IMG-LOGO

Biografía

Sara Sálamo

Sara Sálamo

28 años

Sara Sálamo

Nació el 20 de Enero de 1992 en Santa Cruz de Tenerife, España
Filmografía
El año de la furia

2020 | El año de la furia

En el convulso Montevideo de 1972, mientras el país se despeña irremisiblemente hacia el precipicio de la dictadura, Diego y Leonardo, dos guionistas de un conocido programa de humor de televisión, luchan por mantener su integridad ante las presiones de sus superiores para que rebajen el tono de sus mordaces sátiras políticas y eviten ofender a los altos militares que se están apoderando del control del país. Paralelamente, del lado de los opresores, Rojas, un teniente del ejército que ha sido presionado para torturar a militantes o simpatizantes de la guerrilla de los Tupamaros, exorciza sus demonios con Susana, una prostituta con la que encuentra una suerte de refugio emocional ante su fuerte sentimiento de culpabilidad. Poco a poco, las confluyentes vidas de los guionistas y del militar se ven profundamente afectadas por el yugo de la dictadura que se va cerniendo sobre ellos, y tanto uno como otros luchan por encontrar una escapatoria, una salida digna que les permita aguantarse la mirada ante el espejo.

Relatos con-fin-a-dos

2020 | Relatos con-fin-a-dos | Serie TV

Colección de cortos nacidos con ocasión del confinamiento por la pandemia del Covid-19, dirigidos por los veteranos Fernando Colomo, Álvaro Fernández Armero, Miguel Bardem y David Marqués, más el actor debutante tras la cámara Juan Diego Botto. Son relatos sencillos, una suerte de cuentos asombrosos con algún elemento sorpresivo al final, realizados en espacios cerrados, con escasos medios y pocos personajes, y conversaciones a menudo a través de videoconferencias con el móvil y el ordenador; o sea condiciones casi "dogmáticas" tipo "voto de castidad" de Von Trier. Su oportunismo es evidente, y en todo caso se puede excusar y hasta alabar a Morena Films, por seguir estando en la brecha laboral y artística en tiempos en que el mundo ha estado bastante paralizado. En “Emparedados”, de Colomo, dos vecinos que se han conocido en los balcones se juntan en el piso de él, mientras ella le explica la sórdida historia del apartamento que el otro ha reformado; “El aprendiz”, de Bardem, es bastante flojo, cómo un asesino profesional dan clases on line a un novato; no es mucho mejor “Finlandia”, de Marqués, en que una pareja está a punto de separarse, ella va a irse a Finlandia, aunque podría haber un motivo para que sigan juntos; “Self-Tape”, de Fernández Armero, habla de la prueba de casting on line de una actriz, y la ayuda que le presta un no-profesional dará pie a la sorpresa; finalmente “Gourmet”, de Botto, es una cinta sobre la especulación, con interrogatorio policial on line y humor negro algo disparatado en el desenlace.

5/10
Brigada Costa del Sol

2019 | Brigada Costa del Sol | Serie TV

Torremolinos, 1977. Un equipo de policías comienza a trabajar en el Grupo Especial de Estupefacientes Costa del Sol para combatir los delitos relacionados con el narcotráfico que se están cometiendo en la zona. Tienen muy pocos medios, mucho ingenio y el valor necesario para hacer frente a situaciones de máximo peligro. Sus espectaculares resultados pronto les convertirán en los policías más laureados de Europa.

¿Qué te juegas?

2019 | ¿Qué te juegas?

