IMG-LOGO

Biografía

David Gordon Green

David Gordon Green

45 años

David Gordon Green

Nació el 09 de Abril de 1975 en Little Rock, Arkansas, EE.UU.

Premios: 1 Festival de Berlín

Ganador de 1 premio

Filmografía
Dickinson

2019 | Dickinson | Serie TV

Serie creada por Alena Smith, para la reciente plataforma Apple TV+. La trama gira alrededor de la célebre poetisa Emily Dickinson (1830-1886), con toque “modernillo” para atraer a... no se sabe qué público, pero es de suponer que al joven y vanguardista. Al menos en los primeros episodios sigue a Emily siendo una jovencita casi adolescente, ya rebosante de talento artístico, aunque oprimida por el asfixiante ambiente familiar puritano y de puro patriarcado: el cabeza de familia es el que puede aspirar a triunfar en política, el hermano varón también puede labrarse un futuro, pero la madre y la otra hermana están para las tareas domésticas. En tal tesitura, se nos muestra a Emily como una joven rebelde y de ideas diferentes, capaz de hacer, hasta cierto punto, lo que se propone. También se sugiere que su amistad con su luego cuñada Susan Gilbert es algo más que amistad, sería un lésbico amor apasionado, que explicaría sus cartas de amor, aunque nunca se casó; se trata de una teoría sin ningún fundamente en hechos reales, pero que como conjetura encaja a la perfección a la actual atmósfera de las teorías de género, tan en boga. Además de forzarse la historia, se introducen canciones modernas, o pasajes oníricos, con carruajes fantasmas conducidos por la muerte, un afroamericano. Habrá quien pensará que se trata de un planteamiento original y atrevido, pero más bien parece pedante e inservible para poner en valor los poemas de la Dickinson. Tampoco pega excesivamente Hailee Steinfeld, a pesar de lo buena actriz que es, se trata del clásico caso de equivocarse de actriz para un rol. Funciona mucho mejor Cynthia Nixon, en la película, mucho más recomendable Historia de una pasión.

5/10
La noche de Halloween

2018 | Halloween

John Carpenter rodó en 1978 La noche de Halloween, uno de los filmes más imitados del terror contemporáneo. Dio lugar a siete discretas secuelas, un infame remake y la secuela del mismo. Se diría que la saga estaba trilladísima, pero ahora se apuesta por un ‘reboot’ que recupera como protagonista a Jamie Lee Curtis, y que continúa la trama del original, como si las otras películas nunca hubieran tenido lugar. Aaron Korey y Dana Haines, pareja de periodistas británicos, investiga los asesinatos del terrorífico Michael Myers. Consiguen que les dejen encontrarse con él, en el psiquiátrico en el que permanece recluido, pero éste se niega a pronunciar palabra alguna. A cambio de una sustanciosa cantidad de dinero, también les recibe la única superviviente de la matanza, Laurie Strode, que vive atormentada por lo ocurrido, ha instalado un búnker en su casa y ha tenido una vida muy dura, sobre todo porque le retiraron la custodia de su hija, Karen, al estar obsesionada porque ésta aprendiera a sobrevivir, en previsión de un posible regreso del asesino. Ahora, ambas están distanciadas, y Laurie se entiende mejor con Allyson, su nieta, que con ella. La desgracia se desata cuando el furgón que traslada a Myers sufre un aparatoso accidente… Produce Blumhouse, que ha logrado aportar savia nueva en el “slasher” (películas de asesinos en serie), casi siempre con productos que mezclan el subgénero con la comedia, como Feliz día de tu muerte. A priori, no parecía que el director David Gordon Green fuera a revitalizar la franquicia, pues tiene títulos de interés en su filmografía, como Joe, algunos discretos, al estilo de Superfumados y auténticos fiascos, como Caballeros, Princesas y otras bestias. Sin embargo, inyecta una enorme vitalidad a la cinta, cabe suponer que ha recibido valiosos consejos del veterano Carpenter, que colabora como productor ejecutivo y responsable de la banda sonora con su hijo, para lograr la atmósfera apropiada y acertadas secuencias de suspense. Pero también porque el guión, en el que participa como coautor, acierta al desarrollar con convicción a los personajes, por lo que al espectador les importa su destino. Tiene un aire nostálgico desde el arranque, la clásica sintonía del original traerá buenos recuerdos a los espectadores veteranos, y al mismo tiempo no parece trillada, lo que no resulta nada fácil, debido a la cantidad de imitaciones que Michael Myers ha tenido en el cine. También juega a su favor que Green parece ser consciente de que no tiene la oportunidad de descubrir América, por lo que sólo ha tratado de rodar un producto honesto, sin grandes pretensiones. Ha sabido manejar muy bien a actores como Judy Greer (la escéptica hija), a Nick Castle, que fue el asesino original, y que pese a que da poco la cara, logra atemorizar (en las escenas de acción ha sido sustituido por el más joven James Jude), y al poco conocido Haluk Bilginer (Sueño de invierno), el nuevo psiquiatra, en sustitución del Dr. Loomis, que interpretaba el fallecido en 1995 Donald Pleasence. Pero sobre todo a la gran Jamie Lee Curtis, que a sus 59 años, con una modélica interpretación de su descontrolado personaje, recuerda a la platea que Hollywood pudo haberle sacado mucho más partido. Por cierto, la estructura de la cinta recuerda bastante a cierto clásico en el que la madre de la actriz, Janet Leigh, elegía un mal momento para ducharse.

