IMG-LOGO

Biografía

Alfred Hitchcock

Alfred Hitchcock

80 años ()

Alfred Hitchcock

Nació el 13 de Agosto de 1899 en Leytonstone, Londres, Inglaterra, Reino Unido
Falleció el 29 de Abril de 1980 en Bel Air, Los Angeles, California, EE.UU.

El hombre que nos fascinaba demasiado

19 Enero 2007

Con permiso de Spielberg, es sencillamente el director más famoso de la historia del Séptimo Arte. Hasta sus películas más antiguas son capaces de encandilar todavía hoy al público de cualquier nivel de estudios y estrato social. Concebía el cine como “cuatrocientas butacas por llenar”, y se las ingenió como nadie para que no quedara ni una vacía.Por sus breves apariciones en sus películas y su serie televisiva, todo el mundo conoce la efigie de Hithccock, un obeso viejecillo británico al que no le queda corto el calificativo de genio. Para este raudo repaso a la rica y dilatada trayectoria cinematográfica del mago del suspense, conviene recordar mentalmente los acordes de la serie Alfred Hitchcock presenta.

Nacido el 13 de agosto de 1899, en Leytonstone, un barrio de Londres, Alfred Joseph Hitchcock fue el tercer hijo de William y Emma, que regentaban una tienda de verduras. Recibió una educación católica, en St. Ignatius College, una escuela de los jesuitas. Acabó matriculándose en la escuela de Ingeniería naval, pero tuvo que abandonar sus estudios como consecuencia de la prematura muerte de su padre, hecho que les dejó a él y a su madre en una difícil situación económica.

Durante una época, el joven Alfred empezó a trabajar en una compañía de telégrafos, hasta que le ofrecieron un empleo en la industria del cine, rotulando letreros para las películas mudas. Recordaba con orgullo el banquero Rockefeller que empezó de botones, un periplo parecido al recorrido por Hitchcock, que fue escalando peldaños desde abajo, en Famous Players Lasky, filial de Paramount, pasando de montador a director artístico y ayudante de dirección. Cuando uno de los directores de la casa se puso enfermo, a Hitchcock le ofrecieron completar Always Tell Your Wife y dirigir El número 13, aunque ésta no pudo completarla porque el estudio cerró. Inmediatamente fichó por otra compañía, que le puso al frente de su primera película oficial, El jardín de la alegría, melodrama protagonizado por Virginia Valli. El propio cineasta consideraba que la primera película ‘típicamente de hitchcock’ es El enemigo de las rubias, que inauguraba la temática del falso culpable, pues gira en torno al inquilino de una pensión confundido con un asesino de rubias, inspirado en Jack el destripador. Aquí, el director realizó el primero de sus célebres cameos, práctica que derivó en que al cabo de los años, los espectadores estuvieran pendientes de las apariciones del director en sus películas.

De la época muda del cineasta destaca El ring, drama pugilístico sobre dos hombres enamorados de la misma mujer, y La mujer del granjero, una desenfadada comedia. En 1926, el cineasta contrajo matrimonio con Alma Reville, montadora y guionista que colaboraría con su marido coescribiendo títulos como La sombra de una duda.

Hitchcock pasó a la historia del cine por rodar la primera película sonora británica, Chantaje (La muchacha de Londres), y por ser el primero en usar la voz en off, para expresar el pensamiento de un personaje, en Asesinato, donde una actriz era injustamente acusada de homicidio. A pesar de algunas incursiones en otros géneros, acabó especializándose en suspense, género cultivado en la literatura por autores románticos, como Edgar Allan Poe. “Fue el público el que me encasilló en el suspense. A mí me hubiera gustado rodar La Cenicienta, pero el público estaría esperando en todo momento que hubiera un cadáver”, bromeaba el maestro.

Él mismo le explicó de forma didáctica en qué consistía el género, a Truffaut, en las entrevistas que dieron lugar al libro ‘El cine según Hithccock’. “Ahora mismo estamos conversando. Si hubiera una bomba debajo de la mesa, nadie se habría enterado. Nuestra conversación es anodina, no pasa nada especial. Si lo filmáramos así, de repente habría una explosión. El público quedaría sorprendido, pero antes de estarlo, habría sido testigo de una escena aburrida, sin interés. El suspense consiste en filmarlo de otra manera, dándole información privilegiada al espectador. Por ejemplo, se le muestra que un anarquista pone la bomba bajo la mesa, con un reloj que indica que estallará a la una. Un reloj en el decorado informa de que es la una menos cinco. La misma conversación anodina se vuelve más interesante, pues el público se pone nervioso. Le entran ganas de levantarse y gritar a los personajes que no hablen de tonterías, porque va a haber una explosión”, explicaba Hitchcock.

Manteniéndose fiel a este esquema, el cine del londinense fue ganando en popularidad, con títulos cada vez más redondos, como El hombre que sabía demasiado, 39 escalones, Sabotaje, Inocencia y juventud y Alarma en el expreso. Una de las claves del éxito es que siempre reducía al mínimo la excusa argumental, que él llamaba McGuffin, para centrarse en secuencias interesantes llenas de tensión. Pronto se fijó en él el estadounidense David O. Selznick, histórico productor de Lo que el viento se llevó, que le llevó a Hollywood.

“Anoche soñé que volvía a Manderley”. Así comenzaba el primer trabajo estadounidense de Hitchcock, el evocador film Rebeca, que adapta una novela de Daphne Du Maurier, con muchos elementos del cine de O. Selznick, pues se trataba de un fastuoso espectáculo de época. Laurence Olivier y Joan Fontaine protagonizaron este inolvidable film, marcado por la quimérica presencia de principio a fin de la mujer aludida en el título, a pesar de que ha muerto. Y por el ama de llaves, pesadillesco personaje encarnado por Judith Anderson, que parecía desplazarse cual espectro, pues Hitchcock no muestra sus pies. El film obtuvo once nominaciones a los Oscar. Pero John Ford se llevaría ese año el relativo al mejor director por su obra maestra Las uvas de la ira, arrebatándoselo al británico, que jamás ganaría una estatuilla, salvo el premio Irving Thalberg, de carácter honorífico.

En los 40, Hitchcock se hizo muy popular entre el público, con grandes éxitos como Sabotaje, Enviado especial, Recuerda, La sombra de una duda, El proceso Paradine y Náufragos, que transcurría en su totalidad en una balsa perdida en medio del mar. En Sospecha coincidiría por primera vez con Cary Grant, uno de sus dos actores favoritos y con el segundo, James Stewart, en La soga, rodada en complejos planos secuencia. Especialmente memorable es Encadenados, una de las grandes películas de todos los tiempos, con aquel tenso final, en el que Cary Grant rescata a Ingrid Bergman de la casa del nazi Alexander Sebastian, uno de los grandes personajes de Claude Rains.

Con la llegada de los 50, Hitchcock andaba deprimido, por su exceso de peso (llegó a pesar 135 kilos), porque Pánico en la escena fracasó, y había sido muy criticada por incluir un falso flash-back, y porque su adorada Ingrid Bergman había abandonado Hollywood, para casarse con Roberto Rossellini. Pero acabó siendo una de las mejores décadas para el británico, que en 1951 rodó uno de sus grandes éxitos, Extraños en un tren, poco antes del matrimonio de su hija y el nacimiento de su primer nieto. Sustituyó a Ingrid Bergman por Grace Kelly, agraciada actriz por la que llegó a sentir una auténtica fascinación durante el rodaje de Crimen perfecto, La ventana indiscreta y Atrapa a un ladrón. Pero ella dejó prematuramente el cine, para casarse con el príncipe Rainiero de Mónaco, convirtiéndose en la princesa Gracia, lo que al parecer irritó a Hitchcock. En 1955, empieza la emisión televisiva de Alfred Hitchcock presenta. En 1956, rodó un remake de una de sus propias películas, El hombre que sabía demasiado, con James Stewart y Doris Day, aún mejor que el original. En Pero... ¿quién mató a Harry?, trabajó por primera vez con el compositor Bernard Herrmann que compondría partituras tan memorables como la del film De entre los muertos (Vértigo), uno de los grandes trabajos del maestro. Se trata de una adaptación de la novela 'D'entre les morts', de Pierre Boileau y Thomas Narcejac, sobre los dos temas fundamentales de la historia del Arte: el amor y la muerte. A pesar de su contenido lírico y reflexivo, Hitchcock logra hacer la historia intrigante y amena.

Cary Grant y Eva Marie Saint protagonizaron Con la muerte en los talones, con secuencias tan memorables como la del avión. Uno de los mayores éxitos de Hitchcock fue Psicosis, de 1960, una de las películas más sorprendentes e impredecibles de la historia del cine. Tuvo Hitchcock la audacia de hacer que la protagonista, Janet Leigh, una estrella, muriera en mitad de la trama, en la célebre escena de la ducha, dejando desconcertado al respetable. Tippi Hedren protagonizó Los pájaros, un hito del celuloide, y repitió con el director en Marnie, la ladrona. Según contaba la rubia actriz, el director se obsesionó excesivamente con ella. Al parecer, llegó a contratar detectives para seguirla y tenerla controlada.

