IMG-LOGO

Biografía

James Edward Grant

James Edward Grant

60 años ()

James Edward Grant

Nació el 02 de Julio de 1905 en Chicago, Illinois, EE.UU.
Falleció el 19 de Febrero de 1966 en Burbank, California, EE.UU.
Filmografía
Látigo

1971 | Support Your Local Gunfighter

Látigo Smith llega a una pequeña localidad controlada por dos compañías. Ambas piensan que se trata de un peligroso pistolero, por lo que las dos compiten por ficharle, para echar a su competidora del lugar. Ameno western, en clave de comedia dirigido por Burt Kennedy, autor de cintas con el mismo tono, como Los desbravadores o También un sheriff necesita ayuda. James Garner compone un personaje similar al protagonista de la serie Maverick, que le había hecho famoso.

5/10
El fabuloso mundo del circo

1964 | Circus World

Matt (John Wayne) es un hombre hábil con el rifle y propietario de un circo. La enorme carpa se extiende allí por donde va para ofrecer a sus espectadores el mayor espectáculo, y trapecistas, magos, malabaristas y payasos hacen lo propio para no decepcionar al público. Matt, por su parte, se hizo hace años, tutor de Toni, una joven que trabaja para él y que sueña con convertirse en una gran trapecista. Pero el circo no obtiene las ganancias deseadas y la crisis por la que pasa hace a Matt replantearse el futuro de sus empleados. Henry Hathaway (Alaska, tierra de oro), dirige este film ambientado en el circo y por algunos considerada una película floja dentro de su filmografía. Destaca la presencia del  'vaquero' John Wayne, de la guapa Rita Hayworth, y de una jovencita Claudia Cardinale (El gatopardo, Hasta que llegó su hora).

4/10
El gran McLintock

1963 | McLintock!

Simpático western con grandes dosis de comedia, que toma libremente elementos de la obra de William Shakespeare "La fierecilla domada". Muestra a George Washington McLintock como un gran potentado, dueño de inmensas propiedades en el lejano oeste, y juerguista impenitente que con frecuencia bebe más de la cuenta. Separado de su esposa Katherine, el matrimonio debe reunirse puntualmente con motivo del regreso al rancho de él de la hija de ambos, Becky, que ha estado estudiando en el este, y que vuelve hecha toda una mujercita. Los encantos de la chica, despertarán la admiración de un joven granjero, que junto a su madre ha empezado a trabajar para McLintock. Entretenimiento es estado puro, una comedia deliciosa, que incluye guerra de sexos, sobre todo entre la pareja protagonista, los grandísimos John Wayne y Maureen O'Hara, en la última película en que coincidieron en la pantalla tras Escrito bajo el sol, El hombre tranquilo y Río grande. Hay momentos de pura juerga, mayormente la pelea en el barro, y la escena final en que el marido persigue por todo el pueblo a su mujer, que va perdiendo la ropa hasta quedarse con las enaguas, para jolgorio de toda la concurrencia. Film de la compañía de John Wayne, produce su hijo Michael Wayne, y además el film cuenta con la interpretación de otro hijo, Patrick Wayne, además de la presencia de una hija, una niña, como figurante. Stefanie Powers quedó encantada con su trabajo en el film, sobre todo por la escena que comparte con Duke, en que éste le explica como la mayor parte de sus propiedades no serán para ella, sino que las donará al estado. Contaba Powers la gran lección de interpretación que le dio Wayne cuando le dijo tras cierta parafernalia, muy sencillamente, que "está todo en los ojos".

6/10
La taberna del irlandés

1963 | Donovan's Reef

Dos amigos pasan la vida en la taberna de una pequeña isla de Polinesia, donde se mantienen pequeñas discusiones. Un día, llega al lugar una joven bostoniana, en busca de su padre. Una de las películas con más sentido del humor del maestro John Ford, y una espléndida interpretación de su actor favorito: John Wayne.