5/10
Stronger

2017 | Stronger

Expertos en crisis

2015 | Our Brand Is Crisis

Una profesional de enderezar campañas electorales imposibles con grandes resultados, se ha retirado de esta ocupación tras una mala experiencia. Pero una conocida vuelve a requerir sus servicios para las elecciones presidenciales en Bolivia, y se deja convencer para asesorar al senador Castillo, con el señuelo de que así podrá vencer en las urnas a un viejo rival también experto en marketing electoral. David Gordon Green es un director de los que rompe el saque, igual te firma la comedieta gamberra y tontorrona Superfumados, es premiado en Berlín por Prince Avalanche o entrega la estimable Joe. Aquí lanza una mirada a la trastienda de la política, los tejemanejes de una campaña electoral en Bolivia; pero falta una buena vertebración a la narración, la evolución de lo que acontece no es demasiado natural, e incluso hay cambios de tono, de drama a comedia, que chirrían. A su favor tiene que no cae demasiado en el estereotipo al pintar este país iberoamericano, y tiene algunas escenas donde puede brillar Sandra Bullock como protagonista, como su primer y vibrante consejo político tras haberla visto previamente apagada y sin ganas de nada. Pero la rivalidad con el personaje de Billy Bob Thornton cae en el cliché, y le falta un punto de fuerza la idea de mostrar la ilusión y el desencanto de un joven –muy bien y natural Reynaldo Pacheco– hacia el candidato Castillo –convincente Joaquim de Almeida–.

