IMG-LOGO

Biografía

Peter Peter

Peter Peter

Peter Peter

Filmografía
Antboy

2013 | Antboy

Pelle es un niño de 12 años, rubio, más bien bajito y algo rellenito de cara, que sufre al darse cuenta de que todo el mundo en su colegio le ignora. Está secretamente enamorado de una compañera llamada Amanda, una jovencita vivaracha y presumida, hija de un importante empresario. Pero sabe que nunca se fijará en él. Un día una hormiga modificada genéticamente pica a Pelle y poco a poco obtiene los poderes de los formícidos (enorme fuerza, capacidad trepadora, olfato hiperdesarrollado, etc.). Un compañero de cole, friki de los superhéroes, ayudará a Pelle a afrontar su nueva identidad de niño-hormiga. Podrá demostrar quién es cuando Amanda es secuestrada por un villano que ha adquirido los poderes de una gigantesca pulga. Más que simpática película familiar de superhéroes, de producción danesa, llena de humor y acción, que traslada el mundo de los cómics a la infancia. Las aventuras de Pelle son como una traslación de las de Peter Parker, sólo que esta vez la araña de Spider-Man ha sido sustituida por una hormiga. Tiene especial gracia el inicio, al presentar al protagonista como el típico chaval gris en el que nadie se fija, un “don nadie” completamente invisible para su amor platónico, su compañera de clase Amanda. La puesta en escena cotidiana, con algunas escenas comiqueras que producen hilaridad y una presentación de sus acciones un tanto cutrecillas en cuanto a efectos especiales recuerdan también a las andanzas del pazguato de Kick-Ass, aunque en Antboy, al tratarse de un chavalín de 12 años, no hay ningún tipo de violencia ni situaciones límite. Antboy, basada en los libros de Kenneth Bøgh Andersen, habla además de otras cuestiones específicas de este tipo de filmes, como el itinerario interior del héroe, que ha de superar el ego de sentirse superior y utilizar sus poderes para servir a los demás, a la vez que tiene que comportarse como alguien normal en compañía de sus familiares y compañeros de clase. La película gustará sin duda a los chavales, pues reúne un buen puñado de secuencias de acción y aventuras infantiles la mar de simpáticas.

5/10
Valhalla Rising

2009 | Valhalla Rising

Peculiar saga medieval nórdica, desarrollada en seis fragmentos. Sigue a un guerrero de fuerza descomunal, con un solo ojo, esclavo de unos paganos de los que huye, salvando la vida de un chaval. Une su destino al de unos vikingos cristianos, que marchan a la cruzada a Tierra Santa. Pero su navegación en medio de una pertinaz niebla les lleva a un lugar inesperado. Insólito film de Nicolas Winding Refn, cineasta más asociado a tramas urbanas contemporáneas que a historias de época. Cierto que el film comparte con otros del director su brutal y explícita violencia, además de la fuerza visual, la belleza del plano. Pero su tono quiere ser más solemne y trascendente, con largos silencios y frases escuetas, a medio camino entre algunas propuestas de Ingmar Bergman y Carl Theodore Dreyer, y la conquista de América presentada por Werner Herzog en Aguirre, la cólera de Dios. El resultado es irregular, pues falta nitidez y hondura en la mirada al hombre del medievo, pagano o cristiano, y los momentos gore son excesivos, pero hay que reconocer al director y coguionista danés su capacidad de arriesgarse a transitar por terrenos fílmicos no explorados antes por él, con el tema del sacrificio en último término.

4/10
Pusher III: soy el ángel de la muerte

2005 | Pusher III

El narcotraficante Milo se apresta a agasajar a su hija Milena, que cumple 25 años. Por tal motivo ha decidido dejar de consumir drogas -incluso acude a reuniones de adictos anónimos-, y anda muy ajetreado preparando una cena para 50 personas. Ello debe hacerlo compatible con sus negocios, donde, en un arriesgado movimiento para ponerse el día, ha decidido traficar con éxtasis, una sustancia de la que sabe muy poco y que le va a ocasionar más de un problema. Nicolas Winding Refn, en su tercera entrega de la trilogía Pusher, sigue dando muestras de su vigor narrativo al mantener el interés con una trama aparentemente mínima, que nos recuerda que incluso los criminales deben atender cuestiones domésticas comunes a la gente honrada. El guionista y director danés mueve con nerviosa agilidad su cámara, y tiene un increíble sentido de la medida del plano. Llama la atención su manejo de cuestiones diversas como los problemas estomacales de los matones de Milo, la incoherencia moral del que vende droga y trata de no recurrir a ella, o celebra a su hija mientras la enreda en sus negocios, las evoluciones en la cocina, la paciencia infinita que le lleva a humillarse atendiendo a ciertos proveedores con los que tiene problemas. Aunque lo más llamativo es el último y brutal cuarto de hora, algo muy cercano al gore, auténtica carnicería para deshacerse de unos cadáveres molestos.