Como Cortina rasgada y Topaz fueron un absoluto fracaso, Hitchcock decidió regresar a Inglaterra, donde rodaría sus últimas películas. Frenesí, de estructura similar a El enemigo de las rubias, es muy bien recibida, así como su obra póstuma, La trama, rodada cuando su salud atravesaba un momento delicado. Tras ser nombrado ‘Sir’ por la reina de Inglaterra, Hitchcock falleció el 29 de abril de 1980, como consecuencia de una enfermedad renal.

Filmografía
La trama

1976 | Family Plot

Última película del maestro del suspense, Alfred Hitchcock. Un taxista y una clarividente se unen para obtener los 10.000 dólares de recompensa que se ofrecen por encontrar a un hombre que dan por muerto pero que en realidad no lo está. Sus vidas se entrecruzan con las de un ladrón tratante de joyas y su acompañante habitual. Muy bien interpretada por Karen Black, Bruce Dern y Barbara Harris, Hitchcock volvió a realizar una de sus entretenidas intrigas con un punto de humor.

5/10
Frenesí

1972 | Frenzy

Al final de su vida, Hitchcock regresó a Gran Bretaña, donde había desarrollado la primera parte de su carrera. Allí rodó esta inteligente intriga, su penúltimo trabajo, sobre un psicópata que estrangula a sus víctimas con corbatas. Los actores no son tan conocidos como los estadounidenses, pero son igual de buenos. El guión es de Anthony Shaffer, el prestigioso dramaturgo autor de La huella. En el Londres de los años 70, un criminal conocido como El Asesino de la Corbata tiene en jaque a la policía. Su pista lleva a un hombre inocente, que se ve obligado a escapar de la ley para poder probar que él no es el asesino.

6/10
Topaz

1969 | Topaz

En 1962, el agente de la CIA Michael Nordstrom ayuda a un científico ruso y su familia a huir. Durante el interrogatorio, se entera de que hay un doble agente francés que trabaja para la OTAN y que facilita secretos a los rusos. No se sabe cuál es la identidad, lo único que se sabe con certeza es su código secreto, Topaz. Nordstrom recluta a otro agente francés, Deveraux, destinado en Washington para ayudarle. Pese a que hay cierta falta de ritmo en el conjunto y se echa de menos más carisma en los personajes, el maestro del suspense, Alfred Hitchcock, realizó esta brillante intriga en torno a la llamada crisis de misiles que tuvo lugar entre Cuba y Estados Unidos. En este sentido destaca la crítica feroz del el régimen castrista.

5/10
Cortina rasgada

1966 | Torn Courtain

Entretenida película sobre un científico que intenta escapar de Europa del Este durante la Guerra Fría. Hitchcock vuelve a conjugar su maestría con la comercialidad y, entre otras cosas, incluye uno de los asesinatos más atroces jamás filmados, en el que muestra la brutalidad de la muerte y recuerda que el homicidio no es una broma. El tema central es parecido al de otros de sus filmes, un individuo honesto se encuentra atrapado por circunstancias extrañas. Michael Armstrong (Paul Newman) es un científico que acude a un congreso internacional en Copenhague junto a su prometida y ayudante, Sarah Sherman (Julie Andrews). Ella accidentalmente descubre que Michael planea cruzar el Telón de Acero y desarrollar un proyecto secreto para la Unión Soviética, que había sido rechazado por sus compatriotas. Sarah se debatirá entre su amor por Michael y la lealtad hacia su país.

7/10
Marnie, la ladrona

1964 | Marnie

Marnie es una mujer muy atractiva que siente un impulso irresistible hacia el robo. Con su buena presencia y habilidades contables, consigue fácilmente ser contratada por importantes empresas, aunque aporte pocas referencias. Cuando se ha ganado la confianza de sus jefes y compañeros, se hace con la combinación de la caja fuerte, se lleva su contenido, desaparece y cambia de aspecto. Un hombre la descubre en uno de sus delitos, pero se siente incapaz de denunciarla debido a que se ha enamorado de ella. Decide averiguar entonces as causas de su comportamiento antisocial. Desgarrador retrato de una mujer traumatizada desde la infancia, realizado por el maestro del suspense, Alfred Hitchcock, y que contiene la mejor interpretación de una de sus actrices favoritas, la bella Tippi Hedren. Como coprotagonista, el mítico intérprete de James Bond, Sean Connery (El hombre que pudo reinar) en uno de sus papeles más logrados. Como otras películas del director de esa época, explicaciones psicoanalíticas, muy en boga entonces, explican el comportamiento de Marnie. También era novedoso entonces que se hablara de las relaciones sexuales en la pantalla, así, Marnie confiesa no haber estado con ningún hombre, y la explicación de su tara mental también está relacionado con una experiencia desagradable en este terreno, cuando era niña. Resulta excelente el uso del suspense, en lo relativo al color rojo y las tormentas que suscitan la histeria de la protagonista, y en la escena del robo en que los zapatos, que se ha puesto en los bolsillos del abrigo para no hacer ruido con los tacones, comienza a sobresalir peligrosamente de los mismos con peligro de caer al suelo y armar un tremendo estrépito.

7/10
Los pájaros

1963 | The Birds

Los pájaros tiene como protagonista a la joven Melanie Daniels (Tippi Hedren), hija consentida de un adinerado magnate de los medios de comunicación. Un día, Melanie acude a una tienda de mascotas para comprarle un pájaro a su tía, que se lo ha encargado. En el establecimiento conoce casualmente a Mitch Brenner (Rod Taylor), un exitoso abogado en busca de unos periquitos del que ella se enamora a primera vista. Al día siguiente, Melanie viajará en un lujoso descapotable a Bodega Bay, el pueblo donde el letrado pasa el fin de semana, para llevarle dos periquitos. Pero allí será atacada por una gaviota, presagio del tremendo desastre que está a punto de ocurrir, cuando las aves del lugar empiecen a atacar a los habitantes de la zona. Tras Psicosis, Alfred Hitchcock firma otra de las cumbres del cine de terror y consigue dar miedo a través de unos animales tan cotidianos y entrañables como los pájaros, con unas escenas estremecedoras. El maestro del suspense partió de una novela corta de Daphne Du Maurier., cuyas obras ya habían dado lugar a sus cintas Rebeca y Posada Jamaica. Pero el cineasta británico también se inspiró en un suceso real ocurrido en 1961 cerca de la casa del realizador en California, cuando miles de pájaros alterados por una sustancia producida por algas, acabaron irrumpiendo en domicilios de la zona sin causar víctimas. Aunque las descripciones de los personajes y las relaciones entre ellos quizás estén menos cuidadas que en otras cintas del maestro del suspense –el guión de Evan Hunter podría estar más elaborado–, el realizador se luce con las impactantes secuencias del ataque de los pájaros, que logran aterrorizar al espectador, gracias entre otras cosas a los efectos sonoros de movimientos de alas y graznidos, aspecto técnico del film coordinado por Bernard Herrmann, compositor habitual del cineasta. Acierta también al no explicar las causas de lo que ocurre, dejando la puerta abierta para la especulación, y aumentando el terror que produce el film. Del elenco destaca Tippi Hedren, que pasó un rodaje muy duro, al tener que rodar en condiciones algo extremas, por ejemplo a veces llevaba pájaros de verdad atados en su ropa para que no se alejaran demasiado. Frente a ella, el australiano Rod Taylor, que se había convertido en una estrella con títulos como El tiempo en sus manos, realiza uno de sus mejores trabajos. Se puede decir que Los pájaros supone la última gran obra maestra de Alfred Hitchcock. Aunque al realizador aún le quedaban por rodar otras cuatro películas (Marnie, la ladrona, Cortina rasgada, Topaz, Frenesí y La trama), todas ellas de interés, no volvería a llegar al mismo nivel.

8/10
Psicosis

1960 | Psycho

En Psicosis, una joven (Janet Leigh) roba una pequeña suma de dinero de su trabajo y emprende la huida. Por el camino se refugia para pasar la noche en un lúgubre motel de carretera atendido por un joven encantador llamado Norman Bates. De repente, es asesinada. Un detective emprende su búsqueda, alertado por los dueños del dinero que robó. Una de las obras maestras del cine de Alfred Hitchcock y, sin duda, la más terrorífica. Psicosis contiene la famosa escena del asesinato de la ducha, que resulta sobrecogedora por su rápido montaje, su excelente fotografía en blanco y negro y por los acordes de violín de la música del maestro Bernard Herrmann. El resto del filme mantiene estas características.

