IMG-LOGO

Biografía

Alvin Sargent

Alvin Sargent

92 años ()

Alvin Sargent

Nació el 12 de Abril de 1927 en Filadelfia, Pensilvania, EE.UU.
Falleció el 09 de Mayo de 2019 en Seattle, Washington, EE.UU.

Premios: 2 Oscar

Maestro del guión adaptado

13 Mayo 2019

Se le consideraba un maestro del guión adaptado, labor por la que consiguió dos Oscar. Alvin Sargent falleció el 9 de mayo de 2019, a los 92 años, en su residencia de Seattle. 

Nacido el 12 de abril de 1926, en Philadelphia, Alvin Supowitz (su verdadero nombre) estudió en Upper Darby High School, ilustre institución de Pennsylvania, situada a las afueras de su ciudad natal. Pero abandonó para servir en la Marina durante la II Guerra Mundial. "Si dejabas la escuela secundaria durante la guerra, aunque tus calificaciones no fueran muy buenas, te aprobaban automáticamente", recordaba con humor en una entrevista. En el ejército aprendió a mecanografiar. "Por aquel entonces ni siquiera imaginaba que algún día me dedicaría a a escribir, pero descubrí que me gustaba mucho".

Al término de la contienda se mudó a Los Ángeles, donde trabajó en una compañía textil. Poco después se unía a The Circle Teathre, compañía teatral en la que coincidió con Sydney Earl Chaplin, hijo de Charles Chaplin. Llegó a interpretar un papel breve, en concreto fue un soldado, en De aquí a la eternidad, de Fred Zinneman. Durante muchos años trabajó como comercial de publicidad, mientras dedicaba su tiempo libre a escribir. Un amigo le aconsejó que recurriera a un agente, que le consiguió trabajo como guionista en la serie Bus Stop, de 1961. Aunque le despidieron enseguida por su inexperiencia, poco a poco consiguió meter cabeza en el mundillo, ocupándose de capítulos de La ciudad desnuda y Alfred Hitchcock presenta.

Debutó como libretista para la gran pantalla con Ladrona por amor, que protagonizaron Shirley MacLaine y Michael Caine, y empezó a dedicarse a las versiones de libros, su gran especialidad, con Yo vigilo el camino, de John Frankenheimer, a partir de un libro de Madison Jones. Por Luna de papel le nominaron por primera vez al Oscar al guión adaptado. Lo conseguiría por Julia, con la que se reencontraría con el realizador Zinnemann, en la que adaptó a Lillian Hellman, y Gente corriente, que partía de un libro de Judith Guest. J.J. Abrams siempre cita a Alvin Sargent como su gran inspirador. "Tengo siempre junto a mi mesa de trabajo una copia del guión de Gente corriente", afirma el responsable de Star Wars: El ascenso de Skywalker. "Me gustaría crear páginas llenas de ideas, como ocurre en ese trabajo".

También colaboró, aunque no aparezca acreditado en la versión de Ha nacido una estrella de 1976, y fue responsable de El jinete eléctrico y Héroe por accidente.  

Divorciado en 1975 de la actriz Joan Candem (La torre de Londres), estuvo unido durante décadas a la productora y ejecutiva de Sony Laura Ziskin. Con ella colaboró como responsable del guión de Spider-Man 2 y 3, y The Amazing Spider-Man, reinicio de la franquicia. Se casó con ella un año antes de su muerte, en 2011, como consecuencia del cáncer.

