IMG-LOGO

Biografía

Joseph Bishara

Joseph Bishara

Joseph Bishara

Filmografía
La llorona

2019 | The Curse of La Llorona

Película inspirada en el folclore mexicano, la leyenda de “La Llorona”, una mujer que según la mayoría de las versiones, habría ahogado en el siglo XVIII a sus dos hijos devorada por los celos al encontrar a su marido en los brazos de otra mujer, habría cometido el doble asesinato con la intención de hacerle el mayor daño posible. Aquí seguimos en 1973 y en la ciudad de Los Ángeles, a una mujer hispana, Anna, trabajadora social y madre de dos niños, y viuda, su marido, agente de policía, murió en acto de servicio. Por trabajo acude al domicilio de Patricia, y descubre que tiene a sus dos hijos encerrados en un armario, todo apunta a malos tratos, aunque las circunstancias son extrañas, ella dice estar protegiéndoles de la Llorona. Tras la trágica muerte de los niños, la maldición de la Llorona recae sobre Anna y sus pequeños, quienes sobrepasados, acuden a pedir ayuda, primero al cura de la iglesia, y luego a un curandero. James Wan se ha especializado en dirigir y producir película de terror, con algunos elementos ligados a la religión católica, casos de posesión diabólica y espíritus malignos, él está detrás de los títulos de la saga Expediente Warren, que se inspiraban en casos reales. Aquí le echan más imaginación y fantasía los guionistas, los desconocidos Mikki Daughtry y Tobias Iaconis, y el director que maneja su libreto, el debutante en el largo Michael Chaves. Estamos ante una película de atmósfera y sustos, bastante resultona en este apartado, hay momentos muy inquietantes, la escena en la piscina y efectos de arrastre y brincos muy apañados. Mientras que la figura espectral de la Llorona también logra el deseado efecto de producir miedo. Además Linda Cardellini resulta creíble como madre protectora, al igual que Patricia Velasquez como la mujer rota y vengativa por haber perdido a sus hijos. Sin embargo, no resulta completamente satisfactoria. Se podía haber sacado más partido a la idea de que Anna sea, por así decir, la cazadora cazada, sospechosa de estar maltratando ella también a sus hijos. Personajes como el policía, la otra trabajadora social, el sacerdote y el curandero, están bastante desaprovechados. Y se intenta justificar de un modo un tanto peregrino que la protagonista acuda al curandero, porque la burocracia católica haría que la atención a su caso se demorara demasiado. Eso sí, al menos la eficacia de sus heterodoxos métodos, y el consejo clandestino del cura para que Anna acuda a él, tendría una base en que se trata de un ex sacerdote, y por lo tanto tendría cierta capacidad, a su manera, de realizar esa suerte de exorcismo, aunque sea tan folclórico como la propia leyenda del personaje.

5/10
The Prodigy

2019 | The Prodigy

Minutos después de que en Ohio un cruel asesino en serie sea asesinado a tiros, Sarah Blume da a luz a su primer bebé, compartiendo una enorme alegría con John, su esposo, pues les ha costado mucho que ella se quedara embarazada. A los ocho años, el retoño ha dejado claro que tiene una inteligencia excepcional, y estudia en una escuela para superdotados, pero Sarah sospecha que ha sido el culpable de poner una trampa en el sótano que ha causado un enorme daño en el pie a su niñera… Para despejar las dudas, acude al Dr. Arthur Jacobson, un psicoanalista. Títulos como Mala semilla, ¿Quién puede matar un niño?, El pueblo de los malditos, La profecía, El buen hijo o la más reciente Hereditary han puesto de manifiesto que los niños, supuestamente inocentes, pueden resultar más terroríficos que los más despiadados monstruos y demonios. Se suma a esta rama del fantaterror The Prodigy, dirigida por Nicholas McCarthy, que debutó en 2012 con la interesante El pacto, con dos hermanas que pasaban la noche en una casa encantada. Se trata de un film un tanto convencional, que se limita a repetir clichés del cine de miedo, abusando de los sustos fáciles ( o ‘jumpscares’). Quizás hubiera funcionado mejor si hubiera jugado a dosificar la información sobre lo ocurrido con el chico, pero el guión despeja cualquier duda desde el arranque. Pese a todo, logra mantener en tensión al respetable, lo que no es poco, e incluye algunas críticas a la corrección política actual, y a los tiempos que corren en los que los padres se sienten eternamente culpables de los comportamientos de sus hijos, evitando responsabilizarles de nada. Gran trabajo de Taylor Schilling, famosa como protagonista de la serie Orange is the New Black, como madre que no entiende qué está ocurriendo con su hijo, y pese a que se siente aterrada, trata de protegerle. Pero reina en la función el jovencísimo Jackson Robert Scott, asiduo al género de terror, pues ya fue el niño devorado por el payaso en It, y que demuestra una enorme capacidad para alternar un rostro angelical con miradas inquietantes, sin nada que envidiar a James McAvoy en Glass.

