IMG-LOGO

Biografía

Edgar Neville

Edgar Neville

67 años ()

Edgar Neville

Nació el 28 de Diciembre de 1899 en Madrid, España
Falleció el 23 de Abril de 1967 en Madrid, España
Filmografía
Prohibido enamorarse

1961 | Prohibido enamorarse

El doctor Iván S. Bolt trata a dos enfermos sin ganas de vivir, Elena y Leandro, dos viudos que tienen muy disgustados a Luisa y Julio sus respectivos hijos. Les envía a a descansar a las Costa del Sol y provoca su encuentro. Comedia romántica tan previsible que resulta agotadora.

4/10
Mi calle

1960 | Mi calle

Estrenada en Madrid el 21 de noviembre de 1960, representa la última película de la filmografía de Neville y resume de forma didáctica y melancólica todo el cariño que éste director siempre demostró al pueblo madrileño. Ambientada con canciones de Nati Mistral, está filmada en el único decorado de una calle gracias al soberbio trabajo del director artístico Enrique Alarcón. Como dato curioso hay que mencionar que simula ser la calle San Pedro, que es donde había nacido el operador del film, José F. Aguayo. Su argumento es un cruce de personajes y situaciones que tienen lugar en el Madrid isabelino durante épocas convulsas que van desde el reinado de Alfonso XIII hasta la Guerra Civil. Allí hay casas burguesas, viejos palacios, toda clase de comercios y hasta un café cantante. Premio del Sindicato Nacional del Espectáculo a la mejor banda sonora de Manuel Parada, y mejor actriz para Conchita Montes por la revista “Triunfo”.

7/10
La ironía del dinero

1959 | La ironía del dinero

Film de Edgar Neville con cuatro episodios ligados al dinero, el azar y la gente, ya sea a partir de una cartera encontrada, la lotería que toca, o los amores de una mujer casada con otros hombres.

4/10
El baile

1959 | El baile

Edgar Neville adapta su divertida obra teatral, escrita siete años antes. Dos amigos del alma comparten su pasión por la entomología, y su amor por la misma mujer. Con esta trama, en que los personajes pasan de jóvenes a ancianos, Neville entrega, según sus propias palabras “una comedia de amor. Si a veces parece que va a seguir el camino de la humorada o del drama, ni lo ni lo otro logran adueñarse de la obra; en cambio, el amor, sí, un amor sin tibieza ni disimulo, que a veces se confunde con la amistad y otras con lo que particularmente se llama eso, amor”.

6/10
Novio a la vista

1954 | Novio a la vista

Tercera película de Berlanga como director en solitario, contó con una producción de lujo a cargo de Benito Perojo, y un guión realmente elaborado gracias a la participación de Juan Antonio Bardem, José Luis Colina, Berlanga y el mismísimo Edgar Neville. Por si esto fuese poco, el reparto es de primera categoría con nombres como José María Rodero, Julia Caba Alba y José Luis López Vázquez. Una crítica, bastante amable eso sí, de la clase media española aunque la acción se trasladase hasta 1914. Allí, los padres de Loli quieren que ella les acompañe a sus vacaciones de verano en la playa para que conozca a un muchacho formal e ingeniero con el propósito de emparentarlos. Pero Loli está más interesada en un estudiante llamado Enrique que, para su desgracia, ha suspendido algunas asignaturas y ha de quedarse repasando para septiembre.

6/10
El cerco del diablo

1952 | El cerco del diablo

Dirigida por seis directores bastante diferentes entre sí, en su guión colaboraron nada menos que nombres como los de Gonzalo Torrente Ballester, Gumersindo Montes Agudo, Pérez Torreblanca y el premio Nobel de Literatura Camilo José Cela. Cada uno de ellos creó una historia encuadrada en el género fantástico que partía de la premisa de un hombre atrapado entre un ángel y un diablo. En su época fue considerada una superproducción de inspiración falangista, contando con un reparto de excepción donde aparecen los nombres de José Bódalo, Virgilio Teixeira, Rafael Bardem, Luis Prendes, Conchita Montes, Fernando Rey, Manuel Dicenta y Antonio Casas, entre otros muchos. También se la conoce como Alma cercada, ya que éste fue el título que tuvo durante su rodaje.

4/10
Duende y misterio del flamenco

1952 | Duende y misterio del flamenco

Recorrido documental sobre el mundo del flamenco, un arte que Neville siempre admiró y del que se declaró fiel seguidor. Con la voz en off de Fernando Rey, se narra la historia de dicho género musical mediante diversas escenificaciones donde se aprende a diferenciar tipos de flamenco: soleares, tarantos, seguiriyas, bulerías, tonás, tangos, alegrías y fandangos. Se estrenó en España el 15 de diciembre de 1952, y en ella aparecen artistas consagrados como el bailarín Antonio, de reconocida fama internacional y Pilar López y su ballet español. Actualmente es considerada la mejor película realizada sobre el flamenco, y en su época cosechó excelentes críticas además de una Mención especial en el Festival de Cannes.

