IMG-LOGO

Biografía

Robert Burks

Robert Burks

Robert Burks

Premios: 1 Oscar

Oscar
1956

Ganador de 1 premio

Filmografía
Prisión en llamas

1991 | Tao Fan

Tim y Ken cumplen condena en una dura prisión, donde Scarface, un sádico guardián, impone el terror entre los reclusos. El director de Hong Kong Ringo Lam (Al límite del riesgo) dirige esta secuela de su gran éxito carcelario.

4/10
El oeste loco

1967 | Waterhole Three

Cole (James Coburn) es un pistolero con más cara que espalda. No va por ahí vengándose de malvados forajidos, o enfrentándose a cuatreros, sino que le gusta vaguear y vivir la vida. Dos de sus aficiones favoritas se le ponen a tiro, casi sin pretenderlo. Descubre que hay un cargamento de oro enterrado en un cuartel del ejército federal, y a la vez se encapricha de una atractiva rubia, que resulta ser la hija del sheriff. Ningún problema es insalvable para Cole, porque está empeñado en hacerse con el oro y conseguir a la chica. ¿Cómo lo hará ? Sobre todo con mucho humor. Una divertida combinación de comedia y western, que cuenta con el atractivo del brillante James Coburn. Situaciones disparatadas que provocan la risa. Producida por un experto en comedias que rozan lo absurdo: Blake Edwards.

4/10
A Covenant with Death

1967 | A Covenant with Death

Un condenado a muerte asesina a su verdugo justo antes de morir. Más tarde se descubre que en realidad no cometió el asesinato por el que fue enjuiciado y declarado culpable. Película que pasó un tanto desapercibida en su día, que trata temas como la justicia, la inocencia o el honor. Es entretenida aunque no posee nada que resulte memorable para el espectador. Está protagonizada por George Maharis (Éxodo).

5/10
El último homicidio

1965 | Once a Thief

Eddie Pedak es un antiguo delincuente que ha conseguido cambiar de vida y vive tranquilamente con un nuevo trabajo, en una casa nueva y con su bella esposa Kristine, con la que ha tenido una hija. Sin embargo, el pasado vuelve a atormentarle llevándole por el mal camino en forma de inspector de policía y de su propio y descarriado hermano Walter. Cine negro americano, aunque con el francés Alain Delon de protagonista. Rodada en blanco y negro y con un buen ambiente en lo que a los bajos fondos se refiere, además del mencionado Delon destaca en su reparto Ann-Margret como la sufrida esposa, Van Heflin como el policía y el siempre inquietante Jack Palance en el rol del hermano de Delon. El tono adecuado de jazz lo pone Lalo Schifrin

6/10
Un retazo de azul

1965 | A Patch of Blue

Una joven ciega vive bajo la influencia de su manipuladora madre. Un día en el parque conoce a un hombre del que se enamora sin saber que se trata de una persona de raza negra. Sidney Poitier interpreta otro film sobre el racismo. Shelley Winters obtuvo el Oscar a la mejor secundaria.

6/10
Marnie, la ladrona

1964 | Marnie

Marnie es una mujer muy atractiva que siente un impulso irresistible hacia el robo. Con su buena presencia y habilidades contables, consigue fácilmente ser contratada por importantes empresas, aunque aporte pocas referencias. Cuando se ha ganado la confianza de sus jefes y compañeros, se hace con la combinación de la caja fuerte, se lleva su contenido, desaparece y cambia de aspecto. Un hombre la descubre en uno de sus delitos, pero se siente incapaz de denunciarla debido a que se ha enamorado de ella. Decide averiguar entonces as causas de su comportamiento antisocial. Desgarrador retrato de una mujer traumatizada desde la infancia, realizado por el maestro del suspense, Alfred Hitchcock, y que contiene la mejor interpretación de una de sus actrices favoritas, la bella Tippi Hedren. Como coprotagonista, el mítico intérprete de James Bond, Sean Connery (El hombre que pudo reinar) en uno de sus papeles más logrados. Como otras películas del director de esa época, explicaciones psicoanalíticas, muy en boga entonces, explican el comportamiento de Marnie. También era novedoso entonces que se hablara de las relaciones sexuales en la pantalla, así, Marnie confiesa no haber estado con ningún hombre, y la explicación de su tara mental también está relacionado con una experiencia desagradable en este terreno, cuando era niña. Resulta excelente el uso del suspense, en lo relativo al color rojo y las tormentas que suscitan la histeria de la protagonista, y en la escena del robo en que los zapatos, que se ha puesto en los bolsillos del abrigo para no hacer ruido con los tacones, comienza a sobresalir peligrosamente de los mismos con peligro de caer al suelo y armar un tremendo estrépito.