5/10
Señor Manglehorn

2014 | Manglehorn

El señor Manglehorn es un hombre maduro, en la sesentena. Regenta una pequeña ferretería y hace trabajos externos en los que saca de apuros a sus clientes. Manglehorn es un hombre triste, solitario, con un mundo interior obsesivo, únicamente ocupado por el recuerdo de Clare, un amor del pasado al que dejó escapar. Con ese corazón atrapado se le hace difícil encontrar un hueco para su hijo, hombre de negocios, o para cortejar a la cajera de un banco con la que ha hecho buenas migas. Sencilla película escrita por el primerizo Paul Logan y dirigida por David Gordon Green (Joe). Se esfuerza este último por retratar en pantalla la vida de un hombre gris, un tipo que va por la vida como alma en pena, con ademanes lentos y mortecinos, con perpetuo aspecto zarrapastroso. Manglehorn, cuyo trabajo es abrir cerraduras, es incapaz sin embargo de abrir su corazón a los demás, vive preso de su mundo egocéntrico, de una existencia sin esperanza, que sólo mira al pasado, al recuerdo... No es fácil hacer atractivo al personaje, y la película se resiente, aunque el guión opte por ofrecer luz al final del túnel. Con una puesta en escena realista, feúcha, Gordon Green dibuja el mundo interior con imágenes saturadas, casi oníricas, e incluye mucha voz en off, soliloquios de Manglehorn que habla con su amor perdido, que le dicta cartas, que sueña con su respuesta. Al Pacino está sólo correcto como el amargado y taciturno protagonista, pero en cambio está brillante Holly Hunter, muy tierna y madura, aunque la relación que entabla con el personaje de Pacino sea en verdad poco creíble.

5/10
Prince Avalanche

2013 | Prince Avalanche

Pequeña conmovedora película sobre las relaciones humanas. Aunque la visión antropológica del film escrito y dirigido por David Gordon Green -que versiona una película islandesa- pueda considerarse de limitado alcance, sobre todo en lo relativo a las relaciones afectivas y a la sexualidad, interesa la peripecia de Alvin y Prince, que comparten una temporada de trabajo codo con codo en una zona boscosa que sufrió un devastador incendio, a ellos les toca restaurar la señalización de una carretera que atraviesa el lugar. Con cierto toque minimalista, no hay mucho más que su relación, su vida lejos del mundanal ruido apenas se ve interrumpida por el paso de un anciano camionero que comparte con ellos un trago en franca camaradería, o por el encuentro con una anciana víctima del incendio. Y nos enteramos de que Alvin intercambia correspondencia con la hermana de Prince, con la que mantiene una relación, pero que la distancia hace mella en sus posibilidades de futuro; y de la frivolidad con que Prince suele mirar al mundo, que se ve puesta a prueba por una inesperada paternidad con una mujer mayor. Hay lirismo en la mirada de Gordon Green, cierto tono contemplativo que contribuye a crear un “mood” donde el espectador vive en primera persona la dicha de un trabajo en medio de la naturaleza, los momentos extáticos que brinda la amistad, y las decepciones que toca atravesar cuando uno advierte la “pasta” de que está hecho el ser humano. Paul Rudd y Emile Hirsch componen bien sus respectivos personajes.

6/10
Joe

2013 | Joe

Tras plegarse a proyectos muy comerciales de dudosa calidad, tanto Nicolas Cage como David Gordon Green buscan la redención con Joe. El actor ha dilapidado el prestigio obtenido tras ganar el Oscar por Leaving Las Vegas, y lograr otra candidatura por su memorable en Adaptation, mientras que el director comenzó en el ámbito del cine independiente con George Washington, y posteriormente se ha plegado a subproductos como Superfumados y Caballeros, princesas y otras bestias. Ambos unen sus talentos en la adaptación de una novela de Larry Brown. Gary, un muchacho maltratado por su padre alcohólico, consigue emplearse a las órdenes de Joe, ex-convicto atormentado que tiene la tarea de envenenar los viejos árboles de un bosque cercano, para que otros los talen. Poco a poco, Joe se convertirá en una figura protectora para el joven, y se planteará intervenir para defenderle. Gordon Green se luce con una convincente ambientación de un escenario rural en el que subyacen grandes lacras, como la violencia, el alcoholismo, la prostitución. Por otro lado, la elaborada puesta en escena consigue subrayar muy bien los momentos más dramáticos, dando pie a reflexiones sobre las segundas oportunidades, las familias disfuncionales, la soledad y el sacrificio. Pero sobre todo, Joe presenta unos personajes muy bien desarrollados, por lo que la totalidad del reparto realiza una labor convincente. Cabe resaltar el hiperrealismo de Gary Poulter, el padre, un auténtico mendigo con problemas de alcoholismo que tristemente apareció muerto en un campamento de vagabundos nada más acabar el rodaje. Por su parte, Cage tiene la oportunidad de demostrar que cuando quiere puede realizar un buen trabajo. Combina muy bien su talento con el de Tye Sheridan, joven protagonista de Mud, que vuelve a una película de ambientes sureños marginales, lo que dará lugar a comparaciones desfavorables para Joe. Y es que Joe tiene en su contra que la resolución del conflicto no resulta tan convincente como su presentación, olvida a algunos secundarios que podrían haber dado juego (el equipo de trabajadores del protagonista), y no logra el dramatismo final deseable. Por otro lado, en su intento de hacer realistas a personajes de condición humilde se vale de diálogos muchas veces poco elaborados y tópicos.