5/10
Annabelle vuelve a casa

2019 | Annabelle Comes Home

1968. El matrimonio formado por Ed y Lorraine Warren encierra a la peligrosa muñeca Annabelle, que actúa como un faro para los espíritus, en un armario de vidrio, como parte central de su colección de objetos diabólicos, que permanecen en una habitación cerrada a cal y canto de su residencia de Connecticut. Cuando un año más tarde los Warren deben viajar por uno de sus habituales casos paranormales, dejan sola a su hija de diez años, Judy, con Mary Ellen, niñera adolescente. La tragedia sobreviene cuando una amiga de ésta, Daniela, consigue entrar a hurtadillas en la sala que alberga a Annabelle y la libera de su prisión. Tercera entrega del personaje, y quinto spin-off salido de Expediente Warren, pues se tienen que contar también la decepcionante La monja, y la amena La llorona. El creador de la saga, James Wan, se mantiene como productor ejecutivo, y autor del argumento, y parece haber velado porque el debutante realizador Gary Dauberman, uno de los guionistas de It, se ajuste a los parámetros de su cine, pues éste se esfuerza en crear una atmósfera espeluznante, y en componer buenos sustos, muy al estilo clásico, sin recurrir a los excesos hemoglobínicos. Destacan el momento del piano, o el monitor con retardo, que en general no decepcionan. Se abusa de los clichés del género, pero por otro lado logra resultar refrescante al ceder el protagonismo a la hija de los Warren. Se ha acertado al reclutar para interpretarla a Mckenna Grace, a la que se recuerda como hija de Kiefer Sutherland, en Sucesor designado, y está bien respaldada, sobre todo por la prometedora Katie Sarife (Sobrenatural), que da vida a Daniela, el papel más difícil, pues trata de superar la muerte de su padre. Y por supuesto, se agradece que vuelvan a aparecer los progenitores de la protagonista, nuevamente Vera Farmiga y Patrick Wilson, que siguen llenando la pantalla. El film está dedicado a la auténtica Lorraine Warren, que falleció durante el rodaje.

6/10
El otro lado de la puerta

2016 | The Other Side of the Door

María, joven madre que vive con su familia en Mumbai, sufre un horrible accidente. Su coche acaba en el fondo del río, con tan mala suerte que sólo tiene tiempo de salvar a uno de sus dos pequeños; acaba decantándose por Lucy, mientras que Oliver muere. Atormentada por lo ocurrido, María se deja aconsejar por Piki, la niñera india, que le habla de un antiguo templo en el que tras esparcir las cenizas del niño, conseguirá contactar con él. Pero nunca debe abrir una puerta que se encuentra en su interior. Johannes Roberts, especialista en serie B, da el gran salto al cine de los grandes estudios con este film, de cuidado acabado formal, y con correctas interpretaciones de los protagonistas, sobre todo por parte de Sarah Wayne Callies, famosa por la serie The Walking Dead, quien sostiene sobre sus hombros el mayor peso del film. Enésima reflexión sobre las consecuencias de rebelarse contra la ley natural, tenía todas las papeletas para ser una architípica producción de terror llena de lugares comunes. Sin embargo, encuentra cierto lugar propio porque la acción transcurre en la India, lo que da pie a la aparición de elementos exóticos, a veces en línea con la misteriosa isla donde transcurría la clásica Yo anduve con un zombie. Además, Roberts crea una ambientación inspiradora, y dosifica bastante bien el suspense, por lo que el relato mantiene el interés. Cabe resaltar la labor de dos españoles que se abren camino en Hollywood, Ernest Riera (Forest of the Damned 2), coguionista, y el especialista en encarnar a criaturas con ayuda del maquillaje Javier Botet, que encarna al Mirty, ser que se lleva al niño al inframundo.

