IMG-LOGO

Biografía

Donald E. Westlake

Donald E. Westlake

Donald E. Westlake

Filmografía
Parker

2013 | Parker

Parker es un ladrón sin escrúpulos, quizá la única regla moral por la que se guía es la de la lealtad hacia sus compinches de fechorías. Cuando éstos le traicionan tras el robo de la sustanciosa recaudación de una feria estatal, por no querer sumarse a su nuevo golpe, y le dejan tirado en una cuneta dándole por muerto, no cuentan con que su venganza va a ser de armas tomar. Y en efecto, les va a complicar mucho la vida en el audaz robo de joyas que preparan en Palm Beach. Adaptación de una novela de Donald E. Westlake, servida para la mayor gloria del musculoso Jason Statham, y para mantener viva la maltrecha carrera actoral de Jennifer López. El escritor ha dado pie a películas cuando menos interesantes, con sus novelas o como guionista, véanse A quemarropa, Un diamante al rojo vivo, Los timadores, Two Much, Payback y Arcadia. La que nos ocupa, Parker, no es de las mejores, su ritmo es tremendamente irregular. Ello a pesar de tener tras la cámara a un veterano y competente artesano como Taylor Hackford (Ray, Noches de sol, Oficial y caballero). A pesar del vibrante arranque en la feria, la cosa se desinfla enseguida, y la entrada de juego de la agente inmobiliaria a la que da vida la López no tiene ningún interés. La novia que viene a coser la heridas, o Nick Nolte, el papá de la chica, no personajes sin alma. Y ni siquiera hay un esfuerzo en perfilar un esbozo de plan perfecto de robo de joyas, en tal sentido, la cosa es bastante ramplona. Quedan entonces las peleas, muy, muy salvajes –esa mano de Statham atravesada por un cuchillo, ay, qué repelús–, una violencia seca que tal vez quiere retrotraer a los 70, pero que está servida sin demasiado encanto, si se nos permite usar esta palabra.

3/10
El padrastro

2009 | The Stepfather

La recién divorciada Susan, madre de tres hijos, conoce por casualidad a David en un supermercado. David parece un tipo encantador, atento y sincero, y pronto congenian. En muy poco tiempo, él entra a vivir en la casa de la familia y se hacen preparativos de boda. Sin embargo, cuando al final del curso regresa de su internado el hijo mayor, Michael, pronto muestra su desconfianza por el recién llegado, pues nadie parece saber nada de su pasado. El director Nelson McCormick, que ha dirigido sobre todo episodios de series de televisión, como The Closer o Prison Break, logra un producto de terror apañado, pero no consigue huir de lo convencional. El film sigue los patrones del 'psicópata en casa' al dedillo y es poco original. Además está plagado de lugares comunes, de reacciones o dudas tan tardías que son poco creíbles, por no hablar de las apariciones inesperadas de David, un tipo que surge detrás de los pobres habitantes de la casa sin hacer el menor ruido, como si fuera un fantasma. Con un poco de música tenebrosa, subidas inverosímiles de volumen en el momento preciso o el retumbar de unos cuantos truenos, los sustos para el espectador son casi seguros, pero están tan preparados como las patatas del Burger King. El actor Dylan Walsh (Nip/Tuck: a golpe de bisturí) sabe hacer de tipo siniestro e inquietante y está en su papel, mientras que el joven Penn Badgley (Gossip Girl) tiene bastante gancho y puede fraguarse un buen futuro por delante.

4/10
Arcadia

2005 | Le couperet

Cuando pierde su trabajo por una reestructuración empresarial, Bruno Davert se queda tranquilo: su prestigio en el sector papelero es indiscutible. Pero pasan tres años y no encuentra trabajo, por lo que corre peligro el bienestar familiar. Tras dar vueltas a la cabeza, concluye que puede haber otros ejecutivos del gremio tan valiosos como él, rivales para un apetitoso puesto de trabajo. Así que con frialdad compone un macabro plan: enterarse de quiénes son y asesinarles. A partir de una novela de Donald E. Westlake, el greco-francés Costa-Gavras compone su mejor trabajo desde La caja de música, del 89. Especializado en cine de denuncia, Costa-Gavras critica el moderno mercado laboral, marcado por elementos del capitalismo salvaje, por el afán de éxito a cualquier precio, y por el individualismo. La historia parece exagerada, y contiene buenas dosis de humor negro, pero funciona a modo de parábalo, en gran parte por la impresionante interpretación del parisino de origen español José Garcia.

