IMG-LOGO

Biografía

Peter Dinklage

Peter Dinklage

51 años

Peter Dinklage

Nació el 11 de Junio de 1969 en Morristown, Nueva Jersey, EE.UU.

Rompiendo barreras

23 Febrero 2012

No hay actor pequeño. Le aseguraban al principio de su carrera que el espectro de papeles a los que podía aspirar era muy estrecho. Pero a base de trabajo y fuerza de voluntad, Peter Dinklage no ha dejado de sorprender al público una y otra vez. Con su papel de Tyrion Lannister en Juego de tronos cosecha auténticos fans 'worldwide'.

Nacido en Morristown (Nueva Jersey, Estados Unidos), el 11 de junio de 1969, Peter Hayden Dinklage es hijo de una profesora de música y un vendedor de seguros. Nació con acondroplasia, un trastorno genético que afecta al crecimiento óseo, pero él ha superado con el paso del tiempo cualquier complejo por su corta estatura. "Cuando era joven, definitivamente, eso me afectaba. Como adolescente, me amargaba y enojaba. Pero al hacerte mayor, te das cuenta de que sólo tienes que tener sentido del humor. Sabes que no es tu problema, es de ellos", ha explicado el actor.

Se graduó en la Delbarton School, donde dio sus primeros pasos como actor, y estudió arte dramático en Benington College. Empezó su carrera en el teatro, en montajes de obras como "Ricardo III", de William Shakespeare. Debutó en el cine con la cinta 'indie' Vivir rodando, de Tom DiCillo, donde llamó mucho la atención como actor frustrado porque a los enanos se les caricaturiza en el cine.

Aunque no dejó el teatro -sobre todo es habitual del circuito off-Broadway-, se hizo cada vez más frecuente su presencia en la gran pantalla. Se consagró por completo cuando interpretó al protagonista de Vías cruzadas, de Thomas McCarthy, donde realiza su mejor trabajo, como un tipo que se exilia en una estación de tren abandonada que acaba de heredar, donde pretende llevar una vida casi de ermitaño.

Casado en 2005 con Erica Schmidt, directora teatral, Dinklage ha interpretado diversos papeles secundarios en la pantalla. Fue escritor de cuentos infantiles en Elf, abogado en Declaradme culpable, villano en Superdog, y Trumpkin, el personaje que conduce a los jóvenes protagonistas a ayudar al destronado heredero del trono en Las crónicas de Narnia: El príncipe Caspian.

Demostró su talento para la comedia en la hilarante producción británica Un funeral de muerte, donde fue un misterioso individuo que aseguraba conocer muy de cerca al fallecido. Fue el único del reparto original que repitió en la desmejorada versión americana.

Además, Peter Dinklage ha tenido participaciones destacadas en las series Nip/Tuck: a golpe de bisturí y Rockefeller Plaza. Pero sus mayores alegrías en la pequeña pantalla las ha cosechado gracias a Tyrion Lannister, un inteligente noble de lengua afilada, denostado incluso por su padre por su condición de enano, y porque causó la muerte de su madre al nacer. Sin duda es uno de los personajes más carismáticos de la adaptación de la obra de George R.R. Martin. Por su trabajo ha ganado el Emmy y un Globo de Oro que el actor dedicó a Martin  Henderson, un desconocido que padece también enanismo, y que por esta razón fue agredido por un grupo de borrachos.

Parece que Dinklage se ha labrado un prometedor futuro gracias a su esfuerzo. Ha rodado Knights of Badassdom, en la que un grupo de jugadores de rol invoca accidentalmente a un demonio.

Filmografía
I Care a Lot

2020 | I Care a Lot

Maria es una exitosa tutora legal de ancianos completamente acostumbrada a usar la ley para satisfacer sus propios intereses y normalmente, en perjuicio de sus clientes. Todo es lujo en su vida hasta que un día, se da cuenta de que su nuevo cliente esconde secretos muy peligrosos. Ahora María tendrá que usar todo su ingenio si quiere salir viva de esta historia.

Vengadores: Infinity War

2018 | Avengers: Infinity War

Meritoria película en lo que supone de enorme desafío de desarrollo y producción, al reunir a la mayor constelación de superhéroes Marvel jamás vista, lo que incluye idear una trama que justifique y dé algo de lustre a la presencia de cada uno de ellos, cuadrar las agendas de los actores que los interpretan y manejar una parafernalia de efectos especiales que hace realidad el dicho circense “más difícil todavía”. Los hermanos Russo, Anthony y Joe, avezados en el mundo de los superhéroes con sus películas de Capitán América -Capitán América: El soldado de invierno es de lo mejor que se ha hecho en este terreno en los últimos años, si exceptuamos la trilogía del caballero oscuro de Christopher Nolan-, parten de un guión hipersimple, concebido por dos colaboradores habituales, Christopher Markus y Stephen McFeely. Cuando se produjo el Big Bang que dio origen al universo, seis gemas se desperdigaron por los cuatro puntos cardinales, dando lugar a la diversidad galáctica que se observa en el film, con nuestra vieja amiga la Tierra, planetas ocupados por personajes olímpicos al estilo Thor y guardianes de la galaxia más de andar por casa. Ante el riesgo de la extinción total, el poderoso Thanos intenta reunir las seis piedras para aplicar una evolución selectiva, y salvar, principio del mal menor, la mitad del universo. Pero los vengadores, divididos antaño, volverá a unir fuerzas con otros poderosos aliados para tratar de impedirlo. Espero hasta ahora no haber hecho “spoilers”, desde la distribuidora nos ruegan encarecidamente silencio, plis. ¿Será “spoiler” decir que la Viuda Negra luce pelo rubio? Uy, perdón, ya me callo. En fin sea como fuere, el esquema argumental de defender o reunir piedras, según el bando donde uno se encuentre, permite dar entrada a todos los personajes e ir avanzando a golpe de espectaculares enfrentamientos a mamporro limpio, la acción no puede faltar, aunque ello punteado con algún pasaje más dramático y con muchos chistes y juegos de palabras. Y así el lienzo poco a poco se amplía, pasamos de la lucha persona a persona, o grupo a grupo, a la que mantienen auténticos ejércitos. Todo esto podía estar bien, pero el film guarda sorpresas en su chistera, y verdaderamente el clímax y desenlace que no deja a la espera de la próxima entrega, resulta muy notable y poderoso. Como cabe imaginar, no es una película para destacar las interpretaciones. Los actores se pliegan a sus personajes, la mayoría es de suponer que no habrán tenido que trabajar muchos días, y sus trajes y los efectos habrán facilitado su ausencia en escenas donde en otros tiempos deberían haber estado presentes. La película, naturalmente, es lo que es, pura diversión, pero se arriesga a ir un poco más allá sin duda, en la concepción de su final.

6/10
¿Estamos solos?

