IMG-LOGO

Biografía

Ellen Burstyn

Ellen Burstyn

87 años

Ellen Burstyn

Nació el 07 de Diciembre de 1932 en Detroit, Michigan, EE.UU.

Premios: 1 Oscar

Fuerza expresiva

13 Junio 2011

Trabajadora incansable y actriz de gran carácter, Ellen Burstyn reúne una extensísima filmografía con papeles memorables que le han valido numerosos galardones a lo largo de su carrera, incluidas seis nominaciones al Oscar.

Quizá su época dorada en el cine fue durante los años 70, en que trabajó en películas convertidas en clásicos y logró el único Oscar de su carrera. Sin embargo, Ellen Burstyn es una actriz de largo recorrido y de trabajo constante, de modo que no se puede circunscribir su éxito a unos años concretos. Ha aparecido en el teatro, en la televisión y en el cine, y en cada trabajo por pequeño que haya sido ha dejado la huella de su talento. Sus papeles suelen ser los de mujeres sufridoras capaces de aguantar carros y carretas con fortaleza sin igual.

Su verdadero nombre es Edna Rae Gilhooley y nació el 7 de diciembre de 1932, en Detroit (Michigan). Su familia tenía ascendencia irlandesa, por lo que Ellen nació como católica. Sin embargo, acabó practicando una espiritualidad ecléctica, próxima al sufismo. A este respecto dice de sí misma: “Soy un espíritu abierto a la verdad que vive en todas las religiones”. Sus padres se divorciaron cuando ella era pequeña, y sufrió una educación dura, con una madre violenta y controladora. Su vida era entonces tan desagradable que el día en que cumplió los 18 años decidió abandonar el instituto sin haber terminado y marcharse de casa. Con veinticinco años debutó en el teatro de Broadway y siguió con su carrera sobre las tablas durante muchos años. En los sesenta participó, bajo el nombre de Edna Rae, en numerosísimas series de televisión con trabajos en episodios esporádicos, entre ellos en Perry Mason y Caravana (serie). En 1967, ya con gran experiencia en televisión, se unió al Actor’s Studio de Lee Strasberg y formó pareja con Donald Sutherland en El fabuloso mundo de Alex, una comedia de Paul Mazursky.

En 1971 su trabajo en La última película, dirigida por Peter Bogdanovich, le valió a la Burstyn su primera nominación al Oscar. Fue el comienzo de un momento dulce en su vida. Su rostro se hizo dos años después absolutamente conocido en todo el mundo cuando dio vida a la angustiada madre de Regan, la niña poseída de El exorcista. Imposible olvidar su rostro horrorizado de dolor ante lo que estaba viviendo. La actriz volvió a ser nominada al Oscar, esta vez a la mejor actriz, pero tampoco logró la estatuilla (ganó Glenda Jackson). Pero a la tercera va la vencida. En 1973 el director Martin Scorsese fue el responsable de la estupenda Alicia ya no vive aquí, una ‘road movie’ que retrataba la dura vida de Alice Hyatt, una mujer que iba de un sitio para otro con su hija en busca de un lugar seguro para vivir. El papel protagonista de Ellen Burstyn esta vez sí mereció el Oscar. Seguidamente volvió a trabajar con Mazursky en la estimable Harry y Tonto y se unió al reparto de la rarita Providence, dirigida por Alan Resnais. En 1977  logró su cuarta nominación al Oscar por el papel de Doris en El próximo año a la misma hora. La actriz ya había interpretado ese mismo papel en su versión teatral, y de hecho había sido galardonado por él con el Premio Tony en 1975. Y hablando de éxitos, suma y sigue, porque en su siguiente film, un drama fantástico dirigido por Daniel Petrie titulado Resurrección (1980), Ellen volvió a ser nominada en la categoría de mejor actriz.

Pero, pese a su éxito profesional no eran buenos años en la vida de la actriz. En el plano privado estaba viviendo momentos trágicos. Pasaba por entonces por su tercer matrimonio, tras sietes años casada (1950-1957) con Bill Alexander y casarse y divorciarse en 1962 con un hombre con quien adoptó a su único hijo, Jefferson. Pero su tercer matrimonio fue especialmente duro. Su marido, Neil Nephew, con quien se casó en 1964, sufría de una severa esquizofrenia y a menudo Ellen recibió en su carne sus ataques violentos. Tras su divorcio en 1972 él no dejó de acosarla durante años y ella misma contó que una vez llegó incluso a irrumpir en su casa y violarla. Finalmente, la historia acabó también en tragedia cuando Neil se suicidó en 1978.

En los 80 sus trabajos como protagonista empezaron a disminuir, aunque aún trabajó en interesantes películas, como el drama de aventuras Silencio del norte (1981), la película de guerra Embajador en Oriente Medio (1984) o el drama romántico Dos veces en una vida (1985). A partir de entonces la gran Ellen ha participado en cerca de una treintena de películas entre el cine y la televisión, pero casi siempre como actriz de reparto, en ocasiones con papeles nimios. De hecho, fue muy notorio lo que sucedió con telefilme Mrs. Harris (2006), por el que la actriz recibió una nominación a los Emmy. El caso es que hubo severas críticas al jurado debido a que el trabajo de la actriz en la película duraba sólo 14 segundos y constaba únicamente de 38 palabras de diálogo. En esa ocasión no ganó el premio, que sí le llegó en 2009 gracias a su papel secundario en la serie Ley y orden: Unidad de Víctimas Especiales.

Otras películas en las que la actriz de Detroit ha destacado en las últimas décadas fueron el drama romántico Cuando un hombre ama a una mujer (1995), el estupendo melodrama La historia del Spitfire Grill (1998), la sureño historia nostálgica Clan Ya-ya (2002) y, por supuesto, la terrible pero notable Réquiem por un sueño (2001), de Darren Aronofsky, por suyo papel de adicta patológica Ellen recibió su sexta nominación al Oscar.

Oscar
1975

Ganador de 1 premio

Filmografía
Pieces of a Woman

2020 | Pieces of a Woman

Martha y Sean Carson son una pareja de Boston a punto de ser padres, cuyas vidas cambian irrevocablemente tras un parto en casa a manos de una comadrona nerviosa, que deberá responder de cargos por negligencia criminal.

Lucy in the Sky

2019 | Lucy in the Sky

La astronauta Lucy Cola tiene una experiencia casi extática en su primer viaje espacial, flotar en medio de la nada junto a la Estación Espacial Internacional, y contemplar la Tierra resulta algo gozoso e inefable. Cuando regresa a casa promete a su marido Drew que pronto tendrán un hijo, pero que antes desea realizar otro viaje espacial. Para volver a ser escogida por la NASA se esfuerza de un modo obsesivo, incluso poniendo en peligro la propia vida, rivalizando con otra mujer, Erin. Y acaba entendiéndose mejor con otro astronauta, el divorciado y mujeriego Mark Goodwin, que con su cónyuge, al mismo tiempo que descuida a su querida abuela Nana, y a su joven sobrina. Película inspirada en la trayectoria de una auténtica astronauta, Lisa Nowak, está dirigida por Noah Hawley, conocido sobre todo como creador de la serie televisiva Fargo. El punto de partida es interesante, pues se analiza cómo puede afectar a una persona una vivencia tan fuerte como la de observar nuestro planeta como casi ningún ser humano lo ha visto. Esta óptica casi divina transforma a la protagonista, Lucy, convirtiéndola en alguien tremendamente ególatra, que ansía volver al espacio como un pobre drogadicto suspira por una narco-dosis para evadirse a un mundo feliz. Resulta curioso su rechazo de Dios, para colocarse ella en su lugar, frente a la postura del marido, que asegura tenerla a ella en sus oraciones, y que querría tener junto a él, y no el el cielo, el “sky” del título del que no se apea. Natalie Portman se esfuerza en dotar de complejidad a un personaje que no se hace querer, y del que se entiende su infidelidad y la deriva que va tomando, aunque el último tramo acaba resultando sencillamente increíble. No logra Hawley que suspendamos la incredulidad ante la locura creciente de Lucy, se produce un salto que el espectador no conseguirá salvar. El film se toma además un tiempo excesivo en mostrar los duros entrenamientos de los astronautas, gentileza de la NASA sin duda, aunque al precio de ralentizar la narración.

