IMG-LOGO

Biografía

William Dieterle

William Dieterle

79 años ()

William Dieterle

Nació el 15 de Julio de 1893 en Ludwigshafen am Rhein, Rhineland-Palatinate, Alemania
Falleció el 08 de Diciembre de 1972 en Ottobrunn, Baviera, Alemania
Filmografía
The Confession

1964 | The Confession

Última incursión en el cine del director William Dieterle. La película supuso el reencuentro entre él y Ginger Rogers, veinte años después de haber coincidido en el melodrama Te volveré a ver (1943). De hecho, sería la actriz quien recurriese a su viejo amigo al tener problemas con el director al mando, Victor Stoloff. Así que Dieterle se hizo cargo del film. Comedia romántica rodada en el Caribe, en la que la dueña de un burdel (Rogers) y a un aventurero sin escrúpulos (Ray Milland), parten en busca de un tesoro que supuestamente se encuentra en una iglesia. A pesar del cambio de director, la película acabó siendo un desastre y por culpa de unos impagos en su producción un tribunal de Nueva York prohibió su exhibición en salas comerciales, siendo emitida únicamente en la televisión americana.

3/10
Los misterios de Angkor

1960 | Die Herrin der Welt - Teil I

Regreso de William Dieterle al cine de su país tras treinta años de ausencia. Para ello tomó como referencia una película muda de 1919, dirigida por Joe May. Una costosa superproducción que se filmó por medio mundo en ciudades como Hong Kong, Niza, Macao, Bangkok, Nápoles y en los estudios alemanes de Berlín, suponiendo el agotamiento físico del director, que a sus 67 años no pudo acabar el rodaje. Finalmente lo terminó su director de fotografía, Richard Angst. La película se inscribe en el cine de espías. Un agente sueco debe rescatar a un científico raptado por una peligrosa mujer que quiere dominar el planeta. Sus escenas de acción resultan demasiado apagadas y, en ocasiones, la trama carece de sentido. Por si no fuese suficientemente confusa, el productor de la cinta añadió escenas por su cuenta.

4/10
Il vendicatore

1959 | Il vendicatore

Coproducción entre Yugoslavia e Italia basada en una novela de Alexander Pushkin. Su acción tiene lugar en la Rusia de 1831, con el enfrentamiento entre dos terratenientes. Tras la muerte de uno de ellos, su hijo buscará venganza con el rival de su padre. La casualidad hará que se enamore de la hija del hombre que juró matar para devolver el honor a la familia. Rodada en los Estudios Cinecittà y en localizaciones naturales de Belgrado, el largometraje es demasiado denso y dramático. No ayudan tampoco las interpretaciones de John Forsythe y Rosanna Schiaffino.

3/10
Omar Khayyam

1957 | Omar Khayyam

El director William Dieterle pasó gran parte de su carrera en Hollywood realizando películas biográficas: La tragedia de Louis Pasteur (1935), The White Angel (1936) – sobre la enfermera Florence Nightingale–, La vida de Emile Zola (1937), Dr. Ehrlich's Magic Bullet (1940) –acerca del doctor Paul Ehrlich (1940)–, A Dispatch from Reuter's (1940) –la vida del inventor de la agencia de noticias Reuter–, de un presidente norteamericano en Tennessee Johnson (1942) y de Richard Wagner en Magic Fire (1955). Así que no era nada raro que le fuese encomendada la historia de Omar Khayyam, poeta y matemático persa que vivió en el siglo XI. Rodada con escaso presupuesto –algo que se nota en exceso en sus escenas de acción–, el film tuvo tibia acogida crítica y una nula carrera comercial. Lo mejor es un fastuoso score de Victor Young.

4/10
Magic Fire

1955 | Magic Fire

Biografía del compositor Richard Wagner, concebida como una historia de tintes operísticos y demasiada intelectualidad en sus personajes, que acabó convertida en un desastre en taquilla. Fue rodada en los lugares de Alemania donde vivió realmente el compositor, con una gran recreación de la época en cuanto a vestuario y dirección artística se refiere, además de contar con las piezas del músico reorquestadas por el maestro Erich Wolfgang Korngold. Lamentablemente, y a espaldas de Dieterle, el productor Harry Cohn cortó el metraje original del film en casi una hora, dejando el resultado en un boceto de lo que podría haber sido.

4/10
La senda de los elefantes

1954 | Elephant Walk

John (Peter Finch) y Ruth (Elizabeth Taylor) se casan y se van a vivir a Sri Lanka donde John tiene una gran plantación de té. La vida trascurre feliz pues Ruth queda maravillada por la belleza de la finca y de las hermosas tierras; pero poco a poco se va sintiendo como pez fuera del agua. Además, John empieza a cambiar y a beber, lo que hace que ambos discutan cada vez más. Ruth, en esta situación, verá en el capataz Dick (Dana Andrews), su paño de lágrimas, y finalmente los dos acabarán enamorándose. Planeando escapar juntos, en pocos días, una epidemia de cólera arrasa en el territorio y por si fuera poco, los elefantes intentan traspasar su antigua senda que se encuentra justo en mitad de la finca. Película de aventuras con tres actorazos del momento que sirvieron para crear un triángulo amoroso en la historia. El rodaje no estuvo exento de contratiempos, siendo el principal, el hecho de que Vivien Leigh iba a ser la protagonista, pero debido a sus problemas psiquiátricos se la sustituyó por Elizabeth Taylor. Muchas tomas estaban rodadas ya con ella, y esto trastocó la película que implicaba dificultades en el montaje y eliminación de algunas escenas. El guión no convenció ni a la crítica ni al público, sin embargo, el film resulta un producto de aventuras, entretenido y agradable que gustará al espectador. La carga de los elefantes es digno de ver.

6/10
Salomé (1953)

1953 | Salome: The Dance of the Seven Veils

Una de las actrices que tienen un lugar propio en la constelación de Hollywood, Rita Hayworth, interpreta a Salomé. La hermosa princesa Salomé es forzada a vivir con su padrastro, el rey Herodes, interpretado por Charles Laughton. Es una mujer caprichosa que se aburre en Galilea. Inicia un romance con el comandante Claudio, de la Legión romana, que admira en secreto a un predicador llamado Juan el Bautista. Poco después éste es encarcelado y condenado. Salomé se queda prendada de la fuerza y la serenidad que desprende Juan El Bautista, y para salvar su vida, baila para deleite de Herodes la danza de los siete velos. Pero su madre piensa otra cosa muy distinta. Aceptable recreación -fantasiosa, claro- en torno al conocido pasaje bíblico, narrado con bastante credibilidad. No obstante el personaje de Juan el Bautista es bastante acartonado, y Charles Laughton parece tomarse su papel con cierta desgana. En realidad toda la trama está dirigida al sensual baile de los siete velos, interpretado con gracia por Rita Hayworth, y en el que Laughton pone toda la carne en el asador con su mirada libidinosa.El director alemán William Dieterle, iniciado en la dirección teatral en su país desde principios del siglo XX, está considerado como uno de los grandes realizadores de proyectos de calidad, en los difíciles años de los comienzos del cine sonoro. Sus títulos más conocidos son Esmeralda, la zíngara (1939), El hombre que vendió su alma (1941) y Jennie (1948). Aunque Salomé no es una de sus películas más conocidas, y tanto su diseño de producción como sus colores chillones en technicolor han quedado obsoletos, merece la pena verla por la exótica recreación de la época, y por la seductora interpretación de la bellísima Hayworth.

