IMG-LOGO

Biografía

Michel Serrault

Michel Serrault

79 años ()

Michel Serrault

Nació el 24 de Enero de 1928 en Brunoy, Essonne, Francia
Falleció el 29 de Julio de 2007 en Honfleur, Calvados, Francia

Monumento del cine francés

29 Julio 2007

Michel Serrault, uno de los actores más populares en su país, Francia, ha fallecido el domingo, 29 de julio, a los 79 años de edad, en su residencia de Honfleur, al norte del país. Serrault padecía cáncer desde hace algún tiempo, por lo que estuvo hospitalizado, según ha explicado el padre Alain Maillard, portavoz de la familia. A finales de junio, salió para descansar en su residencia habitual, donde le sobrevino la muerte. Deja tras de sí una extensa carrera cinematográfica que comprende 135 películas, en las que demostró su valía en papeles muy diferentes, tanto cómicos como dramáticos.

Nacido el 24 de enero de 1928 en Brunoy, al sur de Francia, en el seno de una familia de carácter humilde, muy religiosa, Serrault inicialmente tenía vocación sacerdotal, por lo que ingresó en un seminario, aunque no llegó a ordenarse. Acabó decantándose por el mundo del espectáculo, por lo que entra a formar parte de una compañía teatral y acaba montando un número de cabaret, con su amigo el actor y guionista Jean Poiret, con el que ambos cosechan un gran éxito en los mejores locales de Francia. Serrault debuta en el cine en un brevísimo papel en la comedia Ah! les belles bacchantes!, y a continuación apareció como conserje en Las diabólicas. Aunque a partir de ese momento no le faltó trabajo, Serrault siempre dijo que durante 20 años se limitaba a aceptar cualquier papel, aunque muchas veces trabajó en películas de segunda fila. “Considero que todos esos trabajos fueron ejercicios de estilo, pues eran pruebas que me vi obligado a hacer directamente en la pantalla”.  Aún así, se salva de la quema algún film, como La bella americana, El reposo del guerrero y El dinero de los demás.

La carrera de Michel Serrault empezó a despegar cuando el citado Poiret escribió la obra teatral ‘La jaula de las locas’, que arrasó en los escenarios, protagonizada por ambos. En 1978, Edouard Molinaro dirigió la versión cinematográfica, Vicios pequeños, donde Serrault  compartía el protagonismo con Ugo Tognazzi. Tuvo tanto éxito que enseguida llegaron las secuelas, tituladas en España La jaula de las locas (1980) y La jaula de las locas: ellas se casan. Aunque desde ese momento solían proponerle más comedias, como Dos horas menos cuarto antes de Jesucristo, se esforzó por demostrar su valía para el drama (Garde à vue, L’ibis rouge) y la intriga (Los fantasmas del Chapelier, No despertar al policía que duerme). Nunca abandonó el teatro, pues cosechó éxitos sobre las tablas con representaciones de obras como ‘El avaro’, que protagonizó en 1986. En 1958 contrajo matrimonio con Juanita, con la que tuvo dos hijas, aunque la mayor falleció en accidente de coche en 1977. Poco se sabe de su vida privada, pues siempre fue un hombre discreto, aunque es un dato conocido que siempre mantuvo la fe.

A partir de los 90, Serrault se había convertido en un icono para los directores franceses, que le dieron papeles memorables. En 1997 protagonizó No va más, de Claude Chabrol, donde era un veterano timador que recorría Francia con su socia, interpretada por Isabelle Huppert. En Nelly y el señor Arnaud, de Claude Sautet, era un hombre mayor que transmite sus memorias a una joven endeudada. En Beaumarchais, el insolente, interpretó al monarca Luis XV. El actor realizó un trabajo especialmente memorable en La chica de París, donde encarnaba a un granjero viudo, algo cascarrabias, que se ve obligado a convivir con una joven. Su último trabajo de entidad fue Feliz Navidad, donde tenía un papel secundario. Nunca llegó a retirarse de las pantallas, pues unos meses antes de morir se estrenó Pars vite et reviens tard, un thriller, de Régis Wargnier. Hasta el presidente francés, Nicolas Sarkozy, ha enviado sus condolencias a la viuda, calificando a Serrault como un “monumento del teatro, el cine y la televisión” y especificando que su filmografía “ha marcado a cada uno de los ciudadanos franceses”.