5/10
Welcome to Pine Grove!

2019 | Welcome to Pine Grove!

American Woman

2019 | American Woman

The Tale

2018 | The Tale

Dura película basada en una experiencia de la propia guionista y directora, Jennifer Fox, que parte del relato al que se alude en la propia película, también en el título, que ella habría escrito siendo una adolescente. La narración bascula entre la actualidad, en que Jennie, ya adulta y cerca de los 50 años, es profesora y documentalista, y nunca se ha casado o formado una familia, aunque convive con Martin, un afroamericano algo más joven que ella; y el pasado, en siendo apenas una niña recién entrada en la pubertad, se siente incomprendida en su numerosa familia –son cinco hermanos, su padre es agente inmobiliario, piensa que su madre no le hace todo el caso que querría–, y en cambio se ve estimulada por las clases de atletismo y equitación que le imparten durante el verano Bill y la Sra. G, quienes tras confesarle que son amantes, se convierten en una suerte de segunda y secreta familia, donde él acaba enamorándose de la pequeña, hasta el punto de querer tener relaciones con ella. Jennifer Fox debuta en la dirección y escritura de ficción –ficción basada en hechos reales, no lo olvidemos– con su personalísima historia, y apunta maneras. Logra armar una estructura con ideas y venidas temporales, donde la protagonista habla consigo misma, un intercambio entre su versión adulta y su versión adolescente. Aunque se procura cierta delicadeza en las escenas de sexo con la menor –se asegura que el film ha usado dobles de la actriz en esos pasajes–, no dejan de ser momentos muy desagradables. De todos modos la película en su aspecto final logra algo notable: no ser algo filmado desde el resentimiento, y en cambio transformarse en una especie de terapia que obliga a Fox a mirarse a sí misma y tratar de entender lo que ocurrió y cómo le afectó, el modo en que trató de digerirlo a través de la expresión artística, y también en una especie de negación-sublimación de lo que era el que unos degenerados se aprovecharan de una cría inocente que ignora la fealdad del mundo real. El film incluye ese universo de perversiones –que varias veces se trata de suavizar aludiendo a que “eran los años 70”, ya se sabe, años de exceso, en que todo valía, no se cuestionaban ciertas inmoralidades–, en que impacta la mirada al pederasta que en su ciénaga añora la infancia que le ofrece la niña. La película cuenta con un buen reparto, donde destacan Laura Dern e Isabelle Nélisse, pero también el resto de actores que interpretan versiones juvenil y madura de sus personaje.

6/10
Nostalgia

2018 | Nostalgia

The House of Tomorrow

2017 | The House of Tomorrow

House of Cards (4ª temporada)

2016 | House of Cards | Serie TV

Cuarta temporada de esta serie de lucha por el poder a toda costa, que alcanza su momento más álgido. Porque ciertamente y gracias a sus intrigas el vicepresidente Frank Underwood ha accedido a la presidencia de los Estados Unidos, tras implicar en un escándalo al anterior mandatario, pero al precio de la ruptura con su esposa y nueva primera dama, Claire, aunque la opinión pública no sea aún consciente de ello. De modo que en campaña para su reelección, donde la situación política con la crisis del petróleo y los roces con Rusia no ayudan demasiado, se suman las piedras que le va poniendo en el camino su propia mujer, que siguiendo sus propias aspiraciones políticas pretende presentarse al Congreso en Texas; decisión que coincide con la noticia de que su madre, con la que apenas se habla, padece un cáncer bastante avanzado. Beau Willimon vuelve a demostrar destreza para desarrollar las posibilidades que ofrece el lado más oscuro de la Casa Blanca. Aquí la novedad es que lo que había sido un frente unido, Francis y Claire, se ha quebrado, con lo que la lucha por el poder en su vertiente más maquiavélica, es también una pelea entre ellos, las desavenencias conyugales y políticas se confunden, es todo lo mismo. A esto se suman nuevos personajes –la madre enferma, amargada e intrigante, encarnada por Ellen Burstyn; o la jefa de campaña de Claire, Neve Campbell–, subtramas bien pensadas como la crisis rusa, y puntos de giro inesperados que no deberíamos desvelar, pero que complican la vida, nunca mejor dicho, al presidente. La trama atrapa, y aunque se presta humanidad a los personajes, de nuevo la apuesta es convertir a todos en ambiciosos y resentidos ávidos de poder y venganza, cada uno a su modo, nadie resulta medianamente positivo o atractivo, sólo cabe admirar el ingenio de unos y otros a la hora de urdir artimañas para conservar lo logrado, tapar escándalos o alcanzar ciertas metas, ya sea el comandante en jefe Kevin Spacey –que en esta temporada habla menos al espectador–, la primera dama Robin Wright –que vuelve a dirigir varios episodios–, o el astuto jefe de gabinete Michael Kelly, por citar a los principales.

7/10
Wiener-Dog

2016 | Wiener-Dog

Custodia

2016 | Custody

Un niño sufre un accidente doméstico y los servicios sociales cometen el error de creer que la causa son los maltrataos que el pequeño recibe en su casa, de modo que deciden retirar la custodia a la madre Sarah (Catalina Sandino Moreno), una mujer latina de extracción humilde. Ésta quedará desolada ante la situación pero luchará por retomar la vida con su hijo con la ayuda de Ally Fisher (Hayden Panettiere), una joven abogada de oficio. Intenso drama cuyo argumento no resulta a priori demasiado estimulante. Sin embargo, gracias a la atención que se presta a las vicisitudes de los diferentes personajes y a un reparto llamativamente competente –un estelar cuarteto femenino–, el director James Lapine, guionista de Into the Woods, logra sacar a flote la trama e insuflar genuinos sentimientos.

5/10
El secreto de Adaline

2015 | The Age of Adaline

Adeline Bowman nació a comienzos del siglo XX. Guapa, se enamoró, tuvo una niña, pero su marido murió. Viajando en automóvil, sin haber cumplido aún los 30 años, sufre un accidente en el que muere durante un par de minutos, lo que coincide con una conjunción de elementos tal que, al ser reanimada, adquiere un inesperado don: no envejece, parece que el tiempo no pasa para ella. Lejos de verlo como una bendición, se trata de una situación que no sabe cómo manejar, y tras una mala experiencia con una agencia gubernamental, ha decidido ocultar su condición, que sólo conoce su hija. Ella vive una vida dolorosa, en la que no se puede implicar emocionalmente con los demás, y en que cambia de identidad cada diez años para no despertar sospechas entre los que conviven con ella y podrían detectar que en ella el tiempo no hace mella. Las cosas se complican cuando conoce a Ellis, un joven encantador que se enamora de ella –Jennie, para él–, y que no está dispuesto a dejar escapar su presa. Con su toque fantástico de ciencia ficción, cine romántico en estado puro, que contiene más de un momento empalagoso cercano a la bobería. Se nota que uno de los que firman el guión es J. Mills Goodloe, que adaptó Lo mejor de mí, una de las novelas del especialista Nicholas Sparks, que sin duda ha creado escuela fílmica y en papel. A los incondicionales les gustará el film. El resto tendrán problemas para enganchar y suspender su incredulidad. El arranque tiene su punto de intríngulis, y la protagonista Blake Lively desprende un encanto especial, da el tipo de mujer que podría haber vivido en cualquier momento del siglo XX y XXI, cierta cualidad intemporal. La pena es que una vez establecido lo que hay, el desconocido director Lee Toland Krieger y su equipo de guionistas no tienen muy claro lo que desean contar o cómo van a mantener el interés del espectador. Nos instalamos en un bucle, amar o no amar, huir o no huir, contar la verdad o no contar la verdad, he ahí los dilemas. Algunos personajes tienen poca riqueza, como la de la hija, pura excusa para que en algún momento Adeline pueda hablar con alguien de lo que le pasa, el otro recurso es una voz en off omnisciente que tampoco está introducida con demasiada habilidad. Y el novio, más allá de ser un guaperas filántropo muy buena persona, carece de carisma, Michiel Huisman no sabe qué hacer con él. Para cuando llega un momento de sorpresa, con la aparición de Harrison Ford luciendo perilla, el desconcierto y el cúmulo de casualidades son tales, que aquello se acerca peligrosamente a lo risible.

