IMG-LOGO

Biografía

Laurie Metcalf

Laurie Metcalf

65 años

Laurie Metcalf

Nació el 16 de Junio de 1955 en Carbondale, Illinois, EE.UU.

Premios: 0 Oscar (más 1 nominaciones)

Oscar
2018

Nominado a 1 premio

Filmografía
Lady Bird

2017 | Lady Bird

Una película agridulcemente nostálgica, sobre la época de instituto y el ingreso en la mayoría de edad, escrita y dirigida por Greta Gerwig. Presenta algunos evidentes rasgos autobiográficos, la cineasta nació en Sacramento, su madre era enfermera, y creció en un singular ambiente religioso antes de su mudanza a Nueva York, entre otras cosas que comparte con la protagonista, Christine McPherson, que se ha autobautizado como “Lady Bird”. Lady Bird tiene 17 años –los mismos que la protagonista de Al filo de los diecisiete, un film cortado por patrón parecido al que nos ocupa–, es su último año escolar. Su sueño sería estudiar en una de las universidades de postín de Nueva York, pero la humilde condición familiar –su madre, enfermera, se desloma trabajando, su padre está en paro, ella asegura que “nací en el lado equivocado de la vía” en Sacramento– apunta a una universidad local como su destino más probable. Esto la enerva, porque ella es inteligente, independiente e inconformista. Estudia en un colegio católico, y todo lo cuestiona, frecuentemente los profesores, también monjas y curas, deben llamarle la atención. Tiene una muy buena amiga, Julie, aunque intenta entrar en el círculo de una compañera cool de alcurnia, Jenna. A esto se suman las primeras experiencias románticas, en que los chicos pueden decepcionar por su insinceridad, ya sea porque ocultan su inclinación sexual, o por una pedantería donde se ausenta el amor. Herwig articula una película en línea con el cine “indie”, fresca, y que evita casi siempre los simplismos. Atrapa los sentimientos de lo que es una etapa siempre problemática, la adolescencia, pero abre el lienzo de Lady Bird, mostrando además muy bien problemas de los adultos, incluidas la necesidad para una madre de inculcar disciplina, aunque aquello no caiga simpático, las depresiones y frustraciones que afectan a los mayores, pero donde también hay espacio para el buen humor o las salidas inesperadas de quien cabía esperar como mínimo una regañina; observar y asimiliar la realidad que le rodea contribuirá positivamente a que la protagonista madure, y también las personas de su entorno crecerán con ella. Especialmente importante en la narración es la relación madre-hija, creíble y conmovedora. La cineasta mira con añoranza y cariño el ambiente del colegio católico, pero, al estilo de la irlandesa Sing Street, se nota que es una mirada algo externa, desde fuera, Herwig no ha interiorizado del todo las convicciones que sostienen la institución donde estudia la protagonista, aunque percibe su fuerte atractivo. Y algo queda, ella ha declarado, por ejemplo, que una historia como las negaciones de Pedro, el perdón del Señor y la contrapartida de su triple confesión de fe tras la resurrección siempre le ha acompañado. Sea como fuere, en el film incide en algunas buenas vibraciones, experiencias positivas, como la de la monja que sabe aceptar una broma  –la octogenaria Lois Smith–, o la del sacerdote que muestra su fragilidad, todos somos humanos, gozamos pero también sufrimos; también, en otro orden, pequeñas gamberradas inocentes, como darse un festín con las formas sin consagrar para la misa; o el rifirrafe con una señora que viene a dar una charla sobre el aborto. Por eso, también en lo relativo a las relaciones sentimentales, la mirada es algo chata, se muestran esas experiencias precoces como algo poco menos que inevitable, lo que, como mínimo, resulta cuestionable. Saoirse Ronan demuestra una vez más ser una grandísimas actriz, da el pego como colegiala, aunque tiene ya 23 años. Todos los secundarios están muy bien, es Lady Bird una de esas películas en que se mima a los personajes, no los hay pequeños; pero puestos a destacar a algunos actores, nos quedamos con Laurie Metcalf, la madre, y Stephen Henderson, el cura que lleva la actividad de teatro. Pero, insisto, todo el reparto es maravilloso.