7/10
Los pájaros

1963 | The Birds

Los pájaros tiene como protagonista a la joven Melanie Daniels (Tippi Hedren), hija consentida de un adinerado magnate de los medios de comunicación. Un día, Melanie acude a una tienda de mascotas para comprarle un pájaro a su tía, que se lo ha encargado. En el establecimiento conoce casualmente a Mitch Brenner (Rod Taylor), un exitoso abogado en busca de unos periquitos del que ella se enamora a primera vista. Al día siguiente, Melanie viajará en un lujoso descapotable a Bodega Bay, el pueblo donde el letrado pasa el fin de semana, para llevarle dos periquitos. Pero allí será atacada por una gaviota, presagio del tremendo desastre que está a punto de ocurrir, cuando las aves del lugar empiecen a atacar a los habitantes de la zona. Tras Psicosis, Alfred Hitchcock firma otra de las cumbres del cine de terror y consigue dar miedo a través de unos animales tan cotidianos y entrañables como los pájaros, con unas escenas estremecedoras. El maestro del suspense partió de una novela corta de Daphne Du Maurier., cuyas obras ya habían dado lugar a sus cintas Rebeca y Posada Jamaica. Pero el cineasta británico también se inspiró en un suceso real ocurrido en 1961 cerca de la casa del realizador en California, cuando miles de pájaros alterados por una sustancia producida por algas, acabaron irrumpiendo en domicilios de la zona sin causar víctimas. Aunque las descripciones de los personajes y las relaciones entre ellos quizás estén menos cuidadas que en otras cintas del maestro del suspense –el guión de Evan Hunter podría estar más elaborado–, el realizador se luce con las impactantes secuencias del ataque de los pájaros, que logran aterrorizar al espectador, gracias entre otras cosas a los efectos sonoros de movimientos de alas y graznidos, aspecto técnico del film coordinado por Bernard Herrmann, compositor habitual del cineasta. Acierta también al no explicar las causas de lo que ocurre, dejando la puerta abierta para la especulación, y aumentando el terror que produce el film. Del elenco destaca Tippi Hedren, que pasó un rodaje muy duro, al tener que rodar en condiciones algo extremas, por ejemplo a veces llevaba pájaros de verdad atados en su ropa para que no se alejaran demasiado. Frente a ella, el australiano Rod Taylor, que se había convertido en una estrella con títulos como El tiempo en sus manos, realiza uno de sus mejores trabajos. Se puede decir que Los pájaros supone la última gran obra maestra de Alfred Hitchcock. Aunque al realizador aún le quedaban por rodar otras cuatro películas (Marnie, la ladrona, Cortina rasgada, Topaz, Frenesí y La trama), todas ellas de interés, no volvería a llegar al mismo nivel.

8/10
Vivir de ilusión

1962 | The Music Man

Un embaucador y embustero charlatán llamado Harold Hill, se dedica a ir por los pueblos convenciendo a sus gentes para formar una banda musical. Cuando ha conseguido el dinero para el proyecto, se marcha sin más. Con el mismo objetivo, Hill llega a River City y propone la misma idea. Pero esta vez no tendrá la misma suerte, pues Marian, la profesora de música del pueblo, cambiará sus planes. Robert Preston interpreta al estafador en esta comedia musical que estuvo nominada a varios premios Oscar, entre ellos a la mejor película en 1963.

5/10
Su grata compañía

1961 | The Pleasure of His Company

Cuando la joven Jessica contrae matrimonio, su padre Biddeford acude al enlace. El problema es que el progenitor hace tiempo que no veía a su hija, con lo cual la relación paternofilial no es en absoluto fluida. Con su simpatía y encanto habitual, Biddeford acaba siendo el alma de la fiesta, tirando sus puyas habituales a su ex mujer Katharine y al nuevo marido de ésta, James. Adaptación de la obra teatral de Samuel Taylor (Sabrina) y Cornelia Otis Skinner, en una comedia romántica bastante elegante que cuenta con un buen reparto con Fred Astaire y Debbie Reynolds como padre e hija. También destaca la presencia de la actriz alemana Lilli Palmer (1914-1986), que había causado sensación por su papel de maestra en Corrupción en el internado (1958), y que recorrió medio mundo en una filmografía arriesgada y subida de tono, en la que encontramos títulos como la española La residencia y De Sade.

6/10
El gran impostor

1960 | The Great Impostor

Ferdinand es un joven apuesto que se hace pasar por diferentes personas mediante disfraces y engaños para ir ascendiendo económicamente. De este modo llega a ser un monje, un marino o, incluso, un cirujano. Amable comedia con un Tony Curtis (La carrera del siglo) seductor a la par que listillo buscavidas, que de paso se liga a una guapa moza entre artimañas y juegos.