6/10
Los comancheros

1961 | The Comancheros

En esta ocasión el mítico John Wayne interpreta a Jake Cutter, uno de sus más inolvidables papeles. Se trata de un ranger de Texas que se hace pasar por un contrabandista de armas para capturar a un despiadado grupo de bandidos conocidos como "Los comancheros", debido a que su negocio consiste en la venta de armas para los indios. Paradójicamente, es ayudado por Paul Regret, un hombre al que acaba de detener acusado de haber cometido un asesinato. Inesperadamente, ambos se hacen amigos y terminan por cooperar. En su noble misión tendrán también un inesperado aliado, una bella joven que, en principio, forma parte del grupo de los criminales. Los comancheros fue la última película de uno de los grandes nombres del cine, Michael Curtiz, conocido principalmente por ser el director de Casablanca, pero también autor de míticos títulos de aventuras como El halcón del mar, la mejor de una larga lista de títulos protagonizados por el actor Errol Flynn. En su despedida podemos observar en su conjunto todas las cualidades de este gran realizador, en especial su excelente ritmo narrativo y su cuidada dirección de actores. Uno de los puntos principales por el que es recordada esta película es la magistral y pegadiza banda sonora, compuesta para la ocasión por el maestro Elmer Bernstein, autor de las mejores partituras del género, entre ellas la del filme Los siete magníficos.

6/10
El Álamo (1960)

1960 | The Alamo

El siglo XIX fue testigo de las luchas entre los independentistas de Texas y el vecino ejército de México. La película narra el sitio que sufrieron los texanos en 1863 a manos de los mexicanos, en una antigua misión española. El film fue dirigido por John Wayne, cuyo esfuerzo estuvo a punto de dejarle en bancarrota, aunque algunos dicen que un tal John Ford le dio algo más que consejos a su fiel amigo. Además de dirigir, el mítico actor encarnó también al héroe Davy Crokett, mientras que Richard Widmark interpreto a su amigo Jim Bowie. Pese a fracasar en la época de su estreno, hoy en día, aunque quizá algo larga, la película resulta grandiosa.

7/10
Furia en el valle

1958 | The Sheepman

Jason Sweet, rudo ovejero, acaba enfrentado con un grupo de ganaderos. Además, uno de ellos, Stephen Bedford, se ha enamorado de la misma chica que él. Glenn Ford demuestra de nuevo que se mueve como pez en el agua en el western. La cinta se ve con agrado e incorpora acertados golpes de humor.

5/10
La ley de los fuertes

1956 | Three Violent People

La antigua corista Lorna pesca como marido al coronel confederado Colt Saunders, una vez terminada la guerra de secesión. Él ignora su pasado y la introduce en su inmensa finca texana, que ha pasado en su familia de generación en generación. Lo que supone reencontrarse con su hermano, oveja negra del clan, que se aliará con las autoridade gubernamenales que complican la vida a Colt; y una de las armas con la que desean presionarle es con Lorna, de cuyo secreto pasado tienen noticia. Un western más que razonable, con Charlton Heston y Anne Baxter reunidos tras su experiencia bíblica en Los diez mandamientos (1956). Con este film terminarían las obligaciones contractuales de Heston con los estudios Paramount.

6/10
La ley del talión

1956 | The Last Wagon

Un sheriff lleva detenido a un asesino llamado Comanche Todd. Atraviesan tierra peligrosas de indios y se toparán con una caravana de pioneros. Éstos verán pronto la crueldad con que el sheriff trata a su detenido, que tiene sus defensores en una joven (Felicia Farr) y su hermano pequeño. Cuando la comitiva sufre un ataque mortal por parte de los apaches, los supervivientes tendrán que aliarse con Comanche Todd si quieren salir con vida del llamado Valle de la Muerte. Estupendo western dirigido con ritmo e intensidad, por Delmer Daves, un director con gran oficio aunque a veces se le considere de categoría menor. El guión, en donde interviene él mismo y James Edward Grant (El Alamo), es verosímil y cuida con detalle los caracteres de los diferentes personajes y especialmente el del poliédrico protagonista, uno de esos personajes de ética dudosa, entre el bien y el mal, en los que era especialista el carismático Richard Widmark.