9/10
Con la muerte en los talones

1959 | North By Nortwest

Cary Grant encarna a un publicista que es confundido con un agente de los servicios secretos. Víctima de este error de identidad, se ve envuelto en una imparable persecución en la que debe aguzar su ingenio si quiere escapar con vida. Con la muerte en los talones es, sin duda, uno de los títulos más celebres de su aclamado director, Alfred Hitchcock, el mago del suspense. Cuenta con escenas, hoy consideradas míticas, tales como:la persecución de la que es objeto Cary Grant por una avioneta fumigadora, o el desenlace final en las montañas Rushmore. La película cuenta con una magnífica puesta en escena que, acompañada de la excelente partitura musical de Bernard Herrman (Psicosis), mantiene la acción y el suspense en todo momento. El reparto se ve completado por Eva Marie Saint, encargada de dar el contrapunto romántico al film y por James Mason. Obtuvo tres nominaciones a los oscars en las categorías de mejor montaje, guión original y decorados.

9/10
De entre los muertos (Vértigo)

1958 | Vertigo

Mientras persigue a unos delincuentes Scoottie Ferguson, inspector de la policía de San Francisco, contempla la caída accidental de un compañero desde un tejado. Esto le produce un gran trauma y un insuperable miedo a las alturas. Un día, Scottie recibe una llamada de Gavin Elster, millonario al que conoce del pasado, que le pide que vigile discretamente a Madeleine, su esposa, que se comporta de forma extraña. Uno de los mejores trabajos del mago del suspense, que adaptó la novela 'D'entre les morts', de Pierre Boileau y Thomas Narcejac. Hitchcock trata los dos temas trascendentales más recurrentes de la historia del arte, el amor y la muerte, a través de una historia absorbente e intrigante. Se puede seguir como simple entretenimiento, o como una película reflexiva. Aunque el mismo Hitchcock la recordaba como una película imperfecta, por sus incoherencias de guión, lo cierto es que logra imágenes inquietantes, como cuando Scottie persigue a Madeleine por el museo. Curiosamente, Hitchcock no guardaba un buen recuerdo de Kim Novak, que sin embargo realiza uno de los mejores trabajos de su carrera. James Stewart borda el papel de detective que se resiste a perder a su amada cuando ésta ha muerto.

9/10
Un cordero que llevan al matadero

1958 | Lamb to the Slaughter | Serie TV

Magnífica historia corta dirigida por Alfred Hitchcock para su serie televisiva, que parte de un relato corto de Roald Dahl, que él mismo transformó en guión. Cuenta el asesinato que lleva a cabo una esposa embarazada, cuando su marido policía llega a casa anunciando que la va a dejar por otra mujer. Ella, que había recibido al recién llegado con todo su cariño, arrambla con una pierna de cordero congelada, y mata al esposo de un golpe mientras éste estaba distraído. La mujer pondrá la pierna al horno, y simulará que al llegar a casa se ha encontrado al marido muerto. ¿La creerán los polis colegas del difunto?Hitchcock maneja a la perfección los mecanismos del suspense, y juega con el espectador, que simpatiza inevitablemente con la asesina. El final, plenamente irónico, recuerda a bromas fílmicas más recientes, como la de Tomates verdes fritos, “el secreto está en la salsa”.

7/10
El crimen perfecto

1957 | The Perfect Crime | Serie TV

Courtney, un petulante detective que presume de resolver todos los crímenes que le ponen por delante, recibe una noche la visita de un tipo que pretende demostrarle cómo envió a la silla eléctrica a un falso culpable. En este episodio de su serie televisiva Alfred Hitchcock da una vuelta al tema también tratado en La soga, del intelectual soberbio que más que ver personas, sólo ve piezas de sus obscenos rompecabezas. La diferencia aquí es que el racionalista sin corazón no es, al menos inicialmente, un criminal, sino el supuesto investigador honrado que soluciona asesinatos. No falta el sentido de la ironía del mago del suspense. Protagoniza el mito del fantaterror Vincent Price.

6/10
Falso culpable

1956 | The Wrong Man

El músico Manny es injustamente acusado de un atraco que no ha cometido. Cuando ingresa en prisión, su mujer se siente culpable de su encarcelamiento. Hitchcock se inspiró para esta película en una noticia de un periódico, sobre un hombre injustamente acusado de cometer un atraco, como el protagonista. No es de sus mejores películas, el maestro del suspense pero el maestro del suspense trata con imaginación su tema más recurrido: el falso culpable. Inmejorables interpretaciones de Henry Fonda y Vera Miles.

6/10
Regreso por Navidad

1956 | Back for Christmas | Serie TV

Herbert y Hermione son un matrimonio mayor. Ella es una auténtica pelmaza, hasta el punto de que su esposo ha trazado un plan aparentemente perfecto para asesinarla. La enterrará en el sótano, en el hueco que supuestamente ha excavado para albergar una bodega, y aprovechará un viaje previsto desde hace tiempo para luego dar explicaciones sobre el 'no-regreso' por Navidad. Como es de imaginar, algo se va a torcer... En este episodio de Alfred Hitchcock presenta el director da rienda suelta a su soterrado humor negro, a cuento del marido que ha aguantado demasiado tiempo a una mujer insoportable. Parte de un relato de John Collier que sabe hacer suyo para crear genuino suspense en torno a la ejecución del crimen y a una inoportuna visita. También se las arregla bien para introducir la sorpresa final. Protagoniza John Williams (II), excelente actor de carácter.

6/10
El hombre que sabía demasiado (1956)

1956 | The Man Who Knew Too Much

Ben (James Stewart) y Jo (Doris Day) Mackenna son un matrimonio que pasa junto con su hijo de diez años unas vacaciones en Marruecos. Inesperadamente, un hombre les confía un secreto antes de morir y una poderosa organización, rapta a su hijo para chantajearles y que no revelen lo que saben. A partir de ese momento, el matrimonio investigará para recuperar al pequeño. Magistral remake de una de las películas claves en la filmografía de Hitchcock, El hombre que sabía demasiado, realizada en su etapa inglesa en blanco y negro. En esta ocasión, enriqueció el filme con las interpretaciones de la mítica pareja protagonista y mejorando el suspense de muchas de sus escenas.

8/10
Venganza (1955)

1955 | Revenge | Serie TV

Un matrimonio de recién casados se ha trasladado a vivir en caravana cerca de la playa. Carl es ingeniero, y tiene su fábrica a unos kilómetros. Y Elsa es una joven preciosa, bailarina retirada, a la que los médicos han recomendado reposo tras una temporada con los nervios rotos. Desgraciadamente, al final de una jornada Carl vuelve a casa y descubre que Elsa ha sido agredida por un desconocido. Cuando más tarde ella le reconoce en la calle, el celoso esposo decide tomarse la venganza por su mano... Irónica historia de Alfred Hitchcock para su serie televisiva Alfred Hitchcock presenta. El mago del suspense sabe jugar al contraste entre lo que parece de entrada una situación idílica, para revelar más tarde el lado oscuro de la pareja protagonista.

6/10
El caso del señor Pelham

1955 | The Case of Mr. Pelham | Serie TV

Albert Pelham empieza a pensar que se está volviendo loco, como confía a su médico. Desde hace tiempo, muchas personas aseguran haberle visto, o que se han encontrado con él, algo de lo que no es consciente en absoluto. Después de sopesar que puede haber alguien muy parecido a él, o que tengo lapsos de pérdida de memoria, empieza a pensar que un impostor podría estar tratando de suplantarle. Como Alfred Hitchock se encarga de explicar al inicio de este episodio de Alfred Hitchcock presenta con la comparación del chicle en el bolsillo (que tiene un divertido e ingenioso remate al final), estamos ante un divertimento, pero que sirve para demostrar el genial uso de recursos asociados al suspense que hace el maestro. De modo genial, bien respaldado por Tom Ewell, atrapa el creciente estado de confusión mental del protagonista.

6/10
Pero... ¿quién mató a Harry?

1955 | The Trouble With Harry

En Nueva Inglaterra, varios individuos creen que son culpables de la muerte de Harry. Tras intentar ocultar varias veces el cadáver y volver a desenterrarlo, descubrirán la verdadera causa de su muerte. Curiosa, divertida, desconcertante y entretenida historia de humor negro muy al estilo del maestro del suspense, Alfred Hitchcock, que consiguió una buena interpretación del niño Jerry Mathers y también de la bella debutante Shirley MacLaine, que posteriormente se convertiría en una de las mejores actrices de Hollywood y rodaría títulos inolvidables como Irma la dulce.