4/10
Perdidos en la gran ciudad

1960 | The Rat Race

Pete Hammond es un saxofonista que llega a Nueva York para continuar su carrera musical. Allí conoce a Peggy, una joven bailarina que también busca fortuna para poder cambiar de trabajo, pues está empleada en un club propiedad de un sádico (Don Rickles). La química entre los dos jóvenes no tarda en aparecer. Comedia romántica con Tony Curtis (Operación Pacífico) y Debbie Reynolds (Cantando bajo la lluvia) como la pareja protagonista. Dirige Robert Mulligan (Cuando llegue septiembre).

5/10
No soy para ti

1959 | But Not for Me

Si para su anterior film, Enséñame a querer (1958), Clark Gable se buscó un romance con Doris Day (23 años menor que él), ahora va más allá al unirse con la actriz Carroll Baker (que había sido nominada al Oscar por su papel de niña perversa en Baby Doll), que tenía 30 años menos que él. Demostración clara de que algunas estrellas se resistían a admitir el paso del tiempo. Para la película se escribió la popular melodía “But not for Me”, y está basada en la obra teatral “Accent on Youth” de Samson Raphaelson, donde un veterano productor de Broadway se enamora de su joven secretaria, con los consiguientes enredos provocados por esta situación.

5/10
Con la muerte en los talones

1959 | North By Nortwest

Cary Grant encarna a un publicista que es confundido con un agente de los servicios secretos. Víctima de este error de identidad, se ve envuelto en una imparable persecución en la que debe aguzar su ingenio si quiere escapar con vida. Con la muerte en los talones es, sin duda, uno de los títulos más celebres de su aclamado director, Alfred Hitchcock, el mago del suspense. Cuenta con escenas, hoy consideradas míticas, tales como:la persecución de la que es objeto Cary Grant por una avioneta fumigadora, o el desenlace final en las montañas Rushmore. La película cuenta con una magnífica puesta en escena que, acompañada de la excelente partitura musical de Bernard Herrman (Psicosis), mantiene la acción y el suspense en todo momento. El reparto se ve completado por Eva Marie Saint, encargada de dar el contrapunto romántico al film y por James Mason. Obtuvo tres nominaciones a los oscars en las categorías de mejor montaje, guión original y decorados.

9/10
Orquídea negra

1958 | The Black Orchid

Martin Ritt dirige este film, bajo el manto del poderoso productor Carlo Ponti, a la sazón marido de Sophia Loren, estrella de la película. La viuda Rose Bianco no goza de popularidad, ya que mucha gente piensa que su ambición provocó que su marido muriera a manos de la mafia. Cuando un apuesto viudo se enamora de ella, la hija de éste recelará de Rose y se opondrá a la boda. Interesante drama sobre las segundas oportunidades, escrito por Joseph Stefano, dos años antes de inmortalizarse con el guión de Psicosis.

5/10
De entre los muertos (Vértigo)

1958 | Vertigo

Mientras persigue a unos delincuentes Scoottie Ferguson, inspector de la policía de San Francisco, contempla la caída accidental de un compañero desde un tejado. Esto le produce un gran trauma y un insuperable miedo a las alturas. Un día, Scottie recibe una llamada de Gavin Elster, millonario al que conoce del pasado, que le pide que vigile discretamente a Madeleine, su esposa, que se comporta de forma extraña. Uno de los mejores trabajos del mago del suspense, que adaptó la novela 'D'entre les morts', de Pierre Boileau y Thomas Narcejac. Hitchcock trata los dos temas trascendentales más recurrentes de la historia del arte, el amor y la muerte, a través de una historia absorbente e intrigante. Se puede seguir como simple entretenimiento, o como una película reflexiva. Aunque el mismo Hitchcock la recordaba como una película imperfecta, por sus incoherencias de guión, lo cierto es que logra imágenes inquietantes, como cuando Scottie persigue a Madeleine por el museo. Curiosamente, Hitchcock no guardaba un buen recuerdo de Kim Novak, que sin embargo realiza uno de los mejores trabajos de su carrera. James Stewart borda el papel de detective que se resiste a perder a su amada cuando ésta ha muerto.

9/10
El héroe solitario

1957 | The Spirit of St. Louis

Slim Lindbergh es un piloto que se ha propuesto realizar una hazaña como nunca antes se había hecho. Pretende volar desde Nueva York hasta París sin hacer escalas. La aventura le convierte en todo un valiente, pues son largas horas solo y sin más ayuda que él mismo. Film basado en el libro de Charles A. Lindbergh, protagonista real de la historia; y dirigido por Billy Wilder, donde James Stewart se pone en la piel del audaz piloto. El actor era mayor para el personaje pero tenía el carisma suficiente. Le acompañan Murray Hamilton y Patricia Smith.