6/10
El canguro

2011 | The Sitter

Noah Griffith, pésimo estudiante de la universidad, se compromete a cuidar de tres traviesos niños para hacer un favor a su madre. Pero también debe llevar cocaína a la chica que quiere conquistar, por lo que no se le ocurre otra cosa que atravesar media ciudad en busca de la droga con los chavales... El antaño prometedor David Gordon Green, responsable del sensible drama romántico All the Real Girls, ha cambiado por completo de registro tras la comedia alocada Superfumados, y la fallida parodia del género fantástico Caballeros, princesas y otras bestias. Confirma su estancamiento esta zafia cinta de medio pelo que es El canguro, concebida para el lucimiento de Jonah Hill, en un registro de joven inmaduro en la línea de su trabajo en Supersalidos. Entre los secundarios destaca Sam Rockwell, con un estrafalario personaje.

4/10
Caballeros, princesas y otras bestias

2010 | Your Highness

Tadeo y Fabio son dos príncipes del medievo, hijos del gran rey, que se aprecian mutuamente, pero cuya personalidad no puede ser más diferente. El primero es grosero y pícaro, más bien cobardica, sólo piensa en sí mismo. Mientras que el otro, heredero al trono, es un guaperas valiente y triunfador, capaz de realizar hazañas casi sin pestañear. Recién llegado de brillar en una gesta en que ha vencido a un cíclope, Fabio presenta en sociedad a su prometida Belladona, rescatada de tan temible enemigo. Pero pronto es secuestrada por el malvado Leezar, que pretende engendrar de ella un dragón, la noche en que confluyan en el cielo dos lunas. Los dos hermanos acudirán al rescate, uno de mejor buen grado que el otro. Parodia de las películas de aventuras medievales, no tiene la gracia de los Monty Python de Los caballeros de la mesa cuadrada, ni siquiera la de la saga animada Shrek. Juega con las frases grandilocuentes que se asocian a las tramas de caballería -en alguna ocasión aislada graciosas-, entremezclándolas con una sarta de zafiedades que no cesa, y que agota a cualquiera, también porque son expresiones anacrónicas. Entre medias está la trama del rescate, con algunos elementos que recuerdan a La guerra de las galaxias -el sabio pervertido, una especie de Yoda, o el pájaro mecánico, una suerte de R2D2- y la aparición estelar de Natalie Portman, que hasta en un engendro como éste demuestra ser buena actriz, lo que no impide que nos preguntemos, ¿qué hace una chica tú en una peli como ésta?

