Decine21
Reportajes Llega a los cines "Sin tiempo para morir"

Historia de la saga de James Bond

"Es un 00. Incontrolable según he comprobado hoy. Prendería la mecha de cualquier situación explosiva constituyendo un peligro para él y para todos los demás. Primero mata y luego pregunta. Es contundente y su método primordial es la provocación y el enfrentamiento. Nadie puede acercarse a él. Es un mujeriego". Así define la agente Miranda Frost (Rosamund Pike) a uno de los personajes clave de la historia del cine en "Muere otro día", pero no podría estar más acercada. Cuando falta un año para que se cumplan seis décadas del arranque de la saga cinematográfica más extensa jamás rodada llega a los cines "Sin tiempo para morir", última ocasión en la que Daniel Craig como James Bond, repasamos las claves de la saga.

Literariamente todo comenzó diez años antes del primer film, en 1952, cuando Ian Fleming, antiguo asesor del servicio secreto que conocía ampliamente los tejemanejes de los espías, publicó su primera novela, "Casino Royale", protagonizada por James Bond, agente de la Inteligencia Británica. Tomó el nombre de un ornitólogo, conocido suyo, experto en aves del Caribe.

bond007RPero el autor se había inspirado sobre todo en sí mismo, pues aparte de haber participado durante la II Guerra Mundial en una importante misión en Portugal, era un hombre elegante, con gustos refinados, que tenía fama de ser un auténtico rompecorazones entre las mujeres.

Ya entonces el libro tuvo bastante éxito, y Fleming inició una larga saga. En total, publicó 12 novelas y dos recopilatorios de cuentos. Otros escritores han retomado al personaje, por lo que existen un total de 50 títulos más.

En 1954 se rodó una adaptación televisiva del volumen inaugural, protagonizada por Barry Nelson, que fue el primer 007. En 1960 el personaje fue adaptado al cómic, en tiras de prensa que aparecían en The Daily Express, con dibujos de John McLusky y Horak.

Del papel al cine

Fue el productor canadiense Harry Salzman, que apenas había tenido algún éxito con títulos como Mirando hacia atrás con ira, quien compró los derechos para el cine del agente con licencia para matar. Un conocido le informó de que había otro empresario muy interesado en llevar a la pantalla las peripecias de Bond, y pronto se lo presentó. Se trataba del italoamericano Albert Broccoli, apodado "Cubby". Salzman y Broccoli se asociaron formando EON producciones y se pusieron manos a la obra.

A pesar de la popularidad de los libros, Salzman y Broccoli no lo tuvieron nada fácil para encontrar una financiación que les permitiera poner en marcha 007 contra el Dr. No. Aunque los libros se vendían como rosquillas, ninguna de las 'majors' quería arriesgarse, porque pensaban que en cine no funcionaría. Finalmente United Artist, filial de MGM, aceptó si se las arreglaban con un presupuesto reducido, 1 millón de dólares, cifra muy inferior a lo que habían calculado que les costaría.

Para interpretar al personaje, los productores habían pensado en el neoyorquino Patrick McGoohan, protagonista de la serie de culto Dangerman. Pero éste rechazó el trabajo, así que finalmente apostaron por un actor escocés a punto de tirar la toalla en ese momento, porque no le daban la oportunidad de demostrar su talento. Se trataba de Sean Connery, hoy en día todo un mito viviente.

Cuentan que Ian Fleming le ofreció el papel de villano a su amigo, conocido dramaturgo y actor ocasional, Noel Coward. Pero éste respondió con un telegrama: "Querido Ian, la respuesta a Doctor No es: ¡No! ¡No! ¡No!". Tras descartar a varios candidatos y llegar a barajar que le sustituyera un mono amaestrado, los productores contrataron a Joseph Wiseman, de aspecto sombrío y amenazador. Para el otro papel importante, la 'chica Bond', apostaron por Ursula Andress, en aquel momento conocida sobre todo por sus apariciones en la prensa rosa a raíz de su matrimonio con John Derek. La realización recayó en el británico Terence Young, que consiguió que el film pareciera más caro de lo que realmente era.