4/10
Interstellar

2014 | Interstellar

Un futuro de tintes apocalípticos, no muy lejano. Los habitantes de la Tierra han abusado de los recursos naturales, el clima ha cambiado y la mayor parte de la población ha debido reciclarse como granjeros, para producir alimentos que les permitan subsistir, enfrentados a plagas y tormentas de polvo. Es el caso de Cooper, antiguo astronauta, viudo, que vive con su anciano padre y dos jóvenes hijos, el adolescente Tom, que se siente cómodo como futuro granjero, y la niña Murph, soñadora como su padre. Unos extraños mensajes codificados de los "fantasmas", como los llama Murph, conducen a Cooper a unas instalaciones secretas de la NASA. Allí su antiguo mentor, el profesor Banks, trabaja en el proyecto Lazarus, un viaje interestelar a mundos lejanos a través de un agujero de gusano, donde tres planetas con características similares a la Tierra podrían asegurar el futuro de la humanidad. Ambiciosa cinta épica de ciencia ficción, de amplio y espectacular lienzo, dirigida por Christopher Nolan, coescrita con su hemano Jonathan, y coproducida con su esposa Emma Thomas. Plantea una situación en que existe el riesgo serio y real de que desaparezca la humanidad, y con tal premisa apunta a una historia de coraje y sacrificio, donde el protagonista Cooper, en compañía de un equipo de científicos, deja atrás a su familia en la Tierra para embarcarse en una arriesgada misión de final incierto, que puede suponer no volver a ver a los seres queridos. De este modo se juega con la dicotomía del bien común, el futuro del ser humano, frente a las obligaciones más inmediatas, que se refieren, sobre todo, a unos hijos que necesitan tener cerca a un padre que cuide de ellos. De modo que los planteamientos de responsabilidad social y de fidelidad a la vocación científica, podrían ser razones que el corazón no entiende, por lo que no aparece tan claro el lugar donde deberían depositarse las prioridades. Resulta evidente la deuda de los Nolan con 2001: Una odisea del espacio, el film bebe de esta fuente –el viaje interestelar, el robot, las instalaciones espaciales, el uso del sonido y el silencio, algunas especulaciones filosóficas...–, pero con personalidad propia, y con un deseo más consciente de entregar un gran espectáculo capaz de conectar con el gran público y dejarle boquiabierto, sin dejarle necesariamente incómodo y hasta irritado, como podía ocurrir en el caso de Stanley Kubrick. Aquí los dramas humanos son nítidos y es muy importante el concepto de familia, al estilo, salvando todas las distancias, de El árbol de la vida de Terrence Malick, film con el que comparte a una estupenda actriz, Jessica Chastain. En cuanto al "ropaje" científico, se cuida para que ideas como el viaje a grandes distancias en el espacio y el modo en que pasa el tiempo resulten verosímiles. No deberían estas líneas privar al espectador de las sorpresas que depara el film, en torno sobre todo a las ideas de supervivencia y amor, motores potentes para sobreponerse a las situaciones de peligro. Apuntemos sólo la grandeza visual de las imágenes que aporta Nolan, ya sean del espacio exterior, en línea con Gravity, ya sean las de los nuevos mundos por explorar. Aunque la duración del film se acerca a las tres horas, éstas nunca se hacen largas, hay emoción por lo que será de los protagonistas y el deseo de que la humanidad sea capaz de afrontar los desafíos que la vida le pone inevitablemente por delante. Hay un gran acierto en el reparto, donde el peso narrativo recae en un Matthew McConaughey que definitivamente ha venido para quedarse en la primera fila de los grandes actores hollywoodienses. Pero están muy bien el resto, Anne Hathaway, la citada Chastain, y el gran elenco de secundarios, desde los conocidos Michael Caine, John Lithgow, Ellen Burstyn, Wes Bentley, Topher Grace, David Oyelowo, Matt Damon y Casey Affleck, a la niña Mackenzie Foy.

8/10
Draft Day

2014 | Draft Day

La llamada

2014 | The Calling

Pétalos al viento

2014 | Petals on the Wind

Después de los sucesos ocurridos en Flores en el ático, los hermanos Chistopher, Carrie y Cathy intentarán salir adelante una vez han escapado del desván terrorífico de Foxworth Hall. Sin embargo, descubrirán secretos del pasado de los que les será difícil desprenderse. Adaptación de la novela homónima de Virginia C. Andrews, que prosigue los sucesos iniciados en su primera novela, "Flores en el ático", por la que se hizo célebre. Cuenta con parte del estupendo reparto de la película precedente, rodada el mismo año, y la dirección eficaz de Karen Moncrieff, que logra insuflar correctamente la angustia de la historia.

5/10
Flores en el ático (2014)

2014 | Flowers in the Attic

Cuatro hermanos ven cómo su vida se convierte en una pesadilla cuando su padre muere y se tiene que encargar de ellos su madre y terrible abuela. Adaptación televisiva de la célebre obra literaria de Virginia C. Andrews, que ya fue llevada al cine en 1984. Narra una historia turbia e inquietante, que incluye comportamientos insanos, maltratos y relaciones incestuosas. En este caso la directora Deborah Chow cuenta con un reparto notable, en donde destacan la veterana Ellen Burstyn o la chiquilla Kiernan Shipka, a la que vimos en la serie Mad Men. El mismo año se rodó la segunda parte de la historia, Pétalos al viento, con el mismo reparto principal y también adaptada por la guionista Kayla Alpert.

5/10
Los mejores deseos

2013 | Wish You Well

Cuando su madre queda en estado de shock por la muerte accidental de su marido, una niña de doce años, Lou, y su pequeño hermano Oz, se trasladarán a vivir a la casa campestre de las montañas en donde vive su bisabuela. Allí la vida para ellos será complicada, pero también reconfortante. Emotiva película ambientada en los campos de Virginia durante los años 40 del siglo XX, adaptación de la novela de David Baldacci, escritor de "bestsellers" que han dado lugar a películas como Poder absoluto. Nada tiene que ver con ese estilo este film, un drama familiar lleno de sentimiento, que ensalza los lazos familiares y la lucha contra la injusticia. Dirigido con mano firme por Darnell Martin (Cadillac Records), que sabe sacar un precioso brillo a los colores de la naturaleza (esos arces rojos), Los mejores deseos cuenta con un reparto magnífico encabezado por la veteranísima Ellen Burstyn, que da una lección más de interpretación, y la estupenda niña Mackenzie Foy (Interstellar). Les acompaña un correcto Josh Lucas.