4/10
The Turning Point

1952 | The Turning Point

Adaptación de la obra de Horace McCoy “Storm in the City”, que sigue los parámetros de la mejor tradición de cine negro. El abogado John Conroy (Edmond O'Brien) y su amigo, el periodista Jerry McKibbon (William Holden), intentan conseguir pruebas suficientes para atrapar al peligroso jefe de una organización criminal. Narrada con vigor, en un estilo seco y casi documental por las calles de Los Ángeles, posee un acelerado ritmo de creciente tensión. Contiene momentos dignos de tener en cuenta, como la secuencia del incendio provocado por el gángster, donde mueren incluso niños, y la persecución en un recinto de boxeo.

7/10
Boots Malone

1952 | Boots Malone

Película de bajo presupuesto con guión de Milton Holmes (1907-1987), quien tuvo su mayor época de esplendor en los años 40, con sus trabajos para Mr. Lucky (1943) y Fuera de la ley (1945), por el que consiguió una candidatura al Oscar. Centrado en el mundo de las carreras hípicas, encontramos al protagonista Boots Malone (William Holden), un entrenador algo cínico y desencantado, que tiene que hacer frente al fallecimiento de su mejor jockey. Buscando un nuevo muchacho al que poder convertir en campeón, lo encuentra en la figura de Johnny, un desarrapado con el que Malone se acaba encariñando. Destinada al público juvenil, no tuvo un generoso reconocimiento en taquilla.

5/10
Pekín

1951 | Peking Express

Nueva versión del clásico de Josef von Sternberg, El expreso de Shanghai (1932), que esta vez traslada la acción a Pekín. En plena guerra mundial, un médico norteamericano debe hacer frente a varios ataques de tropas rebeldes; mientras, se enamora de la chica de rigor. Sin ninguna intención en su análisis político de la situación, ni tampoco especial relevancia en el tratamiento de personajes, lo único que parece tener interés son sus escenas de acción, en especial el asalto al tren. Fue la tercera película en que colaboraron Joseph Cotten y el director William Dieterle, tras el drama Te volveré a ver (1944) y la enigmática Jennie (1948).

4/10
Sólo una bandera

1951 | Red Mountain

Hacia el final de la Guerra Civil Norteamericana, un oficial del ejército Confederado se encuentra en una situación límite cuando se ve involucrado junto a una cuadrilla de malhechores que deambulan de Norte a Sur de la frontera asesinando y robando a todos los que encuentran a su paso. Historia basada en personajes que realmente existieron durante esa época. Una colorista producción de Hal B. Wallis para la Paramount, repleta de buenos momentos de acción –en especial en la lucha con los indios– y con un competente reparto encabezado por Alan Ladd, y que reúne a secundarios como Arthur Kennedy y John Ireland.

6/10
Amargo desquite

1950 | Paid in Full

Cuando mata accidentalmente al hijo de su hermana, Jane decide quedarse embarazada para resarcirla de tan enorme pérdida. Todo ello a pesar de que los médicos le han dicho que si tiene el niño lo más probable es que, debido a su frágil estado de salud, fallezca en el parto. Un drama de sacrificio, honor, amor y todos los elementos habituales del drama más rotundo. Basado en un hecho verídico. El rodaje duró un mes y medio, en el que las relaciones entre William Dieterle y el productor Hal B. Wallis no fueron nada fáciles, debido a que éste último impuso a su amante Lizabeth Scott como una de las protagonistas, en contra de la opinión del director.

5/10
Ciudad en sombras

1950 | Dark City

Cine negro de bajo presupuesto y con buenos momentos de tensión, que adapta la obra “No Escape”, de Larry Marcus. En su trama encontramos a Danny Haley, que vive de timar a la gente con sus apuestas. Cuando un hombre se suicida por haber perdido su dinero en una timba amañada por Danny, éste se verá acosado por el hermano de la víctima, un peligroso asesino. La película supuso el debut de Charlton Heston, que antes sólo había intervenido en el capítulo de una serie de televisión. Descubierto por Hal B. Wallis, acabaría convertido en la estrella del film, aunque el papel inicialmente era para Burt Lancaster.

5/10
September Affair

1950 | September Affair

Drama romántico que toma su título original de la canción “September Affair”, escrita por Kurt Weill y Maxwell Anderson, y que se convirtió en un éxito de ventas cantada por Walter Huston. Siguiendo con la música, decir que la sentimental partitura de Victor Young ganó un Globo de Oro. El film, rodado en escenarios naturales italianos, fue muy bien recibido por el público. Durante un viaje a Florencia, dos personas maduras y casadas –Joseph Cotten y Joan Fontaine– se conocen y enamoran. Aunque ven la imposibilidad de llevar a buen término su aventura, un accidente de aviación donde les dan por muertos les dará una nueva oportunidad de olvidar el pasado y empezar una nueva vida.

6/10
Vulcano

1950 | Vulcano

Una antigua prostituta de nombre bíblico, Maddalena, regresa a su hogar natal de Vulcano encontrando hipocresía, envidias, rencillas y un antiguo amor. Por ayudar a su hermana asesina a un hombre y recibe su redención marchando sola hacia la lava de un volcán en erupción. Primera película filmada en Europa (concretamente en Italia) por William Dieterle después de veinte años de estancia en Hollywood. Sus localizaciones se hicieron en las islas de Vulcano, Lipari y Salina, sobre todo en la primera de ellas, que da título a la cinta. Se trata de una historia de pescadores que tiene muchos puntos en común con el movimiento neorrealista, que causaba furor por aquel entonces. Como curiosidad, hay que decir que, aunque está rodada en blanco y negro, la erupción final del volcán se hizo en technicolor.

5/10
Soga de arena

1949 | Rope of Sand

Thriller de aventuras escrito por Walter Doniger y con producción del jefe de la Warner, Hal Wallis, donde una serie de personajes buscan unos diamantes escondidos en algún lugar de Sudáfrica, entre ellos un jefe de policía, un comerciante de joyas con pocos escrúpulos y una sospechosa dama. Con inusitadas partes de comedia, se puede entender por momentos como una extraña parodia de Casablanca (1942), debido en la presencia en el reparto de Paul Henreid y Peter Lorre. Supuso el debut cinematográfico de Corinne Calvet, una rubia francesa de apariencia fría que tuvo cierto nombre durante algún tiempo en películas como Tierras lejanas (1954) y El asesino de mujeres (1960).

4/10
The Accused

1949 | The Accused

Una profesora de psicología en una Universidad de California se defiende del ataque sexual de uno de sus alumnos matándolo de forma accidental. Sin embargo, el acoso de un detective que investiga el caso hará que la mujer acabe reconociendo ser culpable de esa muerte. En el juicio, dicho policía, enamorado de ella, hará todo lo posible porque sea declarada inocente. Cine negro con tintes de melodrama, según la novela 'Strange Deception', de June Truesdell. Su director, William Dieterle, acababa de rodar la fascinante Jennie. Además, supuso su reencuentro con la estrella Loretta Young tras la comedia El diablo se divierte (1933).

