IMG-LOGO

Biografía

Jalil Lespert

Jalil Lespert

44 años

Jalil Lespert

Nació el 11 de Mayo de 1976 en París, Francia
Filmografía
Noches mágicas

2018 | Notti magiche

1990. Toda Italia está pendiente de su selección nacional, que juega la semifinal del Mundial de Fútbol con Argentina, pero esta última le arrebata el triunfo. Mientras, se precipita en un río un vehículo que lleva a bordo el cadáver del productor Leandro Saponaro. La policía cita a declarar a los principales sospechosos, tres jóvenes guionistas, el siciliano Antonino, el humilde Luciano, procedente de la Toscana, y la insegura de clase alta Eugenia, que fueron los últimos que vieron al fallecido con vida. Años atrás, Antonino, Luciano y Eugenia se conocen, cuando quedan finalistas de un premio de creación de libretos, y trataban de abrirse camino en el mundo del cine. Paolo Virzi ha destacado con películas sobre la familia, como El capital humano y La prima cosa bella, sus dos mejores trabajos, aunque se conoce más Locas de alegría. En este trabajo que dirige y coescribe la trama policial sirve de pretexto para desarrollar una historia de cine dentro del cine, muy sentida, pues describe en forma de farsa el mundo de los grandes maestros del cine italiano que le ayudaron a aprender su oficio, cuando terminaba la era más gloriosa de la ficción de su país, y critica a aquellos empresarios sin escrúpulos que casi esclavizan a quienes tienen talento, corruptos, trepas y otros personajes oscuros tras las bambalinas. Arranca bien, y tiene diálogos eficaces, y situaciones divertidas, y cae bien que Virzi se esfuerce por mostrar el entusiasmo juvenil, que sin duda él mismo vivió, de quienes inspirados por los grandes maestros, Federico Fellini y Michelangelo Antonioni, tratan de seguir sus pasos. Sin embargo, acaban acumulándose algunas secuencias innecesarias. También resultan un tanto estereotipados y caricaturescos los protagonistas, aunque los jóvenes Mauro Lamannia, Giovanni Toscano e Irene Vetere se esfuerzan a la hora de sacarles adelante. Además, dan el tipo frente a secundarios de peso, entre los que destacan Giancarlo Giannini, como el jefazo asesinado, y Ornella Muti, una diva al estilo de las “maggioratas” de entonces.

5/10
La búsqueda de la felicidad

2018 | The Escape

Tara está triste, aburrida, harta. Casada, con dos niños, es ama de casa, no trabaja fuera. Su marido Mark no es un prodigio de sensibilidad, es más bien tosco, y siempre que puede le pide el débito conyugal. Pero básicamente es un buen tipo, curra mucho y trae el pan a casa, y no elude las obligaciones domésticas, de hecho los hijos le adoran. El caso es que ella es una especie de volcán reprimido a punto de estallar. Busca espacios, tal vez haga un curso de arte, a lo que el marido, dentro de su sorpresa y el coste, no rechista demasiado. No basta. Tara tiene una crisis y huye precipitadamente del hogar, ligera de equipaje, rumbo a París, donde espera disfrutar de París, y más específicamente de unos tapices que descubrió en un libro de arte. Una especie de "madame Bovary" posmoderno, de mujer infeliz sin que sepa muy bien por qué, y de marido que lo detecta, pero que tampoco sabe poner remedio, o abrir las necesarias vías de comunicación que fortalezcan la unidad de la pareja. Así las cosas, la cosa está que arde, y el film sirve como muestrario del estado de las cosas en lo referente a la crisis de la familia en occidente, una crisis existencial personal en sus protagonistas. Es de una de esas cintas que podrían dar para un coloquio en un curso de orientación familiar, y que evidencian que a veces las cosas se estropean por puro narcisismo, un mirarse demasiado el ombligo en vez de darse a los seres queridos, sin reservas. El desconocido Dominic Savage, guionista y director, logra lo que se propone, dejando al espectador en estado de desazón, pues se limita a dejar constancia de cierto estado de las cosas difícil de romper, y donde ninguna de las opciones, la emancipación total o la apuesta por la familia, parecen satisfactorias, siempre queda la angustia y la depresión. Gemma Arterton da bien el tipo de la mujer protagonista que ha llegado al hartazgo y rota busca recomponerse sin dar con el pegamento idóneo.