6/10
Political Animals

2012 | Political Animals | Serie TV

Elaine Barrish es una demócrata liberal, divorciada, cuyo marido fue presidente de Estados Unidos. Ella misma se presentó a la presidencia, pero perdió las primarias aparentemente por el torpe apoyo de su ex, y el presidente actual, Paul Garcetti, le ofreció el cargo de Secretaria de Estado, que aceptó. Decepcionada con su política, Elaine acaricia la idea de postularse de nuevo como candidata a la presidencia, sin apoyar la reelección de su actual jefe. Una jugada muy arriesgada. Greg Berlanti, creador de series exitosas como Everwood o Cinco hermanos, dirige esta miniserie televisiva de alto voltaje político, cuya protagonista, encarnada con convicción por Sigourney Weaver, parece inspirada en Hillary Clinton. Al estilo de El ala oeste de la Casa Blanca o House of Cards, combina las intrigas políticas, donde también hay espacio para las investigaciones periodísticas, con las cuitas familiares, el hijo que se sentía culpable del fracaso electoral de su madre, o el que tiene problemas de adicción, pasando por el ex presidente y ex marido mujeriego, pero que aprecia un montón a la que fuera su esposa y conoce su enorme valor para la política. Aunque la carga ideológica es bastante obvia –el clásico feminismo radical, los derechos de los gays, etcétera–, y los principios de los personajes no estén exentos de contradicciones, hay que reconocer el oficio de Berlanti para entregar una miniserie que engancha. El reparto es sencillamente perfecto.

5/10
Coma

2012 | Coma | Serie TV

Big Love (5ª temporada)

2011 | Big Love | Serie TV

En la noche de las elecciones, el nuevo Senador del Estado Bill Henrickson conmociona Utah revelando que es polígamo. Tiempo después, la familia de Henrickson se siente incómoda ante la hostilidad de su vecindario, los trabajadores de Home Plus, compañeros del casino, los estudiantes de los colegios de sus hijos, e incluso otros polígamos que tratan de mantener su vida intima de forma privada. Mientras tanto, en Juniper Creek, Alby Grant regresa de su autoimpuesto exilio en el desierto con ganas de venganza. Quinta y última temporada de la serie sobre el hombre polígamo con tres esposas. Mantuvo el nivel de las entregas anteriores.

5/10
The Mighty Macs

2011 | The Mighty Macs

La historia real del Colegio femenino Inmaculada, en Pennsylvania. En 1972 los problemas financieros acechaban y la institución se encontraba entre las cuerdas. En esa situación, la entrenadora de baloncesto Cathy Rush formó un equipo de estudiantes, que gracias al esfuerzo, al coraje, a la fe y a la ayuda de las monjas –en especial de la hermana Sunday, segunda entrenadora–, fueron capaces de llegar a lo más alto en el campeonato nacional de baloncesto famenino. Agradable film deportivo, que se desarrola según los tópicos predecibles de este tipo de películas, pero que juega estupendamente la baza humana, con jovencitas llenas de dificultades familiares, económicas y sociales, y que encontraron el modo de infundir confianza en sus vidas. Se agradece por lo demás el tratamiento que se da de la institución católica estudiantil, así como de la importancia de la fe en Dios y la tolerancia religiosa. Destacan las tres actrices protagonistas: Marley Shelton, Ellen Burstyn, ambas lidereadas por una espléndida Carla Gugino.

5/10
La pérdida de un diamante lágrima

2008 | The Loss of a Teardrop Diamond

Fisher Willow es la heredera de una acaudalada familia de Mississippi. Pese a la diferencia de posición social, Fisher se siente atraída por Jimmy, un tosco pero atractivo joven que trabaja en su propiedad. Con su influencia logrará "alquilar" los servicios de Jimmy para que se haga pasar por su pareja en los diferentes actos sociales. Las chispas no tardarán en saltar. Traslación a la pantalla de un guión inédito de Tennessee Williams (Un tranvía llamado deseo, La gata sobre el tejado de zinc), que narra una historia ambientada como es habitual en este escritor en el sur profundo de Estados Unidos. La atmósfera y el diseño de producción están muy cuidados, tanto como las actuaciones, especialmente la de la formidable Bryce Dallas Howard (Manderlay). Sin embargo, el grueso de la historia no está bien resuelta en pantalla y los conflictos provocados por el amor y las etiquetas sociales carecen del suficiente calado, pues quedan demasiado ambiguos y superficiales, al igual que resultan chocantes los caracteres de los personajes, en general muy caprichosos. Lástima, porque da la sensación de que si al otro lado de la cámara hubieran estado Elia Kazan o Richard Brooks el resultado hubiera sido muchísimo mejor...

4/10
W.

2008 | W.

En Nixon, Oliver Stone retrató a un presidente estadounidense marcado por la sombra de Kennedy, que había sido mucho más popular que él, y le había vencido en las elecciones. En esta ocasión lleva al cine la vida de George W. Bush, otro presidente también acomplejado –según se le muestra en el film– por otro antecesor, que en este caso es George H.W. Bush, su propio padre. Stone hace mucho hincapié en las reprimendas de Bush Sr. a su vástago, hasta el extremo de que éste llega a tener pesadillas con él. También apunta que se siente muy celoso de que su padre parezca tener como favorito a su hermano Jeb. Y explica que en parte su empecinamiento con la guerra de Irak se debe a que Bush quería derrocar a un Sadam Hussein que su padre dejó en el poder tras derrotarle y expulsar a sus tropas de Kuwait en 1991. Contra todo pronóstico, Oliver Stone desconcierta un poco porque se esperaba que el polémico director de JFK y Comandante (sobre Fidel Castro) arremetiera sin piedad contra un presidente que ha combatido de forma regular en sus declaraciones públicas. Y sorprende agradablemente que, a pesar de sus divergencias políticas, Stone no cargue radicalmente contra él, sino que hace un esfuerzo por entenderle, y por explicar sus acciones. Por curioso que parezca, presenta a Bush como un buen hombre, honesto y esforzado, a pesar de su torpeza al hablar y sus problemas con el alcohol, un error de juventud. Viene a reconocer el cineasta que Bush es un hombre de sólidos principios e ideales, religioso convencido, enamoradísimo de su mujer, que luchó con tenacidad para ser elegido gobernador de Texas, en el 94, con todo en contra suya. El punto fuerte de la cinta son los actores. Algunas caracterizaciones son asombrosas, como la de Josh Brolin, que si bien no parece tan inspirado como en No es país para viejos, se esfuerza notablemente y por momentos parece el propio Bush. Se lucen especialmente el veterano James Cromwell como su progenitor, Elizabeth Banks –Laura Bush, su esposa– y una transformada Ellen Burstyn –Barbara Bush, madre del protagonista–. Richard Dreyfuss es un convincente Dick Cheney, aunque su personaje parece tratado de modo maniqueo, pues queda como un manipulador ansioso por quedarse con el petróleo de Irak. Sorprende visualmente muchísimo Thandie Newton, que gracias a una excelente labor de los maquilladores recuerda muchísimo a su personaje, Condolezza Rice, si bien no tiene demasiado papel en la cinta. Por otra parte, alguna elección se antoja desafortunada, como en el caso de Ioan Gruffudd (Mr. Fantastico en Los 4 fantásticos) escogido para una breve interpretación de Tony Blair. Juega en contra del film el hecho de que Oliver Stone –cuyos movimientos de cámara en cintas como Wall Street eran muy brillantes– haya rodado esta con una puesta en escena muy académica, cercana al de las producciones televisivas de segunda categoría. Además, el metraje (129 minutos) se antoja excesivo para una trama que no aporta ninguna teoría de la conspiración al estilo JFK, ni ninguna novedad sustancial, sino que se limita a repasar asuntos que han ocupado las portadas de los diarios en los últimos años. Desde luego, es una obra muy menor en la filmografía del veterano director.