2018 | I Think We're Alone Now

Three Christs

2018 | Three Christs

Mi cena con Hervé

2018 | My Dinner with Hervé

Danny Tate es un reportero en horas bajas por culpa del alcohol, que entre otras cosas ha destruido su matrimonio. Ahora lleva un mes sobrio y en su revista le dan una segunda oportunidad, debe entrevistar al célebre escritor Gore Vidal, pero al precio de escribir también una pequeña pieza sobre Hervé Villechaize. Se trata del actor francés enano que alcanzó la popularidad por su pequeño papel en la cinta de 007 El hombre de la pistola de oro, y sobre todo, por la longeva serie televisiva La isla de la fantasía, que coprotagonizaba con el actor mexicano Ricardo Montalbán. Asumir ambos encargos el mismo día en Los Ángeles resulta no ser compatible, y tras enfurecer a Vidal por llegar tarde a su entrevista, deberá conformarse con el tiempo que le dedica Hervé, lo que resulta ser una experiencia catártica. Proyecto muy personal de Sacha Gervasi, con filmografía breve pero intensa, es el guionista de La terminal y el director del documental Anvil. El sueño de una banda de rock, sus mejores trabajos. Aquí se basa en una experiencia propia, Danny Tate viene a ser su “alter ego”, pues él entrevistó en efecto a Hervé, lo que se plasma en la foto polaroid que se nos muestra al final de la película. Y ha logrado embarcar en el proyecto a Peter Dinklage, admirador de Hervé, al que puede entender perfectamente, las dificultades por su estatura las ha compartido también él; el trabajo del popular actor de Juego de tronos, incluso imitando su marcado acento francés, es destacable. Todos los actores están bien escogidos, incluidos los secundarios, Andy García interpretando a Montalbán, Mireille Enos como la mejor amiga de Hervé, y David Strathairn como su agente. También tiene mérito la composición de Jamie Dornan, confrontando sus demonios del alcohol, y la necesidad de pasar página. La película tiene un sabor agridulce, donde acaba prevaleciendo la amargura: porque a pesar de que los lazos entre Danny y Hervé se estrechan, hay un pesimismo de fondo, un nihilismo donde sólo cabe disfrutar brevemente de la vida, a veces con una promiscuidad desaforada y sin sentido, sobre todo cuando fallan las conexiones afectivas y no se encajan las decepciones. Cuando no existe un proyecto de vida, y las oportunidades se esfuman, cabe escoger la peor de las salidas, parece señalar un film que no juzga a las personas, se limita a mostrar sus acciones y decisiones.

6/10
Juego de tronos (8ª temporada)

2018 | Game of Thrones | Serie TV

Se avecina la batalla final. Decidido a plantar cara a los Caminantes Blancos, Jon Nieve regresa a Invernalia, junto al ejército y los dos dragones que le quedan a Daenerys Targaryen, a quien sin embargo la población recibe con frialdad, sobre todo Samsa Stark, que desconfía de la autoproclamada monarca de los Siete Reinos, y además no sabe si tendrán provisiones para tantos soldados, ni comida para las bestias aladas. Jon se reencuentra por fin con quien cree que es su medio hermano, Bran, que ha percibido que el muro ha caído, por lo que el enemigo se acerca. Poco después, el primero se enterará de la verdad sobre su origen, pues Sam le cuenta todos los detalles. Se supone que tiene que llegar la ayuda de Cersei Lannister, pero su hermano Tyrion no tiene muy claro que vaya a cumplir su palabra. El visionado del primer capítulo de la última temporada de Juego de tronos ya permite entrever algunas de sus claves. Ya en la séptima la emblemática serie de HBO cogió carrerilla para dirigirse al final, lo que le vino bastante bien, pues por fin todas las subtramas convergen y avanzan hacia alguna parte. La octava y última sigue en la misma línea, lo que se agradece, pues aunque aún aparece alguna escena de sexo gratuito, como la de Bronn (Jerome Flynn) con tres prostitutas en el arranque, estas imposiciones de los ejecutivos de la cadena por cable ya son menos abundantes que antes, no queda tiempo. Lo mismo ocurre con las muertes violentas, aunque se siguen incluyendo algunas que buscan impactar, como la de un niño zombie que muere entre llamas. No todas las decisiones de Daenerys, hasta ahora una heroína, siguen siendo moralmente intachables, ha tomado alguna decisión cuestionable. Y la relación amorosa que ésta mantiene con Jon se ha vuelto bastante turbia, pues él ha descubierto que tienen parentesco, sería sobrino de la rubia. Pese a estos puntos retorcidos, marca de fábrica, la narración se ha vuelto bastante clásica en su tramo final, los personajes más heroicos se han unido contra la amenaza del mal absoluto –sigue estando muy presente la sombra de J.R.R. Tolkien, el más grande a la hora de escribir sobre batallas épicas en mundos inventados–. Las conspiraciones de Cersei para hacerse con el poder pese a la amenaza que pende sobre la humanidad vienen a recordar que resulta muy difícil para el ser humano supeditar los intereses propios para trabajar por el bien común. Los actores se saben al dedillo cómo son sus personajes. En esta tanda no hay grandes novedades, en todo caso destacan Kit Harington (un Jon que sí sabe renunciar a sus ambiciones por el bien común), Maisie Williams (porque Arya ha pasado de niña a implacable guerrera), Sophie Turner (por la evolución de Sansa de hija de papá a mujer dura a lo Scarlett O’Hara), Emilia Clarke (que resulta más creíble como Daenerys que cuando interpreta otros papeles) y por supuesto Lena Headey como la resentida Cersei. Peter Dinklage (el astuto enano Tyrion) está por encima del resto del reparto, una pena que su personaje haya perdido peso desde las primeras temporadas.