6/10
Huérfana (Orpheline)

2016 | Orpheline

Si algo puede salir mal, saldrá peor, parece el lema vital de algunas personas. Y sucede que de entre ellas las hay quienes se dedican a hacer cine. Como Arnaud des Pallières, que con su coguionista Christelle Berthevas entrelaza en Huérfana, un poco caprichosamente, cuatro historias de mujeres, donde les persigue la mala pata y la desgracia, desde luego sus vicisitudes no son de las que te alegran el día. Una de ellas, la de Renée, directora de una escuela cuyo pasado le conduce a prisión ante el estupor de su marido, que estaba en la inopia, abre y cierra el film, y entretanto vemos a una mujer que responde a un anuncio y consigue un trabajo que deriva hacia donde no quiere, una adolescente apaleada que usa sus armas de seducción, y una niña que juega al escondite cuando dos de sus amiguitos desaparecen. Tal vez los responsables del film, que cuenta con un estupendo reparto con nombres como los de Adèle Exarchopoulos, Gemma Arterton o Sergi López, tienen clara la conexión cósmica y trascendental que quieren entregar con su deconstruida narración, pero el común de los espectadores quedará más bien desconcertado por esta extraña propuesta, que parece querer señalar una común orfandad y desvalimiento de cuatro mujeres, el eterno femenino en un mundo oscuro e inhóspito. Grandes pretensiones, para tan escaso resultado.

4/10
Iris

2016 | Iris

Max es un mecánico que recibe un curioso encargo: secuestrar a la mujer de un importante banquero francés. Lo curioso del asunto es que ha sido la propia mujer la encargada de embarcarle en ese negocio. De ese modo, tras el rescate, Max podría saldar las innumerables deudas que ha acumulado. Thriller francés de planteamiento algo retorcido en donde entran en juego la falsedad, la traición, la simulación, la trampa, el sexo y el asesinato. El guión de Iris, coescrito por el propio director Jalil Lespert (quien se reserva además el papel del banquero), se sigue con cierta intriga y tiene dinamismo, pero al final queda poco en este frívolo juego de engaños, más allá de la rebuscada trama criminal. El interés se sostiene, en parte, gracias al convincente y natural trabajo de Romain Duris y el magnetismo de una bella Charlotte Le Bon.

4/10
Las mil y una noches

2012 | Le mille e una notte: Aladino e Sherazade

Aladino, un joven zapatero de Bagdad, salva a una hermosa joven que ha sido secuestrada por un grupo de caballeros. Rápidamente se enamorará de ella y pasarán una noche inolvidable. Pero Aladino ignora que se trata en realidad de la Princesa Sherezade... Miniserie televisiva, producida por Italia y estrenada en dos partes, inspirada en los relatos clásicos de "La mil y una noches", incluyendo en la trama muchas historias contenidas en ese libro. Aunque la producción es a veces limitada, hay que reconocer que cuenta con un guión muy sugestivo, mezcla de aventuras clásicas y romanticismo a flor de piel, y que está correctamente narrado, con ritmo ágil. Son de ayuda al estimable resultado los trabajos del reparto, con unos protagonistas perfectos, Marco Bocci y Vanessa Hessler. En el papel secundario de la malvada hechicera Namuna aparece la española Paz Vega.

5/10
Un baiser papillon

2011 | Un baiser papillon

Love and Bruises

2011 | Love and Bruises

Lou Ye (Yihe Yuan, Zi Hudie) forma parte de la Sexta Generación de directores chinos –la posterior a la de Zhang Yimou o Chen Kaige– a la que pertenecen realizadores que empezaron alrededor de la década de los 90, como Wang Xiaoshuai o Zhang Yuan. Tras provocar cierto escándalo en su país, por su obsesión por el sexo, a Ye su gobierno le ha llegado a prohibir temporalmente rodar en su país. Ha elaborado en Francia Love and Bruises, que sigue su línea sórdida. En Love and Bruises, Hua, una emigrante que ha dejado Pekín para instalarse en París, donde imparte clases en la universidad, conoce casualmente a Matthieu, un obrero de la construcción. Ambos entablan una relación apasionada a pesar de que él la trata con modos un tanto violentos y cierto desprecio. La profesora acaba abandonándole, pero se da cuenta de que siente una enorme dependencia del muchacho. Análisis de las relaciones tóxicas que sólo pueden llevar a la destrucción, Love and Bruises alcanza cierto interés en su descripción de los dos protagonistas, personajes desnortados representativos de la sociedad contemporánea, interpretados con gran convicción por Corinne Yam, debutante en el largometraje, aunque posteriormente intervino en Holy Motors, y Tahar Rahim, que ya demostró su gran solvencia como joven protagonista Un profeta. Pero no termina de resultar creíble la relación destructiva entre los dos personajes, absolutamente dispares, que establecen una relación únicamente sexual. Además, sus diversos giros folletinescos innecesarios y su remarcado pesimismo terminan por desinteresar al espectador.