6/10
Jennie

1948 | Portrait of Jennie

Un artista busca inspiración, y encuentra el tema perfecto en una chica que descansa en un banco del parque. William Dieterle logra un film exacerbadamente romántico, que va directo al corazón.

7/10
The Searching Wind

1946 | The Searching Wind

Versión cinematográfica de una obra de Lillian Hellman, que ella misma convirtió en guión. Como era norma habitual en esta combativa escritora, la historia indaga en el crecimiento de los movimientos fascistas europeos en los años 20 y 30 y de cómo el resto de las democracias occidentales no hicieron nada para detenerlos. Si la obra literaria consistía en las reflexiones durante una cena de una serie de personajes, que recordaban sus vivencias en la guerra, en el film estos hechos se explican mediante oportunos “flashbacks” que trasladan la acción, tanto a la entrada en Roma de Mussolini y sus camisas negras en 1922, como al discurso de Hitler de 1928, donde dejaba bien claras sus intenciones, pasando por la Guerra Civil Española, donde la legítima República no recibió la ayuda deseada. Film valiente, decidido y de gran lucidez en diálogos y situaciones, la verdad es que no fue bien aceptado por el público y, actualmente, sigue siendo uno de los grandes desconocidos de la historia del cine. Al menos, merecería una revisión.

6/10
Cartas a mi amada

1945 | Love Letters

Allen (Joseph Cotten) y Roger (Robert Sully) son dos soldados ingleses que conocen en Italia a la bella Victoria. Roger se enamora de ella y le pide a Allen que escriba cartas de amor dirigidas a Victoria haciéndose pasar por él. Poco a poco, también Allen se va encandilando de la moza, pero unos desafortunados acontecimientos cambiará el rumbo de las cosas. Drama romántico, que recuerda al clásico de Edmond Rostand "Cyrano de Bergerac", donde Jennifer Jones roba el corazón de los soldados Cotten y Sully. Por su interpretación de Victoria fue nominada al Oscar. Dirige William Dieterle (La senda de los elefantes). También Victor Young optó a la estatuilla por la música, al igual que la canción original 'Love Letters'.

6/10
Nuestro amor

1945 | This Love of Ours

Adaptación de la obra teatral “Come prima, meglio di prima”, escrita por Luigi Pirandello; autor muy versionado en su país natal pero al que Hollywood apenas prestó atención si no es por la película de 1932 Como tú me deseas, dirigida por George Fitzmaurice y con Greta Garbo de protagonista. En este drama, un prestigioso doctor que acude a una convención reconoce en la misma a la que fue su mujer, y a la que todos creen muerta. Mediante una narración en flash-back, vamos conociendo todos los entresijos del porqué de este extraño comportamiento del protagonista. La cinta mezcla romance y algo de obsesión con la muerte; el score de Hans J. Salter resultó candidato al Oscar.

7/10
El príncipe mendigo

1944 | Kismet

Nueva versión de la comedia de Edward Knoblock, que ya había sido trasladada al cine en la época muda con dos versiones de igual título, dirigidas por Leedham Bantock (1914) y Louis J. Gasnier (1920). Con claras inspiraciones en los cuentos de “Las 1001 noches”, cuenta la historia de un mendigo que se hace pasar por príncipe. Dieterle retoma el tema que ya tratara en El príncipe y el mendigo, con Errol Flynn y Claude Rains de protagonistas. Años después, en 1955, Vincente Minnelli lo convertiría en un espectáculo musical adaptando un montaje de Broadway. Esta versión de "Kismet" consiguió cuatro nominaciones a los Oscar.

5/10
Te volveré a ver

1944 | I'll Be Seeing You

Película basada en una obra radiofónica titulada "Double Furlough", que había sido emitida con las voces en directo de James Cagney y Gertrude Lawrence. La historia transcurre en vísperas de Navidad, cuando una frágil muchacha, obsesionada con la muerte de un hombre que quiso abusar de ella, y un sargento del ejército traumatizado por la guerra, se encuentran en un tren camino a casa y pasan juntos las fiestas. Sólido melodrama, exalta el valor de la familia como terapia ante el sufrimiento humano. Se alimenta de un excelente trío protagonista: Ginger Rogers y Joseph Cotten como la pareja trastornada, y Shirley Temple como la hermana de ella. Fue un éxito de público, al que ayudó la canción que da nombre a su título original, “I'll Be Seeing You”, escrita por Sammy Fain e Irving Kahal.

6/10
Tennessee Johnson

1942 | Tennessee Johnson

Biografía de Andrew Johnson (interpretado por Van Heflin), el presidente de los Estados Unidos que llegó al poder tras el asesinato de Lincoln y que permaneció en el cargo de 1865 a 1869. Durante su mandato se enfrentó a las tropas de Napoleón III y ayudó al presidente de México, Benito Juárez, personaje, este último, al que Dieterle ya había estudiado a fondo en una de sus mejores obras, titulada precisamente Juárez (1939). La película no tiene mucho rigor histórico –de hecho, recibió bastantes protestas de algunos sectores conservadores norteamericanos por el tratamiento dado a su rival, el líder republicano Thaddeus Stevens (que interpreta Lionel Barrymore)–, aunque está bien ambientada y cuenta con unos brillantes y dinámicos diálogos en cuestión de política interna.

6/10
Syncopation

1942 | Syncopation

Ambiciosa propuesta del director, financiada a través de su propia productora “William Dieterle Production” y rodada bajo su nuevo contrato con RKO. En su trama, con un guión que se antojaba complejo cuando no imposible, se pretendía explicar el nacimiento de todos los ritmos musicales sincopados (de ahí su título) de la cultura norteamericana, tales como el ragtime, swing, blues, boogie woogie y, muy especialmente, el jazz. A pesar de intervenciones de estrellas como Benny Goodman, Charlie Barnet, Gene Krupa y Harry James, la película fue destrozada en su montaje final por la RKO hasta el punto de que supuso la quiebra de la productora de Dieterle y de que éste no considerase el film como suyo.

5/10
El hombre que vendió su alma

1941 | All That Money Can Buy

Un joven granjero firma un contrato de siete años con el diablo a cambio de oro; un famoso abogado luchará por salvar su alma . Inquietante y peculiar film, adaptación de la novela fantástica de Stephen Vincent., con claras reminiscencias del mito de Fausto. La película cautiva por su ambigüedad formal e ideológica y por su belleza visual y excelentes interpretaciones, particularmente la de Walter Huston como diablo y la de Edward Arnold en el papel de letrado americano. Dieterle logra una de las mejores realizaciones de su carrera.

6/10
A Dispatch from Reuter's

1940 | A Dispatch from Reuter's

El mismo año en que Dieterle y Edward G. Robinson rodaron la biografía de Paul Ehrlich en la más que notable Dr. Ehrlich's Magic Bullet, ambos volvieron a unirse en otra biografía atípica: la del Barón Julius Von Reuter (1816-1899), un alemán pionero de la comunicación y creador de la célebre agencia de noticias Reuters. En la película, bien documentada y que constituye un alegato a favor de la libertad de expresión en una época convulsa donde había comenzado la guerra en Europa, se narran los años de empresario de Reuter en Inglaterra, donde diseñó un sistema para transmitir a los periódicos noticias por cable. También se cuentan los problemas que tuvo cuando se intentó amordazar a su agencia cuando ésta poseía el anuncio del asesinato de Lincoln nueve horas antes que sus competidores, gracias a un sistema marino por el que se interceptaba el correo postal que iba de Irlanda a Inglaterra.