5/10
Soy un asesino

2004 | Je suis un assassin

El dinero es un motivo para muchas cosas. Un escritor de novelas policíacas asesina a la exmujer de otro escritor a cambio de una gran cantidad de dinero. Así se introduce en el crimen, pensando que puede salir cuando quiera, que solo es un paréntesis entre novelas. Historia de crimen y culpa narrada de una forma singular.  

5/10
¿Qué más puede pasar?

2001 | What's The Worst That Could Happen?

No, no es el anillo único, de cuya destrucción debe encargarse Frodo en El señor de los anillos. Se trata del anillo de la suerte de Kevin, ladrón profesional que es pillado in fraganti en la casa de Max, un multimillonario. Éste, más chulo que un ocho, no sólo consigue la restitución de lo robado, sino que aduce que un anillo que lleva Kevin es también suyo. De modo que se queda con la joya, creyendo quizá aquello del refrán “Quien roba a un ladrón, tiene cien años de perdón”. Pero la cosa no va a quedar así, no señor. Y empieza una guerra sin cuartel entre los dos. Sam Weisman, responsable de ese “tarzán” de pacotilla llamado George de la jungla articula una comedia con algunos momentos hilarantes. Para lograrlo tiene a dos actores auténticos especialistas en comedia: Martin Lawrence (Condenados a fugarse, Dos policías rebeldes) y Danny DeVito (La guerra de los Rose). Asegura el director que “hay una escena en la película (y no voy a decir cuál es) en la que mi risa se oye en la pantalla”. Así que, ¡atentos!

3/10
Payback

1999 | Payback

"Se acabó lo del buen chico", rezaba la publicidad de la película. Cierto. Mel Gibson se cansó de aparentar ser buena persona en sus filmes. Aunque muchas veces ha dado a sus personajes un toque alocado y salvaje (en Arma letal y Mad Max, sin ir más lejos), siempre era, de alguna manera, "el bueno". Pero en Payback es, sin duda, un antihéroe. Guiado por el afán de venganza (contra su socio en un robo: le traicionó y le dio por muerto, y, encima, se acostó con su mujer), su particular sentido de justicia le pide una sola cosa: que le paguen los 70.000 dólares (ni uno más), su parte en el robo que se torció. El film presenta tipos clásicos del cine negro, bien perfilados aun los que tienen poca presencia. La subtrama romántica (matrimonio con final trágico, un toma y daca con una leal amiga, prostituta) está bien definida, con su toque fatalista. Una novedad en la película es la ironía con que se dibujan las perversiones sexuales. El personaje de Resnick (el socio que traicionó a Porter) es aficionado a las prácticas sadomasoquistas, y este extremo se ridiculiza, se convierte en gag; aunque casi se acaba resbalando hasta el morbo, motivo de chanza. Y es que Payback cae a veces en el exceso. Exceso en la violencia (la escena de tortura), en la banda de mafiosos chinos (parecen salidos de un cómic barato), en la "monometa" de Porter (recuperar su dinero).

6/10
Un sutil caso de asesinato

1999 | A Slight Case of Murder

El actor William H. Macy no sólo protagoniza este film, sino que es uno de los responsables del guión. Da vida a un crítico de cine, acusado de haber dado muerte a una mujer que cayó al vacío desde su apartamento. El protagonista recurre a su cultura cinematográfica, concretamente en lo que se refiere a films detectivescos, para resolver el caso. 