4/10
Presidente Mitterrand

2005 | Le promeneur du champ de Mars

La presidencia francesa de François Mitterrand se acerca a su final. Y no sólo la presidencia. El mandatario padece un cáncer, extremo no revelado a la opinión pública para acabar en su término natural la estancia en el poder. En ese momento acepta tener varios encuentros con un joven periodista, para que prepare un libro que le haga justicia. Este extremo, ficticio, sirve a Robert Guédiguian para hacer balance de los años en el poder del socialista Miterrand; las desilusiones del escritor porque el pragmático presidente no haya hecho realidad la utopía socialista, son en parte las del propio Guédiguian. Y la excusa argumental sirve para ahondar en la figura de un personaje complejo (flota el misterio de su actitud durante el régimen de Vichy), y para señalar que a la hora de enfrentarse a la muerte, sean cuáles sean las ideas que uno sostiene, los interrogantes que surgen sobre el sentido de la vida son básicamente los mismos. Esto se palpa en la lograda escena de la catedral, donde Miterrand palpa el frío mármol de una sepultura, mientras piensa en lo que le aguarda a él, en lo que nos aguarda a todos. Michel Bouquet ofrece un sólido trabajo como el presidente, sin caer en innecesarios histrionismos.

5/10
El pequeño teniente

2005 | Le petit lieutenant

Antoine se acaba de licenciar en la Academia de Policía, y pide destino en la brigada judicial del distrito 2 de París. Allí se pone a las órdenes de la comandante Caro, reincorporada al servicio tras una ardua batalla con su adicción al alcohol Esta eficaz profesional está restañando las heridas de la muerte tiempo atrás de su hijo de siete años. Y de algún modo en el novato Antoine ve a un nuevo hijo que le ha sido confiado. Interesante film del francés Xavier Beauvois, tiene el acierto de pintar con verismo la rutina policial de una comisaría parisiense. Frente a otros títulos policiacos algo exagerados, éste muestra los modos de llevar a cabo una investigación, el trato entre colegas, los riesgos de la profesión. Y también los problemas personales: Antoine ha dejado en su pueblo a su esposa maestra, y esto afecta a relación; y Caro no puede dejar atrás completamente el pasado, de muerte, alcohol y divorcio. Beauvois acierta con el reparto, en el que destaca el trabajo de toda una dama del cine francés, la carismática Nathalie Baye. Su plano final se clava en el corazón del espectador.

6/10
Recursos humanos

1999 | Ressources humaines

Frank, estudiante de empresariales, regresa al hogar. Las vacaciones que empieza no van a ser tales, pues viene de prácticas al departamento de recursos humanos de una fábrica que presenta una particularidad muy especial: su padre trabaja allí como obrero. El joven viene repleto de ideales, pero pronto va a chocar con la realidad: los empresarios tienen como objetivo primordial forrarse; y algunos obreros, como su padre, aceptan las injusticias pasivamente. Laurent Cantet, director debutante (ganó el Premio de Nuevos Realizadores en San Sebastián) traza un interesante y humano cuadro social. Huyendo de la demagogia algo evidente de Ken Loach (Lloviendo piedras) pone el dedo en algunas dolorosas llagas del sistema. Y sabe humanizar a los personajes: la relación padre-hijo es conmovedora, creíble.