5/10
Insidious: Capítulo 3

2015 | Insidious: Chapter 3

Insidious: Capítulo 3 debería ser en realidad el capítulo 0 de la saga, pues se trata de una precuela que transcurre antes de que los espíritus molesten a la familia Lambert. Se mantienen tres secundarios, Elise, la parapsicóloga, y sus dos ayudantes, Specs y Tucker, que se encontrarán por primera vez cuando tratan de ayudar a Quinn Brenner, una adolescente que aspira a ser actriz. Ésta piensa que su difunta madre intenta contactar con ella, pero en realidad está siendo acosada por una entidad sobrenatural maligna. Tras dos entregas de enorme calidad en comparación al 'standard' del cine de terror, James Wan ha abandonado la saga iniciada con Insidious, para cambiar por una vez el terror por la acción, pues ha sido el responsable de Fast & Furious 7. Le sustituye en Insidious: Capítulo 3 Leigh Whannell, guionista y también actor, pues interpreta al citado Specs. Se agradece que Whannell se mantenga dentro de los parámetros de los relatos clásicos de fantasmas, sin excesos truculentos, y logra una buena ambientación, y algún susto logrado, como el que tiene lugar en una ventana. La joven Stefanie Scott (Quinn) y el resultón Dermot Mulroney (su padre) salen airosos llevando el peso principal, en sustitución de Patrick Wilson, Rose Byrne y Barbara Hershey. Pero Insidious: Capítulo 3 pierde la frescura que tenían los dos episodios anteriores, pues abusa de los lugares comunes del género, y el desarrollo resulta demasiado previsible.

5/10
Exorcismo en el Vaticano

2015 | The Vatican Tapes

En el Vaticano andan muy preocupados porque han detectado signos de la inminente llegada del Apocalipsis en las cintas donde graban todos los exorcismos practicados desde principios del siglo XX. El caso más preocupante es el de Angela, una joven que tras hacerse un corte por accidente en un dedo mientras partía una tarta, ha sido poseída por el Maligno, para desesperación de su novio, Pete, y su padre, el coronel Roger Holmes. Producen “pánico”, y no del bueno, los filmes sobre posesiones demoníacas después de que la rigurosa El exorcista acabara con el subgénero. Se atreve a adentrarse en este terreno Mark Neveldine, que tras lograr cierto éxito con la serie B Crank veneno en la sangre, no ha levantado cabeza. Consigue dar cierto ritmo al film, y una ambientación sugerente, y acierta al no sucumbir a la moda del 'metraje encontrado', pues sólo incluye secuencias cámara en mano, 'reales', en algunos momentos clave, como las que habría captado el equipo de vigilancia de un hospital. Cuenta con un par de actores sólidos, como Michael Peña (un ex marine reciclado en bondadoso sacerdote) y Dougray Scott (el militar, progenitor de la protagonista), que logran el milagro de hacer mínimamente creíbles a unos personajes tópicos. Por lo demás, abusa de clichés, como el cuervo negro que acompaña al personaje central, un recurso bastante gastado, o de ingredientes un tanto ridículos, como cuando la chica escupe tres huevos que supuestamente representan a la Santísima Trinidad. Como se puede imaginar, su rigor teológico, por mucho que se apele a frases evangélicas, deja que desear. Todo esto le quita bastante tensión dramática a la lucha entre el bien y el mal. Lo peor, el título en España, donde se ha cambiado The Vatican Tapes (Las cintas del Vaticano), por Exorcismo en el Vaticano, erróneo porque el ritual no tiene lugar en la Santa Sede.

