IMG-LOGO

Biografía

Gregory Ratoff

Gregory Ratoff

63 años ()

Gregory Ratoff

Nació el 20 de Abril de 1897 en Samara, Rusia
Falleció el 14 de Diciembre de 1960 en Solothurn, Suiza
Filmografía
Oscar Wilde

1960 | Oscar Wilde

Biopic –más o menos– del escritor Oscar Wilde, encarnado por Robert Morley. Basado en la obra de Leslie Stokes, el episodio al que más hace referencia es el del polémico juicio que se siguió contra el escritor cuando fue acusado por la justicia británica de ultraje a la moral y seducción homosexual al hijo de un lord, siendo condenado a dos años de prisión que pasó en las penitenciarías de Wandsworth y Reading. La película peca de un exceso de academicismo y acaba siendo demasiado lenta para resultar siquiera interesante. Al menos cuenta con grandes actores en su reparto, tales como Ralph Richardson, Phyllis Calvert, John Neville y Dennis Price. Fue la última película dirigida por Gregory Ratoff, quien falleció poco después de su estreno.

4/10
Abdulla el Grande

1955 | Abdulla the Great

Basada en la novela de Ismet Regeila, se trata de una cinta que aúna romance y aventura en un marco exótico, Egipto. De hecho, la película, rodada a todo color en escenarios naturales de dicho país, es una curiosa coproducción entre Egipto e Inglaterra. En su trama, Abdulla es un gobernante árabe que se encapricha de una modelo inglesa y quiere añadirla a su harén. Pero ella, a su vez, se enamora de un soldado, provocando por ello las iras de Abdulla. Está dirigida, producida (a través de su propia compañía “Gregory Ratoff Productions”) e interpretada por Gregory Ratoff (1897-1960), todo un veterano del Hollywood dorado. Nacido en Rusia, como actor intervino en títulos míticos como La melodía de la vida (1932) y El séptimo cielo (1937), mientras que en su faceta de director llegó a la treintena de títulos sin mucha relevancia (Los hombres que la amaron, Cagliostro...).

4/10
Taxi (1953)

1953 | Taxi

Sin nada que ver con otras películas sobre este gremio como Taxi Driver, Taxi de Carlos Saura o El taxi de los conflictos con Peret, sí que tiene en común con estos títulos que su protagonista es un taxista. Ed trabaja llevando su coche en Manhattan y es continuamente machacado por su madre para que encuentra una buena esposa. Hombre de buen corazón, finalmente la encuentra en una de sus pasajeras: una muchacha irlandesa que acaba de llegar a la ciudad en busca de su marido, y que corre el peligro de ser deportada de nuevo a su país. Está basada en la historia corta “Sans laisser d'adresse”, escrita por Alex Joffe y Jean Paul, y su tono de comedia dramática –con algunos toques de suspense– nunca acaban por resultar efectivos.

4/10
La pasión de su vida

1950 | My Daughter Joy

George Constantin es un ambicioso hombre de negocios que tiene pocos escrúpulos a la hora de conseguir el mayor capital para sus empresas. La única debilidad es su hija Joy, para quien prepara un matrimonio de conveniencia con el hijo de un millonario clave en una de sus inversiones. Pero ella está enamorada de un periodista que, a su vez, está investigando los negocios poco claros de Constantin. Adaptación de la novela de Irène Némirovsky, que da como resultado un thriller de gran intensidad dramática, lograda especialmente por la interpretación de Edward G. Robinson como el malvado patriarca. Cuando rodó la película, el actor acababa de delatar a sus compañeros en la Comisión de Actividades Antiamericanas, eludiendo así cualquier sospecha de pertenecer al partido comunista.

6/10
La edad peligrosa

1949 | That Dangerous Age

Melodrama producido en Inglaterra, que cuenta en su reparto con la estrella norteamericana Myrna Loy como máximo aliciente. Su argumento procede de la obra teatral 'Autumn', de Margaret Kennedy e Ilya Surgutchoff, y en ella podemos encontrar elementos referidos al distanciamiento de los hijos y al inevitable paso del tiempo. Eso sí, siempre dentro de un tono cálido y sensible marcado por su argumento: el de un hombre que observa con estupor cómo su hija está a punto de casarse con un individuo que fue el amante de su esposa. De hecho, tan reveladora trama hizo que en Estados Unidos el título del filme fuese If This Be Sin ('Si esto será pecado'). No se sabe si por la nacionalidad de una de las autoras del libreto original –Ilsa Surgutchoff–, pero se da la circunstancia de que tanto el director (Gregory Ratoff) como el compositor de la cinta (Mischa Spoliansky) eran de origen ruso.

5/10
Cagliostro

1949 | Black Magic

Historia basada en la novela de Alejandro Dumas (padre). Cagliostro fue un falso conde italiano que recorrió la Europa del siglo XVIII engañando a destacados miembros de la Corte. Acaso su episodio más conocido es el robo del collar de la reina Maria Antonieta, que provocó su condena a prisión. El film que nos ocupa –que en principio iba a ser dirigido por Douglas Sirk con George Sanders de protagonista–, cuenta con una adecuada ambientación de la Francia prerrevolucionaria y una gran interpretación de Orson Welles como tan peculiar individuo. A destacar el resto del reparto, con Akim Tamiroff como su cómplice gitano, y Valentina Cortese.