8/10
Getting On

2013 | Getting On | Serie TV

El día a día de una planta geriátrica. Esta versión de una serie original de la BBC se compone de episodios que no llegan a la media hora, donde se presentan los últimos días de unos pacientes seniles, y las actitudes de sus cuidadores –médicos, enfermeras, resto del personal...–, que se han acostumbrado a una cierta rutina, que vuelve patéticas las situaciones terminales, resulta difícil saber si debemos reír o llorar. El resultado es un tanto desigual, falta un punto de emoción, al optar por una contenida humorada negra, y por un espectro de caracteres que va desde el histerismo de la directora interina, a la eficiencia de una auxiliar, pasando por el estupor de una recién llegada, que vive su primer día en el hospital un 4 de julio. Y si bien puede haber divertidos gags –la paciente que habla en una lengua oriental–, la gracia de otras cuestiones –las heces depositadas en un sillón– resulta disponible. De todos modos hay que reconocer la habilidad del desenlace del primer episodio, en que a una anciana le comunican que su hermana ha muerto; pero deja un regusto amargo la sarta de mentiras piadosas a la hora de explicarle cómo ocurrió.

5/10
The Big Bang Theory (5ª temporada)

2012 | The Big Bang Theory | Serie TV

Una pelea entre Sheldon y Penny, provoca que Amy se quede en el medio, mientras que Leonard intenta revivir su relación de larga distancia vía Skipe con Priya, la hermana de Raj; aunque claro, en el fondo sigue sintiendo algo por Penny. Nueva tanda de episodios de la hilarante telecomedia. Como ocurría con Friends, de la que vendría a ser su versión friqui o nerd, la evolución de los personajes va sobre todo en las relaciones que empiezan y terminan, mientras que el resto son gags, muchos basados en frases de doble sentido de contenido sexual, otros en torno a las manías y "fricadas" de unos y otros, ya sea por la pasión por los cómics, Star Wars y Star Trek de los chicos, por los sueños poco realistas de actriz de Penny -su gran éxito hasta el momento es haber rodado un spot televisivo para un medicamento contra las hemorroides-, por el noviazgo de Bernadette y Howard, éste todavía en casa de mamá, etcétera.

6/10
The Big Bang Theory (4ª temporada)

2011 | Big Bang (Season 4) | Serie TV

Sheldon tiene una cita con Amy Farrah Fowler, una chica con la que curiosamente tiene mucho en común. Mientras Wolowitz ha construido un brazo robótico. El personaje de la hermana de Raj, Priya, interpretado por la actriz Aarti Mann, pasa de secundario a regular. Y Mayim Bialik interpreta al personaje más refrescante, Amy Farrah Fowler, que en principio parece una versión femenina de Sheldon (extremadamente inteligente e inadaptada) pero que acaba teniendo su personalidad propia.

6/10
The Big Bang Theory (3ª temporada)

2009 | Big Bang (Season 3) | Serie TV

Leonard y Sheldon, compañeros de piso y físicos, prosiguen con sus aventuras durante los 23 capítulos de la tercera temporada de esta exitosa 'sitcom'. Volvemos a ver sus problemas con las chicas y sus cabezas friquis, dispuestas a sacar a colación citas científicas, o culturetas de películas, cómics, videojuegos, etc. La trama de los capítulos se centra esta vez en la nueva vida romántica del cerebrito Leonard y de la pizpireta Penny. Mientras tanto, cierra el círculo Sheldon, quien añora los tiempos de antes. Entretenimiento y risas aseguradas.

