trastornos familiares. Aunque no obvie algunas escenas sexualmente explícitas, Blumberg se muestra realista pero comedido y afortunadamente este panorama lo plantea desde un punto de vista netamente optimista: quizá las cosas pueden cambiar con esfuerzo personal, ayuda externa y ese tipo de virtudes que son las bases de una vida verdadera: la humildad y la sinceridad. El reparto de Amor sin control –¿no hubiera sido mejor traducir directamente el título original por “Gracias por compartir”?– es estupendo y está sobresaliente, y seguramente tiene mucho que ver con el resultado, que si no es notable, sí funciona. Destacar a alguno de los intérpretes sería una injusticia con los demás.

5/10
Todo sobre mi desmadre

2010 | Get Him to the Greek

Nicholas Stoller dirigió Paso de ti, producida por Judd Apatow, especialista en alocadas comedias con un punto grosero, y por regla general también algún tipo de mensaje de interés. Ahora, ambos vuelven a desempeñar la misma función en el spin-off de la citada cinta, que recupera al personaje de Russell Brand, el roquero que le había quitado la novia al protagonista. Le acompaña otro de los actores habituales de la factoría Apatow, Jonah Hill (Supersalidos), que aunque en aquella cinta interpretaba a un camarero, ahora ha cambiado de personaje. Esta vez, Hill encarna a Aaron Greenberg, ambicioso representante de una discográfica, que debe viajar a Londres para recoger al tal Aldous Snow, que aunque fue un icono del rock and roll, anda de capa caída tras el fracaso absoluto de uno de sus discos. La misión de Greenberg consiste en llevar a Snow a Los Ángeles para dar un concierto que puede resucitar su carrera. Pero esto no será tan fácil como parece, porque Snow es un adicto al sexo y a las drogas, y además pretende ir a visitar a una ex novia antes del concierto para tratar de recuperarla. Menos inspirada que otras comedietas similares, apenas tiene algún hallazgo que provoque una media sonrisa, y se queda en muy poca cosa. Los protagonistas podrían tener cierta gracia, si les hubieran dado un guión mejor. El film basa su comicidad en la zafiedad de sus secuencias y en la sal gruesa, lo que da al traste con el hecho de que efectivamente tiene algo de fondo, pues finalmente elogia la vida sencilla y la monogamia frente al ‘desmadre’ que ha predominado a lo largo de todo el metraje, a base de orgías y el uso de todas las drogas imaginables (marihuana, heroina, polvo de ángel, peyote y hasta la absenta).

3/10
Los ángeles de Charlie. Al límite

2003 | Charlie's Angels: Full Throttle

Tres mujeres muy hermosas, en una película de acción. Tomando como gancho una vieja serie de televisión. Sin importar excesivamente la línea argumental. Ése es el concepto que había detrás de Los ángeles de Charlie, que tuvo tal éxito que enseguida las tres actrices principales se pusieron de acuerdo para protagonizar la secuela. En esta ocasión las chiquillas tienen que recuperar unos anillos que contienen información sobre el programa de protección de testigos del FBI: la vida de miles de personas que cambiaron de identidad tras testificar podría estar en peligro. ¿Cuáles son las novedades de esta entrega? Que la mala es una ángel caída, a la que da vida una recuperada Demi Moore. Que el padre de Lucy Liu es, ¡sorpresa!, John Cleese, que protagoniza los mejores gags del film. Que John Bosley tiene un hermano, ¡sorpresa!, negro, al que da vida Bernie Mac (Bill Murray no quiso repetir su papel). Que aparece en un breve cameo una antigua ángel de la serie de TV, Jaclyn Smith (parece que el resto de ángeles de la serie no quisieron o no sintieron que fueran a ser suficientemente recompensada por reasumir sus personajes). Lo demás son muchas escenas de acción, un humor asumidamente tontorrón, y la voz cantarina y jovial de Charlie dando instrucciones a sus angelitos.

3/10

Últimos tráilers y vídeos