6/10
Moss Rose

1947 | Moss Rose

Thriller de suspense que proviene de la novela “The Crime of Laura Saurelle”, escrita por Joseph Shearing y convertida en todo un referente en cuanto a obra literaria de misterio se refiere. Todo transcurre en el Londres de principios del siglo XX, cuando una bella mujer encuentra asesinado a su vecino y comienza a sospechar que ella puede ser la próxima víctima. El film tiene momentos de brillante suspense, si bien el resultado final puede dejar algo frío a los amantes del género. Tampoco su director, Gregory Ratoff, parecía el más adecuado para llevar a cabo una adaptación de estas características. Su reparto es digno de tener en cuenta, pues lo encabeza Peggy Cummins seguida de Victor Mature, Ethel Barrymore, Patricia Medina, y Vincent Price como un inspector de Scotland Yard encargado de investigar el caso.

5/10
Carnival in Costa Rica

1947 | Carnival in Costa Rica

Romántica comedia musical, por cuyas imágenes van pasando canciones como“Qui Pi Pia”, “I'll Know It's Love”, “Another Night Like This”, “Mi Vida, Costa Rica” y “Rhumba Bomba”. Centra su acción en un cabaret. En realidad es una convencional producción de la 20th Century Fox, filmada a color y con un escaso hilo argumental, para dar cierto sentido a sus números de cante y baile. Ya se sabe que, por aquellos años, Sudamérica era una tierra repleta de tópicos para el cine americano. En su reparto encontramos actores que le iban que ni pintado a la trama como Cesar Romero, Pedro de Cordoba y la italiana Mimi Aguglia (1884-1970), actriz y cantante de cine y teatro que, curiosamente, durante los años 30 intervino en varias producciones norteamericanas rodadas en español tales como Marido y mujer (1932) y Tres amores (1934).

3/10
Do You Love Me

1946 | Do You Love Me

Una joven intenta que sus compañeros estudiantes conozcan los ritmos de James, uno de los máximos exponentes del excitante sonido “swing”. Por ello no duda en organizar un concierto en mitad del campus. Unión de romance, cine para adolescentes y música alegre y desenfadada. Esta comedia musical tiene entre uno de sus escasos alicientes la participación en la misma de la pelirroja Maureen O'Hara. A destacar igualmente la actuación del cantante Dick Haymes y algunas canciones conocidas como “Moonlight Propaganda” y la que da título original a la cinta. Como curiosidad, decir que el protagonista es Harry James interpretándose a sí mismo.

4/10
...Y amaneció

1945 | Paris Underground

Film patriótico sobre la guerra, que tiene lugar en plena invasión nazi de la ciudad de París. Allí se encuentra una decidida mujer británica que ayudará a escapar a los aviadores aliados. En realidad, la protagonista se basa en la historia verídica de Etta Shiber, una inglesa que, gracias a sus artimañas, logró salvar la vida a cerca de 300 pilotos aliados. La película obtuvo una candidatura al Oscar por la banda sonora de Alexander Tansman. Produce la estrella de los años 30 Constance Bennett (1904-1965), convertida en la gran protagonista de la historia. Sería este film el que marcaría su línea entre la fama y el olvido ya que, a partir de aquí quedaría relegada al mundo de la televisión y sólo reaparecería poco antes de su muerte en Madame X.

5/10
¿Adónde vamos ahora?

1945 | Where Do We Go from Here?

Musical realizado casi única y exclusivamente para entretener a las tropas durante los últimos días de la Segunda Guerra Mundial, con satíricas canciones de Kurt Weill e Ira Gershwin. En su trama, Bill, un hombre que quiere alistarse en el ejército para luchar contra los alemanes es considerado no apto para el servicio. Desilusionado, encuentra la solución a sus problemas cuando se topa con el Genio de una lámpara al que pide un deseo: convertirse en héroe de guerra. Pero el Genio se lía un poco y Bill acaba trasladado a la época de la Guerra de la Independencia Norteamericana, luchando al lado del general Washington. Cuando el Genio acude en su ayuda, Bill es llevado al barco de Cristóbal Colón y, gracias a sus canciones, consigue dominar un motín que hubiese impedido el descubrimiento de América. La farsa continúa con la venta de los indios de la isla de Manhattan por 24 dólares, en una película que la crítica dio por imposible.

4/10
Irish Eyes Are Smiling

1944 | Irish Eyes Are Smiling

Rodada en color, con una buena selección de canciones en su banda sonora, se trata de un biopic del compositor irlandés Ernest R. Ball, que se enamoró de una joven corista que a su vez estaba dominada por un mafioso. El film obtuvo una candidatura al Oscar para Alfred Newman por la banda sonora musical o adaptada. Interpreta el popular actor y cantante Dick Haymes (1916-1980), nacido en Argentina, aunque vivía en los Estados Unidos, y que evitó luchar en la Segunda Guerra Mundial debido a la neutralidad de su país natal. Este hecho hizo que en 1955 fuese deportado a su país de origen debido a una estricta regulación de las leyes de inmigración norteamericanas. No pudo regresar a Norteamérica hasta diez años después, donde siguió su carrera en el mundo de la televisión. Casado en seis ocasiones y con otros tantos retoños en su haber, uno de sus mayores logros lo constituyó el matrimonio con Rita Hayworth de 1953 a 1955.