6/10
Ausente

2008 | Stop-Loss

Las guerras siempre traen detractores y en esa faceta el cine es uno de los altavoces más potentes. Tanto que casi se puede hablar de un subgénero de películas denominadas "antibélicas". Si antes fueron la II Guerra Mundial (Johnny cogió su fusil) y Vietnam (Apocalypse Now), tras las Guerras del Golfo e Irak han sugido un buen puñado de películas norteamericanas que reiteran en sus historias el sinsentido de la guerra y las graves secuelas que provocan. En ese marco se puede incluir también este film, junto a Jarhead, En el valle de Elah o Harsh Times. Ausente (torpe traslación en español de "Stop-Loss") narra la historia de tres grandes amigos –Brandon, Steve y Tommy– que regresan a su pueblo tras prestar servicio en el ejército durante la Guerra de Irak. En la pequeña localidad tejana son recibidos y condecorados como héroes, pero al poco tiempo los daños anímicos ocasionados en la guerra comienzan a florecer: pesadillas, ataques de ira, borracheras, desconciertos afectivos, etc. El grueso del horror tiene que ver con una avanzadilla comandada por Brandon, que hicieron en las calles de Irak, y que resultó ser una emboscada en la que murieron varios hombres. De vuelta en Texas, Tommy da muestras de ser quien más ha acusado el golpe, pues su mejor amigo murió allí. Por su parte, Steve se ha vuelto violento y su novia está desconcertada. Brandon parece el más equilibrado de los tres, pero cuando recibe la notificación de que el gobierno le obliga a volver a la guerra haciendo uso del denominado programa "Stop-Loss" hará todo lo posible por evitarlo. Estamos ante una drama intenso, con momentos de acción bélica muy contados, centrado sobre todo en la idea de que la guerra no se acaba cuando uno regresa a casa. El horror, el miedo, los recuerdos y sentimiento de culpa pueden hacerse insoportables para los ex combatientes. Y eso sin contar el número de hombres mutilados y enfermos de por vida, que el film se recrea en mostrar en un claro alegato antibélico. La directora Kimberly Peirce ya sabe lo que es enfrentarse a un dramón tras su debut en Boys Don't Cry, y aquí demuestra un sólido oficio para dirigir a los actores, y además aporta un buen sentido del ritmo visual cuando la historia se lo permite. Porque, decididamente, lo que le falla al film es el guión: tras el planteamiento, que tarda en llegar, la trama avanza torpe e insuficientemente, con demasiada monotonía, hasta el esperado y sencillo desenlace. En este sentido, la película es poco más que mostrar el lamentable estado emocional de tres jóvenes ex militares. Destaca el trabajo de Ryan Phillippe, experto en interiorizar dilemas y sufrimientos morales, como ya hizo en filmes como Crash o Banderas de nuestros padres.

5/10
Lo dice Georgia

2007 | Georgia Rule

Lily está desesperada por la actitud de su hija adolescente, que bebe, grita y no respeta a nadie. Cuando ésta destroza el coche, decide llevársela a Idaho, a la granja de Georgia, su madre. Ésta es una viejecilla afable, pero exige que cualquiera que viva en su casa respete unas  reglas, basadas en el respeto a Dios y al trabajo. Rachel pasará el verano con su abuela, al principio a regañadientes.Garry Marshall, director de Pretty Woman, firma esta comedia dramática sobre las relaciones familiares y la redención. Une a la veterana Jane Fonda, con Felicity Huffman (Mujeres desesperadas) y Lindsay Lohan (Tú a Boston y yo a California).

4/10
Mujeres desesperadas (3ª temporada)

2006 | Desperate Housewives | Serie TV

Susan acude al hospital a ver a Mike, que fue atropellado por Orson. En el hospital, Susan hace amistad con un millonario que tiene a su esposa en coma, como Mike. Inmejorable tercera tanda, con giros inesperados, momentos cómicos y amargos, y más de una boda. Algunos episodios son muy redondos, como el de la esposa engañada que toma el supermercado a punta de pistola, o aquel en el que Lynnette sospecha que su vecino es un pederasta.