3/10
Superfumados

2008 | Pineapple Express

Superfumados es una producción de Judd Apatow, el actual rey Midas de la comedia norteamericana. Es responsable de títulos como Lío embarazoso o la reciente Hermanos por pelotas. El título que nos ocupa sigue la línea de sus trabajos anteriores, aunque hay que reconocer que es bastante más gracioso que sus predecesoras del tipo Supersalidos, al igual que es infinitamente más divertida que la saga de título similar Dos colgaos muy fumaos. Dale es un joven trabajador enganchado a la marihuana, que es testigo de un asesinato entre bandas de traficantes rivales. Presa del pánico, corre a buscar a su camello Saul. Como no saben muy bien qué hacer, optan por huir, pues enseguida comprenden que sus vidas están en grave peligro. Con esta premisa la historia se adereza con bastantes notas de acción y humor, así como con alguna escena un poco violenta de más. El “chico Apatow” Seth Rogen, y James Franco, componen una de esas parejas cinematográficas que congenian con el espectador. Obviamente, son unos adictos a la marihuana, pero la película hace hincapié en sus lados más humanos. Y es que los dos son buenos chicos, especialmente Franco, que compone a un camello muy tierno. Además, los momentos más divertidos de la película corren de su cuenta, como cuando atraviesa con la pierna el parabrisas, en plena persecución en coche. La película gana ritmo por momentos. De hecho, al principio, nada hace presagiar que se vaya a convertir en una cinta de acción –con escenas bastante cuidadas–, donde el ritmo trepidante está perfectamente integrado con los gags humorísticos. Lo que sí resulta esperable es el tipo de humor que se ve. Hay bromas escatológicas, irreverentes y sexuales, aunque en menor grado que en otras películas actuales de corte similar. Y es que la cinta no es tan “bestia” como se puede intuir por el título. Hasta se hace una pequeña reflexión, sin mayores compromisos, sobre los aspectos negativos de fumar porros, así como sobre la importancia de la amistad. Queda más que claro que entre Dale y Saul ha nacido una relación inquebrantable.

4/10
Snow Angels

2007 | Snow Angels

El joven Arthur trabaja de camarero y toca el trombón en una banda. Y sobre todo está enamorado de la pizpireta Lila, una jovencita del instituto bastante graciosa y díscola. Lo bueno es que a Lila también le hace tilín Arthur. Sin embargo, cuando Arthur decide emprender su primera relación amorosa, el mundo de los adultos y sus problemas irrumpirá con fuerza en su vida, haciendo añicos sus idílicos planes. Sentida película, entre el drama y el romance, con sus porciones de secretos y sus momentos logrados. Destacan entre el reparto las caras conocidas de Kate Beckinsale (Underworld) y Sam Rockwell (Bienvenidos a Collinwood).

4/10
La noche de Halloween

2018 | Halloween

John Carpenter rodó en 1978 La noche de Halloween, uno de los filmes más imitados del terror contemporáneo. Dio lugar a siete discretas secuelas, un infame remake y la secuela del mismo. Se diría que la saga estaba trilladísima, pero ahora se apuesta por un ‘reboot’ que recupera como protagonista a Jamie Lee Curtis, y que continúa la trama del original, como si las otras películas nunca hubieran tenido lugar. Aaron Korey y Dana Haines, pareja de periodistas británicos, investiga los asesinatos del terrorífico Michael Myers. Consiguen que les dejen encontrarse con él, en el psiquiátrico en el que permanece recluido, pero éste se niega a pronunciar palabra alguna. A cambio de una sustanciosa cantidad de dinero, también les recibe la única superviviente de la matanza, Laurie Strode, que vive atormentada por lo ocurrido, ha instalado un búnker en su casa y ha tenido una vida muy dura, sobre todo porque le retiraron la custodia de su hija, Karen, al estar obsesionada porque ésta aprendiera a sobrevivir, en previsión de un posible regreso del asesino. Ahora, ambas están distanciadas, y Laurie se entiende mejor con Allyson, su nieta, que con ella. La desgracia se desata cuando el furgón que traslada a Myers sufre un aparatoso accidente… Produce Blumhouse, que ha logrado aportar savia nueva en el “slasher” (películas de asesinos en serie), casi siempre con productos que mezclan el subgénero con la comedia, como Feliz día de tu muerte. A priori, no parecía que el director David Gordon Green fuera a revitalizar la franquicia, pues tiene títulos de interés en su filmografía, como Joe, algunos discretos, al estilo de Superfumados y auténticos fiascos, como Caballeros, Princesas y otras bestias. Sin embargo, inyecta una enorme vitalidad a la cinta, cabe suponer que ha recibido valiosos consejos del veterano Carpenter, que colabora como productor ejecutivo y responsable de la banda sonora con su hijo, para lograr la atmósfera apropiada y acertadas secuencias de suspense. Pero también porque el guión, en el que participa como coautor, acierta al desarrollar con convicción a los personajes, por lo que al espectador les importa su destino. Tiene un aire nostálgico desde el arranque, la clásica sintonía del original traerá buenos recuerdos a los espectadores veteranos, y al mismo tiempo no parece trillada, lo que no resulta nada fácil, debido a la cantidad de imitaciones que Michael Myers ha tenido en el cine. También juega a su favor que Green parece ser consciente de que no tiene la oportunidad de descubrir América, por lo que sólo ha tratado de rodar un producto honesto, sin grandes pretensiones. Ha sabido manejar muy bien a actores como Judy Greer (la escéptica hija), a Nick Castle, que fue el asesino original, y que pese a que da poco la cara, logra atemorizar (en las escenas de acción ha sido sustituido por el más joven James Jude), y al poco conocido Haluk Bilginer (Sueño de invierno), el nuevo psiquiatra, en sustitución del Dr. Loomis, que interpretaba el fallecido en 1995 Donald Pleasence. Pero sobre todo a la gran Jamie Lee Curtis, que a sus 59 años, con una modélica interpretación de su descontrolado personaje, recuerda a la platea que Hollywood pudo haberle sacado mucho más partido. Por cierto, la estructura de la cinta recuerda bastante a cierto clásico en el que la madre de la actriz, Janet Leigh, elegía un mal momento para ducharse.