5/10
Song of Russia

1944 | Song of Russia

En los años previos a la Segunda Guerra Mundial, un director de orquesta norteamericano, de gira por la Unión Soviética, se enamora de una muchacha nativa. Cuando los nazis atacan el país, ambos deben hacerles frente formando parte de la resistencia. Todo ello se muestra con bailes, canciones y música de Tchaikovsky, con un tono patriótico que aunaba los esfuerzos de rusos y americanos por acabar con los alemanes. Para dar mayor verosimilitud al asunto, en su reparto encontramos a los rusos Michael Chekhov (nominado al Oscar como mejor secundario por Recuerda, además de ser primo del dramaturgo Antón Chéjov), Vladimir Sokoloff y Leo Mostovoy. Curiosamente, durante la eclosión de la “Caza de Brujas” en los años 50, algunos de los componentes de la película fueron llamados a declarar ante la Comisión de Actividades Antiamericanas para explicar por qué habían intervenido en una película prosoviética. El jefe de la Metro, Louis B. Mayer, comentó que su intención no era hacer una apología del comunismo sino simplemente una película acerca de los rusos. Por su parte, Robert Taylor, un convencido anticomunista, dijo haber sido forzado a interpretar ese papel y le echó la culpa a los guionistas de la cinta, Richard Collins y Paul Jarrico, quienes pasaron a engrosar la “Lista Negra” de proscritos en Hollywood desde entonces.

6/10
The Heat's On

1943 | The Heat's On

Uno de los muchos musicales dirigidos por Gregory Ratoff, entre ellos algunos tan exóticos como viajeros del estilo de Song of Russia (1944), Irish eyes are smiling (1944) y Carnival in Costa Rica (1947). En realidad no sería nada reseñable si no fuese porque constituía el primer papel de Mae West tras tres años de ausencia de las pantallas, en un retorno donde tuvo que renunciar a escribir sus propios diálogos. Ella es Fay, una famosa actriz de Broadway, enamorada del productor de su nuevo espectáculo, Tony Ferris. Sin embargo, las tretas de Forrest, un empresario rival, la convencen de que está vetada para actuar en el nuevo espectáculo neoyorquino que Ferris está preparando. De ahí que Fay decida firmar un contrato con Forrest.

4/10
Something to shout about

1943 | Something to shout about

Un musical cuya mayor originalidad es que podemos ver lo que ocurre detrás del escenario. En su trama encontramos a una divorciada que utiliza el dinero que ha conseguido de su ex marido para montar un gran espectáculo. El problema viene cuando ella misma se pone de protagonista. Como secundaria encontramos a la espectacular bailarina Cyd Charisse, mientras que a lo largo de la película también disfrutamos de las actuaciones de los Bricklayers y Teddy Wilson y su orquesta. Su banda sonora para musical, obra de Morris Stoloff, así como la cancion “You´d Be So Nice To Come Home To”, con música y letra de Cole Porter, fueron candidatas al Oscar.

4/10
Two Yanks in Trinidad

1942 | Two Yanks in Trinidad

Tim y Vince son dos gángsteres que, por una serie de circunstancias, no tienen más remedio que alistarse en la Armada. Una vez que han pasado por una dura disciplina militar, se convierten en improvisados héroes cuando descubren a un espía alemán que planea un atentado contra los yacimientos de petróleo de la ciudad de Trinidad. Divertida y sencilla, son notables las actitudes cómicas de Pat O'Brien y Brian Donlevy. La chica de turno es la sexy Janet Blair (1921-2007), que había debutado en pantalla tan solo un año antes con Three Girls About Town. Lo cierto es que Blair no tuvo mucha fortuna en las películas en que intervino, y tal vez sea su aparición más recordada la de la comedia Los caprichos de Elena, donde hacía de hermana de Rosalind Russell. En los años 50 se incorporó al mundo de la televisión, donde se perdió su pista para siempre.

5/10
Footlight Serenade

1942 | Footlight Serenade

Comedia musical de celos y enredos, en la que un ex campeón de boxeo inicia una carrera de actor y cantante en Broadway. En la obra que representa se enamora de la actriz principal, pero el problema es que ella está casada en secreto con otro de los actores del espectáculo y ninguno quiere hacer público su matrimonio por miedo a que ello perjudique sus carreras. Entre sus actrices secundarias destaca la presencia de Jane Wyman, quien se había convertido en uno de los rostros más conocidos en películas musicales de los años 30. Su evolución como actriz fue notable a partir de mediados de los años 40, con títulos como Días sin huella y Noche y día, culminando en su Oscar a la mejor actriz por Belinda en 1948, y sus melodramas con Douglas Sirk en los años 50.