6/10
Tres anuncios en las afueras

2017 | Three Billboards Outside Ebbing, Missouri

Una historia impactante y devastadora, aunque también catártica, al estilo de Manchester frente al mar. Es una de esas películas de las que se agradece disponer sólo de la información justa acerca de su trama, antes de su visionado, para degustarla con la mayor intensidad posible. Mildred Hayes, una mujer de cierta edad, pasa a diario con su vehículo por una vieja carretera sin apenas tránsito automovilístico. Tres grandes vallas publicitarias destartaladas, donde nadie anuncia nada, a las afueras de Ebbing, Missuri, le sugieren una idea. Tras un acuerdo con la agencia que las gestiona, insertará en ellas tres incendiarias frases que van a revolucionar a la población, poniendo en jaque de modo especial a los agentes de la comisaría local, y en especial a su sheriff, Bill Willoughby, que padece una enfermedad terminal. El británico de origen irlandés Martin McDonagh da un paso hacia la madurez con Tres anuncios en las afueras de Ebbing, Misuri, tras su prometedor debut en el largo con Escondidos en brujas, y el cine dentro del cine que contenía Siete psicópatas, que eran una curiosa mezcla de thriller y comedia al estilo Quentin Tarantino, aunque con personalidad propia y una cierta reflexión sobre la condición humana. Aquí, de nuevo asumiendo los roles de director y guionista, mantiene su interés por indagar acerca de aquello que mueve a las personas; y aunque no renuncia en ocasiones al recurso del humor negro, lo hace con acentos más dramáticos y terribles. Porque aborda el modo en que las personas encajamos las tragedias, que más o menos grandes, no faltan en la vida de cada uno. En el caso que nos ocupa, un suceso familiar terrible ha convertido el alma de Mildred en un hervidero de odio y desconfianza, un veneno que afecta también a sus seres queridos, su hijo y su ex marido, que solía maltratarla. No falta además la enfermedad que aqueja al sheriff Bill, incomprensible humanamente, cuando la suya es una familia feliz, su esposa y sus hijitas le quieren mucho; o la rabia del racista y violento agente Jason Dixon, asfixiado por la sombra de su dominante madre anciana, a la que le toca cuidar. Hay una especie de agotamiento y desesperanza ante las decepciones que nos producen las personas, y aunque al fondo late la idea de que sólo el amor nos redime y nos da la paz, su interiorización, se nos viene a decir, supone un camino largo y tortuoso, que no siempre se llega a recorrer con acierto. Sorprende la solidez de la trama urdida por McDonagh, que huye en todo momento de lo previsible a la hora de mostrar cómo evolucionan los acontecimientos, hace gala de la rara virtud de respetar la inteligencia del espectador, no recurre a trucos malabares difíciles de aceptar, y las explosiones o cambios en el carácter de los personajes resultan razonables, aunque a veces sean tremendos. La línea argumental principal, que nunca se pierde, sirve además para presentar una amplísima galería de tipos humanos, muy bien descritos con unos pocos rasgos. Estamos ante una de esas películas que merecerían un premio al conjunto de su reparto, todos los actores, aun los que tienen papeles pequeños, están sobresalientes: Frances McDormand es la mujer que parece una roca, aunque está rota, con un carácter arisco que recuerda a su composición de la insoportable Olive Kitteridge; Woody Harrelson, un actor que mejora con el paso de los años, interpreta a un sheriff lleno de humanidad, capaz de tomar una decisión terrible; Sam Rockwell atrapa a la perfección a quien podía ser un buen detective, y está cayendo en el abismo; e igualmente bordan sus interpretaciones, aunque tengan poca presencia en pantalla, Peter Dinklage, John Hawkes, Lucas Hedges, Zeljko Ivanek, Abbie Cornish…

8/10
Juego de tronos (7ª temporada)

2017 | Game of Thrones | Serie TV

Arya Stark se venga de la familia Frey, por el asesinato de su madre, su hermano Robb y la mayoría de sus vasallos en la Boda Roja. Sus hermanos Jon y Sansa se han reunido en el norte, donde tratan de recuperar el apoyo de las casas que no les han traicionado. Mientras tanto, Euron Greyjoy le pide matrimonio a la maquiavélica Cersei Lannister, que por su parte también se ha dado cuenta, junto a su hermano Jaime, de que su familia necesita apoyos, de cara al inminente desembarco de Danerys Targarien, la reina de dragones. Ésta cuenta ahora con el tercer hermano, Tyrion Lannister, como mano derecha. Séptima temporada de la exitosa serie de HBO, que ya ha adelantado a los libros originales de George R.R. Martin. Le ha venido muy bien a los showrunners, David Benioff y D.B. Weiss, haber llegado a un acuerdo con la compañía para acabar por fin, en la siguiente tanda de capítulos, lo que les permite no irse por los cerros de Úbeda en tramas innecesarias, como les ha ocurrido anteriormente, y centrarse en ir cerrando los cabos sueltos, y preparando el encuentro final entre las tres partes en conflicto. Consta además de siete entregas, tres menos de lo habitual, lo que dinamiza mucho más la acción. También tiene a su favor que van quedando menos personajes (por las muertes habituales y súbitas que caracterizan a la ficción), por lo que ya no se echa de menos a alguno importante, de esos que desaparecían durante bastante tiempo. Y aunque se sigue recurriendo a la violencia y al sexo gratuito como marca de fábrica, al menos ya no se dispone de tanto margen para incluirlo como antes. Esta tanda tiene a su favor que ofrece más acción, pues en total desarrolla tres intensas batallas, filmadas con gran presupuesto. Esto no significa que se pierdan las intrigas palaciegas, que han conseguido mantener el interés, y que al final dejan al espectador con ganas de saber cómo concluirá la serie. Como es habitual, resultan llamativas las espectaculares localizaciones, entre ellas varias enclavadas en la costa vasca, tanto en Vizcaya como en Guipuzcoa. En el brillante reparto destaca Nikolaj Coster-Waldau, por el amplio arco por el que pasa su personaje.

6/10
Es la jefa

2016 | The Boss

Una gigante de la industria acaba en la cárcel por uso de información privilegiada. Cuando reaparece, decidida a convertirse en la más popular del país, no todo el mundo está dispuesto a perdonar y olvidar.

Juego de tronos (6ª temporada)

2016 | Game of Thrones | Serie TV

Tras el asesinato de Jon Nieve, el noble Davos y los amigos leales al fallecido se unen para velar el cuerpo sin vida y enfrentarse con los traidores en el Castillo Negro. Edd el Penas acude en busca de los Salvajes, con los que el desdichado Jon había tejido una alianza.  Los Lannister entierran a Myrcella, la joven asesinada. Mientras, Sansa Stark ha conseguido huir del psicópata Ramsay Bolton, junto con Theon Greyjoy. Ambos se encuentran con Brienne de Tarr y su escudero, que se convertirán en fieles aliados. La otra joven Stark, Arya, se ha quedado ciega y ha sido expulsada del templo del Dios de Múltiples Rostros. Mientras, Daenerys ha sido secuestrada por Khal Moro y sus hombres. Merren ha quedado bajo el gobierno de Tyrion y Varys. La sexta temporada de la famosa serie ha sobrepasado a las novelas publicadas de George R.R. Martin, lo que abre las posibilidades de los guionistas. Pero pesa demasiado la sensación de que HBO está estirando el éxito, por lo que posiblemente por la falta de ideas se reduce en diez minutos la duración de cada episodio con respecto a entregas anteriores, y se anuncia que las siguientes tendrán menos episodios. La calidad de estos episodios es irregular, algunos personajes mantienen su tirón, otros ya parecen agotados.

