IMG-LOGO

Biografía

El Brendel

El Brendel

El Brendel

Filmografía
Con la música a otra parte

1940 | If I Had My Way

Segunda película en la que Crosby trabajó para Universal después de los buenos resultados de Al este del cielo (1939). En esta ocasión encarna a Buzz Blackwell, un obrero de la construcción que debe hacerse cargo de la hija de un compañero fallecido. Acompaña a la muchacha hasta Nueva York para que ella se encuentre con su tío, que tiene un restaurante medio arruinado. Blakwell, ni corto ni perezoso, ayudará a que el local se transforme en uno de los garitos de moda de la ciudad. Entre las canciones interpretadas por Crosby destaca “If I Had my Way”, de James Kendis, que se convirtió en un enorme éxito de ventas. Acompaña al actor la jovencita de 14 años Gloria Jean, que había debutado en 1939 con Niña revoltosa y cuya carrera no pasó de discreta.

3/10
El capitán cautela

1940 | Captain Caution

God's Country and the Woman

1937 | God's Country and the Woman

Jeff dirige una empresa maderera, y aunque su hermano Steve es un desastre, decide darle trabajo. Enseguida arma "la parda", al permitir a la competencia usar los recursos de la empresa fraterna. Poco después, harto de las regañinas de Jeff, roba un avión, pero se queda sin gasolina en medio de ninguna parte, donde explota la madera la competencia. Allí se va a quedar atrapado una temporadita. Algo tiene de western y aventuras, y hasta de comedia, este drama en el que no falta un romance. Quizá sea querer abarcar demasiado, pero el technicolor y las interpretaciones hace que se vea con agrado la evolución de un hombre al que el apartamiento del ambiente habitual ayuda a recapacitar.

5/10
The Meanest Gal in Town

1934 | The Meanest Gal in Town

Una actriz deja su profesión e intenta triunfar como manicura, en una pequeña localidad. Intrascendente pero elegante comedia representativa de las producciones de Hollywood de los años 30.

5/10
Handle with Care (1932)

1932 | Handle with Care

Al morir su hermana, una mujer se ha de hacer cargo de sus dos sobrinos. Ellos serán los causantes de que pierda el compromiso con un abogado del que estaba enamorada. Cuando el hombre comprende que su actitud ha sido equivocada y va a casa de la chica para hacer las paces con ella, la pareja es secuestrada por unos matones. Es ahí donde los niños adquieren gran protagonismo. Comedia juvenil dirigido por David Butler (1894-1979), un todoterreno que comenzó su carrera en el cine mudo y se mantuvo activo hasta 1967, momento en que terminó su carrera con el musical C'mon, Let's Live a Little. De hecho, Butler fue un especialista en comedias musicales.

4/10
Disordely Conduct

1932 | Disordely Conduct

Deliciosa

1931 | Delicious

Heather es una joven escocesa que llega a Estados Unidos soñando con ser una estrella. Sin embargo nada sale como había pensado, pues al llegar al país es trasladada a un centro de emigrantes donde ha de convivir con otros extranjeros. Afortunadamente, como estamos ante una comedia musical, todo tendrá un final feliz cuando un millonario se enamora de ella y le propone matrimonio. Primer musical escrito en exclusividad para la pantalla por los talentos de George e Ira Gershwin. El resultado es un entretenido espectáculo en el que destaca el protagonismo de la dulce Janet Gaynor. La actriz tiene un número realmente brillante en la Estatua de la Libertad. También es muy divertido el personaje de un sueco encarnado por el actor El Brendel.

6/10
Six Cylinder Love

1931 | Six Cylinder Love

Una fantasía del porvenir

1930 | Just Imagine

Original comedia musical que se desarrolla en un futurista Nueva York de 1980. Allí se ha organizado una extraña sociedad donde la gente es conocida por números en lugar de por sus nombres, y todos los matrimonios que se celebran han de ser aprobados por el Gobierno. También hay puertas automáticas, niños probetas e incluso un teléfono con pantalla de televisión. La verdad es que ver ahora esta cinta permite constatar la ingenuidad exacerbada de la época a la hora de prever el futuro. La historia es la de una un hombre que no acepta las mencionadas leyes y construye un cohete para viajar a Marte, donde descubre que hay una réplica de terrícolas. Gracias a sus esforzados decorados de interiores, Stephen Gooson y Ralph Hammeras fueron candidatos a la estatuilla.