6/10
Falso culpable

1956 | The Wrong Man

El músico Manny es injustamente acusado de un atraco que no ha cometido. Cuando ingresa en prisión, su mujer se siente culpable de su encarcelamiento. Hitchcock se inspiró para esta película en una noticia de un periódico, sobre un hombre injustamente acusado de cometer un atraco, como el protagonista. No es de sus mejores películas, el maestro del suspense pero el maestro del suspense trata con imaginación su tema más recurrido: el falso culpable. Inmejorables interpretaciones de Henry Fonda y Vera Miles.

6/10
El hombre que sabía demasiado (1956)

1956 | The Man Who Knew Too Much

Ben (James Stewart) y Jo (Doris Day) Mackenna son un matrimonio que pasa junto con su hijo de diez años unas vacaciones en Marruecos. Inesperadamente, un hombre les confía un secreto antes de morir y una poderosa organización, rapta a su hijo para chantajearles y que no revelen lo que saben. A partir de ese momento, el matrimonio investigará para recuperar al pequeño. Magistral remake de una de las películas claves en la filmografía de Hitchcock, El hombre que sabía demasiado, realizada en su etapa inglesa en blanco y negro. En esta ocasión, enriqueció el filme con las interpretaciones de la mítica pareja protagonista y mejorando el suspense de muchas de sus escenas.

8/10
Pero... ¿quién mató a Harry?

1955 | The Trouble With Harry

En Nueva Inglaterra, varios individuos creen que son culpables de la muerte de Harry. Tras intentar ocultar varias veces el cadáver y volver a desenterrarlo, descubrirán la verdadera causa de su muerte. Curiosa, divertida, desconcertante y entretenida historia de humor negro muy al estilo del maestro del suspense, Alfred Hitchcock, que consiguió una buena interpretación del niño Jerry Mathers y también de la bella debutante Shirley MacLaine, que posteriormente se convertiría en una de las mejores actrices de Hollywood y rodaría títulos inolvidables como Irma la dulce.

6/10
Atrapa a un ladrón

1955 | To Catch A Thief

John Robie (Cary Grant), llamado "el gato", es un americano que vive con un gran estilo en la Riviera francesa. En el pasado fue un famoso ladrón de joyas, y por eso, cuando empizan a repetirse robos con su "estilo" la policía cree que "el gato" ha vuelto a su antiguo oficio. Robie tendrá así que intentar encontrar al culpable si no quiere acabar él mismo en la cárcel. Y para ello entra en contacto con las posibles próximas víctimas, entre ellas Jessie Stevens (Jessie Royce Landis), quien está acompañada por su bellísima hija Francie (Grace Kelly). La acción transcurre entre lujosos casinos y ambientes espectaculares. Una de las películas consideradas menores del genio Alfred Hitchcock, oscurecida por la brillantez de La ventana indiscreta (1954) o Crimen perfecto (1954) rodadas en el mismo período. Con Atrapa a un ladrón, Hitchcock se decanta más hacia la comedia romántica, dejando en un segundo plano la intriga. Cuenta con el atractivo de un excelente dueto de intérpretes. Cary Grant era el actor favorito de Hitchcock, y ya trabajaron juntos en Sospecha (1941) o Encadenados (1946). Toda la película desprende un glamour delicioso, pero la escena del beso en el umbral de la puerta es sencillamente irresistible.

8/10
El muchacho de Oklahoma

1954 | The Boy from Oklahoma

Film del oeste a cargo del talentoso Michael Curtiz (Casablanca, Robin de los bosques), que sabía imprimir un ritmo siempre adecuado a sus películas. El joven Tom llega al pueblo de Blue Rock con la intención de ser abogado. Allí es nombrado sheriff por el alcalde, Barney, un tipo que es dueño del bar y que gobierna el pueblo a su antojo. De hecho nombra a Tom porque presupone que podrá manejarle como a un pelele. Sin embargo, Tom es pacífico y mucho más difícil de despreciar de lo que parece. Las cosas se complicarán cuando conozca a la hermosa hija del anterior alcalde, muerto en raras circunstancias. El reparto, sin ser extraordinario, está perfecto.