Filmografía
Plaga final

2007 | Pars vite et reviens tard

Jean-Baptiste Adamsberg, comisario de la policía parisina, investiga unas palabras inquietantes que alguien está escribiendo en lugares públicos. El asunto está relacionado con la muerte de una mujer, que aparece con la cara descompuesta y el cuerpo ennegrecido. El forense señala que por extraño que parezca en pleno siglo XXI, la causa del fallecimiento es la peste. Adamsberg sospecha que alguien es capaz de controlar la terrible enfermedad y contagiar a quien quiere. Régis Wargnier ha dirigido películas como Indochina y Los amores de una mujer francesa, marcadas por un esteticismo ampuloso pero algo vacío. En esta ocasión adapta libremente la novela ‘Pars vite et reviens tard’, de Fred Vargas. Cuenta como protagonista con un gran actor: José García (Arcadia).

4/10
Vivaldi

2006 | Antonio Vivaldi, un prince à Venise

Biografía cinematográfica de Antonio Vivaldi, el magistral compositor que fue ordenado sacerdote, y que vivió en Venecia, en el siglo XVIII. Stefano Dionisi (Farinelli il Castrato) encarna al protagonista.

4/10
Feliz Navidad

2005 | Joyeux Noël

1914. Prolegómenos de la I Guerra Mundial, con su terrible guerra de trincheras que acabará dejando los campos de Europa sembrados de millones de cadáveres. Se acerca la Nochebuena, y los soldados de los distintos bandos se aprestan a celebrarla del mejor modo posible. En la trinchera británica, un clérigo escocés trata de reconfortar a los combatientes; un tenor alemán va a recibir la inesperada visita de su esposa, una soprano, un encuentro que encanta a las oficiales; y en el lado francés, un teniente francés que añora a los suyos, y perdió una cartera con recuerdos personales, se esfuerza por mantener la moral propia y la de sus hombres. Y de pronto, sucede una especie de milagro. El tenor canta, el pastor responde con su gaita, los soldados franceses aplauden… Y con increíble naturalidad viven una inesperada tregua, un momento de confraternización que, tal vez, podrían esforzarse en prolongar... Emotiva y sentida película de Christian Carion que, en contra de lo que podría pensarse, se basa en hechos reales. El director se las arregla en todo momento para crear emociones genuinas, alrededor de una idea muy simple: los hombres podrían entenderse, arreglar sus diferencias sin recurrir a la violencia, porque el amor pugna por salir de sus corazones. A ese respecto, la misa de gallo pone, nunca mejor dicho, la carne de gallina, como le ocurre al oficial alemán judío. La idea central, que podría considerarse elemental, está muy bien plasmada gracias a la amplia galería de personajes, la mayor parte de ellos bien definidos con unos pocos trazos. Puestos a poner peros, puede parecer algo grotesco el dibujo que se hace de los altos mandos, a los que la tropa importa poco, incapaces de mantener un diálogo sereno con sus subordinados: ni los superiores jerárquicos son necesariamente unos villanos, ni los simples soldados gente estupendísima. No obstante, se trata de un canto tan hermoso en honor a la paz, que se olvida fácilmente ese reduccionismo.

