IMG-LOGO

Biografía

Daniel Henshall

Daniel Henshall

38 años

Daniel Henshall

Nació el 09 de Agosto de 1982 en Sydney, Australia
Filmografía
Defender a Jacob

2020 | Defending Jacob | Serie TV

Entretenida adaptación del best-seller de William Landay, un poco del estilo de thriller judicial que popularizó John Grisham, aunque el formato serial lleva a un alargamiento excesivo de la trama. Se ocupa del guion Mark Bomback, que ha estado en sagas fílmicas como El planeta de los simios y Divergente, y que por primera vez escribe una miniserie completa. Tras la cámara está el eficaz director de Descifrando Enigma, el noruego Morten Tyldum. Indaga en lo que puede ser la peor pesadilla para los Barber, una familia aparentemente feliz: que el hijo único adolescente Jacob sea acusado del asesinato de un compañero de su colegio, Ben Rifkin, que le sometía a bullying. Para más inri, su padre Andy era auxiliar de la fiscal del distrito, que inicialmente se involucra en la investigación, hasta que su hijo es inculpado, momento en que le toca pasar al otro lado del tablero, de la acusación a la defensa, aunque no la ejercerá personalmente, acudirá a la abogada Joanna Klein. Por otro lado la madre, Laurie, que trabaja en una escuela infantil para niños desfavorecidos, también es relegada de su puesto, se convierte en una apestada. Un individuo que vive en los alrededores, en libertad condicional tras una condena de abuso sexual, podría tener que ver con el caso, aunque al mismo tiempo asoman dudas sobre el propio Jacob: ¿habrá heredado ciertas inclinaciones violentas de su abuelo y padre de Andy, en prisión por asesinato? Bomback y Tyldum se las arreglan para ir desenrollando la madeja argumental, con la aparición de elementos novedosos que complican la trama y contribuyen a la angustia que se percibe en el carácter de los protagonistas de la unidad familiar de los Barber, que se enrarece progresivamente por la presión a que están sometidos, y la dificultad en ocasiones de entenderse entre ellos, a pesar del innegable cariño que se profesan. Tiene su gracia ver como matrimonio con problemas al Capitán América Chris Evans y a Lady Mary Crawley Michelle Dockery de Downton Abbey, pero desde luego logran hacer creíbles a sus personajes. También está bien el joven Jaeden Martell, actor que ha sabido crecer desde que tuvimos ocasión de verle como niño en St. Vincent. Resulta creíble como adolescente indolente, poco comunicativo y sin grandes amigos, y pegado gran parte de su tiempo a la videoconsola.

6/10
Ghost in the Shell: El alma de la máquina

2017 | Ghost in the Shell

La Mayor, cyborg cuyo cerebro humano fue transplantado al cuerpo de un robot tras sufrir un accidente, forma parte de la Sección 9, grupo operativo que combate los delitos cibernéticos. Cuando el equipo persigue a un misterioso criminal, la Mayor descubre que se trata de un renegado creado por Hanka Robotics, la misma compañía que la transformó a ella, sólo que en aquella ocasión el experimento salió mal. Procedente del mundo de la publicidad, Rupert Sanders triunfó con su ópera prima, Blancanieves y la leyenda del cazador. Continúa en el terreno del fantástico con la adaptación en imagen real del manga creado por Masamune Shirow, que dio lugar a dos filmes animados de culto (el segundo, Ghost in the Shell: Innocence llegó a competir en la sección oficial del Festival de Cannes) y a una serie animada. Esta vez se mantienen las mismas premisas, pero el guión desarrolla una historia completamente nueva, que acierta al apartarse del tono pretencioso pseudofilosófico de las anteriores. Incluso se le puede acusar de lo contrario, pues al tratar de fabricar un producto asequible para un público amplio, acaba resultando demasiado ligero, pues apenas desarrolla el tema central, la búsqueda de la identidad, y otros que se apuntan, como la ética en la utilización de la tecnología. Pese a que la ambientación al estilo de Blade Runner permite al principio albergar esperanzas de que acabe teniendo cierta enjundia, pronto queda claro que aquí se le da importancia sobre todo a las secuencias de acción. Todas ellas logran la suficiente espectacularidad, sin resultar demasiado revolucionarias. En su rol de robot con dudas sobre quién es, Scarlett Johansson da la talla, sin que se pueda decir que estemos ante uno de sus mejores trabajos. Por el contrario se desaprovecha del todo a Takeshi Kitano (jefe de la unidad) y Juliette Binoche (doctora que crea a la protagonista), pues sus personajes apenas tienen presencia.