5/10
Crimen perfecto

1954 | Dial M for Murder

Tony Wendice (Ray Milland) es un antiguo jugador de tenis que planea asesinar a su rica esposa (Grace Kelly) y así hacerse con la herencia. Por su parte, la mujer mantiene un idilio con el escritor Mark Halliday (Robert Cummings). Para ejecutar su plan, Wendice recurre a un viejo conocido, quien le ayudará a poner en marcha el crimen perfecto. Alfred Hitchcock dirigió este estupendo thriller que se desarrolla casi en su totalidad en una sola habitación. En 1998 Andrew Davis hizo un remake muy inferior con Michael Douglas, Gwyneth Paltrow y Viggo Mortensen como protagonistas.

8/10
La ventana indiscreta

1954 | Rear Window

Hitchcock narra la historia de L.B. Jefferies, un fotógrafo deportivo de un diario, interpretado por James Stewart, que queda inmovilizado durante un mes y medio debido a un accidente laboral. Escayolado y en una silla de ruedas, su única distracción es observar a sus vecinos durante el caluroso verano que asola Nueva York. En su última semana inmovilizado, observa desde su ventana, a través de su teleobjetivo, a la señorita torso, que está siempre rodeada de hombres; a la solterona corazón solitario, que se imagina asediada por sus invitados; a una pareja de recién casados que no sale de su apartamento; a un músico soltero y borrachín; y sobre todo a una pareja que no para de discutir. Todas estas crudas visiones de la realidad le animan a mantenerse firme en su convicción de renunciar a su boda con Lisa Fremont. Con el interés que caracteriza al genial Alfred Hitchcock por los problemas criminales y de conciencia, construye una de sus mejores y más peculiares películas. Todo sazonado con su habitual humor negro. Al igual que Náufragos (1943) o La soga (1948), la acción se desarrolla en un único espacio. Se ha comparado la ventana desde la que observa James Stewart con la pantalla de un cine, ante la cual el espectador asiste a las intimidades del vecindario. El film está basado en la novela del controvertido Cornell Woolrich. La película exigió el mayor escenario que jamás había construido la Paramount, con la edificación de 31 apartamentos a escala real. James Stewart está soberbio.

9/10
Cumbres doradas

1953 | So This Is Love

Biopic de la gran soprano Grace Moore, cuya magnífica carrera operística se vio truncada prematuramente por su muerte en accidente aéreo. Kathryn Grayson interpreta a la diva en un film más bien previsible.

5/10
Yo confieso

1953 | I Confess

Otto Keller, emigrante alemán que ejerce como sacristán en una iglesia de Quebec, intenta cometer un robo en la casa de Willet, un abogado al que le realiza trabajos como jardinero. Pero Willet le sorprende con las manos en la masa, y Keller acaba asesinándole. Tras el suceso, Keller se confiesa con el sacerdote Michael William Logan. Como un testigo vio de lejos a Otto Keller, que iba con sotana el día del crimen, la policía sospecha del padre Logan, pero éste no puede desvelar quién es el autor del delito, pues debe respetar el secreto de confesión. Hithcock incide en su tema favorito, el falso culpable, en esta impecable adaptación de la obra teatral de Paul Anthelme, que incomprensiblemente no está considerada una de las mejores obras del mago del suspense, quizás por la gran cantidad de obras maestras de su filmografía. Montgomery Clift realiza una deslumbrante interpretación, como sacerdote angustiado ante el complejo dilema moral que acecha a su personaje. Educado en un colegio de los Jesuitas, Hitchcock trata con una profundidad encomiable temas propios del catolicismo como el respeto al sacramento del matrimonio, el voto de castidad o la culpa, que suelen aparecer frecuentemente en su filmografía. Especialmente sutil es la subtrama romántica, entre Montgomery Clift y Anne Baxter, que interpreta a Ruth, la mujer de la que estaba enamorado antes de ser ordenado sacerdote. Pero él se marcha a la guerra y ella piensa que nunca volverá, por lo que acaba casándose con otro hombre. Cuando finalmente regresa a casa, el personaje de Montgomery Clift encuentra a su amada casada con otro, pero ella rompe su deber matrimonial. Este hecho provocará la desgracia, pues el abogado Willet les sorprende cometiendo adulterio, y acaba chantajeando a la pareja. El agente de policía que investiga el caso está convencido de que el chantaje es el móvil que explica que el padre Logan haya asesinado presuntamente a Willet. En El agente secreto (1936) y Encadenados se ven situaciones matrimoniales parecidas, con personajes femeninos (Madeleine Carrol e Ingrid Bergman) casadas por circunstancias con hombres a los que no aman. Para el protagonista, el padre Logan, un ser humano vulnerable, a pesar de sus firmes creencias religiosas, la dificultad estriba en mantener su honestidad y sus votos religiosos. De hecho, da la impresión de que para él no es tan complicado mantener el secreto de confesión y ser injustamente acusado, como superar el amor que todavía siente por una mujer casada.