5/10
Pixels

2015 | Pixels

Adaptación de un cortometraje de Patrick Jean, que parte de una idea simpática. En los 80 del pasado siglo fue enviada una sonda al espacio para que la encontraran, tal vez, alienígenas, que incluía imágenes de jóvenes disfrutando de videojuegos arcade típicos de los salones recreativos, el comecocos Pac Man, Donkey Kong y compañía. Pero los extraterrestres han malinterpretado el mensaje, y preparan en la actualidad una invasión con sofisticadas armas pixeladas que imitan dichos videojuegos. Para echar por tierra tan terribles planes el presidente de Estados Unidos, que solía jugar a los videojuegos con una máscara de Chewbacca acompañado de sus amigos friquis, recurre a éstos para salvar al mundo. El que más destacaba era Brenner, que con la ayuda de otros dos pringados, Ludlow y su rival de antaño Eddie, empleará sus mejores trucos para ganar, nunca mejor dicho, la partida. De paso tendrá tiempo para enamorarse de una teniente del Pentágono, madre de un chaval y al que el marido ha dejado plantada por una monitora de aerobic. Da pena ver a Chris Columbus enredado en una patochada, muy lejos de sus mejores trabajos familiares, Solo en casa y Señora Doubtfire. Si supo entenderse con un cómico como Robin Williams en la segunda película citada, no cabe decir lo mismo squí de su dirección del muy improbable presidente Kevin James, de un Adam Sandler en su papel de casi siempre, de una caricatura del Bannister de Juego de tronos de Peter Dinklage; quizá el más gracioso de la función, aunque también excesivo, sea Josh Gad. Está claro que se ha buscado la complicidad del espectador que fue en su día un joven ochentero, pero el humor, a veces zafiete, de los graciosos de turno sólo en ocasiones despierta la risa, o al menos la sonrisa. Tampoco ayudan las trampas de guión, que parecen decir, "¡Todo vale!", estamos pensando por ejemplo en lo relativo al despampanante personaje presuntamente digital de lady Lisa. De modo que queda un film entretenido si no se es demasiado exigente, con algunas escenas de acción con abundante parafernalia visual más o menos vistosas, aunque el pixelado hace pensar en ocasiones que estamos viendo una versión desmejorada de La Lego película, por un efecto que se diría de ladrillos Lego.

4/10
Juego de tronos (5ª temporada)

2015 | Game of Thrones | Serie TV

Tras la muerte de Tywin, su progenitor, Cersei y Jaime tratan de tomar las riendas del clan de los Lannister. Mientras, Tyrion ha huido a Pentos con Varys. Jon Nieve trata de conseguir que Mance Rayder, el Rey-Más-Allá-Del-Muro se una a Stannis Baratheon, pero éste se niega. La quinta temporada de la famosa serie sigue en su línea, mostrando las conspiraciones para hacerse por el poder de los personajes principales, contraponiendo la extrema lealtad a sus principios de algunos personajes, como Brienne de Tarth o Jon Nieve, a la extrema mezquindad de otros. A pesar del estancamiento de alguna subtrama, mantiene el nivel esperado por los numerosos fans.

5/10
X-Men: Días del futuro pasado

2014 | X-Men: Days of Future Past

Nuevas aventuras de los mutantes de Marvel, con la novedad de que se combinan algunos actores que interpretan a los personajes en su versión talludita y en su versión juvenil, gracias a la coartada argumental de los viajes en el tiempo. De modo que desde un futuro desolador dominado por los Centinelas, unas criaturas creadas gracias a los avances de las industria armamentística, que aprovecha algunas de las cualidades genéticas de Mística.,Lobezno viaja al pasado, a 1973. La idea es reunirse con el profesor Xavier y Magneto, entonces unos jóvenes algo desubicados, para cambiar la historia evitando que Mística mate al creador de sus verdugos Centinelas, el doctor Trask. X-Men: Días del futuro pasado es una película que exige complicidad, la disfrutarán los espectadores que no estén ya saturados con tanta película de superhéroes, ahora con la nueva divisa de lo que Hollywood considera fórmula ideal para atraer al público visto el éxito de Marvel Los Vengadores, o sea, reunir a cuantos más personajes mejor, aunque algunos tengan presencia hipermínima, como es el caso aquí de Tormenta, Rogue y Kitty Pryde, Halle Berry, Anna Paquin y Ellen Page no hacen gran cosa en el film. Claramente hay una descompensación en el peso argumental, Lobezno se erige en hilo conductor, con el siempre resultón Hugh Jackman, mientras que a los veteranos, como Ian McKellen, les basta con su poderosa presencia en pantalla, aunque sea de escasos minutos; pero del resto, muchos se reducen a puro elemento decorativo. El guión de Simon Kinberg se esfuerza en crear conflictos interesantes, y hay algunas escenas visualmente muy vistosas, sobre todo las concernientes a la rapidez de Quicksilver. Pero también se acumulan escenas de acción agotadora, a tal respecto el arranque futurista es particularmente cansino; mientras que el presidente Nixon se convierte en una especie de caricatura de sí mismo. Entre los actores, destacan Jennifer Lawrence y Michael Fassbender.

5/10
El hombre más enfadado de Brooklyn

2014 | The Angriest Man in Brooklyn

Henry Altmann tiene un mal día. Uno de esos días de ira y cólora que son reflejo de una vida desarreglada, sumida en la tristeza por una tragedia del pasado, lo cual le ha llevado a descuidar el amor por su mujer y a no hablarse con su hijo desde hace años. Harry acude al hospital para recibir el diagnóstico de unos análisis y le atenderá la doctora suplente Sharon Gill, qué a su vez pasa por momentos de ansiedad y desilusión profesional. Al darle una terrible noticia a Henry –sufre un peligroso aneurisma cerebral y su muerte está próxima–, un arranque de ira del paciente empujará a la insensata doctora a decirle que sólo le quedan 90 minutos de vida... Fábula sobre la búsqueda de la felicidad y la fugacidad de la vida. Al ver esta película es imposible no pensar con honda pena en su protagonista, Robin Williams, que pocos meses después del rodaje se suicidaría en su casa de California. La película ronda continuamente en torno al tema de la muerte inminente e incluso incluye una escena de intento de suicidio, por lo que resulta tan fácil como triste identificar al actor con su desdichado personaje. El argumento de El hombre más enfadado de Brooklyn se desarrolla de modo convencional, con el protagonista yendo de un lado para otro para intentar reconciliarse con sus seres queridos en el curso de esos noventa minutos. La originalidad es que las cosas no acaban de salirle bien, lo que da lugar a momentos tragicómicos, divertidos para el espectador –el tartamudeo del vendedor, el antiguo amigo, el taxista–, pero exasperantes para quien no tiene tiempo que perder y pintiparados para provocarle ataques de ira al estilo Un día de furia, aunque sin violencia. Mientras tanto, la doctora Gill irá a la búsqueda de Henry para intentar remediar su tremendo error. Por lo demás estamos ante una comedia ligera y emotiva, que transmite el mensaje de que hay que querer a los demás como son y por lo que son, siendo fiel a sí mismos sin dejarse llevar por la corriente y, sobre todo, aprovechar el tiempo para demostrar nuestro amor a la familia. Las actuaciones son correctas y además del talentoso Williams, merece mención Mila Kunis, que ofrece alguna escena destacada, como la del puente de Brooklyn.

