IMG-LOGO

Biografía

Nicolas Cazalé

Nicolas Cazalé

Nicolas Cazalé

Filmografía
Caótica Ana

2007 | Caótica Ana

Ana vive con su padre en una cueva en Ibiza. La joven es pintora, y ambos viven con un estilo algo hippy. Justine, una extranjera, advierte el talento de Ana, y le ofrece trasladarse a Madrid, donde apadrina una especie de comuna donde se forman jóvenes artistas. Aunque le cuesta separarse de su progenitor va para allá. Allí conoce a Said, un sarahui muy especial, que estudia cinco carreras nada menos... Y comienza a tener unas extrañas experiencias, que gracias a unas sesiones de hipnosis, se revelan como sucesos vividos en existencias pasadas. El guión se estructura como una cuenta atrás, semejante a la usada en las sesiones de hipnotismo, y la entera narración adopta un tono de que se está abordando algo muy, pero que muy importante. Y la pregunta que surge es: ¿Hay que tomarse en serio la película de Julio Medem? Él parece ponerse muy circunspecto a la hora de hablar de vida y biología, de moléculas y genes que portan la historia de nuestros antepasados, de pueblos que sufren (el sarahui y los nativoamericanos), de guerra y paz... Pero todo ese componente seudomístico, mitológico, esotérico o como se le quiera llamar, traspasa en demasiadas ocasiones la frontera de lo ridículo. Ya decía Chesterton que cuando se deja de creer en Dios, se acaba creyendo en cualquier cosa... Se nos quiere pintar a Ana –que toma el nombre y algunos rasgos de la hermana del director, fallecida en accidente de tráfico– como un espíritu libre, una "diosa" representante de no sé qué eterno femenino. Hay muchos brochazos que al formar parte del espíritu creativo de la comuna, no sabe uno si tomarlos como declaraciones de Medem, o patochadas (con perdón) de los aspirantes a artistas. El film da bandazos (esa definición de la amiga de Ana, de gran 'sutileza' antropológica, de que "los hombres son todos unos violadores, y las mujeres unas putas"), su grandilocuencia pedante resulta excesiva incluso para el espectador más indulgente. La visión del amor es pobre, y la insistencia en el erotismo sigue la estela de Lucía y el sexo. Luego está "la gran cagada" (dicho con ánimo puramente descriptivo, no peyorativo) en la risible puya contra la guerra, de la que, ya se sabe, tienen la culpa los yanquis, faltaría más. De este modo Medem ejecuta una nueva incursión en el terreno político, como hiciera en La pelota vasca, aunque esta vez en el terreno de la ficción. ¿Qué queda al final? Poco más que el envoltorio. Hay un inteligente uso de las cámaras de vídeo de alta definición, utilizada en distintas partes del globo. Medem usa una Sony HD 950 que da una buena calidad de imagen, y que sin duda habrá abaratado el rodaje. Y destaca la desconocida Manuela Vellés, que con su aire risueño e ingenuo ayuda a que la "caótica" Ana sea un poco menos caótica.

4/10
Un verano en La Provenza

2007 | Le fils de l'épicier

Antoine Sforza dejó años atrás su pueblecito natal, para ir a la gran ciudad en busca de fortuna. Pero su padre, que es vendedor de ultramarinos ambulante, ha tenido que ser hospitalizado, y Antoine acepta sustituirle en su trabajo durante el verano. Acude al pueblo acompañado por Claire, su novia, y conduce el camión de su progenitor en busca de clientes. Por desgracia, no se le da muy bien tratar con los lugareños, con los que le cuesta integrarse. Además, Antoine mantiene desde hace tiempo una tensa relación con su hermano y con su padre, que parece tener difícil solución. El desconocido cineasta francés Eric Guirado (Comoedia, une renaissance) realiza una apología de la vida rural, en la línea de La chica de París y otros títulos. Su cinta tiene un enorme valor documental como retrato de una profesión –los conductores de camiones-tienda– en extinción. Muestra de forma realista la actualidad de zonas rurales, en las que sus habitantes son en su mayoría de avanzada edad. Los hay que viven prácticamente aislados, relacionándose prácticamente sólo con vendedores como el protagonista. Guirado no ha necesitado de un gran presupuesto para rodar una película humana, intimista y positiva sobre las relaciones familiares. Parte de un guión bien construido, coescrito por él mismo, y tiene buenos actores, como Nicolas Cazale (Caótica Ana). Por todo esto se disculpa que en el fondo sea una película demasiado sencilla, de ritmo premioso.