6/10
Okja

2017 | Okja

2007. Lucy Mirando, CEO de la megacorporación Mirando, anuncia que su compañía creará genéticamente en unos años una especie de cerdo gigantesco. Una década más tarde, la pequeña huérfana Mija, que vive en las montañas en Corea del Sur con su abuelo, pasa todo el día en compañía de un ejemplar de estos nuevos animales, Okja, que le guarda una extrema lealtad. Pero éste resulta ser sólo un préstamo temporal, así que cuando los representantes de la compañía se lo lleven, pues tienen planes poco ortodoxos para su futuro, la niña decide viajar a Seúl para recuperarlo. Brad Pitt produce a través de su compañía, Plan B, un film para Netflix que generó una polémica cuando el Festival de Cannes lo seleccionó para competir en la sección oficial de 2017, junto con The Meyerowitz Stories, de Noah Baumbach, también destinado a su estreno directo en la popular plataforma de ‘streaming’. Ha sido la primera vez que el certamen incluía entre los candidatos a la Palma de Oro producciones que, salvo en el caso de alguna sala aislada coreana, no van a pasar por los cines. Coescribe el guión y dirige el surcoreano Bong Joon-ho, que sigue la línea de sus filmes más conocidos, The Host y Snowpiercer (Rompenieves), pues se adscribe al género fantástico, logra un frenético ritmo narrativo, filma eficaces secuencias de acción, y añade toques de humor bizarro, aquí a veces un poco tontorrón. Sigue el esquema de E.T., el extraterrestre y otras cintas de amistad entre infante y monstruo, con elementos del cine de aventuras. Pero el realizador se distingue sobre todo por incluir crítica social, y en esta ocasión, con un tono cercano a la sátira, pone en solfa los excesos de la industria alimentaria, que lanza alimentos transgénicos movida únicamente por el afán de aumentar sus beneficios. Contra lo que se puede suponer, Joon Ho no se muestra complaciente con los animalistas en contra de este tipo de prácticas; el realizador –que recuerda en algunos momentos, sobre todo los más corales, al cineasta español que posiblemente ni conozca Luis García Berlanga– también la emprende contra ellos. Aquí no queda títere con cabeza, y éstos parecen más ingenuos que idealistas, y pese a su amor por las bestias, no dudan en golpear a humanos, sin consideración alguna. Amena, visualmente brillante, con una utilización inteligente de los efectos especiales, sobre todo a la hora de crear al expresivo marrano, Okja cuenta con un reparto internacional de altura. Repite con Joon Ho tras el film sobre el tren futurista Tilda Swinton, que esta vez compone muy bien una villana exagerada de cómic; está acompañada por un histérico Jake Gyllenhaal, como presentador televisivo, una correcta Lily Collins como activista, en el rol de líder de esta última el siempre sorprendente Paul Dano, y el carismático Giancarlo Esposito en el papel de un sicario de la malvada, que recuerda a su creación más inolvidable, Gus Fring, en Breaking Bad. Soporta la mayor parte de la trama la talentosa Ahn Seo-Hyun, que pese a su juventud tiene una vasta experiencia en series y largometrajes coreanos.