6/10
Cuento de hadas

1951 | Cuento de hadas

Amable comedia en la que dos hadas traviesas llegan a la tierra para que la pareja de novios formada por Laura y Jaime deje de pelearse y consiga crear un hogar en feliz armonía. Sin embargo, nada sale como estaba previsto y Laura abandona a su prometido casándose con otro hombre. Es entonces cuando una de las hadas adopta una bella personalidad humana y comienza a tontear con los sentimientos enamorándose sin remedio de Jaime. Fábula muy al gusto de su autor, aunque sin la calidad ni el interés por los personajes de otras de sus películas, aunque cuenta con un extenso plantel de excelentes actores secundarios como José Luis Ozores, Manolo Gómez Bur, Rafael Alonso y Matilde Muñoz Sampedro.

4/10
El último caballo

1950 | El último caballo

Brillante comedia escrita y dirigida por Edgar Neville, a medio camino entre el neorrealismo y la farsa, que se convirtió en una de las películas favoritas del escritor Azorín. En su argumento, Fernando (Fernando Fernán Gómez, en una de sus creaciones más recordadas) es un soldado de caballería que se entera de que su regimiento va a ser motorizado y que, por lo tanto, los caballos serán vendidos para que sean usados en las plazas de toros. Hay que tener en cuenta que, en esa época, los caballos de los picadores carecían de protección, y que muchos de ellos morían por asta de toro. Fernando tiene un enorme cariño a uno de sus caballos, así que decide gastarse los ahorros de su boda en comprarlo. Cuando llega a Madrid con el animal encontrará numerosos problemas para mantenerlo. Humor y crítica social unidos en un paisaje urbano que convierte a Madrid en parte esencial de la historia. El Círculo de Escritores Cinematográficos premió a Neville como guionista y a Fernán Gómez como mejor actor protagonista.

9/10
El señor Esteve

1950 | El señor Esteve

"L'acua del señor Esteve", obra escrita por Santiago Rusiñol, consiguió reflejar a la perfección las maneras y costumbres de la sociedad catalana. La primera adaptación para el cine, El señor Esteve, fue dirigida por Lucas Argilés en 1929 contando para el papel principal con el gran actor de teatro Enrique Borrás. Para esta nueva versión, Neville modernizó el argumento incidiendo en algunos de los puntales de su exitosa filmografía como son los personajes costumbristas, el gusto por los decorados de época, el estilo realista y los pequeños detalles cotidianos. La historia nos lleva hasta 1860, cuando el señor Esteve, dueño de una mercería y orgulloso de su hijo Ramón, acude al bautizo de su nieto. Veinte años después, Ramón fallece y el señor Esteve se da cuenta que los tiempos han cambiado y que peligra la tradición familiar de la mercería.

6/10
El marqués de Salamanca

1948 | El marqués de Salamanca

Biografía del Marqués de Salamanca encargada a Edgar Neville por la Comisión Oficial del Centenario del Ferrocarril en España. José de Salamanca y Mayol (1811-1883) fue un político y financiero que amasó una gran fortuna gracias a la cual invirtió en empresas ferroviarias y consiguió traer el tren a Madrid, además de racionalizar el urbanismo de la ciudad y construir en la capital algunos de los teatros más modernos del momento. También tuvo una gran influencia en política al ser ministro de Hacienda en 1847. El film, que obtuvo una Mención Especial del Sindicato Nacional del Espectáculo, le sirvió a su director para realizar una visión costumbrista del Madrid de antaño, aunque centró su argumento tanto en la amistad del marqués con María Buschental, esposa del banquero de mismo apellido, como en su enemistad con el político Narváez. Curiosamente, hoy en día, la calle Narváez pertenece al distrito de Salamanca en Madrid.

4/10
Nada

1947 | Nada

Adaptación de la novela homónima de Carmen Laforet, premio Nadal en 1944 y una de las obras más aclamadas de la literatura española. En ella se narra la historia de Andrea, una muchacha que llega a Barcelona para proseguir sus estudios. Alojada en casa de su abuela, ha de convivir con los diferentes caracteres de sus tíos: Juan es pintor y vive del dinero que le saca a su ludópata esposa, y Román es un músico al que le gustan demasiado las mujeres. A pesar de la dureza de su argumento, alejado del sentido del humor que desprenden las mejores obras de Edgar Neville (El último caballo, El baile), éste consigue crear un ambiente de soterrada violencia y futilidad existencial gracias entre otros méritos a la interpretación de Conchita Montes, quien también participó en el guión. El filme logró el quinto premio del Sindicato Nacional del Espectáculo.

