IMG-LOGO

Biografía

Kramer Morgenthau

Kramer Morgenthau

Kramer Morgenthau

Filmografía
The Many Saints of Newark

2020 | The Many Saints of Newark

Fahrenheit 451

2018 | Fahrenheit 451

En un futuro no muy lejano, el cuerpo de bomberos se dedica a quemar libros en vez de a apagar incendios. Estamos inmersos en una sociedad totalitaria donde se ha impuesto el pensamiento único, todo por el bien de los ciudadanos, naturalmente, no vayan a volverse majaretas de pensar or sí mismos. El bombero Guy Montag lleva más de 15 años ejecutando las órdenes de sus superiores, hasta el punto de que el capitán Beatty ve en él a su seguro sucesor. Pero Montag empieza a cuestionarse el porqué de su trabajo, y se pregunta si realmente los libros son tan peligrosos. Nueva pero decepcionante adaptación de la emblemática novela de Ray Bradbury, que en 1966 había sido llevada a la pantalla por François Truffaut con mucha mayor fortuna. En la era de internet, las multipantallas, la realidad virtual y las redes sociales, había expectación acerca de si se habría logrado un revisión de la poderosa fábula que aportara algo y se sostuviera con poderío. Pero lo cierto es que Ramin Bahrani, director y guionista, que en 2005 había llamado la atención con la cinta independiente Un café en cualquier esquina entrega un film bastante soso acerca de alienación de las personas que renuncian a pensar por su cuenta. Realmente las variaciones –Montag es afroamericano, la forma de conservar los libros apela a la codificación en el ADN animal, guiño ecologista, la ampliación multicultural de obras a conservar, desde Toni Morrison a J.K. Rowling...– son de detalle o de pura corrección política, y ni siquiera los efectos visuales están especialmente trabajados. Tampoco resulta fácil empatizar con los personajes, bastante planos, incluidos el capitán y Montag, que mantienen una especie de relación paternofilial, o la chica que ayuda al autocuestionamiento del protagonista. Michael B. Jordan se limita a poner supuestas caras de curiosidad o del tipo “hasta aquí hemos llegado”, mientras que despierta lástima Michael Shannon con un personaje supuestamente sufriente por su incoherencia.

4/10
Mentes poderosas

2018 | The Darkest Minds

Una epidemia global afecta a los niños causando que mueran o que desarrollen habilidades especiales. Estos últimos son encerrados en campos de concentración, como en el caso de Ruby Daly, que gracias a su habilidad telepática para controlar los pensamientos consigue esconder que forma parte de los chicos clasificados como naranjas, los más peligrosos, sólo superados por los rojos. Tras años sin levantar suspicacias, Cate Connor, doctora del lugar, le envía una comunicación para advertirla de que se ha descubierto su verdadera naturaleza, pero que puede ayudarle a escapar. Nelson, responsable de Kung Fu Panda 2 y 3, debuta en la acción real con esta adaptación de la primera entrega de la saga literaria, escrita por Alexandra Bracken. Sigue la estela de distopías adolescentes estilo Divergente y Los juegos del hambre; de hecho está protagonizada por una secundaria de esta última, Amandla Stenberg, que fue la mejor amiga del personaje de Jennifer Lawrence. Avala la cinta como productor Shawn Levy, que ha conseguido el éxito con la serie con elementos sobrenaturales también protagonizada por jóvenes Stranger Things. Quizás le falte frescura, pues Hollywood ha saturado en los últimos años al respetable con este tipo de historias, a las que no aporta nada realmente revolucionario. El arranque se hace algo premioso, y se nota que el conjunto sólo pretende colocar las piezas para una eventual franquicia, no se desarrolla a los personajes, mientras que el triángulo amoroso sobre el que se asentará el relato sólo se sugiere. Se desaprovecha a algunos actores de calidad probada, como Mandy Moore, y Gwendoline Christie, reconocida por Juego de tronos, que pese a componer con fuerza a la villana, tiene poca presencia. A su favor cuenta con un aceptable trabajo de los jóvenes, sobre todo la citada Stenberg, que sobre todo refleja bien el drama que su personaje sufrirá en relación a sus progenitores, pero también Skylan Brooks, que aporta los golpes de humor. El conjunto resulta ameno, sobre todo a partir de la reunión en una furgoneta de los protagonistas, así que hará las delicias de los apasionados de este tipo de productos para ‘jóvenes adultos’, a quienes habla de la necesidad de buscar el apoyo en otras personas, y de la desorientación en caso de alejarse de la familia. Algún listo establecerá paralelismos entre el sombrío futuro que propone Mentes poderosas y la era de Donald Trump, sobre todo porque se estrena tras la polémica por la separación de niños inmigrantes de sus padres, pero se ha rodado antes de que la noticia apareciera en los medios de todo el mundo.