6/10
La pista del terror

1954 | Ring of Fear

Dublin, antiguo director de pista del circo Clyde Beatty, se fuga del psiquiátrico donde estaba recluido. El tipo nunca supo digerir que la hermosa trapecista Valerie le "diera calabazas", motivo por el cual vuelve al circo y propicia varios sabotajes con la complicidad de un payaso. Al tiempo que se inicia una investigación, Dublin logra reengancharse en el circo. Uno de los dos filmes que dirigió James Edward Grant, guionista habitual de las películas de John Wayne. Producción de Batjak, la trama es una mera excusa para desplegar vistosos números circenses, ejecutados por auténticos profesionales, entre ellos Clyde Beatty, domador de leones. También interviene en el film Mickey Spillane, escritor y detective, que se interpreta a sí mismo. No fue la única vez que Grant visitó el mundo del circo, pues reincidió como guionista de El fabuloso mundo del circo. Destaca en el reparto Sean McClory como el saboteador celoso con rasgos de psicópata.

4/10
Un conflicto en cada esquina

1953 | Trouble Along the Way

Stephen 'Steve' Williams es un entrenador de fútbol que acepta trabajar en un colegio católico, el cual está al borde de la bancarrota, y se ve involucrado en un tongo de fichajes que intentará solucionar. Por otra parte, luchará por arreglar el tema de la custodia de su hija Carol, tras el divorcio de su ex mujer. Entretenida película deportiva, que se combina con el drama del protagonista respecto al asunto personal de su matrimonio. Fue la primera película como productor del guionista Melville Shavelson, quien tuvo algunas desavenencias con John Wayne durante el rodaje.

4/10
Hondo

1953 | Hondo

Hondo, un tipo solitario y medio indio que hace trabajos de correo para la caballería, llega sin cabalgadura a un rancho en medio de ninguna parte, tras un encontronazo con los apaches. Allí le ofrece hospitalidad Angie, una mujer que junto a su hijo, un niño, espera el regreso de su marido. Hondo le aconseja dejar un lugar que no es seguro, pero ella se niega, pues siempre ha sabido convivir con los indios. Aunque ella está casada, no pueden evitarse sentirse mutuamente atraídos. Producción de John Wayne para su compañía Batjac, ofrece la curiosidad de ser un western rodado en 3D, sistema de moda en los 50, y que el aficionado suele asociar más a géneros como el terror y el thriller. John Farrow contó con un guión de James Edward Grant, alguien con quien Wayne se entendía muy bien. Frente a tópicos que pretenden que el dibujo humanizado de los indios es tardío, filmes como éste demuestran lo errado de tal idea. El film muestra a unos nativos con costumbres brutales, qué duda cabe, pero hay en ellos una honestidad y un estilo de vida que despiertan la admiración, lo que se acentúa presentando al personaje de Wayne con sangre india, y que tuvo una squaw que desgraciadamente falleció. Hay un especial cuidado en el dibujo de la relación entre Hondo y Angie, pintada con exquisita delicadeza, mostrando sus distintos modos de entender cómo debe ser la sinceridad y el valor de la palabra dada. John Wayne demuestra una vez más por qué era una estrella, y Geraldine Page, en su primer papel importante para la pantalla, logró una nominación al Oscar. También destaca, entre los secundarios, Ward Bond, un actor muy ligado a John Ford, quien por cierto dirigió la escena del ataque final, que no pudo asumir Farrow, por otro compromiso.

6/10
Big Jim McLain

1952 | Big Jim McLain

Jim McLain y su compañero Mal Baxter pertenecen al comité estadounidense de actividades antiamericanas y tienen la misión de investigar e interrumpir los ánimos de unos rebeldes comunistas de Hawai. Con localizaciones en la misma isla del Pacífico, la cinta era una nueva excusa para colocar a John Wayne en misiones secretas por lugares exóticos donde, claro está, se ligaría a la chica de turno; Nancy Olson (Trigo y esmeralda), en este caso. El dato curioso es que precisamente el actor tuvo durante su vida un intenso activismo político anticomunista.

4/10
Tarde de toros

1951 | The Bullfighter and the Lady

Un joven productor de películas americano viaja a México y allí queda prendado de una mujer llamada Anita. Para impresionarla decide emplearse como matador de toros. para ello solicita la ayuda de un veterano diestro, quien le enseñará el arte de torear. Curiosa incursión de Budd Boetticher (Tras la pista de los asesinos) en el terreno dramático folclórico de la fiesta de los toros. la película fue filmada en México y se cuenta que un especialista murió durante el rodaje. Entre el reparto se encuentra la bella actriz mexicana Katy Jurado.