5/10
La fuente de la vida

2006 | The Fountain

Es ésta una de esas películas que se aman o se odian, resulta difícil mantener un término medio. Cierto es que el cine de Darren Aronofsky se caracteriza por su hermetismo (Pi, Réquiem por un sueño), pero es que en esta ocasión el cineasta neoyorquino da un triple salto mortal con tirabuzón en lo que a rarezas y extravagancias se refiere. El film arranca en la América de los conquistadores españoles, donde un grupo de exploradores cae en una emboscada de los nativos, y el líder de los hispanos trata de huir subiendo la larga escalinata de una pirámide maya. Esto convive con las escenas de un tipo calvo, el doctor Tom Creo (Hugh Jackman) flotando por el espacio como si de un buda feliz se tratara, y con este mismo doctor investigando un tratamiento contra los tumores de cáncer en un mono. Al fin averiguamos que la mujer del doctor, su muy amada y dulce Izzie (Rachel Weisz), está enferma, y que Tom está obsesionado con encontrar un remedio a su mal; mientras que Izzie se dedica en sus ratos libres a escribir un libro, “La fuente de la vida”, situado en la España de los conquistadores, a modo de parábola de los esfuerzos investigadores y románticos de su marido. Una vez entregadas todas las piezas del puzzle, y más o menos reconocidas por el espectador, según su capacidad de aguante, tenemos un cuento apasionadamente romántico, muy cuidado en el aspecto visual, pero que se hace eterno –el final remite a 2001: una odisea del espacio–, y que en ocasiones se mueve entre lo empalagoso y lo risible. Hugh Jackman y Rachel Weisz son dos grandes actores, y Darren Aronofsky sabe rodar, pero el conjunto resulta excesivo. Tampoco es muy afortunada la alegoría “española”, con escenas absurdas de un inquisidor flagelándose, y una reina Isabel servida por un caballero, interpretados éstos también por Weisz y Jackman; habría sido más inteligente inventarse un reino imaginario, en vez de mostrar España como un exótico país sobre el que Aronofsky exhibe una preocupante ignorancia.

6/10
Wicker Man

2006 | The Wicker Man

Neil LaBute juega a ser David Lynch… y le sale mal. Toma para ello un guión de 1973 de Anthony Shaffer, y cocina una historia rarita, rarita, sobre un policía que investiga la desaparición de una niña en una isla. Allí tiene su sede una extraña secta, que funciona como si fuera una colmena, adorando a la diosa naturaleza. A LaBute la preocupaban sobre todo los fans más acérrimos de la versión original. "Me preocupaban los puristas que te odian sólo por el hecho de intentar una revisión. Y les entiendo, de verdad". El director admite que si a él le contaran que se iba a hacer un remake de un film que adora, también se preguntaría, "¿por qué lo tocan?, es perfecta". Pero explica, "no lo haría si no creyera legítimamente que mi versión merece la pena". Como el director es competente, hay un arranque intrigante y algunos pasajes con fuerza, pero el conjunto sólo se puede etiquetar de locura, lleno de pesadillas y recuerdos inconexos, hasta un final supuestamente sorprendente, que no lo es. Una pena, penita, pena de película. Lo mejor es el trabajo de Nicolas Cage.

4/10
Secretos de confesión

2005 | Our Fathers

La Iglesia católica en Estados Unidos ha vivido una de sus peores crisis con la salida a la luz de numerosos casos de abusos sexuales de niños, perpetrados por sacerdotes. Tras unos actos inexcusables -más en quienes se esperaba que debían ser 'buenos pastores' de sus 'ovejas'- subyacía un claro problema en la formación que se impartía en los seminarios, y en el discernimiento de la idoneidad de los candidatos al sacerdocio. A ello se sumó el comportamiento de parte de la jerarquía, que sin vislumbrar toda la gravedad del problema, descuidó a las víctimas, de baja extracción social, y no aplicó inmediatamente las severas penas que merecían los depravados clérigos; en vez de ello se centró en la 'recuperación' de esos sacerdotes con graves desviaciones sexuales, sin caer en la cuenta de que tal meta era incompatible con el confiarles encargos pastorales que podían hacerles volver a las andadas. El film que nos ocupa recrea tan tristes hechos centrándose en la figura del abogado Mitchel Garabedian, que a través de su bufete representaba a más de ochenta de las víctimas, y que en sus intentos porque se hiciera justicia llevó ante los tribunales al cardenal arzobispo de Boston, Bernard Law. Con formato de telefilm de alto presupuesto, la puesta en escena es buena, y el interés humano de la historia atrapa. Se puede decir que en el guión de Thomas Michael Donnelly, basado en el libro de David France, hay cierto esfuerzo por ser rigurosos, no estamos ante el panfleto que uno podría esperar contra la Iglesia. Por ejemplo, el personaje de Law, bien encarnado por Christopher Plummer, es humano, de carne y hueso, y podemos hacernos cargo del drama interior que pudo vivir por los hechos de los que fue involuntario protagonista. Y la llamada a Roma, con la reconvención de Juan Pablo II, está razonablemente bien llevada. Por otro lado, los pasajes escabrosos están abordados con cierta delicadeza. No obstante, la película adolece de más de un defecto, es buena muestra de la dificultad de aprehender en celuloide en un par de horas una trama compleja. Así, faltan pistas acerca de cómo es la vida de las víctimas, ya adultas, con sus familias, el modo en que los abusos ha marcado sus vidas. El retrato de la Iglesia es incompleto, se acentúa su parte administrativa, el cómo se afronta una crisis, como si estuviéramos ante una empresa de alto 'standing' y poco más; se echa en falta una visión más espiritual, llama la atención que los sacerdotes apenas recen; de modo que prevalece una visión de la Iglesia en la que faltarían mecanismos democráticos, y se abogaría por decisiones asamblearias, como si las decisiones en la institución fundada por Cristo debieran tomarse a mano alzada. Mientras que el personaje del Padre Spagnola, al que da vida Brian Dennehy, parece introducido ex profeso para que nadie pueda siquiera apuntar que los abusos a niños tuvieron su arranque en las tendencias homosexuales de los sacerdotes criminales.

5/10
Mrs. Harris

2005 | Mrs. Harris

Extraño thriller producido directamente para la televisión y dirigido y escrito por la debutante Phyllis Nagy. La historia se basa en un libro que cuenta la tumultuosa vida de una mujer con algunos desequilibrios, divorciada y profesora de un colegio, que lleva 14 años siendo la amante del doctor Tarnower, célebre por haber creado la dieta 'Scardale'. La situación de la pareja se deteriorará hasta el punto de que ella decide asesinarle. El elenco de actores y actrices parece algo desproporcionado para este film discreto que recrea diversos males de la sociedad moderna. Protagonismo absoluto para la fantástica Annette Bening (Conociendo a Julia)

4/10
Las cinco personas que conoces en el cielo

2004 | The Five People You Meet in Heaven

Eddie, un veterano de guerra de 83 años, vive separado de la gente que amó. Pasa sus días de rutina cuidando los caballos de Ruby Pier, un parque de atracciones en un lugar apartado de la costa. Eddie busca justificar su vida -exhausta de sorpresas- ahora que está cerca de su fin. Una mañana diferente a todas, un accidente en una cabalgadura tiene como víctima a una niña de 5 años. Frente a una muchedumbre horrorizada, Eddie intenta salvar su vida. Lo último que él ve es la cara de la niña asustada envuelta en dolor y lágrimas. Lo último que siente son las manos de la niña en él. Después, un flash cegador de luz y silencio, y Eddie despierta en un desconocido lugar llamado Cielo. Pero no está sólo. Cinco personas le esperan para conocerle. Algunas son amables. Otras distantes y extrañas. Su intención es mostrarle a Eddie el sentido de la vida mostrándolo como sus propias vidas y sus propias muertes han formado parte de su camino de una forma que el nunca sospechó. El viaje de Eddie está a punto de comenzar.