4/10
Expediente Warren: El caso Enfield

2015 | The Conjuring 2: The Enfield Poltergeist

Otro caso para los Warren, dos personajes reales, Ed, demonólogo reconocido por el Vaticano sin estar ordenado sacerdote, y su esposa, Lorraine, clarividente. Reconstruye uno de los auténticos casos que atendieron en los 70, pero no uno cualquiera, sino el que pasa por ser el más documentado de la historia. En Enfield, precioso barrio del norte de Londres, reside Peggy Harper, madre divorciada con cuatro niños. Los pequeños empiezan a notar fenómenos extraños, aseguran que alguien extraño ha entrado, o se despiertan en mitad de la noche aterrorizados, hasta que ella misma puede comprobar que los objetos se mueven solos. Avisa a la policía que salvo constatar que dice la verdad poco puede hacer. Se requiere la ayuda de los expertos… Tras una pausa para probar fortuna en el campo del cine de acción, con la bien resuelta Fast & Furious 7, el realizador (atención, nacido en Malasia, con ascendencia china, de nacionalidad australiana y residente en Estados Unidos) James Wan regresa por todo lo alto al terror, el terreno que mejor se le da, como ha demostrado en títulos como la violenta y extrema Saw, y las más clásicas Insidious, Insidious 2 y Expediente Warren (The Conjuring). Aquí asombra de nuevo su capacidad para crear una atmósfera sugerente e inquietante: gracias a su dominio de los sustos, con los que deja poca tregua al respetable, se llega a tener la sensación de estar subido en la montaña rusa. Pocos lo consiguen en el cine actual, quizás M. Night Shyamalan en sus buenos tiempos… No ofrece nada nuevo con respecto a la primera parte, e incluso se alarga más de la cuenta, con alguna escena un poco discutible, como aquélla en la que Ed imita a Elvis Presley con la guitarra, un tanto forzada. Pero el realizador sabe lo que hace, al tomarse su tiempo para presentar a la nueva familia, y el espectador acaba preocupándose por lo que le ocurre. Por su parte, los guionistas Chad y Carey Hayes, artífices de la primera entrega, apoyados por el realizador y por David Leslie Johnson (La huérfana), mantienen algo de fondo, en torno a la fe y el escepticismo y la fortaleza que otorga la unidad familiar. No falla el reparto, sobre todo Vera Farmiga, que conmueve repitiendo como Lorraine, enfrentada al mal y a sus propios demonios. También cumplen Patrick Wilson (su marido), Frances O'Connor (la madre), una recuperada Franka Potente (investigadora de lo oculto), el español especializado en criaturas Javier Botet, así como los jóvenes que dan vida a los hermanos.

6/10
Cuentos de Halloween

2015 | Tales of Halloween

Diez breves historias de terror reunidas en torno a la noche de Halloween en una misma zona marginal de Estados Unidos conforman esta película. Se trata de un trabajo conjunto de once directores, en donde el terror más sanguinolento, a veces casi gore, se entrecruza con el toque de comedia negra. Algunos actores tienen rostros familiares.

5/10
Annabelle

2014 | Annabelle

Spin-off de Expediente Warren centrado en Annabelle, uno de los hallazgos más escalofriantes del film de James Wan, que ahora ejerce como productor. El director de fotografía de la exitosa cinta, John R. Leonetti, se ocupa de la realización del que supone su tercer largometraje, tras Mortal Kombat: Aniquilación y El efecto mariposa 2, cuyos títulos hablan por sí solos. En Annabelle, John Form le regala una antigua muñeca de porcelana a Mia, su esposa embarazada, que colecciona piezas similares. Una noche, ésta sufre el ataque de la enloquecida hija de los vecinos, junto al líder de la secta satánica a la que pertenece. Aunque la policía evita una tragedia mayor, la sangre de la joven sectaria se derrama sobre la muñeca... Leonetti carece del dominio de los mecanismos del terror de Wan, y ni siquiera se luce como cabía esperar en su terreno fotográfico, pues aquí la iluminación resulta tan convencional como el resto de la película. La embarazada acosada por sectarios y las alusiones a Charles Manson recordarán inevitablemente a La semilla del diablo, pero el film trae también a la mente otros muchos títulos, como La profecía, y las numerosas cintas en las que han aparecido juguetes aterradores, como Poltergeist, Puppet Master, Juguetes asesinos, May, Muñeco diabólico, y hasta Silencio desde el mal, del propio Wan. El presupuesto no da para grandes estrellas, y ni siquiera permite recuperar a Luke Wilson y Vera Farmiga, protagonistas del original, que en este tipo de explotaciones suelen aparecer al menos en un cameo. Pero los prácticamente desconocidos Annabelle Wallis y Ward Horton realizan un esforzado trabajo. Trata de maquillar un poco la falta de un prestigioso reparto la presencia de la nominada al Oscar en 1984 Alfre Woodard, que sin embargo no logra la empatía esperada de su personaje por un problema de guión. A pesar de todo esto, lo cierto es que Annabelle cumple su objetivo de mantener enganchado al espectador, gracias a que se ciñe al esquema clásico del relato de fantasmas, inquietando por ambientación y algún susto efectivo, en lugar de excederse en truculencia. Y hasta guarda algún hallazgo interesante, como la secuencia en la que la actriz principal recoge dibujos infantiles que predicen un infortunio.