Roberto y Daniela Allende-Salazar son hermanos, propietarios de una importante empresa naviera, y sus caracteres no pueden ser más diferentes. Él es un guaperas portada de todas las revistas, ligón al que le gusta la buena vida, y es muy creativo; precisamente ha bosquejado los planos de una turbina que podrían revolucionar la industria, o eso piensa él. Mientras que ella es fría y calculadora, distante con las personas, y le gusta pisar tierra, hasta el punto de que piensa que la única manera de reflotar la compañía es una traumática reestructuración con cierre de fábricas y despidos, y no invertir en las fantasías turbineras de Roberto. Pero hay un tercer hermano en discordia, almirante de la Armada, cuyo voto es esencial para la decisión final. Y él y Roberto se juegan ese voto decisivo en una singular apuesta: lograr que alguien toque el corazoncito de hielo de la hermana, y la seduzca. Y tras mucho cavilar y mucho fracaso, Roberto deduce que su hermana es lesbiana y que la mujer ideal para conquistarla es Isabel, una aspirante a actriz y monologuista, que ha hecho reír a Daniela en una fiesta de empresa. Comedia de enredo con la que debuta en la dirección de largos Inés de León, que hasta ahora sólo había hecho cortos, spots publicitarios y episodios de series televisivas de escaso tirón. Colabora en la producción Santiago Segura, que se reserva un pequeño papel. Aunque hay sinceros esfuerzos por resultar divertida y no muy zafia –las bromas de contenido sexual son verbales, y muy acordes con los tiempos superficiales y políticamente correctos de nuestros días, donde el compromiso brilla por su ausencia–, la película tiene decididamente muy escaso recorrido, con una partitura musical que se empeña en subrayar lo supuestamente gracioso que es todo. Una vez planteada la trama, y dibujados los personajes principales con unas pocas pinceladas, todo se reduce a dar vueltas a lo mismo, con abundantes monólogos humorísticos, incluso con pildoritas feministas muy suyas, que consiguen hacer a Leticia Dolera bastante cargante. Mientras que Amaia Salamanca no cambia mucho de registro de mujer estirada e insoportable, y el “soñador” Javier Rey resulta bastante soso; los dos secundarios camareros del bar donde trabaja Isabel, no son mucho mejores en su afán de provocar, al menos, una sonrisa, con Brays Efe en su línea, y Mariam Hernández como la típica buena amiga que se acuesta con el tipo del que está enamorada Isabel, y no pasa nada. Por supuesto, hay algún gag surrealista que funciona, como todo lo que hay en torno a un disparatado chamán, pero en líneas generales, ¿Qué te juegas? es una película decepcionante y tal vez sintomática de que hacer comedias como churros, la última fórmula secreta del cine español, no siempre funciona.

3/10
Todos lo saben

2018 | Todos lo saben

Con motivo de la boda de su hermana Ana, Laura regresa desde Argentina a su pueblo natal en una zona vinícola española, la acompañan sus dos hijos, el marido Alejandro se quedó allá por trabajo. Se produce el gozoso reencuentro con padres y hermanos, y con Paco, del que anduvo enamorada en su juventud, ahora casado con Bea. Y tras el enlace, al que asisten muchos invitados, sigue la animada fiesta. Pero de pronto... Desaparece Irene, la hija mayor de Laura. Mensajes en el móvil de Laura apuntan a un secuestro por dinero, con la amenaza de hacer daño a la adolescente si denuncian los hechos a la guardia civil. La vida con frecuencia nos somete a duras pruebas. La alegría pronto se troca en dolor y sufrimiento, y puede costar recuperar la confianza en las personas. El iraní Asghar Farhadi, director y guionista, demuestra su enorme talento para contar historias de alcance universal, no importa tanto que sitúe las historias en su país de origen (Nader y Simin, una separación, El viajante) o que estén “coloreadas” por el telón de fondo parcial o total de Occidente (El pasado y Francia, Todos lo saben y España y Argentina), lo decisivo es la hondura con que atrapa las interioridades del ser humano, lo mejor y lo peor: el amor, el sacrificio, los padecimientos, los rencores soterrados, la soberbia, la ambición, asoman en cada uno en mayor o menor medida, mientra se teje un elaborado cuadro de complejas relaciones, donde cuenta lo ocurrido y lo que se piensa que ha ocurrido, la suposición de intenciones en el otro, y los secretos del pasado que acaban saliendo a la luz. Cuenta con un magnífico reparto coral, donde ocupan lugar prominente Javier Bardem, Penélope Cruz y Ricardo Darín, convincentes al exhibir las fragilidades de sus personajes, pero donde también sobresalan Bárbara Lennie, Inma Cuesta, Elvira Mínguez, Eduard Fernández, Ramón Barea, por citar a unos pocos. Farhadi es un cineasta con mayúsculas. Sabe dar el salto mortal del costumbrismo festivo inicial, a la angustia de la tragedia y las dudas sobre qué ha ocurrido, y quién está detrás, un cambio de tono perfectamente ajustado. Y sí, hay un punto de intriga, pero puede permitirse el lujo de satisfacer la curiosidad sobre la identidad de los secuestradores sin jugar a sorprender, poniendo el acento en que lo importante, lo que le interesa, son las personas, sus heridas existenciales, las cicatrices indelebles. Da gusto ver una película donde no hay espacio para la frivolidad, en que se puede abordar temas como la familia, el aborto o la intervención de Dios en la vida de los hombres, sin caer en el cliché. Y en donde las imágenes pueden sustituir con éxito a las palabras, pero sin desdeñar el poder de éstas para expresar los sentimientos.

