IMG-LOGO
Exorcismo en el Vaticano
4 /10 decine21

Exorcismo en el Vaticano

The Vatican Tapes

Contenidos (de 0 a 4 ¿qué es esto?)

Sinopsis oficial

Exorcismo en el Vaticano

Angela Holmes lleva una vida completamente normal hasta que su presencia empieza a provocar sucesos terribles a su alrededor, causando dolor y muerte a todos los que le rodean. Los expertos creen que Holmes está poseída, pero cuando acuden al Vaticano para realizar un exorcismo descubren que su posesión es una fuerza satánica mucho más poderosa de lo que jamás habían imaginado. El Padre Lorenzo (Michael Peña) tendrá que luchar contra el mal para salvar no sólo el alma de Angela, sino el mundo tal y como lo conocemos.

4 /10 decine21

Crítica

Señales del Apocalipsis

Señales del Apocalipsis

En el Vaticano andan muy preocupados porque han detectado signos de la inminente llegada del Apocalipsis en las cintas donde graban todos los exorcismos practicados desde principios del siglo XX. El caso más preocupante es el de Angela, una joven que tras hacerse un corte por accidente en un dedo mientras partía una tarta, ha sido poseída por el Maligno, para desesperación de su novio, Pete, y su padre, el coronel Roger Holmes.

Producen “pánico”, y no del bueno, los filmes sobre posesiones demoníacas después de que la rigurosa El exorcista acabara con el subgénero. Se atreve a adentrarse en este terreno Mark Neveldine, que tras lograr cierto éxito con la serie B Crank veneno en la sangre, no ha levantado cabeza. Consigue dar cierto ritmo al film, y una ambientación sugerente, y acierta al no sucumbir a la moda del 'metraje encontrado', pues sólo incluye secuencias cámara en mano, 'reales', en algunos momentos clave, como las que habría captado el equipo de vigilancia de un hospital. Cuenta con un par de actores sólidos, como Michael Peña (un ex marine reciclado en bondadoso sacerdote) y Dougray Scott (el militar, progenitor de la protagonista), que logran el milagro de hacer mínimamente creíbles a unos personajes tópicos.

Por lo demás, abusa de clichés, como el cuervo negro que acompaña al personaje central, un recurso bastante gastado, o de ingredientes un tanto ridículos, como cuando la chica escupe tres huevos que supuestamente representan a la Santísima Trinidad. Como se puede imaginar, su rigor teológico, por mucho que se apele a frases evangélicas, deja que desear. Todo esto le quita bastante tensión dramática a la lucha entre el bien y el mal.

Lo peor, el título en España, donde se ha cambiado The Vatican Tapes (Las cintas del Vaticano), por Exorcismo en el Vaticano, erróneo porque el ritual no tiene lugar en la Santa Sede.

Comenta esta Película

Normas de uso
  • Esta es la opinión de los internautas, no de decine21.com
  • No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.
  • La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.
  • Tu dirección de email no será publicada.
  • Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.