5/10
Infierno en las nubes

1951 | Flying Leathernecks

1942, durante la II Guerra Mundial. El ejército japonés domina las islas del Pacífico, hasta Guadalcanal. El mayor Dan Kirby es nombrado comandante del escuadrón VMF-247, pero sus nuevos soldados se sienten decepcionados, porque esperaban que ascendiera su capitán, Carl Griffin. Aunque Kirby y Griffin se enfrentan en un principio, pronto el capitán se da cuenta de la entereza de Griffin. Nicholas Ray rodó esta cinta de encargo para la compañía del magnate y pionero de la aviación Howard Hughes. Espectaculares secuencias de acción en una cinta rodada con la habitual solidez del director de Rebelde sin causa.

6/10
Surrender

1950 | Surrender

Primera de las tres película consecutivas que Allan Dwan dirigió para Republic Pictures con producción de Herbert J. Yates y con la protegida de éste –después reconvertida en amante y esposa– Vera Ralston de protagonista. Las otras dos serían Belle Le Grand (1951) y The Wild Blue Yonder (1951). En esta ocasión, Ralston encarna a una típica mujer fatal que aunque está enamorada del jugador Gregg, acaba casándose con el mejor amigo de éste cuando descubre que es un rico petrolero de Texas. Pero la ambición de ella no acaba aquí. El thriller mantiene un buen tono de suspense, con un sórdido final en el desierto, en la mejor tradición de Duelo al sol. Entre los exóticos protagonistas del film encontramos actores como el mexicano Nacho Galindo.

5/10
Arenas sangrientas

1949 | Sands of Iwo Jima

Prolegómenos de la batalla de Iwo Jima, en la guerra del Pacífico. El film empieza describiendo el entrenamiento de un grupo de soldados bajo la supervisión del sargento Stryker (poderoso John Wayne), al que dejó su mujer, que se llevó al hijo de ambos. Stryker es un tipo duro, y algunos aseguran que amargado, como parecen demostrar sus borracheras. Pero es un eficaz profesional, que intenta tomar bajo su protección al hijo de un antiguo camarada, recién alistado. Pero éste rechaza su atención, pues ve en él la sombra de una figura paterna que le ha perseguido demasiado tiempo. Terminada la preparación, embarcan listos para un combate que no va a ser nada fácil. Los aficionados al cine demasiado jóvenes quizá crean que Clint Eastwood es el primero en tratar en el cine la toma de la isla de Iwo Jima, con la célebre imagen de la izada de la bandera, en Banderas de nuestros padres. Lo cierto es que en este film no sólo aparece ya la emblemática imagen, sino que participaron tres auténticos soldados protagonistas de ese hecho. Son magníficas las escenas del desembarco, y se incluye metraje de auténticas acciones bélicas, incluida la toma de la isla entre polvo, humo y ceniza, y el fuego de los lanzallamas. Destaca el trabajo de John Wayne, merecidamente nominado al Oscar. La escena nocturna del pelotón de Stryker en línea es magnífica, con un Wayne que se bebe sus lágrimas porque no puede atender la llamada de un soldado herido, pues hacerlo revelaría su posición.

6/10
El ángel y el pistolero

1947 | Angel and the Badman

Evans, un pistolero malherido, es acogido por una familia cuáquera, que le cuida con todo cariño y bondad, guiados por sus profundas convicciones religiosas. Penelope, la hija, se enamora de él, flechazo a primera vista, pese a que en sus delirios oye a Evans pronunciar requiebros amorosos a mujeres desconocidas. Y es que la vida de Evans, pese a su fondo de nobleza, ha sido bastante azarosa. Acostumbrado a resolver aquello que le parece injusto por la vía rápida de su revolver, va a descubrir que hay otras formas de vivir enormemente persuasivas. La película con la que el guionista James Edward Grant debutó en la dirección, producida por John Wayne para Republic. Se trata de un curioso wester romántico con ribetes pacifistas, donde Wayne está soberbio como el pistolero al que rompe el saque la familia cuáquera y más específicamente Penelope, una encantadora Gail Russell. De modo que su paulatino acercamiento a las maneras granjeras, y su rebelión temporal cuando le regalan una biblia, justifican la divertida escena de la juerga y subsiguiente pelea en el saloon, con las dudas que atenazan a Evans cuando está en compañía de otra mujer. Resultan deliciosos los momentos amorosos, esos primeros planos de los besos que no se ven, cubiertos pudorosamente por el sombrero de Wayne. Son magníficos los secundarios, especialmente Harry Carey como el sheriff que espera ver un día a Evans colgando de la soga de la horca.