5/10
Two Much

1995 | Two Much

Después de ganar el Oscar a la mejor película extranjera en 1994 con Belle epoque, Fernando Trueba estaba en una posición inmejorable para aventurarse a rodar en Estados Unidos. Con el apoyo del productor Andrés Vicente Gómez, ha llevado a cabo su particular sueño americano: una comedia que resista la comparación con los clásicos del género, en particular con su admirado Billy Wilder. Aunque el film, demasiado largo, tenga sus caídas de ritmo, Trueba sale bien parado de su empresa. Art Dodge (Antonio Banderas) dirige una galería de arte sin demasiado éxito. Para vender sus cuadros recurre a la picaresca de acudir a los domicilios de personas recién fallecidas con algún supuesto encargo que deberán asumir sus parientes. En una de esas ocasiones conoce a Betty Kerner (Melanie Griffith), con la que acaba fijando fecha para casarse. Pero de quien realmente se enamora poco después es de su hermana Liz (Daryl Hannah), que le desprecia tomándolo por un patán sin educación. Para atraer a Liz, Art inventa a Bart, un supuesto hermano gemelo, con el que trata de conquistarla. Fernando Trueba y su hermano David se han basado en una novela de Donald Westlake, aunque la adaptan muy libremente, con el fin de obtener una ágil historia de enredo. Y es que los Trueba no han perdido un norte fundamental: la elegancia y el ingenio dentro de lo disparatado, que es lo que distingue las buenas películas del género de las chuscas incursiones que caen en el olvido. Hay en el film numerosas referencias a directores como el citado Wilder, Howard Hawks, Peter Bogdanovich o Blake Edwards a la hora de concebir secuencias, elaborar un humor de buena ley —dentro de una general amoralidad en clave de humor, hay un par de situaciones groseras—, dibujar personajes secundarios, o jugar con el clásico elemento de la confusión de personalidades. La película es divertida. Tiene un arranque excelente en el velatorio, y aunque a veces la acción se ralentice, mantiene un buen ritmo narrativo. Chispas de genialidad surgen cuando Art atiende simultáneamente a ambas hermanas, o cuando en la boda simula hablar con su hermano. Antonio Banderas se constituye en motor principal de la historia; aunque, justo es reconocerlo, tiene un papel maravilloso para lograrlo. Todos los demás intérpretes cumplen muy bien con su cometido, sobre todo Joan Cusack que, en su pequeño papel de secretaria de Art, saca adelante algunos de los momentos más hilarantes de la película.

6/10
The Outfit

1973 | The Outfit

Macklin es un ladrón y ex convicto que, tras salir de la cárcel, decide vengar la muerte de su hermano a manos de unos hombres que parecen trabajar para una siniestra sociedad. Junto a su hermano, Macklin había robado un banco, pero ignoraban que era propiedad de esa organización mafiosa. Interesante incursión en el mundo criminal del hampa, con un justiciero y más que competente Robert Duvall (Open Range). Dirige con eficiencia John Flynn (El expreso de Corea).

6/10
El reparto

1968 | The Split

Un criminal recluta a varios especialistas para llevar a cabo un gran golpe que lleva planeando desde hace tiempo. El objetivo está claro: robar el botín conseguido con la venta de todas las entradas de fútbol de un famoso estadio de Los Ángeles. El problema comienza con el reparto del premio. Regular retrato sobre la avaricia humana. La película trata con un tono dramático un tema muchas veces tocado en el cine: el poder del dinero y su capacidad de romper relaciones, tanto en gente inocente como en culpables. En el reparto encontramos a actores como Jim Brown, Diahann Carroll y Gene Hackman.

5/10
A quemarropa

1967 | Point Blank

Walker es traicionado por su mejor amigo, Reese, después de dar un golpe de muchos miles de dólares perpetrado mientras se lleva a cabo una transacción mafiosa en la deshabitada isla de Alcatraz. Además, después de ser dado por muerto, el traidor se va con Lynne, la esposa de Walker. Pero éste no ha muerto y con decidida furia buscará vengarse de su agresor para recuperar los 93.000 dólares que le debe. Contará con la ayuda de su bella cuñada, Chris (Angie Dickinson). Sin embargo, tras el dinero birlado opera una importante organización... Magnífico thriller con buen ritmo que mantiene la atención del espectador desde el principio. Dirige John Boorman (Excalibur, Más allá de Rangún) y está protagonizado por Lee Marvin (Los profesionales, Doce del patíbulo) en uno de sus mejores papeles.

6/10
Un millón en un cadáver

1967 | The Busy Body

George Norton es un tipo torpe que trabaja para un importante jefe de la mafia. Descubre un gran robo y acaba envuelto en el asesinato del encargado de guardar el dinero robado. El guardián muere antes de que le pueda decir a Norton quién lo ha asesinado. El capo comienza a sospechar de Norton, quien tendrá que buscar entonces al auténtico asesino y ladrón. Película basada en la novela de Donald E. Westlake, cuya obra ya ha pasado por el cine en otras ocasiones como en la cinta de Mel Gibson Payback.

