saltar al contenido principal
Nota decine21
estrella
Un invierno en la playa

Un invierno en la playa

Stuck in Love

Principales intérpretes

Sinopsis oficial

Un invierno en la playa

Tres años después de su divorcio, el veterano novelista Bill Borgens (Greg Kinnear) no puede dejar de obsesionarse con su exmujer, Erica (Jennifer Connelly), que tuvo la desfachatez de abandonarle por otro hombre. Pero a pesar de los esfuerzos de su vecina con derecho a roce, Tricia (Kristen Bell), para que vuelva a estar «en el mercado», él no tiene ojos para nadie más, y llega al extremo de espiarla. Mientras, su independiente hija universitaria, Samantha (Lily Collins) que acaba de publicar su primera novela, se amedrenta ante la sola idea de tener su primera relación con un romántico empedernido (Logan Lerman). Por su parte, su hijo adolescente, Rusty (Nat Wolff), intenta encontrar su propia personalidad como escritor de ficción y también como inesperado novio de una chica de ensueño con inquietantes problemas reales. Cuando estas tres situaciones desembocan en sendas vacaciones románticas frustradas, los Borgens se topan con algunas sorprendentes revelaciones sobre cómo los finales se convierten en inicios.

Galería de imágenes

Un invierno en la playa
Un invierno en la playa
Un invierno en la playa
Un invierno en la playa
Un invierno en la playa
Un invierno en la playa
Un invierno en la playa
Un invierno en la playa
Un invierno en la playa

Crítica decine21.com

estrella
6
Familia de escritores
Familia de escritores

La vida de William Borgens –escritor de prestigio, ganador dos veces del premio PEN/Faulkner– no es la misma desde que su esposa Erica le dejara por otro hombre tres años atrás. Aunque siempre ha teledirigido a su familia hacia la creación literaria, y sus hijos apuntan maneras, ahora él mismo es incapaz de crear nada desde la marcha de su mujer y no puede pasar página. Su hija mayor, Samantha, echa en cara a su padre esa actitud tan “romántica”; ella prefiere el realismo y ha optado por ser cínica y promiscua como reacción a la ruptura de sus padres. Mientras, el hijo menor, aún en el instituto, está enamorado de una compañera a la que le cuesta acercarse.

Josh Boone debuta como guionista y director con esta película más que interesante sobre la convivencia, las dificultades, las equivocaciones, el amor, etc. de una familia bastante singular. Los Borgens son los típicos intelectuales de la progresía de la costa este de los Estados Unidos, una peculiar élite cuya pensamiento tiende a ver todo en coordenadas literarias, artísticas, etc., mientras que su comportamiento ético y su visión del ser humano responde a la más exorbitante mentalidad liberal, en el sentido más pragmático, basto y amplio del término. En teoría, para ese tipo de personas cualquier acto será bienvenido mientras suponga una experiencia distinta, nueva, enriquecedora (es un decir), que ayude a hacer arte, en este caso literatura.

Pero lo llamativo de Un invierno en la playa (vaya titulito en castellano) es que pone en tela de juicio esa supuesta mentalidad liberadora de la familia Borgens. Porque, según vemos en la película, eso nos les libera en absoluto. Así, sin dejar de ser ellos mismos, cada cual irá reconduciendo su vida hacia valores “trasnochados”, como el amor-don, la fidelidad, el perdón, la unión familiar, etc. Y sobre todo ello el director hace reinar sabiamente un decidido tono optimista, que pasa por la pura comedia, el melodrama y el drama. Está claro que hay licencias enormes, como los simples diálogos entre William y sus hijos (de una explicitud, que en la realidad serían imposibles), los desahogos sexuales, y en general la insolente procacidad y el desenfado sensiblero con que ocurre todo (desde los enamoramientos, hasta las muertes, el final frente al pavo de Acción de Gracias e incluso la surrealista llamadita de Stephen King).

Sin embargo, aparte de sus indudables defectos, Un invierno en la playa funciona también gracias a un trabajado guión que centra el tiro en la confección de cada personaje. Están trazados con esmero, realismo y atractivo, y sus reacciones y cambios responden a situaciones emocionales convincentes. De entre el reparto hay que destacar sin duda a una esplendorosa Lily Collins, una chica que va camino de convertirse en estrella. La inmensidad de sus registros y su capacidad de empatía son innegables. Pero también ofrece un trabajo muy bueno Greg Kinnear, con ese aire un tanto ridículo que tan bien se le da. Incluso con mucho menor metraje también brilla Jennifer Connelly.

DVD / BD
Distribuye: Emon
Extras: Español e inglés 5.1. Entrevistas. Tráiler.
También te pueden interesar
  • Comenta esta Película



    Normas de uso
    • Esta es la opinión de los internautas, no de decine21.com
    • No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.
    • La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.
    • Tu dirección de email no será publicada.
    • Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.

CALENDARIO ESTRENOS DE CINE