6/10
Angustia

1955 | Breakdown | Serie TV

William Cawell es un empresario sin sentimientos, al que molesta enormemente que un empleado al que acaba de despedir tras muchos años de servicio, le lloriquee por teléfono. Mientras viaja en automóvil sufre un accidente. Aunque está vivo, es incapaz de comunicarlo a las personas que acuden junto a él, que le trasladan a la morgue. Angustioso episodio de la serie Alfred Hitchcock presenta, que dirige el propio mago del suspense. A partir de un relato corto de Louis Pollock el cineasta crea una angustia creciente, a través de la voz en off del protagonista Joseph Cotten, muy convincente en las escenas en que no puede mover un músculo... a excepción de ese dedo meñique que nadie es capaz de ver. Son muy convincentes los planos subjetivos que ofrecen el punto de vista del muerto en vida.

6/10
Alfred Hitchcock presenta

1955 | Alfred Hitchcock Presents | Serie TV

Una de las series más famosas de la historia de la televisión, creada por Hitchcock en 1955, a sugerencia de Lew Wasserman, máximo ejecutivo de MCA. La televisión empezaba a extenderse por todos los hogares, pero estaba etiquetada como hermana pequeña del cine. Wasserman, uno de los peces gordos de la industria del entretenimiento, máximo ejecutivo del conglomerado MCA, decidió aprovechar la gran oportunidad del maestro del suspense, y le pidió que avalase una serie de intriga, como presentador y ocasional director. Hitchcock presentaba con su sarcástico sentido del humor una historia, casi siempre sobre un tipo corriente, envuelto en un asesinato o cualquier situación extraordinaria. Al final de la historia, regresaba para ofrecer algún comentario, a veces de carácter moral. El propio Hitchcock dirigió una veintena de episodios, como "Revenge" (el primero). Colaboraron con él grandes nombres, como Robert Altman.

6/10
Atrapa a un ladrón

1955 | To Catch A Thief

John Robie (Cary Grant), llamado "el gato", es un americano que vive con un gran estilo en la Riviera francesa. En el pasado fue un famoso ladrón de joyas, y por eso, cuando empizan a repetirse robos con su "estilo" la policía cree que "el gato" ha vuelto a su antiguo oficio. Robie tendrá así que intentar encontrar al culpable si no quiere acabar él mismo en la cárcel. Y para ello entra en contacto con las posibles próximas víctimas, entre ellas Jessie Stevens (Jessie Royce Landis), quien está acompañada por su bellísima hija Francie (Grace Kelly). La acción transcurre entre lujosos casinos y ambientes espectaculares. Una de las películas consideradas menores del genio Alfred Hitchcock, oscurecida por la brillantez de La ventana indiscreta (1954) o Crimen perfecto (1954) rodadas en el mismo período. Con Atrapa a un ladrón, Hitchcock se decanta más hacia la comedia romántica, dejando en un segundo plano la intriga. Cuenta con el atractivo de un excelente dueto de intérpretes. Cary Grant era el actor favorito de Hitchcock, y ya trabajaron juntos en Sospecha (1941) o Encadenados (1946). Toda la película desprende un glamour delicioso, pero la escena del beso en el umbral de la puerta es sencillamente irresistible.

8/10
La ventana indiscreta

1954 | Rear Window

Hitchcock narra la historia de L.B. Jefferies, un fotógrafo deportivo de un diario, interpretado por James Stewart, que queda inmovilizado durante un mes y medio debido a un accidente laboral. Escayolado y en una silla de ruedas, su única distracción es observar a sus vecinos durante el caluroso verano que asola Nueva York. En su última semana inmovilizado, observa desde su ventana, a través de su teleobjetivo, a la señorita torso, que está siempre rodeada de hombres; a la solterona corazón solitario, que se imagina asediada por sus invitados; a una pareja de recién casados que no sale de su apartamento; a un músico soltero y borrachín; y sobre todo a una pareja que no para de discutir. Todas estas crudas visiones de la realidad le animan a mantenerse firme en su convicción de renunciar a su boda con Lisa Fremont. Con el interés que caracteriza al genial Alfred Hitchcock por los problemas criminales y de conciencia, construye una de sus mejores y más peculiares películas. Todo sazonado con su habitual humor negro. Al igual que Náufragos (1943) o La soga (1948), la acción se desarrolla en un único espacio. Se ha comparado la ventana desde la que observa James Stewart con la pantalla de un cine, ante la cual el espectador asiste a las intimidades del vecindario. El film está basado en la novela del controvertido Cornell Woolrich. La película exigió el mayor escenario que jamás había construido la Paramount, con la edificación de 31 apartamentos a escala real. James Stewart está soberbio.

9/10
Crimen perfecto

1954 | Dial M for Murder

Tony Wendice (Ray Milland) es un antiguo jugador de tenis que planea asesinar a su rica esposa (Grace Kelly) y así hacerse con la herencia. Por su parte, la mujer mantiene un idilio con el escritor Mark Halliday (Robert Cummings). Para ejecutar su plan, Wendice recurre a un viejo conocido, quien le ayudará a poner en marcha el crimen perfecto. Alfred Hitchcock dirigió este estupendo thriller que se desarrolla casi en su totalidad en una sola habitación. En 1998 Andrew Davis hizo un remake muy inferior con Michael Douglas, Gwyneth Paltrow y Viggo Mortensen como protagonistas.

8/10
Yo confieso

1953 | I Confess

Otto Keller, emigrante alemán que ejerce como sacristán en una iglesia de Quebec, intenta cometer un robo en la casa de Willet, un abogado al que le realiza trabajos como jardinero. Pero Willet le sorprende con las manos en la masa, y Keller acaba asesinándole. Tras el suceso, Keller se confiesa con el sacerdote Michael William Logan. Como un testigo vio de lejos a Otto Keller, que iba con sotana el día del crimen, la policía sospecha del padre Logan, pero éste no puede desvelar quién es el autor del delito, pues debe respetar el secreto de confesión. Hithcock incide en su tema favorito, el falso culpable, en esta impecable adaptación de la obra teatral de Paul Anthelme, que incomprensiblemente no está considerada una de las mejores obras del mago del suspense, quizás por la gran cantidad de obras maestras de su filmografía. Montgomery Clift realiza una deslumbrante interpretación, como sacerdote angustiado ante el complejo dilema moral que acecha a su personaje. Educado en un colegio de los Jesuitas, Hitchcock trata con una profundidad encomiable temas propios del catolicismo como el respeto al sacramento del matrimonio, el voto de castidad o la culpa, que suelen aparecer frecuentemente en su filmografía. Especialmente sutil es la subtrama romántica, entre Montgomery Clift y Anne Baxter, que interpreta a Ruth, la mujer de la que estaba enamorado antes de ser ordenado sacerdote. Pero él se marcha a la guerra y ella piensa que nunca volverá, por lo que acaba casándose con otro hombre. Cuando finalmente regresa a casa, el personaje de Montgomery Clift encuentra a su amada casada con otro, pero ella rompe su deber matrimonial. Este hecho provocará la desgracia, pues el abogado Willet les sorprende cometiendo adulterio, y acaba chantajeando a la pareja. El agente de policía que investiga el caso está convencido de que el chantaje es el móvil que explica que el padre Logan haya asesinado presuntamente a Willet. En El agente secreto (1936) y Encadenados se ven situaciones matrimoniales parecidas, con personajes femeninos (Madeleine Carrol e Ingrid Bergman) casadas por circunstancias con hombres a los que no aman. Para el protagonista, el padre Logan, un ser humano vulnerable, a pesar de sus firmes creencias religiosas, la dificultad estriba en mantener su honestidad y sus votos religiosos. De hecho, da la impresión de que para él no es tan complicado mantener el secreto de confesión y ser injustamente acusado, como superar el amor que todavía siente por una mujer casada.

8/10
Extraños en un tren

1951 | Strangers on a Train

La película, basada en la novela de Patricia Highsmith, fue dirigida por Alfred Hitchcock en 1951. En ella un joven tenista profesional, que se encuentra viajando en un tren, se ve abordado por su compañero de viaje. Lo que en principio parece una inofensiva conversación, pronto se convierte en una revelación de confidencias, que incluye la proposición de realizar cada uno el asesinato que le gustaría cometer al otro. Nuestro protagonista no se lo toma en serio, pero sin saberlo se ha cruzado con un loco asesino que no parará hasta ver ejecutados sus siniestros planes. Alfred Hitchcock (Psicosis, Con la muerte en los talones...) vuelve a realizar una obra maestra del suspense. Para la adaptación del guión cuenta con el "savoir faire" de Raymond Chandler y Czenzi Ormonde. La película cuenta con escenas míticas, tales como el encuentro en el tren de los dos interpretes principales, y el asesinato de la mujer del protagonista, del que somos testigos a través del reflejo en las gafas de la víctima, que han caído en la hierba. Por supuesto, tampoco falta una breve aparición como figurante del siempre original "mago del suspense".

