IMG-LOGO

Biografía

John Leguizamo

John Leguizamo

56 años

John Leguizamo

Nació el 22 de Julio de 1964 en Bogotá, Colombia
Filmografía
Harry Haft

2020 | Harry Haft

Jugando con fuego

2020 | Playing with Fire

Simpática cinta familiar, previsible, pero que puede apagar el fuego de una tarde aburrida con buenas dosis de diversión y buenos sentimientos. Sigue al heroico pero algo cuadriculado jefe de apagafuegos (mucho más importante que “bomberos”, según se nos explica en el film) Jake Carson, que con sus hombres salva a tres chavales cuya casa en el bosque arde por completo, los padres estaban ausentes. Hasta que vengan a recogerlos se quedan en el cuartelillo, donde arman un buen desbarajuste entre los hombres de Carson, pero también ayudan a encauzar la inclinación amorosa que el tipo siente hacia la doctora Hicks, estudiosa de las ranas. El film contiene bromas con los simpáticos pequeñajos, alguna al más puro estilo “cartoon” de Solo en casa, mientras que el musculoso John Cena da el tipo de fortachón que se esfuerza en hacer comedia, como hiciera antaño Arnold Schwarzenegger en Poli de guardería. Dirige Andy Fickman con profesionalidad, pero le falta chispa, con perdón.

5/10
The Night Clerk

2019 | The Night Clerk

El sol también es una estrella

2019 | The Sun Is Also a Star

Por orden del departamento de inmigración, la joven Natasha Kingsley debe abandonar con urgencia Estados Unidos junto a su familia jamaicana. Para Natasha tal situación es terrible, lleva nueve años en Nueva York y ahí quiere seguir. Cuando se dirige al despacho de un abogado para intentar una última oportunidad será salvada de un accidente por un joven de origen coreano, Danny Bae, que ese día debe presentar una solicitud para entrar en la universidad con el objetivo de estudiar medicina. Ambos pasarán el día juntos, un día que quizá sea inolvidable en sus vidas. Adaptación de la romántica novela de la escritora Nicola Yoon, quien ya dio el salto al cine en 2017 gracias a otra de sus obras, El amor lo es todo, todo. Como en ese título en castellano, en el caso de El sol también es una estrella es igualmente el amor lo único que importa, la película rezuma amor por todos lados, ese tipo de amor juvenil, tan sentimental como arrebatador, ideal para rebosar en los corazones soñadores de las espectadoras adolescentes, sin duda el público objetivo de este film, que entronca así con esa tradición de películas hollywoodienses del momento que magnifican los amores tempranos, llenos de sentimientos genuinos, al estilo Los imprevistos del amor, Bajo la misma estrella o Antes de ti. Dirige la realizadora Ry Russo-Young, que ha destacado gracias a Si no despierto. Como es de suponer, el simplón guión de Tracy Oliver saca a colación temas típicos dentro del argumento archirromántico, tales como la confrontación entre lo que se nos impone y lo que nos pide el corazón o la fuerza del destino, capaz de unir a los dos amantes pase lo que pase. Por cierto, que aquí ese destino tiene algo de providencia divina al quedar expresado en esa máxima griega del "Deus ex machina", un modo de decir que no estamos solos. De camino, mucha conversación tontorrona de enamorados y sus consecuentes momentos melosos, con música adecuada y fondo bonito de Nueva York. Por supuesto, tema capital es el contraste entre dos modos de ver la vida: por un lado la visión claramente pragmática y cientifista de Natasha, que afirma que lo que escapa de los datos analizables no existe; por otro, la visión abierta a la magia del amor de Daniel, para quien la poesía es algo más que una afición. Aunque la evolución de los sentimientos en pantalla es algo burda, los jóvenes actores Yara Shahidi y Charles Melton cumplen correctamente con lo que se les pide, dan la talla con sus sonrisas, sus cambios de humor y sus miradas cómplices.

4/10
Así nos ven

2019 | When They See Us | Serie TV

Impactante miniserie basada en hechos reales, el caso de la corredora de Central Park, la ejecutiva de 28 años Trisha Meili, que fue brutalmente violada y apaleada la noche del 9 de abril de 1989, cuando hacía deporte en el parque. Los hechos crearon auténtica alarma social, y la presión por encontrar culpables a la mayor brevedad, llevó a la detención y condena de cinco adolescentes –los afroamericanos Yusef Salaam, Antron McCray, Kevin Richardson y Korey Wise, y el hispano Raymond Santana–, de los que previamente obtuvieron confesiones forzadas, y sin ningún otro tipo de prueba adicional. Compuesta de cuatro capítulos, en el primero se describe el ataque, las detenciones y los interrogatorios de la policía; el segundo se centra en los juicios, sobre todo en uno de ellos; el tercero muestra la vida de los chicos, ya adultos, después de salir de la cárcel; mientras que el cuarto, se centra en Korey Wise, al que le tocó la peor parte carcelaria, y en la aparición en 2001 de un preso convicto, Matías Reyes, que confiesa haber sido el agresor en Central Park. A Ava DuVernay se le dan mucho mejor las historias basadas en hechos reales que abordan los prejuicios raciales y la lucha por la igualdad –la impactante Selma, en torno a Martin Luther King–, que la fantasía –la desastrosa Un pliegue en el tiempo–. Tras el documental Enmienda XIII, donde denunciaba la persistencia de la segregación racial en el sistema penitenciario, en Así nos ven podría decirse que ejemplifica con un caso concreto los fallos del sistema legal, en que la opinión pública se alía con los prejuicios para dar por cierto lo que no está tan claro. Sobrecoge lo que nos muestra la directora y coguionista, pues en Yusef, Tron, Kevin, Korey y Ray nos muestra poco menos que unos pánfilos, que no pueden creerse lo que les pasa durante cerca de 18 horas en que no prueban bocado, una auténtica jornada de los horrores, en que la policía que les interroga les aprieta las clavijas para confesar lo que luego negarán, con la promesa de que así podrán irse a casa. Es cierto que en esta primera parte la apuesta es mostrar unos chavales que parecen la mar de ingenuos, lo que a efectos dramáticos tiene sin duda más impacto, pero que puede parecer exagerado, y quitar un poco de credibilidad; porque el corolario inevitable es pensar que la policía y el ministerio fiscal son unas personas insensibles y crueles que sólo buscan chivos expiatorios para irse a casa, o que sus prejuicios les vuelven absolutamente ciegos. En cualquier caso, a medida que avanza la narración, el conjunto se vuelve más consistente, y conocer las circunstancias familiares de cada uno de los acusados, o seguir las declaraciones en el tribunal, acreciente el interés, y contribuye a mostrar una realidad poliédrica, muy completa. Impacta la dificultad para retornar a la vida ordinaria una vez se ha obtenido la libertad condicional, haber estado en la cárcel impide a acceder a determinadas oportunidades laborales; por otro lado, mientras se ha estado entre rejas, el mundo no se detiene, y las cosas cambian, por ejemplo, el paisaje que se encuentra Raymond al volver a su casa, con nueva madrastra. No falta la crítica y mención a Donald Trump, por haber pedido en la época la pena de muerte para los culpables del crimen, que no se habría incluido seguramente de no ser en la actualidad el presidente de Estados Unidos. Asoma un puñado de actores conocidos en pequeños papeles –Vera Farmiga, Felicity Huffman, Famke Janssen...–, y en la producción figuran los nombres de Oprah Winfrey y Robert De Niro. Pero sobresalen los desconocidos actores que dan vida a los cinco de Central Park, en su versión adolescente y adulta, pues bordan sus composiciones, atrapan todo el terror y endurecimiento que propician su tremenda experiencia.

7/10
Waco

2018 | Waco | Serie TV

Nancy

2018 | Nancy

Krystal

2017 | Krystal

John Wick. Pacto de sangre

2017 | John Wick: Chapter Two

Tras vengarse de la muerte de su esposa y de su perro, el antiguo asesino a sueldo John Wick intenta regresar a la tranquilidad de su retiro. Pero un líder mafioso le hará una oferta que no podrá rechazar, así que irá a Roma para matar a la hermana de éste, que una vez desaparecida ocupará su sillón en una organización de capos. Tras varios años de capa caída, Keanu Reeves logró un extraordinario éxito en taquilla, sobre todo en Estados Unidos, con John Wick. Supuso el debut como realizador de Chad Stahelski, coordinador de especialistas de Matrix. El dúo vuelve a hacer tándem en la secuela, a la que se ha apuntado también –para un papel muy secundario– Laurence Fishburne, que fue Morfeo en la saga de ciencia ficción. Si en la anterior ya se notaba demasiado la procedencia del realizador, esta segunda parece concebida para enseñársela a los de su gremio, pues consiste en una sucesión de interminables secuencias de acción, y poco más. Quienes se aburran si éstas duran más de tres minutos no encontrarán mucho más en el film. Salvo por un par de golpes de humor, los diálogos son bastante lacónicos, por lo que se desaprovecha a actores tan solventes como Ian McShane, John Leguizamo o Bridget Moynahan. Si Reeves se hubiera rapado el pelo, John Wick. Pacto de sangre no se diferenciaría demasiado de cualquier film de Jason Statham, y si se deja coleta parecería una de Steven Seagal. Para alegría de los incondicionales, el final parece dejar abierta la puerta a una tercera entrega.