6/10
Dr. Ehrlich's Magic Bullet

1940 | Dr. Ehrlich's Magic Bullet

Debido al éxito obtenido con La tragedia de Louis Pasteur (1935), al director William Dieterle le fue encomendada la biografía de otro insigne médico científico: el doctor Paul Ehrlich (1854-1915), un Premio Nobel de Medicina que descubrió el tratamiento contra la sífilis (enfermedad mortal en aquellos tiempos) con el suero 606 (por ser éste el número de experimentos realizados hasta su descubrimiento) y denominado por él mismo como “Bala mágica” (de ahí el título original de la cinta). A pesar de su magnífica difusión de los acontecimientos –donde destacan los diálogos en el tratamiento del guión, elaborados por John Huston–, la película sufrió demasiados problemas por la censura, que prohibió que se dijese la palabra "sífilis" durante todo el metraje. Así que algunos espectadores se preguntaban qué diablos había hecho este hombre para merecer una película.

7/10
Juárez

1939 | Juarez

Biopic –más o menos– de una parte esencial en la vida del presidente mexicano Benito Juárez, en lucha contra el gobernante impuesto por Napoleón III, el archiduque de Austria. Apoyado por las tropas de Abraham Lincoln, Juárez vencerá a los franceses logrando un país libre. Una costosa producción Warner, con todo lujo en cuanto a decorados y trajes de la época. Contó con un buen guión, nada maniqueo, de John Huston, Æneas MacKenzie y Wolfgang Reinhardt, según la obra teatral "Juárez y Maximiliano" de Franz Werfel y el libro "The Phantom Crown" de Bertita Harding. Bette Davis obtuvo excelentes críticas en el rol de Carlota, la esposa del archiduque Maximiliano, en un año especialmente brillante para ella (con La vida privada de Elizabeth y Essex, Amarga victoria y La solterona), que la auparon hasta convertirse en la segunda estrella más popular del cine (por detrás de Shirley Temple). Juárez obtuvo dos candidaturas al Oscar: mejor actor secundario para Brian Aherne (como Maximiliano) y fotografía en blanco y negro para Tony Gaudio.

7/10
Esmeralda, la zíngara

1939 | The Hunchback of Notre Dame

Adaptación de la obra de Víctor Hugo "Nuestra Señora de París". Cuenta el triste sino del feo y deforme jorobado Quasimodo, que en el siglo XV vive en el campanario de la catedral de Notre Dame, resignado a rehuir de este modo las burlas de la gente normal. Sin embargo, este campanero, sirviente del arcediano Frollo, que le recogió siendo niño, tiene un gran corazón. Y va a sentir un amor puro por la bellísima gitana Esmeralda, una reacción muy distinta a la de Frollo, que ve cómo se le despiertan las pasiones más bajas. Con un meritorio maquillaje, Charles Laughton encarna de modo vivísimo el drama interior de Quasimodo, hermoso sólo por dentro, que no puede dejar de lamentarse, "¿Por qué no me hiciste de piedra, como a él?", mirando a las gárgolas. Dieterle transmite al film la atmósfera tenebrosa propia del movimiento expresionista alemán en el que se formó.

6/10
Bloqueo

1938 | Blockade

Al estallar la Guerra Civil Española, un humilde campesino llamado Marco monta una fuerza de resistencia a las tropas nacionales con un grupo de compañeros. Todo se complica para él cuando descubre que el padre de su enamorada es, en realidad, un espía. Película de claro signo propagandístico a favor de la República, rodado en plena contienda española. Su interés radica en que los malos de la cinta no son las tropas de Franco, sino los oficiales republicanos que se venden por dinero al enemigo. Henry Fonda, que llega a gritar el célebre “¡No pasarán!” en un momento determinado de la cinta, fue uno de los actores más combativos contra las tropas nacionales. Por supuesto, el film no fue exhibido en España hasta el fin de la dictadura.

5/10
Aurora del desierto

1937 | Another Dawn

Adaptación de una novela de Somerset Maugham, con producción de Hal B. Wallis para la Warner y donde los estudios pusieron el resto contando con sus mejores técnicos, como el director de fotografía Tony Gaudio, el vestuario de Orry-Kelly y la aportación musical de Erich Wolfgang Korngold con orquestaciones de Hugo Friedhofer, además de reunir a dos de sus mayores estrellas como Kay Francis (aunque en un principio Bette Davis era la elegida) y Errol Flynn. Aunque fue rodada en el desierto de Arizona, su acción tiene lugar en Irak, donde un oficial se relaciona sentimentalmente con la esposa de un coronel en un destacamento británico. Las escenas de acción, con el ataque de los beduinos y una tormenta, tienen suficiente fuerza para salvar el resto del previsible relato.

5/10
The Great O'Malley

1937 | The Great O'Malley

La historia del agente de policía Jimmy O'Malley (encarnado, curiosidades del nombre, por Pat O'Brien), que se muestra implacable en su cumplimiento del deber en la ciudad de Nueva York. Un día detiene el coche de un hombre llamado John Phillips, un padre de familia en paro que debe acudir urgentemente a una entrevista de trabajo. Pero el policía le retiene para multarle y John pierde el puesto, por lo que no tiene otra opción que empezar a robar para sobrevivir hasta que finalmente es condenado por hurto. Al pasar el tiempo, O'Malley es trasladado a patrullar cerca de un colegio donde toma cariño a una chica inválida que, en realidad, es la hija de Phillips. Cuando el policía se entera, hará todo lo posible para ayudarle. Atractiva película, de marcado carácter social, de gran ritmo en su puesta en escena y con una adecuada dirección de actores.

6/10
La vida de Emile Zola

1937 | The Life of Emile Zola

Biografía de la vida del escritor parisino Emile Zola, que dejó pronto los estudios y empezó a trabajar en una librería, haciendo sus pinitos como escritor y periodista. Tuvo relación con Gustave Flaubert así como con Paul Cézanne. Se implicó en el caso Dreyfus, publicando su conocido 'Yo acuso', dirigido al presidente de la República, y por este hecho fue condenado a un año de cárcel. Entre sus obras, destaca 'Germinal' y 'Nana'. En 1937, William Dieterle llevó a la pantalla la vida de este escritor francés y Paul Muni (Scarface, el terror del hampa) se puso en su piel. La caracterización para el personaje fue dura y se dice que Muni tenía que soportar cada día tres horas y media de maquillaje. El film ganó el Oscar a la mejor película del año, y Muni fue nominado también por su interpretación.

7/10
El príncipe y el mendigo

1937 | The Prince and the Pauper

Tom es un chico pobre que guarda un gran parecido con el príncipe Edward. Un día, el muchacho se cuela en los jardines de palacio y entabla amistad con el príncipe. Deciden intercambiarse la ropa y con ello, crean la confusión, pues al verdadero príncipe le echan de allí, mientras que Tom ocupa el lugar de Edward. El problema llega con la muerte del rey, pues se acerca el día de coronar al príncipe. Entretenida y clásica versión de la novela de Mark Twain, que contó con los gemelos Mauch, de protagonistas, con Claude Rains (Casablanca) en el papel de conde villano y el galán Errol Flynn como un valiente soldado Miles, antes de ponerse las mallas en Robin de los bosques. Incide en la idea de que uno y otro chico, al intercambiar sus roles, aprenden lo que supone el oficio de rey, y el modo en que vive la gente corriente. Tienen particular empaque las escenas de la coronación del rey en la catedral.