7/10
Pánico en la escena

1950 | Stage Fright

Una estudiante intenta demostrar la inocencia de un galán, acusado de haber asesinado al marido de su amante. La chica cuenta con la ayuda de su padre y del inspector encargado del caso. Hitchock hizo un paréntesis en su carrera estadounidense, para regresar a su Gran Bretaña natal, donde rodó esta película, que él mismo reconocía que se trata de las menos logradas de su filmografía. Sin embargo, a pesar de las críticas recibidas por mostrar al espectador un flash-back que luego resulta ser mentira, Hitchcock supo imprimir un enorme interés a la trama, y sorprender al espectador hasta el final

7/10
Atormentada (1949)

1949 | Under Capricorn

Australia, siglo XIX. El nuevo gobernador toma posesión de su cargo y conoce a Sam Flusky, un adinerado ex presidiario. Éste es un hombre áspero y severo, casado con Henrietta, una bella mujer que parece depender del alcohol. Infravalorado film de Hitchcock, que en esta ocasión parece más preocupado por la psicología de los personajes que por la trama de suspense. Destaca la opresiva ambientación, lograda gracias a la brillante fotografía del maestro Jack Cardiff. Gira en torno al sacrificio, los celos y las relaciones sentimentales. Milly, la terrorífica ama de llaves, recuerda a la de Rebeca, una de sus películas anteriores.

5/10
La soga

1948 | Rope

Dos amigos deciden asesinar a David, su compañero de clase para sentir emoción intelectual, y posteriormente organizan una fiesta, a la que invitan a diversas personas, entre ellas su profesor (James Stewart), los padres de la víctima y su novia, mientras el cadáver está metido en un baúl. Al maestro del suspense siempre le interesó la renovación formal. De ese afán surgió este filme que parece rodado en un sólo plano. Como era técnicamente imposible, pues había que cambiar los rollos de película, Hitchcock hizo los cortes con tal sutileza que casi no se notan. Como siempre, James Stewart borda su papel.

6/10
El proceso Paradine

1947 | The Paradine Case

Un joven y apuesto abogado recibe el encargo de defender a una mujer acusada de haber asesinado a su marido ciego. El defensor terminará enamorándose de ella. La situación no es fácil para ninguno de los dos. Las pruebas de la culpabilidad de la mujer son muy evidentes y la ética profesional del letrado puede quedar en entredicho. Adaptación de una novela de Robert Hichens en la que "el mago del suspense" profundiza en un tema espinoso, como es la posible corrupción por amor. El reparto de la película es de primera.

6/10
Encadenados

1946 | Notorious

Un agente del FBI le pide a una mujer que seduzca a un miembro de una banda de neonazis, que opera en Rio de Janeiro. Tras una serie de encuentros, el hombre que vigila le pide que se case con él. Al tiempo, la joven mantiene un romance con el agente que le sirve del enlace. Uno de los filmes más románticos de Alfred Hitchcock que, a la vez, consigue una gran tensión. Entre los soberbios actores destaca Claude Rains, como el villano de la historia, un hombre que vive a la sombra de su autoritaria madre.

8/10
Recuerda

1945 | Spellbound

Debido a la amnesia que padece, un doctor está convencido de que cometió un asesinato, aunque no consigue recordar las circunstancias del crimen, ni el lugar donde lo cometió. Una psiquiatra enamorada de él intenta demostrar su inocencia, para lo que arriesga su prestigio profesional. Uno de los más intrigantes filmes de Alfred Hitchcock, que contó con la colaboración de Salvador Dalí, para una secuencia onírica. Miklós Rózsa obtuvo el oscar a la mejor música original por su extraordinaria partitura.

8/10
Náufragos

1944 | Lifeboat

Un carguero aliado es torpedeado por un submarino alemán. Los ocho supervivientes tratan de mantenerse con vida a bordo de un bote salvavidas. Todo va bien hasta que recogen a un superviviente nazi, a punto de ahogarse, que procede del submarino que les ha hundido a ellos, que resultó alcanzado por una carga de profundidad. Debido a lo limitado del espacio, surgen tensiones entre los norteamericanos y el alemán. En su afán de experimentación, Alfred Hitchcock consiguió desarrollar una historia de intriga en un escenario minúsculo, un bote salvavidas. Tras haberse consagrado en Hollywood procedente de Inglaterra con títulos como Rebeca, el maestro del suspense consiguió una de sus mejores películas. Incluso consigue hacer su célebre aparición, a pesar de que la acción sólo se desarrolla en el bote, porque sale en una página de periódico. Esta vez, Hitchcock tomó como base un relato del gran John Steinbeck, y también una de las más desconocidas. Sin embargo, el guión se aparta mucho del texto y, puesto que está filmada durante la Segunda Guerra Mundial, se aprovechó para hacer contrapropaganda aliada. Tallulah Bankhead interpreta a la perfección a una joven rica, mientras que Walter Slezak está perfecto como el nazi recogido de las aguas.

7/10
La sombra de una duda

1943 | Shadow of a Doubt

En La sombra de una duda, una joven (Teresa Wright) se pone muy contenta cuando se entera de que su tío Charlie va a visitar a su familia. Se trata de un hombre fascinante que incluso le regala un reloj. Paralelamente, un sofisticado asesino se dedica a asesinar viudas millonarias y acapara las páginas de la prensa. La joven comienza a sospechar que su tío pudiera ser el asesino. Uno de los mejores filmes del maestro del suspense –y también su preferida entre toda su filmografía, según dice él mismo en el libro "El cine según Hitchcock", de François Truffaut–. La sombra de una duda consigue una enorme tensión, debido al juego entre los dos protagonistas. El excelente Joseph Cotten (El tercer hombre, Ciudadano Kane) logra la ambigüedad absoluta; no se sabe si es o no el asesino.

8/10
Sabotaje (1942)

1942 | Saboteur

Kane es un humilde trabajador de una fábrica de aviones que se entera de los planes de un atentado por parte de un agente nazi. En la explosión muere su mejor amigo y él es acusado del sabotaje. Tiene que huir para demostrar su inocencia, y es ayudado por una atractiva mujer. Uno de los múltiples y divertidísimos filmes del maestro del suspense sobre un falso culpable perseguido. La trama es indistinguible a la de Con la muerte en los talones o 39 escalones, pero las escenas de cada una de las películas de Hitchcock suelen ser espectaculares e inolvidables. En esta ocasión destaca la escena final, que transcurre en la Estatua de la libertad.

4/10
Sospecha

1941 | Suspicion

Lina, una muchacha tímida, contrae matrimonio con Johnnie Aysgard, un hombre con fama de vividor. Al principio todo va bien, pero pronto Lina empieza a sospechar que su marido se ha casado con ella para asesinarla, cobrar el seguro, y pagar las deudas acumuladas. Adaptación de la novela "Before Act", de Frances Iles, con actores de primera. Hitchcock fue muy criticado por colocar a Cary Grant, un actor que generaba una gran simpatía entre los espectadores, como presunto culpable, cosa que realmente resulta poco creíble. Además, según el cineasta, la productora le alteró el final inicialmente pensado. Sin embargo, se trata de una correcta cinta de intriga, con escenas tan memorables como la del vaso de leche.

6/10
Matrimonio original

1941 | Mr. & Mrs. Smith

El maestro del suspense Hitchcock firma esta comedia romántica sobre un matrimonio que descubre que, por cuestiones  burocráticas, no son legalmente marido y mujer. Un film delicioso.

6/10
Enviado especial

1940 | Foreign Correspondent

A punto de estallar la II Guerra Mundial, Johnny Jones, un periodista estadounidense sin escrúpulos, es enviado por su periódico a Europa, para informar sobre la delicada situación política. Van Meer, un alto cargo del gobierno holandés le informa sobre una operación secreta de los nazis, pero poco después aparece asesinado. Jones se verá envuelto en toda clase de peripecias para intentar desenmascarar los planes de los nazis. Vigorosa cinta de intriga, con numerosos elementos propagandísticos que alertaban de la Alemania nazi, ya que se rodó cuando en Europa ya se libraba la II Guerra Mundial. Como Gary Cooper rechazó interpretar al protagonista, Hitchcock contó con Joel McCrea (Duelo en la alta sierra, El malvado Zaroff), en el mejor papel de su carrera. Destaca la secuencia del avión, uno de esos momentos claves inolvidables del cine del maestro.

6/10
Rebeca

1940 | Rebecca

Una joven contrae matrimonio con un aristócrata y se translada a vivir a su mansión, Manderley, situada en Cornualles. Sin embargo, ahí continúa presente la sombra de Rebeca, la anterior mujer del millonario, fallecida en extrañas circunstancias. El maestro del suspense, Alfred Hitchcock, fue contratado para su debut en Estados Unidos por el célebre productor David O. Selznick (Lo que el viento se llevó), para adaptar la novela de Daphne Du Maurier. Consiguió excelentes interpretaciones, en especial de Judith Anderson, como la siniestra ama de llaves. La película ganó dos Oscar, a la mejor película y fotografía.