8/10
The Desert Song

1953 | The Desert Song

Notable muestra de película de aventuras, romance y musical, basada en un libreto escrito entre otros por el célebre Oscar Hammerstein II (Carousel). Gordon MacRae (Tea for Two) interpreta a un joven y apuesto antropólogo norteamericano, quien por la noche adopta la personalidad de El Khobar, un luchador del desierto. Por supuesto, por allí andarán una bella joven que canta como los ángeles (Katryn Grayson) y un malvado y cruel jeque (Raymond Massey).

5/10
Hondo

1953 | Hondo

Hondo, un tipo solitario y medio indio que hace trabajos de correo para la caballería, llega sin cabalgadura a un rancho en medio de ninguna parte, tras un encontronazo con los apaches. Allí le ofrece hospitalidad Angie, una mujer que junto a su hijo, un niño, espera el regreso de su marido. Hondo le aconseja dejar un lugar que no es seguro, pero ella se niega, pues siempre ha sabido convivir con los indios. Aunque ella está casada, no pueden evitarse sentirse mutuamente atraídos. Producción de John Wayne para su compañía Batjac, ofrece la curiosidad de ser un western rodado en 3D, sistema de moda en los 50, y que el aficionado suele asociar más a géneros como el terror y el thriller. John Farrow contó con un guión de James Edward Grant, alguien con quien Wayne se entendía muy bien. Frente a tópicos que pretenden que el dibujo humanizado de los indios es tardío, filmes como éste demuestran lo errado de tal idea. El film muestra a unos nativos con costumbres brutales, qué duda cabe, pero hay en ellos una honestidad y un estilo de vida que despiertan la admiración, lo que se acentúa presentando al personaje de Wayne con sangre india, y que tuvo una squaw que desgraciadamente falleció. Hay un especial cuidado en el dibujo de la relación entre Hondo y Angie, pintada con exquisita delicadeza, mostrando sus distintos modos de entender cómo debe ser la sinceridad y el valor de la palabra dada. John Wayne demuestra una vez más por qué era una estrella, y Geraldine Page, en su primer papel importante para la pantalla, logró una nominación al Oscar. También destaca, entre los secundarios, Ward Bond, un actor muy ligado a John Ford, quien por cierto dirigió la escena del ataque final, que no pudo asumir Farrow, por otro compromiso.

6/10
Los crímenes del museo de cera

1953 | House of Wax

Para muchos, la mejor de las adaptaciones del relato de Charles Belden sobre los crímenes que acontecen alrededor de un museo de cera. El profesor Henry Jarrod es un verdadero artista, que compone figuras de cera de personajes históricos de realismo inusitado. A punto de conseguir a un mecenas que le apoye, su impaciente socio tiene otra propuesta algo siniestra: quemar el museo y beneficiarse de la suculenta póliza de seguros. Evidentemente, Jarrod no acepta que sus 'criaturas' desaparezcan en un incendio, por lo cual se produce un forcejeo, a resultas del cual el artista aparentemente perece. En realidad ha quedado inválido, o eso parece, y desea abrir un nuevo museo. Al tiempo, un tipo con el rostro desfigurado se dedica a robar cadáveres. Todo un clásico del cine de terror, el film fue rodado para ser exhibido en sistemas 3D, lo que se aprecia en algunas escenas que buscan acentuar tal efecto: el pregonero con la paleta que tiene adherida con una goma una pelota, que lanza hacia el espectador; o las bailarinas de una revista de variedades. La película está repleta de imágenes impactantes –las figuras de cera derritiéndose por el calor de las llamas, un cadáver 'levantándose'...– y cuenta con la genial interpretación de Vincent Price, un rostro clave en el género.

6/10
Hogar, dulce hogar

1952 | Room for One More

Comedia de ambiente familiar que nos cuenta el caso del matrimonio formado por Poppy y Anna Rose, que viven felices con sus tres hijos. Sin embargo, Anna es una mujer de gran corazón que quiere adoptar a dos nuevos niños: una niña de trece años y un muchacho analfabeto con problemas para caminar. Aunque los comienzos son bastante duros, los niños pronto aceptan el cariño de los Rose y acaban convertidos en unos miembros más de la familia. Lo más interesante del largometraje es que está protagonizada por Cary Grant y su esposa en la vida real, la francesa Betsy Drake. Casados desde 1949 hasta 1962, la verdad es que la carrera de ésta actriz en el cine no fue muy afortunada actuando únicamente en media docena de intrascendente títulos.