Clan Ya-Ya

2002 | Divine Secrets Of The Ya-Ya Sisterhood

Sidda, una afamada escritora, afirma en una entrevista que debe su éxito a una infancia desgraciada. La declaración no sienta nada bien a su madre que, hermanada con otras amigas en el Clan Ya-Ya, le declara una “guerra sin cuartel”. La guionista Callie Khouri, oscarizada por su libreto de Thelma y Louise, debuta en la dirección con esta adaptación de una serie de sensibles novelas feministas de Rebecca Wells. El reparto es de verdadero ensueño y el film se disfruta amablemente.

5/10
Réquiem por un sueño

2000 | Requiem for a Dream

La droga. Un infierno que no cesa. Madre e hijo. Ella está enganchada a la tele, y pronto también a unas “pildoritas” para estar en forma. Él, con su novia y con un amigo, quiere forrarse con el negocio de la droga. Darren Aronofsky, que demostró su capacidad de dibujar atmósferas de pesadilla en Pi, nos hace descender a un abismo de inmoralidad y desesperación donde las personas casi dejan de serlo. Con gran ritmo y originalidad visual (sobre todo al mostrar reiteradamente la ingestión de las dosis), Aronofsky "engancha" al espectador en esta huida al infierno. Magníficos los trabajos de la veterana Ellen Burstyn (nominada al Oscar) y de Jared Leto.

5/10
La otra cara del crimen

2000 | The Yards

Leo (Mark Wahlberg) es un joven que acaba de salir de la cárcel y que desea emprender una nueva vida, pero todavía siente una poderosa atracción por el dinero fácil. Es un buen chico, pero su timidez le convierte en objeto ampliamente manipulable. Sin saber dónde se mete se alía con su amigo Willie (Joaquin Phoenix) para hacer un trabajito para la empresa de su tío Frank (James Caan), dedicada a conseguir contratos para el metro de Nueva York de modo poco convencional: sobornos, estafas, sabotajes y asesinatos. Poco a poco Leo comprenderá la verdad y constatará que haga lo que haga él siempre será un cuerpo extraño en su familia. Un cuerpo extraño que quizá sea necesario extirpar. Hace algo más de siete años James Gray logró el León de Plata en el Festival de Venecia con su primer film, Cuestión de sangre. Ahora ha contado con un reparto de lujo para rodar su segunda película, escrita por él mismo. Gray recrea con eficacia los bajos fondos de Nueva York para narrar el drama de la redención de un hombre indeciso, cuya inocencia infantil le lleva por derroteros que no desea. Hay mucha sordidez en esta historia, filmada de modo sobrio y convencional, a medio camino entre el thriller y el drama. Del reparto sobresale un cínico James Caan y un Joaquin Phoenix que cada día se encasilla más en papeles que interpreta a la perfección, el clásico tipo desdoblado capaz de erizarte los pelos cuando pierde los papeles. Y Ellen Burstyn y Faye Dunaway demuestran una vez más que en esto de interpretar, como en la mili, la veteranía es un grado.

5/10
Jugando con el corazón

1998 | Playing By Heart

Paul (Sean Connery) y Hannah (Gena Rowlands) forman un matrimonio maduro, que discuten de vez en cuando. Hugh (Dennis Quaid) parece un mentiroso compulsivo, que necesita que alguien le escuche. Joan (Angelina Jolie) es una acelerada jovencita, que se enamora a primera vista de Keenan (Ryan Phillippe), un chico de pocas palabras. Gracie (Madeleine Stowe), una mujer casada, tiene una aventura. Meredith (Gillian Anderson), una solterona, tiene miedo a iniciar una relación, después de varios fracasos sentimentales. Mildred (Ellen Burstyn) acompaña a su hijo gay y enfermo de sida en un hospital. Son historias. Historias del corazón, aparentemente inconexas, aunque finalmente se comprobará que no. Y no sólo porque todas tengan en común el armazón de la búsqueda del amor. El director y guionista Willard Carroll firma una estupenda película, que se adentra en los complicados entresijos del alma humana, siempre anhelante de cariño y felicidad. Para ello se apunta la comunicación, el diálogo, como elemento esencial en las relaciones hombre-mujer y familiares. Carroll lo tiene claro: "El amor exige comunicación. No sólo en un contexto romántico o sexual, sino también en el ambiente familiar. La comunicación lo es todo, y sin embargo, no es fácil". Si hay un terreno en el que cuesta comunicar, es en el los sentimientos amorosos. La frase 'leitmotiv' de la película "Hablar sobre el amor es como bailar con un edificio" explica esa dificultad, resuelta con optimismo: "Sí", asegura el personaje de Angelina Jolie, 'pero da igual. Yo voy a intentarlo'. El reparto de estrellas que presenta el film es como para deslumbrar a cualquiera.

7/10
El impostor (1997)

1997 | Deceiver

Thriller con tintes dramáticos donde un joven rico es acusado de matar a una prostituta. La investigación policial sacará a la luz secretos de joven acusado, pero también del grupo de policías encargados del caso. Tim Roth da vida al acusado, un tipo que además de rico es inteligente y muy violento. Todo esto aderezado con problemas con la bebida, hace que Roth sea perfecto para el papel dada su capacidad para encarnar a personajes inquietantes que no despiertan ninguna confianza.

5/10
La historia del Spitfire Grill

1996 | The Spitfire Grill

Una joven que acaba de salir de la cárcel desea rehacer su vida. Percy, que así se llama, comienza a trabajar en un pequeño pueblo de Maine, como camarera, en un local llamado Spitfire Grill. Allí hará amistades, pero tendrá que vérselas con la dueña del local, una vieja sola y algo amargada. Su llegada, y la historia que arrastra, provocará reacciones diversas entre sus habitantes. Lee David Zlotoff dirige esta película independiente que fue reconocida por el público en el festival de Sundance. Destaca un correcto guión, una buena dirección de actores y una banda sonora maravillosa a cargo de James Horner (El nombre de la rosa, El informe Pelícano, Braveheart, Titanic). El tono del melodrama recuerda, según algunos, a Tomates verdes fritos. La protagonista algo desconocida Alison Elliott, convence desde el primer momento, y cuenta con la compañía de otros actores de la talla de Ellen Burstyn (Donde reside el amor), Marcia Gay Harden (Mystic River) o Will Patton (El secreto de los Abbott).

6/10
Donde reside el amor

1995 | How to Make an American Quilt

Finn (Wynona Ryder) acaba de graduarse en la universidad de Berkeley y se retira para terminar su tesis durante el verano a la casa que su abuela y su tía poseen en Grasse, California. Se trata de un sitio tranquilo, ideal para trabajar y para que Finn reflexione sobre una propuesta de matrimonio. Sin embargo, conoce a un atractivo joven, León, que le hace dudar. Mientras trata de tomar una decisión, es aconsejada por un grupo de amigas de su familia que le cuentan sus experiencias personales. Winona Ryder era en el momento de la producción de Donde reside el amor una de las actrices más solventes y que más prometía. Así lo demuestran títulos como Drácula, de Bram Stoker, La edad de la inocencia o esta emotiva película, donde realiza una excelente interpretación. Está secundada por grandes actrices extraordinarias como Ellen Burstyn (Alicia ya no vive aquí) o Anne Bancroft (El milagro de Anna Sullivan).

5/10
Compañeros de habitación

1995 | Roommates

Un abuelo y su nieto deberán aprender a convivir juntos en la misma habitación tras el fallecimiento de los padres del chico. No será nada fácil, ya que el más mayor de los dos es un viejo polaco aferrado a sus creencias y convicciones, lo que provocará el choque entre ambos en varias ocasiones. Aunque a primeras parezca que se trata de una película dramática con una emotiva historia, que en ocaciones sí que lo es, el film está narrado como una comedia que, gracias a las escenas donde ambos protagonistas, Peter Falk y D.B. Sweeney, comparten pantalla, cuenta con momentos muy divertidos. Está dirigida por Peter Yates, responsable de Un hombre inocente y La guerra de Murphy; y a los actores principales les acompaña la actriz Julianne Moore.