6/10
El crimen de la calle de Bordadores

1946 | El crimen de la calle de Bordadores

Madrid. Finales del siglo XIX. En la calle de Bordadores se ha producido el crimen de una mujer madura, lo que conduce a diferentes líneas de investigación: mientras la policía cree que ha podido ser el servicio de la señora, los periodistas se inclinan por culpar al pretendiente de la misma. Rodada en formato de flashback, el film tardaría tiempo en ser reivindicado como uno de los mejores títulos policíacos del cine español, tal y como escribió el crítico Carlos F. Heredero en 1991: “Es una mezcla de sainete popular y crónica negra. Su construcción narrativa está muy elaborada, y los tipos secundarios tienen una presencia que se echa de menos en el cine actual”. De hecho, Antonia Plana fue reconocida como mejor actriz de reparto por el Círculo de Escritores Cinematográficos.

7/10
El traje de luces

1946 | El traje de luces

Adaptación de la obra de José María Carretero, “El traje de luces y el caballero andaluz”. Producida por Manuel del Castillo, no parecía el camino más adecuado a seguir por su director, si tenemos en cuenta que se estrenó entre dos arriesgados filmes como El crimen de la calle Bordadores y Nada. La historia es la de Rafael, un torero que aspira a ser contratado en México para, a su vuelta, poder casarse con Rocío, su novia de siempre. Rafael triunfa en las plazas de toros mexicanas y prorroga allí su estancia. Mientras, Rocío le ha ocultado que está embarazada y, esperando noticias de su enamorado, un día recibe la noticia que éste se ha casado. El propio Neville se defendió con mucho arte de los que le acusaron de aceptar el proyecto: “Todo mi esfuerzo está en hacer una película de toros y Andalucía que no sea una españolada. Porque siempre llega un momento en la vida de un director de cine español en que tiene que hacer una película de toros y toreros y ¡claro! tiene que procurar hacerlo lo mejor que pueda”. 

4/10
La vida en un hilo

1945 | La vida en un hilo

Comedia clave dentro del cine español y demostración palpable del inmenso talento atesorado por su autor, conocedor de los resortes de éxito y ritmo del cine americano con el que tuvo bastante contacto desde su estancia en Hollywood en 1928. El film cuenta cómo una viuda conoce en un tren a una adivina que le cuenta su historia: de cómo pasó una aburrida vida en compañía de un hombre cuando, en realidad, el destino le podría haber brindado la oportunidad de tener una existencia muy distinta. Una fábula sentimental sobre las pequeñas causas y los grandes efectos, que logró ganar el premio al mejor guión por el Círculo de Escritores Cinematográficos. No es para menos, después de conocer la importancia que Neville otorgaba a este apartado: “El guión es lo fundamental, más importante que la dirección y que todo. La obra, el diálogo, es lo que contiene el nervio de la película”. Poco debió aprender de estas palabras Gerardo Vera cuando, en 1992, dirigió una nueva versión de este argumento en Una mujer bajo la lluvia, cuyo único dato positivo es la aparición de Conchita Montes en un breve papel.

9/10
Domingo de carnaval

1945 | Domingo de carnaval

Madrileño de nacimiento y de vocación, Edgar Neville (1899-1967), siempre consideró las calles de la capital como parte esencial de sus historias, involucrando personajes y situaciones en casi toda su filmografía: comenzando en la guerra con Frente de Madrid (1939) hasta Mi calle (1960). Este cariño por Madrid se aprecia en Domingo de carnaval, una comedia policiaca donde muestra su afición por el carnaval y donde su pareja y musa, Conchita Montes, adquiere todo el protagonismo. En el domingo de carnaval que indica su título, una mujer aparece asesinada en su tienda. Un policía sospecha de un vendedor de relojes. La hija de éste, convencida de la inocencia de su padre, decide investigar el caso por su cuenta. El filme, estrenado el 22 de octubre de 1945, se llevó el 7º premio del Sindicato Nacional del Espectáculo.

8/10
La torre de los siete jorobados

1944 | La torre de los siete jorobados

Primera de lo que podríamos denominar trilogía criminal-costumbrista-irónica-madrileña de Neville, que tendría su continuación en Domingo de carnaval (1945) y El crimen de la calle de Bordadores (1946). En La Torre de los siete jorobados, Neville adapta junto a José Santugini una novela de Emilio Carrere y nos traslada al Madrid de 1917, donde Basilio está enamorado de la hija de un fantasma que sólo ve él. Una investigación policial hará que descubra una extraña secta que se oculta en los subterráneos de Madrid. Esta intriga le sirve al director para experimentar con la técnica del expresionismo alemán mediante imágenes oníricas y efectos visuales que convierten el film en un insólito producto de género fantástico. Reivindicado con el paso del tiempo, es actualmente uno de los títulos clásicos de nuestra cinematografía.