6/10
Creed II. La leyenda de Rocky

2018 | Creed II

Filadelfia. Adonis Creed continúa su carrera triunfal en el ring, venciendo a Danny ‘Stuntman’ Wheeler, lo que le convierte en el Campeón Mundial de los Pesos Pesados. Está a punto de pedir en matrimonio a su novia, Bianca, que quiere que ambos comiencen una nueva vida en Los Ángeles para progresar en su carrera como cantante, lo que implicaría alejarse de Rocky Balboa, mentor de Adonis. Inesperadamente entra en escena Viktor Drago, hijo de Ivan Drago, el púgil que mató a su padre más de tres décadas atrás, que le desafía a medirse con él en el ring. Tras rejuvenecer la saga de Rocky con Creed. La leyenda de Rocky, Ryan Coogler no pudo ocuparse de la siguiente entrega porque prefirió rodar la superheroica Black Panther. Así que pasa el testigo de la realización al jovencísimo Steven Caple, Jr., hasta ahora autor de un único largometraje, el drama ‘indie’ The Land. Quizás el film no sorprende tanto como su predecesor, y abusa de repetir elementos ya conocidos de la saga, y de Rocky IV en particular.   El recién llegado Caple, Jr. ha rodado muy bien los combates, situando la cámara muy cerca de los combatientes, por lo que el espectador se ve involucrado. Pero se acierta al priorizar el interés dramático de los personajes por encima de una mera sucesión de peleas. Se habla sobre todo de relevo generacional, pues desarrolla más la relación casi paternofilial entre el icónico personaje de Sylvester Stallone y el de Michael B. Jordan, pues se ha convertido más que en un entrenador en un asesor para la vida. Pero al mismo tiempo el primero echa de menos a su hijo auténtico, del que se ha distanciado. Por otro lado, Drago utiliza al suyo para vengarse de la derrota sufrida en el pasado. Se reflexiona también sobre la necesidad de levantarse en los momentos en los que la vida se cae como un castillo de naipes, cuando resulta determinante el apoyo de las personas adecuadas. Como se espera, realizan un convincente trabajo de nuevo Michael B. Jordan y Tessa Thompson, y por supuesto Sylvester Stallone en un rol que no sólo lleva interpretando desde 1976, sino que es un trasunto de sí mismo. Pero sorprende en especial Dolph Lundgren, pues contra todo pronóstico el sueco aprovecha muy bien que el libreto humaniza a Ivan Drago, hasta ahora una especie de monstruo de Frankenstein, entendiéndose muy bien sus motivaciones, lo que da una nueva dimensión al film.

7/10
Rebelde entre el centeno

2017 | Rebel in the Rye

Como muestra una secuencia de este biopic de J.D. Salinger, Hollywood insistió en llevar al cine “El guardián entre el centeno”, la obra con la que este autor cambió la Literatura. Fueron detrás del proyecto figuras de la talla de Billy Wilder y Elia Kazan, pero el autor se negaba insistiendo en que sólo él podría haber interpretado al protagonista, y que ya no tenía la edad adecuada. Sus suspicacias aumentaron tras la decepción que le produjo Mi loco corazón, basada en una historia que publicó en The New Yorker, y tras su muerte sus herederos se siguen resistiendo a vender los derechos. A grandes males, grandes remedios, así que la industria del cine ha adquirido el libro “J.D. Salinger: A Life”, de Kenneth Slawenski, para llevarlo a la pantalla en un film que según adelanta su título pretende comparar al escritor con Holden Caulfield, protagonista de la legendaria novela e icono por antonomasia de la rebeldía adolescente. Así, Rebelde entre el centeno reconstruye el periplo de Salinger desde su temprana juventud, cuando Jerome David decide asistir a un curso de escritura creativa impartido por el carismático Whit Burnett, fundador del magazine “Story”, que le cambiará la vida. Mientras se esfuerza por conseguir que le publiquen enfrentándose a los deseos paternos, en un local de moda quedará prendado de Oona O’Neill, hija de Eugene O’Neill, uno de sus modelos. Supone el primer largometraje como realizador de Danny Strong, más conocido como actor, pues fue editor de un periódico universitario en Las Chicas Gilmore, y un estudiante nerd en Buffy, la cazavampiros, pero que también ha despuntado como guionista, con Recuento y Game Change, basados en hechos reales. Con el primero fue nominado al Emmy y con el segundo ganó dos, como guionista y productor. Él mismo se ha ocupado del libreto en esta producción. Aunque Rebelde entre el centeno funciona, por la fuerza del recorrido vital del personaje central, y porque está rodada con corrección, desconcierta que se realice un retrato tan convencional de un autor tan insólito, al que se podía haber sacado más tajada. No logra nunca conmover, y tiene graves problemas de ritmo. Habiendo demostrado su talento sobre todo en Mad Max: Furia en la carretera, Nicholas Hoult realiza un apreciable esfuerzo para meterse en la piel de Salinger, pero no han acabado de dirigirle bien, no transmite la evolución radical de su personaje, y desmerece cuando se enfrenta en pantalla a Kevin Spacey, que como Burnett demuestra que pese a las acusaciones de depredador sexual que pesan sobre él, en pantalla es una bestia.

