IMG-LOGO

Biografía

Marc Chouarain

Marc Chouarain

Marc Chouarain

Filmografía
Dios mío, ¿pero qué te hemos hecho… ahora?

2019 | Qu'est-ce qu'on a encore fait au bon Dieu?

El matrimonio chapado a la antigua formado por Claude y Marie Verneuil ha acabado acostumbrándose a la idea de que sus cuatro hijas se hayan casado con maridos de diferentes etnias, el árabe Rachid, el judío David, el chino Chao y el africano Charles. Ahora que Claude se jubila, los Verneuil se ven viviendo su vejez feliz, en compañía de sus nietos. Pero reciben otra noticia inesperada por parte de las chicas, que amenaza con arruinar su felicidad, por lo que pondrán en marcha un ingenioso plan para evitar la tragedia. Se agradece que el realizador Philippe de Chauveron recupere a los personajes de Dios mío, ¿pero qué te hemos hecho?, pues esta divertida comedia tuvo una buena acogida, y no sólo en Francia, ya que presentaba una realidad fácilmente reconocible en otros países, entre ellos España. Sigue teniendo gracia Christian Clavier en el papel protagonista, el conservador Claude, pero también los diversos secundarios, especialmente sus yernos, Frédéric Chau (Chao), Noom Diawara (Charles), Ary Abittan (David) y Medi Sadoun (Rachid) –que siguen debatiendo sin reparar en la corrección política espinosos temas, como la tensión entre Israel y Palestina–, y especialmente Pascal N’Zonzi, el irritable consuegro negro André Koffi, a quien esta vez se le saca todavía más tajada. No faltan los pasajes inspirados, como lo relativo al jardinero musulmán de quien Claude sospecha que se trata de un talibán. En su defensa a ultranza, con tono amable y ligero, de la diversidad, esta vez se ha incluido la temática gay, llamando a aceptar el matrimonio entre personas del mismo sexo, cuando la hija de André pretende casarse con otra mujer. También realiza una apología de las costumbres y la gastronomía gala, a veces con referencias que difícilmente se entenderán fuera de allí, como la alusión a una frase del general De Gaulle. Y sobre todo, se ha perdido esta vez el factor sorpresa de la primera entrega. No obstante, es de grato visionado.

5/10
Galveston

2018 | Galveston

Nueva Orleans. Roy trabaja haciendo el trabajo sucio de un mafioso local. Será enviado a hacer un trabajito nocturno en casa de un abogado, pero en realidad es un trampa ideada por su jefe. Salvará la vida por los pelos y en la casa encontrará a Rocky, una joven desvalida que simplemente estaba en ese momento en el lugar equivocado. Huirán juntos de aquel lugar y marcharán hacia el oeste, hasta hacer escala en un motel de Galveston. Sólida adaptación de la novela homónima de Nic Pizzolatto, autor texano cuyo reconocido prestigio viene unido al éxito de True Detective, serie noir creada por él. Sorprendentemente no se pone detrás de las cámaras ningún aguerrido cineasta de filmografía violenta, sino alguien a quien a priori no se le relacionaría con este tipo de cine: las actriz francesa Mélanie Laurent. La protagonista de El concierto firma así la autoría de su cuarto largometraje, el primero de ellos con producción estadounidense. El resultado es notable al trasladar a imágenes el atormentado mundo de Pizzolatto, un autor que no es precisamente la alegría de la huerta y que se ha encargado también de escribir el guión. Sin apenas personajes secundarios, la película se centra en la pareja formada por Roy y Rocky. Asistimos a sus conversaciones, discusiones y decisiones apresuradas. Ocurren pocas cosas y todo es inestable, pero a su vez cada uno extrae lo mejor del otro. En términos generales Galveston narra el tortuoso y largo viaje de un asesino que será a su modo redimido por el amor. Pero no hablamos aquí de un sentimiento blandito y pasajero, sino de un amor potente y duradero, un amor que es puro sacrificio, medio quizá de expiar las propias culpas. Se inscribe así la historia en el modelo clásico del antihéroe capaz de renunciar a sí mismo hasta el fin. Será un itinerario interior y misterioso, una supervivencia violenta ligada también al fatalismo de este tipo de historias que muestran las bajezas y también las grandezas del ser humano, pero que no dan resquicios a la algarabía de los finales de cuentos de hadas. No se ocurre un actor más adecuado para encarnar a Roy Cady que Ben Foster, un tipo que parece siempre a punto de explotar. A su lado Elle Fanning hace un papel excelente de joven vulnerable que no ha tenido suerte en la vida y que va camino de infelices derroteros. Logra la directora mostrar la dureza y degradación del ambiente en que se mueven ambos personajes, pero se agradece su comedimiento a la hora de explicitar la sordidez y la violencia.

6/10
Cerise

2015 | Cerise

Dios mío, ¿pero qué te hemos hecho?

2014 | Qu'est-ce qu'on a fait au Bon Dieu?

Claude Verneuil –notario admirador del general De Gaulle– y su mujer, Marie, forman un matrimonio tradicional, católicos de toda la vida. Aunque ambos tratan de mantener la mente abierta, no pueden evitar sentir cierta perplejidad y decepción cuando su primera hija se casa con un musulmán, poco después la segunda hace lo propio con un judío y la tercera acaba con un chino. Mientras tratan de adaptarse a la situación con optimismo, ambos encierran la esperanza de que su cuarta y última hija fije su mirada en un hombre con el que por lo menos comparta la misma religión... Un día, ésta les adelanta a sus padres que ha conocido a un buen católico, pero olvida mencionar algún otro detalle importante... Hilarante cinta francesa, sin muchas ambiciones, pero con situaciones a la orden del día, y personajes muy humanos con sus particularidades y defectos, que tienen potencial para conectar muy bien con el público. No en vano, en su país (donde el matrimonio por mestizaje alcanza un 20%, muy elevado con respecto a los estados de su entorno), ha conseguido un enorme éxito, superando rápidamente los 5 millones de espectadores, y convirtiéndose de esta forma en un fenómeno social extracinematográfico que en cierto sentido se podría comparar al caso de la española Ocho apellidos vascos, producción muy distinta pero con la que comparte la virtud de que funciona y da al público lo que quiere ver. Dirigida y coescrita por el especialista en comedia Philippe de Chauveron (L'amour aux trousses), hasta ahora con poca proyección fuera de su país, Dios mío, ¿pero qué te hemos hecho? cuenta con numerosas situaciones y diálogos divertidos. Muchos de ellos bordean terreno peligroso, por ejemplo cuando el yerno musulmán discute con el judío, pero lo cierto es que De Chauveron sale del paso siempre con elegancia y enorme simpatía. Por su parte, el reparto está bien escogido, ofreciendo interpretaciones exageradas pero perfectas para el tono de la película, como en el caso del cómico Christian Clavier, famoso por haber sido Astérix y protagonizar la saga de Los visitantes. Tan francesa que por ejemplo incluye un chiste (logrado) que alude al cómico Louis de Funès, lo cierto es que todo acaba resultando muy universal. Aunque sólo pretende ser un ‘divertimento’, Dios mío, ¿pero qué te hemos hecho? alcanza cierto fondo con su apología de la tolerancia, por mucho que ésta obligue a veces a realizar un esfuerzo por ambas partes.

6/10
Respire

2014 | Respire

Últimos tráilers y vídeos