6/10
The White Angel

1936 | The White Angel

Biopic sobre Florence Nightingale (1820-1910), considerada una pionera de la enfermería. En un mundo dominado por los hombres, consiguió imponer sus técnicas de limpieza, cariño y seguridad con los enfermos; se implicó especialmente en la guerra de Crimea, donde acudió con otras 38 compañeras y revolucionaron los métodos en cuanto a los cuidados de los pacientes. De ahí que se ganase el apodo con que se tituló originalmente este film, “El ángel blanco”. A pesar de la buena interpretación de Kay Francis y el buen pulso narrativo mantenido por Dieterle en todo el metraje, el film no interesó demasiado al público. Todo lo contrario de lo que había pasado con la anterior biografía del director, La tragedia de Louis Pasteur (1935) y su posterior La vida de Emile Zola (1937), ganadoras de tres Oscar cada una de ellas.

6/10
Satan Met a Lady

1936 | Satan Met a Lady

Nueva versión de la novela de Dashiell Hammett “El halcón maltés”, que ya había sido llevada al cine como The Maltese Falcon en 1931 (dirigida por Roy Del Ruth) y que después conocería su mejor adaptación con la mítica El halcón maltés de John Huston. En esta ocasión, su director William Dieterle se olvidó del tono de cine negro que rodeaba al libro y convirtió el film en una sofisticada comedia de enredo, donde un detective debe encontrar un valioso objeto (que en lugar de la estatuilla del halcón es el Roldán de Roncesvalles) a la vez que va enamorando a todas las mujeres que encuentra a su paso, incluyendo a su secretaria, encarnada por Bette Davis.

5/10
La tragedia de Louis Pasteur

1935 | The Story of Louis Pasteur

William Dieterle (Esmeralda, la zíngara) dirigió esta película, nominada al Oscar, sobre el científico francés Louis Pasteur, que desarrolló el sistema de pasteurización, y aportó grandes conocimientos en el campo de la química. Además, descubrió las vacunas contra el virus de la rabia o el cólera. Actor (Paul Muni), guión e idea original ganaron el Oscar. Destaca la ambientación de la época, así como la música.

6/10
Dr. Socrates

1935 | Dr. Socrates

Cine de gángsters de gran factura y con la garantía de la factoría Warner, basado en una historia de W.R. Burnett (1899-1982), autor de algunas de las mejores novelas negras de todos los tiempos, convertidas en obras maestras cinematográficas: Hampa dorada (1931), El último refugio (1941), Nadie vive para siempre (1946) y La jungla de asfalto (1950). Su acción transcurre en una pequeña localidad donde está refugiado un médico conocido como Sócrates, amargado desde la muerte de su novia. Un día recibe la visita de una peligrosa banda que le obliga a partir con ella para curar a sus miembros, en caso de que alguna vez resulten heridos en sus atracos.

6/10
El sueño de una noche de verano

1935 | A Midsummer Night's Dream

Una de las escasas comedias escritas por William Shakespeare: una historia de amor donde se mezclan todo tipo de mágicos mundos y extrañas criaturas. Ha conocido más de treinta versiones para cine, comenzando por el mudo en películas de 1909, 1910, 1912, 1913, 1917, 1925 y 1929. Además, tuvo gran repercusión internacional la adaptación homónima rodada en Checoslovaquia en 1957 por Jiri Trnka, que era un film de marionetas. Otras comedias derivadas de la obra son La comedia sexual de una noche de verano,de Woody Allen (1982); y el filme de animación español, El sueño de una noche de San Juan,de Ángel de la Cruz y Manolo Gómez (2005). Aunque las más fieles a la obra original son El sueño de una noche de verano de William Shakespeare,de Michael Hoffman (1999), y el film que nos ocupa. Una producción Warner de gran presupuesto que pasó por numerosos problemas: William Dieterle tuvo que ayudar al director elegido, Max Reinhardt, que era un genio en el teatro pero un poco inútil en cuestiones cinematográficas. El director de fotografía Ernest Haller fue despedido después de que se comprobase que sus escenas del bosque quedaban muy oscuras; y Mickey Rooney se rompió una pierna teniendo que modificar sobre la marcha su personaje.A pesar de todo, el filme acabó siendo excelente y ganó dos Oscar: fotografía, para Hal Mohr, que, por presiones de Jack Warner a la Academia fue el vencedor sin estar entre los tres nominados oficiales (por primera y única vez en la historia); y montaje para Ralph Dawson.

8/10
The Firebird

1934 | The Firebird

Remake de la película francesa Cette nuit-là, dirigida en 1933 por Mark Sorin y Georg Pabst. Se trata de la adaptación de una obra teatral del húngaro Lajos Zilahy –representada en Broadway en 1932– que, como su nombre original indica, toma como referencia musical la pieza de “El pájaro de fuego” de Igor Stravinski. En su argumento, que sigue casi al pie de la letra las tradicionales novelas de suspense de Agatha Christie, un hombre aparece asesinado en su casa de Viena. Como sospechosos aparecen sus vecinos, los misteriosos miembros de una misma familia. Está rodada con eficacia aunque sin mucho estilo.

4/10
The Secret Bride

1934 | The Secret Bride

Rodada sin mucho entusiasmo por William Dieterle ya que la tuvo que hacer por sus compromisos con la Warner. A Dieterle no le gustaba el guión ni cómo estaban planteados los personajes, y además le venía impuesta en una época frenética de trabajo, ya que filmó quince películas en sólo cuatro años. Su argumento provenía de una obra teatral escrita por Leonard Ide. En ella, Robert Sheldon es el fiscal del distrito que se enamora de Ruth Vincent, hija del Gobernador del Estado. Las cosas se complican cuando éste es acusado de soborno y es Robert el encargado del caso. Warren William y Barbara Stanwyck son la pareja con problemas, aunque su profesionalidad poco pudo hacer para salvar la película de la desidia con que fue tratada por su director.

3/10
El altar de la moda

1934 | Fashions of 1934

Comedia musical repleta de pegadizas canciones de Sammy Fain e Irving Kahal, sofisticado vestuario a cargo de Orry-Kelly y espectaculares actuaciones musicales coreografiadas por el maestro Busby Berkeley. Su sentido del ritmo, diálogos chispeantes y situaciones de vodevil, la convierten en una de las mejores y más elegantes comedias de la época. La historia es la de un simpático tríos de ladrones de diseños de famosos modistos comandados por el seductor Sherwood Nash (William Powell). Una vez explotado el mercado en los Estados Unidos, no tienen más remedio que buscar nuevas formas de engaño en París. En la capital francesa Sherwood tiene un afortunado encuentro con una antigua novia, que le consigue un pase especial para el desfile de modas más importante del año. Una ocasión ideal para robar los vestidos del diseñador.