5/10
Origen USA

1966 | Made in U.S.A

Paula prepara emocionada una visita a su novio. Nada hace presagiar que su viaje finalizará con un fatal descubrimiento: el cadáver de su amado. Numerosas personas comienzan a mostrar interés por ella y Paula poco a poco descubre que su novio era un hombre lleno de secretos que le han podido costar la vida. La película está inspirada en una novela de Donald E. Westlake. Curiosamente, este escritor es el responsable también de "Two Much", novela que años después llevaría al cine Fernando Trueba.

4/10
El padrastro

2009 | The Stepfather

La recién divorciada Susan, madre de tres hijos, conoce por casualidad a David en un supermercado. David parece un tipo encantador, atento y sincero, y pronto congenian. En muy poco tiempo, él entra a vivir en la casa de la familia y se hacen preparativos de boda. Sin embargo, cuando al final del curso regresa de su internado el hijo mayor, Michael, pronto muestra su desconfianza por el recién llegado, pues nadie parece saber nada de su pasado. El director Nelson McCormick, que ha dirigido sobre todo episodios de series de televisión, como The Closer o Prison Break, logra un producto de terror apañado, pero no consigue huir de lo convencional. El film sigue los patrones del 'psicópata en casa' al dedillo y es poco original. Además está plagado de lugares comunes, de reacciones o dudas tan tardías que son poco creíbles, por no hablar de las apariciones inesperadas de David, un tipo que surge detrás de los pobres habitantes de la casa sin hacer el menor ruido, como si fuera un fantasma. Con un poco de música tenebrosa, subidas inverosímiles de volumen en el momento preciso o el retumbar de unos cuantos truenos, los sustos para el espectador son casi seguros, pero están tan preparados como las patatas del Burger King. El actor Dylan Walsh (Nip/Tuck: a golpe de bisturí) sabe hacer de tipo siniestro e inquietante y está en su papel, mientras que el joven Penn Badgley (Gossip Girl) tiene bastante gancho y puede fraguarse un buen futuro por delante.

4/10
Mr. Ripley: El regreso

2005 | Ripley Under Ground

El éxito pictórico de Derwatt es puesto en entredicho por un coleccionista. Sólo hay una manera de saber si la obra que tiene es o no una falsificación: que aparezca el artista para probarlo. La cuestión es que Derwatt está muerto y Ripley lleva un tiempo haciéndose pasar por él. Nueva adaptación de una novela de Patricia Highsmith, la creadora de Ripley que es un oscuro personaje con la extraña costumbre de suplantar a los muertos, siendo él el responsable de muchos de estos fallecimientos.

4/10
Los timadores

1990 | The Grifters

Un timador de poca monta que ha crecido en la calle recibe una tremenda paliza en un bar. Su madre le salva de una muerte segura. Se trata de una mujer muy posesiva que se entromete en la relación de su hijo con su novia. Precisamente será esta joven la que les proponga trabajar en equipo en una serie de golpes cada vez más ambiciosos. El realizador británico Stephen Frears es capaz de adentrarse en todos los géneros. Así lo ha demostrado con dramas como Las amistades peligrosas o comedias como Héroe por accidente. En esta ocasión probó con éxito con el thriller en un filme, producido por Martin Scorsese, que contó con un reparto de excepción. La trama se basa en la novela homónima del gran Jim Thompson.

6/10
El padrastro II

1989 | Stepfather II

Cuando Jerry Blake, “el padrastro”, logra escapar del manicomio donde se encontraba encerrado, buscará una nueva familia a la que pertenecer. En esta ocasión personificará a un consejero matrimonial y se las arreglará para enamorar a una joven paciente y su hijo. Secuela de la película El padrastro, cuenta con el regreso de Terry O`Quinn (Perdidos) como Jerry Blake, un hombre con un extraño trastorno que le empuja a crear diferentes personalidades para así enamorar a mujeres divorciadas o viudas.

4/10
El padrastro (1987)

1987 | The Stepfather

Stephanie sospecha que su padrastro, recien casado con su madre, mató a su verdadero padre. Violenta producción de terror de serie B, que en su momento tuvo dos secuelas, del especialista Joseph Ruben (El buen hijo).

4/10

Últimos tráilers y vídeos