5/10
Low Down (Una vida al límite)

2014 | Low Down

Amy (Elle Fanning) cuenta su visión de la vida de su padre, el pianista de jazz Joe Albany (John Hawkes), durante los años sesenta y setenta. Un padre con un gran talento musical y una adicción a la heroína tan grande como este, deberá intentar controlar su vida y la de su hija. Preiss conoce a la perfección la música y el ambiente de los 70, pero no encaja de forma adecuada la dramatización de la historia que cuenta, de modo que resulta un poco floja en algunos momentos.

6/10
Juego de tronos (4ª temporada)

2014 | Game of Thrones | Serie TV

La cuarta temporada de Juego de tronos adapta los capítulos finales de "Tormenta de espadas", tercer libro de la saga "Canción de hielo y fuego", de George R.R. Martin, que debido a su extensión no cupo en la tanda de episodios anterior. Las noticias de la muerte de Robb Stark, su madre, Catelyn, y su entorno más cercano causan furor entre sus enemigos, los Lannister, en Desembarco del Rey, donde está a punto de tener lugar la boda entre el maquiavélico Joffrey Baratheon y Margaery. Pero durante el festín tiene lugar un acontecimiento inesperado que pondrá en serios aprietos a Tyrion Lannister. Su hermano Jamie Lannister toma clases para aprender a luchar con la mano izquierda, tras perder la derecha, y libera a Brienne para enviarla en ayuda de las hijas de Catelyn Stark. Mientras, en el norte Jon Nieve ataca a los traidores de la Guardia de la Noche que se han refugiado en el Torreón de Craster. Al otro lado del mar, Daenerys ha reunido un enorme ejército a base de liberar esclavos para recuperar el Trono de Hierro. Entre las principales novedades destacan la incorporación del actor chileno Pedro Pascal como el vengativo Oberyn Martell. Por lo demás, Juego de tronos mantiene las constantes de los capítulos precedentes, una trama centrada en la lucha de poder político defendida por un reparto solvente, en el que destacan nombres como Peter Dinklage, Iain Glen o Lena Headey, y una lujosa producción que permite una recreación realista del mundo de los libros. Si bien la serie continúa distinguiéndose por su escasez de referentes morales, y sus constantes recursos al sexo y a la violencia más extremos, la cuarta temporada ha creado polémica incluso entre sus seguidores más incondicionales. Uno de los capítulos incluye una agresión sexual no presente en los libros, que se salda sin consecuencias aparentes, por lo que se acusa a HBO de presionar para que aumenten las secuencias sórdidas, y de poner en peligro la coherencia argumental de su mayor éxito de los últimos años, dando un giro hacia el efectismo y los excesos gratuitos.

5/10
Los juegos del Desmadre

2013 | Knights of Badassdom

Cuando a Joe, aspirante a cantante, le deja su novia, sus amigos Eric y Hung deciden llevárselo a pasar un fin de semana de rol en vivo. Y es que Eric y Hung son frikis de las historias fantásticas y junto con otros muchos pirados participan a menudo en aventuras campestres, en donde juegan a batallas, hechizos, luchas con monstruos, etc. Pero, esta vez, un extraño conjuro que pronuncia Eric con un libro mágico se hace realidad, y en medio de la fiesta todos los participantes se verán atacados por una criatura demoniaca. Barata y a ratos divertida parodia de las películas de aventuras fantásticas de toda la vida, al estilo El señor de los Anillos, Dragones y mazmorras o Juego de tronos. De hecho, es gracioso ver a Peter Dinklage (por ejemplo), reírse de sí mismo como caballero con armadura... La película reúne a unos cuantos actores conocidos y la historia tiene el ritmo requerido. Sin embargo, todo es tan friki, tan amateur y tan disparatado que acaba por tener poca gracia.

3/10
Juego de tronos (3ª temporada)

2013 | Game of Thrones | Serie TV

Mientras, Mance Rayder y su ejército de salvajes continúan su inexorable marcha hacia el sur, más allá del muro. Por su parte, Daenerys Targaryen, al mando de tres dragones, trata de formar un ejército para reclamar el Trono de Hierro. La tercera temporada de Juego de tronos, la exitosa serie de HBO, basada en los libros de George R.R. Martin, mantuvo el nivel esperado. Destacan los esfuerzos del actor Nikolaj Coster-Waldau por humanizar a su hasta ahora maquiavélico personaje. La trama desemboca en la Boda Roja, uno de los momentos más impactantes de la reciente historia televisiva.

6/10
Juego de tronos (2ª temporada)

2012 | Game of Thrones | Serie TV

El joven y cruel Joffrey Baratheon ocupa el Trono de Hierro. Jon Nieve se integra en una expedición hacia el norte de la Guardia de la Noche. Mientras, la pequeña Arya Stark viaja de incógnito para reunirse con los suyos en Invernalia. Su hermano Robb dirige la guerra contra los Lannister, mientras que entra en escena un nuevo contendiente, Stannis Baratheon, que reúne un ejército para conquistar Poniente. Esta temporada de la exitosa serie Juego de tronos adapta más o menos fielmente la novela "Choque de reyes", segunda entrega de la saga "Canción de hielo y fuego", de George R.R. Martin. Pero no cuenta con el efecto sorpresa de su predecesora, y acaba desarrollando demasiadas tramas que a veces parecen enlazadas aleatoriamente. Además, acusa la desaparición de algún personaje, como Eddar Stark (Sean Bean). En general ocurren menos acontecimientos de interés que en el arranque de la serie, pues la acción parece concentrarse en las campañas bélicas. Se mantiene, eso sí, el tono hiperviolento y sexualmente subido de tono que parece el sello inequívoco de HBO.

5/10
Un pedacito de cielo

2011 | A Little Bit of Heaven

Marley (Kate Hudson), una hermosa joven y prometedora publicista de Nueva Orleans, ha vivido toda su vida sin creer en el amor, sorteando las relaciones y evitando involucrarse sentimentalmente. Pero cuando de forma inesperada su médico (Gael Garcia Bernal) le diagnostica una grave enfermedad, su vida da un giro de 360 grados, dando lugar al inicio de un gran amor.