8/10
Café de París

1943 | Café de París

Comedia escrita y dirigida por Edgar Neville, uno de los mayores intelectuales del teatro, novela y cine español, con una interesante vida personal donde fue conde, cónsul, secretario en la embajada de Londres, afiliado a Izquierda Republicana en 1935 y a Falange Española dos años después. En Café de París, recrea un universo propio repleto de personajes que se entrecruzan en decorados costumbristas, esta vez situando la acción en la ciudad de París. Allí es donde acude Carmen, una muchacha que no tiene más remedio que abandonar España al quedar arruinada tras la muerte de su padre. En la capital francesa sólo tiene la ayuda de unos amigos y unas pocas joyas familiares que ha de vender para poder comer. Sin embargo, la realidad diaria le hará tener que buscar nuevos amigos entre los habitantes más bohemios de la ciudad.

4/10
La muchacha de Moscú

1942 | Sancta Maria

Una joven comunista descubre el poder de una sencilla oración cuando el hombre que ama se encuentra a las puertas de la muerte por una terrible enfermedad. Un melodrama sencillo pero eficaz, con la intervención por encargo de Edgar Neville y la interpretación "rusa" de Conchita Montes.

5/10
Correo de Indias

1942 | Correo de Indias

Primera película plenamente española de Conchita Montes y Edgar Neville tras sus dos experiencias en coproducción con Italia, Frente de Madrid (1939) y La muchacha de Moscú (1941). Neville y Montes, que eran amantes desde 1934, participaron en las actividades culturales más relevantes del Madrid de la República además de ser una de las parejas más célebres del cine español colaborando en trece películas. Correo de Indias, basado en una obra del propio director, fue una superproducción de la época que salió adelante gracias al patrocinio y empeño de dos de sus amigos como Gregorio Marañón y José María Alfaro. Su argumento comienza cuando un velero holandés encuentra los restos de un Correo de Indias español, que ha chocado con un iceberg. En el interior del barco están los cadáveres de una pareja abrazada. El diario de a bordo explicará la historia de amor entre ellos: el capitán del navío y la virreina del Perú.

5/10
Frente de Madrid

1939 | Carmen fra i rossi

Interesante melodrama bélico, sobre todo porque es casi contemporáneo a los hechos narrados, está rodado hacia el final de la guerra civil española, con escenarios auténticos del frente de Madrid a que alude al título, en la ciudad universitaria. Y los escombros y edificios derruidos ayudan a prestar autenticidad a la narración. Javier y Carmen hacen planes de boda en Madrid, pero todo se trunca con el estallido de la guerra. Ella queda atrapada en la capital, en manos del bando republicano, mientras que él están en el bando nacional que trata de tomar Madrid. En un momento dado se recibe información de interés, que los nacionales desean hacer llegar a los elementos de la quinta columna de Madrid. De modo que mandan a Javier a contactar con Amalio, que se esconde tras la tapadera de comisario político. También será la oportunidad de contactar con su prometida, que colabora con esta suerte de resistencia a las autoridades oficiales. Edgar Neville es un buen director, y maneja con habilidad esta muestra de cine de género, incluso con sus elementos de propaganda de la causa nacional. A lo largo del metraje se alude a prácticas como a los fusilamientos por las ideas políticas sin previo juicio, a las delaciones donde colaboraban porteros de inmuebles, y a las claves para enviar mensajes cifrados. También al intercambio de información familiar en el frente con el enemigo, porque era frecuente que dos personas del mismo pueblo estuvieran en los dos bandos como enemigos. Resulta encomiable el deseo de reconciliación que recorre la cinta, por ejemplo en la escena en que dos enemigos aguardan la muerte.

5/10
Mi calle

1960 | Mi calle

Estrenada en Madrid el 21 de noviembre de 1960, representa la última película de la filmografía de Neville y resume de forma didáctica y melancólica todo el cariño que éste director siempre demostró al pueblo madrileño. Ambientada con canciones de Nati Mistral, está filmada en el único decorado de una calle gracias al soberbio trabajo del director artístico Enrique Alarcón. Como dato curioso hay que mencionar que simula ser la calle San Pedro, que es donde había nacido el operador del film, José F. Aguayo. Su argumento es un cruce de personajes y situaciones que tienen lugar en el Madrid isabelino durante épocas convulsas que van desde el reinado de Alfonso XIII hasta la Guerra Civil. Allí hay casas burguesas, viejos palacios, toda clase de comercios y hasta un café cantante. Premio del Sindicato Nacional del Espectáculo a la mejor banda sonora de Manuel Parada, y mejor actriz para Conchita Montes por la revista “Triunfo”.

7/10
El baile

1959 | El baile

Edgar Neville adapta su divertida obra teatral, escrita siete años antes. Dos amigos del alma comparten su pasión por la entomología, y su amor por la misma mujer. Con esta trama, en que los personajes pasan de jóvenes a ancianos, Neville entrega, según sus propias palabras “una comedia de amor. Si a veces parece que va a seguir el camino de la humorada o del drama, ni lo ni lo otro logran adueñarse de la obra; en cambio, el amor, sí, un amor sin tibieza ni disimulo, que a veces se confunde con la amistad y otras con lo que particularmente se llama eso, amor”.