5/10
Terminator: Génesis

2015 | Terminator: Genisys

Terminada –al menos de momento– su andadura política, tras haber gobernado el estado de California, Arnold Schwarzenegger ha decidido retomar en serio su carrera actoral, y nada mejor para ello que la recuperación de una de sus sagas más exitosas, la del cyborg Terminator. Sobre todo tras la ausencia del actor en la última entrega, Terminator Salvation, que no acabó de dejar un completo buen sabor en la boca de los fans, pese a contar con un protagonista tan solvente como Christian Bale en el papel de John Connor. Alan Taylor –forjado en las series televisivas, ha intervenido activamente en Los Soprano, Sexo en Nueva York y Juego de tronos, y ha demostrado su capacidad de manejar una megaproducción fílmica de superhéroes como Thor: El mundo oscuro– se pone tras la cámara, manejando un guión de Patrick Lussier y Laeta Kalogridis, otro par de recién llegados a las historias postapocalípticas de robots. El resultado es digno, aunque no memorable. En el haber del film hay que poner el cuidado esfuerzo por entregar una historia que se inserta bien en el universo Terminator, alguno dirá que hasta excesivamente, la palabra “refrito” para describirlo es tentadora, aunque otros muchos agradecerán los numerosos guiños a las películas previas y especialmente a las dos primeras firmadas por James Cameron. En el año 2029 los rebeldes capitaneados por John Connor están a punto de vencer a las máquinas de Skynet. Pero antes de tomar el núcleo, logran enviar un Terminator a 1984 con la meta de que Sarah Connor nunca conciba a John. Para desbaratar tal plan y proteger a su madre, el propio John envía a ese año al sargento Kyle Reese, ignorante de que le toca engendrar a su remitente. Pero lejos de encontrar a una damisela en apuros ignorante de su destino, se encuentra con otra línea temporal en la que Sarah sabe ya mucho del peligro de los Terminators, y del papel que le toca jugar en el futuro para evitar el triunfo de las máquinas, y tal vez, el día del juicio del holocausto nuclear. Conviene no desvelar demasiado de lo que sigue en la trama de Terminator: Génesis, pues uno de los placeres del film para el iniciado consiste en detectar las menciones a las anteriores entregas, con indudables nuevas y sorpresivas vueltas de tuerca a lo ya conocido, aunque en alguna ocasión esos planteamientos de guión pueden parecer algo pasados de rosca, un tanto artificiosos; en tales sorpresas se puede hablar de juego de espejos e imágenes invertidas con respecto a los hilos argumentales originales, y si Cameron rizó el rizo con Schwarzenegger en su segundo film, aquí acaba dando la impresión de que el destino que nos creamos con nuestras decisiones personales libres, al que tanto se alude, puede llegar a ser ser algo caprichoso. No faltan los elementos inevitables en todo film Terminator que se precie, o sea, una ilustración inicial del desastre que asola la Tierra, los viajes temporales en cueros, bastante púdicos, y las paradojas y desvíos que resultan de moverse hacia el pasado y el futuro. Todo aderezado con mucha acción y buenos efectos visuales, llevando más lejos ciertos planteamientos de las películas previas. Quizá el guión flojea algo en el dibujo de los personajes. Uno puede perdonar ciertas incoherencias argumentales, como de qué importa que Sarah y Kyle deban impedir con su presencia la puesta en marcha en 2017 del proyecto en la red de redes Génesis, teniendo a un Terminator que podía ocuparse él solito de la cuestión. Pero Emilia Clarke parece una Sarah Connor adolescente poco carismática, y Jai Courtney –que ya se apuntó, de modo no supermemorable, a otra saga con actor que ya peina sus escasas canas, Bruce Willis, en La jungla. Un buen día para morir– compone a un soldado de escaso tirón; mientras que el policía de J.K. Simmons se aproxima peligrosamente a la caricatura; al final es el necesariamente monolítico y rocoso Schwarzenegger el que está mejor, componiendo a su Terminator con corazoncito.

6/10
#Chef

2014 | #Chef

Carl Jasper es un gran chef, pero atraviesa una crisis personal. Divorciado de su mujer Inez, no se ocupa todo lo que debiera de su pequeño hijo Percy. Sometido a presión porque va a venir a su restaurante un afamado crítico gastronómico bloguero, su jefe le obliga a no arriesgar en el menú, lo que se traduce en un comentario muy negativo, que acaba volviéndose viral en las redes sociales, de las que Carl es un completo ignorante. Pero puede que no haya mal que por bien no venga, pues es la ocasión de hacerse un replanteamiento profesional, cambiando de aires y volviendo a descubrir el placer de la vida en familia. #Chef es sin duda un proyecto muy personal de Jon Favreau, no en vano el cineasta escribe, dirige, produce y protagoniza el film. Se trata de una agradable comedia de corte familiar –aunque no se evita algún detalle grosero, el tono general es elegante–, hecha con mimo y buen "rollito", narrativamente ágil. En su entramado argumental tiene varios méritos: por ejemplo, aborda la cuestión de las redes sociales, concretamente Twitter, y lo hace de modo imaginativo e instructivo a la hora de hablar de su enorme influencia y su manejo por las jóvenes generaciones. Hay un esfuerzo por dibujar las relaciones entre padre e hijo –bien interpretados por Favreau y el niño Emjay Anthony–, el esfuerzo educativo y de comunicación entre ambos, más lo importante que es para un chaval contar con un papá y una mamá. Y pinta de modo atractivo la riqueza multicultural de Estados Unidos, concretamente la comunidad latina de procedencia cubana alrededor de Miami. Y sin embargo, hay un par de "peros" que se pueden poner al film. Por un lado, la poca capacidad de riesgo a la hora de afrontar las aristas que propicia la historia, aunque sea con el propósito de dejar un buen sabor de boca, nunca mejor dicho en un film de corte culinario y gastronómico. Y por otro, lo muy desdibujados que están casi todos los personajes secundarios, aunque hay que reconocer la capacidad de Favreau para fichar a amigos en pequeños papeles –Iron Man, o sea, Robert Downey Jr., y la Viuda Negra, Scarlett Johansson–, más otros nombres de prestigio como Sofía Vergara, Oliver Platt y Dustin Hoffman. Pero la sensación es que éstos, al igual que Bobby Cannavale y John Leguizamo, están algo desaprovechados, se confía en su fuerza en pantalla y ya está.