5/10
Los elegidos (Dark Skies)

2013 | Dark Skies

La vida de una pareja que vive en los suburbios se convierte en una pesadilla cuando una aterradora presencia alienígena entra en su casa cada noche para acechar a sus hijos. Cada vez más aislados de unos amigos y vecinos que dudan de los hechos, la pareja se verá obligada a solucionar el problema con sus propias manos para salvar a su familia.

Expediente Warren (The Conjuring)

2013 | The Conjuring

Producción fantaterrorífica basada en la historia real del matrimonio formado por Ed y Lorraine Warren. Ed Warren (fallecido en 2006) llegó a ser autorizado por el Vaticano para llevar a cabo exorcismos sin ser sacerdote a pesar de la peligrosidad del ritual. Su esposa, Lorraine (aún viva cuando se rodó el film) está dotada de poderes de clarividencia. Juntos investigaron una enorme cantidad de sucesos paranormales, entre ellos el que dio lugar al conocido film Terror en Amityville. Al principio se explica que los experimentados parapsicólogos, que se habían enfrentado a todos los peligros imaginables, y guardaban en su casa todo un archivo de objetos demoníacos, participaron en un caso tan terrorífico que se negaban a hablar de él. Expediente Warren (The Conjuring) reconstruye precisamente este suceso. La acción transcurre en los 70, cuando los Warren son abordados por Carolyn Perron, madre de familia que vive con su marido, Roger, y sus cinco hijas en una granja de Harrisville, donde una oscura presencia les tiene aterrorizados... Por supuesto, los investigadores aceptan echar una mano con sus dos colaboradores más estrechos... James Wan, conocido por dirigir la primera entrega de Saw, coloca como protagonistas a los expresivos Patrick Wilson y Vera Farmiga. Ambos realizan un gran trabajo, así como el resto del reparto, en el que destacan las jóvenes actrices y la veterana Lili Taylor (Rescate, Enemigos públicos) en el papel de madre. Como en Insidious (donde también contó con Wilson en el papel principal), Wan se aparta por completo de la violencia y el carácter de thriller extremo de la franquicia del psicótico Jigsaw, y acierta al buscar un tipo de terror más clásico, basado en la ambientación y una utilización inteligente del suspense. El cineasta nacido en Malasia parece haber desarrollado cierta maestría para el cine de terror con el paso del tiempo, y logra sacarle un enorme partido al elaborado guión de los hermanos gemelos Chad Hayes y Carey Hayes (La cosecha, La casa de cera). En concreto, Wan se luce en algunos momentos de gran tensión, sobre todo en una secuencia con una caja de música y una especie de juego del escondite, donde la que busca lleva los ojos vendados. El género está tan maltratado que pocas veces se ha conseguido en los últimos años atemorizar al espectador con tanta habilidad. Expediente Warren (The Conjuring) mantiene el ritmo hasta el final, y describe lo suficientemente bien a los personajes como para que el espectador esté con ellos en todo momento. Además, tiene cierto fondo positivo en torno a la familia como motor para hacer frente a las dificultades de la vida. Sorprende en cierto modo una especie de crítica final y un tanto forzada a la lentitud institucional del Vaticano, equivalente a la de la policía que llega siempre tarde en todas las películas.

6/10
Insidious: Capítulo 2

2013 | Insidious: Chapter 2

Coincidiendo con el estreno de Insidious 2, el realizador prácticamente especializado en terror James Wan anuncia que se retira del género, y se ha embarcado en un proyecto muy distinto, la séptima entrega de A todo gas. Ya se verá hacia dónde encaminará sus pasos, pero se perdería uno de los pocos cineastas modernos que realmente sabe asustar al respetable. En Insidious 2, Elise, la médium que ayudó a librarse de los espíritus a la familia Lambert, aparece muerta, con símbolos de violencia en el cuello. Estaba cerca de ella Josh, el padre del clan, que aunque siempre ha sido un hombre afable, incapaz de matar a una mosca, en los últimos tiempos se comporta de forma extraña. Cuando reaparecen los espectros, los colaboradores habituales de Elise, y un antiguo amigo de ésta ayudarán a los Lambert a resolver la situación, relacionada con un antiguo psicópata ataviado como una novia vestida de negro. Sigue la línea de cuento clásico de fantasmas de la primera parte y del film también de Wan Expediente Warren (The Conjuring), pues el director se centra en crear una atmósfera malsana y en manipular al espectador para logar la tensión deseada, en lugar de tender a excesos sanguinolientos, como en Saw, también suya. Insidious 2 cuenta con algunos momentos realmente sobrecogedores, especialmente una con un teléfono hecho con dos botes y las apariciones de una madre desequilibrada. Repite como guionista Leigh Whannell, responsable del original, que ofrece las suficientes ideas como para mantener enganchado al público. Se disculpa así, en cierta manera, que Insidious 2 resulte extremadamente ligera, y que desaproveche el potencial de los personajes. Cuenta con actores adecuados, que sin embargo no parece que hayan tenido que realizar un gran esfuerzo, salvo poner cara de susto. Por ejemplo, desaprovecha a la veterana Barbara Hershey, que repite como abuela, pero que apenas tiene presencia. Quizás se ha esforzado un poco más Patrick Wilson, pues su papel en cierta medida es doble, pero tampoco se puede decir que resulte memorable. Además, para entender en su totalidad la trama, se presupone que el espectador tiene fresca la primera parte.

