IMG-LOGO

Biografía

Tim Firth

Tim Firth

Tim Firth

Filmografía
G-Force: Licencia para espiar

2009 | G-Force

Los G-Force son un comando especial de agentes de la ley. Lo raro es que se trata de un comando formado por tres cobayas y un topo. Han sido entrenados por el gobierno y son tan efectivos o más que cualquier ser humano. El problema es que los fondos que les mantienen corren peligro, porque los nuevos jefes gubernamentales creen que los G-Force no sirven para nada. Esto sucede justo cuando el comando especial descubre un maquiavélico plan para acabar con el mundo. G-Force supone el debut como director del oscarizado y experto en efectos especiales Hoyt Yeatman. El debutante cuenta con el respaldo de Jerry Bruckheimer que ejerce como productor, en la que es su primera película en 3D. Y la verdad es que han echado el resto en el aspecto técnico, así que la película gana mucho cuando se ve en este formato. En cualquier caso, se trata de una cinta divertida, llena de acción y diversión, que gustará a todos los públicos. Es genial, especialmente, ver a los animales en acción. Y es que ellos son los auténticos protagonistas de la historia. Hechos por ordenador, son un auténtico lujo visual. Los movimientos precisos y casi ilimitados que realizan y las diferentes texturas que tienen los pelos que envuelven su cuerpo, los convierten en virguerías animadas. Aún así, no transmiten tanto sentimiento como otros personajes tipo WALL·E. Más allá de las modernidades –también presentes en el giro final que ofrece el guión–, G-Force cumple con los parámetros de este tipo de películas especialmente dirigidas a los más pequeños. El contenido moral abunda y ofrece lecciones valiosas como la importancia de la confianza en uno mismo y en los demás. En cuanto al reparto de carne y hueso, cabe destacar que Penélope Cruz ha seguido los pasos de su amigo Antonio Banderas y ha prestado su voz a Juárez, la atractiva y eficaz cobaya que forma parte del grupo.

5/10
Confesiones de una compradora compulsiva

2009 | Confessions of a Shopaholic

Érase una mujer a una tárjeta de crédito pegada, érase una compradora compulsiva... Esto podríamos decir, parafraseando a Quevedo, de Rebecca Bloomwood, una joven periodista, despierta y agradable, pero que no puede resistir la tentación de comprar todo tipo de trapitos y calzado 'ad hoc'. Hasta tal punto que sus múltiples tarjetas empiezan a estar agotadas, y un especialista en impagados la acecha con tesón. En tal tesitura, mientras intenta ver cumplido su sueño de ser fichada por una revista de moda, se produce la ironía de que donde acaba yendo a parar es a una revista de finanzas, donde sus columnas firmadas por “La dama del pañuelo verde” se convierten en un inesperado éxito; en efecto, con un lenguaje popular, Rebecca da consejos sobre cómo gastar responsablemente, algo que ella no huele ni de lejos. Tampoco su jefe, el apuesto Luke, se baja del guindo, y cree que Rebecca es toda una experta en economía doméstica. Simpática comedia que se basa en las populares novelas de Sophie Kinsella, que en su retrato de los apuros de una mujer de nuestros días conecta con otros éxitos recientes filmados a partir de libros, como El diablo viste de Prada y El diario de Bridget Jones El australiano P.J. Hogan, que despertó muchas esperanzas con sus comedias iniciales La boda de Muriel y La boda de mi mejor amigo, pero cuya carrera luego se ha ido desinflando, retoma el tono del segundo film citado, con un ritmo ágil, repleto de gags ocurrentes, y traslada a Nueva York la acción londinense del original. La película se ve con una sonrisa todo el tiempo, pues se juegan con inteligencia las cartas de la historia amorosa, la relación de las dos amigas, el suspense del cobrador, la adicción a las compras y las reuniones de personas que quieren dejar tal vicio... Isla Fisher y Hugh Dancy son dos actores jóvenes en alza, que aguantan bien la película, y cuentan con el respaldo de secundarios solventes, algunos –Krysten Ritter, Kristin Scott Thomas, Robert Stanton- mejor aprovechados que otros -John Goodman, Joan Cusack, John Lithgow–. Si se quiere, el film intenta ser una crítica al consumismo exacerbado, pero tampoco debería ser tomado demasiado en serio en tal aspecto, pues pesa mucho más su condición de divertimento, y lo cierto es que al verlo dan unas ganas locas de irse a comprar algo. En la puesta en escena hay alguna idea ingeniosa, como la de la animación de los maniquíes que invitan a comprar las prendas que lucen.

6/10
Pisando fuerte

2005 | Kinky Boots

Gran Bretaña. A la muerte de su padre, Charlie Price toma las riendas del negocio familiar, una fábrica de zapatos tradicional, fundada en 1895. Enseguida se da cuenta de que han bajado los pedidos, por lo que si no lo remedia, tendrá que cerrar. Durante un viaje a Londres, en busca de nuevos clientes, protege a Lola, un travestí, del acoso de un grupo de macarras callejeros. Como agradecimiento, le sugiere que se dedique a fabricar botas para drag-queens. Modesta comedia británica inspirada en la historia real de Steve Pateman, un fabricante que acabó elaborando botas para hombres vestidos de mujer. El tono amable emparenta el film con comedias británicas, como Despertando a Ned o Las chicas del calendario, con las que tiene en común el dibujo costumbrista. Es interesante su retrato del protagonista, un tipo que se convierte en un dinámico emprendedor, como única solución para sacar adelante su negocio. Sin embargo, el guión acumula elementos frívolos sobre el mundo de la moda y el personaje travestido, de los que el film se resiente.

4/10
Las chicas del calendario

2003 | Calendar Girls

Un grupo de mujeres ya talluditas en Inglaterra. Amas de casa, ocupan su tiempo libre en actividades variopintas de una asociación femenina. Cuando el esposo de Annie muere de leucemia, Chris tiene una idea ‘diferente’, para recaudar fondos en la lucha contra el cáncer: el tradicional calendario del grupo, habitualmente adornado por motivos florales o paisajísticos, podría estar ilustrado con fotos de ellas posando desnudas. Sería una forma de subrayar la belleza femenina por encima de edades y achaques, y la iniciativa, por diferente, tal vez tuviera éxito. Así que se ponen manos a la obra… Lo que revoluciona su pequeña población, y afecta a sus vidas personales. Entretenida comedia, muy ‘british’, basada en una historia real. Con un excelente plantel de actrices, está contada con agradable elegancia. El film no entra en cuestiones como si el fin justifica los medios, o hasta qué punto las fotos del mentado calendario pueden considerarse artísticas. Estamos más bien ante un cuentecillo impregnado de buenos sentimientos, basado en la férrea amistad entre un grupo de mujeres.

6/10
Neville's Island

1998 | Neville's Island

El naufragio de un barco deja a cuatro hombres en una isla desierta donde sucederán una serie de acontecimientos que les marcará su estancia en la isla.  Las restricciones presupuestarias pesan demasiado en el filme dejando momentos para olvidar.

5/10

Últimos tráilers y vídeos