6/10
Thor: El mundo oscuro

2013 | Thor: The Dark World

La antigua raza de los elfos oscuros, liderada por el siniestro Malekith, pretende sumir el universo en la oscuridad con la ayuda de una misteriosa sustancia llamada Éter. Mientras la científica Jane Foster se encuentra investigando campos gravitatorios en la Tierra el éter se apoderará de ella. Malekith irá en su busca y Thor será el único obstáculo entre el elfo y Jane. Aunque no repiten los directores y guionistas de Thor (2011), esta secuela mantiene y aún quizá supera a su predecesora. Tiene a su favor que la acción no cesa, ya que nos mete en harina desde la primera imagen y elude con virtuosismo presentaciones más o menos ingeniosas o dramáticas. Detrás de las cámaras se ha situado esta vez Alan Taylor, acostumbrado al medio televisivo y últimamente curtido en la serie Juego de Tronos, mientras que el remodelado equipo de guionistas está encabezado por Christopher Yost, especialista en la adaptación de comics, seguido de Christopher Markus y Stephen McFeely, los cuales formaron ya equipo en Capitán América: El primer vengador y en las tres primeras películas que adaptan “Las crónicas de Narnia” de C.S. Lewis. Por encima de cualquier otro elemento, el film sobresale por su excelente factura visual, con preciosistas imágenes de planetas, como la de Asgard, y unos efectos especiales sencillamente perfectos que, esta vez sí, la tecnología en 3D abrillanta sin lugar a dudas. Toda esa imaginería está al servicio sobre todo de la acción, momentos apabullantes que tienen un poco de todo, desde las clásicas peleas a puñetazos hasta persecuciones de naves al más puro estilo de La guerra de las galaxias. Pero hay muchos otros elementos que hacen de Thor: El mundo oscuro una buena película de superhéroes. El guión dedica a los diferentes personajes su espacio propio, aunque Thor (Chris Hemsworth) y la científica Jane Foster (Natalie Portman) se lleven el protagonismo. A los momentos álgidos para la reina Frigga (Rene Russo), el rey Odín (Anthony Hopkins), el vigilante del puente de Bifrost (Idris Elba), la luchadora asgardiana Sif (Jaimie Alexander) o los terrícolas Darcy (Kat Dennings) y el Dr. Selvig (Stellan Skarsgård), se suma el que es verdaderamente el plato fuerte del guión: la fascinante presencia del hermanastro de Thor, el alocado y peligroso Loki (excelente Tom Hiddleston). El dúo Thor-Loki es sin duda lo mejor del film y, además de acción y enfrentamientos entre dos caracteres tan opuestos, se despacha un excelente sentido del humor, con numerosos gags –alguno de ellos tremendamente osado– que funcionan a la perfección, además de alguna que otra sorpresa... Tan atractivo resulta el duelo fraterno que el malvado Malekith pierde fuerza y se convierte en un personaje un tanto tópico, de nula profundad. A esto se suman también algunas invenciones poco logradas, como el modo en que el éter entra en Jane o ciertas coincidencias de cuchufleta. De todas formas, el conjunto no se resiente demasiado de estos leves traspiés y cumple como vehículo para el entretenimiento. Dicho esto, es pertinente avisar a los espectadores que, al término del film, permanezcan en sus asientos escuchando la banda sonora de Brian Taylor hasta que se enciendan las luces. Y no sólo para disfrutarla sino para no perderse dos secuencias de la película escondidas entre los títulos de crédito.