7/10
Fog Over Frisco

1934 | Fog Over Frisco

Tras no poder trabajar juntos en From Headquarters por problemas de agenda de la actriz, este largometraje fue la primera colaboración entre el director William Dieterle y la estrella Bette Davis, quienes después repetirían en otras producciones Warner como Satan Met a Lady (1935) y Juárez (1939). En el film que nos ocupa, Davis es una malvada mujer que frecuenta compañías en los bajos fondos con tal de conseguir grandes cantidades de dinero. En su delirante viaje hacia la perdición no duda en involucrar a su inocente hermana. Clásica trama de cine negro, donde sobresale la actriz teñida de rubia platino en una de sus más sensuales interpretaciones.

6/10
Madame DuBarry

1934 | Madame DuBarry

Romances de una cortesana de la época de Luis XV, que ya había dado lugar a la lujosa película alemana de Ernst Lubitsch en 1919, titulada igualmente Madame Dubarry, con Pola Negri de protagonista. En 1954 se rodaría otra versión homónima, coproducida entre Francia e Italia, dirigida por Christian-Jacque, y con tintes decididamente eróticos. Esta versión americana se distingue por su buen gusto en los decorados de Jack Okey, la fotografía de Sol Polito y el elegante vestuario de Orry-Kelly, si bien toda su narración tiene un trazo demasiado frío y exagerado. Constituye una buena muestra de la latente sensualidad de Dolores del Rio, lo que ocasionó problemas con la censura.

5/10
El diablo se divierte

1933 | The Devil's in Love

Una producción de la 20th Century Fox según una obra teatral de Harry Hervey, con unos bizarros secundarios entre los que están Akim Tamiroff, John Wallace, Hans Heinrich von Twardowski y el mismísimo Bela Lugosi, que no están ni siquiera incluidos en los créditos. Su trama se ambienta en la Legión extranjera, cuando un médico militar es acusado de un crimen que no ha cometido. En ese ambiente tan exótico se enamorará de la sobrina de un sacerdote. Aparte del protagonismo de Loretta Young y la correcta dirección de Dieterle, poco bueno se puede decir de este título que pasó más bien de puntillas por las pantallas.

4/10
Grand Slam

1933 | Grand Slam

Un refugiado ruso llamado Stanislavski (aunque sin nada que ver con el 'inventor' del método de actuación) intenta que su esposa Marcia supere el vicio que tiene con los juegos de cartas, concretamente el bridge. Pero como esto resulta imposible, él aprovecha para tomar apuntes sobre los entresijos del juego con el fin de utilizar los datos para una novela. Mientras, Marcia acaba coronándose como la reina de este juego, enfrentándose en una gran final al ganador de los últimos años. Comedia de cartas que, si no se entiende un poco de qué va el juego, acaba siendo algo liosa. Aunque en un principio iba a ser filmada por Alfred E. Green, fue William Dieterle quien se hizo cargo del proyecto según una novela de Max Trell.

4/10
Adorable (1933)

1933 | Adorable

Una princesa de un reino imaginario suele escaparse de palacio para mezclarse con la plebe que es donde encuentra la auténtica diversión. Haciéndose pasar por una humilde muchacha se enamora de un joven que también oculta su identidad porque, curiosamente, forma parte de su ejército personal. Una opereta con muchos números de baile y canciones de Marion y Richard A. Whiting, que tiene la peculiaridad de que su traslación a la pantalla proviene de una historia de Billy Wilder como uno de los tres autores acreditados (los otros eran Robert Liebmann y Paul Frank), que ya había sido llevada al cine en Alemania en 1931 con el título de Ihre hoheit befiehlt, dirigida por Hanns Schwarz.

4/10
Hembra

1933 | Female

Comedia dramática, bastante pícara para la época, en los años de Hollywood en que todavía no había entrado en vigor la censura. Allison es la propietaria y exitosa gerente de una fábrica de automóviles. Se lleva bastante bien con los empleados, sobre todo con los masculinos. Es bien sabido que se acuesta con ellos para después despedirlos rápidamente. Sin embargo, un tal Jim se resiste a sus encantos. Ruth Chatterton interpreta a la mujercita ligera de cascos, que se dedica a insinuarse a los asombrados hombres. El film fue dirigido por el gran Michael Curtiz, aunque algunas escenas fueron filmadas por otros dos grandes de Hollywood, William Dieterle (Esmeralda, la zíngara) y William A. Wellman (Caravana de mujeres).

4/10
From Headquarters

1933 | From Headquarters

Un agente de policía tiene a sus disposición los métodos más avanzados para demostrar la inocencia de una joven, víctima de un chantajista asesinado. En plena eclosión de largometrajes de gángsters, From Headquarters intentaba mostrar las técnicas de investigación que la policía de Estados Unidos estaba llevando a cabo en esos momentos, de ahí que, en ocasiones, parezca que estamos asistiendo a una clase práctica sobre el tema. Constituyó la segunda colaboración entre el director William Dieterle y el actor George Brent, tras The Crash (1932), si bien ambos títulos pasaron desapercibidos para el gran público.

4/10
Seis horas de vida

1932 | Six Hours to Live

Un diplomático de un país imaginario es objeto de un criminal atentado contra su vida. Tiene la suerte de que por allí están unos científicos que han conseguido crear una máquina que puede resucitarle, pero sólo podrá permanecer vivo durante las seis horas del título. En ese tiempo, el hombre deberá resolver su vida personal y atrapar al asesino. Con un imposible argumento de ciencia ficción, se trata de un mero producto de entretenimiento de la Warner, encargado a uno de sus directores más activos, William Dieterle, que de 1933 a 1935 rodaría agotadoramente con un promedio de una película cada dos meses, con resultados, naturalmente, dispares.

4/10
Hombre de leyes

1932 | Lawyer Man

Adaptación de una novela de abogados de Max Trell, que Dieterle rodó con su habitual eficacia en tan sólo 21 días. Para el papel principal se pensó en un principio en una estrella Warner, como Edward G. Robinson, pero por cuestiones de fechas se le tuvo que sustituir por el galán William Powell, que adopta su pose más cínica para el personaje y, a la postre, resulta ser lo mejor de la cinta. Un humilde abogado de Nueva York comienza una meteórica carrera al mostrar pocos escrúpulos en los casos que le van proponiendo. Gracias a sus conexiones con los bajos fondos y a ciertos favores políticos, llegará a lo más alto al ser propuesto como juez del distrito.

5/10
Amanecer Escarlata

1932 | Scarlet Dawn

En la Rusia de 1917, el Baron Nikita Krasnoff lleva una vida disoluta repleta de excesos y lujuria. Sin embargo, un día llega Lenin con su revolución comunista y no sólo se le acaban todos los privilegios, sino que los bolcheviques le persiguen con intención de matarle. Es por ello que, junto a su amante, debe huir a la ciudad de Estambul, donde ha de aprender a vivir con el sudor de su frente. Nuevo intento de Hollywood de aproximarse a la decadencia de la aristocracia rusa y los peligros del nuevo régimen comunista, esta vez contando con un acertado protagonismo por parte de Douglas Fairbanks Jr. Narrada en 57 minutos, la película sufrió algunos cortes en su montaje y el resultado es demasiado irregular para resultar convincente.