Juego de tronos

2011 | Game of Thrones | Serie TV

La acción tiene lugar en Poniente, un continente inventado. Robert Baratheon se proclamó rey de los siete reinos de este lugar, tras una guerra civil. El monarca acude en busca de Eddard 'Ned' Stark, señor de Invernalia, al que nombra su mano derecha, y le asigna la tarea de descubrir la causa de la muerte de su antecesor. Para ello, Ned viaja a Desembarco del Rey, la capital, donde se ve envuelto en una compleja trama.Mientras, Viserys Targaryen, heredero del trono usurpado por Robert Baratheron, permanece en el exilio, en otro continente, pero ansía recuperar la corona. Para ello, casa a su hermana Daenerys con Khal Drogo, líder de los Dothraki, que le presta su numeroso ejército para recuperar el trono. Además, la Guardia de la Noche, tropa que vigila la frontera, tiene que investigar unos extraños acontecimientos.Uno de los mayores éxitos recientes de HBO, que adapta la saga de novelas "Canción de hielo y fuego", de George R.R. Martin. A pesar de su tratamiento explícito del sexo y de la violencia (la obsesión por las muertes horribles del autor George R.R. Martin se muestra aquí con todo lujo de detalles), se trata de una serie de gran calidad que a pesar de sus elementos fantásticos mantiene un tono bastante realista. Los personajes son muy atractivos, y las tramas políticas y luchas de poder atrapan al público.Además, una de sus grandes bazas es el reparto. Sean Bean realiza un gran trabajo como Eddard Stark, un papel muy en la línea de Boromir, su rol en El señor de los anillos. Lena Headey vuelve a ser reina, como en 300, el film que le hizo popular. Y sobresale especialmente Peter Dinklage, como el carismático Tyrion Lannister.

6/10
Pete Smalls Is Dead

2010 | Pete Smalls Is Dead

Unos matones secuestra al pero de KC (Peter Dinklage) para exigir los diez mil dólares que este debe. KC pide ayuda a su amigo Jack Gomes (Mark Boone Junior) para que le ayude a conseguir el dinero. En su intento de recuperar a su perro KC se vera envuelto en distintas situaciones. Una curiosa historia, como casi todas la películas de Rockwell con matices inspirados en el mundo cinematrografico, donde aunque hay una gran cantidad de personajes, todo gira en torno a uno.

5/10
Las crónicas de Narnia: El príncipe Caspian

2008 | The Chronicles of Narnia: Prince Caspian

Narnia está gobernada por los telmarinos, hombres que se han establecido allí desplazando a las criaturas mágicas. Miraz, el hermano del difunto rey telmarino, acaba de ser padre de un niño varón, por lo que peligra el acceso a la corona del legítimo heredero, el príncipe Caspian. Aconsejado por su tutor, el doctor Cornelius, Caspian huye precipitadamente por la noche al bosque, donde se va a encontrar con las criaturas de la antigua Narnia, que el joven creía eran pura leyenda. También hará sonar un viejo cuerno que, según las viejas historias, sirve para convocar ayuda en tiempos de dificultad. Y en efecto, los hermanos Pevensie, Peter, Susan, Edmund y Lucy, que se encuentran en el andén del metro en el Londres de 1941, un año después de los sucesos narrados en Las Crónicas de Narnia: El león, la bruja y el armario, llegan de modo mágico a Narnia. Se encuentran un lugar muy distinto al que dejaron tiempo atrás, pues lo que para ellos ha sido un año en el mundo normal, en Narnia han sido cientos de años. La época en que los hermanos fueron reyes ha quedado sepultada por el discurrir del tiempo, suena a algo legendario, e incluso narnianos como el enano Trumpkin no tienen muy claro que exista de verdad alguien como Aslan, el majestuoso león que dio su vida antaño por Narnia. Mientras Caspian trata de persuadir a las criaturas de Narnia para que le ayuden a derrotar al usurpador Miraz, ofreciéndoles recuperar la forma de vida de tiempo atrás, aparecen los Pevensie, dispuestos a ayudarle en la tarea. Nueva y apasionante entrega de “Las Crónicas de Narnia”, la saga fantástica de C.S. Lewis integrada por siete volúmenes. Y aunque estamos ante un relato fantástico, se opta por un inteligente realismo: lo que vemos, parece que está sucediendo en un mundo diferente pero auténtico. Aquí se adapta el segundo de los libros del autor inglés, de nuevo con Andrew Adamson tras la cámara, y con él mismo y los guionistas Christopher Markus y Stephen McFeely. Hay un claro esfuerzo de fidelidad al original, al tiempo que un modo inteligente de no separar demasiado las líneas argumentales de Caspian desvalido preparándose para enfrentarse a su tío Miraz, y de los Pevensie redescubriendo Narnia. Además, tras el enorme éxito del film precedente, el presupuesto de la nueva entrega ha sido más generoso, lo que se nota en el diseño de producción, en las escenas de batallas, y en el empeño de cuidar mejor la creación de las criaturas fantásticas, y su integración en las diversas escenas. Quizá este deseo de aprovechar la coyuntura, incluso inventando un asalto al castillo de Miraz, para ensanchar el aire épico de la narración, perjudica un poco al conjunto, se acaba prestando demasiada atención a la parafernalia de los efectos especiales. Y eso que en tal sentido se logra una pasmosa perfección, en que se imaginan las circunstancias concretas de cómo discurren las batallas, con elementos ocurrentes de estrategia, o se atrapa la emoción de los diversos duelos y desafíos. El problema es que ese hacer todo 'a lo grande', quita algo de fuerza a los personajes y a sus conflictos. La apuesta en esta ocasión es abordar el tema de la fe, cuando la presencia y la ayuda de Aslan no son tan evidentes como en la anterior aventura. Si en El león, la bruja y el armario el sacrificio del león era patente, aquí Aslan no se deja ver, es una etapa de oscuridad, en que la tentación para Peter es confiar sólo en sus propias fuerzas en la tarea de ayudar a Caspian; esto le conduce a la arrogancia y a la confrontación, mientras que en el caso del príncipe surge la opción de ceder a las seductoras garras del mal; también Lucy, la más cercana a Aslan, a quien ve en sueños, pasa por la prueba del miedo, de considerarse demasiado pequeña e indefensa para poder actuar. En definitiva, y de acuerdo con el fondo cristiano de la saga de Lewis, se está hablando de la necesidad de confiar en Dios para afrontar los problemas. Y se señala cómo toda actuación, acertada o errónea, tiene consecuencias. Un terreno en que la saga Narnia ha acertado plenamente, tanto en este film como en el anterior, es el del reparto. En vez de acudir a actores archiconocidos, se ha seleccionado a intérpretes muy buenos y que encajan en sus personajes, pero no muy reconocibles para el gran público. Aquí hay que aplaudir el trabajo de Sergio Castellitto como el villano Miraz, al que compone como un personaje ambicioso pero muy humano, alejándose de la trampa del histrionismo; se sigue así la línea marcada antes por Tilda Swinton con su Bruja Blanca, que tiene aquí una breve aparición. También están bien en el bando de los telmarinos Damián Alcázar, Pierfrancesco Favino y Simón Andreu, que junto a Alicia Borrachero, conforman un grupo de intérpretes latinos muy coherente. Además es un acierto la elección de Peter Dinklage (Vías cruzadas, Declaradme culpable) para dar vida al enano Trumpkin.