5/10
Los 4 hijos de Adán

1941 | Adam Had Four Sons

Adam Stoddard y su esposa contratan a Emilie, una institutriz francesa, para que cuide de sus cuatro retoños. Nada más llegar, se gana a los chavales con su cariño y don de gentes, realmente es una más de la familia. Pero la desgracia se va a cebar con los Stoddard. Una enfermedad lleva a la muerte a la esposa, y una crisis financiera obliga a Adam a prescindir de Emilie. Sólo años después, cuando se rehace económicamente, Adam reclama a Emilie de nuevo. Entretanto, los cuatro chicos ya son unos hombrecitos, y varios se alistan en el ejército para combatir en la Primera Guerra Mundial. Adam y Emilie sienten una atracción mutua, aunque no se la declaran; menos cuando uno de los chicos hace un mal matrimonio. Drama de los que hace derramar abundantes lágrimas, está protagonizado por la dulce Ingrid Bergman, verdaderamente deliciosa como la fiel institutriz, que hará lo que sea para proteger a la familia. Una jovencita Susan Hayward tiene un papelillo haciendo de la nuera de Warner Baxter (Camino a la gloria (1936)), un personaje bien construido, que pone en peligro la felicidad del hogar de los Stoddard cuando se pone a coquetear con todos los hermanos.

6/10
Los hombres que la amaron

1941 | The Men in Her Life

Melodrama musical sobre el mundo del ballet, y que el cine se ha encargo de mostrar en numerosas ocasiones de forma más (Paso decisivo) o menos (Billy Elliot (Quiero bailar)) ortodoxamente. En esta ocasión se trata de la historia de una primera bailarina que se casa con su instructor. En ese instante ella recuerda como ha sido su vida hasta ahora, desde los hombres que ha amado (como dice su título en español), hasta el cariño y sacrificios de su madre para que pudiese bailar. Un melodrama con todas sus consecuencias y buen reparto –Loretta Young, Conrad Veidt y Dean Jagger–, según la novela 'Ballerina' de Eleoanor Smith. El registro de sonido de John Livadary fue candidato al Oscar. A destacar la cantidad de rusos que incluye en su reparto: Ludmila Toretzka o Paul Baratoff.

5/10
Justicia corsa

1941 | The corsican brothers

La historia de los hermanos Corsos es la de dos gemelos que son separados al nacer, por lo que crecen en condiciones sociales diferentes. Años después, se enamoran de la misma mujer (¡qué pequeño es el mundo!). Esta trama estuvo omnipresente en el cine mudo en versiones homónimas de 1897, 1902, 1908, 1912, 1915, 1917 y 1919, siendo la primera sonora la producción francesa Fréres Corsos (1938). En el film que nos ocupa destaca el buen tono de espectáculo, logrado especialmente gracias a las destrezas de Douglas Fairbanks Jr. Se trata de una novela clásica de Alejandro Dumas, autor de una magna obra de aventuras como “Los 3 mosqueteros”, “El hombre de la máscara de hierro”, “El conde de Montecristo”... En este punto no podemos por menos que referirnos a la anécdota que siempre se comenta sobre tan insigne autor: resulta que, cuando murió su principal “negro”, Dumas quedó muy triste creyendo que tendría dificultades para seguir publicando novelas a su ritmo habitual. Sin embargo, pronto volvió a recuperar la sonrisa cuando apareció un individuo que aseguró ser el "negro del negro" y le prometió que todo continuaría igual.

5/10
Public Deb No. 1

1940 | Public Deb No. 1

Siguiendo los pasos de Ninotchka (1939), esta comedia buscaba de nuevo la burla del régimen soviético en contraposición con el capitalismo norteamericano. Penny Cooper, una joven de la alta sociedad, tiene unas ideas comunistas que provocan tremendos dolores de cabeza a su padre. Pero la chica comenzará a cambiar de opinión cuando los rusos invaden Finlandia. Al final, más que una comedia de enredos amorosos acaba siendo un panfleto político, ya que durante su rodaje se endureció el clima de conflictividad en Europa. En su reparto encontramos al actor norteamericano Ralph Bellamy (1904-1991), un secundario especializado en comedias y con múltiples apariciones tanto en cine como en televisión. Bellamy comenzó su carrera con Los seis misteriosos (1931). En 1938 resultó nominado al Oscar como actor de reparto en 1938 por La pícara puritana. Terminó su carrera muy longevamente al intervenir por última vez en Pretty Woman (1990).

4/10
I was an adventuress

1940 | I was an adventuress

Nueva versión de la producción francesa J’étais une aventurière, dirigida por Raymond Bernard en 1938. En esta adaptación de Hollywood se cuenta con dos insignes exiliados europeos, Peter Lorre y Erich von Stroheim, a cada cual más excesivo en su cometido. Les acompaña en esta película la alemana Vera Zorina (1917-2003), una insigne bailarina convertida en estrella de Broadway, que también probó fortuna en el cine. Una condesa con un oscuro pasado sufre un chantaje por parte de dos indeseables que amenazan con contar sus pecados a su prometido. Sus únicas opciones son aceptar pagarles o poner fin a su relación amorosa. Los bailes de la protagonista hacen que el espectador quede algo desconcertado sobre el género donde debe encuadrarse el film.

4/10
Wife, Husband and Friend

1939 | Wife, Husband and Friend

Una mujer intenta y desea triunfar como cantante, y es alentada por su profesor. Pero tras el fracaso, su marido intenta que lo logre en el mundo de la ópera ayudada por un profesional. Adaptación en clave de comedia de una obra de James M. Cain, célebre por sus novelas negras (El cartero siempre llama dos veces), interpretada por una eficiente Loretta Young.