8/10
Posada Jamaica

1939 | Jamaica Inn

A finales del XVIII, Mary, una huérfana irlandesa, desembarca en Cornualles para reunirse con su tía Patience, que con su marido, Joss, regenta una taberna en la costa. Los clientes son saqueadores y ladronzuelos que actúan con total impunidad. Pronto, Mary descubrirá que están organizados por el juez de paz de la localidad. Última película de la etapa inglesa de Hitchcock. La rodó porque ya había firmado el contrato, aunque el productor estadounidense David O. Selznik le había fichado para cuatro películas. No volvería a su país natal hasta el final de su carrera. Inolvidable interpretación como magistrado corrupto de Charles Laughton, máxima estrella del cine británico de la época, que también ejercía como productor. Obtuvo un desmesurado éxito, pese a que el director renegaba bastante de los resultados.

5/10
Alarma en el expreso

1938 | The Lady Vanishes

Iris, una joven que viaja en tren hacia Londres, desde un imaginario país europeo, conoce a Miss Froy, una apacible anciana que se sienta a su lado. De repente, la mujer desaparece sin dejar rastro. Cuando Iris pregunta por ella, nadie parece haberla visto, por lo que decide investigar lo ocurrido. A finales de los 30, el maestro del suspense, Alfred Hitchcock, dominaba por completo el género, como demostró en este film, uno de sus títulos más representativos, lleno de secuencias inolvidables y personajes entrañables. Definida por su creador como "una película técnicamente muy interesante de hacer", la rodó en un estudio pequeño, con un vagón. El resto está hecho mediante maquetas o retroproyecciones. Junto al mítico Michael Redgrave, aparecen ilustres secundarios del cine y la escena de Gran Bretaña.

8/10
Inocencia y juventud

1937 | Young and Innocent

Robert Tisdall, joven escritor, encuentra en la playa el cadáver de una actriz de cine con la que había mantenido una relación. Cuando corre a pedir ayuda es descubierto por unas chicas que le toman por el asesino y le denuncian a la policía. Robert se ve obligado a huir y buscar al verdadero culpable, con la única ayuda de una mujer. Hitchcock adaptó la novela "A Shilling For Candles", de Josephine Tey, de esquema similar a 39 escalones, su mayor éxito hasta el momento. Como aquella, gira en torno a un falso culpable, tema que le obsesionaba al maestro del suspense.

6/10
El agente secreto (1936)

1936 | Secret Agent

Una de las primeras joyas de Hitchcock, basada en una obra del escritor W. Somerset Maugham. El guión se detiene en los conflictos éticos de los personajes, sobre todo de la coprotagonista. Edgar, un famoso escritor, descubre que el gobierno ha simulado su muerte, para enviarle a cumplir una misión. Bajo identidad falsa, deberá viajar a Suiza, para buscar a peligroso espía. En su labor secreta le acompaña una asesina profesional que se hace pasar por su esposa y un misterioso individuo.

6/10
Sabotaje (1936)

1936 | A Woman Alone. Sabotage

El propietario de un cine londinense, en realidad es un peligroso terrorista dedicado a colocar explosivos. Su mujer no sospecha nada de las actividades ilícitas de su marido. Un policía investiga sus actividades. Es uno de los mejores títulos de la etapa inglesa del maestro de suspense, pese a que en su momento éste fue bastante criticado por una secuencia en la que un niño muere por culpa de una explosión. El propio Hitchcock justificó esta secuencia, porque "era absolutamente necesario que el público se identificara con Sylvia Sidney. En este caso concreto no se pide al público que tenga miedo, sino, francamente, que tenga ganas de matar, y esto es más difícil".

6/10
39 escalones

1935 | The 39 Steps

Mientras toma una copa en un local londinense, Richard Hannay asiste impasible al inicio de una pelea. Una chica asustada le pide ayuda, y él la lleva a su apartamento. A la mañana siguiente, ella aparece asesinada, y Richard decide poner pies en polvorosa porque la policía le cree culpable. Otro falso culpable de Hitchcock, en una obra que contienen prodigiosas secuencias de suspense. Acusado de que el guión es poco verosímil, el cineasta se defendía alegando que "esta historia puede ser inverosímil, pero no debe ser jamás banal. Es preferible que sea dramática y humana. El drama es una vida que se han eliminado los momentos aburridos ".

8/10
El hombre que sabía demasiado (1934)

1934 | The Man Who Knew Too Much

Bob Lawrence pasa unas vacaciones en Suiza con Jill, su mujer, y Betty, su pequeña hija. Los Lawrence hacen amistad con Louis Bernard, un francés que recibe inesperadamente un disparo en el corazon, mientras baila con Jill. Antes de morir, le pide a Bob que entregue a las autoridades unos documentos que guarda en su habitación. Poco después de hacerse con ellos, Bob recibirá una llamada de unos tipos que le advierten que tienen retenida a su hija. Si quiere volver a verla con vida, deberá apartarse del asunto. Versión británica del film que Alfred Hitchcock volvería a rodar en 1956, con James Stewart y Doris Day, cambiando algunos elementos. Por ejemplo, en la revisión, la acción transcurre en Marruecos. Este primer film contiene más sentido del humor. Además, describe mejor a los villanos, destacando especialmente el personaje que interpreta Peter Lorre.

8/10
Lo mejor es lo malo conocido (Ricos y extraños)

1932 | Rich and Strange

Fred Hill, un humilde contable, y su esposa llevan una existencia aburrida hasta que un tío suyo les regala una enorme cantidad de dinero. Deciden emprender un lujoso viaje por todo el mundo. Inesperadamente, atravesarán una inesperada crisis matrimonial, al tiempo que tratarán de resolver un curioso misterio. A partir de una desconocida novela de Dale Collins, Hitchcock compuso uno de sus trabajos más curiosos, mezcla de comedia romántica y drama, con elementos del cine de intriga. Aunque está filmada cuando empezaba la época del cine sonoro, Hitchcock prescinde de él en muchas secuencias, que narra sólo con imágenes.

5/10
Número 17

1932 | Number Seventeen

Una muchacha, que pertenece a un grupillo de ladrones, se enamora del policía que les está investigando. Cuando sus compañeros se enteran, intentan asesinarle. La chica consigue impedirlo, y se refugia con su amado en el número 17 de una calle de los suburbios de Londres. Uno de los mejores films de suspense de la primera etapa de Hitchcock, con fuerte presencia de los elementos románticos. Diálogos vibrantes y una vertiginosa secuencia final.

6/10
Juego sucio (1931)

1931 | The Skin Game

Los Hillcrest, una familia de terratenientes, mantiene un enfrentamiento ancestral con los Hornblower, un clan de comerciantes. Movidos por el odio, los Hornblower deciden apoyar a los Jackman, humildes individuos que están a punto de perder sus tierras por culpa de los Hillcrest. Alfred Hitchcock mostró su pericia para la cámara y la puesta en escena, en este drama sobre el rencor y el odio. Se basa fielmente en una obra teatral de John Galsworthy.

6/10
Asesinato

1930 | Murder!

Una actriz es juzgada por asesinato y condenada a muerte. Sir John Menier, uno de los miembros del jurado, está convencido de su inocencia, y decide investigar el caso, en busca de pruebas. Importante película para la historia del cine, pues el inquieto Hitchcock utilizó por primera vez la voz en off, para expresar el monólogo interior de un personaje, en este caso el protagonista. Además, es capaz de mantener la intriga hasta el final.

7/10
Juno and the Paycock

1930 | Juno and the Paycock

Una familia irlandesa se entera de que va a recibir una herencia importante. En esta película menor del genio inglés, Hitchcock adaptó una obra de Sean O'Casey que había tenido un gran éxito, y que ponía sobre el tapete el tema de la corrupción.

5/10
Chantaje (La muchacha de Londres)

1929 | Blackmail

Alice, una atractiva rubia, engaña a su novio, Frank Weeber, detective de Scotland Yard, con un pintor que trata de violarla. En defensa propia, ella le mata con un cuchillo. Frank es asignado al caso y encuentra uno de los guantes de Alice en la escena del crimen. Aunque Frank oculta la prueba, el otro guante está en poder de Tacy, un chantajista que trata de aprovecharse de la situación. Primera película sonora del maestro del suspense, también conocida como La muchacha de Londres. Basada en una obra teatral de Charles Bennett, destacan los experimentos sonoros del autor, como cuando la palabra "cuchillo" se repite una y otra vez en la mente de la conmocionada protagonista.

6/10
The Manxman

1929 | The Manxman

En la isla de Man, el pescador Pete Quilliam y el abogado Philip Christian se disputan el amor de Kate Greegen. Se trata del último film mudo de Alfred Hitchcock, que recuerda a El Ring, otro de sus melodramas de la época. En su momento se estrenó en España con el título de El hombre de la isla de Man.