6/10
La ironía del dinero

1959 | La ironía del dinero

Film de Edgar Neville con cuatro episodios ligados al dinero, el azar y la gente, ya sea a partir de una cartera encontrada, la lotería que toca, o los amores de una mujer casada con otros hombres.

4/10
Duende y misterio del flamenco

1952 | Duende y misterio del flamenco

Recorrido documental sobre el mundo del flamenco, un arte que Neville siempre admiró y del que se declaró fiel seguidor. Con la voz en off de Fernando Rey, se narra la historia de dicho género musical mediante diversas escenificaciones donde se aprende a diferenciar tipos de flamenco: soleares, tarantos, seguiriyas, bulerías, tonás, tangos, alegrías y fandangos. Se estrenó en España el 15 de diciembre de 1952, y en ella aparecen artistas consagrados como el bailarín Antonio, de reconocida fama internacional y Pilar López y su ballet español. Actualmente es considerada la mejor película realizada sobre el flamenco, y en su época cosechó excelentes críticas además de una Mención especial en el Festival de Cannes.

6/10
El cerco del diablo

1952 | El cerco del diablo

Dirigida por seis directores bastante diferentes entre sí, en su guión colaboraron nada menos que nombres como los de Gonzalo Torrente Ballester, Gumersindo Montes Agudo, Pérez Torreblanca y el premio Nobel de Literatura Camilo José Cela. Cada uno de ellos creó una historia encuadrada en el género fantástico que partía de la premisa de un hombre atrapado entre un ángel y un diablo. En su época fue considerada una superproducción de inspiración falangista, contando con un reparto de excepción donde aparecen los nombres de José Bódalo, Virgilio Teixeira, Rafael Bardem, Luis Prendes, Conchita Montes, Fernando Rey, Manuel Dicenta y Antonio Casas, entre otros muchos. También se la conoce como Alma cercada, ya que éste fue el título que tuvo durante su rodaje.

4/10
Cuento de hadas

1951 | Cuento de hadas

Amable comedia en la que dos hadas traviesas llegan a la tierra para que la pareja de novios formada por Laura y Jaime deje de pelearse y consiga crear un hogar en feliz armonía. Sin embargo, nada sale como estaba previsto y Laura abandona a su prometido casándose con otro hombre. Es entonces cuando una de las hadas adopta una bella personalidad humana y comienza a tontear con los sentimientos enamorándose sin remedio de Jaime. Fábula muy al gusto de su autor, aunque sin la calidad ni el interés por los personajes de otras de sus películas, aunque cuenta con un extenso plantel de excelentes actores secundarios como José Luis Ozores, Manolo Gómez Bur, Rafael Alonso y Matilde Muñoz Sampedro.

4/10
El señor Esteve

1950 | El señor Esteve

"L'acua del señor Esteve", obra escrita por Santiago Rusiñol, consiguió reflejar a la perfección las maneras y costumbres de la sociedad catalana. La primera adaptación para el cine, El señor Esteve, fue dirigida por Lucas Argilés en 1929 contando para el papel principal con el gran actor de teatro Enrique Borrás. Para esta nueva versión, Neville modernizó el argumento incidiendo en algunos de los puntales de su exitosa filmografía como son los personajes costumbristas, el gusto por los decorados de época, el estilo realista y los pequeños detalles cotidianos. La historia nos lleva hasta 1860, cuando el señor Esteve, dueño de una mercería y orgulloso de su hijo Ramón, acude al bautizo de su nieto. Veinte años después, Ramón fallece y el señor Esteve se da cuenta que los tiempos han cambiado y que peligra la tradición familiar de la mercería.

6/10
El último caballo

1950 | El último caballo

Brillante comedia escrita y dirigida por Edgar Neville, a medio camino entre el neorrealismo y la farsa, que se convirtió en una de las películas favoritas del escritor Azorín. En su argumento, Fernando (Fernando Fernán Gómez, en una de sus creaciones más recordadas) es un soldado de caballería que se entera de que su regimiento va a ser motorizado y que, por lo tanto, los caballos serán vendidos para que sean usados en las plazas de toros. Hay que tener en cuenta que, en esa época, los caballos de los picadores carecían de protección, y que muchos de ellos morían por asta de toro. Fernando tiene un enorme cariño a uno de sus caballos, así que decide gastarse los ahorros de su boda en comprarlo. Cuando llega a Madrid con el animal encontrará numerosos problemas para mantenerlo. Humor y crítica social unidos en un paisaje urbano que convierte a Madrid en parte esencial de la historia. El Círculo de Escritores Cinematográficos premió a Neville como guionista y a Fernán Gómez como mejor actor protagonista.