6/10
Bulworth

1998 | Bulworth

El senador demócrata Jay Bulworth está en campaña para su reelección. Aunque en los spots y con el público es todo sonrisas, y junto a su mujer vende la imagen de un matrimonio unido, no es feliz. En absoluto. Su vida personal es un desastre y sus ideales políticos -si alguna vez los tuvo- se han prostituido. La situación ha llegado al extremo de contratar a un asesino profesional, que debe matarle durante el fin de semana. En el escaso tiempo que le queda, conoce a alguien que le muestra afecto; a la vez, se aficiona al sano ejercicio de decir, a sus posibles votantes, lo que de verdad piensa sobre el 'circo político'. Así que recupera su apego por la vida. Pero detener ahora al asesino no es tan sencillo.Warren Beatty, actor, guionista, director y productor, orquesta una durísima crítica a la clase política. Sus simpatías por la izquierda no son desconocidas -recuérdese su film Rojos-, pero en esta ocasión sacude con contundencia a la corrupción, que campa a sus anchas en todo el espectro político; no sólo entre los republicanos (no les concede, siquiera, el beneficio de la duda), sino (lo que es más grave para él) entre unos demócratas que creen tener asegurado, para siempre, el voto de las clases desfavorecidas. Lo hace con una fábula política que no pretende ser creíble al cien por cine sino, simplemente, provocar la reflexión. El film se alinea con títulos como El candidato o Cortina de humo para hablar de unos políticos cada vez más alejados de los problemas de la gente, para los que su trabajo es negocio y poco más.El guión es sólido, la película avanza por cauces bien determinados. Hay un humor corrosivo, eficaz en sus propósitos. Lo que se ve (fotografía de Vittorio Storaro, dirección artística de Dean Tavoularis) y se oye (partitura de Ennio Morricone) refuerza la historia. Los actores están bien con secundarios como Oliver Platt y la entonces desconocida Halle Berry.Sin embargo, la crítica que se pretende pierde algo de fuerza por los caminos de 'libertad' en los que se introduce el senador tras una noche de juerga. En la aventura sentimental de Bulworth subyace el deseo de encontrar el amor de una mujer y de una familia; pero su óptica confusa confía poco en la posibilidad de establecer vínculos duraderos. Lastra la historia el empeño de Beatty por imaginar que Bulworth suelta verdades como puños a ritmo de 'rap': música sin duda con adeptos, pero que no parece herramienta idónea para este film.

6/10
Scream 2

1997 | Scream 2

Era inevitable una segunda parte de Scream. La buena noticia es el brillante resultado. El film se inicia con la sesión de estreno de una película basada en los sucesos que se relataban en Scream: la mayor parte de los espectadores contempla el film con la famosa máscara del asesino, que se regala a la entrada del cine. A mitad de proyección, en medio de los alaridos del público, se produce un horroroso crimen. Con este brillante comienzo Wes Craven y su guionista, el archifamoso Kevin Williamson, retoman las andanzas de la joven Sidney, el policía Dewey y la periodista Gale. Y consiguen combinar sustos continuos con un tono autoparódico, que arranca las risas del espectador. La película sirvió de plataforma de lanzamiento a Neve Campbell (Tango para tres, 54, Juegos salvajes).

5/10
Un timador con alas

1996 | Dear God

Un timador de poca monta es juzgado y recibe una oportunidad curiosa de enmendarse: deberá trabajar en el departamento de correos. Allí se dedicará a responder las cartas que los ciudadanos dirigen a Dios. Tras su éxito en Mejor... imposible, el entonces semidesconocido Greg Kinnear fue el elegido por Garry Marshall (Pretty Woman) para protagonizar esta original y bondadosa comedia que quiere imitar el estilo del gran Frank Capra. El tiro no le sale muy ajustado al centro, pero más o menos da en la diana.

4/10
Sola en la penumbra

1994 | Blink

Variación del clásico thriller con chica ciega. En este caso la novedad la aporta el hecho de que la protagonista, tras someterse a una operación, recupera parcialmente la vista. Ello le permite ser testigo de un asesinato; pero debido a un curioso fenómeno, no será capaz de recordar el suceso que vio hasta pasado un tiempo. Durante la investigación del caso mantendrá una relación amorosa con el detective que la lleva a cabo. El film está dirigido por el casi siempre eficaz Michael Apted, que en este caso queda un poco por debajo de sus posibilidades. Hay algo de rutinario en esta película, tiene un aire demasiado palpable de “dejà vu”, concesiones efectistas y eróticas incluidas.

2/10
Una mujer peligrosa

1993 | A Dangerous Woman

Martha (Debra Winger) es una joven extraña, algo retrasada, que vive con su tía Frances (Barbara Hershey). En sus vidas comienzan a acumularse acontecimientos. Martha es despedida de la tintorería donde trabaja. Frances participa en la campaña electoral de Steve, un político local del que es amante. Colin, un forastero, se ofrece a reparar el porche de la casa de Frances, destrozado por la engañada esposa de Steve. Stephen Gyllenhaal (El país del agua) consigue dar unidad al guión de su esposa Naomi Foner (Un lugar en ninguna parte). Pero la historia está tan traída por los pelos, el director la conduce con tal exasperante lentitud, es a veces tan descarnada... Resulta curioso que Kathleen Kennedy, productora habitual de Spielberg, se haya involucrado en el proyecto, poco comparable a otros en los que ha participado. Sin duda que lo más atractivo es el personaje central, muy bien interpretado por Debra Winger. A pesar de que Martha es brusca, destacan su sinceridad, su amor a la verdad y a la justicia, su lealtad. Ello puede verse en el suceso que desencadena su despido: no puede dejar de decir a un cliente que su chaqueta no ha sido lavada en seco, aunque eso suponga enfrentarse con su jefe. Precisamente esa inocencia algo inconsciente es la que atrae irresistiblemente a Colin. Pero dará lugar también a trágicos sucesos.