6/10
Sleepy Hollow (serie)

2013 | Sleepy Hollow | Serie TV

Los superguionistas estrella provenientes de Alias Alex Kurtzman y Roberto Orci, han obtenido éxito con el arranque de Sleepy Hollow (serie), reinvención del cuento de Washington Irving que dio lugar a un mediometraje de Walt Disney y a la imaginativa cinta de Tim Burton. Su principal aportación consiste en que traslada la acción a la actualidad. Ichabod Crane, espía de George Washington durante la Guerra de la Independencia, recibe la orden de acabar con un sanguinario mercenario que apoya a los británicos. Aunque tras el enfrentamiento con él, logra decapitarle, Crane queda fuera de combate. Despierta en el siglo XXI, al igual que su enemigo, reconvertido en un fantasmal jinete sin cabeza. A Crane le detiene una policía, la teniente Abbie Mills, como sospechoso del brutal asesinato de su superior, decapitado. Pronto, Mills se dará cuenta de que Crane en realidad es su única esperanza para detener una siniestra amenaza que se cierne sobre Sleepy Hollow, la localidad en la que está destinada. Sleepy Hollow (serie) no parece tener muchas posibilidades, y encima no aporta nada nuevo al extenso panorama actual de producciones televisivas. Sus protagonistas, Tom Mison, Nicole Beharie, y Orlando Jones no pasan de correctos. Pero en cierta medida engancha, sobre todo porque el realizador Len Wiseman (La jungla 4.0) inicia con mucha garra la serie, con un ritmo endiablado y secuencias de acción dinámicas. Además, funciona el esquema típico de las 'buddy movies', normalmente con dos policías protagonistas opuestos, que aquí son un caballero anticuado y una moderna policía de color.

5/10
Desaparecida

2012 | The Factory

Mike, policía, busca denodadamente a un asesino en serie que actúa por los alrededores de Buffalo, en el estado de Nueva York. Las cosas se complicarán para él cuando su propia hija desaparece. Mike entrará entonces en un peligroso estado de obsesión por el que desdeñará cualquier ética profesional con tal de atrapar al asesino. Oscuro thriller criminal, del tipo que acostubra el actor John Cusack, que interpreta como pocos ese tipo de personaje ambiguo capaz de generar enorme tensión. El reparto, con algunos rostros conocidos, ayuda a que el resultado se sobrelleve con aceptable interés.

5/10
Juego de tronos (2ª temporada)

2012 | Game of Thrones | Serie TV

El joven y cruel Joffrey Baratheon ocupa el Trono de Hierro. Jon Nieve se integra en una expedición hacia el norte de la Guardia de la Noche. Mientras, la pequeña Arya Stark viaja de incógnito para reunirse con los suyos en Invernalia. Su hermano Robb dirige la guerra contra los Lannister, mientras que entra en escena un nuevo contendiente, Stannis Baratheon, que reúne un ejército para conquistar Poniente. Esta temporada de la exitosa serie Juego de tronos adapta más o menos fielmente la novela "Choque de reyes", segunda entrega de la saga "Canción de hielo y fuego", de George R.R. Martin. Pero no cuenta con el efecto sorpresa de su predecesora, y acaba desarrollando demasiadas tramas que a veces parecen enlazadas aleatoriamente. Además, acusa la desaparición de algún personaje, como Eddar Stark (Sean Bean). En general ocurren menos acontecimientos de interés que en el arranque de la serie, pues la acción parece concentrarse en las campañas bélicas. Se mantiene, eso sí, el tono hiperviolento y sexualmente subido de tono que parece el sello inequívoco de HBO.

5/10
Malas noticias

2011 | Too Big to Fail

Una versión mordaz de la crisis financiera de 2008. Basada en el best-seller de Andrew Ross Sorkin, da una visión en profundidad de los cruces entre Wall Street y Washington y cómo sus decisiones impactan sobre los ciudadanos. Mezclando personalidades de la vida real con una apasionante cuenta atrás hacia el desastre económico, el director ganador del Oscar Curtis Hanson crea un explosivo drama cuya lente captura cómo la economia de los Estados Unidos fue recuperada cuando estaba al borde del colapso.

Boardwalk Empire

2010 | Boardwalk Empire | Serie TV

1920, la Ley Seca está vigente en Estados Unidos, pero el alcohol fluye por todo el país, el suministro está asegurado por la proliferación de destilerías ilegales, y la bandas de gángsteres hacen su agosto con el contrabando del codiciado líquido. Atlantic City es un hervidero de actividad para estos contrabandistas, y el 'amo' de la ciudad es Nucky Thompson, político y gángster a partes iguales. Conexiones con otras ciudades como Chicago y Nueva York, donde impera el hampa con tipos tan conocidos como Al Capone y Lucky Luciano, más el avance del movimiento sufragista, que pide el voto para la mujer, configuran la atmósfera de una época irrepetible. Lujosa serie de HBO basada en hechos reales y con una asombrosa reconstrucción de época, cuenta como productor ejecutivo con Martin Scorsese, que además dirigió el episodio piloto, en su momento anunciado como el más caro de la historia de la televisión. El reparto, con el gran Steve Buscemi al frente, realiza un formidable trabajo. Pero como en otras producciones de HBO, existe un regodeo llamativo en el sexo y la violencia, como si sus responsables quisieran alardear de un material "sensible" que las televisiones americanas no pueden dar en abierto porque así está regulado, y ellos sí por emitir en canales de pago. Cortada por el mismo patrón que Los Soprano, no en balde su creador Terence Winter y algunos directores de episodios fueron artífices de esa serie, en Boardwalk Empire se describe con todo detalle, gracias a unos guiones muy trabajados, un mundo profundamente inmoral y determinista, donde los personajes apenas parecen tener un ápice de libertad para forjar su propio destino. Si esta óptica puede entenderse en lo relativo a los criminales, llama más la atención en el retrato del agente de la ley Van Alden, del que resulta difícil comprender su sentido de la justicia y el deber, o en el de la viuda irlandesa madre de dos niños Margaret, que en aras a la supervivencia se sumerge paulatinamente en el mundo de Nucky. Precisamente el personaje de Margaret sirve para introducir, en un mundo machista dominada por los hombres, el elemento feminista: ella es una mujer inteligente y culta, que en una sociedad asfixiante donde la mujer es con frecuencia simple instrumento de placer y compañía, intenta encontrar su sitio.