7/10
La chica de París

2001 | Une hirondelle a fait le printemps

Sandrine. Una joven informática cuelga los pecés y discos duros, para estudiar agricultura. Su intención es explotar una granja. Encuentra una finca en la aislada meseta de Vercors. Pero su propietario Adrien, un anciano viudo, sólo acepta vender a cambio de permanecer un año allí, hasta encontrar otra casa. La convivencia va a ser difícil, pues Adrien es un manojo de contradicciones. Muy unido a Jean, un amigo, recuerda con ternura a su esposa muerta; pero es incapaz de soportar a las nuevas generaciones. Por ello adopta con Sandrine una actitud distante, y no mueve un dedo por ayudar: cree que ella no aguantará el duro invierno y se irá. El francés Christian Carion coescribe y dirige una emotiva película, que reivindica la vida del campo frente a un estilo de vida urbano y estresante. Y aborda el choque generacional, que no cae en el tópico, insistiendo en los aspectos positivos de veteranía e ímpetu juvenil; la sombra de la muerte, que obliga a Adrien a plantearse cómo aprovechar el resto de su vida (pocas filmes recientes presentan con tanta naturalidad a un personaje rezando); la amistad y la solidaridad; los problemas de comunicación; y la añoranza por la esposa ausente, por el novio con quien no se acaba de concertar el necesario compromiso, reconocimiento a la hermosura del amor humano. Michel Serrault y Mathilde Seigner tienen un magnífico mano a mano actoral, encarnan bien los cambios de humor de sus personajes. La película cala en el deseo de cualquiera de una vida mejor, más plena. El resultado es una bocanada de aire puro, sin contaminar. Ecología pura, vamos.

6/10
La máscara del faraón

2001 | Belphégor-Le fantôme du Louvre

Durante unas obras de remodelación en el museo del Louvre, Glenda, una empleada del museo, encuentra en el almacén un viejo sarcófago olvidado, que contiene una momia. Mientras la joven investiga su procedencia, una criatura fantasmagórica llamada Belphégor, comienza a pasearse por las noches por la zona de egiptología, para desgracia de los guardias de seguridad. Un viejo inspector de policía intenta desentrañar el misterio. A pesar de su título, no se trata de una imitación de La momia, estilo La sombra del faraón, sino de la adaptación de un serial de Arthur Bernède, que fue publicado por entregas en los años 20. Este texto originó en la década de los 60 una serie televisiva mítica en Francia. Junto a Sophie Marceau destaca la presencia de Julie Christie, la veterana protagonista de Doctor Zhivago.

4/10
La fortuna de vivir

1999 | Les enfants du marais

Francia, años 30. Marismas del río Loire. Allí viven, modestamente, Garris y Riton, amigos inseparables. El primero, soltero, está a punto de encontrar su gran amor. El otro, casado, y con varios críos, es buen tipo pero siempre acaba metido en líos; él es la razón de que Garris aguante la vida en las marismas: para sacarle de apuros. Uno es la pelea que mantiene con un boxeador profesional, que promete venganza. La amistad entre Garris y Riton, dos personajes con un aire de Quijote y Sancho Panza, es puesta a prueba en varias situaciones comprometidas. Pero su lealtad mutua resulta inquebrantable. Jean Becker, que adapta una novela de Georges Montforez, rodea a los dos protagonistas de tipos entrañables, amigos también: Amedée, soñador y devorador de libros, enamorado inconfeso de una viuda; Tane, el maquinista del tren; y Pépé, un anciano rico, dueño de una próspera fábrica, que logró salir de la miseria de las marismas, pero que no ha abdicado nunca de sus convicciones. Gozada de película. Canto a la amistad –con todo lo que conlleva: generosidad, sacrificio, perdón, dedicación de tiempo...– y a la 'joie de vivre', manifiestada en el disfrute de las pequeñas cosas de la vida. El film, contado desde la óptica de la hija pequeña de Riton, conjuga comedia y melodrama, con un ritmo delicioso, muy de Jean Renoir, en medio de un hermoso entorno rural. La magnífica definición de personajes facilita el éxito de pasajes conmovedores, como el formidable final.