Oscar
1981

Ganador de 1 premio

Oscar
1978

Ganador de 1 premio

Filmografía
The Amazing Spider-Man

2012 | The Amazing Spider-Man

Tras el éxito de Spider-Man 3, el realizador de la trilogía, Sam Raimi, preparaba una nueva entrega que volvería a estar protagonizada por Tobey Maguire y Kirsten Dunst. Sin embargo, durante el proceso de preproducción, Raimi no acabó de entenderse con los ejecutivos de Sony, y finalmente decidió abandonar el proyecto. La productora anunció a bombo y platillo que reiniciaría la franquicia con un nuevo reparto, devolviendo al personaje principal a la época del instituto, con la excusa de conectar con el público joven. En The Amazing Spider-Man sorprendió la elección del director, Marc Webb, procedente de los videoclips y las series televisivas, hasta ahora autor de un único largometraje, la tragicomedia romántica de factura 'indie' (500) días juntos. Así, Peter Parker vuelve a ser un joven estudiante, de mente privilegiada, pero que sufre las iras de Flash Thompson, el matón de su centro, y que vive con sus tíos tras haber sido repentinamente abandonado por sus padres. Se siente atraído por una compañera de clase, Gwen Stacy, hija de un vecino policía. La chica colabora con el doctor Curt Connors, brillante científico que perdió el brazo derecho, y realiza experimentos con animales en busca de un método para que el ser humano pueda regenerar los miembros amputados. Cuando Parker se entera de que Connors colaboró con su padre, se cuela en la compañía donde trabaja, Oscorp, pero allí sufre la picadura de una araña radiactiva que le dará poderes excepcionales. Pesa como una losa que a Webb le hayan encargado repetir el punto de partida ya conocido. También que The Amazing Spider-Man llegue a las carteleras en el punto álgido del aluvión de superhéroes en el cine, tras la estela de propuestas de enorme calidad –El caballero oscuro– y otras fallidas –Green Lantern (Linterna verde)–, pero todas con elementos que se repiten (la identidad secreta, la novia del héroe) por lo que a estas alturas resulta muy difícil no sólo sorprender sino mantener el interés. Por esta razón, salvo para el público que en gran medida desconozca el subgénero, el inicio de The Amazing Spider-Man resulta agotador, a pesar de que se nota un enorme esfuerzo por rodar una producción de calidad. El guión, coescrito por el prestigioso James Vanderbilt (Zodiac) reinventa un poco las secuencias que en esencia ya están vistas y dota de profundidad no sólo a los protagonistas, sino a todos los personajes. Para interpretarlos se ha reclutado a un elenco de auténtico lujo, en el que sobresalen secundarios como Martin Sheen (un gran tío Ben pese a que Cliff Robertson también se lució en la versión anterior), Rhys Ifans (impresionante como villano), Sally Field (aunque su papel de tía May podría tener mayor relevancia) y Denis Leary (el severo pero honrado capitán Stacy). En los roles principales, Andrew Garfield, que se reveló como Eduardo Saverin en La red social, se confirma como joven de gran futuro, mientras que Emma Stone vale para afrontar cualquier papel, como demostró en Criadas y señoras (The Help). Tampoco existen grandes novedades en The Amazing Spider-Man en cuanto a las secuencias de acción, más de lo mismo, pese a que se nota que se ha invertido un generoso presupuesto y que se ha usado tecnología de última generación. Sorprende ligeramente la primera aparición de Peter Parker saltando entre edificios con su recién diseñado uniforme (ahora de licra), y que está filmada en cámara subjetiva, así como un momento 'capriano' en el que los operarios de grúa se unen para ayudar al Trepamuros. Refuerza esta secuencia el mensaje, en torno a la obligación moral de ayudar a los demás, aunque en esencia el fondo viene a ser otra vez aquel "un gran poder conlleva una gran responsabilidad" explicado con diálogos diferentes. Se ven premiados los esfuerzos de los implicados en The Amazing Spider-Man en el tramo final, que adquiere intensidad dramática, sobre todo en lo relativo a la subtrama romántica, especialidad de Marc Webb. Stan Lee, cocreador del personaje con el dibujante Steve Ditko, lleva a cabo aquí el más divertido de sus habituales cameos en adaptaciones de sus obras. Como la mayoría de películas de héroes Marvel, contiene una secuencia de propina durante los títulos de crédito, que promete la inevitable secuela.