5/10
Sola contra el crimen

1994 | Getting Gotti

Telefilm dirigido por el especialista en televisión Roger Young. Cuenta los entresijos de la mafia de Nueva York de los últimos años, con especial protagonismo para John Gotti (encarnado por el actor Anthony John Denison), Tommy Gambino y el delator Sammy Gravano. A pesar de no respetar demasiado los hechos reales, la historia tiene cierto gancho para el espectador. Una de sus protagonistas es la atractiva Lorraine Bracco, una ex modelo que tras causar sensación con La sombra del testigo (1987) y ser nominada al Oscar por Uno de los nuestros (1990), pasó a formar parte de la larga lista de secundarias olvidadas del cine americano y actualmente es más recordada por haber estado casada con los actores Harvey Keitel y Edward James Olmos.

5/10
Cuando un hombre ama a una mujer

1994 | When a Man Loves a Woman

Extraordinario melodrama aclamado por la crítica y protagonizado por dos actores realmente fabulosos. Michael (Andy García) su esposa Alice (Meg Ryan) forman un apasionado matrimonio que ha luchado por formar una unida familia junto a sus dos hijas. Sin embargo, el dolor hace su entrada en escena cuando un secreto pasado de Alice comienza a cernirse de nuevo sobre ella: su tendencia al alcohol. Michael hará todo lo posible para evitar el derrumbe de una familia que se desmorona, porque sabe que cuando un hombre ama a una mujer, es para siempre. Las maravillosas interpretaciones de Andy García (Los intocables de Eliot Ness, La noche cae sobre Manhattan) y Meg Ryan (Algo para recordar, Tienes un e-mail) hacen que la temperatura de esta película alcance cotas verdaderamente altas. Una película donde el amor huye del sentimentalismo y se convierte en una realidad que supera cualquier obstáculo.

6/10
Elegir un amor

1991 | Dying Young

Enamorarse de un enfermo terminal puede ser algo muy hermoso, pero también duro, ante la cercanía de la muerte. Joel Schumacher firma este lacrimógeno drama, que permite el lucimiento de la pareja Roberts-Scott. Produce el film la actriz Sally Field.

3/10
Héroes inocentes

1988 | Hanna's War

Acto de venganza

1986 | Act of Vengeance

Un honrado minero se decide a intervenir en el sindicato de mineros al ver las tremendas consecuencias de una explosicón. Sin embargo, encontrará la oposición del jefe de la Unión de Mineros, que no desea que disminuyan sus emolumentos. Adaptación del libro de Trevor Armbrister en una típica película ochentera protagonizada por el siempre justiciero Charles Bronson. El reparto de secundarios funciona magníficamente.

5/10
Dos veces en una vida

1985 | Twice in a Lifetime

Un tipo cincuentón, casado y con tres hijos -dos mujeres y un hombre-, es medianamente feliz, aunque no acaba de encontrarse satisfecho con su vida, de algún modo el matrimonio está instalado en la rutina, se ha perdido la ilusión. Una noche en que celebra su cumpleaños y su esposa dice estar cansada, recala en un bar con sus amigos, y la atractiva mujer que atiende la barra le hace tilín; para su sorpresa, también ella, viuda, empieza a sentir algo hacia él, con lo que la vida familiar tal y como era hasta ahora corre serio peligro de desmoronarse. Interesante drama sobre personas corrientes que se dejan ganar por la mediocridad en sus vidas. Incide en las razones por las que pueden abrirse grietas en la vida familiar, pero también viene a ser una justificación del divorcio y de las segundas oportunidades para encontrar el amor y rehacer la vida. Cuenta con un estupendo reparto, donde Amy Madigan, que encarna a una hija perpetuamente enfadada, logró la nominación al Oscar.

6/10
Embajador en Oriente Medio

1984 | The Ambassador

Producción Golan-Globus, una de esas compañías que hicieron temblar los cimientos de la calidad cinematográfica y que alcanzó gran repercusión durante los años 80 con sus tramas de héroes de tipo fascistoide (encabezada por el trío Stallone, Bronson y Chuck Norris) y operaciones secretas donde los israelíes eran los buenos de la película. Éste título corresponde al segundo apartado, y en ella el embajador del título quería reconciliar a judíos y árabes teniendo que lidiar también con un chantajista que tiene en su poder fotos comprometedoras de su mujer y un palestino. En el reparto viejas glorias de Hollywood como Robert Mitchum y Rock Hudson, acompañados de Fabio Testi y Ellen Burstyn. En realidad la película, rodada en Tel Aviv, procedía de una novela de Elmore Leonard que se desarrollaba en Detroit y que fue cambiada hasta no reconocerse.

3/10
Silencio del norte

1981 | Silence of the North

La apasionante vida de Olive Fredrickson, un mujer que vivió a comienzos del siglo XX en Canadá, que fue esposa de un trampero y luego se las arregló para sacar sola adelante a sus tres hijos, en los años de la Depresión. Gran trabajo de Ellen Burstyn.

6/10
Resurrección (1980)

1980 | Resurrection

Edna Mae sufre un accidente de coche por el que casi pierde la vida. Durante la recuperación descubre que tiene poderes curativos con los que sanar a los demás, pero su novio Cal, gran fanático religioso, no quiere aceptar que sus poderes sean obra de un milagro. Ellen Burstyn y Sam Shepard protagonizan este thriller donde la razón y la fe se mezclan. La actriz logró una nominación a los Oscar por su papel en esta cinta dirigida por Daniel Petrie (Distrito Apache). La música la pone Maurice Jarre (Jesús de Nazaret, El Club de los Poetas Muertos).

5/10
El próximo año a la misma hora

1978 | Same Time, Next Year

George y Doris se conocen en la cena de un hotel y, a pesar de estar casados, pasan la noche juntos. Además, proponen volverse a ver exactamente al cabo de un año, en el mismo sitio. Pasado ese tiempo, deciden seguir citándose cada año en lo sucesivo, iniciando una relación que perdura con el tiempo. Alan Alda (Dulce libertad) y Ellen Burstyn (Donde reside el amor) son prácticamnete los únicos actores de esta romántica cinta, considerada por algunos, algo melosa. Recuerda en parte a Tú y yo, aunque sin llegar a su altura ni mucho menos. Destaca el decorado y el vestuario que indica el paso de los años. Burstyn estuvo nominada a los Oscar como mejor actriz.

5/10
Gritos de pasión

1978 | Kravgi gynaikon

Una actriz venida a menos busca volver por la puerta grande interpretando el papel principal de "Medea" sobre los escenarios. Y se busca una doble de escenario, siendo la escogida una mujer que estuvo en la cárcel por matar a sus propios hijos. De modo que el texto clásico convive en la representación y ensayos, y en los personajes que lo interpretan. Se trata de una singular producción griega, dirigida por Jules Dassin.

6/10
Providence

1977 | Providence

El experimental y críptico Alain Resnais ofrece una visión algo desesperanzada de la vida a través de las historias de seis personajes atormentados. El elenco de actores es fabuloso. Premiada en Francia con 7 premios César.

6/10
Harry y Tonto

1974 | Harry and Tonto

Harry es un profesor jubilado y viudo que tras el desahucio que sufre en su hogar, decide hacer un viaje por Estados Unidos en compañía de su gato Tonto. Un planteamiento muy sencillo para una gran película dirigida por Paul Mazursky (Un ruso en Nueva York) y con la que Art Carney (El último gran héroe) ganó el Oscar al mejor actor. El film es conmovedor y entrañable, y hace un repaso de valores como la amistad y la familia, y la soledad que puede venir, a veces, acompañando a la vejez.