4/10
Jekyll Island

2016 | Jekyll Island

Bloodline (2ª temporada)

2016 | Bloodline | Serie TV

La segunda temporada empieza con la lucha de la familia Rayburn por encubrir su crimen. Misteriosos desconocidos del pasado de Danny llegan con intenciones ocultas. El cuerpo policial se acerca a la verdad del asesinato de Danny, mientras quela paranoia y la desconfianza envenenan a la familia que hasta ahora parecía muy unida. Las mentiras se acumulan, las alianzas se rompen y las relaciones se destruyen. Sometidos a una gran presión, buenas personas se verán obligadas a hacer cosas muy perversas…

Infiltrado

2016 | The Infiltrator

Impactante película acerca del difícil trabajo de los policías infiltrados, que deben fingir un estilo de vida que nada tiene que ver con su forma de ver el mundo, para detener a criminales. Se basa en las memorias del policía de aduanas Robert Mazur, que investiga el sistema de blanqueo de dinero de los cárteles de la droga colombianos en los años 80. A través de un confidente logra contactar, junto con su compañero Emir Abreu con las más altas esferas del narcotráfico: y bajo la tapadera de rico hombre de negocios con múltiples relaciones, les ofrece blanquear con rapidez, brillo y esplendor enormes sumas. En esta ocasión Bryan Cranston, que en la serie que le dio la fama Breaking Bad era un tipo normal que terminaba convertido en capo de las drogas, se encuentra al otro lado de la ley, combatiendo el crimen bajo una falsa identidad, y hace muy creíble al protagonista. La película de Brad Furman (El inocente) pone el foco en la situación esquizofrénica que le toca vivir a Mazur, una persona íntegra, felizmente casado y padre de familia, pero que en su trabajo se enfrenta a situaciones turbias donde debe arreglárselas para hacer creíble su simulación y no transigir en aquellos principios que considera irrenunciables. Curiosamente, el libreto de Infiltrado está escrito por la madre del director, Ellen Sue Brown, en su primera experiencia en estas lides. Y esta relación profesional madre-hijo parece funcionar bien, pues ambos han logrado insuflar un ritmo dinámico a la trama, y una humanidad poco común en este tipo de historias ambientadas en el mundo de la droga, además de una nitidez moral mayor que a la serie casi contemporánea Narcos. Tiene fuerza el modo en que se refleja cómo afecta el trabajo del protagonista a la relación con su esposa (Juliet Aubrey), con situaciones delicadas como la de que Mazur tiene una falsa prometida (Diane Kruger) cuando le toca fingir ser un hombre de negocios; la relación con el también infiltrado John Leguizamo; o los afectos que surgen hacia los criminales, a los que luego se hace duro entregar a la justicia.

6/10
The Hollow Point

2016 | The Hollow Point

El nuevo sheriff de un pequeño pueblo de la frontera de EE. UU. y México investiga el negocio de un cártel de la droga que salió terriblemente mal.

American Ultra

2015 | American Ultra

En un pequeño pueblo viven dos jovenzuelos enamorados, Mike y Phoebe. Pero algo no anda bien en sus vidas, porretas empedernidos se sienten un poco atrapados en ese lugar debido a los ataques de pánico que sufre Mike, que busca el momento oportuno para pedirle matrimonio a Phoebe. Una noche mientras dibuja un tebeo de su invención en la solitaria tienda de carretera que regenta, Mike observa cómo dos tipos están manipulando su coche. Cuando se acerca y éstos se preparan para atacarle, Mike reacciona como una auténtico experto en la lucha cuerpo a cuerpo. Para su segunda película como director el londinense Nima Nourizadeh ha partido de un guión de Max Landis, responsable del libreto de Chronicle, film de bajo presupuesto con el que se dio a conocer. Entre los dos entregan una película que, por su concepción, tiene mucho de gamberrada, pese que cuenta una historia bastante sencilla que se desarrolla muy linealmente, por terrenos previsibles. El argumento central parece una mezcla entre las películas de Jason Bourne (experimento con agente desmemoriado de la CIA que hay que eliminar) y las escenas de acción y la puesta en escena de filmes friquis al estilo Kick-Ass. Listos para machacar. El resultado es medianamente entretenido, de humorada desfasada, aunque también excesivamente simple, paródico, leve. Hay que reconocer que el arranque tiene cierta gracia. Esa pareja de colgados fumetas, tan unidos, que parecen un cero a la izquierda y cuya vida cambia de la noche a la mañana en cuanto una mujer se acerca a Mike y le susurra una ristra de palabras, mantra mágico que despertará al superagente dormido en el interior del porrero. Pero a partir de ese punto la linealidad y el buscado aire comiquero y estrafalario rebajan la factura a volátil producto de consumo. Jesse Eisenberg y Kristen Stewart vuelven a compartir film tras Adventureland y las cosas no han cambiado demasiado: él sigue pareciendo un eterno adolescente, aunque justo es reconocer que es la mar de adecuado para el rayante papel protagonista, mientras que el rol de ella es mucho más soso y convencional, poco relevante.

5/10
Hermanísimas

2015 | Sisters

La historia de dos hermanas alejadas desde hace tiempo que no tienen más remedio que reunirse cuando sus padres las llaman para que recojan sus cosas de la casa familiar para ponerla en venta. Decididas a revivir sus días de gloria, organizan una última fiesta con sus antiguos compañeros de instituto que acaba en una locura desenfrenada e idónea para un grupo de adultos de capa caída.

Experimenter

2015 | Experimenter

Interesante película basada en hechos reales, escrita, dirigida y producida por Michael Almereyda. Sigue de un modo didáctico nada cargante, con el protagonista a veces dirigiéndose directamente al espectador, los experimentos del psicólogo y sociólogo neoyorquino de origen judío Stanley Milgram. Éste, influido por la muerte de parientes suyos en los campos de exterminio nazis, y por el aspecto banal de Adolf Eichmann durante sus juicios en Israel, condujo a partir de 1961 una serie de pruebas sobre la obediciencia y el comportamiento ante la autoridad de personas corrientes, lo que le llevó a inesperadas conclusiones. Los resultados produjeron gran controversia en la opinión pública y entre los expertos, al sacar a la luz lo fácilmente que una gran mayoría aceptaba, sin cuestionárselo demasiado, órdenes aberrantes, pero también porque los propios experimentos parecía ser éticamente reprobables. El gran mérito de Almereyda es crear emoción y tensión con la trama, planteando cuestiones morales de calado, en torno a la libertad y a la manipulación, y ello con propuestas visuales originales, y mostrando el lado humano del protagonista, incluida su historia de amor y vida familiar, donde brillan Peter Sarsgaard y Winona Ryder. No estamos ante un biopic convencional, pero al mismo tiempo se nos ofrece un cuadro bastante completo de Milgram y su trayectoria científica en Yale, Harvard y Nueva York, que en un mundo de "reality shows" continúa mostrando la vigencia de bastantes de sus investigaciones sobre el comportamiento del individuo y la masa, y las dificultades para rebelarse contra las corrientes dominantes.

6/10
Dentro del dolor

2015 | Meadowland

Shara y Phil. Un matrimonio feliz con un hijo, hasta que un día desaparece cuando habían parado a repostar en una gasolinera. Un año después no han asimilado una pérdida para la que no han obtenido ninguna explicación satisfactoria, a pesar de que la policía sigue investigando y con frecuencia pone ante sus ojos fotos de posibles sospechos que podrían tener que ver con la desaparición. El hecho les ha a distanciado, cada uno lo lleva a su manera. Él, policía, acude a unas reuniones de padres anónimos en su parroquia, y hace migas con uno de ellos. Ella, profesora, sigue con atención a un chaval con síndrome de Aspergen con unos padres de acogida que no le cuidan demasiado. Debut tras la cámara del director de fotografía Reed Morano, que asume también este rol. Se nota en el cuidado de la composición de algunos planos, estéticamente muy bellos. Pero se advierte también que no está acostumbrado a lidiar con una trama dramática, pues se empantana en la recreación de atmósferas, el estado de ánimo de marido y mujer, con sus personales obsesiones, sus suspicacias, sus silencios por los que se han abonado a nuevas y desesperanzadas rutinas. Olivia Wilde y Luke Wilson componen con corrección a sus personajes, y hay un buen plantel de secundarios, pero la cinta padece de una insoportable arritmia, incluido su paquidérmico final, que, se supone, debe ser muy poético, simbólico y emotivo.

4/10
#Chef

2014 | #Chef

Carl Jasper es un gran chef, pero atraviesa una crisis personal. Divorciado de su mujer Inez, no se ocupa todo lo que debiera de su pequeño hijo Percy. Sometido a presión porque va a venir a su restaurante un afamado crítico gastronómico bloguero, su jefe le obliga a no arriesgar en el menú, lo que se traduce en un comentario muy negativo, que acaba volviéndose viral en las redes sociales, de las que Carl es un completo ignorante. Pero puede que no haya mal que por bien no venga, pues es la ocasión de hacerse un replanteamiento profesional, cambiando de aires y volviendo a descubrir el placer de la vida en familia. #Chef es sin duda un proyecto muy personal de Jon Favreau, no en vano el cineasta escribe, dirige, produce y protagoniza el film. Se trata de una agradable comedia de corte familiar –aunque no se evita algún detalle grosero, el tono general es elegante–, hecha con mimo y buen "rollito", narrativamente ágil. En su entramado argumental tiene varios méritos: por ejemplo, aborda la cuestión de las redes sociales, concretamente Twitter, y lo hace de modo imaginativo e instructivo a la hora de hablar de su enorme influencia y su manejo por las jóvenes generaciones. Hay un esfuerzo por dibujar las relaciones entre padre e hijo –bien interpretados por Favreau y el niño Emjay Anthony–, el esfuerzo educativo y de comunicación entre ambos, más lo importante que es para un chaval contar con un papá y una mamá. Y pinta de modo atractivo la riqueza multicultural de Estados Unidos, concretamente la comunidad latina de procedencia cubana alrededor de Miami. Y sin embargo, hay un par de "peros" que se pueden poner al film. Por un lado, la poca capacidad de riesgo a la hora de afrontar las aristas que propicia la historia, aunque sea con el propósito de dejar un buen sabor de boca, nunca mejor dicho en un film de corte culinario y gastronómico. Y por otro, lo muy desdibujados que están casi todos los personajes secundarios, aunque hay que reconocer la capacidad de Favreau para fichar a amigos en pequeños papeles –Iron Man, o sea, Robert Downey Jr., y la Viuda Negra, Scarlett Johansson–, más otros nombres de prestigio como Sofía Vergara, Oliver Platt y Dustin Hoffman. Pero la sensación es que éstos, al igual que Bobby Cannavale y John Leguizamo, están algo desaprovechados, se confía en su fuerza en pantalla y ya está.

6/10
¡Vaya patrulla!

2014 | Ride Along

Durante los dos últimos años Ben, el vigilante del instituto (Kevin Hart), ha estado tratando de demostrar al detective James (Ice Cube) que es mucho más que un adicto a los videojuegos que no se merece a su hermana. Cuando por fin aceptan a Ben en la academia de policía, James le invita a patrullar y hacer que pase auténtico terror para así demostrarle que no tiene lo que se necesita.