9/10
El marqués de Salamanca

1948 | El marqués de Salamanca

Biografía del Marqués de Salamanca encargada a Edgar Neville por la Comisión Oficial del Centenario del Ferrocarril en España. José de Salamanca y Mayol (1811-1883) fue un político y financiero que amasó una gran fortuna gracias a la cual invirtió en empresas ferroviarias y consiguió traer el tren a Madrid, además de racionalizar el urbanismo de la ciudad y construir en la capital algunos de los teatros más modernos del momento. También tuvo una gran influencia en política al ser ministro de Hacienda en 1847. El film, que obtuvo una Mención Especial del Sindicato Nacional del Espectáculo, le sirvió a su director para realizar una visión costumbrista del Madrid de antaño, aunque centró su argumento tanto en la amistad del marqués con María Buschental, esposa del banquero de mismo apellido, como en su enemistad con el político Narváez. Curiosamente, hoy en día, la calle Narváez pertenece al distrito de Salamanca en Madrid.

4/10
Nada

1947 | Nada

Adaptación de la novela homónima de Carmen Laforet, premio Nadal en 1944 y una de las obras más aclamadas de la literatura española. En ella se narra la historia de Andrea, una muchacha que llega a Barcelona para proseguir sus estudios. Alojada en casa de su abuela, ha de convivir con los diferentes caracteres de sus tíos: Juan es pintor y vive del dinero que le saca a su ludópata esposa, y Román es un músico al que le gustan demasiado las mujeres. A pesar de la dureza de su argumento, alejado del sentido del humor que desprenden las mejores obras de Edgar Neville (El último caballo, El baile), éste consigue crear un ambiente de soterrada violencia y futilidad existencial gracias entre otros méritos a la interpretación de Conchita Montes, quien también participó en el guión. El filme logró el quinto premio del Sindicato Nacional del Espectáculo.

6/10
El traje de luces

1946 | El traje de luces

Adaptación de la obra de José María Carretero, “El traje de luces y el caballero andaluz”. Producida por Manuel del Castillo, no parecía el camino más adecuado a seguir por su director, si tenemos en cuenta que se estrenó entre dos arriesgados filmes como El crimen de la calle Bordadores y Nada. La historia es la de Rafael, un torero que aspira a ser contratado en México para, a su vuelta, poder casarse con Rocío, su novia de siempre. Rafael triunfa en las plazas de toros mexicanas y prorroga allí su estancia. Mientras, Rocío le ha ocultado que está embarazada y, esperando noticias de su enamorado, un día recibe la noticia que éste se ha casado. El propio Neville se defendió con mucho arte de los que le acusaron de aceptar el proyecto: “Todo mi esfuerzo está en hacer una película de toros y Andalucía que no sea una españolada. Porque siempre llega un momento en la vida de un director de cine español en que tiene que hacer una película de toros y toreros y ¡claro! tiene que procurar hacerlo lo mejor que pueda”. 

4/10
El crimen de la calle de Bordadores

1946 | El crimen de la calle de Bordadores

Madrid. Finales del siglo XIX. En la calle de Bordadores se ha producido el crimen de una mujer madura, lo que conduce a diferentes líneas de investigación: mientras la policía cree que ha podido ser el servicio de la señora, los periodistas se inclinan por culpar al pretendiente de la misma. Rodada en formato de flashback, el film tardaría tiempo en ser reivindicado como uno de los mejores títulos policíacos del cine español, tal y como escribió el crítico Carlos F. Heredero en 1991: “Es una mezcla de sainete popular y crónica negra. Su construcción narrativa está muy elaborada, y los tipos secundarios tienen una presencia que se echa de menos en el cine actual”. De hecho, Antonia Plana fue reconocida como mejor actriz de reparto por el Círculo de Escritores Cinematográficos.

7/10
La vida en un hilo

1945 | La vida en un hilo

Comedia clave dentro del cine español y demostración palpable del inmenso talento atesorado por su autor, conocedor de los resortes de éxito y ritmo del cine americano con el que tuvo bastante contacto desde su estancia en Hollywood en 1928. El film cuenta cómo una viuda conoce en un tren a una adivina que le cuenta su historia: de cómo pasó una aburrida vida en compañía de un hombre cuando, en realidad, el destino le podría haber brindado la oportunidad de tener una existencia muy distinta. Una fábula sentimental sobre las pequeñas causas y los grandes efectos, que logró ganar el premio al mejor guión por el Círculo de Escritores Cinematográficos. No es para menos, después de conocer la importancia que Neville otorgaba a este apartado: “El guión es lo fundamental, más importante que la dirección y que todo. La obra, el diálogo, es lo que contiene el nervio de la película”. Poco debió aprender de estas palabras Gerardo Vera cuando, en 1992, dirigió una nueva versión de este argumento en Una mujer bajo la lluvia, cuyo único dato positivo es la aparición de Conchita Montes en un breve papel.