6/10
Life on Mars

2008 | Life on Mars | Serie TV

Sam Tyler (Jason O'Mara) es un detective que vive en 2008. Tras tener un accidente, despierta y se encuentra en el año 1973 sin saber el motivo. Su misión será descubrilo. Remake de la famosa serie de los setenta de la BBC que en esta ocasión contó con diecisiete episodios.

6/10
The express: la historia de Ernie Davis

2008 | The Express

Biopic del carismático jugador de fútbol americano Ernie Davis, quien jugó en la Universidad de Syracusa entre los años 1958-1962, tras los cuales le fue diagnosticada leucemía, enfermedad por la que moriría en 1963. Ernie Davis fue una gran estrella, hasta el punto de ser el primer jugador negro en ganar el prestigioso Trofeo Heisman, otorgado al mejor jugador universitario. Pero tuvo que lidiar con numerosos problemas dentro y fuera del deporte, el más importante de ellos el racismo. Eran años turbulentos y las humillaciones y la violencia segregacionista estaba a la orden del día. La película se centra  sobre todo en la relación entre Ernie Davis (emotivo Rob Brown) y su entrenador, Ben Schwartzwalder (bien Dennis Quaid), que no siempre fue fácil. Por lo demás la historia contiene los temas clásicos de este tipo de películas: la superación tras el fracaso, la aceptación de los límites, la enemistad y la amistad verdaderas, etc.

5/10
Fracture

2007 | Fracture

Ted, un ejecutivo maduro de una compañía aérea, descubre la infidelidad de su mujer, y le dispara a sangre fría un tiro en la cabeza, que la deja en coma. La policía le encuentra en su casa con el arma en la mano, y obtiene una confesión de culpabilidad. Para Willy, un ambicioso picapleitos que trabaja para la oficina del fiscal del distrito, y que se ocupará de ejercer la acusación, el caso parece "pan comido", y apenas le presta atención, más atento a un inminente ascenso. Craso error, porque empiezan a surgir datos que podrían llevar a la absolución del acusado: del arma que Ted tenía en la mano no salieron las balas asesinas, y para colmo de males, se descubre que el policía que le detuvo era el amante de su esposa, lo que invalidad la confesión. Gregory Hoblit es un realizador curtido en series y películas de corte policíaco y judicial: Canción triste de Hill Street, Policías de Nueva York, Las dos caras de la verdad, La guerra de Hart... Aquí reincide en la misma temática, con un caso planteado como un juego-trampa: Ted ha urdido un supuesto crimen perfecto, gracias a lo cual espera eludir la cárcel; e incluso ha seleccionado en cierto modo a su acusador, a quien ya ha encasillado como "trepa" que, si ve en peligro su meteórica carrera, abandonará el caso para evitar el ingreso en el "club de los perdedores". No cuenta con que, primero el orgullo, y luego un elemental sentido de la justicia, empujen a Willy a dar "el do de pecho". Este duelo de egos, que protagonizan Anthony Hopkins y Ryan Gosling, retrotrae un poco al que el propio Hopkins mantenía con Jodie Foster en El silencio de los corderos, con la sustitución del doctor aficionado a "merendarse" seres humanos por el marido despechado. El resultado de la película de Hoblit es desigual: aunque arranca con ritmo notable, y logra mantener el interés en líneas generales, se desinfla paulatinamente, y no se acaba de acertar en el desenlace, algo plano.