6/10
Turn: Espías de Washington (4ª temporada)

2017 | Turn: Washington's Spies | Serie TV

Última temporada de la historia de la red de espías que, al servicio de George Washington (Ian Kahn), propiciaron en buena parte el éxito de la campaña del Ejército Continental contra las tropas inglesas del rey Jorge III. Estamos ahora en los momentos decisivos de la contienda. Abraham Woodhulll (Jamie Bell) ya cuenta con su padre, el juez Richard Woodhull (Kevin McNally) en el bando rebelde y ambos planean nuevos enfoques para la lucha; el teniente Caleb Brewster (Daniel Henshall) es capturado y su vida penderá de un hilo cuando el traidor Arnold (Owain Yeoman) le ponga en manos del sanguinario Capitán Simcoe (Samuel Roukin); mientras, Ben Tallmadge (Seth Numrich) urde la manera de mantener la red a salvo, con la ayuda de Anna Strong (Heather Lind) y de Mary Wooddhull (Meegan Warner), que ahora se encuentra en el campamento de Washington. Muchas idas y venidas tiene esta intrigante y final temporada de la fabulosa serie de AMC sobre la Revolución Norteamericana. Habrá muertes dolorosas, grandes sacrificios y actos heroicos, grandezas y mezquindades, mientras la trama va enriqueciéndose con cada hilo narrativo. Es elogiable el modo en que se van atando todos los cabos, hasta llegar al equilibrado final, que quiere ser una declaración de intenciones acerca de la naturaleza del ser humano, no tanto de los hechos sino de las almas, que es donde se libra la gran batalla entre el bien y el mal. Los actores están, como siempre, espléndidos.

8/10
Turn: Espías de Washington (3ª temporada)

2016 | Turn: Washington's Spies | Serie TV

Tercera temporada acerca de la red de espías tejida por el bando de George Washington alrededor de Abraham Woodhull, alias Culper, que proporciona información crucial de los movimientos de los ingleses durante la guerra de la independencia. A medida que el conflicto avanza, los modos de hacer llegar la información se hacen más sofisticados, y los riesgos aumentan. De modo que Abraham corre el riesgo de ser entregado por su propio padre, el juez, mientras se ha establecido una inesperada conexión con una esposa a la que antes hacía poco caso; mientras que Anna Strong, aunque sigue comprometida con el bando de Washington, cada vez admira más al inglés Hewlett, todo un caballero con principios. Abraham y Hewlett encontrarán una inesperada ocasión de colaborar pensando en liquidar al asesino Simco, mientras que Robert Rogers pasa a ser aliado de conveniencia de Abraham y el americano Benedict Arnold está siendo corrompido por el dinero y el corazón gracias a las artimañas del británico John Andre. La descripción del párrafo anterior da idea de la complejidad que ha ido adquiriendo esta serie de corte histórico, muy entretenida y con buen reparto, que parte del libro de Alexander Rose. Quizá a veces se acerca al culebrón, pero es de producción impecable y sirve para pintar una faceta poco vista de la guerra de la independencia americana.

6/10
Turn: Espías de Washington (2ª temporada)

2015 | Turn: Washington's Spies | Serie TV

Segunda temporada de la serie histórica que sigue las actividades de espionaje alrededor de Abraham Woodhull (Jamie Bell) en Setautek, quien con el seudónimo de Culper proporciona información a George Washington (Ian Kahn) en la lucha contra los británicos por la independencia. Una vez asentados bien los personajes y las circunstancias, Craig Silverstein puede desarrollar bien las diversas subtramas que ocurren en 1777 y 1778, e incluso explorar ideas como la posible melancolía de Washington. También está en su mano mostrar al comandante británico Hewlett (Burn Gorman) en su lado más humano, aficionado a la astronomía, enamorado platónicamente de Anna Strong (Heather Lind), una de las espías, que demuestra una increíble fortaleza cuando es capturado por los rebeldes y tratado casi como un animal. En los diez capítulos se combina la intriga de espionaje –los mensajes escondidos en el busto del rey, la tinta invisible, la captación de agentes en Long Island, el intento de corromper a patriotas que pueden pensar que no son suficientemente considerados...–, con lo personal, los romances a varias bandas, y cómo Mary (Meegan Warner), la mujer de Abe, antepone a su familia a cualquier otro punto de vista, aun sabiendo que su marido realiza actividade clandestina que no pueden agradar a los ingleses ni a su suegro, el magistrado Richard. La trama atrapa en sus diversas ramificaciones, y cuenta con un buen reparto, donde el villano Simcoe, Samuel Roukin, resulta especialmente repulsivo.