6/10
Iris

2016 | Iris

Max es un mecánico que recibe un curioso encargo: secuestrar a la mujer de un importante banquero francés. Lo curioso del asunto es que ha sido la propia mujer la encargada de embarcarle en ese negocio. De ese modo, tras el rescate, Max podría saldar las innumerables deudas que ha acumulado. Thriller francés de planteamiento algo retorcido en donde entran en juego la falsedad, la traición, la simulación, la trampa, el sexo y el asesinato. El guión de Iris, coescrito por el propio director Jalil Lespert (quien se reserva además el papel del banquero), se sigue con cierta intriga y tiene dinamismo, pero al final queda poco en este frívolo juego de engaños, más allá de la rebuscada trama criminal. El interés se sostiene, en parte, gracias al convincente y natural trabajo de Romain Duris y el magnetismo de una bella Charlotte Le Bon.

4/10
Versailles

2015 | Versailles | Serie TV

La parte más oscura del poder, a medida que Louis XIV ve como su sueño del palacio de Versailles podría hacerse añicos ante sus ojos. A través de personajes históricos y fi cticios, Versailles se muestra en toda su gloria y brutalidad. El retrato de un mundo de cortesanos campesinos, traiciones, romances y secretos de alcoba, maniobras políticas y declaraciones de guerra.

Yves Saint Laurent

2014 | Yves Saint Laurent

Se aguardaba con ciertas esperanzas el primero de los dos biopics rodados casi a la vez de Yves Saint Laurent, diseñador fallecido en 2008, que revolucionó el mundo de la moda. Sobre todo porque a pesar de su relevancia profesional, su discreción y timidez tuvo como consecuencia que su vida privada apareciera muy poco en los medios de comunicación. Aquí lleva al cine su periplo vital Jalil Lespert, conocido sobre todo como actor, aunque ya contaba en su filmografía con dos largometrajes como realizador. Aborda la figura de Yves Saint Laurent desde que comienza su carrera en Christian Dior, firma que acaba dirigiendo a nivel creativo, cuando muere el fundador. Llamado a filas tras el estallido de la Guerra de la Independencia de Argelia, sufre un ataque de estrés, por lo que le recluyen en un hospital militar. Tras este incidente, la casa Dior le rescinde el contrato, por lo que con el asesoramiento de su pareja, Pierre Bergé, funda su propia firma. Género especialmente difícil, escasean los biopics compactos, y magistrales, estilo El orgullo de los yankees, Escrito bajo el sol, Lawrence de Arabia, Truman Capote o La red social y abundan los que se componen de estampas mal articuladas de episodios de la vida del protagonista, como Jobs, La dama de hierro, El mayordomo, Amelia, J. Edgar, Diana, Grace de Mónaco o la indescriptible Sin límites, donde Robert Pattinson cometió la osadía de encarnar a Salvador Dalí. Yves Saint Laurent se acerca más al segundo grupo, en la línea de Coco, de la rebeldía a la leyenda de Chanel, en torno a la otra gran figura de la moda francesa del siglo XX. El guión, que toma como referencia el libro de la periodista francesa especializada en alta costura Laurence Benaïm, no puede ser más pobre, centrándose sobre todo en su relación homosexual con el citado Bergé, y sus problemas con las drogas y el alcohol, quedando así su compañero como el gran salvador que supo llevarle por el camino recto. Se entiende que éste haya sido el único que ha alabado públicamente la cinta. Al menos, Bergé ha tenido la gentileza de ceder numerosos modelos de la colección del modisto, por lo que el film se detiene en varias ocasiones en los desfiles de moda, a los que se saca bastante partido visual. Otra nota positiva es la interpretación de Guillaume Gallienne, autor y protagonista de Guillaume y los chicos a la mesa, que interpreta con convicción al propio Bergé, por lo que sobresale llamativamente con respecto a su compañero de reparto, Pierre Niney, que parece haber sido fichado sobre todo por su enorme parecido físico con Saint Laurent. Tras esta cinta se ha rodado otra biografía sobre el mismo personaje, Saint Laurent, de Bertrand Bonello, denostada por los críticos a su paso por el Festival de Cannes.

4/10
Des vents contraires

2011 | Des vents contraires

24 mesures

2007 | 24 mesures

La noche. El destino de cuatro personajes -una prostituta, un chófer, una chica de buena familia, un hombre de jazz- se va a cruzar, puede ser la oportunidad de que resuelvan sus pequeños grandes problemillas. Se trata del debut en la dirección del actor Jalil Lespert, una historia un poco minimalista, donde apenas pasa nada.