7/10
Las grietas de Jara

2018 | Las grietas de Jara

Leonor, enigmática fotógrafa, visita el estudio de arquitectura Borla y Asociados, para preguntar si saben algo de Nelson Jara, un tipo al que anda buscando. Aunque le aseguran que ignoran de quién se trata, en realidad el jefe de la compañía, Mario Borla, su socia, Marta Horvath, y el arquitecto Pablo Simó, no se han olvidado de lo que ocurrió tiempo atrás, cuando el desaparecido acudió a ellos, quejándose porque una de sus obras había provocado una grieta en su casa… Pero éste no se conformaba con la reparación, empezó a comportarse como un psicópata en busca de una compensación económica. Las novelas de Claudia Piñeiro han dado juego al cine argentino, en adaptaciones como Las viudas de los jueves y Betibú. También parte de uno de sus libros esta coproducción con España, de Nicolás Gil Lavedra, que dirige su segundo trabajo tras Verdades verdaderas: La vida de Estela, y que también coescribe el guión. La grieta que aparece en la trama sirve como metáfora de una sociedad con problemas de degradación moral, que se desgarra. Quedan a los lados dos bandos, el de quienes recurren a la delincuencia (como Jara), y el de quienes están teóricamente al lado de la ley, representados por Borla, pero que en realidad carecen igualmente de principios. Tarda en arrancar, quizás por alguna situación un tanto forzada y diálogos resueltos no del todo bien, pero enseguida se logra una agobiante atmósfera de thriller. Impecable plantel de actores argentinos, con trabajos a su nivel habitual de Óscar Martínez y Soledad Villamil, aunque resulta llamativo sobre todo la labor de Joaquín Furriel (Simó), que encarna a un tipo de ciudadano corriente que trata de salir adelante pese a la falta de escrúpulos de quienes tiene alrededor, y a que tiene una esposa que no le ama. Sobresalen las secuencias con su hija, que por el contrario le manifiesta un enorme cariño. En el lado español, cumple Sara Sálamo (Leonor), pero desentona bastante un forzado Santiago Segura. Por norma general, el ‘amiguete’ suele resolver sus papeles mejor, aunque esta vez se ve que le ha podido el miedo escénico a la hora de interpretar a un personaje serio, con la dificultad añadida de que se expresa con vocablos y expresiones argentinas.

6/10
Como la espuma

2016 | Como la espuma

Una vieja mansión. Un plan B condenado a desmadrarse. Una orgía improvisada... Y, de pronto, un montón de historias de amor, desamor, reencuentro y descubrimiento. Del amanecer al atardecer, una quincena de protagonistas vivirán una experiencia sexual y emocional que les cambiará la vida.

Reverso

2015 | Reverso

Desde niños, Marcos y su hermano Álex se ponen pruebas peligrosas el uno al otro. Pero un día el primero le exige al otro cruzar una autopista desnudo con los ojos tapados, con tan mala suerte que le atropella un vehículo. Aunque sobrevive y rehace su vida, Álex deja de ver a Marcos, que ni siquiera ha ido a visitarle al hospital. Tras años sin dar señales de vida, este último reaparece, y propone un encuentro a solas. Thriller sobre las relaciones fraternales que supone el debut de Carlos Martín. Este joven realizador podría dar que hablar en el futuro, pues aprovecha al máximo su reducido presupuesto, y mantiene el interés a base de dosificar muy bien la intriga, con algún giro que llega a sorprender, lo que no resulta fácil cuando en el cine se ha visto de todo. También compone una atmósfera un tanto oscura, aunque manteniendo la elegancia en los puntos más sórdidos. A este joven realizador se le da muy bien la dirección de actores, pues tanto Raúl Mérida (Tierra de lobos) como Iván Hermés (Isabel), ambos bastante desconocidos, componen a unos protagonistas creíbles. Tanto ellos como la secundaria Elena Ballesteros (B&B, de boca en boca) parecen esforzarse por pasar de la pequeña a la gran pantalla.