6/10
Intermezzo (1939)

1939 | Intermezzo: A Love Story

Holger, un violinista casado se enamora perdidamente de Anita, la profesora de piano de su hija. Los dos amantes iniciarán una relación, dejando atrás toda su vida para poder estar juntos. Al cabo del tiempo, Holger se plantea si Anita fue un 'intermedio' en su vida. Remake de la sueca Intermezzo, protagonizada también por Ingrid Bergman y dirigida por Gustaf Molander. La versión del 39 es mejor que la otra e Ingrid Bergman se volcó de nuevo en el personaje, dotándolo del sentimiento y dulzura que era característico en ella . Le da la réplica Leslie Howard (Lo que el viento se llevó, La Pimpinela Escarlata).

7/10
Hotel for women

1939 | Hotel for women

Comedia romántica centrada, como indica su título original, en un hotel únicamente destinado a mujeres. Una de ellas vuela desde Siracusa hasta Nueva York para encontrarse con su enamorado; allí descubre con crudeza que él ya no quiere saber nada de su relación. Es entonces cuando se aloja en el mentado hotel, donde, gracias a sus compañeras, aprenderá a tomar las riendas de los romances. Lo mejor que se puede decir del film –además de un cierto toque feminista inusual por esa época–, es que se trata del debut en pantalla de la bellísima Linda Darnell, bien acompañada por un nutrido reparto de féminas, entre ellas Elsa Maxwell y Lynn Bari, ésta como una celosa capaz de todo por conservar a su hombre.

4/10
Tejados de vidrio

1939 | Day-Time Wife

Cuando una pareja va a celebrar su segundo año de casados, ella descubre pintalabios de otra mujer en el cuello de su esposo, así que comienza a sospechar de todas las mujeres que tienen relación con su marido en su puesto de trabajo. Ante esta situación, la mujer decide pagarle con la misma moneda y acepta el trabajo como secretaria de un afamado playboy. Un triángulo amoroso repleto de infidelidades, celos y enredos varios, en una comedia muy típica de la Fox que reúne a dos de sus estrellas, Linda Darnell y Tyrone Power. Aunque su trama es convencional y sus situaciones muy vistas, lo cierto es que aún conserva cierto encanto.

5/10
Barricade

1939 | Barricade

Exótica producción de la 20th Century Fox cuya acción transcurre nada menos que en la China Imperial de los años 30. Allí se cruzan los caminos de dos americanos –la cantante Emmy Jordan y el periodista Hank Topping–, que son atacados por bandidos mongoles. Intentando escapar de ellos y llegar hasta la embajada de Estados Unidos, ambos se enamoran. Acción, romance y aventura, en una película marcada por la Guerra que se avecinaba en Europa, y que tuvo diversos problemas en su montaje final hasta quedar reducida a una ridícula duración de 71 minutos. Entre sus cortes está la canción “There´ll Be Other Nights” cantada por Alice Faye.

4/10
Es mi hombre

1939 | Rose of Washington Square

Escrita por Nunnally Johnson, se trata de un thriller con aportaciones musicales, que cuenta con una atractiva pareja protagonista, Alice Faye y Tyrone Power. Su acción se desarrolla en el Nueva York de los años 20, donde una cantante se enamora de un delincuente. Entre las canciones destacan conocidos temas como “California, Here I Come” y “Funny Lady”. En una breve intervención encontramos al legendario artista de jazz Louis Prima (1910-1978), todo un portento en el uso de la batería. En realidad la historia era un biopic encubierto sobre la cantante norteamericana Fanny Brice (1891-1951), una estrella del cine, teatro y cabaret, cuya popularidad fue notable en los espectáculos de Ziegfeld y cuya auténtica vida fue llevada al cine en Funny Girl (1968). A la propia Fanny no le gustó nada cómo se trató su vida privada en Es mi hombre, por lo que demandó a la Fox en un polémico caso que llegó a dilucidarse en los tribunales.

5/10
Lancer Spy

1937 | Lancer Spy

Adaptación de una novela de Martha Cnockhaert McKenna que describe un caso de espionaje acontecido durante la I Guerra Mundial, cuando toda Europa era un nido de agentes dobles. Michael Bruce es un oficial del ejército británico que, debido a su gran parecido físico, se hace pasar por un alto mando alemán para recabar información clave para los aliados. Sin embargo, el mayor Gruning sospecha que ese hombre es un impostor, y envía a una sugerente cantante de cabaret para que le seduzca y obtenga la verdad. Cuenta con un interesante trío protagonista: George Sanders (en un doble papel como el inglés y el alemán), Peter Lorre (el malo de la función) y Dolores Del Rio (la chica de rigor).

4/10
Los pecados de los hombres

1936 | Sins of Man

Un melodrama en el que una mujer muere en un hospital de Estados Unidos al dar a luz a su segundo hijo. Sin saber qué hacer, el marido regresa a su hogar en Australia y deja a su otro retoño al cuidado de unos monjes. Cuando éste crece, se traslada a América para buscar las raíces familiares. Primera película como director del actor Gregory Ratoff, en colaboración con Otto Brower. En su reparto destaca la actuación de Don Ameche. La película adapta la novela “Job” de Joseph Roth (1894-1939), escritor austrohúngaro con varias de sus obras trasladadas al cine; acaso la más célebre sea La leyenda del santo bebedor, dirigida por el italiano Ermanno Olmi en 1988.

4/10
Éxodo

1960 | Exodus

Tras la guerra, más de 600 judíos, supervivientes del Holocausto, embarcan en un carguero, con el objetivo de ayudar a crear el estado de Israel. El gran director de origen ucraniano Otto Preminger (Anatomía de un asesinato) recrea hechos reales en una monumental superproducción épica de casi tres horas y media, con estupendo reparto.