5/10
Spider-Man 3

2007 | Spider-Man 3

Tercera entrega de las aventuras del hombre araña, que mantiene el alto nivel de los filmes anteriores, basados en el superhéroe del cómic de Marvel de Stan Lee y Steve Ditko. La clave del éxito, una vez más, es un guión elaborado, lo que no significa planteamientos sesudos –no es eso lo que reclama la saga Spider-Man–, sino un buen puñado de ideas capaces de vertebrar la trama, y que suponen conflictos de entidad para los protagonistas. El director Sam Raimi repite en la escritura del libreto, y a él se suman su hermano mayor Ivan Raimi, y Alvin Sargent, que ya participó en la segunda película, y que demuestra solvencia –como hizo en los filmes Luna de papel y Gente corriente– para pintar personajes normales en situaciones extraordinarias. El nuevo film arranca en una aparente situación idílica para Peter Parker y Mary Jane Watson. El primero al fin ha conseguido el favor popular de los neoyorquinos, que sencillamente le adoran; su noviazgo con Mary Jane se ha afianzado y parece que las campanas de boda pueden sonar en cualquier momento. Mientras, ella ha sido seleccionada para cantar en un multipremiado musical de Broadway. Pero la felicidad perfecta en este mundo no existe, y pronto van a surgir obstáculos a esta felicidad: Mary Jane es expulsada del musical, y se siente anulada ante la popularidad de Spider-Man; y Harry Osborn sigue culpando a Peter de la muerte de su padre. Las cosas se complican más con la aparición de nuevos supervillanos: allí están el Hombre de Arena, un delincuente común con mala fortuna en la vida, que a resultas de un experimento radioactivo ha mutado su estructura genética; y un parásito llegado del espacio exterior en un meteorito, del que nacerá Venom, que primero va a tentar a Peter Parker, que así va a descubrir su lado más oscuro, y luego a un nuevo fotógrafo del Daily Bugle. Nadie es perfecto. No estamos marcados por el destino, cada uno se lo construye con sus propias decisiones. Hay que saber reconocer los propios errores y pedir perdón. El bien existe, y el mal también, y optar por el primero sirve para labrarse una felicidad duradera. Son ideas que todos reconocemos como auténticas, porque las tenemos grabadas muy adentro. El éxito de las aventuras de este superhéroe, frente a otros quizá muy apreciados, pero no tanto, tienen que ver, y mucho, con estas nociones. A partir de ellas tenemos un guión sólido y muy dinámico, donde el encontrarnos en una tercera entrega permite un mejor desarrollo de los personajes. En la referente a las escenas de acción, si bien hay algunas más convencionales –hemos visto ya tantas secuencias de efectos visuales…–, el Hombre de Arena es todo un hallazgo, y la escena de la grúa descontrolada es de una espectacularidad increíble. La trama combina bien esos momentos trepidantes con la exploración de los rincones más oscuros del superhéroe, la tentación de la venganza, el encerrarse en uno mismo y la capacidad de redención. Hay muchos y buenos momentos para el humor –el director del Daily Bugle siempre es una buena baza, pero también están propiciados por las escenas en que Parker “se desmelena”–, pero sin que esto lleve a dejar a un lado la idea del talento, que puede ser malgastado, o no. Ya puede ser uno un gran superhéroe, que eso no le convierte en necesariamente bueno, es más, tiene bastantes posibilidades por equivocarse y optar por lo contrario. La idea de libertad es muy importante en este film, y desde luego la salvación de Harry no puede venir de ninguna manera a través de un golpe de fortuna, su inesperado estado de amnesia.

7/10
Spider-Man 2

2004 | Spider-Man 2

Esta vez su seguro servidor, el hombre araña, se subirá literalmente por las paredes con la aparición de un peligroso supervillano: el doctor Octopus. Ésta es la identidad que toma Otto Octavius, profesor y amigo de Peter Parker, el hombre araña. Un experimento fallido de Octavius con antimateria provoca la muerte de su esposa, y que unos sofisticados brazos mecánicos inventados por él se queden adheridos a su espalda. Estos hechos conmocionan tanto al científico, que pierde la razón y se convierte en un monstruoso delincuente. Para desgracia de Spider-Man, que está intentando dejar de ser un superhéroe, porque su doble vida apenas le deja tiempo para los estudios que acaba de iniciar en la universidad, su trabajo como fotógrafo del Daily Bugle, y el tener que ejercer incluso de repartidor de pizzas para poder llegar a fin de mes. El que dijo aquello de “segundas partes nunca fueron buenas” cambió de opinión cuando fue a ver el segundo Spider-Man. A estas alturas del siglo XXI se da por supuesto que en una gran superproducción los efectos especiales serán sorprendentes, que los actores resultarán creíbles y que la película estará muy bien rodada. Aún así la película  muchas veces fracasa por culpa de un buen guión. Aquí se intenta algo más. Los productores, conscientes de que se trata del personaje estrella de Marvel, y que la franquicia puede seguir produciendo dinero durante muchos años (Sony quiere rodar seis entregas), han decidido cuidar al milímetro el guión, que básicamente gira en torno a la pesada carga que supone ser Spider-Man. Pero Peter Parker no puede dejar de serlo a la ligera, porque es consciente de la responsabilidad que supone tener la fuerza proporcional de una araña, y generar fluido arácnido, entre otras habilidades sobrehumanas. Sam Raimi, director de las dos entregas, ha sabido captar sobre todo la humanidad del personaje central, el secreto que ha hecho de Spider-Man un cómic que continúa teniendo éxito cuatro décadas después de su creación. Pero también están llenos de la misma humanidad los secundarios. Harry Osborn, hijo del Duende verde de la primera parte, ofuscado por el odio hacia Spider-Man. Jonah J. Jameson, más conocido como J.J.J., malhumorado pero en el fondo entrañable director del periódico. La tía May, hiperprotectora de su sobrino pese a que éste es un superhéroe. Y sobre todo, Mary Jane, a quien por su importancia le dedicamos su propio recuadro más abajo. Y, por supuesto, el doctor Octopus.