Guerra total

2014 | Cymbeline

John Wick

2014 | John Wick

El hijo de un gángster ruso entra a robar con unos compinches en casa de John Wick, al que arrebatan su coche del 69, no sin antes matar a Daisy, la perrita que le regaló su mujer... ¡antes de fallecer! Grave error. Desconocen que el tal Wick antes de retirarse fue el matón más brutal e implacable de la mafia, por lo que no se va a tomar a broma precisamente su venganza... Keanu Reeves ha resucitado su carrera, al menos en Estados Unidos, con esta cinta, que supone el debut en la realización de David Leitch y Chad Stahelski, directores de especialistas y dobles de acción de su película Matrix, entre otros destacados títulos. Éstos se concentran en lo que mejor saben hacer, las coreografías de golpes. El film acaba resultando un poco cojo, pues el guión no sólo acumula todos los tópicos posibles del género de venganza, sino que tras el arranque no ofrece muchas más sorpresas. Recuerda mucho a los filmes de Liam Neeson en esta línea, aunque aquí todo resulta mucho más violento sin necesidad. Al menos, Reeves se lo ha tomado más en serio que en sus interpretaciones de los últimos años, por lo que por una vez vuelve a resultar convincente. Y cuenta con el respaldo de competentes secundarios como Michael Nyqvist, protagonista de la versión sueca de Los hombres que no amaban a las mujeres, padre del torpe villano, muy expresivo cuando su personaje se entera de la idiotez llevada a cabo por su hijo.

5/10
Kick-Ass 2. Con un par

2013 | Kick-Ass 2

Kick-Ass 2. Con un par adapta la segunda parte del cómic que originó la anterior entrega cinematográfica, del dibujante John Romita Jr. y el guionista Mark Millar. El director del film anterior, Matthew Vaughn, ha preferido quedar relegado a labores de producción, para ocuparse de otros proyectos, cediendo el testigo de la realización a Jeff Wadlow, autor de Rompiendo las reglas, subproducto de acción que trataba de imitar a Karate Kid. En Kick-Ass 2. Con un par, Dave Kuzewski se entrena para volver a patrullar las calles como superhéroe con Mindy, la joven que adoptaba la identidad de Hit-Girl. Pero el nuevo tutor de la segunda le prohibe seguir metiéndose en líos, pues pretende que lleve una vida normal. Así las cosas, mientras ella se enfrenta al reto de su vida, nada menos que enfrentarse a las animadoras y chicas populares del instituto, él se ve obligado a reemplazar a su amiga por el supergrupo dirigido por el coronel Barras y Estrellas. Mientras tanto, un antiguo héroe ha decidido reconvertirse en un supervillano (el primero que se da en el mundo real, fuera de los comics o las películas) para vengarse de Kuzewski, al que responsabiliza de la muerte de su padre. El propio Wadlow ha escrito el guión, ligeramente superior al de su predecesora, al incluir algún conflicto de cierta entidad, en las relaciones paternofiliales de los protagonistas, pero que sigue la misma línea irreverente, violenta y grosera. Wadlow incluso parece tomarse a broma la enorme cantidad de palabras malsonantes del film cuando un personaje echa mano del típico bote para poner un dólar cuando a alguien se le escape un taco (lleno de un billete por cada uno que suena en la película, se reuniría una pequeña fortuna). Por otro lado, Kick-Ass 2. Con un par está rodada eficazmente sin grandes aspavientos, y cuenta con alguna secuencia más o menos espectacular como el combate de Mindy tratando de entrar en una furgoneta a toda velocidad. En el apartado interpretativo, tanto Aaron Taylor-Johnson (Vronsky en Anna Karenina), como Chloë Grace Moretz (La invención de Hugo) no sólo cumplen, sino que ofrecen la sensación de que podrían dar más de sí en un film superior. Les rodean secundarios solventes como Morris Chesnut (Brigada 49), como el policía que cuida de Mindy, y un esforzadísimo Jim Carrey, que aunque posteriormente renegó de esta producción por su violencia, realiza un gran trabajo como el estrambótico coronel Barras y Estrellas, criminal reconvertido en héroe.

4/10
El consejero

2013 | The Counselor

Una fábula moral con el primer guión escrito para la pantalla del novelista Cormac McCarthy, y la cámara certera de Ridley Scott. Situada en el marco habitual de la frontera de México y Estados Unidos, aunque con salidas puntuales a otros puntos geográficos, Amsterdam y Londres. Sigue a una serie de personajes cuyas existencias giran en torno a turbios negocios ligados a los cárteles y el narcotráfico, un paisaje donde la vida tiene escaso valor, en un abrir y cerrar de ojos puede llegar la muerte, de modo bastante cruel. “El consejero”, o también, “El abogado” es un tipo sofisticado, que ha ido amasando una pequeña fortuna asesorando legalmente a gente dudosa, y que ha encontrado en la preciosa Laura a la mujer de su vida. La violenta muerte del hijo de una cliente encerrada en prisión por asuntos de drogas, en una complicada partida de ajedrez, les sitúa a él y a sus compinches en el ojo del huracán. Las “casualidades” no existen en este “negociado”, y la sangre reclama más sangre. El tándem McCarthy-Scott no ofrece una historia al uso: las costuras de su thriller inscrito en el mundo criminal y los personajes pasados de rosca pueden engañar a la mirada superficial, pero lo cierto es que el film se eleva por encima de lo convencional gracias a un indudable punto de vista ético, que podría resumirse en unas pocas ideas: las acciones tienen consecuencias, la degradación moral conduce a extremos enfermizos, la elección del mal nunca compensa. Ideas presentadas con el característico tono pesimista de McCarthy acerca de la condición humana, para él incluso el dolor que va parejo a las decisiones vitales no parece tener los efectos balsámicos y purificadores que otros les conceden, se convierte en simple castigo. El consejero es una película sólida, de ritmo envidiable, con muchas escenas concebidas como intercambios dialógicos entre dos personajes con frases trabajadas y densas en contenido. Quizá, a la hora de describir el hastío vital de algunos de ellos, se carga la mano en las conversaciones de contenido sexual, desagradables aunque ilustrativas de cómo el aburrimiento, a medida que se acumula poder y riqueza, irrumpe, llega a adoptar formas aberrantes, que rozan el ridículo. Botón de muestra es lo relativo a la confesión, para Laura algo que está ahí presente en su vida más o menos anodina de creyente cristiana, para Malkina otra forma de incurrir en la frivolidad, aunque pueda latir de fondo un anhelo de no se sabe qué. El film también aborda el egocentrismo, un defecto siempre actual, pero acentuado en nuestra sociedad contemporánea, con una escena muy iustrativa donde el consejero se ve rodeado de personas que sufren por la desaparición de un ser querido. Ridley Scott tiene a sus órdenes un gran reparto, donde sobresale Michael Fassbender, a quien ya dirigió en Prometheus, y que parece un experto en mostrar los aspectos dolientes de sus personajes. Está bien el resto, desde los españoles Javier Bardem y Penélope Cruz, al resto de actores, Brad Pitt, Cameron Díaz, Rosie Perez, Bruno Ganz...

6/10
La cazarrecompensas

2012 | One for the Money

La treintañera Stephanie "Steph" Plum está en el paro, recién divorciada y sin un dólar. Pedirá ayuda a su primo Vinnie, que regenta una empresa de fianzas, dedicada a encontrar a personas que no han comparecido ante la justicia. Steph logrará su empleo, a pesar de que no tiene ninguna experiencia en investigación, no sabe luchar, no sabe manejar un arma, etc., etc. Su principal objetivo será encontrar a un policía llamado Morelli, acusado de asesinato. Si logra encontrarlo se llevará 50.000 dólares. Pero Morelli es un viejo conocido de Steph, un ligue del instituto que no ha podido olvidar. Katherine Heigl tiene que hacer algo, y rápido, si no quiere desaparecer del mapa cinematográfico. La chica tiene chispa, encanto en la pantalla, ¡de verdad que tiene gracia, caramba!, pero... lleva años haciendo películas muy malas. Así de claro. No hay más que echar un vistazo a sus trabajos precedentes: La cruda realidad, Como la vida misma, Killers... Y aquí tenemos otra fruslería por el estilo, con un argumento lleno de lugares comunes, de una ligereza exagerada y tonta, y con un desenlace que adivinaría cualquier niño de 7 años. La Heigl es además productora de La cazarrecompensas, con lo que la cosa se complica. El guión de La cazarrecompensas, basado en una serie de novelas escritas por Janet Evanovich, tiene un defecto que no logra superar en ningún momento: su falta de seriedad. La directora Julie Anne Robinson (La última canción) se muestra incapaz de conjugar con talento el tono de pura comedia y la supuesta trama de thriller, y más si cabe cuando pretende que ese enfoque de acción tenga verdadera intensidad dramática. El resultado es un ejemplo de lo que no hay que hacer: mezclar churras con merinas. Ni la comedia funciona, ni la intriga es tal (hasta la película Exposados, de trama similar, sale muy airosa de la comparación). En fin, una pena, porque había reparto suficiente para que la cosa saliera bien, con una divertida abuela interpretada por la octogenaria Debbie Reynolds y con un muy eficaz galán de turno, Jason O'Mara (Terra Nova).

3/10
Vanishing on 7th Street

2011 | Vanishing on 7th Street

El inocente (The Lincoln Lawyer)

2011 | The Lincoln Lawyer

Mickey Haller es un arrogante abogado de Los Ángeles, divorciado y con una niña, cuyo particular despacho es el asiento trasero de su vehículo, un Lincoln. A través de un conocido le llega un apetitoso caso, la defensa de Louis Roulet, un joven millonario de buena familia, acusado de atacar brutalmente a una prostituta en su casa. Roulet sostiene su inocencia, le habrían tendido una trampa, y la víctima se habría dejado agredir por un cómplice para obtener una suculenta indemnización. Entretenido thriller judicial, que adapta una de las novelas del popular Michael Connelly. De alguna manera el protagonista, Matthew McConaughey, recupera las esencias de los inicios de una carrera venida a menos, la época de Tiempo de matar y Lone Star, cuando era saludado como un nuevo Paul Newman. El actor da bien el personaje, mezcla de cinismo y vulnerabilidad, que sabe que ha echado a perder su vida familiar y trata de salvar en lo que puede los muebles, y capaz de guardarse algún as en la manga, cuando su trabajo se complica. El desconocido Brad Furman dirige con buen pulso el film, y John Romano ha hecho un buen trabajo de adaptación de la novela de Connelly, deja bien atados los cabos de las numerosas sorpresas de la enredada madeja argumental y define bien a los numerosos personajes secundarios. Se trata de un buen ejemplo del artesanal cine de Hollywood, capaz de ofrecer una historia tal vez no memorable, pero sí entretenida, perfectamente realizada, y que deja buen sabor de boca. Además, la incertidumbre de cómo discurrirá la narración, está bien entrelazada con los diversos dilemas morales que plantea la película: la confidencialidad abogado-cliente, la creencia en la inocencia de quien defiendes, los agujeros del sistema legal, el deseo de tomar la justicia por la propia mano...