5/10
El juego del amor

2007 | Feast of Love

Visión triste del amor ofrecida por el veterano Robert Benton (1932), director en su día de la notable Kramer contra Kramer, su mejor película. El film comienza cuando un profesor de la Universidad de Oregon llamado Harry Stevenson narra en voz en off un curioso cuento griego, que es toda una declaración de intenciones. Según la leyenda, tras crear a los humanos, los dioses se aburrían de ver la vida de los hombres y las mujeres, y para poner remedio crearon el amor. Nunca jamás volvieron a aburrirse, hasta el punto de que decidieron incorporar también el amor a sus propias vidas. Pero, entonces, inventaron la risa para poder soportarlo. Una cafetería es el lugar habitual en el que Stevenson se encuentra con su amigo Bradley, un buen tipo, casado, optimista, pero cuya excesiva ingenuidad en asuntos amorosos va a jugarle varias malas pasadas. Y allí también está el joven empleado Oscar, quien se enamora de un flechazo de Chloe, una joven que entra por la puerta. Bradley y Oscar, junto con las mujeres y hombres con los que se relacionan, forman el entramado en el que el viejo profesor se sitúa como testigo excepcional. Porque, debido a una tragedia personal –que él procura sobrellevar gracias al amor de su mujer–, el propio Stevenson ha aguzado la vista a la hora para percibir las verdades tantas veces ocultas en la vida de los otros. Así, con una visión gris de la existencia, que le hace mantener una actitud demasiado pasiva frente a lo que ve, Stevenson capta las cuitas amorosas de sus amigos y conocidos, sus encuentros y desencuentros, sus deseos y sus traiciones, sus riñas y enamoramientos, sus peligros y esperanzas. El tema de la película es indudablemente interesante, y el reparto es de esos que empujan a decidirse a verla. Sin embargo, el guión, basado en la novela de Charles Baxter, desprende una excesiva amargura. Pese a algún intento final por difundir esperanza –aunque apoyada en una estoica fortaleza humana–, al cabo el chato planteamiento de fondo con que Benton impregna su película es parecido a éste: el amor es una máquina de generar sufrimiento. Cierto es que tampoco es un camino de rosas, pero la idea que transmite la historia es que más vale ser una ameba sin sentimientos que tener la desgracia de enamorarse. Los vaivenes emocionales de los personajes parecen decir que el amor está ahí solamente para ser traicionado o para que un enorme vacío ocupe su lugar cuando ya no esté la persona amada. El caso es que aquí todo el mundo es infeliz. Sorprende, por otra parte, el tratamiento que el director hace del sexo, las más de las veces mostrado como un simple juego sin que el compromiso tenga nada que decir. Un “simple juego”, eso sí, que Benton se toma muy en serio, mostrándolo una y otra vez con gran explicitud.

4/10
Caos (Havoc)

2005 | Havoc

La otrora chica Disney Anne Hathaway (Princesa por sorpresa) cambió por completo de registro como protagonista de esta película sórdida sobre la juventud adinerada de Los Ángeles, chicos y chicas desnortados que sienten que su vida es una falsedad postiza, e intentan rellenarla con sensaciones fuertes: sexo, drogas y búsqueda del riesgo en zonas marginales de la gran urbe angelina. El reparto incluye varias caras conocidas. Hathaway interpreta a Allison, quien empuja a su grupo de amigas a entrar en contacto con una banda hispana de tráfico de drogas. En realidad, Allison busca poder llenar la soledad que le invade, pues sus padres –con los que apenas habla– se han convertido para ella en unos completos desconocidos. Pero esa triste soledad puede conducirla a extremos peligrosos de degradación moral. La historia, concebida y escrita por Stephen Gaghan (Traffic), incide de modo gráfico en la falta de asideros éticos de la juventud californiana y los peligros que acechan.

4/10
El enviado (2004)

2004 | Godsend

Se suele decir que para un padre y una madre no hay nada peor que perder un hijo. Esto es lo que les sucede a Paul y Jessie, enamorados esposos, y su pena no admite consuelo. ¿O quizá sí? Porque aparece en sus vidas el enigmático doctor Wells, que desea hacer experimentos de clonación a toda costa, y que con las técnicas que ha desarrollado podría devolverles una copia exacta de su hijo Adam. Pero quizá estén jugando con un fuego que puede terminar quemándoles. Jugar a ser Dios es la tentación más vieja del mundo. Y ya sea por la soberbia del científico que desea a toda costa demostrar que sus teorías son ciertas, o por la comprensible añoranza del ser querido muerto, el film señala lo fácil que es sucumbir a ella. Nick Hamm sabe plantear bien la historia, describir toda esta maraña de sentimientos. Pero la cosa se la va un poco de las manos al introducir elementos más propios del cine de terror y del thriller, incluidos los ‘sorprendentes’ traumas de algún personaje. El reparto está en su sitio, con un Greg Kinnear que se aleja de sus tradicionales papeles de comedia, una Rebecca Romijn-Stamos que trata de dejar atrás su imagen de objeto erótico, y un Robert De Niro que compone al médico sin despeinarse.

5/10
Las cinco personas que conoces en el cielo

2004 | The Five People You Meet in Heaven

Eddie, un veterano de guerra de 83 años, vive separado de la gente que amó. Pasa sus días de rutina cuidando los caballos de Ruby Pier, un parque de atracciones en un lugar apartado de la costa. Eddie busca justificar su vida -exhausta de sorpresas- ahora que está cerca de su fin. Una mañana diferente a todas, un accidente en una cabalgadura tiene como víctima a una niña de 5 años. Frente a una muchedumbre horrorizada, Eddie intenta salvar su vida. Lo último que él ve es la cara de la niña asustada envuelta en dolor y lágrimas. Lo último que siente son las manos de la niña en él. Después, un flash cegador de luz y silencio, y Eddie despierta en un desconocido lugar llamado Cielo. Pero no está sólo. Cinco personas le esperan para conocerle. Algunas son amables. Otras distantes y extrañas. Su intención es mostrarle a Eddie el sentido de la vida mostrándolo como sus propias vidas y sus propias muertes han formado parte de su camino de una forma que el nunca sospechó. El viaje de Eddie está a punto de comenzar.