6/10
The Great John L.

1945 | The Great John L.

Biografía del célebre boxeador John L. Sullivan, natural de Boston y campeón de los pesos pesados desde 1882 hasta 1892. La película, muy bien narrada por Frank Tuttle, narra sus primeros años antes de ser campeón, así como su compleja personalidad que le hizo caer en el alcoholismo y ser olvidado tras perder su título. El actor Greg McClure realiza un meritorio trabajo, sobre todo en la parte en que el boxeador es repudiado por la sociedad debido a su comportamiento. En el lado femenino destaca la presencia de Linda Darnell y Barbara Britton. Sullivan perdió el campeonato en un memorable combate contra James J. Corbett, púgil de quien el cine se había ocupado ya en 1942 en un film dirigido por Raoul Walsh con Errol Flynn de protagonista y cuyo titulo hacía referencia a su apodo: Gentlenman Jim.

7/10
La bella del Yukon

1944 | Belle of the Yukon

John Calhoun abre un salón de música y juego en un pueblecito del lejano oeste en plena fiebre del oro. Belle, su anterior novia, llega al lugar buscando un trabajo como cantante y bailarina, y se encuentra con John, convertido en un atractivo empresario. En el local, otra jovencita llamada Lettie, se sentirá atraída por John. Western musical de William A. Seiter (Roberta) nominado a dos Oscar en las categorías de mejor canción, con 'Sleighride in July', y mejor música. Randolph Scott (Duelo en la alta sierra) y las féminas Gypsy Rose Lee y Dinah Shore completan el reparto.

5/10
Senda prohibida

1942 | Johnny Eager

Cine negro del director especialista en el género Mervyn LeRoy, como demuestran sus obras maestras de los años 30 Hampa dorada (1931) y Soy un fugitivo. Robert Taylor es el Johnny Eager del título original, cabecilla de una banda de delincuentes que, camuflados en operaciones legales, ha conseguido burlar la acción de la justicia hasta el momento. Sus problemas comenzarán cuando se enamore de Lisbeth (Lana Turner), una joven estudiante de psicología que resulta ser la hijastra de un abogado del distrito que persigue sus actividades delictivas. Dominando a la perfección los mecanismos del género, el papel más jugoso de la función recayó en Van Heflin como Jeff Hartnett, un alcohólico que es la mano derecha del gángster. El actor consiguió un Oscar por su trabajo.

8/10
Capricho de mujer

1942 | The Lady Is Willing

Una caprichosa diva de las tablas ve a un bebé sin padres en la calle, custodiado por la policía, y no tiene otra ocurrencia que llevárselo, con el deseo de criarlo como a un hijo. Las explicaciones de sus ayudantes, que le dicen que aquello, se mire como se mire, es simple y llanamente un secuestro, no la persuaden para devolverlo a las autoridades. Hasta que inevitablemente, le pillan. Entonces es cuando decide seriamente hacer todo cuanto esté a su alcance para adoptarlo; lo cual pasa por un "pequeño trámite" llamado matrimonio, algo que facilitaría la cosa mucho. El único inconveniente es que no hay ningún hombre a la vista con el que haya pensado casarse. A no ser que un doctor... Simpática comedia de Mitchell Leisen, con la pareja protagonista Marlene Dietrich-Fred MacMurray y un buen grupo de secundarios. Le falta un poquito de chispa, pero la Dietrich da el tipo de mujer a la que uno nunca imaginaría adoptando a un crío, a no ser por puro capricho.