6/10
Alicia ya no vive aquí

1974 | Alice Doesn't Live Here Anymore

Alicia (Ellen Burstyn) es una mujer de 35 años que tiene un hijo de 12. Lleva una vida monótona y aburrida de ama de casa, y su estado habitual es la tristeza y el desánimo. Su marido muere en un accidente, y ella aprovecha su nueva situación para cambiar su vida. Vuelve a revivir sus sueños de soltera, y a ver las cosas con ilusión y con optimismo. Una de sus ambiciones consiste en retomar su carrera como cantante. Para ello, acompañada de su hijo, emprende un viaje en coche, en el que tratará de encontrar el éxito y la felicidad. En el camino conocerá a algunos hombres que animarán su vida. Se trata del primer trabajo hecho en Hollywood con un presupuesto importante por Martin Scorsese, que después triunfaría con títulos como Taxi driver (1976), Toro salvaje (1980), o Jo, ¡qué noche! (1985). Cuenta la auténtica odisea de una mujer que trata de rehacer su vida. Una película divertida sobre el universo femenino, que llama a una sencilla reflexión sobre cierta forma de vida en la sociedad actual. Ellen Burstyn está sensacional en su papel, y por ello ganó el Oscar a la mejor actriz. Destacan también las interpretaciones de Kris Kristofferson y de Harvey Keitel.

7/10
El exorcista

1973 | The Exorcist

Uno de los films más terroríficos de todos los tiempos, basado en la novela de William Peter Blatty. Una niña presenta extraños síntomas físicos y mentales. Los médicos no tienen respuesta para su mal. Entonces su madre, no creyente, empieza a preguntarse si su hija estará poseída por el diablo. El padre Karras, un joven sacerdote, trata de ayudarla. Pero quizá el caso le venga demasiado grande. La fuerza de este impactante film dirigido por William Friedkin en 1973 reside en mostrar con verosimilitud un caso de posesión diabólica y los ritos católicos de exorcismo para lograr su expulsión. El buscado realismo penetra hasta los tuétanos del espectador, provocándole escalofríos. Las nuevas escenas recuperadas (11 minutos) ni añaden ni quitan nada destacable a una película que ya es un clásico por derecho propio; pero la copia es sin duda excelente, con un magnífico sonido. La llegada del padre Merrin, un veterano luchador contra el demonio (magnífico Max Von Sydow), hace que el film crezca en el sorprendente desenlace.

8/10
Castillos de arena

1972 | The King of Marvin Gardens

David y Jason Staebler son dos hermanos de personalidades completamente opuestas. David es locutor de radio en Filadelfia, mientras que su hermano Jason planea construir un gigantesco casino. Ambos se reencuentran durante un viaje de david a Atlantic City, donde vive Jason. Tras Mi vida es mi vida, el director Bob Rafelson volvió a colaborar con el actor Jack Nicholson, en este drama, concebido originalmente como una especie de continuación. Se trata de un film con grandes diálogos, y actores de primera. Curiosamente, en el film también aparece como secundario Scatman Crothers, que también trabajó con Jack Nicholson, en El resplandor.

6/10
El rey de Marvin Gardens

1972 | The King of Marvin Gardens

La relación de dos hermanos, uno de los cuales pide al otro respaldo para sacar adelante un negocio que tiene entre manos. Se trata de la segunda colaboración entre Bob Rafelson y su actor estrella, Jack Nicholson.

6/10
La última película

1971 | The Last Picture Show

Corre el año 1951. La acción nos introduce en un pequeños pueblo de Texas, llamado Anarene. Un grupo de adolescentes están descubriendo la vida. Sus actividades habituales pasan por el cine y el único café del pueblo. Estos jóvenes, en el punto culminante de sus vidas, sirven como metáfora de Estados Unidos, que ejerce su hegemonía tras la Segunda Guerra Mundial. Pero una nueva guerra acecha a esta generación: la de Corea. De esta manera entramos en una nueva época, mucho menos inocente y desenfadada que la anterior. Unos símbolos se sustituyen por otros y el cine es pisoteado por la televisión, pero la esencia de la vida se mantiene inalterable.  Una excelente y nostálgica película basada en la novela de Larry McMurtry, que escribió el guión junto a Peter Bogdanovich. La fotografía, en blanco y negro, es digna de mención, de Robert Surtees. Un drama cautivador y sincero, con unos brillantes intérpretes principiantes, entre los que destaca el joven Jeff Bridges. Fue nominada para 8 Oscar. Una película de las llamadas de culto.

6/10
El fabuloso mundo de Alex

1970 | Alex in Wonderland

La segunda película dirigida por Paul Mazursky tras el éxito de su debut, Bob, Carol, Ted y Alice. Sigue a Alex, un debutante director de cine, que encandila a todo tipo de productores, de modo que ya empieza a fantasear con su próximo proyecto. Con unos jóvenes Donald Sutherland y Ellen Burstyn, destacan sus escenas oníricas, donde se juega con el referente de "Alicia en el país de las maravillas".

5/10
Pit Stop

1969 | Pit Stop

Cinta de acción de serie B, acerca de una nueva modalidad de carrera automovilística, sigue a un piloto que logra descollar, pero cuya estrella irá en declive. Escribe y dirige Jack Hill, especialista en subproductos de terror.

4/10
Adiós, Charlie

1964 | Goodbye Charlie

Una mujer confusa encontrada vagando sin rumbo en una playa, está convencida de que es la reencarnación de Charlie, un hombre que ha sido asesinado. George Tracy, un peculiar individuo, le ayudará a investigar la verdad. Adaptación de la obra teatral de George Axelrod, que también dio lugar a una serie televisiva en los 80 con Suzanne Somers. En esta versión, Debbie Reynolds y Tony Curtis no realizan trabajos memorables, pero se esfuerzan por ser lo suficientemente eficaces. Se trata de uno de un trabajo menor del gran Vincente Minnelli.

5/10
Para aquellos que se sienten jóvenes

1964 | For Those Who Think Young

Típica e intrascendente película playera, con jóvenes de buen ver a los que gusta el surf y ligar. Rezuma nostalgia y deseos de perpetuar los años mozos.

4/10
La ley del revólver

1955 | Gunsmoke | Serie TV

Una de las series más famosas de la historia de la televisión, que nació como un serial radiofónico, en 1952, producido por Norman MacDonnell. Narraba las peripecias de Matt Dillon, el sheriff de un pueblecito del oeste. Cuando empezó a barajar la posibilidad de adaptarlo a la pequeña pantalla, MacDonnell le ofreció el papel del protagonista, el sheriff Matt Dillon, al mismísimo John Wayne. Cuando éste rechazó el papel fichó a James Arness, que se hizo muy popular con la serie y que fue recomendado por el propio Wayne. Se mantuvo en antena a lo largo de 20 temporadas, batiendo todos los records en este sentido –tuvieron que pasar muchísimos años para que Los Simpson igualara el número–. En todo ese tiempo, la serie pasó del blanco y negro al color, y también pasó de los episodios de media hora iniciales a una hora. Destaca el trabajo de un jovencísimo Burt Reynolds, que interpretaba a Quint Asper, herrero del pueblo, y descendiente de los indios. La serie también dio a conocer a Dennis Weaver, ayudante del sheriff protagonista, y por sus numerosos episodios pasaron rostros hoy en día tan populares como Jodie Foster o Harrison Ford. Entre los directores que rodaron alguna entrega destacan Sam Peckinpah, Andrew V. McLaglen, Arthur Hiller, Robert Stevenson o Mark Rydell.

7/10

Últimos tráilers y vídeos