8/10
Infiel (2002)

2002 | Unfaithful

El director inglés Adrian Lyne prosigue con su personal periplo acerca de las relaciones entre hombre y mujer, sin abandonar el enfoque sexual que ha caracterizado toda su producción cinematográfica. En la línea de Una proposición indecente (1993) y con algunas referencias a Atracción fatal (1987), Lyne narra cómo la infidelidad conyugal destruye por completo al matrimonio y a la persona. El director reconoce su deuda con La mujer infiel (1968), película de Claude Chabrol de idéntica temática: “Fue una de mis películas favoritas, una especie de obra de Hitchcock en la que un marido se da cuenta poco a poco de que su mujer está teniendo una relación amorosa. Siempre me ha encantado y la tomé como referencia para esta película, eso sí, muy libremente”. Definida por el mismo Lyne como un thriller erótico, Infiel cuenta el encontronazo callejero de Connie Sumner –ama de casa felizmente casada– con un desconocido que se dedica a la compra venta de libros. Ella consiente en entrar en su casa y a partir de ahí se enreda compulsivamente en una espiral de encuentros sexuales sin demasiadas explicaciones. Gran parte del atractivo del film está en su reparto, cuyo mejor exponente es Richard Gere, que interpreta con eficacia y credibilidad al marido engañado. Contrasta con un Olivier Martinez demasiado desastrado, extraño, lejano, y cuyo acento –también francés en el personaje– parece por sí solo capaz de ejercer una atracción irresistible sobre las mujeres. Tan simple como un libro de recetas.

3/10
A cualquier otro lugar

1999 | Anywhere But Here

Adele y Ann. Madre separada e hija. En contra de los deseos de Ann, ambas abandonan el pequeño pueblo de Bay City en Wisconsin, rumbo a Beverly Hills. Contra lo que podría considerarse normal, Ann, de 14 años, es una chica madura, con deseos de echar raíces en un sitio: amigos, novio... Mientras que Adele vive en una nube de fantasía, y piensa que las cosas les van a ir mucho mejor: seguro que surge un buen trabajo y un “príncipe azul” para encauzar las cosas... El director, Wayne Wang, explica que le gustan las “historias humanas simples, especialmente las historias familiares. A cualquier otro lugar trata de la familia, de la gente, de la dependencia, de la independencia, del amor y del odio. Trata de cómo crecer. Me sentí como si estuviera haciendo el camino con las protagonistas, y me gustaron de verdad esos personajes.” Para Susan Sarandon, “lo más interesante de mi personaje es que está haciendo las cosas equivocadamente, aunque con buena intención”. Minentras que Natalie Portman creyó ver en Ann rasgos autobiográficos: “Era muy extraño. Mientras rodábamos pensaba que en menos de un año iba a vivir algunas de las cosas que le pasan a ella: prepararse para la universidad y vivir por mi cuenta.”