No sólo fue un enorme éxito de taquilla, sino que su protagonista, Sean Connery, se convirtió en una celebridad, y el personaje en todo un icono de la cultura popular, que ha inspirado otras creaciones como Indiana Jones. Broccoli y Salzman decidieron adaptar otros libros de Ian Fleming. Continuaron asociados hasta El hombre de la pistola de oro, cuando Salzman, arruinado, le vendió su porcentaje de los derechos a Broccoli. Actualmente, la hija de éste, Barbara Broccoli, está al frente de las nuevas entregas del personaje, coproducidas por Michael G. Wilson, su hermanastro. 


Tortazos nunca vistos

Top Listas Decine21
Los 100 mejores thrillers 


Las chicas Bond

En Agente 007 contra el Dr. No, Ursula Andress hacía una apoteósica salida del mar en bikini. Era la presentación perfecta para la primera de las numerosas chicas Bond. Todas ellas tienen en común que son bellezones incomparables y que la gran mayoría han caído en el olvido tras su contribución a la saga de 007. Es obligatorio citar a la italiana Daniela Blanchi, la espía soviética del film Desde Rusia con amor. También destaca Honor Blackman, de Goldfinger, que ya era famosa por la serie Los Vengadores y películas como Jason y los argonautas. Diana Rigg, que también aparecía en la serie Los Vengadores, fue la única que consiguió hacer sentar la cabeza al cínico agente, en 007 al servicio secreto de su majestad. La modelo sueca Maud Adams, de El hombre de la pistola de oro, fue la única que repitió, pues en Octopussy encarnaba a la mujer a la que alude el título, e incluso hizo un cameo en Panorama para matar. Jane Seymour, que interpretó a Solitaire, en Vive y deja morir, hizo carrera, sobre todo en la televisión, con series como La doctora Quinn. Kim Basinger era una completa desconocida que no había visto ninguna película de James Bond, cuando rodó Nunca digas nunca jamás, junto a Sean Connery.

La época de Pierce Brosnan se distinguía porque sus ‘partenaires’ solían ser actrices populares. En Goldeneye le acompañaba Famke Janssen, holandesa que ya era una conocida modelo, aunque había hecho poco cine. En El mundo nunca es suficiente las chicas Bond eran Sophie Marceau y Denise Richards, y ésta no tenía aspecto precisamente de ser una física nuclear. En El mañana nunca muere aparece la mismísima Michelle Yeoh, bella actriz oriental que aún no había rodado Tigre & dragón, pero que era una estrella en Hong Kong. En la misma película también salía Teri Hatcher, una chica Bond desesperada, que por aquel entonces triunfaba con Lois y Clark: las nuevas aventuras de Superman, y que revalidaría su éxito mucho después con la serie Mujeres desesperadas. Y en Muere otro día aparecía la mismísima Halle Berry que acababa de ganar el Oscar a la mejor actriz.

Después llegó Daniel Craig, que en 007 Casino Royale se enamoraba de Vesper Lynd, oficial de Tesorería que financia sus partidas de póker, y que estaba interpretada por la deslumbrante Eva Green. Quantum of Solace contaba con la bella Olga Kurylenko, y Skyfall tiene a la prometedora Berenice Marlohe como Severine.

Los 8 agentes 007

jamesbondrSean Connery sigue siendo el gran favorito para los apasionados del personaje y cinéfilos en general. Encarnó al agente con licencia para matar por primera vez en Agente 007 contra el Dr. No. Aunque se retiró después de su quinto Bond, Sólo se vive dos veces, volvió para otra entrega oficial, Diamantes para la eternidad, y muchos años después protagonizó la apócrifa Nunca digas nunca jamás.