6/10
Juramento de venganza

2009 | The Ministers

Un sacerdote es asesinado en plena calle. Sus hermanos se reúnen tras la tragedia y juran vengar su muerte aunque sea lo último que hagan. Ellos buscan venganza al igual que una joven cuyo padre ha sido asesinado. Ella cuenta con la ayuda de un antiguo compañero de trabajo de su progenitor para hacer justicia. John Leguizamo se desdobla para interpretar a los hermanos vengadores mientras que Harvey Keitel interpreta al ayudante de la joven que también busca venganza.

4/10
Gamer

2009 | Gamer

Cinta de acción futurista, Gamer se desarrolla en un mundo donde los videojuegos se han convertido en el gran espectáculo del momento, que tiene aficionados y seguidores alrededor de todo el planeta. Lo que los hace tan especiales es que se ha desarrollado la tecnología capaz de convertir a los seres humanos en protagonistas de la partida. Así, los jugadores controlan a los que se han convertido en los nuevos “esclavos” del momento, los hombres que protagonizan la partida. La posibilidad de tener el control total sobre otras personas es lo que tiene cautivada a la población. El problema para las “marionetas” que protagonizan los juegos es que son muy reales, por lo que sufren golpes y todo tipo de castigos que en muchísimos casos acaban con la muerte. Así pues, los concursantes ideales son los que residen en el Corredor de la Muerte; total, se van a morir igualmente... Kable está en el Corredor y ha salido ileso y vencedor de 27 partidas. El preso que llegue a las 30 conseguirá su libertad, de ahí su interés por salir airoso de las 3 citas con el juego que le quedan. Visto el tráiler de Gamer, todo recuerda demasiado al reciente remake de Paul W.S. Anderson Death Race (La carrera de la muerte). En esee título Jason Statham era quien protagonizaba la historia, donde también formaba parte de un macabro juego seguido multitudinariamente a nivel internacional –convertido también en el mayor espectáculo del mundo- y protagonizado por presos. Quien sobreviviera y ganara cinco carreras de coches obtendría su libertad. Aquí ocurre tres cuartas partes de lo mismo. Además, todo apunta a que el pobre Gerard Butler es el típico tipo inocente que está en la cárcel, cuando realmente es un hombre modelo, casi tan bueno como lo era también Statham en la película de Anderson.  

4/10
Miracle at St. Anna

2008 | Miracle at St. Anna

Asesinato justo

2008 | Righteous Kill

Robert De Niro y Al Pacino han demostrado que son dos grandísimos actores desde la década de los 70. Pero desde hace algún tiempo, ambos parecen haberse acomodado demasiado, pues escogen papeles que no requieren por su parte el esfuerzo que hicieron en el pasado con títulos como Toro salvaje o Esencia de mujer, por citar un ejemplo de cada uno. Ahora, vuelven a juntarse por tercera vez tras El padrino II, donde sus personajes estaban separados en el tiempo y jamás compartían la pantalla, y Heat, donde aparecían juntos en una excelente secuencia, sentados a la mesa de una cafetería. Estos dos grandes pesos pesados interpretan a Turk y Rooster, veteranos detectives de la policía. El film comienza con un vídeo en el que Turk confiesa que es el culpable de 14 asesinatos que investigaban sus compañeros. Un flash-back muestra lo que ocurrió unos meses atrás, cuando empezó todo. Turk y Rooster andan en busca de pruebas contra un peligroso narcotraficante. Su jefe les reclama para que echen una mano, porque ha aparecido muerto un delincuente. Junto al cadáver se ha encontrado un poema que justifica el crimen porque la víctima estaba fuera de la ley. Es sólo el primero de una serie de asesinatos similares, con poema incluido. Las víctimas han abierto ellos mismos la puerta al asesino, por lo que es posible que le conocieran. Cobra fuerza la hipótesis de que pudiera ser un policía, al que abren cuando éste les enseña la placa... No estamos ante un título del nivel de Heat –con los tiroteos impactantes que filmaba Michael Mann– y desde luego no es El padrino II, una de las obras maestras de la historia del cine. Quizás las expectativas estaban demasiado altas, pero es que la distancia que separa estos dos títulos de este thriller es abismal. Y es que da la impresión de que el director de la cinta también está en decadencia, pues Jon Avnet dirigió en los 90 películas valiosas, como Tomates verdes fritos e Íntimo y personal, pero últimamente rueda cintas decepcionantes. La última fue 88 minutos, también con Pacino, un thriller fallido, por culpa de un guión horrible. Esta vez parte de material un poco mejor rematado, pero excesivamente convencional. Los diálogos no son muy brillantes, y el guionista Russell Gewirtz (autor de la muy superior Plan oculto) es consciente de que la única frase que tiene un poco de gracia es una sobre una placa y una pistola, así que la repite dos veces. Tampoco se ha roto la cabeza a la hora de imaginar secuencias rompedoras. Ya se han visto duelos con revólver como los que salen, y no es la primera vez que en un film unos policías le ponen un micrófono a un testigo para que vaya a conversar con un traficante, a ver si graban una conversación comprometedora. Todo se complica porque el citado Avnet es incapaz de darles una nota de frescura, o filmar de una manera que le dé algo de ‘vidilla’ a la cosa. Se ven tantos desastres en el cine, que se puede decir que esta cinta cumple su función y plantea –de forma mínima– un dilema ético, en torno a la justicia y las imperfecciones del sistema. Además, Pacino y De Niro, sin esforzarse nada de nada –porque no tienen siquiera un momento que parezca especialmente difícil–, y aunque se notan muchísimo los efectos del tiempo, mantienen parte de su inmenso carisma. También es cierto que están rodeados por secundarios de solvencia probada, como Carla Gugino, Brian Dennehy y John Leguizamo, que curiosamente tenía un papel bastante destacado junto a Pacino en Atrapado por su pasado, una cinta para recordar. Eran otros tiempos.

4/10
El incidente

2008 | The Happening

Un día en Nueva York, como otro cualquiera. ¿O no? Es temprano, y comienza un extraño fenómeno, que tiene su foco en Central Park. La gente se queda como atontada, empieza a divagar, y finalmente atenta contra su propia vida. La primera explicación que surge es la del ataque terrorista: una nube tóxica afectaría al cerebro anulando el instinto de la propia conservación. Pero a medida que incidentes similares se repiten en distintos lugares de la costa Este de Estados Unidos, tal explicación se revela insuficiente. En cualquier caso, los asustados ciudadanos se llevan el equipaje imprescindible y tratan de viajar al interior del país. Uno de ellos es Elliott, profesor de ciencias en un instituto de Filadelfia, cuyo matrimonio pasa una mala racha, sin razón aparente. Le acompaña en la huida su esposa Alma, y un colega profesor con su hijita. M. Night Shyamalan vuelve a mostrar su “mano de santo” a la hora de crear suspense, una atmósfera en que un plano del simple mecerse de las ramas de un árbol por el viento, acompañado del sonido y la música adecuadas, logran estremecer al más “pintado”. Realmente son inquietantes los sucesos que acontecen en el film, sobre todo por su origen desconocido, la falta de una explicación racional de los mismos. Toda la trama pivota alrededor del personaje de Elliott; acostumbrado a usar el método científico y enseñarlo a sus alumnos para resolver problemas, también es alguien abierto a que algunas cosas en el universo se resisten a las explicaciones convencionales. Ese enfoque de que el hombre no puede encontrar las razones de todo, la apertura al misterio, resulta tremendamente atractivo. Frente a su anterior film, La joven del agua, muy artificioso al hablar de ninfas y otras zarandajas, aquí Shyamalan opta por una narración directa, casi minimalista, evocadora de grandes temas, que no se queda en las hojas que impiden ver el árbol. Ahí fuera hay una siniestra amenaza, y hay que sobrevivir a toda costa. Punto pelota. A partir de esa premisa, esqueleto elemental, cabe dotar de significado a los pasajes: lanzar una advertencia de corte ecologista, y hablar –tema recurrente del cineasta– de la importancia de la comunicación y la comprensión entre las personas, algo abordado a través del matrimonio Elliott-Alma y de la niña que deben custodiar. Poderosísima es la escena de los tres saliendo de sus respectivos refugios, a modo de acto redentor a través del amor. Y se juega a un interesante contraste entre lo artificial e impostado ­–esa casa piloto en la que se refugian–, y la naturalidad en el trato. También se aborda la tentación del aislamiento ante los problemas –tema que ya abordó en El bosque–, lo que puede degenerar en manías de diversa índole, inclusive el recurso a la violencia. Shyamalan entrega un buen film de género, técnicamente impecable, que habla de miedos muy actuales, y de dificultades familiares también muy comunes. Eso sí, en ese ir a lo esencial se queda uno con la sensación de que a la película le falta algo de chicha, y que utiliza algún truco de guión demasiado obvio o de relleno. Estamos ante una gran serie B de un director A. Hay pasajes terroríficos, más sanguinolentos de lo habitual en el cineasta, aunque acuda a veces al fuera de campo, o evite el puro plano repulsivo. Y al tiempo sabe producir miedo con escenas casi fantasmagóricas, o con elementos cotidianos. Ese recurso a las plantas, con la paradoja de que pueden hacernos temblar –en un montón de pasajes, tal vez recordando otros vegetales inquietantes, las vainas gigantes de La invasión de los ladrones de cuerpos– o reír –otro momento que no es cuestión de destripar–, es ilustrativo de la pericia narrativa de Shyamalan. Su deuda con Alfred Hitchcock y Los pájaros a la hora de crear miedo con la cotidianeidad es clara y funciona. También, algo muy meritorio de una película de género, sabe dotar de humanidad a sus personajes. Sobresale especialmente Mark Wahlberg, con su cara de sufridor cuando mira a su esposa sin saber qué debe hacer para superar sus diferencias; en la escena de distensión en que hace una confidencia a Alma, correspondiendo a la que la otra le hizo; y cuando logra ganarse la confianza de su pequeña acompañante.