5/10
Fruto dorado

1940 | Boom Town

Nueva aparición en pantalla de Spencer Tracy y Clark Gable tras su exitosa Piloto de pruebas (1938). Ahora, ambos encarnan a sendos magnates del petróleo que se enamoran de la misma mujer, que no es otra que Claudette Colbert. Ella prefiere a Gable, pero éste le es infiel con otra mujer (Hedy Lamarr). Cuando Tracy ve a su amada despechada, hace todo lo posible por arruinar la compañía del que fuese su amigo. Curiosamente, Gable también había coincidido con las dos mujeres protagonistas en películas como Sucedió una noche (1934) y Camarada X (1940). Esta historia de pasiones, infidelidades y venganzas, fue muy alabada por la crítica, destacando la espectacularidad de las escenas filmadas en los pozos petrolíferos de Texas. Obtuvo nominaciones al Oscar para la fotografía en blanco y negro de Harold Rosson y los efectos especiales de A. Arnold Gillespie y Douglas Shearer.

7/10
Ha vuelto aquella mujer

1939 | There's That Woman Again

Continuación de Siempre hay una mujer (1938), igualmente dirigida por Alexander Hall y con Melvyn Douglas encarnado al perspicaz detective William Reardon. Sin embargo, su pareja protagonista de la primera entrega, Joan Blondell, fue sustituida en esta ocasión por la insípida Virginia Bruce, y el público no respondió como se esperaba, lo que condujo al final de la serie. Para su argumento se adaptó una obra teatral de Wilson Collison, donde una pareja de detectives privados investiga una serie de robo de joyas que se han estado cometiendo en los últimos tiempos. Se trata de una mezcla de comedia y cine policiaco, con bastantes tópicos y buenos decorados.

4/10
Josette

1938 | Josette

Adaptación de la obra teatral de Paul Frank en la que el anciano Brassard se enamora de una cantante de nightclub llamada Josette. Esto lleva a los dos hijos de Brassard a considerar que la chica es una vampiresa que sólo pretende hacerse con su fortuna. Comedia musical repleta de enredos y números de cante y baile que cuenta con el protagonismo de la francesa Simone Simon en una de sus escasas películas estadounidenses. Le acompaña un notable reparto masculino: William Collier Sr. como Brassard, y Don Ameche y Robert Young como sus preocupados hijos.

4/10
Vamos a ser ricos

1938 | We're Going to Be Rich

4/10
Amor en la oficina

1937 | Danger-Love at Work

Un abogado negocia la venta de un terreno con los Pemberton, que se niegan a vender. Se enamora de él la única hija que parece normal. Otto Preminger (Éxodo) se adentra ocasionalmente en el terreno de la comedia.

5/10
The Ex-Mrs. Bradford

1936 | The Ex-Mrs. Bradford

Lawrence y Paula, una pareja de divorciados, investigan un asesinato. Amena cinta de misterio con muchos elementos cómicos. Cuenta con dos actores excepcionales, William Powell y Jean Arthur, como protagonistas. Supuso el último trabajo del director Stephen Roberts (Estrella de medianoche), que murió de un ataque al corazón.

5/10
Pistolas hostiles

1967 | Hostile Guns

Un sheriff McCool debe trasladar a cuatro condenados a una cárcel de Huntsville. Pero durante el trayecto la familia de uno de ellos intentará liberarlo. Western eficaz que mantiene el interés, pese a que no cuente con un gran reparto. Destaca, eso sí, el rostro cincelado de Yvonne De Carlo. La historia está ideada por uno de los grandes del Oeste, James Edward Grant, responsable de guiones como Hondo o El Álamo (1960).

4/10
Furia en el valle

1958 | The Sheepman

Jason Sweet, rudo ovejero, acaba enfrentado con un grupo de ganaderos. Además, uno de ellos, Stephen Bedford, se ha enamorado de la misma chica que él. Glenn Ford demuestra de nuevo que se mueve como pez en el agua en el western. La cinta se ve con agrado e incorpora acertados golpes de humor.

5/10
They Dare Not Love

1941 | They Dare Not Love

Un príncipe austriaco llamado Kurt von Rotenberg se enamora de Marta Keller, en el proceso de huida tras la invasión de las tropas nazis. Pero ellos son interceptados en la entonces Checoslovaquia. Von Rotenberg se ofrecerá a los nazis, a cambio de que éstos liberen a cuatro detenidos, entre ellos el novio de Marta... El galán George Brent (Jezabel) se me en la piel del aristócrata, en este cuidado drama romántico, de atmósfera bélica. Dirige James Whale (El doctor Frankenstein), aunque algunas fases del film fueron responsabilidad de Charles Vidor (Gilda) y Victor Fleming (El mago de Oz).