6/10
La mujer del granjero

1928 | The Farmer's Wife

Después de la boda de su hija, Samuel Sweetland se siente solo, y decide casarse de nuevo. Con ayuda de Araminta Dench, su fiel ama de llaves, elabora una lista con cuatro posibles candidatas. Pero éstas no parecen demasiado conformes, mientras que Aramita sí se siente atraída por Samuel. Hitchcock adaptó una obra teatral de Eden Phillpotts. Se trata de una hilarante comedia que según Truffaut, "está rodada como un thriller".

5/10
Easy Virtue (Vida alegre)

1928 | Easy Virtue

Tras divorciarse de su marido, un alcohólico, una mujer adquiere mala fama. Esto se ve agravado por el posterior suicidio de un artista enamorado de ella. Un joven de buena familia le pide contraer matrimonio, ignorante de su pasado. Cuando la madre del muchacho se entera de toda la historia, intentará que su hijo se divorcie. Uno de los mejores dramas, a pesar de que también es uno de los menos conocidos, de la etapa muda del maestro Alfred Hitchcock. Ya en 1927, fecha en la que fue producida, el mago del suspense demostró su inusual dominio del lenguaje visual. En ese año rodó otra de sus obras maestras, El ring, también con el actor Ian Hunter.

6/10
El enemigo de las rubias

1927 | The Lodger: A Story of the London Fog

Un peligroso psicópata conocido como 'El Vengador' aterroriza Londres, ciudad a la que llega Jonathan Drew, un despreocupado forastero que alquila una habitación en una pensión de Bloomsbury. Tras el asesinato de una joven rubia, el detective encargado del caso sospecha que Drew puede ser el culpable. Aunque ya había dirigido antes otros títulos (El jardín de la alegría (1925), El águila de la montaña), ésta es la primera obra en la que Alfred Hitchcock desarrolla su particular concepción del suspense. El film está basado en una novela de Marie Belloc Lowndes y aparece su tema más recurrido, el del falso culpable, y otros de sus característicos elementos, como las jóvenes rubias o incluso su primer cameo. "El tema del hombre acusado injustamente produce mayor sensación de peligro a los espectadores, que se colocan más fácilmente en la situación de este hombre que en la de un culpable que trata de escapar. Siempre tomo en consideración a los espectadores", dijo el cineasta. Destaca un ágil uso de la camara así como una excelente dirección de actores. Entre estos señalamos a Ivor Novello, June Marie Ault y Malcolm Keen.

7/10
El Ring

1927 | The Ring

One Round Jack, trabajador de una feria ambulante, es contratado por Bob Victorioso, un campeón de boxeo, para ser su "sparring". En realidad, Bob está enamorado de Mabel, la novia de One Round Jack, y por eso le ha contratado. Una de las mejores cintas de la etapa muda de Hitchcock, a pesar de que no incluye ningún elemento criminal. Se trata de un drama sobre dos púgiles enamorados de la misma mujer, con secuencias brillantes. El propio Hitchcock recordaba especialmente la secuencia de la fiesta nocturna: "Había muchas cosas que ahora ya no se harían, como el momento de la fiestecita por la noche. Los protagonistas llenan las copas de champán y se ven las burbujas. Se hace un brindis a la protagonista y advertimos que ya no está allí porque ha desaparecido con otro hombre. Entonces el champán ya no burbujea. En aquella época, existía una gran agudeza para las pequeñas ideas visuales".

5/10
Siempre y un día

1943 | Forever and a Day

Rodada en pleno apogeo de la Segunda Guerra Mundial, se trata de un título de claro componente patriótico en el que aparecen rostros conocidos como los de Buster Keaton, Merle Oberon, Charles Laughton, Elsa Lanchester, Ray Milland y Cedric Hardwicke. Todos ellos donaron sus ganancias para sufragar los gastos del frente de guerra británico, al igual que sus siete directores y 21 guionistas.  La idea central es la historia de una vieja casa construida en Londres en 1804 y semidestruida en 1940 por la aviación alemana. A través de los tiempos pasan por ellas toda clase de personajes, cada uno con sus historias cómicas, sentimentales y dramáticas, pasando por etapas como las de la guerra de los Boer y la Gran Guerra. Como suele suceder en estas cintas de episodios, algunos son mejores que otros aunque destaca el dirigido por René Clair.

6/10
Sabotaje (1942)

1942 | Saboteur

Kane es un humilde trabajador de una fábrica de aviones que se entera de los planes de un atentado por parte de un agente nazi. En la explosión muere su mejor amigo y él es acusado del sabotaje. Tiene que huir para demostrar su inocencia, y es ayudado por una atractiva mujer. Uno de los múltiples y divertidísimos filmes del maestro del suspense sobre un falso culpable perseguido. La trama es indistinguible a la de Con la muerte en los talones o 39 escalones, pero las escenas de cada una de las películas de Hitchcock suelen ser espectaculares e inolvidables. En esta ocasión destaca la escena final, que transcurre en la Estatua de la libertad.

4/10
Lo mejor es lo malo conocido (Ricos y extraños)

1932 | Rich and Strange

Fred Hill, un humilde contable, y su esposa llevan una existencia aburrida hasta que un tío suyo les regala una enorme cantidad de dinero. Deciden emprender un lujoso viaje por todo el mundo. Inesperadamente, atravesarán una inesperada crisis matrimonial, al tiempo que tratarán de resolver un curioso misterio. A partir de una desconocida novela de Dale Collins, Hitchcock compuso uno de sus trabajos más curiosos, mezcla de comedia romántica y drama, con elementos del cine de intriga. Aunque está filmada cuando empezaba la época del cine sonoro, Hitchcock prescinde de él en muchas secuencias, que narra sólo con imágenes.

5/10
Número 17

1932 | Number Seventeen

Una muchacha, que pertenece a un grupillo de ladrones, se enamora del policía que les está investigando. Cuando sus compañeros se enteran, intentan asesinarle. La chica consigue impedirlo, y se refugia con su amado en el número 17 de una calle de los suburbios de Londres. Uno de los mejores films de suspense de la primera etapa de Hitchcock, con fuerte presencia de los elementos románticos. Diálogos vibrantes y una vertiginosa secuencia final.

6/10
Juego sucio (1931)

1931 | The Skin Game

Los Hillcrest, una familia de terratenientes, mantiene un enfrentamiento ancestral con los Hornblower, un clan de comerciantes. Movidos por el odio, los Hornblower deciden apoyar a los Jackman, humildes individuos que están a punto de perder sus tierras por culpa de los Hillcrest. Alfred Hitchcock mostró su pericia para la cámara y la puesta en escena, en este drama sobre el rencor y el odio. Se basa fielmente en una obra teatral de John Galsworthy.

6/10
Asesinato

1930 | Murder!

Una actriz es juzgada por asesinato y condenada a muerte. Sir John Menier, uno de los miembros del jurado, está convencido de su inocencia, y decide investigar el caso, en busca de pruebas. Importante película para la historia del cine, pues el inquieto Hitchcock utilizó por primera vez la voz en off, para expresar el monólogo interior de un personaje, en este caso el protagonista. Además, es capaz de mantener la intriga hasta el final.

7/10
Juno and the Paycock

1930 | Juno and the Paycock

Una familia irlandesa se entera de que va a recibir una herencia importante. En esta película menor del genio inglés, Hitchcock adaptó una obra de Sean O'Casey que había tenido un gran éxito, y que ponía sobre el tapete el tema de la corrupción.

5/10
Chantaje (La muchacha de Londres)

1929 | Blackmail

Alice, una atractiva rubia, engaña a su novio, Frank Weeber, detective de Scotland Yard, con un pintor que trata de violarla. En defensa propia, ella le mata con un cuchillo. Frank es asignado al caso y encuentra uno de los guantes de Alice en la escena del crimen. Aunque Frank oculta la prueba, el otro guante está en poder de Tacy, un chantajista que trata de aprovecharse de la situación. Primera película sonora del maestro del suspense, también conocida como La muchacha de Londres. Basada en una obra teatral de Charles Bennett, destacan los experimentos sonoros del autor, como cuando la palabra "cuchillo" se repite una y otra vez en la mente de la conmocionada protagonista.

6/10
La mujer del granjero

1928 | The Farmer's Wife

Después de la boda de su hija, Samuel Sweetland se siente solo, y decide casarse de nuevo. Con ayuda de Araminta Dench, su fiel ama de llaves, elabora una lista con cuatro posibles candidatas. Pero éstas no parecen demasiado conformes, mientras que Aramita sí se siente atraída por Samuel. Hitchcock adaptó una obra teatral de Eden Phillpotts. Se trata de una hilarante comedia que según Truffaut, "está rodada como un thriller".