6/10
The Take

2007 | The Take

Félix de la Peña conduce un furgón blindado para alimentar a su mujer y sus dos hijos. De origen humilde, su vida cambia cuando se ve envuelto en un violento asalto al furgón. Es secuestrado y sobrevive milagrosamente a un tiro en la cabeza. Durante su recuperación pierde la memoria, lo que le hace enfrentarse a un duro trance. El FBI comienza a sospechar que él también estaba implicado en el robo, algo que De la Peña no puede recordar. Así que iniciará una investigación por su cuenta, para conocer la verdadera historia del robo al furgón. Esta cinta cae en los tópicos hollywoodienses de mostrar a negros y sudamericanos como los reyes de los bajos fondos. En esta película, unos y otros forman parte de la escoria humana.

4/10
Paraiso Travel

2007 | Paraiso Travel

Marlon y es un joven de Medellín (Colombia), que vive dignamente en un familia de clase media, con sus padres y su hermano pequeño. Está muy enamorado de Reina, una chica que tiene la obsesión de emigrar a Estados Unidos, y que a fuerza de ruegos y valiéndose de la seducción logra que Marlon acepte acompañarla a Nueva York. Tras un terrible viaje, completamente ilegal, llegarán a Nueva York, pero una vez allí Marión se pierde y, enfermo y débil, está a punto de morir de inanición. Es entonces cuando es recogido por una familia colombiana que regenta un restaurante. Marlon hace nuevos amigos, pero está obsesionado con encontrar a Reina, de la que sigue enamorado (o, sería mejor decir, 'enganchado'). Dura y fallida historia sobre la vida de los inmigrantes latinos en Estados Unidos, donde la vida paradisíaca que se busca resulta luego no existir por ningún lado. Muestra el director colombiano Simon Brand (Mentes en blanco) que la verdadera soledad es la falta de amor y cómo la indiferencia es uno de los grandes males de la civilización occidental. El guión, basado en una novela de Jorge Franco, alterna las andanzas de Marlon en la ciudad de los rascacielos con las diversas etapas del horroroso viaje que realizan desde Colombia, lleno de engaños, corrupción y condiciones inhumanas. Sin embargo, el interés que la historia y el protagonista despiertan en los primeros minutos va diluyéndose poco a poco, debido a la falta de ritmo y a la insuficiente evolución del personaje principal, demasiado ingenuo para abrir los ojos a la realidad y olvidar obsesiones del pasado. Hay además una elevada y desagradable sordidez en la trama, plagada de secuencias sexuales y personajes marginales, como el esperpéntico y rebuscado papel de John Leguizamo. Al final, el resultado no llega a las expectativas generadas en un principio y, después de ver el lamentable ‘itinerario’ que ha de recorrer el protagonista, cierto regusto amargo es lo único que queda.

4/10
El amor en los tiempos del cólera

2007 | Love in the Time of Cholera

Las novelas más reconocidas del Nobel colombiano Gabriel García Márquez son, sobre todo, "Cien años de soledad", y también "Crónica de una muerte anunciada", por su importancia en la literatura hispanoamericana. Y sin embargo, "El amor en los tiempos del cólera" es su obra más emotiva. También es una novela más adaptable al cine que los dos títulos citados, por lo que había generado grandes expectativas esta versión del británico Mike Newell, director de Cuatro bodas y un funeral, que ha demostrado cierta pericia para llevar libros a la pantalla, con Un abril encantado, Donnie Brasco y Harry Potter y el cáliz de fuego. El cineasta tenía posibilidades de romper la paradoja de que a pesar de que García Márquez estudió cine y ha sido guionista, no ha tenido mucha suerte cuando se han pasado sus mejores trabajos al cine, pues se puede decir que como mucho se salva El coronel no tiene quien le escriba, de Arturo Ripstein. El guionista sudafricano Ronald Harwood (que también ha adaptado La escafandra y la mariposa) se ha esforzado por seguir linealmente la novela y condesar en dos horas y veinte un libro de 500 páginas. Como es bien sabido, el libro narra la historia de amor entre Florentino Ariza y Fermina Daza, a lo largo de unas seis décadas. Un jovencísimo Florentino, empleado del servicio de correos, descubre a Fermina cuando acude a su casa a entregarle un telegrama a su padre. Inspirado por el amor que siente hacia ella, le escribe unas cartas sinceras, extensas y apasionadas, que logra entregarle en la clandestinidad. Gracias a ellas, logra ganarse su corazón, pero el padre sueña con casar a Fermina con un joven de buena familia, y un empleado de correos le parece ‘poco’ para ella. Cuando se entera de la relación, decide llevarse lejos a su hija. Florentino mantendrá encendida la llama del amor con la ayuda del telégrafo. No es tan fiel sin embargo el film en cuanto al tono. García Márquez usa aposta en esta novela todos los recursos de los folletines decimonónicos, que funcionan con brillantez en clave de realismo mágico. Captar esa forma única del escritor de hacer pasar por ordinario lo extraordinario es bastante difícil para un director que no sea hispanoamericano, y Mike Newel se queda bastante lejos. De esta forma, lo que queda, a ratos parece un culebrón televisivo. Newell ha contado con un presupuesto que le permite una convincente recreación del final del siglo XIX y principios del XX. Cuenta con buenos técnicos, y sobre todo, con un prometedor reparto internacional, reunido por su colaboradora habitual, la veteranísima Susie Figgis, prima del director Mike Figgis. Quien haya leído la novela convendrá en que algunos de los intérpretes van al pelo con sus personajes. Destaca la colombiana Catalina Sandino Moreno, como Hildebranda, la prima de la protagonista; la brasileña Fernanda Montenegro, que encarna a la madre de Florentino Ariza; Liev Schreiber, director de la oficina de telégrafos; y la española Alicia Borrachero, en una breve intervención como la tía de Fermina. La primera actriz, la italiana Giovanna Mezzogiorno, realiza un correcto trabajo, con la dificultad añadida de que interpreta a su personaje a lo largo de los años, de adolescente a anciana, con ayuda de una buena labor del departamento de maquillaje. Por contra, desentona el actor Javier Bardem, en una interpretación forzada, que llega a resultar esperpéntica, y que supone el mayor lastre de la película. Su personaje debe parecer un romántico enamorado, algo estrafalario, pero como sobreactúa, parece una especie de ‘freak’. Mike Newell ha fracasado en este sentido en su faceta de director de actores, al dejar que su estrella se le descontrole por completo. Resultan especialmente llamativas las secuencias de Bardem con sus amantes, que siguen su línea histriónica, dando lugar a los peores momentos del film. Subyacen, al menos, algunos temas presentes en la novela original, sobre la evolución de los seres humanos a lo largo del tiempo, y que supone una exploración del amor en sus diferentes fases. Contrapone los encuentros promiscuos de Florentino con amantes que nunca jamás llegarán a hacerle feliz, con la vida plena que vive Fermina, casada con un hombre íntegro, con el que tiene hijos, y que a pesar de algún problema y una grave crisis matrimonial, le hace feliz. Y apuesta decididamente por el romanticismo, al mostrar a un personaje enamorado para siempre.

4/10
Los amigos del novio

2006 | The Groomsmen

El padre de la novia, El hijo de la novia, La madre del novio y ahora… Los amigos del novio. El novio es Paulie, periodista que ha superado la treintena, a punto de casarse con Sue, a la que ha dejado embarazada. A pocos días de la boda, Paulie pasa mucho tiempo con sus amigos, y rehace el conjunto musical con el que interpretaban rock años atrás. La pandilla la componen Jimbo, su hermano mayor, que tiene problemas con su novia de toda la vida, por un problema que se resiste a contar; Mike, solterón incapaz de aceptar que su pareja le ha dejado porque sigue obsesionado con sus cromos de béisbol; T.C., acaba de regresar tras haberles abandonado sin despedirse y que resulta ser homosexual; y Dez, el más maduro, casado y satisfecho con sus hijos. Escrita, dirigida y protagonizada por Edward Burns, el film sorprenderá poco a quien haya visto sus trabajos anteriores, como Los hermanos McMullen. El cineasta sigue empeñado en describir personajes corrientes de Queens, a los que cuesta comprometerse; un tema, el de treintañeros en proceso de maduración, recurrente en el cine actual. Pero Burns rueda con un estilo personal, dando prioridad a los diálogos, se rodea de actores de calidad, y su historia es sólida.

6/10
The Alibi (La coartada)

2006 | The Alibi

Ray Elliott tiene un trabajo un poco especial. Se dedica a servir como coartada para sus clientes, cuando éstos mantienen relaciones extraconyugales. El tipo es especialista en inventarse todo tipo de historias para justificarles de cara a sus esposas. Mientras ejerce su extraña profesión, Ray se enamora de una mujer. Comedia que parodia los tópicos del cine negro, cortada a la medida de Steve Coogan. Le acompañan actores con oficio como son Sam Elliott o Rebecca Romijn.

4/10
The Honeymooners

2005 | The Honeymooners

Ralph Krandem, conductor de autobuses de Nueva York, sueña con una vida económicamente desahogada. Por esta razón, siempre que se junta con su amigo Ed, compone planes para hacerse rico en un corto espacio de tiempo. Un día, se les ocurre poner a su perro, un chucho avispado y prometedor, en manos de un reputado entrenador de perros. Pero sus esposas llegan a la conclusión de que están derrochando el dinero, por lo que deciden poner fin a las delirantes ideas de sus maridos. El cómico televisivo Cedric the Entertainer, destacado secundario de Be Cool, encarna al protagonista en esta revisión de una conocida serie televisiva de los 50, que protagonizó Jackie Gleason. 

