IMG-LOGO

Biografía

César Cambeiro

César Cambeiro

César Cambeiro

Filmografía
Vilamor

2012 | Vilamor

Vilamor

El menor de los males

2007 | El menor de los males

Aunque se trata de un profesional poco conocido por el gran público, Antonio Hernández es un director español superior a otros de sus compatriotas, de teóricamente mayor prestigio. Director de una película notable (En la ciudad sin límites), el resto de su filmografía es irregular. Al menos, el cineasta salmantino parece consciente de lo que funciona en la pantalla y lo que no, a diferencia de otros, por lo que logra que sus películas sean cuanto menos correctas, como en el caso de Los Borgia y Lisboa. Nueve años después de esta última, Hernández vuelve al thriller con la misma protagonista, Carmen Maura, que por su trabajo fue nominada al Goya a la mejor actriz. En esta ocasión, Maura interpreta a Julia, una mujer rural de avanzada edad, que vive en el enorme caserón de Galicia que perteneció a sus padres. Un día recibe la visita de Eduardo, su hermano, que se dedica a la política en la gran ciudad, y que viene acompañado de dos agresivos guardaespaldas y una asistenta. Eduardo pretende echar temporalmente a Julia de la casa, para reunirse, según argumenta, con una importante personalidad de su partido. Pero por fin acaba confesando a Julia la verdad. Tiene una nueva amante –por lo visto ha habido más–, a la que pretende recibir allí, para romper con ella antes de que se entere su esposa. Ésta es una chica muy joven que para evitar el despecho presionará a Eduardo con unas fotos porno que le hizo. Se puede decir que en cierta medida Hernández es un autor, con constantes temáticas. Como sus películas antes citadas, ésta también gira en tono a las relaciones conflictivas de los miembros de una familia muy particular. En esta ocasión, describe a dos hermanos muy opuestos, pues Julia es ingenua y de carácter bondadoso, mientras Eduardo es un cínico caradura. Le sacan un gran partido a los hermanos protagonistas tanto Carmen Maura, en un registro muy distinto al habitual, como Roberto Álvarez, ideal como el político sinvergüenza, al que consigue dotar de cierto encanto y desparpajo. Igualmente eficaces son los secundarios, por ejemplo Verónica Echegui, la amante, una lolita muy similar a la Juani de Yo soy la Juani, la película que le dio la fama. El film pretende ser un entretenimiento, con cierto fondo, pues denuncia la corrupción política, la pérdida de valores en la sociedad y el auge del periodismo basura y escandaloso. El personaje de Maura representa el punto de vista del ciudadano medio, confiado y cándido, que apenas vislumbra los asuntos turbios que ocurren a su alrededor, y que asiste a sucesos de lo más escabroso con inexplicable indiferencia. Una pena que esta característica del personaje acabe resultando uno de los principales lastres del film, pues no termina de funcionar que el único personaje agradable con el que el público puede identificarse sea totalmente pasivo. También pesa en cierta medida que el film tarde en arrancar, y que se recree en algunos detalles escabrosos.

5/10
Heroína

2005 | Heroína

Galicia. En los 80 la heroína hacía estragos entre los jóvenes, enganchados, lo que convirtió la vida de numerosas familias en un auténtico infierno. El productor y cineasta Gerardo Herrero (El principio de Arquímedes, El misterio Galíndez), decidió reconstruir los problemas de una de estas madres que descubre que su hijo es drogadicto. Para ello, parte de un guión de Ángeles González Sinde, autora de La buena estrella, que sigue las peripecias de Pilar, sencilla madre de tres hijos en Vigo, de los cuales Fito empieza a cometer delitos para pagarse la droga, hasta terminar ingresando en prisión. Ante las dificultades de comunicación con Fito, la falta de ayudas, y la impunidad de los narcotraficantes, Pilar se une a otros padres en similares circunstancias, para organizar actos de protesta contra los grandes capos de la droga y pedir el respaldo de las autoridades. Como se puede imaginar, el título es un juego de palabras, que hace referencia a la droga y al heroísmo de la protagonista. Aunque son evidentes ciertos saltos narrativos, y a veces resulta reiterativa, se agradece una producción valiente sobre un problema real, en un panorama cinematográfico español lleno de ‘calentitos’ y ‘otros lados de la cama’. Con todos sus defectos, Herrero logra una ambientación creíble de la época y hace gala de una autenticidad cercana al documental. Además, aprovecha las inspiradas interpretaciones de Adriana Ozores y María Bouzas, menos conocida, pero no por ello menos eficaz.

6/10

Últimos tráilers y vídeos