6/10
Pusher II: con las manos ensangrentadas

2004 | Pusher II

Tonny acaba de salir de la cárcel. Bruto como pocos, y no demasiado inteligente, en la parte de atrás de su cráneo rasurado se puede leer la palabra “respeto”. Un respeto que no le guarda desde luego su padre, un jefecillo mafioso que le tiene por un perfecto patán. Seco de sexo y drogas, Tonny se pone al día enseguida; y también reemprende su carrera criminal en un golpe para robar coches. Aunque lo que puede que le cambie la vida es la aseveración de una antigua novia, Charlotte, que asegura que su bebé es hijo suyo. Segunda entrega de la trilogía Pusher de Nicolas Winding Refn. El guionista y director danés retoma a uno de los personajes del primer film, Tonny, que allí recibía una brutal paliza por la que era dado por casi muerto. También se mencionan a otros, y se retoma, como presencia secundaria, al traficante de drogas Milo. Pero la idea de Refn es centrarse en el simplón Tonny, humillado por un progenitor que no le tiene en ninguna consideración, sentimientos muy distintos a algo parecido a la ternura, que ha despertado en él con motivo de su supuesto vástago. Como en sus otros filmes, el cineasta nórdico entrega un cuadro del submundo criminal de Copenhague nada halagüeño, y claramente abusa de la violencia, y sobre todo de un desagradable erotismo que viene poco a cuento. Hay que reconocerle en cualquier caso fuerza en su propuesta, también en la puesta en escena, y una curiosa capacidad de ofrecer “brotes verdes” en un mundo donde domina de modo apabullante la inmoralidad.

6/10
Bleeder

1999 | Bleeder

La vida de una serie de patéticos personajes a los que une un videoclub, donde unos trabajan y otros alquilan películas. Allí están Leo, desconcertado cuando su esposa le comunica que espera un niño; el violento hermano de ésta; el tímido encargado del videoclub, que sólo sabe hablar de películas, y al que cuesta intentar entablar una relación con una camarera. El danés Nicolas Winding Refn escribe y dirige una película de trama más o menos sencilla, pero que es un auténtico ejercicio de virtuosismo técnico -los paseos de la cámara por los pasillos del restaurante, el videoclub y la librería, usando grandes angulares, son deslumbrantes-, a la vez que un desolador retrato de la condición humana, los personajes funcionan a modo de náufragos existenciales sin asideros ni creencias sobre los que fundamentar su día a día. De modo que, nunca mejor dicho, la sangre acabará llegando al río, violentamente. No obstante el director deja ligeramente entreabierta la puerta a la esperanza.

6/10
Pusher: un paseo por el abismo

1996 | Pusher

Las tribulaciones de Frank, un camello que trafica con droga en las calles de Copenhague, a lo largo de una semana completa. Siempre acompañado del aún más tarado que él Tonny, le surge inesperadamente un cliente que le pide una gran cantidad de material. Negociando hábilmente su margen, aquello podría ser el negocio de su vida. Pero la policía aparece en el momento de la entrega, y aunque logra no ser inculpado, ahora debe a su proveedor una importante suma de dinero: la tarea de reunirla en un breve plazo de tiempo se diría una misión imposible. El danés Nicolas Winding Refn sorprendió debutando con este film, que coescribe y dirige, una vigorosa mirada al submundo del narcotráfico, de personajes marginales y hábiles giros narrativos. Su retrato de la calle, y la violencia, latente y expresa, conforman una especie de tremenda bofetada al espectador, que muy difícilmente quedará indiferente. Parece indudable que la criminalidad que muestra ha influido en series televisivas de la talla de Los Soprano y The Wire (Bajo escucha), por su brutal tratamiento de los gángsteres y el tráfico de estupefacientes. A su vez, podría mencionarse en Refn como referencia a Quentin Tarantino.

6/10

Últimos tráilers y vídeos