7/10
Babadook

2014 | The Babadook

Inquietante cinta de terror, sigue a Amelia, una joven viuda con un chaval de seis años, Samuel, bastante estresada no tanto por su deprimente trabajo en una residencia de ancianos, como por la hiperactividad que desarrolla su retoño, lo que incluye aficiones retorcidas a fabricar juguetes peligrosos y a la magia. Un día aparece en casa un cuento ilustrado de aire infantil, "Babadook", que está protagonizado por un siniestro personaje que parece manifestarse en la vida real, y al que aprende a temer primero Samuel y después su madre, con la duda sembrada en el espectador de si hay algo de real en la maligna criatura, o si se trata de puro desquiciamiento mental de esta singular familia. La desconocida actriz Jennifer Kent escribe y dirige este film, que supone su debut en el largometraje, y hay que reconocerle cierta capacidad para crear una atmósfera malsana y sembrar inquietud, sobre todo en los primeros pasos del film, pues a medida que avanza no deja de haber cierta inconsistencia en la personalidad de madre e hijo –aunque se pueda achacar a fármacos y progresiva locura–, además de que pesa la ausencia de alguna lógica explicativa en lo que se refiere a la aparición del libro de la discordia. Y aunque acude a recursos architípicos del género, y acaba repitiéndose en lo que no deja de ser una trama mínima, se maneja con bastante desparpajo, paradójicamente parece exhibir ciertas dosis de originalidad, no sigue los caminos más fáciles en la realización. Acierta con su paleta de colores desvaídos y el manejo de personajes algo grises, incluso los momentos en que cabría el histrionismo y la exageración están sabiamente medidos. Están bien los desconocidos actores Essie Davis y Noah Wiseman.

5/10
Turn: Espías de Washington

2014 | Turn: Washington's Spies | Serie TV

Serie televisiva de corte histórico situada en los años de la guerra de la independencia norteamericana, en que las tropas de George Washington combaten a los soldados del rey Jorge III de Inglaterra, que intenta mantener un poder colonial que se le está yendo de las manos. Describe la actividad de espionaje, al principio a regañadientes, llevada a cabo por Abraham Woodhull en Setauket, un enclave de Long Island cercano a Nueva York bajo dominio británico. Woodhull, hijo de un juez leal a la corona, realizaba algunas actividades de contrabando entre los contendientes, más o menos toleradas por ambas partes en tiempos de penuria, lo que le permitió realizar clandestinamente su actividad de inteligencia. La serie está muy bien ambientada, y el rigor histórico viene garantizado por la obra de Alexander Rose de que parte, y que maneja bien Craig Silverstein. Como cabe imaginar, quedan mejor parados los rebeldes que los ingleses. Ha contado con directores de prestigio en varios episodios, como Rupert Wyatt y Oliver Hirschbiegel. En el reparto destaca el protagonista, un convincente Jamie Bell.

6/10
Las últimas horas

2013 | These Final Hours

Apenas quedan 12 horas para el fin del mundo. James, un hombre poco amante de las responsabilidades, se dirige a una fiesta, pero el caos hará que sus planes cambien por completo, especialmente cuando por el camino encuentre a Rose, una niña que busca desesperadamente a su padre. Una cinta apocalíptica en el infaliblemente fílmico paisaje australiano.

Últimos tráilers y vídeos