Sangre de Cuba

2003 | Dreaming of Julia

Peculiar acercamiento al mundo de la revolución cubana. En un pueblo de la isla llamado Holguín, vive El Niño, el pequeño nieto de un hombre llamado Che, que cuida de su familia y amigos, y ayuda a los rebeldes. La película retrata la situación política y social del momento a través de los ingenuos ojos de un niño y de su despertar amoroso, sobre todo cuando queda prendado de una mujer rubia llamada Julia, a la que ha visto en una película de Hollywood. Destacan entre el reparto los intérpretes Gael García Bernal y Harvey Keitel.

4/10
Empire

2002 | Empire

Víctor es un hispano, camello en el Bronx. Vendiendo un poco de droga aquí, otro poco allá, ha hecho todo un capitalito. Tiene una novia a la que quiere mucho, y que está esperando un crío. Debería ser el momento de soltar el lastre de una vida sórdida, y tratar de apuntarse a la “normalidad”. Aunque suponga dejar fuera a los “colegas” del barrio. La oportunidad surge cuando conoce a un “blanquito”, broker en Wall Street, que podría colocar los ahorros de la pareja en un paquete de valores seguros. ¿Alguien ha dicho seguros? Acostumbrados a ver en las películas USA a gángsters de todos los pelajes (italianos, negros, irlandeses…), la novedad del film consiste en mostrar a hispanos dedicados al viejo y lucrativo oficio. John Leguizamo compone al creíble protagonista, que trata de salir de un mundillo sucio, para descubrir a la postre que el exterior no es mucho más pulcro. La idea funciona, deparando alguna que otra sorpresa; entre medias, no se escatima violencia y música rap.

5/10
Servicio de compañía

2001 | The Man From Elysian Fields

Byron Tiller. Escritor en horas bajas. Casado y con un hijo, no da un palo al agua. Incapaz de que le editen nuevos trabajos, no consigue otra ocupación con que ganarse el pan. Hasta que se cruza en su vida Luther Fox, tipo elegante que regenta un servicio de compañía masculina para mujeres adineradas. Al principio Byron rehúsa venderse en ocupación tan indigna. Pero los aprietos económicos le conducen a acompañar a la joven esposa de un escritor consagrado, que padece una enfermedad mortal. Llevar una doble vida –nada cuenta Byron a su mujer de lo que hace– tendrá dramáticas consecuencias. Un film que explora los abismos en que puede caer el ser humano. Con elementos escabrosos, se mantiene en los límites de una cierta elegancia. Y aunque hay altibajos, se agradece el esfuerzo de plantear dilemas morales. Hay además un gran reparto: Andy García (el hombre que desciende a los infiernos); el casi siempre inexpresivo Mick Jagger (su jefe); James Coburn (un creíble escritor enfermo); Olivia Williams (con la belleza y frialdad de la esposa que “necesita” desahogo); Julianna Margulies (la mujer engañada); y Anjelica Huston (una antigua cliente del servicio de compañía).

4/10
Green Dragon

2001 | Green Dragon

Las guerras tienen muchos efectos secundarios y uno de ellos es la triste situación de miles de refugiados que se ven privados de la noche a la mañana de su identidad, de sus familias y de sus raíces. La película narra algunos de los dramas que tienen lugar entre los refugiados vietnamitas de Pendleton (California), durante el año 1975. El niño Minh Pham espera la llegada de su madre y deambula por el campo lleno de tristeza. Sin embargo, un cocinero americano se convertirá en su mejor amigo, ya que ambos tienen en común el haber perdido a su madre y el gusto por los dibujos… Mientras, el tío del niño, Tai Tran, es requerido por el sargento del Estado Mayor Jim Lance para que ejerza como uno de los jefes del campo. Ambos recorrerán un camino arduo para entenderse y hacerse cargo de los dramas personales que cada uno está sufriendo… Primera película de Timothy Linh Bui, hermano del prestigioso director Tony Bui (Tres estaciones), cuyo guión, firmado por los dos hermanos, parte de sus propias experiencias infantiles. La película destaca por un enfoque nada maniqueo y por una mirada llena de fraternidad hacia cada persona, con momentos de gran intensidad, como los protagonizados por el niño y el cocinero. Gran trabajo de Patrick Swayze y de Forest Whitaker.

5/10
La gran rueda del poder

1999 | The Big Brass Ring

Curioso film que rescata un guión inédito de Orson Welles y Oja Kodar. Cuenta el curioso chantaje que sufre un candidato a gobernador de un estado en EEUU. Ritmo pausado, reflexión sobre los pliegues y repliegues del poder (un tema muy wellsiano) tiene un atinado reparto y su visión resulta, cuando menos, curiosa.

7/10

Últimos tráilers y vídeos