7/10
No va más

1997 | Rien ne va plus

Betty y Víctor forman una curiosa pareja de timadores. Ambos recorren Francia y los países contiguos buscando gente insensata a quien dar el golpe. Su plan es bien sencillo y no suele darles ningún problema: acuden a ciudades donde se organiza alguna convención o congreso, allí se fijan en algún asistente adinerado y tienden su trampa. Betty aprovecha sus encantos para seducirle, y el astuto Víctor hace valer su astucia para desplumarle. Todo les funciona a las mil maravillas hasta que cometen una terrible equivocación. No caen en la cuenta de que el último personaje timado tiene que ver con un grupo de criminales sin escrúpulos. De esta forma se involucran en una peligrosa trama mafiosa, y tendrán que echar toda la carne en el asador para salir ilesos. Un planteamiento atractivo ideado y escrito por el propio director, el prestigioso Claude Chabrol. Premio a la mejor película y al mejor director en el Festival de San Sebastián en 1997. La película despierta el interés desde el principio hasta el final, y tiene algunas escenas brillantes. Recomendable.

6/10
Assassin(s)

1997 | Assassin(s)

Película generacional, que narra los esfuerzos de un asesino profesional que va a pasar el testigo de su ocupación a un veinteañero en quien cree ver algo distinto a los demás jóvenes en los que no reconoce el código de honor por el que solía moverse. Matthieu Kassovitz adaptó su propio corto de 1992 tras el éxito de El odio. Este film y Assassin(s) son sin duda sus trabajos más personales, luego haría películas que intentan llegar a un público amplio y que han sido menos valoradas.

5/10
Beaumarchais, el insolente

1996 | Beaumarchais l'insolent

En el agitado siglo XVIII, en el que convivía una férrea tradición con las nuevas ideas revolucionarias, Beaumarchais se convirtió en uno de los personajes más peculiares. Apodado el insolente por su carácter atrevido y vitalista, fue inventor, editor, comerciante de armas, político y espía. Un creador nato, del que se dice que fue autor de "El barbero de Sevilla" y de "Las bodas de Fígaro". Un espíritu adelantado a su tiempo, con ideas incendiarias en algunos aspectos, que escandalizaron a la sociedad de la época. Se trata de una película muy bien ambientada –adaptación libre de la obra teatral de Sacha Guitry–, en unos años fundamentales para el desarrollo de la historia moderna. Está centrada en un atractivo personaje, precursor de algunas de las ideas más avanzadas de su tiempo.

6/10
Nelly y el señor Arnaud

1995 | Nelly et Monsieur Arnaud

Nelly, una joven parisina, vive con su marido, en paro desde hace tiempo y que no se esfuerza demasiado para encontrar empleo, se pasa todo el día en casa sin hacer nada. Para llegar a fin de mes, ella realiza todo tipo de trabajos. Un día una persona mayor, el señor Arnaud, antiguo amante de una amiga suya, se ofrece a pagar sus deudas sin pedir nada a cambio. En un primer momento, ella rehusa su ayuda, pero ve la oportunidad de romper con su esposo e iniciar una nueva vida. A modo de compensación por su desinteresada ayuda, Nelly se ofrece a ayudarle a pasar al ordenador sus memorias juveniles, cuando ejerció de juez en países exóticos. Uno de los mejores filmes de Claude Sautet (Un corazón en invierno), que muestra la profundidad de los personajes, de carácter típicamente francés. El director muestra una exquisita sensibilidad para perfilar sin prisa pero sin pausa las cuitas del corazón de los dos personajes principales, con unos vaivenes amorosos creíbles que pueden llevar a transitar sendas inesperadas. Emmanuelle Béart realiza una fantástica interpretación junto a Michel Serrault y, gracias a éste y a otros trabajos, se convirtió en la actriz de moda en Francia.

7/10
No despertar a un policía que duerme

1988 | En Réveillez Pas un Flic Qui Dort

Un comisario de policía decide tomarse la justicia por su mano, tras asistir a la puesta en libertad de varios criminales. Se une a algunos compañeros suyos para crear una organización secreta dedicada a la caza de delincuentes. Después de sus primeras acciones, los altos mandos policiales le encomiendan al comisario Grindel que descubra a los autores de los actos violentos. Esta espectacular reflexión sobre la guerra sucia cuenta con dos de los mejores actores franceses, Michel Serrault y Alain Delon. Adapta una novela de Frederic H. Fajardie. El propio Delon es coautor del guión.