6/10
Volverás a mí

1960 | Once More, with Feeling!

Simpática comedia del todoterreno Stanley Donen (Dos en la carretera), quien en 1960 ya había rodado otro film con el calvo más famoso del cine: Yul Brynner. El peculiar argumento nos habla de un director de orquesta que se ve obligado a convencer a su mujer, una concertista de la que se ha separado, para que vuelva a vivir con él. El motivo es que los patrocinadores de su orquesta así se lo exigen. La chica es la bella Kay Kendall (Las aventuras de Quentin Durward), que murió antes del estreno de la película, y con sólo 33 años, debido a una leucemia.

5/10
Fiesta

1957 | The Sun Also Rises

Adaptación de la obra de Ernest Hemingway, inspirada, como casi todo lo que escribió, en su experiencia personal. El film arranca en París, con una vida de café en café, mientras unos y otros viven de la escritura y del periodismo, o de lo que cae. De ahí un grupo de amigos se traslada a Pamplona para vivir en primera línea la fiesta, o sea, los sanfermines. Entretanto, entre copa y copa, surgen los devaneos amorosos, el más llamativo el de Brett con un torero. Film crepuscular, quizá la edad de los actores –que componen un gran reparto– es mayor de lo que correspondería a sus personajes, pero ello ayuda pues aunque jóvenes, no dejan de ser tipos avejentados, un poco de vuelta de todo. Henry King sabe transmitir una sensación agridulce, acerca del tiempo que se nos escurre de las manos, y del placer efímero.

6/10
Abdulla el Grande

1955 | Abdulla the Great

Basada en la novela de Ismet Regeila, se trata de una cinta que aúna romance y aventura en un marco exótico, Egipto. De hecho, la película, rodada a todo color en escenarios naturales de dicho país, es una curiosa coproducción entre Egipto e Inglaterra. En su trama, Abdulla es un gobernante árabe que se encapricha de una modelo inglesa y quiere añadirla a su harén. Pero ella, a su vez, se enamora de un soldado, provocando por ello las iras de Abdulla. Está dirigida, producida (a través de su propia compañía “Gregory Ratoff Productions”) e interpretada por Gregory Ratoff (1897-1960), todo un veterano del Hollywood dorado. Nacido en Rusia, como actor intervino en títulos míticos como La melodía de la vida (1932) y El séptimo cielo (1937), mientras que en su faceta de director llegó a la treintena de títulos sin mucha relevancia (Los hombres que la amaron, Cagliostro...).

4/10
La luna es azul

1953 | The Moon Is Blue

Comedia de encuentros y desencuentros, dirigida por Otto Preminger. Cuenta el inicio de la relación entre Donald, un arquitecto soltero, y Patty, una aspirante a actriz; los dos se conocen en un edificio romántico por excelencia, al menos en el cine, el Empire Estate Building. La excusa de un botón suelto que coser conduce a que la pareja vaya al apartamento de él. Allí se despiertan los celos de una guapa vecina, que le está tirando los tejos; también entra en escena David, el padre de ésta, un auténtico playboy. F. Hugh Herbert adapta su propia obra teatral, que sigue la estela de las clásicas "screwball comedies", aunque con menos chispa, a pesar de algunos pasajes atrevidos para los años 50. La idea es contraponer los intentos seductores de Donald y David, a la alocada y desinhibida personalidad de Patty, acudiendo a rápidas réplicas y contrarréplicas. Junto a dos actores veteranos como William Holden y David Niven, mantiene el tipo en su debut fílmico la modelo Maggie McNamara, que llega a recordar en algunos momentos a Audrey Hepburn. Desgraciadamente su carrera no fue muy lejos, y murió de sobredosis con 50 años.

5/10
4 páginas de la vida

1952 | O. Henry's Full House

Cinco grandes directores de la época dorada de Hollywood adaptan otras tantas historias de su compatriota, el escritor O'Henry. El también escritor John Steinbeck introduce las historias, a través de una voz en off. Está protagonizada por grandes estrellas de la época. Destaca el segmento dirigido por Howard Hawks, The Ransom of Red Chief, sobre dos mafiosos que raptan a un niño. Pero éste resulta tan insoportable que al final tienen que pagar a sus padres para que se lo lleven. Sin embargo, este episodio fue finalmente suprimido, porque los productores llegaron a la conclusión de que no era lo suficientemente divertido.