5/10
Bogus

1996 | Bogus

Albert queda huérfano cuando su madre, artista en un espectáculo de magia, muere en accidente de automóvil. La única pariente cercana que le queda es Harriet, la hermanastra negra de su madre, solterona adicta al trabajo, que no sabe nada de niños. Ayudará a Albert a sobrellevar su nueva situación Bogus, un personaje surgido de su imaginación.Comedia familiar, sus resultados son algo irregulares. Es una pena, tratándose de un film con un director veterano (Norman Jewison) y dos probados actores de comedia (Whoopie Goldberg y Gérard Depardieu). Aunque se apela con acierto a la generosidad y al sacrificio en las relaciones familiares, la visión de la fantasía como recurso escapista de los problemas resulta algo equívoca, sólo aceptable en un film infantil, que no debe ser tomado demasiado en serio.

3/10
¿Qué pasa con Bob?

1991 | What About Bob?

El histérico e hipocondríaco Bob asiste a terapia con el psiquiatra Leo Marvin, pero éste ya está hasta el gorro de su paciente. Por ello, decide descansar con su familia en su casa de la playa, y olvidarse del trabajo por unos días. Pero no será tan fácil, pues Bob se presenta allí para recibir consulta, y lo que es peor, sus hijos empezarán a tomarle cariño. Leo planeará una drástica solución contra Bob. Tras las películas de Los cazafantasmas y antes de Atrapado en el tiempo, el cómico Bill Murray intervino en esta entretenida comedia sobre un plasta neurótico con síndrome de dependencia que volvía loco a un sufrido Richard Dreyfuss. Frank Oz, conocido por todos por ponerle voz a Yoda, es el director de este divertidísimo film que nadie debe perderse.

6/10
Con el dinero de los demás

1991 | Other People’s Money

Un economista compra una empresa, y su gestión choca con el creador de la empresa, un conservador. Jewison describe el moderno mundo empresarial.

4/10
Pasión sin barreras

1990 | White Palace

Un joven ejecutivo llamado Max Baron (James Spader) conoce por casualidad a Nora Baker (Susan Sarandon), una camarera algo mayor que él que trabaja en una hamburguesería de segunda categoría. No tenía por qué suceder nada y sin embargo ambos quedan prendados. Max es un publicista de éxito, infeliz tras la muerte de su esposa. Nora, por el contrario, a pesar de haber perdido a su hijo, derrocha entusiasmo por la vida, lo que contrasta con el sórdido lugar en que se mueve. Nada en los dos coincide, ni la edad, ni la clase social, ni siquiera los gustos. Sólo hay algo que les puede unir: el sexo. Pese a ser una película de pocos vuelos, Susan Sarandon da muestras del por qué de su éxito: sabe congeniar la comedia y el drama como nadie. James Spader cierra también un trabajo meritorio en esta historia pasional y diferente, de alto contenido erótico. El film cuenta con una buena ambientación y fotografía, y con una música eficaz a cargo de George Fenton.

4/10
La fuerza de un ser menor

1988 | Dominick and Eugene

Gino es un joven que se está sacando la carrera de medicina, mientras su hermano, Nicky, un ser bueno e inocente que sufre un pequeño retraso mental trabaja como basurero para pagarle los estudios a Gino. Ambos mantienen buena relación y Gino siempre protege a su hermano de todos los que le insultan o maltratan. Los dos sienten una mutua necesidad, pero el conflicto surgirá cuando Gino decida marcharse para seguir estudiando fuera. Tierno y conmovedor drama sobre dos hermanos muy distintos pero con un fuerte vínculo entre ambos. Un secreto oculto se irá desvelando a lo largo de la historia y marcará la relación entre los personajes. Protagonizan Ray Liotta (Identidad) y Tom Hulce (Amadeus), por cuya interpretación fue nominado a un Globo de Oro.

5/10
Loca

1987 | Nuts

Adaptación de una obra teatral de Tom Topor que sirve al lucimiento de su protagonista, la diva Barbra Streisand. Cuenta cómo una joven de clase social alta se dedica a la prostitución de lujo; cuando está con un cliente, lo mata y es acusada de asesinato. Para salvarla, sus padres desean que el abogado utilice el argumento de enajenación mental, algo por lo que ella no está dispuesta a pasar.Martin Ritt es un director más que competente, por lo que logra sacar adelante este típico drama judicial, en que la acusada acaba convertida en acusadora de una sociedad hipócrita, que trata de ocultar su podredumbre con un sistema legal no siempre justo. Aunque la temática es sórdida, Ritt se mantiene dentro de los márgenes de una cierta elegancia.