4/10
Gente de Sunset Boulevard

1992 | Mistress

Sátira del mundo del cine, y más concretamente sobre Hollywood, aunque sin llegar a los extremos cínicos de El juego de Hollywood de Robert Altman. Sigue a un director de cine venido a menos, al que un productor venido a menos, propone rodar un guión del primero que duerme en algún cajón, y que se supone tiene una calidad comparable al cine de Jean Renoir. Lo malo es que los inversores del proyecto se empeñan en que sus novias y amantes tengan algún papel en la película. Robert De Niro produce esta cinta de Barry Primus, perteneciente a ese subgénero de 'cine dentro del cine', que otra llaman narcisismo o 'mirarse al ombligo'. La idea es mostrar con humor la triste condición humana, en el contexto de una declaración de amor al Séptimo Arte.

5/10
JFK

1991 | JFK

Basada en la investigación del fiscal del distrito de Nueva Orleans, esta película pone en tela de juicio las conclusiones a las que llegó la Comisión Warren sobre el asesinato del presidente de los Estados Unidos John F. Kennedy. Frente a la tesis defendida por la Comisión de que el magnicidio fue realizado por un solo hombre (Lee Oswald), el fiscal Jim Garrison defiende la existencia de una conspiración que implica a altos miembros del Gobierno y de la CIA y a un grupo de guerrilleros anticastristas Oliver Stone, director caracterizado por comprometerse políticamente en sus películas, consigue mantener un ágil ritmo narrativo, a la vez que nos proporciona una información exhaustiva y documentada sobre los hechos acaecidos en Dallas. Testimonios contradictorios, muertes oportunas y repentinas, ocultación de pruebas, terminan por hacernos dudar de la versión oficial. En el film, galardonado con 2 Oscars, Stone contó con un amplio reparto de estrellas, tanto en papeles principales como secundarios, lo que contribuye a enriquecer la película. Sólidas actuaciones de Kevin Bacon, Tommy Lee Jones, Gary Oldman y Donald Sutherland. La música es del sensacional John Williams.

7/10
Asuntos sucios

1990 | Internal Affairs

Dennis Peck (Richard Gere) es un policía con mucho carácter y una tremenda personalidad. Es admirado por todos sus compañeros, aunque él se muestra reacio a compartir sus asuntos. Es independiente y se las arregla por sí solo. Raymond Avila (Andy García) es un oficial que acaba de llegar a la división de Asuntos Internos. Raymond es honesto y confía en la justicia. Sus problemas con Peck surgen cuando descubre que éste tiene organizada una red de estafa, crimen, corrupción y blanqueo de dinero. Peck no tiene ningún escrúpulo, y pasaría por encima de quien fuera para salvar el pellejo. Raymond debe enfrentarse a él, pero todo se complica cuando el caso se convierte en algo personal, al enterarse de que Peck ha seducido a su esposa. Emocionante y oscuro thriller con buenas dosis de seducción y violencia. El prestigioso director Mike Figgis (Leaving Las Vegas, 1996) cuenta de forma contundente esta historia llena de intriga, crimen y comportamientos insanos. La tensión y el suspense están asegurados hasta el final.

6/10
De repente, un extraño

1990 | Pacific Heights

Para hacer frente al gasto de la hipoteca de su nuevo caserón, Drake y Patty deciden alquilar los apartamentos del primer piso. John Schlesinger rueda con mucho oficio este intenso thriller, con Michael Keaton como sospechoso e inquietante inquilino. El film comienza de modo pausado, pero el ritmo y la tensión van acrecentándose con el paso de los minutos hasta el eficaz y angustiante final.