2/10
Asalto al distrito 13

2005 | Assault On Precinct 13

31 de diciembre, fun, fun, fun. Marion Bishop, peligroso mafioso que ha asesinado a un policía, es trasladado en un furgón policial con otros delincuentes de poca monta: el yonqui Beck, la pandillera Anna, y el timador Smiley. Pero se ha desatado una tormenta de nieve que impide circular por la carretera, de modo que recalan en la comisaría del distrito 13 de Detroit, a punto de cerrar porque se ha quedado anticuada. Sólo queda allí un puñado de policías al mando del sargento Jake Roenit, oficial traumatizado por una operación fallida. De repente, dos enmascarados atacan a los guardias del autobús. Es el comienzo del ataque de un grupo de tipos que no son lo que parece. Frente a tanta versión estadounidense de los grandes éxitos del cine de terror japonés, en esta ocasión es un cineasta francés, Jean-François Richet (eso sí, coproducido por EE.UU.) el que moderniza un título de culto del cine yanqui de los 70, Asalto a la comisaría del distrito 13, de John Carpenter. Y aunque las comparaciones son odiosas, lo cierto es que Richet compone una vistosa cinta de acción, que sólo se parece al original en el punto de partida y en el nombre de algunos personajes, y que agradará hasta a los incondicionales de Carpenter. Aunque tienen al estereotipo, los espléndidos actores entregan unas composiciones creíbles. Y aunque la historia tiene poco fondo, más allá de la crítica a la corrupción policial, el acabado técnico es modélico, el ritmo trepidante, y la fotografía tenebrista ayuda a crear una atmósfera claustrofóbica.

6/10
Urgencias (12ª temporada)

2005 | ER | Serie TV

Eve Peyton, mujer de carácter, es la nueva jefa de enfermeras. Decide que el doctor Kovac y Sam, su novia, no deben trabajar juntos, puesto que mantienen una relación sentimental. Una madre de alquiler se niega a que le practiquen una cesárea y el niño nace con daños cerebrales irreversibles. La duodécima temporada de la exitosa serie incluye más humor de lo habitual y giros inesperados, como la muerte de uno de los médicos. Son estrellas invitadas Danny Glover y James Woods.

6/10
La tierra de los muertos vivientes

2005 | Land Of The Dead

Terroríficos zombies que se alimentan de carne humana han invadido las principales ciudades. Los pocos humanos que quedan sobreviven como pueden. Es el caso de los habitantes de una ciudad rodeada por una verja electrificada. En su interior se alza una urbanización de lujosas torres conocida como Fiddler’s Green, donde imperan las leyes de Kaufman, un autoritario cacique. Uno de los hombres que trabajan para Kaufman es Riley, que al mando de un grupo de duros mercenarios emprende arriesgadas misiones fuera de los muros, con el objetivo de conseguir suministros o reconocer el terreno. Riley quiere ganar el dinero suficiente para huir hacia el norte, donde ha oído que existen superviventes que viven mejor. Durante una misión rutinaria, Riley y sus acompañantes descubren que los zombies están evolucionando, empiezan a fingir que se comportan como humanos, y poco a poco aprenden a comunicarse y a organizarse. Rodada en 1968 con un presupuesto mínimo, pero una gran imaginación, La noche de los muertos vivientes está considerada un clásico del género de terror. La cinta supuso el debut de George A. Romero, que fue alabado por la crítica como una joven promesa. Aunque algunas de sus siguientes películas, como Creepshow, están bien consideradas entre los incondicionales del terror, lo cierto es que Romero no ha vuelto a revalidar su éxito desde entonces, y cuando su carrera se encuentra en horas bajas, recurre a las secuelas de su opera prima. Tras Zombie (1978) y El día de los muertos (1985), el cineasta filma ahora la que sería cronológicamente la cuarta parte, dejando aparte algunos remakes de las entregas anteriores. En la línea de sus predecesoras, la cinta tiene el tono característico del cine de terror más duro, e incluye numerosas secuencias de acción. Pero Romero también incluye agudos golpes de humor, como la impagable aparición del mercenario español, y la secuencia del zombie buscándole utilidad al martillo eléctrico. Durante la mayor parte del metraje, Romero parece más preocupado por describir las interacciones de los humanos que por los zombies, e intenta aportar grandes dosis de crítica social. Y aunque su descripción del lado más negativo de la ambición es un tanto simple, esto no enturbia la calidad del film.

5/10
Crónicas

2004 | Crónicas

El equipo periodístico del programa televisivo de Miami “Una hora con la verdad” –el célebre reportero Manolo Bonilla, el cámara Iván y la productora Marisa– se encuentra en una miserable barriada llamada Babahoyo, en Ecuador. El motivo es que están haciendo un reportaje acerca de las actividades de un sanguinario asesino en serie que está aterrorizando al pueblo. El macabro hallazgo de una fosa con los cuerpos violados y torturados de varios niños ha dejado al pueblo en estado de shock. En ese ambiente, Vinicio –un vendedor de biblias del pueblo– atropella accidentalmente a un niño y los habitantes se ensañan con él. El equipo de periodistas filma el linchamiento, pero antes de que lo quemen vivo, Manolo logra salvar al desgraciado, aunque las autoridades lo meten en la cárcel. Dispuesto a hacer un reportaje sobre su vida, Manolo conversa con Vinicio, y éste le dice que tiene información sobre el asesino de niños. Interesante segundo film del ecuatoriano Sebastián Cordero (Ratas, ratones, rateros), avalado por una peculiar pareja de productores, los mexicanos Alfonso Cuarón y Guillermo del Toro. El guión, sobrio y directo, habla de la relación entre la noticia y la verdad, y de la siempre formulada cuestión acerca de los límites entre el trabajo periodístico, siempre ávido del éxito y de la actualidad, y el deber de servir al bien y a la justicia. Cordero no da razones acerca de lo correcto o no de la decisión de sus personajes, pero sin ápice de frivolidad muestra con acierto lo que hay: que la propias acciones tienen consecuencias muchas veces no deseables. Se puede escapar de ellas, amparándose en la ética del trabajo, o quizá  aislándose con drogas, pero no se pueden ocultar. El film retrata también la desproporcionada influencia de los medios de comunicación, llamados tan justamente el cuarto poder, y cómo resulta enormemente fácil manipular a la voluble población. Cordero filma con inusitada intensidad –la secuencia inicial del linchamiento es tremenda, de una brutal cercanía–, reforzada por la profusión de primeros planos, de modo que la sensación de barro, tierra y suciedad es constante y embadurna todo la película. Las localizaciones en el pueblo son muy realistas, y están muy bien recogidas por la notable fotografía de Enrique Chediak. Y entre el reparto, todo él muy convincente, con John Leguizamo y la española Leonor Watling a la cabeza, hay que hacer una mención especial a la soberbia interpretación de Damián Alcázar, quien compone un Vinicio muy verosímil, tan lleno de aristas como de naturalidad.

5/10
Empire

2002 | Empire

Víctor es un hispano, camello en el Bronx. Vendiendo un poco de droga aquí, otro poco allá, ha hecho todo un capitalito. Tiene una novia a la que quiere mucho, y que está esperando un crío. Debería ser el momento de soltar el lastre de una vida sórdida, y tratar de apuntarse a la “normalidad”. Aunque suponga dejar fuera a los “colegas” del barrio. La oportunidad surge cuando conoce a un “blanquito”, broker en Wall Street, que podría colocar los ahorros de la pareja en un paquete de valores seguros. ¿Alguien ha dicho seguros? Acostumbrados a ver en las películas USA a gángsters de todos los pelajes (italianos, negros, irlandeses…), la novedad del film consiste en mostrar a hispanos dedicados al viejo y lucrativo oficio. John Leguizamo compone al creíble protagonista, que trata de salir de un mundillo sucio, para descubrir a la postre que el exterior no es mucho más pulcro. La idea funciona, deparando alguna que otra sorpresa; entre medias, no se escatima violencia y música rap.

5/10
Fuego intencionado

2002 | Point Of Origin

Mientras intenta atrapar a un peligroso pirómano culpable de una cadena de incendios, un veterano bombero se convierte en el principal sospechoso de haberlos causado. Ray Liotta (Hannibal) y John Leguizamo (Moulin Rouge) protagonizan este thriller basado en hechos reales, que se suma al género bomberil del que Llamaradas y 15 minutos son buenos representantes.

4/10
Daño colateral

2002 | Collateral Damage

Los sucesos del 11 de septiembre obligaron a retrasar el estreno de este film de Andrew Davis (El fugitivo), donde la esposa y el hijo de un bombero mueren en una acción terrorista. Se supone que El Lobo, un guerrilero colombiano, es el responsable del atentado y sus “daños colaterales”. Así que para allá va Arnold Schwarzenegger en busca de venganza. Para incondicionales de las películas de acción al más clásico estilo hollywoodiense.

4/10
Spun

2002 | Spun

Ross es un adicto al speed. Cuando va a ver a Spider, su camello habitual, éste le presenta una nueva droga creada por su amigo The Cook, y que le llevará a estados de “cuelgue” nunca vistos. En sus movimientos de cámara frenéticos y un montaje dinámico se nota que el director de esta cinta, Jonas Akerlund, es un reputado director de videoclips de Madonna y otros célebres artistas. Akerlund ha contado con actores de peso, pero no juzga a sus personajes, drogadictos que parecen irrecuperables, pues se limita a seguirles durante tres días, y a aportar mucho humor negro.

4/10
¿Qué más puede pasar?

2001 | What's The Worst That Could Happen?

No, no es el anillo único, de cuya destrucción debe encargarse Frodo en El señor de los anillos. Se trata del anillo de la suerte de Kevin, ladrón profesional que es pillado in fraganti en la casa de Max, un multimillonario. Éste, más chulo que un ocho, no sólo consigue la restitución de lo robado, sino que aduce que un anillo que lleva Kevin es también suyo. De modo que se queda con la joya, creyendo quizá aquello del refrán “Quien roba a un ladrón, tiene cien años de perdón”. Pero la cosa no va a quedar así, no señor. Y empieza una guerra sin cuartel entre los dos. Sam Weisman, responsable de ese “tarzán” de pacotilla llamado George de la jungla articula una comedia con algunos momentos hilarantes. Para lograrlo tiene a dos actores auténticos especialistas en comedia: Martin Lawrence (Condenados a fugarse, Dos policías rebeldes) y Danny DeVito (La guerra de los Rose). Asegura el director que “hay una escena en la película (y no voy a decir cuál es) en la que mi risa se oye en la pantalla”. Así que, ¡atentos!