4/10
Mara Maru

1952 | Mara Maru

Aventuras clásicas en alta mar y paraísos tropicales, ideal para galanes como Errol Flynn, que aquí se encuentra a sus anchas. En esta aventura, dirigida por Gordon Douglas, un navegante lleva a bordo a un gángster que pretende enconyrar un tesoro cerca de las Islas Filipinas. Al parecer se trata de una pieza religiosa de enorme valor. Sin embargo, los dos hombres lucharán por el preciado botín. Y por supuesto habrá amor de por medio. El resultado es agradable.

4/10
Cerca de mi corazón

1951 | Close to My Heart

Basada en la novela "A Baby for Midge", de James R. Webb –convertida en guión cinematográfico por él mismo–, se trata de un melodrama de la Warner que reunió a dos estrellas de productoras rivales como Gene Tierney (crecida en la Fox) y Ray Milland (libre tras 15 años en la Paramount). Su unión parecía dar más juego, sobre todo por la melodramática historia en que se ven envueltos. Ambos son el matrimonio Sheridan que, como no puede tener hijos, deciden probar el camino de la adopción. Pero no será tan sencillo ya que tienen que pasar por bastantes trámites. Así que cuando la esposa encuentra un niño abandonado decide quedárselo, ante las dudas del marido. Tierney siempre tuvo especial cariño a este film ya que le recordaba el trauma de haber dado a luz una niña con problemas en 1943.

5/10
Veneno implacable

1951 | Come Fill the Cup

Lew Marsh, periodista con problemas con el alcohol, pierde su trabajo. Después de una larga temporada, logra rehabilitarse, vuelve a ponerse a trabajar e intenta ayudar a otros alcohólicos. Adaptación de la novela Come Fill the Cup, de Harlan Ware, con un brillante trabajo de James Cagney. Gig Young fue nominado al Oscar al mejor actor secundario.

5/10
Sin conciencia

1951 | The Enforcer

El fiscal del distrito Martin cuenta con que comparezca en un juicio contra el gángster Mendoza un testigo fuertemente custodiado, Rico. Pero la noche previa a que testifique resulta muy movidita, con intentos de atentar contra él. En las largas horas surgen los recuerdos de cómo ha sido llevado el caso de una peligrosa red de asesinos, que con una jerga que habla de "contratos" y "objetivos" se refieren simple y llanamente a matar por encargo, con la ventaja de que no es fácil que los ejecutores materiales puedan ser relacionados con los casos. Se trata de una buena muestra de cine negro, quizá de las menos conocidas de entre las protagonizadas por Humphrey Bogart, que da vida al fiscal del distrito. Hay una atmósfera intrigante, y pasajes poco habituales de la policía forense, con levantamiento de cadáveres. Es muy buena la fotografía nocturna, y el desenlace tiene su factor sorpresa.

6/10
Extraños en un tren

1951 | Strangers on a Train

La película, basada en la novela de Patricia Highsmith, fue dirigida por Alfred Hitchcock en 1951. En ella un joven tenista profesional, que se encuentra viajando en un tren, se ve abordado por su compañero de viaje. Lo que en principio parece una inofensiva conversación, pronto se convierte en una revelación de confidencias, que incluye la proposición de realizar cada uno el asesinato que le gustaría cometer al otro. Nuestro protagonista no se lo toma en serio, pero sin saberlo se ha cruzado con un loco asesino que no parará hasta ver ejecutados sus siniestros planes. Alfred Hitchcock (Psicosis, Con la muerte en los talones...) vuelve a realizar una obra maestra del suspense. Para la adaptación del guión cuenta con el "savoir faire" de Raymond Chandler y Czenzi Ormonde. La película cuenta con escenas míticas, tales como el encuentro en el tren de los dos interpretes principales, y el asesinato de la mujer del protagonista, del que somos testigos a través del reflejo en las gafas de la víctima, que han caído en la hierba. Por supuesto, tampoco falta una breve aparición como figurante del siempre original "mago del suspense".

7/10
El zoo de cristal (1950)

1950 | The Glass Menagerie

La primera versión cinematográfica de la obra de teatro de Tennessee Williams, que curiosamente el autor escribió como guión, a partir de ideas de sus relatos, pues tenía contrato con la Metro. Describe en su típico tono desgarrado y tristón las cuitas de tres hermanos, Tom, Amanda y Laura, que viven sin alicientes su vida diaria. Amanda sufrió el abandono de su marido, y Laura nunca se casó, aunque sus dos hermanos le van a buscar un pretendiente que hará más profundas ciertas heridas. La colección de figuritas de cristal que tiene Laura se convierte en poderosa imagen de la fragilidad humana. A Williams no le agradó esta versión cinematográfica, donde se introdujeron algunos cambios. No obstante es un film poderoso, con grandes interpretaciones del cuarteto Jane Wyman-Gertrude Lawrence-Arthur Kennedy (los hermanos) más Kirk Douglas (el posible novio). Fue el último trabajo en cine de Lawrence.