5/10
El Ring

1927 | The Ring

One Round Jack, trabajador de una feria ambulante, es contratado por Bob Victorioso, un campeón de boxeo, para ser su "sparring". En realidad, Bob está enamorado de Mabel, la novia de One Round Jack, y por eso le ha contratado. Una de las mejores cintas de la etapa muda de Hitchcock, a pesar de que no incluye ningún elemento criminal. Se trata de un drama sobre dos púgiles enamorados de la misma mujer, con secuencias brillantes. El propio Hitchcock recordaba especialmente la secuencia de la fiesta nocturna: "Había muchas cosas que ahora ya no se harían, como el momento de la fiestecita por la noche. Los protagonistas llenan las copas de champán y se ven las burbujas. Se hace un brindis a la protagonista y advertimos que ya no está allí porque ha desaparecido con otro hombre. Entonces el champán ya no burbujea. En aquella época, existía una gran agudeza para las pequeñas ideas visuales".

5/10
Alfred Hitchcock presenta (3ª temporada)

1957 | Alfred Hitchcock Presents | Serie TV

Nuevas historias inquietantes de la mítica serie del mago del suspense. Destaca Crimen perfecto. Vincent Price interpreta a un orgulloso detective que se jacta de no haber cometido ningún error en toda su carrera. Acude a su encuentro un abogado que le asegura que tiene pruebas de que cometió una grave equivocación.El propio Alfred Hitchcock dirigió en esta temporada Asesinato en la piscina, con Fay Wray (King Kong), sobre un apostador compulsivo.

6/10
Alfred Hitchcock presenta (2ª temporada)

1956 | Alfred Hitchcock Presents | Serie TV

Un padre intenta culpar a un inocente del asesinato cometido por su hija. Así comienza Sábado lluvioso, dirigido por el propio Hitchcock, que abre la segunda entrega de su célebre serie. Hitchcock también rodó El secreto del señor Blanchard, sobre una escritora que sospecha que su vecino ha matado a su esposa. Especialmente memorable es Una milla para llegar, con un tipo que lleva el cadáver de su mujer en el maletero. Un policía le detiene para multarle.

6/10
Alfred Hitchcock presenta

1955 | Alfred Hitchcock Presents | Serie TV

Una de las series más famosas de la historia de la televisión, creada por Hitchcock en 1955, a sugerencia de Lew Wasserman, máximo ejecutivo de MCA. La televisión empezaba a extenderse por todos los hogares, pero estaba etiquetada como hermana pequeña del cine. Wasserman, uno de los peces gordos de la industria del entretenimiento, máximo ejecutivo del conglomerado MCA, decidió aprovechar la gran oportunidad del maestro del suspense, y le pidió que avalase una serie de intriga, como presentador y ocasional director. Hitchcock presentaba con su sarcástico sentido del humor una historia, casi siempre sobre un tipo corriente, envuelto en un asesinato o cualquier situación extraordinaria. Al final de la historia, regresaba para ofrecer algún comentario, a veces de carácter moral. El propio Hitchcock dirigió una veintena de episodios, como "Revenge" (el primero). Colaboraron con él grandes nombres, como Robert Altman.

6/10
Alfred Hitchcock presenta (3ª temporada)

1957 | Alfred Hitchcock Presents | Serie TV

Nuevas historias inquietantes de la mítica serie del mago del suspense. Destaca Crimen perfecto. Vincent Price interpreta a un orgulloso detective que se jacta de no haber cometido ningún error en toda su carrera. Acude a su encuentro un abogado que le asegura que tiene pruebas de que cometió una grave equivocación.El propio Alfred Hitchcock dirigió en esta temporada Asesinato en la piscina, con Fay Wray (King Kong), sobre un apostador compulsivo.

6/10
Alfred Hitchcock presenta (2ª temporada)

1956 | Alfred Hitchcock Presents | Serie TV

Un padre intenta culpar a un inocente del asesinato cometido por su hija. Así comienza Sábado lluvioso, dirigido por el propio Hitchcock, que abre la segunda entrega de su célebre serie. Hitchcock también rodó El secreto del señor Blanchard, sobre una escritora que sospecha que su vecino ha matado a su esposa. Especialmente memorable es Una milla para llegar, con un tipo que lleva el cadáver de su mujer en el maletero. Un policía le detiene para multarle.

6/10
Alfred Hitchcock presenta

1955 | Alfred Hitchcock Presents | Serie TV

Una de las series más famosas de la historia de la televisión, creada por Hitchcock en 1955, a sugerencia de Lew Wasserman, máximo ejecutivo de MCA. La televisión empezaba a extenderse por todos los hogares, pero estaba etiquetada como hermana pequeña del cine. Wasserman, uno de los peces gordos de la industria del entretenimiento, máximo ejecutivo del conglomerado MCA, decidió aprovechar la gran oportunidad del maestro del suspense, y le pidió que avalase una serie de intriga, como presentador y ocasional director. Hitchcock presentaba con su sarcástico sentido del humor una historia, casi siempre sobre un tipo corriente, envuelto en un asesinato o cualquier situación extraordinaria. Al final de la historia, regresaba para ofrecer algún comentario, a veces de carácter moral. El propio Hitchcock dirigió una veintena de episodios, como "Revenge" (el primero). Colaboraron con él grandes nombres, como Robert Altman.

6/10
Atrapa a un ladrón

2019 | Atrapa a un ladrón | Serie TV

Costa Brava. El mismo día de su boda, la inspectora de los Mossos d’Esquadra especializada en robos Lola Garay tiene que acudir a resolver un atraco, consiguiendo que el ladrón, un viejo conocido que usa una máscara de Mortadelo, se entregue. Tras la ceremonia, una serie de indicios le hacen caer en la cuenta de que no sabe nada del pasado de Juan Robles, el argentino de aires sofisticados con el que se ha casado, se supone que prestigioso galerista, pero en realidad ‘El Gato’, ladrón de obras de arte en su país natal, se supone que ya rehabilitado. Justo en ese momento, alguien roba un valioso cuadro en un museo, dejando un dibujo de un minino, habitual ‘modus operandi’ de ‘El Gato’. El conglomerado multimedia Viacom, del que forma parte Paramount, tiene los derechos de los títulos que Alfred Hitchcock rodó para esta productora, posiblemente los más conocidos. Quizás por el emotivo homenaje que Javier Olivares le dedicó al maestro del suspense en su serie más célebre, El ministerio del tiempo, la compañía ha pensado en ponerle al frente de este curioso remake por capítulos de Atrapa a un ladrón, uno de sus clásicos. El hábil guionista y showrunner mantiene el esquema de este largometraje –un falso culpable tratando de demostrar su inocencia– pero realiza cambios sustanciales, por ejemplo se sustituye la Costa Azul por la costa catalana, se ambienta el relato en la actualidad y se introducen numerosas subtramas, y personajes secundarios, como la del policía de interpol, para convertir lo que fue un largometraje en serie. Mientras que el personaje de Pablo Echarri recuerda en esencia un poco al ladrón de guante blanco que inmortalizó Cary Grant, aunque no despojaba en su pasado de valiosas joyas a ancianas, sino que se dedicaba a los museos, su pareja, encarnada por Alexandra Jiménez, al ser una profesional de un cuerpo de policía, con fuerte carácter, tiene poco que ver con la glamourosa dama interpretada por Grace Kelly. Pese a todo, tanto el argentino como la española tienen gran fuerza interpretativa, y aciertan al no seguir los senderos de sus predecesores en la gran pantalla, así que la evolución de su relación atrapa al espectador. Lo mejor, los diversos homenajes de Olivares al realizador británico, que demuestran que su trabajo le apasiona.

6/10
Psycho (Psicosis)

1998 | Psycho

Marion Crane no puede resistir la tentación, y roba 400.000 dólares de su oficina. Con ese dinero, quizá podrá iniciar una nueva vida con su novio. En su fuga en solitario, los remordimientos le acechan. Se detiene en un motel, donde le atiende Norman Bates, un tipo un tanto extraño, que vive con su madre paralítica. Y... ¿Es que hay alguien que no sepa como sigue? Bueno, está bien, por si acaso nos callamos. Curioso film, "remake" plano a plano del Psicosis de Alfred Hitchcock. Seguro que el director, Gus Van Sant, y el resto del equipo, se lo han pasado en grande recreando el mítico film de terror. La atmósfera creada se revela tan eficaz como la del original. Claro, que la aportación personal de Van Sant a ello es escasa: tener en cuenta la inflación al indicar el dinero que roba Marion Crane, o ser menos sutil al mostrar los hábitos sexuales de los protagonistas, no es quizá la aportación del siglo. Pero queda un entretenido ejercicio de estilo, que supone rizar el rizo de la moda de los remakes imperante en Hollywood. Sin duda que puede servir para acercar la vieja historia a las nuevas generaciones. Los actores están bien. Vince Vaughn retoma el personaje de Anthony Perkins, y Anne Heche el de Janet Leigh. El color, muy cuidado, da un curioso aire "retro" al film.

4/10

Últimos tráilers y vídeos