6/10
Solos con nuestro tío

1989 | Uncle Buck

Bob y Cindy deben salir inmediatamente de viaje por un suceso inesperado. Son vísperas de Navidad, y no encuentran a nadie para que cuide de sus tres hijos, así que, como último recurso, recurren a la ayuda del tío Buck, un soltero que roza los cuarenta, al que hace tiempo que no ven; simpático y bonachón, pero tan irresponsable que no es capaz de mantener ningún empleo. A los chavales les esperan unos días que nunca olvidarán, en especial, a la adolescente Tia, que está enfadada con el mundo y sale con un 'pintas' con dos dedos de frente. Comedia de John Hughes, guionista de Milagro en la ciudad o El peque se va de marcha, y protagonizada por John Candy. La cinta tiene momentos verdaderamente hilarantes, y Macaulay Culkin, en uno de sus primeros papeles, intervendría en la célebre Solo en casa, justo al año siguiente.

4/10
Roseanne

1988 | Roseanne | Serie TV

Popular serie compuesta por nueve temporadas que supuso la respuesta a tanta familia ideal que había en las comedias de situación norteamericanas. En un mundo televisivo donde todo era perfecto y ejemplar, la familia de Roseanne tenía mucho que decir. Los Connor son una familia que lidia con problemas varios como los de carácter económico. Ninguno tiene un físico espectacular y de entrada no parecen ser la familia que más amor se tiene en el mundo. Pero si algo son los Connor, es muy divertidos.

5/10
Un señorito en Nueva York

1988 | Stars and Bars

Un inglés experto en arte inicia un viaje por Norteamérica para encontrar una obra de Renoir. En su búsqueda nada saldrá como estaba previsto pues en su camino se cruzará con los personajes más variopintos. La película merece la pena simplemente por el hecho de ver al gran Daniel Day-Lewis en un papel cómico, un género que brilla por su ausencia en su filmografía.

4/10
Fabricando al hombre perfecto

1987 | Making Mr. Right

Un peculiar científico que vive casi sin tener contacto con ningún ser humano, ha diseñado a Ulysses, un robot que debe cumplir una misión espacial. El científico, que ha creado la máquina a su imagen y semejanza, ha decidido contratar a una experta en imagen para que le enseñe al robot todo sobre el comportamiento humano. La máquina aprende con rapidez hasta que consigue experimentar las sensaciones humanas más profundas. John Malkovich muestra su faceta más cómica -no muy habitual en él- en esta historia de amor que tiene mucho de Pinocho y de Frankenstein.

4/10
Buscando a Susan desesperadamente

1985 | Desperately Seeking Susan

Roberta Glass es una joven y anodina ama de casa, que tiene problemas en su relación con su marido, vendedor de sanitarios y bañeras que no le hace ningún caso. Leyendo su sección favorita del periódico, la de anuncios personales, encuentra un misterioso mensaje de alguien que 'busca a Susan desesperadamente'. La tal Susan es una mujer que vive a su aire, y cambia de localización continuamente. Ahora su vida corre peligro, pues el último hombre con quien estuvo ha sido arrojado por la ventana, y la mafia la busca también. Acudiendo al lugar mencionado para una de las citas de Susan, Roberta se da un golpe en la cabeza, y queda amnésica. Dez, que había acudido al encuentro por petición de su amigo Jim, no conoce a Susan personalmente, y toma a Roberta por ella. A partir de aquí la madeja del equívoco se va complicando más y más. Consagrada como reina del pop, Madonna ––que el mismo año aparecía en el film Un cierto sacrificio, y realizaba un cameo en Loco por ti– se lanzó a la conquista de las taquillas de cine con esta comedia ligera, dirigida por la especialista en el género Susan Seidelman (Fabricando al hombre perfecto). El film carece de pretensiones, pero se orquesta un enredo ingenioso con momentos divertidos por diversos equívocos en torno a la identidad de los personajes, y es muy superior a las películas posteriores de Madonna de los 80 destinadas al público joven: Shanghai Surprise, ¿Quién es esa chica? y Noches de Broadway. Rosanna Arquette compone bien a a mujer anodina que comienza a sentirse como pez en el agua moviéndose en ambientes marginales. La película sabe sacar partido a muchas localizaciones de Nueva York.

6/10

Últimos tráilers y vídeos