Decine21
The First Lady
6 /10 decine21

The First Lady

Contenidos (de 0 a 4 ¿qué es esto?)
0 2 1 0 0 0
Temas relacionados:

Reparto

Sinopsis oficial

En el Ala Oeste del gobierno, muchas de las decisiones más relevantes y de mayor impacto global fueron tomadas desde la sombra por carismáticas, proactivas y complejas Primeras Damas. La primera temporada de esta serie echa un vistazo tras la cortina para adentrarse en la vida personal y política de Eleanor Roosevelt, Betty Ford y Michele Obama, así como las de sus respectivas familias, trazando su propio camino a Washington, sumergiéndose en su pasado y siguiéndolas en sus grandes momentos más allá de la Casa Blanca. Las historias de tres mujeres únicas y enigmáticas que se entrelazan de manera íntima y orgánica, casi como si las paredes de la Casa Blanca pudieran hablar.

6 /10 decine21

Crítica The First Lady (2022)

Poderosas en la sombra

Poderosas en la sombra

Serie centrada en la trayectoria de tres mujeres, primeras damas en la presidencia de los Estados Unidos. Ellas son, por orden cronológico, Eleanor Roosevelt, esposa de Franklin D. Roosevelt, presidente entre 1933 y 1945, Betty Ford, esposa de Gerald Ford, que sucedió al dimitido Nixon en la presidencia entre 1974 y 1977, y Michelle Obama, mujer del primer presidente afroamericano Barack, que ocupó el Despacho Oval entre 2008 y 2016. Creada por el desconocido Aaron Cooley, su principal virtud, junto al espléndido trabajo de las tres actrices principales, Gillian Anderson, Michelle Pfeiffer y Viola Davis, reside en la estructura narrativa, la naturalidad con que se entrelazan las andanzas de las tres mujeres, yendo adelante y atrás en el tiempo, para subrayar diferencias y similitudes, es evidente que el papel de la mujer en la sociedad no lo ve igual la opinión pública en las distintas épocas, pero sí comparten una sacrificada función, que cada una debe ejercer a su modo, con su particular personalidad, de “mujer del presidente”. Y es que la fórmula podría haber resultado muy artificial, pero tal y como está, se logra una estimable unidad.

De modo que con Eleanor tenemos a una mujer de fuerte carácter, adelantada a su época, con ideas propias, que apoya a su marido tras las bambalinas, y que se convierte en su gran valedora cuando le acomete inesperadamente la polio, lo que podría haber arruinado su carrera política y convertirle en un amargado. Betty tiene que lidiar el riesgo de ser vista como “primera dama a la fuerza”, igual que su marido en la condición de presidente, pues alcanza esa posición política por el escándalo del Watergate, ella era la modesta mujer del vicepresidente. Mientras que Michelle es una coetánea del espectador, por tanto una mujer de nuestro tiempo, que no está dispuesta a aceptar al condición de “primera dama florero”, pero que sabe que ahora las cosas, con Barack en la Casa Blanca, son diferentes.

Cooley ha elegido dos presidencias demócratas y una republicana, y aunque evita escorarse en cuestiones políticas, no puede evitar subrayar la sensibilidad hacia las causas sociales en torno a las presidencias de Roosevelt y Obama, mientras que a Betty Ford la muestra literalmente “acosada” por unos especialistas en el mangoneo, Donald Rumsfeld y Dick Cheney, que machistas redomados tratan del cancelarla, es evidente que este retrato antipático quiere anticipar las posiciones aún más importantes que ocuparían en la presidencia futura de George W. Bush. En cualquier caso, ellas, las primeras damas son las protagonistas, sus maridos, aunque encarnados por actores de valía como Kiefer Sutherland, Aaron Eckhart y O-T Fagbenle, se convierten en esta serie en “secundarios de lujo”.

La serie es agradable, el esfuerzo de producción es importante, y te crees lo que estás viendo. Pero no deja de adoptar una mirada demasiado académica y previsible en su puesta en escena, lo que puede resultar algo decepcionante cuando está al frente de la dirección de todos los episodios la danesa Susanne Bier, que no tiene el mordiente de los filmes que dirigió en su país, como Después de la boda y En un mundo mejor; aunque fuera de su país Bier ha seguido haciendo productos estimables, como la serie El infiltrado, a partir de una novela de John le Carré, se ha dejado en el camino parte de sus señas de identidad. O dicho de otra manera, The First Lady podría haber sido rodado por cualquier director de The Crown, y no notaríamos la diferencia.

Comenta esta Serie TV

Normas de uso
  • Esta es la opinión de los internautas, no de decine21.com
  • No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.
  • La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.
  • Tu dirección de email no será publicada.
  • Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.

Series más vistas HOY

Estrenos Películas

Últimos tráilers oficiales