7/10
Un funeral de muerte (2007)

2007 | Death at a Funeral

Frank Oz, aparte de dar vida a múltiples teleñecos y a Yoda en la saga de La guerra de las galaxias, es un cineasta que se ha especializado en comedia, terreno en el que su mayor logro es la graciosísima ¿Qué pasa con Bob?. También tiene en su haber Esposa por sorpresa e In & Out (Dentro o fuera). El film que nos ocupa se encuadra en este género, pero a diferencia de los títulos citados, muy americanos, presenta un humor británico, a la hora de presentar una comedia negra y macabra. La historia arranca con los preparativos fúnebres por la muerte de un hombre. Su mujer y sus dos hijos han organizado el velatorio en su casa campestre; ahí también está previsto que se celebre un funeral para luego proceder al entierro. Pero la acumulación de situaciones disparatadas va a complicar las cosas. Primero porque inicialmente la funeraria se equivoca de cadáver; luego por los nervios de un hijo, que prepara unas palabritas –está acomplejado porque todo el mundo desearía que su hermano, célebre escritor, hiciera el elogio fúnebre–, pero también porque uno de los asistentes se ha tomado por error unas pastillas alucinógenas... A lo que se suma la presencia en el lugar de un desconocido, un enano que desvela un inesperado secreto del difunto. Una comedia sobre algo tan serio como la muerte supone siempre un riesgo. Oz maneja un guión de Dean Craig que se mueve en el filo de la navaja; aunque hay un cierto esfuerzo por no traspasar las fronteras del mal gusto, está claro que es cuestión de sensibilidades, y algún momento puede resultar excesivo. Da la impresión de que podían haberse explotado mejor las situaciones desopilantes, lo cual no quita para que haya unos cuantos momentos de buenas risas, en que no se teme caer en lo políticamente incorrecto a cuento de la homosexualidad: además, se logra un ritmo adecuado, algo importante en comedia. El reparto está bien conjuntado, con actores no excesivamente populares pero que cumplen bien; entre ellos está Peter Dinklage, el pequeño chantajista, que brilló en Vías cruzadas y Declaradme culpable.

6/10
Superdog

2007 | Underdog

Película basada en las animadas aventuras de un can que no sólo habla, sino que también ejerce de superhéroes en sus ratos libres, ahí es nada. La cosa empieza cuando en el laboratorio del excéntrico doctor Simmon Barsinister se produce un accidente, a resultas del cual un perro de raza beagle adquiere superpoderes inesperados. Imitando a sus colegas humanos del ramo se viste con un traje de superhéroe y se dedica a defender a los ciudadanos necesitados de Capitol City. También tendrá tiempo de enamorarse de una guapetona perra spaniel. Pero deberá enfrentarse a Barsinister, que resulta ser un científico con maléficos planes. Se trata de un título familiar de la factoría Disney, con las justas raciones de acción y risas.

4/10
Penélope

2006 | Penelope

Érase una mujer a una nariz pegada, una nariz de cerdo. Penélope, la protagonista de este cuento de hadas contemporáneo, es una joven heredera que nació con un hocico porcino, por culpa de una maldición que antaño una bruja enojada lanzó sobre su aristocrática familia. La hechicera predijo que ésta sólo se rompería cuando encontrara el amor verdadero de alguien de su condición. Así que los padres de Penélope se afanan por buscarle marido. Se presentan regularmente numerosos candidatos, al olor de la dote de la novia, pero éstos suelen salir disparados, en cuanto contemplan su rostro animal. Hasta que llega a su mansión un joven que no sale corriendo. Se trata de Max, un presunto pretendiente que en realidad ha sido pagado por dos tipos para sacar una foto de Penélope y publicarla en exclusiva en el periódico. Primer largometraje de Mark Palansky, estrecho colaborador de Michael Bay, en cintas como Pearl Harbor, Armageddon y La isla, donde era asistente del director o director de la segunda unidad. Palansky tiene en plantilla a actorazos, como James McAvoy, que en muy poco tiempo se ha labrado una filmografía impecable (El último rey de Escocia, Expiación), la siempre resultona y encantadora Christina Ricci, la deslumbrante Reese Witherspoon en un pequeño papel, los más que eficaces Catherine O'Hara y Richard E. Grant –padres de Penélope– y Peter Dinklage, el enano que demostró su valía interpretativa en Vías cruzadas, Un funeral de muerte, etc. Todos ellos realizan un trabajo tan notable que consiguen que ‘cuele’ con una naturalidad envidiable una fábula totalmente irreal, con algunos puntos alocados (¿por qué salen despavoridos los amantes al ver a Christina Ricci con nariz de cerdo, que tampoco da tanto miedo?). Contribuye también a hacerlo todo creíble el sano y simpático sentido del humor de la cinta. Como buen cuento, encierra moralejas útiles en torno a la belleza interior, aunque también tiene mucha importancia la autoaceptación de la protagonista, que tarda en descubrir que a pesar de su gran defecto físico, también tiene muchas virtudes.

6/10
Nip/Tuck: a golpe de bisturí (4ª temporada)

2006 | Nip/Tuck | Serie TV

Prosiguen las andanzas de los dos amigos cirujanos plásticos. Las historias más oscuras y los sentimientos más deleznables vuelven a estar presentes en esta morbosa serie dramática.

5/10
Declaradme culpable

2006 | Find Me Guilty

Si `clásico' significa `con clase', Sidney Lumet lo es. Su nueva incursión en el drama judicial prueba que el octogenario director está en forma. Ritmo impecable, delicado equilibrio entre drama, comedia e intriga, personajes sólidos alrededor de uno central, elegante planificación … No es el cine al que nos ha acostumbrado el siglo XXI, tantas veces caducado antes de su estreno. El film se basa en un hecho real: el juicio de los Lucchese, una familia mafiosa de Nueva Jersey. En aplicación de la ley RICO, que permitía juzgar al clan por conspiración, durante veintiún meses de 1987 y 1988 se sucedieron pruebas y testigos ante un jurado. Varios abogados representaban a los mafiosos, pero el más singular era el de Jack DiNorscio, condenado a treinta años de prisión por otros crímenes, y que llevaba cumplidos ocho cuanto le tocó comparecer de nuevo ante un tribunal. Jack eligió defenderse a sí mismo. El sólido guión de Lumet, T.J. Mancini y Robert J. McCrea da por sentada la inmoralidad de los actos delictivos. Pero incluso a ambos lados de la ley, hay matices. La parte de la acusación, aunque tenga razón en el fondo, puede ser arrogante y jugar sucio. Y entre los delincuentes brilla Jack, fiel a un principio para él inconmovible: la lealtad. Es un granuja y lo sabe, pero le redime, al menos en parte, un código de conducta que le permite apoyar a los suyos, y que le granjea si no la admiración, sí al menos el respeto del juez, los otros abogados, e incluso, aunque nunca lo admita, el del jefe de la familia. La habilidad del film consiste en no convertir al carismático personaje –formidable Vin Diesel, que demuestra que puede hacer algo más que repartir mamporros en filmes de acción– en un héroe. Es simplemente humano, con rasgos que le hacen mejor de lo que podría creerse.