Daniel Craig cambió por completo al personaje, propiciando mayor realismo, en 007 Casino Royale,convirtiéndole en un agente duro y tosco, muy distinto del que interpretaron sus predecesores. Hasta el momento, ha protagonizado dos secuelas. Ha sido el único Bond nacido después de que la saga ya hubiera comenzado, concretamente en 1968, cuando ya se habían estrenado 5 títulos.

Roger Moore se llevó al personaje a su terreno, incorporando mucho humor, desde su primer film, Vive y deja morir, de 1973, que protagonizó cuando ya era una celebridad por la serie El santo. Su último Bond fue Panorama para matar, de 1985.

George Lazenby, el breve. Modelo australiano, realizó un buen trabajo en 007 Al servicio secreto de su majestad, dándole un giro menos frívolo al personaje, que se llegaba a casar. Pero los aficionados no le perdonaron que sustituyera al gran Sean Connery, y no volvió a meterse en la piel del personaje.

Timothy Dalton, el desapercibido. Muchos aficionados le consideran el más cercano a la concepción original de Ian Fleming en las novelas. Protagonizó Alta tensión, de 1987, y Licencia para matar, rodada dos años más tarde. Los productores le ofrecieron volver, pero él se negó.

Pierce Brosnan, fue el Bond post Guerra Fría, recuperó el carácter cínico pero elegante de Sean Connery y se modernizó hasta el punto de que tenía como jefa a una mujer, lo que no había ocurrido antes.

Barry Nelson
, el desconocido. Si se le pregunta a cualquier persona quién fue el primer Bond, impepinablemente responderá que Sean Connery. Pero en realidad fue este actor, nacido en San Francisco en 1917, en una versión televisiva de la novela "Casino Royale", hoy totalmente olvidada. Nelson es conocido entre los apasionados del terror por haber encarnado al tipo que contrataba a Jack Nicholson, en El resplandor.

David Niven, el paródico. El grandioso protagonista de títulos como 55 días en Pekín también fue Bond en Casino Royale, parodia de la saga.

Elementos recurrentes

DenchVarios son los elementos que aparecen en todas las películas de Bond, mezclados, no agitados. Nunca falta la mira telescópica del principio, que da pie a un prólogo en el que el agente está involucrado en alguna misión. Son imprescindibles las frases chulas, tipo “Dígame, señorita Trent, ¿practica usted otros deportes?”. Tampoco faltan nunca el tema musical, compuesto por Monty Norman (aunque John Barry fue durante muchos años el compositor oficial de la saga), M, el jefe, que ahora es una mujer (encarnada por Judi Dench), la secretaria Moneypenny, y Q, con sus inventos (en Skyfall el personaje ha pasado al joven actor Ben Whishaw).

Todas las películas de James Bond


Los 25 títulos oficiales

Agente 007 contra el Dr. No (1952)

Desde Rusia con amor (1963)

James Bond contra Goldfinger (1964)

Operación Trueno (1965)

Sólo se vive dos veces (1967)

007 al servicio secreto de su majestad (1969)

Diamantes para la eternidad (1971)

Vive y deja morir (1973)

El hombre de la pistola de oro (1974)

La espía que me amó (1977)

Moonraker (1979)

Sólo para sus ojos (1981)

Octopussy (1983)

Panorama para matar (1985)

Alta tensión (1987)

Licencia para matar (1989)

Goldeneye (1995)

El mañana nunca muere (1997)

El mundo nunca es suficiente (1999)

Muere otro día (2002)

007 Casino Royale (2006)

Quantum of Solace (2008)

Skyfall (2012)

Spectre (2015)

Sin tiempo para morir (2021)


No oficiales

Casino Royale (TV) (1954)

Casino Royale (1967)

Nunca digas nunca jamás (1983)

Recuerda que puedes leer más historias de cine y estar al tanto de todos los estrenos de cine en Decine21.com.

Lo último del mundo del cine

Últimos tráilers oficiales