3/10
Moulin Rouge

2001 | Moulin Rouge!

Historia romántica en los bohemios ambientes de París, servida con dirección artística deslumbrante y música de quitarse el sombrero. Eso y mucho más da Moulin Rouge, revisitación del célebre garito nocturno parisino, mostrado ya en celuloide en filmes tan clásicos como Moulin Rouge (1952) de John Huston o French Cancan de Jean Renoir. La trama es sencilla, pero funciona a las mil maravillas. Christian es un joven artista con talento, amigo de gente tan interesante como el pintor Toulouse Lautrec. Él desearía escribir un maravilloso espectáculo musical a representar en el Moulin Rouge. Con lo que no cuenta es con enamorarse. Y lo hace de Satine, la bailarina más hermosa del local. Aunque la actividad de ella no puede definirse como exclusivamente artística. Pues Satine es utilizada como objeto de placer, y concretamente es ofrecida al duque de Monroth, personaje que debe ser complacido para que invierta el dinero necesario para salvar al Moulin Rouge de la ruina económica. ¿Será imposible el amor de Christian y Satine? Baz Luhrmann sabe dar peso específico a la sensual historia de amor que centra el film. No en vano el director firmó hace unos años Romeo y Julieta, de William Shakespeare, traslación a nuestros días de la inmortal obra de Shakespeare. También trata la cuestión de la integridad de la obra del artista, cuando se le requiere que modifique su trabajo para complacer al “productor” de turno. A esto se suma una coreografía maravillosa (recordemos que el australiano también dirigió El amor está en el aire (1992)), servida con un eficaz y endiablado montaje. O la audacia de usar música moderna y variada, y darle un sentido unitario. El espectador sufre inevitablemente con los protagonistas y su mal de amores. La pareja protagonista, Nicole Kidman y Ewan McGregor, sobre todo ella, están maravillosos, y hasta cantan y se mueven como los actores de los musicales de antaño.

8/10
King of the Jungle

2000 | King of the Jungle

Seymour es un joven neoyorquino con una vida muy normal. Nada que ver con lo que espera cuando inesperadamente su madre, que es una activista, es asesinada. En ese momento decide emprender un largo viaje para encontrar a los asesinos y poder vengar así su muerte. John Leguizamo realiza un buen papel como el vengador. Se trata de un actor que ha sabido compaginar en su filmografía a los personajes más crueles con los de corazón noble que sólo buscan justicia.

4/10
Las mil y una noches

2000 | Arabian Nights

Traslación a la pantalla de las legendarias historias de "Las mil y una noches" en formato de miniserie de casi tres horas de duración. Aunque los efectos especiales no son demasiado perfectos, el director Steve Barron (La isla del tesoro) logra un conjunto más que digno, entretenido gracias a un elaborado guión de Peter Barnes. Reúne a un conjunto de actores muy numeroso, entre ellos algunos bastante conocidos, como Mili Avital como Sherezade, John Leguizamo como el genio de la lámpara o Jason Scott Lee como Aladino, entre otros.

6/10
Nadie está a salvo de Sam

1999 | SOS Summer of Sam

Verano de 1977. Un calor asfixiante sofoca a la Gran Manzana neoyorquina. Allí un anónimo psicópata que se autodenomina “el hijo de Sam”, se dedica a acribillar a balazos a parejas indefensas. Su crueldad y el calibre 44 son las únicas pistas con que cuenta la policía para encontrarlo. Un grupo de amigos del barrio mezcla sus preocupaciones diarias con el temor de que alguno de sus conocidos sea el asesino. El film aprovecha un hecho real, las actuaciones de un loco asesino, para contar las vicisitudes de unos tipos que llevan una vida de perros en uno de los barrios modestos de Nueva York. Vinny (John Leguizamo) tiene una esposa preciosa, Dionna (Mira Sorvino), pero es un mujeriego compulsivo, y la engaña constantemente. Ritchie, su mejor amigo, está mostrando algunas raras manías, por lo que a los ojos de la gente del barrio se convierte en principal sospechoso de los asesinatos. El cineasta negro Spike Lee cuenta con oficio no exento de crudeza esta historia de muertes y amores inconstantes.

5/10
Joe The King

1999 | Joe the King

Joe es un chaval que crece en un ambiente familiar difícil: el padre bebe más de la cuenta y tiene accesos de violencia, la madre hace lo que puede con su precario empleo, el hermano mayor cada vez está más en sus casas. Para enderezar su vida se le ocurre robar la recaudación del restaurante donde trabaja ilegalmente. Muestra de cine independiente premiada en Sundance; en su dibujo del chaval inadaptado, recuerda al patito feo que aparecía en Bienvenidos a la casa de muñecas.

4/10
Body Count (La huida)

1998 | Body Count

Un grupo de delincuentes se dispone a asaltar un museo de arte, cuyo amplio botín les permitirá retirarse para el resto de sus vidas. Todo transcurre eficazmente hasta que Chino (John Leguizamo) hace saltar una alarma que atrae a la policía. Tras una persecución, muere Crane (Forest Whitaker), el jefe de la banda. Los supervivientes iniciarán entonces un viaje para vender las piezas de arte, pero una mujer (Linda Fiorentino), a la que recogen en la carretera, sembrará la discordia entre los miembros del grupo. Linda Fiorentino es una experta en papeles de femme fatale actuales, como demuestran sus papeles protagonistas en títulos como La última seducción. En esta ocasión aparece acompañada por un majestuoso reparto que incluye a Forest Whitaker (Bird), entre otras grandes estrellas.

4/10
Beso de hermano

1997 | A Brother's Kiss

Lex y Mick son dos hermanos criados en Harlem, en un ambiente difícil. La madre es una alcohólica, uno ha terminado casado con una mujer hispana, el otro es policías. Ambos quedaron marcados por un traumático hecho del pasado. Seth Zvi Rosenfeld escribe el guión y dirige la película, a partir de su propia obra teatral, un dibujo de personajes con taras psicológicas importantes. Resulta algo plomizo, aunque algunas de las escenas de cuando los protagonistas eran niños atrapan bien la dura vida de Harlem.

Un tío llamado Peste

1997 | The Pest

El actor de comedia John Leguizamo encarna a Peste, un timador de poca monta, al que hacen una original proposición: participar en un cacería a cambio de un buen pellizco de pasta. Lo que no sabe el infeliz de Peste es que la presa es él. Deberá usar todo su ingenio para escapar de sus tozudos perseguidores.

4/10
Spawn

1997 | Spawn

Basado en un cómic norteamericano de corte fantástico, nos narra la historia de Simmons, un agente de la CIA, que agobiado por su turbio trabajo, decide abandonarlo, para poder dedicarse a su familia. Sin embargo sus jefes opinan que Simmons es un hombre que sabe demasiado para dejarlo marchar así como así, por lo que deciden matarlo. Una vez asesinado, Simmon se encuentra en una especie de antesala del infierno. Allí hace un pacto con el diablo: volverá a la vida, junto con su esposa, si colabora en ciertos planes que conllevan la destrucción del mundo. Mark Dippé dirige este film que cuenta, como originalidad, el hecho de que el protagonista sea un héroe oscuro que, sin embargo, finalmente se redimirá. Pese a que el guión es bastante sencillo, el film vale la pena, aunque solo sea por los espectaculares efectos especiales. El villano de la película es el Clown, un tipo pretendidamente gracioso y emulador del "Jocker" de Batman (1989), que con sus bromas y gritos agota a cualquiera.

2/10
Decisión crítica

1996 | Executive Decision

Un temible grupo terrorista ha secuestrado un boing 747 con 400 pasajeros a bordo. Lo han cargado con un gas letal, capaz de acabar con cualquier forma de vida de la Costa Este de Estados Unidos. Su destino es Washington. Un equipo de hombres de élite, dirigido por el Coronel Austin Travis (Steven Seagal) y David Grant (Kurt Russell), deberán abordar el avión a ocho mil pies de altura, sin que los terroristas se den cuenta. Es la única manera de desactivar la bomba que controla el cargamento de gas letal, y hacerse con los mandos del avión. Una película de acción trepidante, con alguna llamativa sorpresa (los fans de Seagal pueden quedar chafados muy pronto) y en la que las cosas se complican cada vez más para Kurt Russell. Como dice el título, cualquier movimiento y decisión pueden ser críticos, porque a pesar de los 400 pasajeros, el Pentágono no dudará en eliminar el avión antes de que llegue a Washington. La tensión está dosificada sabiamente y Russell interpreta con gran convicción al héroe. Destaca la presencia de la azafata Halle Berry, en uno de sus más interesantes papeles, mucho antes de ser reconocida como estrella.

6/10
Romeo y Julieta, de William Shakespeare

1996 | Romeo + Juliet

Singular adaptación de la obra de Shakespeare, que traslada su acción a una imaginaria ciudad actual. La psicodélica realización del australiano Baz Luhrmann (El amor está en el aire (1992), Moulin Rouge), su iconografía religiosa, su violencia y su sensualidad quizá resulten un tanto excesivas, pero esto se compensa porque es visualmente fascinante y muy fiel a la letra y al fondo del original, cuyos diálogos se respetan. Tras el éxito de filmes como Vida de este chico, Leonardo DiCaprio comenzaba a convertirse en el actor de moda que, poco a poco, conseguiría desbordantes éxitos en filmes como Titanic. De todos los jóvenes ídolos de adolescentes de los 90, DiCaprio es el mejor actor, como demuestra en este filme, en su papel del paradigma de joven enamorado de Julieta, una enemiga de su familia, aunque en esta ocasión el escenario no es una playa isabelina, sino un futurista marco urbano situado en Verona. Junto a DiCaprio, la actriz Claire Danes realiza un buen papel, así como el prestigioso actor Pete Postlethwaite (En el nombre del padre). El reparto se completa con grandes nombres como Paul Sorvino o John Leguizamo. El propio realizador Baz Luhrman coescribió el guión junto con Craig Pearce, y ambos lograron una excelente sintetización que demuestra un extenso conocimiento de la obra del más célebre de los dramaturgos británicos. La música corrió a cargo de Nellee Hooper.