5/10
B&B, de boca en boca

2014 | B&B, de boca en boca

Pablo Balboa, veterano periodista que vivía fuera de España, asume la dirección de B&B, una revista de moda que pertenece al padre de su prometida. Cuando toma las riendas de la publicación descubre que le ha robado el puesto a la subdirectora, Candela, su antigua novia, a la que abandonó dos décadas atrás sin darle ninguna explicación. B&B, de boca en boca, producción televisiva de Globomedia, fracasa espectacularmente al intentar jugar sobre seguro, recurriendo a elementos de otras series de éxito de la compañía, especialmente de Los Serrano, pues están presentes los actores Belén Rueda y Fran Perea, se recurre de forma facilona al exhibicionismo de cuerpos 10, predomina el humor facilón, etc. De Médico de familia se ha cogido la pretensión de representar a diversos estratos sociales, y hasta se recupera a la actriz Luisa Martín, en un rol similar a la Juani, de la famosa telecomedia. De Periodistas ha quedado que transcurre entre las paredes de una redacción, y que los protagonistas investigan casos de actualidad... Semejante batiburrillo no funciona. Ni B&B, de boca en boca tiene entidad propia, ni acaban de enganchar ninguno de los personajes, sobre todo porque se nota demasiado que pretenden enganchar a los diferentes segmentos de la audiencia. Cuenta con buenos actores, que sin embargo, parecen fuera de lugar.  

3/10
Tres-60

2013 | Tres-60

Debut en la gran pantalla de Alejandro Ezcurdia, que tiene como padrino a Santiago Segura, en su primer film como productor que no es una comedia. El título, Tres-60, hace referencia a una compleja maniobra de surf, que consiste en dar un giro completo de 360 grados sobre la ola, por lo que lógicamente se vuelve a la misma posición. En Tres-60, Guillermo, joven estudiante universitario apasionado del surf, encuentra casualmente un viejo carrete fotográfico en las obras de reforma de la casa de sus padres. Al revelarlo, descubre fotos que sugieren que Iván, su amigo de la infancia desaparecido en misteriosas circunstancias, fue secuestrado por una red de tráfico de órganos. Investigará lo que le ocurrió con ayuda de Ángela (una estudiante de Bellas Artes que le tiene enamorado), Ruso (su mejor amigo) y Mario, su jovencísimo hermano especialmente brillante para las nuevas tecnologías. Lo mejor es el trabajo de Roque Baños, que ha compuesto una evocadora partitura muy superior al nivel del film. Por lo demás, también se agradece que Ezcurdia trate de componer un thriller sin pretensiones destinado al público juvenil, que quiere seguir la senda del cine comercial de calidad de Alejandro Amenábar o José Antonio Bayona. Desafortunadamente, Ezcurdia no llega por ahora ni de lejos al nivel de los realizadores citados, pues su factura no pasa de correcta, e incluso por momentos parece propia de cualquier serie española del montón. El principal problema de Tres-60 reside en un guión mediocre, firmado por Luiso Berdejo, que obtuvo un prestigio increíble por el guión de [Rec], cuando en realidad éste era el único punto débil del exitoso film de terror. En esta ocasión todo resulta forzado desde el principio (ridículo que los malos se hayan dejado un carrete con fotos de los órganos con los que trafican, en una bolsa que casualmente tiene escritas las iniciales del desaparecido). Lo que peor funciona es la casualidad final, que intenta dar que pensar sobre la responsabilidad de la sociedad en la génesis de la delincuencia (como cuando Amenábar mostraba el morbo de los telespectadores en el desenlace de Tesis), pero resulta bastante grotesco. Tampoco acaba de resultar convincente el reparto, encabezado por el jovencísimo Raúl Mérida, famoso por la serie Los protegidos. Le arropan veteranos como Geraldine Chaplin, Manuel Morón y Joaquim de Almeida, que no parecen demasiado convencidos con el proyecto.

3/10

Últimos tráilers y vídeos