5/10
Goat

2016 | Goat

Prince Avalanche

2013 | Prince Avalanche

Pequeña conmovedora película sobre las relaciones humanas. Aunque la visión antropológica del film escrito y dirigido por David Gordon Green -que versiona una película islandesa- pueda considerarse de limitado alcance, sobre todo en lo relativo a las relaciones afectivas y a la sexualidad, interesa la peripecia de Alvin y Prince, que comparten una temporada de trabajo codo con codo en una zona boscosa que sufrió un devastador incendio, a ellos les toca restaurar la señalización de una carretera que atraviesa el lugar. Con cierto toque minimalista, no hay mucho más que su relación, su vida lejos del mundanal ruido apenas se ve interrumpida por el paso de un anciano camionero que comparte con ellos un trago en franca camaradería, o por el encuentro con una anciana víctima del incendio. Y nos enteramos de que Alvin intercambia correspondencia con la hermana de Prince, con la que mantiene una relación, pero que la distancia hace mella en sus posibilidades de futuro; y de la frivolidad con que Prince suele mirar al mundo, que se ve puesta a prueba por una inesperada paternidad con una mujer mayor. Hay lirismo en la mirada de Gordon Green, cierto tono contemplativo que contribuye a crear un “mood” donde el espectador vive en primera persona la dicha de un trabajo en medio de la naturaleza, los momentos extáticos que brinda la amistad, y las decepciones que toca atravesar cuando uno advierte la “pasta” de que está hecho el ser humano. Paul Rudd y Emile Hirsch componen bien sus respectivos personajes.

6/10
Snow Angels

2007 | Snow Angels

El joven Arthur trabaja de camarero y toca el trombón en una banda. Y sobre todo está enamorado de la pizpireta Lila, una jovencita del instituto bastante graciosa y díscola. Lo bueno es que a Lila también le hace tilín Arthur. Sin embargo, cuando Arthur decide emprender su primera relación amorosa, el mundo de los adultos y sus problemas irrumpirá con fuerza en su vida, haciendo añicos sus idílicos planes. Sentida película, entre el drama y el romance, con sus porciones de secretos y sus momentos logrados. Destacan entre el reparto las caras conocidas de Kate Beckinsale (Underworld) y Sam Rockwell (Bienvenidos a Collinwood).

4/10

Últimos tráilers y vídeos