5/10
Insidious

2010 | Insidious

James Wan, director del primer Saw, ha rodado la que se anuncia como la película más rentable de la temporada. Al parecer tuvo un presupuesto mínimo de 1,5 millones de dólares y ha obtenido en taquilla 90 millones, o sea que según este dato ha recaudado 60 veces lo que costó. Quizás ha tenido que ver en esto la mano de Oren Peli, el director de la también extremadamente rentable Paranormal Activity, que en esta ocasión ejerce como productor. Josh y Renai son un matrimonio que vive felizmente con sus tres hijos, hasta que en su casa comienzan a ocurrir fenómenos paranormales. Una mañana uno de los pequeños amanece en estado de coma... Ante esta situación, la madre de Josh recurre a una médium que relaciona el asunto con viajes astrales y espectros sobrenaturales. También revela que todo tiene relación con un viejo episodio del pasado que le ocurrió a Josh y que éste no recuerda. Acierta Wan al recuperar la esencia de las viejas películas de casas encantadas y fantasmas, desde ¡Suspense! a Poltergeist, y al concebir la antítesis de la sangrienta cinta que inició la saga del psicópata Jigsaw. El realizador nacido en Malasia se ha empeñado en demostrar que es capaz de rodar un film de género muy distinto, y además de prescindir de la truculencia innecesaria, se toma su tiempo en describir a la familia protagonista, por lo que posteriormente el espectador se interesa por lo que les ocurre. Visualmente muy original –destaca el reino de los fantasmas conocido en inglés como 'Further' compuesto por habitaciones inquietantes–, quizás no estemos ante una película perfecta, y se alarga innecesariamente, pero consigue de lejos su objetivo de asustar. Wan aprovecha que cuenta con un buen reparto encabezado por el competente Patrick Wilson, acompañado de la veterana Barbara Hershey, un valor seguro, y de Leigh Whannell, coguionista y actor del primer Saw. La médium "friqui" y sus ayudantes aún más "friquis" homenajean a la recordada Zelda Rubinstein, y aportan un poco de humor.

5/10
Los profanadores de tumbas

2006 | The Gravedancers

Dos chicos y una chica acuden a visitar la tumba de un amigo que acaba de morir. Uno de los muchachos encuentra una nota encima de la cripta, la cual anima a los vivos a estar alegres y demostrar su felicidad bailando en el cementerio; y lejos de guardar respeto, los tres amigos comienzan a danzar y reír sin darse cuenta de que han profanado un lugar de respeto. Su osadía acarreará una serie de terroríficos acontecimientos. Mediocre cinta de terror dirigida por Mike Mendez donde se hace lenta por momentos y sólo alcanza algo de ritmo hacia el final con sustos, por cierto, bastante previsibles. El reparto tampoco es para echar cohetes, aunque el espectador reconocerá a Dominic Purcell (Prison Break).

2/10
El convento del diablo

2000 | The Convent

Cuando un grupo de jóvenes irrumpen en lo que parece ser un convento abandonado, acabarán poseídos por diversos espíritus demoniacos. Lamentable producto de paupérrimo presupuesto y dudoso gusto, que no es más que una sucesión de escenas desfasadas, con demonios y demás, bajo una ambientación oscura, psicodélica y paranoica. Algunos sustos y los consabidos chorros de sangre completan una propuesta deficiente, en donde destaca la presencia de Adrienne Barbeau.

3/10

Últimos tráilers y vídeos