5/10
La gran jornada

1930 | The Big Trail

Crónica de unos pioneros que, hartos de su vida pobre en el sur, deciden aventurarse en una peligrosa caravana hacia el salvaje Oeste. Tras informarles de los riesgos del viaje, un experto aventurero les guiará por un camino lleno de complicaciones. Desgraciadamente, no todos sobrevivirán. Cuando todo parece desesperado, sufren el ataque de los indios, del que logran escapar milagrosamente, aunque con algunas bajas. Sin embargo, prefieren no dar marcha atrás y continuar su viaje hasta que lleguen a su destino o mueran en el intento. Recreación de la conquista del oeste, los sucesos que en el siglo XIX llevaron a muchos hombres a colonizar las salvajes tierras de la frontera con los territorios de los Indios. Raoul Walsh es el mayor experto del Hollywood clásico en el campo del cine de acción, como demuestran títulos como Objetivo Birmania o Murieron con las botas puestas. Sin embargo, este filme tiene un mayor calado dramático y no se limita únicamente a ser una sucesión de escenas espectaculares. El guión de Hal G. Evarts desarrolla tan bien los personajes que los conflictos entre ellos parecen completamente reales. El reparto está encabezado por el máximo representante del género, John Wayne, que una vez más encarna al típico y rudo aventurero que salvará la situación.

6/10
Un plato a la americana

1929 | Sunnyside Up

Comedia musical a la que su actriz principal, Janet Gaynor, aportó toda la clase y encanto que su convencional trama requería. Se trata de una historia de amor con algunos condimentos de cine social y que, entre divertidos enredos, tiene lugar cuando un acaudalado individuo a punto de casarse encuentra a la mujer de su vida en la figura de una muchacha de ambiente más bien pobre. Entre sus protagonistas figura el actor norteamericano El Bendrel (1890-1964), un artista del mundo del espectáculo que, debido a su acento sueco, se especializó en papeles de personajes de esta nacionalidad. De hecho, en Un plato a la americana encarna al señor Swenson. Junto a David Butler colaboró en cintas como Una fantasía del porvenir (1930) y Handle with Care (1932).

4/10
Alas

1927 | Wings

Título clásico de la historia del cine al ser el primero en conseguir el Oscar a la mejor película –y mejores efectos visuales para Roy Pomeroy– en la ceremonia de los años 1927-28. Basada en experiencias reales del propio director, su argumento nos presenta a dos jóvenes norteamericanos que se alistan en el ejército para combatir contra los alemanes en la Primera Guerra Mundial. A su vez, ambos tienen una gran rivalidad por el amor de una muchacha. En la realización del filme participó activamente el Ministerio de Defensa, y su rodaje tuvo lugar en la localidad de San Antonio, cercana a bases y campos de entrenamiento del ejército norteamericano. Wellman quiso darle el máximo realismo a las escenas de aviación, poniendo en riesgo incluso la integridad física de los actores. Éste hecho le enfrentó a los ejecutivos de la Paramount, que no le invitaron al estreno.

8/10
Camino de Arizona

1927 | Arizona Bound

El gran Gary Cooper protagoniza este mediometraje mudo –no llega a a hora de duración–, en donde encarna a un cowboy conocido como "El vaquero". All llegara a una pequeña población se verá envuelto en el robo de una diligencia con un cargamento de oro.

5/10
Ten Modern Commandments

1927 | Ten Modern Commandments

Kitty O'Day intenta triunfar como corista pero no lo tendrá nada fácil. Tercer trabajo de Dorothy Arzner, también coautora del guión. Actualmente se considera un film perdido.  

5/10
Ballet ruso

1926 | You Never Know Women

Nacido en 1896, William A. Wellman siempre fue considerado un mero director de Estudio siempre capaz de sacar el máximo rendimiento a cualquier tipo de género que se le presentaba. En esta ocasión, y trabajando para la Paramount, resuelve sin demasiados problemas una comedia vodevilesca donde un millonario persigue sin descanso a una joven que trabaja como modelo de un lanzador de cuchillos. El cine de Wellman influyó notablemente a directores como Martin Scorsese (cuyas Malas calles tienen mucho de El enemigo público), y en 1973, dos años antes de su muerte, la Junta de Directores de América le otorgó el Premio Especial a toda una carrera.

4/10

Últimos tráilers y vídeos