5/10
Plaga final

2007 | Pars vite et reviens tard

Jean-Baptiste Adamsberg, comisario de la policía parisina, investiga unas palabras inquietantes que alguien está escribiendo en lugares públicos. El asunto está relacionado con la muerte de una mujer, que aparece con la cara descompuesta y el cuerpo ennegrecido. El forense señala que por extraño que parezca en pleno siglo XXI, la causa del fallecimiento es la peste. Adamsberg sospecha que alguien es capaz de controlar la terrible enfermedad y contagiar a quien quiere. Régis Wargnier ha dirigido películas como Indochina y Los amores de una mujer francesa, marcadas por un esteticismo ampuloso pero algo vacío. En esta ocasión adapta libremente la novela ‘Pars vite et reviens tard’, de Fred Vargas. Cuenta como protagonista con un gran actor: José García (Arcadia).

4/10
Peregrinos

2005 | Saint-Jacques... La Mecque

Película trufada de buenas intenciones, como casi todas las de la filmolgrafía de la francesa Coline Serreau, que suele cultivar comedias que procuran despertar los mejores sentimientos del espectador, aunque para ello se aproxime peligrosamente a lo empalagoso. Aquí el punto de partida tiene su gracia: una anciana que disponía de una buena fortuna acaba de fallecer. En su testamento dispuso que todo lo suyo se repartiría entre sus tres hijos, si son capaces de hacer juntos el camino de Santiago a pie como peregrinos; en caso contrario, su patrimonio irá a parar a una institución benéfica. Clara, Pierre y Claude, que se llevan a matar, aceptan el reto a regañadientes. Les dirigirá un guía de la organización "Se hace camino", y compartirán su esfuerzo dos jovencitas de familia bien, dos jóvenes musulmanes, y una misteriosa y sonriente mujer que se cubre la cabeza con un pañuelo. Aunque al principio parece que la entera expedición va a ser una especie de infierno, el caso es que la convivencia, con la belleza del paisaje, el valor del esfuerzo y el intercambio de pequeños servicios acaban despertando lo más noble que hay en cada componente del grupo, de modo que se establece una inesperada camaradería.Pueden cargar algunos planteamientos de la Serreau, directora y guionista. Por ejemplo, marginando casi por completo el aspecto religioso del Camino -apenas hay alguna alusión en forma de broma; lo más acertado es la ironía de que la supuestamente profesora laica Clara deposita en secretos sus peticiones a Dios en la iglesia, pero las referencias a Santiago matamoros pueden resultar muy confusas para gran parte del público-; o con las cursis escenas oníricas de los sueños de los peregrinos. No obstante son incisivas y penetrantes sus críticas al materialismo de occidente -cuántas cosas "imprescindibles" pueden dejarse tiradas en el camino-, y logra conmover en el acercamiento progresivo entre los hermanos, o en las clases que Clara comienza a dar al analfabeto musulmán que cree que el grupo se dirige a La Meca y no a Santiago de Compostela.

5/10
Le Grand Voyage (El largo viaje)

2004 | Le Grand Voyage

Reda es un joven marroquí que vive en el sur de Francia, y acompaña a su padre en coche a la Meca. A los dos les separan diferencias generacionales y culturales. Para Reda es una pérdida de tiempo hacer un viaje tan largo, pero para su padre el peregrinaje tiene un profundo sentido religioso. Atravesando Italia, Serbia, Turquía, Siria y Jordania, se encontrarán con diferentes pueblos y gentes, y padre e hijo tendrán que saber convivir con los demás y con ellos mismos. Durante el camino, ambos se conocerán mejor, dará tiempo para ver sus diferencias, pero también, para comprobar lo que les une. Road movie al estilo musulmán con moraleja de fondo, dirigida por el cineasta francés de raíces argelinomarroquíes Ismaël Ferroukhi, que se inspiró en un viaje semejante realizado por su padre. El viaje cobra significación también para el joven, al que los valores occidentales más materialistas han hecho mella. A Reda le impresiona la fe de la gente en el tramo final del film -impresionantes imágenes de La Meca-, y también la sabiduría inesperada de su analfabeto padre. La película estuvo nominada al premio Bafta en 2006 y Mohamed Majd consiguió el premio Mar de Plata al mejor actor en 2005.

7/10
Robinson Crusoe

2003 | Robinson Crusoë

Un marinero británico resulta ser el único superviviente de un naugrafio. Acabará sólo en una isla remota, con la única compañía de la naturaleza y de las tribus salvajes. Extenso telefilm de más de tres horas de duración que adapta una vez más las peripecias de los personajes creados en la inmortal novela del londinense Daniel Defoe. Aunque no cuenta con un reparto conocido, el esfuerzo de producción es notorio y el resultado correcto.

5/10

Últimos tráilers y vídeos