6/10
Eva al desnudo

1950 | All About Eve

Aplausos. Eva Harrington recoge el galardón que reconoce su talento como actriz de teatro. Un pretexto para que varios personajes recuerden cómo ha llegado hasta allí. Admiradora de la leyenda viviente Margo Channing, Eva no tenía experiencia interpretativa. Pero con paciencia y tesón, provocando una mezcla de envidia y admiración a su alrededor, se convirtió en secretaria de Margo. Luego era su actriz sustituta, hasta que llegaba la oportunidad de reemplazarla en una función. Acertaba André Bazin al decir que Davis “no interpreta su papel habitual. Es Ann Baxter quien hace el papel de Bette Davis en el cine, mientras que Bette Davis hace el papel de Bette Davis en la vida”. Cuando su carrera languidecía, le tocaba aquel bombón de personaje: pero no era la clásica depredadora que, con tantos matices, había contribuido a crear. Eva al desnudo nació de un argumento que rondaba a Joseph L. Mankiewicz: una mujer pelea a muerte por conseguir un premio parecido al Oscar. Mientras le daba vueltas descubrió un relato de Mary Orr, “The Wisdom of Eva”, publicado en Cosmopolitan en 1946: “Me sirvió de pretexto, McGuffin que diría Hitchcock, hasta que se convirtió en un comentario satírico sobre el mundo del teatro y sus habitantes”. La historia transcurría en el mundo de la escena en que anheló trabajar, aunque la vida le llevó al cine, donde se labró una sólida reputación. Su complejo de culpa lo trasladó al personaje de Eva, dispuesto a marchar a Hollywood tras ganar su premio. Años después el director tuvo la sorpresa de que el fingido premio Siddons (tomaba el nombre de una actriz del siglo XVIII), se convirtió en real: la sociedad Sarah Siddons de Chicago lo adoptó como galardón. Por si fuera poco, Celeste Holm y Bette Davis ganaron dicho premio. El círculo se cerraba. Pero Mankiewicz recelaba de cualquier premio, pese a ganar con el film 2 Oscar como guionista y director: “El oro, una vez en la mano, se convierte en mierda”. Eva al desnudo incluía una frase dirigida a Eva, advertencia sobre la corrupción que pueden producir: “Yo no me preocuparía mucho por el corazón, ya que siempre puedes poner ese trofeo en su lugar”. Para Mankiewicz las mujeres en pantalla son más interesantes que los hombres. El personaje del crítico Addison es fascinante, y fue el único Oscar de interpretación de Eva al desnudo (Bette Davis, Anne Baxter, Celeste Holm y Thelma Ritter fueron candidatas). Pero el meollo de la historia son los personajes femeninos: desde Eva, que vende el alma para alcanzar su cota de gloria, hasta la vieja estrella Margo, candidata a una relativa felicidad, pasando por Karen, esposa infeliz, miss Caswell a la que Marilyn Monroe da una gracia especial o Birdie, encargada del tocador de Margo. La riqueza del alma femenina es patente. Mankiewicz decía de ella: “La mujer puede decir que sí y que no al mismo tiempo. La mujer quiere y no quiere al mismo tiempo. La mujer miente y disimula infinitamente mejor que el hombre. Estoy totalmente de acuerdo con las mujeres cuando hablan de lo imposible que les hace la vida la sociedad, pero les envidio su superior ‘equipamiento’ para afrontar la vida. Todas las injusticias sociales perpetradas contra ellas han agudizado sus defensas.”

9/10
The Great Profile

1940 | The Great Profile

Película donde la estrella del cine mudo John Barrymore autoparodia el escándalo que él mismo creó con la obra teatral 'My Dear Children', que a su vez se tomaba a broma la relación que el actor tuvo con una de sus esposas. Así que, entre farsa y farsa, lo que verdaderamente pretendía The Great Profile era dar una oportunidad a Barrymore para demostrar que no era tan ogro como parecía para gran parte del público. Al ser una película hecha exclusivamente por y para la estrella, éste se encuentra en su salsa pasándose todo lo que quiere. Hay que recordar que, dentro de su genialidad, Barrymore también tuvo algunos papeles bastante extravagantes y dignos de escarnio como el de monje ruso en Rasputín y la zarina (1932).

3/10
Café Metropol

1937 | Café Metropole

En París vive el norteamericano Alexis, todo un galán que se dedica a la buena vida utilizando cualquier truco con tal de no dar un palo al agua. Lo malo es que no puede hacer frente a la deuda contraída con Monseuir Lobard, dueño de un café. Así que, para poder pagarle, éste propone a Alexis que saque el dinero cortejando a una rica heredera que acaba de llegar a la ciudad. Haciéndose pasar por un aristócrata ruso, Alexis se dispone a enamorarla y sacarle el dinero, dejándola rendida a sus pies. Pero nada sale como estaba previsto. Un guión de comedia romántica escrito por el también actor Gregory Ratoff que supuso la tercera colaboración entre el director Edward H. Griffith y la estrella Loretta Young tras No More Ladies (1935) y Jóvenes enamoradas (1936).

5/10
El séptimo cielo (1937)

1937 | Seventh Heaven

Remake del film exacerbadamente romántico que Frank Borzage bordó en 1927. La versión de Henry King no alcanza la altura del original mudo, quizá había una cualidad en la obra de Borzage que hacía innecesarias las palabras. Simone Simon y James Stewart sustituyen a los originales Janet Gaynor y Charles Farrell, y recrean ese maravilloso amor en el `cielo´ de un séptimo piso.

6/10
Camino a la gloria (1936)

1936 | The Road to Glory

La guerra de trincheras de la I Guerra Mundial según el gran Howard Hawks y el novelista William Faulkner, coautor del guión. El film describe con el trasfondo bélico y varios puntos en común con La escuadrilla del amanecer, anterior trabajo de Hawks y Faulkner, un triángulo amoroso entre un oficial de gran valía, pero adicto a mezclar coñac con aspirinas, una enfermera que le atiende por lástima, y un militar recién llegado. Y aunque no faltan momentos para el heroísmo, se incide en el absurdo y el horror de toda guerra. A este respecto resulta muy eficaz el momento en que las tropas francesas detectan que los alemanes están cavando debajo de su posición para colocar explosivos. Saben que son carne de cañón, y la duda es si serán ellos los muertos, o la tropa que venga a relevarles a la mañana siguiente. La fotografía de Gregg Toland en las escenas de combate resulta memorable, y el reparto, principales y secundarios, está sublime.