5/10
Gente corriente

1980 | Ordinary People

Los Jarretts son una familia burguesa típicamente norteamericana. El padre, interpretado por Donald Sutherland, tiene un buen sueldo, su esposa se ocupa de los labores de la casa, y su hijo, interpretado por Timothy Hutton, es un atractivo joven con un brillante futuro por delante. Pero tras esta fachada de aparente felicidad, se esconde un drama espeluznante. El hijo mayor de los Jarretts murió debido a un terrible accidente en el mar, y los problemas surgen cuando el personaje de Hutton se siente responsable de la muerte de su hermano. Se trata de un retrato de familia auténtico, fiel y sin tapujos. Fue el primer trabajo como director del gran actor Robert Redford, que consiguió un Oscar. Además, obtuvo la estatuilla como mejor película, mejor actor secundario para Timothy Hutton, y mejor adaptación. Basada en la novela de Judith Guest. Una película soberbia y contundente, que cuenta con brillantes interpretaciones. De un realismo que pone los pelos de punta.

8/10
Un instante, una vida

1977 | Bobby Deerfield

Un piloto de carreras, acostumbrado al riesgo y a ponerse al límite, descubre por sorpresa el amor. Uno de los filmes tempranos de Sydney Pollack y Al Pacino, y su única colaboración conjunta.

5/10
Julia (1977)

1977 | Julia

Narración de la amistad desarrollada entre dos mujeres a lo largo de cuarenta años, y que se puso a prueba especialmente cuando en la Alemania de 1936, controlada por los nazis, Julia le pide a Lillian que transporte dinero destinado a financiar la huida de los perseguidos por la dictadura de Hitler. En un primer momento, Lillian tiene miedo; pero enseguida comprende que su labor es necesaria debido a las múltiples atrocidades cometidas por el régimen. Magnífica y sensible adaptación de la ya excelente novela "Pentimento", en la que la reputada escritora Lillian Hellman narra su relación –ocurrida en la realidad– con Julia, una amiga que le implicó en los movimientos de resistencia contra el nazismo en los años 30. Imprescindible por las impresionantes interpretaciones –en especial de las dos excelentes actrices femeninas protagonistas, pero también por la calidad de secundarios como Jason Robards– y el delicado estilo narrativo del veterano realizador del clásico western Solo ante el peligro. Este filme se hizo acreedor de tres oscars en 1977 en las categorías de Mejor Actor Secundario -para Jason Robards por su impresionante caracterización como el compañero de Jane Fonda-, Mejor Actriz –para Vanessa Redgrave por su papel de Julia– y Mejor Guión Adaptado para el excelente escritor Alvin Sargent. La música de Georges Delerue es inolvidable.

7/10
Luna de papel

1973 | Paper Moon

Un timador aprovecha su parecido con una niña húerfanita. Son los años de la Depresión, y Moses, charlatán que vende biblias supuestamente encargadas por personas que acaban de fallecer, a sus desconsoladas viudas, forma equipo con Addie, una cría encantadora, y muy espabilada para su edad. Peter Bogdanovich entrega una comedia deliciosa, con su punto de ternura, en maravilloso blanco y negro.Protagonizan Ryan y Tatum O'Neal, padre e hija en la vida real. Ella, con tan sólo diez años, se llevó un merecido Oscar.

7/10
El efecto de los rayos gamma sobre las margaritas

1972 | The Effect of Gamma Rays on Man-in-the-Moon Marigolds

Beatrice es una viuda atormentada que tiene dos hijas: Ruth y Mathilda, muy diferentes entre ellas. Mientras la primera es una adolescente epiléptica algo descarada, la segunda solo está pendiente de sus animales y de los deberes del colegio, pues debe realizar un proyecto en la clase de ciencias que no es otro que el efecto de los rayos gamma sobre las margaritas. Las tres conviven como pueden trabajando para una anciana inválida. Paul Newman, que fue nominado a la Palma de oro en Cannes, dirige este drama sobre dos chicas 'raritas' que viven bajo la influencia de su frustrada madre. El proyecto del colegio que debe presentar una de las protagonistas es un reflejo de sus propias vidas, pues al igual que los rayos gamma influyen en las margaritas, la madre trastoca con su proceder a sus dos hijas. Gran trabajo de Joanne Woodward como Beatrice, que fue premiada en Cannes.