4/10
The Crash

1932 | The Crash

Comedia romántica que toma como punto de referencia el hundimiento de la Bolsa de Nueva York en 1929 y sus consecuencias. Todo ocurre cuando una mujer sin muchos escrúpulos se marcha a las Bahamas con los pocos ahorros que le quedan a su arruinado esposo. Allí, mientras ella se da la gran vida, mantiene relaciones con un millonario australiano. Pequeña producción Warner con una duración de escasamente una hora, y que contaba con el protagonismo de Ruth Chatterton (1893-1961), una de las grandes estrellas de los escenarios de Nueva York y que en su paso por el cine desde comienzos del sonoro había intervenido en dramas tan sólidos como La mujer X (1929) y Desengaño (1931), si bien se retiró de la gran pantalla a finales de los años 30.

5/10
Jewel Robbery

1932 | Jewel Robbery

En la Viena de los Austrias, un ladrón de guante blanco causa furor entre las damas de la ciudad además de tener en jaque a las autoridades. Una de estas señoras –encarnada por Kay Francis– se enamora de él, convirtiéndole en su amante delante de las mismas narices de su esposo. Comedia sin mucho recorrido, que parte de una obra teatral escrita por el húngaro Ladislas Fodor, que tuvo cierta repercusión cuando se estrenó en Broadway en 1932. Filmada todavía sin el código de censura, encontramos bastantes alusiones sexuales en su argumento. Dicha obra volvería a ser llevada al cine en Inglaterra como The Peterville Diamond (1942), en una adaptación mucho más lograda.

4/10
Diplomacia femenina

1932 | Man Wanted

Comedia de bajo presupuesto y poco más de una hora de metraje, que significó el debut de Kay Francis para la Warner. La actriz (1909-1968) ya venía con aureola de estrella de la Paramount, gracias a sus comedias y musicales, desarrollando a partir de aquí una carrera más completa en cuanto a géneros se refiere, tanto en melodramas –Su vida privada (1935) y Dos mujeres y un amor (1939)–, como en la aventura y el cine negro. Al irse apagando su fama abandonó el cine a mediados de los 40. En esta Diplomacia femenina encarna a una mujer de negocios que no está dispuesta a seguir aguantando al aburrido de su marido. Por ello, decide tener relaciones con un nuevo y atractivo secretario al que acaba de contratar.

4/10
Her Majesty, Love

1931 | Her Majesty, Love

Sofisticada comedia romántica con inclusión de números musicales, que parte de una obra teatral de los autores alemanes Rudolph Bernauer y Rudolf Österreicher, y que ya había sido llevada al cine en Alemania con el título de Ihre majestät die libe, dirigida por Joe May en 1930, y en Francia como Son altesse l'amour (1932), de Erich Schmidt y Robert Péguy. Un rico heredero se enamora de una artista de cabaret, pero la muchacha no es aceptada de buen grado en el ámbito familiar. Por ello, la relación entre ambos se rompe y mientras él marcha triste a Venecia, ella se casa con un anciano aristócrata. A pesar de algunos momentos brillantes, la historia es demasiado tópica para sacar conclusiones positivas de su puesta en imágenes.

4/10
The Last Flight

1931 | The Last Flight

Cinco pilotos, veteranos de la Primera Guerra Mundial, se muestran temorosos a afrontar su devenir diario tras el término del conflicto. Todos los horrores que han vivido les hacen adoptar un nihilista estilo de vida y esconderse en la ciudad de París bebiendo sin parar. Adaptación de la novela autobiográfica de John Monk Saunders. Una más que notable aproximación a los límites del abismo, donde se presenta a unos personajes sin futuro en una cinta de desgarrador patetismo costumbrista, repleta de ágiles diálogos y creíbles interpretaciones. Rodada en tan solo 17 días, no funcionó del todo en taquilla, ya que el público estaba más por el cine de evasión musical que triunfaba en esos momentos.

6/10
Die Heilige Flamme

1931 | Die Heilige Flamme

Versión alemana de la película de Archie Mayo, La llama sagrada (The Sacred Flame). Su argumento proviene de la novela de W. Somerset Maugham, donde un hombre que queda inválido tras un accidente de aviación debe soportar las continuas infidelidades de su esposa. Es por ello que su madre toma una drástica decisión. El film fue producido por Warner y la dirección estaba a cargo de Berthold Viertel. Si bien éste no pudo terminar el rodaje y fue ayudado en su conclusión final por su amigo William Dieterle, cuya esposa, Charlotte, tenía un papel en la cinta.

4/10
Eine stunde glück

1931 | Eine stunde glück

Comedia musical que supuso el primer título sonoro de su director, William Dieterle (1893-1972), todo un eficaz artesano de la Warner que, emigrado desde Alemania desde los años 30, realizó títulos de gran calidad en toda clases de géneros, como la comedia (El sueño de una noche de verano), la biografía (La tragedia de Louis Pasteur), el cine negro (Soga de arena) y la aventura (La senda de los elefantes). Eine stunde glück cuenta la historia de dos escaparatistas que intentan seducir a una joven vendedora. Como la mayoría de su acción tiene lugar en los grandes almacenes donde trabajan los protagonistas, los decorados y la coreografía de sus bailes alcanzan gran importancia en el relato.

4/10
Ludwig der Zweite, König von Bayern

1930 | Ludwig der Zweite, König von Bayern

Costosa biografía del rey Federico de Wittelsbach, conocido con el apodo de “El rey loco” y “El rey virgen”. Rodada tanto en los auténticos castillos del monarca como en los estudios alemanes de la UFA, sus guionistas estuvieron documentándose durante varios años para alcanzar un enorme grado de verosimilitud en la historia. Hay que recordar que dicho personaje fue muy cinematográfico, puesto que en su etapa como monarca se convirtió en un gran protector de todas las artes, trayendo a su corte al compositor Richard Wagner, al tiempo que mantuvo romances con la emperatriz Sissi y la cortesana Lola Montes. Además, su última etapa la pasó rodeado de jóvenes efebos de origen campesino, a quienes gustaba ver disfrazados con trajes germánicos, por lo que le declararon loco y fue recluido en el castillo de Berg. La película tocaba estos polémicos aspectos de Ludwig, por lo que sufrió demasiados cortes censores. Así, la versión estrenada acabó convirtiéndose en un producto que no dejó demasiado satisfecho a su director.

6/10
Der tanz geht weiter

1930 | Der tanz geht weiter

Versión alemana de la película Those Who Dance, que William Beaudine había dirigido para la Warner. Hay que recordar que, en aquellos años, era habitual realizar versiones de la misma película para diferentes países, en especial para Francia y Alemania. Cuando un hombre inocente es condenado a la silla eléctrica, su hermana pide ayuda a su novio policía. Éste se infiltra en los bajos fondos con tal de averiguar quién es el auténtico asesino. Está dirigida e interpretada por William Dieterle (aunque con su verdadero nombre alemán, Wilhelm), y tuvo excelentes críticas, pues la comparaban con las clásicas cintas de gángsters que se estaban haciendo en esos momentos en Estados Unidos.