8/10
Bajo dos banderas

1936 | Under Two Flags

Entretenida y a ratos divertida película de aventuras que narra la vida y amores de un soldado de la Legión Extranjera. Se trata del sargento Victor (Ronald Colman), de quien se enamora la joven Cigarette (Claudette Colbert). Pero el Major Doyle (Victor McLaglen) también la pretende y eso enemistará a los dos soldados. Entre medias andará también una aristócrata (Rosalind Russell), de quien Victor se enamorará. La guerra y el amor siempre se han llevado bien, y si la historia reúne a cuatro formidables intérpretes, como es el caso, el resultado sólo puede ser satisfactorio. Se trata de una adaptación de la novela homónima del inglés Ouida.

6/10
No soy ningún ángel

1933 | I'm No Angel

Singular película para la mayor gloria de su protagonista, Mae West, no en vano ella misma escribió el guión. Con elementos sin duda autobiográficos, cuenta la trayectoria de una domadora de leones que, como ella, vuelve locos a los hombres. La metáfora de introducir su cabeza en la boca del león es más que evidente, acerca de su afición a jugar con fuego a la hora de inflamar a los hombres con los que trata. Aunque los devaneos de su personaje son más o menos previsibles, es un film chispeante, con frases memorables como aquella de "Cuando soy buena, soy muy buena, pero cuando soy mala, entonces son mejor".

7/10
Professional Sweetheart

1933 | Professional Sweetheart

Una estrella de la radio, amante de la diversión y la vidilla nocturna, tiene complicado compaginar esas tendencias con su inmaculada imagen de "joven pura de la radio". Sus jefes así lo saben y luchan con denuedo para que la chica no se desmadre. Quizá la solución sea "elegirle" a dedo un joven para que se case con ella. La película es divertida y atrevida para la época, cuando la censura en Hollywood aún no había aparecido. William A. Seiter confirma su enorme conocimiento del oficio y la rubia y jovencita Ginger Rogers borda su papel.

6/10
Honrarás a tu padre

1933 | Sweepings

Daniel es un hombre hecho a sí mismo. Construyó de la nada uno de los almacenes más grandes e importantes de la ciudad de Chicago. Ahora es mayor y ha llegado la hora de plantearse dar el relevo a sus hijos. Una tarea difícil ya que no será sencillo compaginar los intereses de los vástagos con los suyos propios. Aparece como secundaria Gloria Stuart en uno de sus primeros trabajos. Esta actriz conquistó el corazón de todo el planeta con su interpretación de la anciana Rose en Titanic.

5/10
Sitting Pretty

1933 | Sitting Pretty

Alegre musical de trama ligera, cuenta las vicisitudes de Chick y Pete, letristas de canciones, que dejan Nueva York rumbo a Hollywood, dispuestos a triunfar con sus ideas. Se les une Dorothy, que tiene un puesto rodante de comidas. Entre los temas que se escuchan, destaca "You're Such a Confort to Me", cantando por los tres protagonistas, con música de Harry Revel y letra de Marc Gordon.

5/10
Hollywood al desnudo

1932 | What Price Hollywood?

Mary Evans sueña con convertirse en actriz, a pesar de que de momento se va sacando unos ahorritos trabajando como camarera. Durante el camino hacia su estrellato se relacionará con dos individuos: Lonny, un productor millonario, y Max Carey, un director alcoholizado. El film echa una mirada al Hollywood que no se ve, a lo que se esconde detrás de los focos y el glamour. Historias de jóvenes promesas que están decididas a hacer lo que sea por conseguir un papel. Constance Bennett protagoniza la historia de la joven con ganas de triunfar en la industria del cine, y de hecho, la guapa actriz llevaba en esto del cine desde los 12 años. Dirige la historia George Cukor.

7/10
La melodía de la vida

1932 | Symphony of Six Million

Félix Klauber ha soñado desde pequeñito con ser médico. Criado humildemente en el ghetto judío neoyorquino, con el tiempo se ha convertido en un brillante doctor, que ayuda a los más desfavorecidos. Pero presiones familiares le empujan a buscar la prosperidad montando una consulta en la elegante Park Avenue. Y sí, sus ingresos mejoran sustancialmente, pero a cambio de vender el alma, al atender a mujeres ricachonas cuyas dolencias muchas veces están sólo en su mente.Lacrímogeno drama de Gregory La Cava, con algunas situaciones algo estereotipadas, pero también con pasajes muy logrados. Es potente la crítica a las desigualdades sociales y a la vanagloria, que lleva a renunciar a los deberes más sagrados, o a vender la progenitura por un plato de lenteja, algo que necesita una redención, como se dice muy gráficamente en una ceremonia judía. Destaca la tétrica secuencia de la operación del tumor del padre, bien acompañada por la poderosa partitura de Max Steiner, donde se subrayan las limitaciones humanas y el peligro del abatimiento.

6/10

Últimos tráilers y vídeos