9/10
Domingo de carnaval

1945 | Domingo de carnaval

Madrileño de nacimiento y de vocación, Edgar Neville (1899-1967), siempre consideró las calles de la capital como parte esencial de sus historias, involucrando personajes y situaciones en casi toda su filmografía: comenzando en la guerra con Frente de Madrid (1939) hasta Mi calle (1960). Este cariño por Madrid se aprecia en Domingo de carnaval, una comedia policiaca donde muestra su afición por el carnaval y donde su pareja y musa, Conchita Montes, adquiere todo el protagonismo. En el domingo de carnaval que indica su título, una mujer aparece asesinada en su tienda. Un policía sospecha de un vendedor de relojes. La hija de éste, convencida de la inocencia de su padre, decide investigar el caso por su cuenta. El filme, estrenado el 22 de octubre de 1945, se llevó el 7º premio del Sindicato Nacional del Espectáculo.

8/10
La torre de los siete jorobados

1944 | La torre de los siete jorobados

Primera de lo que podríamos denominar trilogía criminal-costumbrista-irónica-madrileña de Neville, que tendría su continuación en Domingo de carnaval (1945) y El crimen de la calle de Bordadores (1946). En La Torre de los siete jorobados, Neville adapta junto a José Santugini una novela de Emilio Carrere y nos traslada al Madrid de 1917, donde Basilio está enamorado de la hija de un fantasma que sólo ve él. Una investigación policial hará que descubra una extraña secta que se oculta en los subterráneos de Madrid. Esta intriga le sirve al director para experimentar con la técnica del expresionismo alemán mediante imágenes oníricas y efectos visuales que convierten el film en un insólito producto de género fantástico. Reivindicado con el paso del tiempo, es actualmente uno de los títulos clásicos de nuestra cinematografía.

8/10
Café de París

1943 | Café de París

Comedia escrita y dirigida por Edgar Neville, uno de los mayores intelectuales del teatro, novela y cine español, con una interesante vida personal donde fue conde, cónsul, secretario en la embajada de Londres, afiliado a Izquierda Republicana en 1935 y a Falange Española dos años después. En Café de París, recrea un universo propio repleto de personajes que se entrecruzan en decorados costumbristas, esta vez situando la acción en la ciudad de París. Allí es donde acude Carmen, una muchacha que no tiene más remedio que abandonar España al quedar arruinada tras la muerte de su padre. En la capital francesa sólo tiene la ayuda de unos amigos y unas pocas joyas familiares que ha de vender para poder comer. Sin embargo, la realidad diaria le hará tener que buscar nuevos amigos entre los habitantes más bohemios de la ciudad.

4/10
La muchacha de Moscú

1942 | Sancta Maria

Una joven comunista descubre el poder de una sencilla oración cuando el hombre que ama se encuentra a las puertas de la muerte por una terrible enfermedad. Un melodrama sencillo pero eficaz, con la intervención por encargo de Edgar Neville y la interpretación "rusa" de Conchita Montes.

5/10
Correo de Indias

1942 | Correo de Indias

Primera película plenamente española de Conchita Montes y Edgar Neville tras sus dos experiencias en coproducción con Italia, Frente de Madrid (1939) y La muchacha de Moscú (1941). Neville y Montes, que eran amantes desde 1934, participaron en las actividades culturales más relevantes del Madrid de la República además de ser una de las parejas más célebres del cine español colaborando en trece películas. Correo de Indias, basado en una obra del propio director, fue una superproducción de la época que salió adelante gracias al patrocinio y empeño de dos de sus amigos como Gregorio Marañón y José María Alfaro. Su argumento comienza cuando un velero holandés encuentra los restos de un Correo de Indias español, que ha chocado con un iceberg. En el interior del barco están los cadáveres de una pareja abrazada. El diario de a bordo explicará la historia de amor entre ellos: el capitán del navío y la virreina del Perú.

5/10
Frente de Madrid

1939 | Carmen fra i rossi

Interesante melodrama bélico, sobre todo porque es casi contemporáneo a los hechos narrados, está rodado hacia el final de la guerra civil española, con escenarios auténticos del frente de Madrid a que alude al título, en la ciudad universitaria. Y los escombros y edificios derruidos ayudan a prestar autenticidad a la narración. Javier y Carmen hacen planes de boda en Madrid, pero todo se trunca con el estallido de la guerra. Ella queda atrapada en la capital, en manos del bando republicano, mientras que él están en el bando nacional que trata de tomar Madrid. En un momento dado se recibe información de interés, que los nacionales desean hacer llegar a los elementos de la quinta columna de Madrid. De modo que mandan a Javier a contactar con Amalio, que se esconde tras la tapadera de comisario político. También será la oportunidad de contactar con su prometida, que colabora con esta suerte de resistencia a las autoridades oficiales. Edgar Neville es un buen director, y maneja con habilidad esta muestra de cine de género, incluso con sus elementos de propaganda de la causa nacional. A lo largo del metraje se alude a prácticas como a los fusilamientos por las ideas políticas sin previo juicio, a las delaciones donde colaboraban porteros de inmuebles, y a las claves para enviar mensajes cifrados. También al intercambio de información familiar en el frente con el enemigo, porque era frecuente que dos personas del mismo pueblo estuvieran en los dos bandos como enemigos. Resulta encomiable el deseo de reconciliación que recorre la cinta, por ejemplo en la escena en que dos enemigos aguardan la muerte.