4/10
Iris

2016 | Iris

Max es un mecánico que recibe un curioso encargo: secuestrar a la mujer de un importante banquero francés. Lo curioso del asunto es que ha sido la propia mujer la encargada de embarcarle en ese negocio. De ese modo, tras el rescate, Max podría saldar las innumerables deudas que ha acumulado. Thriller francés de planteamiento algo retorcido en donde entran en juego la falsedad, la traición, la simulación, la trampa, el sexo y el asesinato. El guión de Iris, coescrito por el propio director Jalil Lespert (quien se reserva además el papel del banquero), se sigue con cierta intriga y tiene dinamismo, pero al final queda poco en este frívolo juego de engaños, más allá de la rebuscada trama criminal. El interés se sostiene, en parte, gracias al convincente y natural trabajo de Romain Duris y el magnetismo de una bella Charlotte Le Bon.

4/10
Yves Saint Laurent

2014 | Yves Saint Laurent

Se aguardaba con ciertas esperanzas el primero de los dos biopics rodados casi a la vez de Yves Saint Laurent, diseñador fallecido en 2008, que revolucionó el mundo de la moda. Sobre todo porque a pesar de su relevancia profesional, su discreción y timidez tuvo como consecuencia que su vida privada apareciera muy poco en los medios de comunicación. Aquí lleva al cine su periplo vital Jalil Lespert, conocido sobre todo como actor, aunque ya contaba en su filmografía con dos largometrajes como realizador. Aborda la figura de Yves Saint Laurent desde que comienza su carrera en Christian Dior, firma que acaba dirigiendo a nivel creativo, cuando muere el fundador. Llamado a filas tras el estallido de la Guerra de la Independencia de Argelia, sufre un ataque de estrés, por lo que le recluyen en un hospital militar. Tras este incidente, la casa Dior le rescinde el contrato, por lo que con el asesoramiento de su pareja, Pierre Bergé, funda su propia firma. Género especialmente difícil, escasean los biopics compactos, y magistrales, estilo El orgullo de los yankees, Escrito bajo el sol, Lawrence de Arabia, Truman Capote o La red social y abundan los que se componen de estampas mal articuladas de episodios de la vida del protagonista, como Jobs, La dama de hierro, El mayordomo, Amelia, J. Edgar, Diana, Grace de Mónaco o la indescriptible Sin límites, donde Robert Pattinson cometió la osadía de encarnar a Salvador Dalí. Yves Saint Laurent se acerca más al segundo grupo, en la línea de Coco, de la rebeldía a la leyenda de Chanel, en torno a la otra gran figura de la moda francesa del siglo XX. El guión, que toma como referencia el libro de la periodista francesa especializada en alta costura Laurence Benaïm, no puede ser más pobre, centrándose sobre todo en su relación homosexual con el citado Bergé, y sus problemas con las drogas y el alcohol, quedando así su compañero como el gran salvador que supo llevarle por el camino recto. Se entiende que éste haya sido el único que ha alabado públicamente la cinta. Al menos, Bergé ha tenido la gentileza de ceder numerosos modelos de la colección del modisto, por lo que el film se detiene en varias ocasiones en los desfiles de moda, a los que se saca bastante partido visual. Otra nota positiva es la interpretación de Guillaume Gallienne, autor y protagonista de Guillaume y los chicos a la mesa, que interpreta con convicción al propio Bergé, por lo que sobresale llamativamente con respecto a su compañero de reparto, Pierre Niney, que parece haber sido fichado sobre todo por su enorme parecido físico con Saint Laurent. Tras esta cinta se ha rodado otra biografía sobre el mismo personaje, Saint Laurent, de Bertrand Bonello, denostada por los críticos a su paso por el Festival de Cannes.

4/10
24 mesures

2007 | 24 mesures

La noche. El destino de cuatro personajes -una prostituta, un chófer, una chica de buena familia, un hombre de jazz- se va a cruzar, puede ser la oportunidad de que resuelvan sus pequeños grandes problemillas. Se trata del debut en la dirección del actor Jalil Lespert, una historia un poco minimalista, donde apenas pasa nada.

4/10

Últimos tráilers y vídeos