7/10
Lassie

2005 | Lassie

Revisitación de las aventuras de la perra Lassie, basada en la obra de Eric Knight, cuya versión fílmica más conocida es la de 1943, con unos jovencitos Roddy McDowall y Elizabeth Taylor. Detrás de la que nos ocupa está el británico Charles Sturridge, célebre sobre todo por su magnífica serie televisiva Retorno a Brideshead. La trama se sitúa en vísperas de la II Guerra Mundial, y como ocurría en títulos como La Sra. Miniver, acentúa las diferencias de clase social. El duque de Rudling vive en su magnífica mansión campestre, y le acompaña su nieta, llevada ahí en previsión a un conflicto bélico que se adivina próximo. Paseando por el pueblo ambos ven a una magnífica perra collie, Lassie, y el duque hará una oferta de compra a sus dueños. Gente humilde, al principio rehúsan en atención al cariño que tiene su hijo al animal, pero las penurias económicas –la mina local de carbón cierra sus puertas– obliga a la venta. Sin embargo Lassie se revelará con una perra muy fiel a su joven amo, y como una consumada maestra en fugas intentará una y otra vez volver junto a él. Agradable película familiar, a la que al tiempo se le imprime un aire realista, sobre todo en lo concerniente a la fotografía. La escena de arranque –una cacería de zorros que acaba en la mina– resulta improbable, pero sirve bien para establecer el abismo que separa a pobres y a ricos, y que va a propiciar la separación de Lassie de los suyos. El film está sembrado de buenos sentimientos, como cabe imaginar. Pero a la vez hay buenos momentos humorísticos –Lassie en el juzgado–, y escenas de cabriolas bien coreografíadas. Destaca el emotivo episodio en que Lassie es acogida por un enano feriante. Hay un acierto en el reparto, sobre todo en los papeles de los adultos, aunque como cabe imaginar la perra protagonista es la reina de la función.

6/10
Tiptoes

2003 | Tiptoes

Una pareja espera su primer bebé, pero pronto llegan los temores de que herede los genes del hermano del padre, de baja estatura. Gary Oldman interpreta a un enano en esta comedia dramática de Matthew Bright (Ted Bundy).

4/10
Elf

2003 | Elf

Un bebé abandonado, se mete en el saco de los regalos de Papá Noel sin que éste lo advierta. Se criará en la gélidas tierras del Polo Norte, creyendo que es uno más de los elfos que ayudan a fabricar jugotes para los niños del mundo entero. Cuando, ya adulto, se entera de que es humano, parte a Nueva Cork en busca de su papá. Film familiar y navideño, pasablemente entretenido, con toque a lo Capra. Empalagoso a ratos (el mundo de Papá Noel, y el final, con todo el mundo puesto a cantar para recuperar el espíritu de la Navidad, que se está perdiendo), aunque con buenos sentimientos, que animan a ocuparse la propia familia, sin dejarse llevar por la hiperactividad laboral. La protagonista Hill Ferrell, uno de esos actores cómicos, pelín insoportables, surgidos del popular programa de TV en EE.UU., “Saturday Nihgt Live”. Con el tiempo Ferrell puede llegar a ser el nuevo “Jim Carrey”. Como ha probado en Melinda y Melinda, lo último de Woody Allen.

5/10
Vías cruzadas

2003 | The Station Agent

Finbar McBride, un hombre enano, serio y de pocas palabras, marcha a un pueblo rural de New Jersey para tomar posesión del que será su nuevo hogar, una vieja estación de tren abandonada, heredada de un amigo recién fallecido. Allí, Finbar pretende llevar una vida de ermitaño, dedicado casi exclusivamente a disfrutar de su pasión preferida: contemplar trenes. Pero Finbar, que elude constantemente la compañía de los demás, no pasa desapercibido para nadie, especialmente para Joe, un cubano que vende perritos calientes, y para Olivia, una mujer que lucha por superar una dolorosa pérdida familiar. El actor secundario Thomas McCarthy (Conspiración, Los padres de ella) debuta como director y guionista con esta maravillosa película, premiada en Sundance y San Sebastián, entre otros festivales. Con una puesta en escena sobria, muy pocas localizaciones y un magnífico sentido del ritmo narrativo y el uso del silencio, McCarthy ofrece un poderoso drama, teñido de comedia, sobre la soledad, la autocompasión, el egoísmo y la necesidad de todo ser humano de estrechar lazos con sus semejantes. Los itinerarios afectivos de los personajes –sobre todo el de Finbar– son ejemplares a la hora de mostrar el que ha de ser el verdadero núcleo de una existencia que merezca la pena ser vivida. El reducido reparto logra que los personajes, extraordinariamente sencillos y reales, conmuevan al espectador por su carga de autenticidad. Destaca Patricia Clarkson, quizá la actriz más convincente y conmovedora de la actualidad.

8/10
Beso en Manhattan

2002 | Just a Kiss

Historia coral de varios treintañeros, algunos bastante inmaduros, que tienen problemas a la hora de guardar fidelidad a sus parejas. Es una comedia dramática sobre el amor y el sexo, que no ahorra algunas escenas subidas de tono. La película se basa en una obra teatral de Patrick Breen, que también se ha encargado del guión y se reserva además un pequeño papel. Destaca la presencia de actrices como Marisa Tomei (El luchador) o Marley Shelton (Planet Terror).

4/10
Human Nature

2001 | Human Nature

Tras vivir una temporada en el bosque entre animales silvestres, la reputada novelista Lila vuelve a la civilización tras enamorarse de un científico obsesivo. Éste trata de educar a un hombre criado en estado salvaje. Alocado e irreverente debut del autor de videoclips Michel Gondry, animado por su amigo Spike Jonze, director de Adaptation. El ladrón de orquídeas, que ejerce como productor, al igual que el guionista, el carismático Charlie Kaufman, autor de ese mismo título.

4/10
Vivir rodando

1995 | Living in Oblivion

Nick Reve es un director de cine que se embarca en una nueva película en la que nada le sale bien. Lejos de derrumbarse el joven intentará tirar para adelante a pesar de contar con un sonido pésimo, unos malos actores, una pareja protagonista que se lleva fatal, y un rodaje en general que acabará sacándole de sus casillas. Satírico y divertidísimo film de cine dentro del cine donde un director hará lo que sea por realizar su película. Tom DiCillo (Delirious) contó con Steve Buscemi (El gran Lebowski), Dermot Mulroney (La boda de mi mejor amigo) y Peter Dinklage (Un funeral de muerte) entre los protagonistas principales. El mejor guión en Sundance y el premio del público fueron algunos de los galardones que se llevó la cinta.

5/10

Últimos tráilers y vídeos