5/10
Yo vigilo el camino

1970 | I Walk the Line

Un sheriff atribulado por la edad y la monotonía de su vida matrimonial se enamora locamente de una jovencita cuyo padre está inmerso en oscuros negocios relacionados con el alcohol ilegal. Cuando un agente federal llega al lugar para investigar las destilerías piratas, se produce el enfrentamiento. Todo ello según la novela “An Exile”, de Madison Jones transformada en guión cinematográfico por Alvin Sargent, uno de los grandes escritores del séptimo arte ganador de dos Oscar por Julia (1977) y Gente corriente (1980). La película, de ritmo cansino para un director del dinamismo de John Frankeheimer, sufrió algunos cambios en la mesa de montaje, quizá el más significativo fue que se añadió una canción de Johnny Cash, “I Walk the Line”, con tanta relevancia que incluso se adoptó como título original del filme en detrimento del elegido en primer lugar: September Country.

4/10
El cuco estéril

1969 | The Sterile Cuckoo

Pookie Adams es una estudiante que mantiene una relación con Jerry. A pesar de sus diferencias, la joven pareja aprenderá a entenderse. Primera nominación a los Oscar para Liza Minnelli como mejor actriz. La música de Fred Karlin también optó a la estatuilla. Dirige Alan J. Pakula (La decisión de Sophie).

4/10
La noche de los gigantes

1968 | The Stalking Moon

Un explorador del ejército, antes de retirarse, colabora en una incursión en territorio apache. Y se topa con una mujer blanca, que vivía con la tribu, y que tiene un hijo mestizo. Siete años después de Matar a un ruiseñor, se repetía una fructífera colaboración entre Robert Mulligan y Gregory Peck, en este western con fina descripción psicológica de los personajes.

6/10
Ladrona por amor

1966 | Gambit

Deliciosa comedia picaresca en torno a un robo, con unos fantásticos Shirley MacLaine (El apartamento) y Michael Caine (El hombre que pudo reinar), con insuperable química entre ellos. El trabajado guión narra cómo un sofisticado ladrón inglés, Harry, y un escultor francés, Émile, convencen a Nicole, una mujer euroasiática que trabaja en un cabaret de Hong Kong, para que ayude a robar un busto chino de gran valor, en posesión de un millonario; la idea es aprovechar el parecido de ella con la esposa difunta del millonario, y con el busto, que representa a una ancestral emperatriz.El film obtuvo tres nominaciones al Oscar, aunque en categorías menores: dirección artística, vestuario y sonido. Es muy ocurrente mostrar inicialmente cómo discurre el plan dentro de la cabeza de Harry -sin fallos, con absoluta perfección- para luego enseñar la realidad, en que la mayoría de los obstáculos no se pueden prever, y donde Nicole resulta ser mucho más espabilada de lo que suponía su compañero de robo.

6/10
Héroe por accidente

1992 | Hero

Bernie La Plante (Dustin Hoffman) es un pillo de mucho cuidado. Es de esos tipos que, como se dice, no dudaría en vender a su madre. Una noche se está lamentando de la mala suerte que le persigue en la vida, cuando de repente un avión de pasajeros se estrella ante sus ojos. Bernie, conmocionado, corre hacia el lugar del accidente con buenas intenciones por una vez en su vida. Arriesgándose al máximo, consigue salvar a los pasajeros. Cuando ve llegar a las ambulancias y a los coches de policía, huye sin ser visto entre la confusión. Aparece en escena una ambiciosa reportera llamada Gale Gayley (Geena Davis) que oye hablar del héroe desconocido y altruista, y se empeña en encontrarlo. Pero otro pillo de mucho cuidado, interpretado por Andy García, se ha percatado de la situación y pretende aprovecharse al máximo. Una divertida comedia que plantea una efectiva trama de enredo. Cuenta con un excelente equipo de protagonistas. El experto Stephen Frears impone un ritmo ágil que entretiene al espectador desde el principio. Frears se dio a conocer en su país natal, Inglaterra, con Mi hermosa lavandería (1985), escrita por el pakistaní Hanif Kureishi, en la que se da a conocer Daniel Day-Lewis. Su siguiente éxito es Las amistades peligrosas (1988). La película tiene un afán moralizante, como las mejores comedias clásicas.

6/10

Últimos tráilers y vídeos