4/10
On ne meurt que 2 fois (Sólo se muere dos veces)

1985 | On ne meurt que 2 fois

El inspector de policía Robert Staniland investiga la muerte de un pianista. Éste mantenía una relación con una modelo fotográfica que se confiesa culpable del crimen. Pero Staniland no se lo cree y busca pistas que le lleven a aclarar la verdad. El reputado especialista en cine negro Jacques Deray (Borsalino) adapta una novela del especialista en suspense Robin Cook. A Michel Serrault se le da bastante bien interpretar a un duro policía.

4/10
Dagobertus

1984 | Le bon roi Dagobert

Dagobertus I ha sido rey de los Francos, desde el año 629 hasta el 639. Rodeado por los bárbaros mientras atraviesa un bosque, Dagobertus hace un juramento firme. Si se salva emprenderá una larga peregrinación hacia Roma. Una vez allí pedirá indulgencia papal, por sus múltiples pecados. Una de las más desafortunadas comedias de Dino Risi (Perfume de mujer), que se basa en el humor soez. A pesar de todo, tiene algún momento divertido, gracias al buen hacer del cómico Coluche.

4/10
Mi amante prohibido

1984 | Le bon plaisir

El presidente de la república francesa ve peligrar su puesto cuando le roban una carta que le dirigía a su amante. En ella le pedía que abortara, por lo que la situación del político no puede ser más delicada. La espinosa situación parece no tener solución. La película se basa en una novela homónima de Françoise Giroud quien además de escritora y guionista fue ministra del gobierno francés.

4/10
Arresto preventivo

1981 | Garde à vue

Un 31 de diciembre a las nueve de la noche el inspector de la policía Antoine Gallien llega a la comisaría para interrogar al notario Emile Martinaud, sospechoso de haber violado y asesinado a dos niñas. No hay pruebas muy claras, pero Martinaud fue quien avisó a la policía del hallazgo de uno de los cadáveres. En el curso del interrogatorio, los ánimos se encenderán y saldrán a relucir cuestiones de la vida personal y matrimonial del sospechoso. Sólido drama francés dirigido con un perfecto ritmo por Claude Miller, coautor de un guión que adapta la novela de John Wainwright. Se tratan temas peliagudos, como las crisis matrimoniales, secretos sexuales e incluso desviaciones hacia la pederastia. Y hay de fondo una mirada implacable a la falta de amor y las fatales consecuencias de la ambición y el desprecio. La película se despliega como una obra de teatro en tres actos: el grueso del interrogatorio; la conversación con la esposa de Martinaud; y la resolución final. Incluso puede añadirse una coda con el logrado colofón. Además, la acción tiene lugar casi por completo entre las cuatro paredes de una oficina, con diálogos fantásticos y unas interpretaciones soberbias de Lino Ventura y Michel Serrault, que demuestran ser dos actores de altura. Menos papel tiene Romy Schneider –en su penúltimo trabajo para el cine–, pero su presencia invade la pantalla.

6/10
El dinero de los demás (1978)

1978 | L'argent des autres

Henri Rainier, ejecutivo bancario, decide concederle un importante préstamo a Claude Chevalier d'Aven, un inversionista. Pero los negocios de Chevalier resultan ser un absoluto desastre, el banco tiene que cubrir su déficit y Rainier es señalado en el banco como el culpable de las pérdidas que ha sufrido la entidad. Rainier decide demandar a su anterior jefe y decir que la culpa fue suya. Jean-Louis Trintignant realiza un gran trabajo, como ejecutivo sin escrúpulos, en esta interesante crítica del mundo de las entidades financieras.

5/10
¿Quiere ser el amante de mi mujer?

1978 | Préparez vos mouchoirs

Raoul ve que su mujer está depresiva y como no sabe qué le pasa decide contratar a un desconocido para que sea su amante y así le saque de la depresión.