6/10
Il vendicatore

1959 | Il vendicatore

Coproducción entre Yugoslavia e Italia basada en una novela de Alexander Pushkin. Su acción tiene lugar en la Rusia de 1831, con el enfrentamiento entre dos terratenientes. Tras la muerte de uno de ellos, su hijo buscará venganza con el rival de su padre. La casualidad hará que se enamore de la hija del hombre que juró matar para devolver el honor a la familia. Rodada en los Estudios Cinecittà y en localizaciones naturales de Belgrado, el largometraje es demasiado denso y dramático. No ayudan tampoco las interpretaciones de John Forsythe y Rosanna Schiaffino.

3/10
Eine stunde glück

1931 | Eine stunde glück

Comedia musical que supuso el primer título sonoro de su director, William Dieterle (1893-1972), todo un eficaz artesano de la Warner que, emigrado desde Alemania desde los años 30, realizó títulos de gran calidad en toda clases de géneros, como la comedia (El sueño de una noche de verano), la biografía (La tragedia de Louis Pasteur), el cine negro (Soga de arena) y la aventura (La senda de los elefantes). Eine stunde glück cuenta la historia de dos escaparatistas que intentan seducir a una joven vendedora. Como la mayoría de su acción tiene lugar en los grandes almacenes donde trabajan los protagonistas, los decorados y la coreografía de sus bailes alcanzan gran importancia en el relato.

4/10
Ludwig der Zweite, König von Bayern

1930 | Ludwig der Zweite, König von Bayern

Costosa biografía del rey Federico de Wittelsbach, conocido con el apodo de “El rey loco” y “El rey virgen”. Rodada tanto en los auténticos castillos del monarca como en los estudios alemanes de la UFA, sus guionistas estuvieron documentándose durante varios años para alcanzar un enorme grado de verosimilitud en la historia. Hay que recordar que dicho personaje fue muy cinematográfico, puesto que en su etapa como monarca se convirtió en un gran protector de todas las artes, trayendo a su corte al compositor Richard Wagner, al tiempo que mantuvo romances con la emperatriz Sissi y la cortesana Lola Montes. Además, su última etapa la pasó rodeado de jóvenes efebos de origen campesino, a quienes gustaba ver disfrazados con trajes germánicos, por lo que le declararon loco y fue recluido en el castillo de Berg. La película tocaba estos polémicos aspectos de Ludwig, por lo que sufrió demasiados cortes censores. Así, la versión estrenada acabó convirtiéndose en un producto que no dejó demasiado satisfecho a su director.

6/10
Der tanz geht weiter

1930 | Der tanz geht weiter

Versión alemana de la película Those Who Dance, que William Beaudine había dirigido para la Warner. Hay que recordar que, en aquellos años, era habitual realizar versiones de la misma película para diferentes países, en especial para Francia y Alemania. Cuando un hombre inocente es condenado a la silla eléctrica, su hermana pide ayuda a su novio policía. Éste se infiltra en los bajos fondos con tal de averiguar quién es el auténtico asesino. Está dirigida e interpretada por William Dieterle (aunque con su verdadero nombre alemán, Wilhelm), y tuvo excelentes críticas, pues la comparaban con las clásicas cintas de gángsters que se estaban haciendo en esos momentos en Estados Unidos.

6/10
Fausto

1926 | Faust - Eine deutsche Volkssage

Durante la Edad Media, Fausto es un alquimista que investiga la transmutación de metales. Para evitar morir durante una plaga, Fausto llega a un acuerdo con Mephisto, que acaba vendiendo su alma a cambio de la eterna juventud. Algún tiempo después, Fausto está aburrido de ser joven, pero se enamora de la bella Gretchen, a la que no conseguirá traer más que desgracias. El gran maestro alemán F.W. Murnau adaptó la famosa obra dialogada de Johann Wolfgang Goethe, a la que enriqueció con elementos de la obra teatral sobre el personaje de Christopher Marlowe, y algunos añadidos procedentes del folclore alemán. Fue una superproducción sin precedentes para la que Murnau dispuso de presupuesto ilimitado, por gentileza de la gigantesca productora UFA. El concienzudo cineasta preparó el proyecto al detalle durante dos años, antes de acometer el rodaje. Para interpretar a Mephisto contó nuevamente con el versátil actor Emil Jannings, que había protagonizado a sus órdenes El último y Tartufo o el hipócrita. También rescató a los decoradores de estas dos últimas películas, Robert Heriith y Walter Röhrig, que se lucen con los espectaculares decorados. Murnau era tan minucioso que hacía repetir una y otra vez las tomas, hasta que conseguía rodar cada toma exactamente cómo la había concebido. Murnau reflexiona sobre los deseos humanos y la fugacidad de los bienes materiales, al tiempo que hace hincapié en la trama romántica, como es habitual en su filmografía. Tras rodar esta cinta, Murnau aceptó un contrato con Fox, y se fue a Hollywood a rodar Amanecer.

8/10
El hombre de las figuras de cera

1924 | Das Wachsfigurenkabinett

El dueño de un museo de cera en una feria ambulante contrata a un poeta para que invente historias en torno a tres figuras de gran éxito de su exposición, para contarlas al gran público: Harun al Raschid, Iván el Terrible y Jack el Destripador. Como se ha fijado en la guapa hija del dueño, encuentra inspiración imaginando que su jefe, la chica y él forman parte de esas historias. Como se ve, el argumento sirve para enhebrar tres episodios diferentes, servidos muy imaginativamente por Paul Leni en su Alemania natal. Cuenta con grandes actores de la época, como Emil Jannings y Conrad Veidt. Además figura como actor el luego cineasta de renombre William Dieterle.

6/10
Eine stunde glück

1931 | Eine stunde glück

Comedia musical que supuso el primer título sonoro de su director, William Dieterle (1893-1972), todo un eficaz artesano de la Warner que, emigrado desde Alemania desde los años 30, realizó títulos de gran calidad en toda clases de géneros, como la comedia (El sueño de una noche de verano), la biografía (La tragedia de Louis Pasteur), el cine negro (Soga de arena) y la aventura (La senda de los elefantes). Eine stunde glück cuenta la historia de dos escaparatistas que intentan seducir a una joven vendedora. Como la mayoría de su acción tiene lugar en los grandes almacenes donde trabajan los protagonistas, los decorados y la coreografía de sus bailes alcanzan gran importancia en el relato.

4/10
Ludwig der Zweite, König von Bayern

1930 | Ludwig der Zweite, König von Bayern

Costosa biografía del rey Federico de Wittelsbach, conocido con el apodo de “El rey loco” y “El rey virgen”. Rodada tanto en los auténticos castillos del monarca como en los estudios alemanes de la UFA, sus guionistas estuvieron documentándose durante varios años para alcanzar un enorme grado de verosimilitud en la historia. Hay que recordar que dicho personaje fue muy cinematográfico, puesto que en su etapa como monarca se convirtió en un gran protector de todas las artes, trayendo a su corte al compositor Richard Wagner, al tiempo que mantuvo romances con la emperatriz Sissi y la cortesana Lola Montes. Además, su última etapa la pasó rodeado de jóvenes efebos de origen campesino, a quienes gustaba ver disfrazados con trajes germánicos, por lo que le declararon loco y fue recluido en el castillo de Berg. La película tocaba estos polémicos aspectos de Ludwig, por lo que sufrió demasiados cortes censores. Así, la versión estrenada acabó convirtiéndose en un producto que no dejó demasiado satisfecho a su director.

6/10

Últimos tráilers y vídeos