6/10
She's No Lady

1937 | She's No Lady

Jerry es una ladrona de joyas cuya pista resulta muy complicada de seguir debido a la pericia con que comete sus delitos. Sin embargo, el investigador Carter está muy cerca de saber quién es ella en realidad. Aunque ambos están en lados opuestos de la ley, su atracción resulta inevitable. Elegante comedia, producida por el independiente B.P. Schulberg, con una más que notable ambigüedad sexual ya que el nombre de la ladrona es el de Jerry. Ella no es otra que Ann Dvorak (1912-1979), que comenzó su carrera en el cine sonoro alcanzando notoriedad con Scarface, el terror del hampa (1932). Casada con el actor británico Leslie Fenton, realizó parte de su carrera en el Reino Unido hasta su retirada del mundo del cine en 1951.

5/10
El gran tipo

1936 | Great Guy

Johnny Cave se ha convertido en el nuevo jefe de investigación de la oficina de pesos y medidas, por lo que ahora será el encargado de cerrar todos los locales que se encuentren realizando algún tipo de ilegalidad o actividad mafiosa, como por ejemplo llenar pollos con plomo para que a la hora de pesarlos éstos cuesten más. Película dramática de cine negro que, singularmente, cuenta con una cierta dosis de comedia. El guión permite deleitarse con algunas escenas cómicas, las cuales, gracias a la maravillosa actuación de James Cagney, no sobrepasan los limites del absurdo y permiten disfrutar de una película sumamente entretenida.

5/10
La pista del terror

1954 | Ring of Fear

Dublin, antiguo director de pista del circo Clyde Beatty, se fuga del psiquiátrico donde estaba recluido. El tipo nunca supo digerir que la hermosa trapecista Valerie le "diera calabazas", motivo por el cual vuelve al circo y propicia varios sabotajes con la complicidad de un payaso. Al tiempo que se inicia una investigación, Dublin logra reengancharse en el circo. Uno de los dos filmes que dirigió James Edward Grant, guionista habitual de las películas de John Wayne. Producción de Batjak, la trama es una mera excusa para desplegar vistosos números circenses, ejecutados por auténticos profesionales, entre ellos Clyde Beatty, domador de leones. También interviene en el film Mickey Spillane, escritor y detective, que se interpreta a sí mismo. No fue la única vez que Grant visitó el mundo del circo, pues reincidió como guionista de El fabuloso mundo del circo. Destaca en el reparto Sean McClory como el saboteador celoso con rasgos de psicópata.

4/10
El ángel y el pistolero

1947 | Angel and the Badman

Evans, un pistolero malherido, es acogido por una familia cuáquera, que le cuida con todo cariño y bondad, guiados por sus profundas convicciones religiosas. Penelope, la hija, se enamora de él, flechazo a primera vista, pese a que en sus delirios oye a Evans pronunciar requiebros amorosos a mujeres desconocidas. Y es que la vida de Evans, pese a su fondo de nobleza, ha sido bastante azarosa. Acostumbrado a resolver aquello que le parece injusto por la vía rápida de su revolver, va a descubrir que hay otras formas de vivir enormemente persuasivas. La película con la que el guionista James Edward Grant debutó en la dirección, producida por John Wayne para Republic. Se trata de un curioso wester romántico con ribetes pacifistas, donde Wayne está soberbio como el pistolero al que rompe el saque la familia cuáquera y más específicamente Penelope, una encantadora Gail Russell. De modo que su paulatino acercamiento a las maneras granjeras, y su rebelión temporal cuando le regalan una biblia, justifican la divertida escena de la juerga y subsiguiente pelea en el saloon, con las dudas que atenazan a Evans cuando está en compañía de otra mujer. Resultan deliciosos los momentos amorosos, esos primeros planos de los besos que no se ven, cubiertos pudorosamente por el sombrero de Wayne. Son magníficos los secundarios, especialmente Harry Carey como el sheriff que espera ver un día a Evans colgando de la soga de la horca.

6/10

Últimos tráilers y vídeos