Vicios pequeños

1978 | La cage aux folles

Farsa con aires de vodevil que adapta una obra de teatro de Jean Poiret, quien figura como coguionista. Imagina una situación de enredo que recuerda a títulos como Adivina quién viene esta noche, pero cambiando los prejuicios raciales por los que pueden sufrir los homosexuales. Zaza y Renato son una pareja homosexual, que regentan un garito nocturno con números de travestis, “La Cage aux Folles”. Zaza actúa en los números como una “reina”, mientras que Renato ejerce más de empresario. Conviven desde hace años, y juntos han criado al hijo de Renato, Laurent, que un día se presenta en casa con una noticia muy especial: va a casarse con Andréa, hija de un diputado conservador recalcitrante. Deben preparar el encuentro de las dos familias, y la ideas es que Zaza desaparezca y se presente Simone, su madre, que apenas se ha ocupado de Laurent en toda su vida, para aparentar que son un matrimonio normal. Pero las cosas se complican. La película, dirigida por el especialista en comedia Edouard Molinaro, logró tres nominaciones a los Oscar, algo poco habitual para el cine europeo; y tendría secuela y remake americano. Con dos logradas interpretaciones de Michel Serrault y Ugo Tognazzi, explota bien la situación de enredo, moviéndose en el filo de la navaja para no resultar desagradable ni ofender, aunque con la evidente intención de dar lecciones de tolerancia. Está especialmente logrado el clímax, en que la ceremonia de fingimiento salta echa pedazos, con las reacciones y situaciones imposibles que llevan a un final que invita a ponerse, literalmente, en el lugar del otro.

5/10
Llega un desconocido

1972 | Un meurtre est un meurtre

Intriga no demasiado original, pero eficaz, en torno a dos hermanas gemelas misteriosas, interpretadas por Stéphane Audran. Dominique Fabre adapta su propia obra, mano a mano con el director, Etienne Périer.

5/10
Las buenas ocasiones

1965 | La bonne occase

Sigue los pasos de un coche que cambia varias veces de propietario. Finalmente, un artista decide utilizarlo para una de sus obras. Comedia premeditadamente menor, con actores solventes, como el gran Jean-Louis Trintignant.

6/10
Las noches de monsieur Max

1965 | La tête du client

Dos amigos regentan una sombrerería, y no parece preocuparles ganar mucho dinero con ella. Lo que sí les inquieta es un tipo que les pregunta por el negocio, y es que en realidad, el local funciona por las noches como casino clandestino. Comedia de enredo coproducida por España y Francia, medianamente apañada.

4/10
Des pissenlits par la racine

1964 | Des pissenlits par la racine

Un jockey llamado Jack tiene una cuenta pendiente con un gángster que ha salido de la cárcel. Aunque le intenta matar, el jockey logra liberarse y acaba muriendo el gángster. Cuando el delincuente desaparece salta la noticia de que llevaba un boleto de una carrera por valor de millones de francos. Disparatada comedia a la mayor gloria de Louis De Funès, quien trabaja con algunos habituales de sus películas, como el director Georges Lautner (Alegres vividores) o la guapa Mireille Darc. Entre el reparto destaca también Michel Serrault, al que vimos en filmes como La fortuna de vivir o La chica de París.

4/10
La muerte juega a carambolas

1963 | Carambolages

El duro jefe de una empresa está a punto de retirarse. Siente que ha llegado el momento de pasarle el testigo a otro. Cuando se conoce la noticia, algunos de los empleados comienzan a hacer méritos para convertirse en los elegidos. Pero una nueva legislación laboral condiciona la marcha del antiguo jefe y la elección del nuevo. Parodia de la vida empresarial, especialmente de los típicos trepas que llegan a ser incluso más detestables que los propios jefes, quienes nunca salen muy bien parados en este tipo de títulos.