5/10
Una mujer bajo la lluvia

1992 | Una mujer bajo la lluvia

El diablo en vacaciones

1963 | El diablo en vacaciones

El baile

1959 | El baile

Edgar Neville adapta su divertida obra teatral, escrita siete años antes. Dos amigos del alma comparten su pasión por la entomología, y su amor por la misma mujer. Con esta trama, en que los personajes pasan de jóvenes a ancianos, Neville entrega, según sus propias palabras “una comedia de amor. Si a veces parece que va a seguir el camino de la humorada o del drama, ni lo ni lo otro logran adueñarse de la obra; en cambio, el amor, sí, un amor sin tibieza ni disimulo, que a veces se confunde con la amistad y otras con lo que particularmente se llama eso, amor”.

6/10
Domingo de carnaval

1945 | Domingo de carnaval

Madrileño de nacimiento y de vocación, Edgar Neville (1899-1967), siempre consideró las calles de la capital como parte esencial de sus historias, involucrando personajes y situaciones en casi toda su filmografía: comenzando en la guerra con Frente de Madrid (1939) hasta Mi calle (1960). Este cariño por Madrid se aprecia en Domingo de carnaval, una comedia policiaca donde muestra su afición por el carnaval y donde su pareja y musa, Conchita Montes, adquiere todo el protagonismo. En el domingo de carnaval que indica su título, una mujer aparece asesinada en su tienda. Un policía sospecha de un vendedor de relojes. La hija de éste, convencida de la inocencia de su padre, decide investigar el caso por su cuenta. El filme, estrenado el 22 de octubre de 1945, se llevó el 7º premio del Sindicato Nacional del Espectáculo.

8/10
Correo de Indias

1942 | Correo de Indias

Primera película plenamente española de Conchita Montes y Edgar Neville tras sus dos experiencias en coproducción con Italia, Frente de Madrid (1939) y La muchacha de Moscú (1941). Neville y Montes, que eran amantes desde 1934, participaron en las actividades culturales más relevantes del Madrid de la República además de ser una de las parejas más célebres del cine español colaborando en trece películas. Correo de Indias, basado en una obra del propio director, fue una superproducción de la época que salió adelante gracias al patrocinio y empeño de dos de sus amigos como Gregorio Marañón y José María Alfaro. Su argumento comienza cuando un velero holandés encuentra los restos de un Correo de Indias español, que ha chocado con un iceberg. En el interior del barco están los cadáveres de una pareja abrazada. El diario de a bordo explicará la historia de amor entre ellos: el capitán del navío y la virreina del Perú.

5/10
Frente de Madrid

1939 | Carmen fra i rossi

Interesante melodrama bélico, sobre todo porque es casi contemporáneo a los hechos narrados, está rodado hacia el final de la guerra civil española, con escenarios auténticos del frente de Madrid a que alude al título, en la ciudad universitaria. Y los escombros y edificios derruidos ayudan a prestar autenticidad a la narración. Javier y Carmen hacen planes de boda en Madrid, pero todo se trunca con el estallido de la guerra. Ella queda atrapada en la capital, en manos del bando republicano, mientras que él están en el bando nacional que trata de tomar Madrid. En un momento dado se recibe información de interés, que los nacionales desean hacer llegar a los elementos de la quinta columna de Madrid. De modo que mandan a Javier a contactar con Amalio, que se esconde tras la tapadera de comisario político. También será la oportunidad de contactar con su prometida, que colabora con esta suerte de resistencia a las autoridades oficiales. Edgar Neville es un buen director, y maneja con habilidad esta muestra de cine de género, incluso con sus elementos de propaganda de la causa nacional. A lo largo del metraje se alude a prácticas como a los fusilamientos por las ideas políticas sin previo juicio, a las delaciones donde colaboraban porteros de inmuebles, y a las claves para enviar mensajes cifrados. También al intercambio de información familiar en el frente con el enemigo, porque era frecuente que dos personas del mismo pueblo estuvieran en los dos bandos como enemigos. Resulta encomiable el deseo de reconciliación que recorre la cinta, por ejemplo en la escena en que dos enemigos aguardan la muerte.

5/10

Últimos tráilers y vídeos