6/10
Puente de mando

1949 | Task Force

Jonathan es un piloto de la Segunda Guerra Mundial que tiene unas tácticas muy particulares de ataque. Sufrirá la desconfianza de sus compañeros pero el desarrollo de la guerra y los hechos de Pearl Harbour, darán un vuelco a la situación. Film bélico con un heroico Gary Cooper. La bella Jane Wyatt aporta el lado amoroso a la historia.

5/10
A Kiss in the Dark

1949 | A Kiss in the Dark

Eric es un pianista que está pasando una mala racha. Siente que ha perdido habilidad para el instrumento y se encuentra desanimado. Cuando está atravesando esta pequeña depresión descubre que es el propietario de un edificio de viviendas, algo que no acaba de animarle cuando se entera de que los inquilinos tienen un sinfín de protestas que presentarle. Aconsejado por su representante, se instala en su nueva casa para así desconectar de todo lo que le rodea. Inicialmente la idea le espanta, aunque poco a poco se irá adaptando a su nuevo hogar y a sus peculiares vecinos. David Niven está estupendo como el atormentado pianista que se tiene que enfrentar a una realidad que de primeras le resulta espeluznante.

4/10
Más allá del bosque

1949 | Beyond the Forest

Rosa Moline, ambiciosa esposa de un médico, intenta seducir a un rico industrial. Su objetivo es que éste la lleve a vivir con él a Chicago. Para lograr su objetivo no se detendrá ante nada. Thriller que adapta una desconocida novela de Stuart Engstrand. Lo mejor de esta cinta es la trabajada interpretación de Bette Davis, en uno de esos papeles de mujer sin escrúpulos que tan bien se le daban. Además, está muy bien secundaria por actores de la talla de Joseph Cotten.

6/10
El manantial

1949 | The Fountainhead

Howard es un arquitecto individualista, que deja a su amada para irse a Nueva York a trabajar en un importante proyecto. Basada en la novela de Ayn Rand que fue la guionista de la película, el director King Vidor consigue mostrar el triunfo de un hombre que no se deja llevar por la corriente, y además, el retrato de una mujer que también tiene una lucha interna consigo misma. La realización es impecable y se percibe entre ambos personajes una tensión amorosa, una confusa historia de amor, llena de matices y significado. Tanto Gary Cooper como Patricia Neal están perfectos ante la cámara. Los más cinéfilos no deben dejar de verla.

7/10
To the Victor

1948 | To the Victor

Tras combatir durante la Segunda Guerra Mundial, el americano Paul se ha quedado en Francia, donde se dedica a trapicheos en el mercado negro. Conocerá y se enamorará de Christine, cuyo esposo está en la cárcel acusado de colaboracionista. Se trata de un film muy poco conocido de Delmer Daves, con guión de Richard Brooks, que se inspira libremente en "Los bajos fondos" de Máximo Gorki.

5/10
El veredicto

1946 | The Verdict

Cuando se descubre que un hombre que acaba de ser ajusticiado es realmente inocente, el detective de Scotland Yard que llevó el caso es destituido de su cargo. Ahora tiene ocasión de redimir su culpa, cuando un amigo suyo es acusado de un crimen siendo igualmente inocente. Nueva versión de la novela “The Big Bow Mystery”, escrita por Israel Zangwill, que ya había sido llevada al cine anteriormente en The Perfect Crime (1928) y The Crime Doctor (1934). Esta tercera revisión supuso el debut en la dirección de Don Siegel (1912-1991), quien un año antes había ganado el Oscar al mejor cortometraje por Star in the Night. Especialmente lúcida resulta la fotografía de Ernest Haller (1896-1970), uno de los maestros de la luz desde comienzos de los años, 20 y que de una brillante filmografía de casi 200 títulos destaca su Oscar por Lo que el viento se llevó (1939), además de otras cinco candidaturas de la Academia.

5/10
Make Your Own Bed

1944 | Make Your Own Bed

Un matrimonio adinerado que vive en el campo no encuentra la manera de conservar a los sirvientes de su casa hasta que de repente se idean una disparatada solución. Deciden contratar a un detective privado que ha sido despedido. Para que acepte el trabajo le tienen que decir que su labor se hará de forma encubierta haciéndose pasar por sirviente, lo que obliga al matrimonio a fingir continuamente que están en peligro y que necesitan un detective. Disparatada comedia de enredo donde pocas cosas son lo que parecen. El planteamiento es original y la película resulta divertida.

4/10

Últimos tráilers y vídeos