4/10
El descanso del guerrero

1962 | Le repos du guerrier

Roger Vadim dirige a quien fuera su esposa, la actriz Brigitte Bardot, en este film de los sesenta.Geneviève es la clásica burguesa, prometida con un tipo convencional, y con una madre separada algo dominante. Tras la muerte de su mujeriego padre, debe viajar a una ciudad para hacerse cargo de la herencia. Cuando va a alojarse en un hotel, se equivoca de habitación, y se encuentra con un tipo atiborrado de pastillas, que ha intentado suicidarse. Gracias a ella salva la vida, e inician ambos una bohemia relación.El film de Vadim aburre a las ovejas, apenas se limita a explotar el sex-appeal de la Bardot, y al enfatismo del naciente amor de la pareja protagonista.

5/10
Nous irons à Deauville

1962 | Nous irons à Deauville

Lucien viaja acompañado por su familia a una casa que ha adquirido en el campo. La idea es la de disfrutar de unas tranquilas vacaciones en el campo, para descansar y respirar aire puro. Pero nada será como Lucien se espera. La casa está prácticamente en ruinas y encima tiene problemas con un lugareño que parece decidido a tocarle las narices. Película que parte de una base común a varios títulos: las vacaciones ideales que se convierten en un auténtico desastre porque nada es como se esperaba. A esta premisa se une otro lugar común en el cine como es el de adquirir una casa que está hecha una ruina. Todo un reto para la paciencia de los protagonistas.

4/10
Las cuatro verdades

1962 | Les quatre vérités

La bella americana

1961 | La belle Américaine

Marcel trabaja en una fábrica y es un tío bastante normal. Una viuda lo lía para que le compre un moderno coche. Al principio no quiere, pero finalmente acaba aceptando. Desde que se hace con el coche todo son problemas y gastos. No sólo tendrá que lidiar con el automóvil sino también con su mujer que está que se sube por las paredes. Robert Dhéry interpreta al infeliz Marcel. Siete años después, Dhéry dirigió al que aquí es su compañero de reparto -Louis de Funès- en Sálvese quien pueda.

4/10
La francesa y el amor

1960 | La Française et l'amour

Largometraje de episodios –de moda en la comedia italiana de los 60 y 70–, cada uno de ellos relacionados con el papel de las mujeres en eso tan complejo del amor. Como suele suceder con este tipo de obras, la irregularidad está presente en el resultado final. Destaquemos el protagonizado por François Périer y Annie Girardot sobre una pareja que quiere divorciarse. Los sketchs están dirigidos por Michel Boisrond ('La virginidad'), Christian-Jaque ('El divorcio'), René Clair ('El matrimonio'), Henri Decoin ('El niño'), Jean Delannoy ('La adolescencia'), Jean-Paul Le Chanois ('La mujer') y Henri Verneuil ('El adulterio'). En su reparto encontramos conocidos rostros como los de Michel Serrault, Jean Poiret, Jacqueline Porel y Jean-Paul Belmondo.

5/10
Candide ou l'optimisme au XXe siècle

1960 | Candide ou l'optimisme au XXe siècle

En un mundo dañado por las guerras, el joven Cándido parte junto a su amada y su tutor para buscar un mundo mejor. Lo gracioso son los requisitos propone este peculiar trío para ese mundo que mejorará el que ahora existe. La película es una adaptación libre de la novela de Voltaire, "Cándido o el optimismo", que se publicó en el siglo XVIII.

4/10
Esa pícara colegiala

1956 | Cette sacrée gamine

Las diabólicas

1955 | Les diaboliques

En blanco y negro, esta película francesa intenta sumergirnos en el misterioso ambiente de suspense al que Alfred Hitchcock nos tiene acostumbrados, con la mano maestra de Henri-Georges Clouzot. El tema esta vez será el de el envenenamiento de un hombre malo a cargo de su mujer y su amante, que juntas deciden deshacerse de él. La tensión no acaba ahí... Clouzot logra una historia inquietante, que años más tarde sería llevada de nuevo a la pantalla como vehículo de lucimiento para Sharon Stone.

6/10

Últimos tráilers y vídeos