7/10
Fanático

1996 | The Fan

Gil es un maduro tendero cuya vida fracasada parece que nunca remontará. No tiene buena relación ni con su mujer ni con su hijo, y el 'baseball' es lo único que ocupa su mente. Ver a su jugador favorito de los 'Gigantes', Bobby Rayburn, es lo que le ayuda a sobrellevar su desdichada existencia. Cuando, durante una mala racha en la temporada, el jugador se convierte en el blanco de las críticas, Gil decide hacer algo por Rayburn. Su plan será asesinar a otro jugador que empieza a hacerle sombra. Con Robert De Niro y Wesley Snipes en el elenco, la película ya promete. Y así es. Sin tener un guión brillante ni una acción descomunal, la interpretación de los protagonistas y la intriga de la historia mantienen a cualquiera pegado al asiento. De Niro, borda casi todos sus papeles, y en la cinta está magnífico haciendo de un hombre corriente convertido en un trastornado fanático. Barkin, Leguizamo y del Toro, completan el sólido reparto.

5/10
A Wong Foo, gracias por todo Julie Newmar

1995 | A Wong Foo, Thanks For Everything, Julie Newmar

Inusual cambio de registro de tres de los actores más exitosos del cine norteamericano, Wesley Snipes, Patrick Swayze y John Leguizamo, que interpretan a tres travestis neoyorquinos que atraviesan los Estados Unidos para ir a Hollywood. Allí se celebra un concurso de belleza de Drag Queens. Después de que su Cadillac descapotable sufra una avería, han de pasar unos días en un pequeño pueblo del medio oeste, que se dispone a celebrar la fiesta anual de la fresa.

4/10
Un amor con mucho fuego

1995 | A Pyromaniac's Love Story

Sergio está loco por recuperar el amor de su antigua novia Stephanie, cosa que tiene difícil pues ella está enamorada de Sergio, el panadero. Éste no le corresponde pues sólo tiene ojos para Hattie, quien tampoco no corresponde a su artesano enamorado. Las vidas de los cuatro se verán directamente afectadas cuando un buen día arde la panadería de Sergio. En el reparto destaca la presencia de Armin Mueller-Stahl, un clásico entre los actores secundarios hollywoodienses cuyo buen hacer fue reconocido con una nominación al Oscar por su trabajo en Shine.

4/10
Atrapado por su pasado

1993 | Carlito's Way

Tras haber pasado cinco años en prisión, un antiguo matón llamado Carlito Brigante (interpretado por Al Pacino) regresa a su barrio, el Harlem de Nueva York. Intenta emprender un camino honrado, pues siente que se le ofrece una segunda oportunidad en la vida, y pretende refugiarse en un lugar tranquilo con Gail, la mujer que ama. Sin embargo, su amigo David Kleinfeld, que fue su abogado defensor le propone un asunto ilegal que en un principio no parece peligroso pero que, poco a poco, se complicará más de lo debido. Muchos años después de la exitosa El precio del poder, Brian de Palma (Corazones de hierro) vuelve a dirigir en este film al brillante actor Al Pacino en uno de sus típicos thrillers, lleno de escenas de suspense parecidas a las del declarado maestro del realizador, Alfred Hitchcock.

8/10
Super Mario Bros.

1993 | Super Mario Bros.

Adaptación fallida del popular videojuego de Nintendo sobre dos fontaneros enfrentados a múltiples obstáculos para salvar al mundo. La trama del juego en sí no da para mucho, y la falta de alguien capaz de idear algo con un mínimo de interés acaba de rematar, para mal, la jugada. Queda así como uno de los filmes pioneros en tratar de hibridar el celuloide con el mundo consolero, pero el resultado es claramente decepcionante. Da pena ver a Bob Hoskins enredado en este film.

4/10
Susurros en la oscuridad

1992 | Whispers in the Dark

Ann Hecker (Annabella Sciorra) es una psicoanalista muy considerada en su profesión, que se ve turbada por la aparición de un extraña paciente, Eve Abergray. Esta le impresiona con sus relatos sexuales, hasta tal punto que provoca en Ann Hecker una serie de sueños ambiguos en los que predomina el erotismo. El caso de Abergray le hace meditar a Ann sobre su propia vida y sus relaciones, convirtiendo sus pensamientos eróticos en una obsesión. Se decide a pedir ayuda a su maestro, el doctor Leo Green. Este le recomienda esforzarse para conseguir un amor verdadero, y Ann Hecker lo encuentra en la persona de Doug McDowell. McDowell parece un hombre amable y sencillo a primera vista, pero una serie de circunstancias le hacen sospechar a Ann Hecker que quizá esté enamorada del amante sádico de su paciente Abergray. Un truculento thriller de sexo y violencia, con la atractiva Annabella Sciorra como protagonista, y las brillantes interpretaciones de Anthony Lapaglia y John Leguizamo. Una dura historia sólo apta para adictos al género.

4/10
Poison (veneno)

1991 | Poison

Esta tremenda película supuso un escándalo cuando se estrenó en Estados Unidos, y no es para menos. Narra tres historias diferentes y terribles, a veces de muy mal gusto, y relacionadas entre sí. "Hero", la primera, es la historia de un niño de siete años que dispara y mata a su padre. La segunda, "Horror", narra la truculenta historia de un científico muy ambicioso que crea los componentes químicos de la atracción sexual. De manera accidental se beberá su propio descubrimiento y se convertirá en un ser monstruoso que será rechazado por la sociedad. "Homo", la tercera y última parte, es el romance de dos homosexuales en una cárcel. La película es dura, tremenda en su conjunto, lo que no le impidió alzarse con varios galardones internacionales, como el Gran Premio del Jurado del Festival de Sundance y el Premio de la Crítica Internacional en el Festival de Locarno.

4/10
A propósito de Henry

1991 | Regarding Henry

Henry Turner (Harrison Ford) es un abogado sin escrúpulos que siembra el pánico en los tribunales de Nueva York. Está dedicado a su trabajo hasta tal punto, que ha dejado de lado a su abnegada esposa y a su pequeña hija. No hay manera de hacerle entrar en razón. Sólo una causa fortuita externa, que parece un aviso divino, será capaz de hacerle cambiar de vida. Un día un disparo se cruza en su camino, y le deja incapacitado para valerse por sí mismo. Sufre una amnesia que le obliga a compartir todo el día con su familia, y a reconstruir su vida. Se dará cuenta de que no se conoce en absoluto a sí mismo, y su esposa le ayudará a enfrentarse a su nueva situación. Un emotivo melodrama en el que Harrison Ford realiza uno de sus mejores papeles. El director Mike Nichols plantea de una forma original la catarsis de un individuo absorbido por su ambición y por la vida turbulenta de la sociedad moderna.

6/10
Revenge

1990 | Revenge

Un piloto norteamericano se licencia y decide pasar una temporada de vacaciones en Puerto Vallarta, en la casa de un viejo amigo suyo mafioso, que le debe un favor ya que le salvó la vida. Sin embargo, no puede evitar enamorarse de la esposa de su amigo, con la que mantendrá un apasionado idilio a pesar de la amistad que le une con su marido. Cuando éste les descubre iniciará una terrible venganza. Un excelente reparto protagoniza este famoso título del realizador Tony Scott (Días de trueno). Entre todos ellos destaca el veterano Anthony Quinn, pero el joven Kevin Costner se consolidó como uno de los actores más reputados de Hollywood, al tiempo que Madeleine Stowe se convirtió en el gran descubrimiento de la temporada.

4/10
Gentille alouette

1990 | Gentille alouette

Un coronel chileno acude a París para hacerse cargo de una misión de una agencia de espías de un país sudamericano. Allí se relaciona con Angela, una actriz sospechosa de estar conspirando contra él. Geraldine Chaplin se puso a las órdenes del director chileno Sergio M. Castilla, su cuñado, al ser hermano de su marido Patricio Castilla. El argumento mezcla los tópicos del cine de espionaje con la comedia.

4/10
La jungla 2. Alerta Roja

1990 | Die Hard 2

Tras haber salvado a los miembros de la empresa donde trabaja su mujer, el detective John McClane (interpretado por Bruce Willis) se dirige al aeropuerto de Washington para realizar lo que él cree que va a ser un rutinario viaje. Sin embargo, un comando terrorista ha tomado por asalto el aeropuerto. Conducidos por un psicópata ex oficial del ejército americano, que piensa que éste le ha traicionado y pretende vengarse de forma sangrienta, el grupo planea interceptar la extradición de un importante traficante de drogas centroamericano, justo cuando llegue a los Estados Unidos para ser juzgado, y liberarle. Una vez más, McClane se queda sólo. Intentará ser ayudado por los policías del lugar, pero estos resultarán ser del otro bando. El reputado especialista en cine de acción Renny Harlin (Máximo Riesgo) dirige con precisión esta amena y espectacular secuela de uno de los mayores éxitos del cine de acción, Jungla de cristal, y consiguió ser aclamado como el sustituto idóneo de John McTiernan, director de la ya mítica primera parte. El guionista Steven E. De Souza, autor de la primera parte, repite en esta secuela, para la que adaptó el argumento del libro 58 minutes de Walter Wager. El filme tiene el sello de estilo inconfundible de su productor, Joel Silver (Arma Letal, El último boy scout). Bruce Willis volvió a anotarse un éxito con su interpretación del policía John McClane, que intenta tomarse en clave de humor su trágico destino.

5/10
Corazones de hierro

1989 | Casualties Of War

Durante la guerra del Vietnam, un escuadrón queda atrapado en la inmensidad de la selva. Con la moral minada, se plantean cada vez más el sinsentido de una lucha que no conduce a ninguna parte. Desesperados y con la conducta trastornada, secuestran a una joven del país. Con ello pretenden vengarse de la población vietnamita, que les hace la vida imposible. Sólo un grupo de oficiales tendrá la suficiente honestidad y sangre fría para enfrentarse a los soldados, y evitar que se cometa una atrocidad. Película repleta de tensión que supone una vuelta de tuerca más dentro de las numerosas visiones cinematográficas de la guerra del Vietnam. Destaca la interpretación de un boyante Sean Penn, que con el tiempo se ha convertido en uno de los actores más sólidos de su generación. Michael J. Fox, por su parte, trataba de librarse del sambenito de actor de películas adolescente, y logra una meritoria interpretación.

6/10
Un tío llamado Peste

1997 | The Pest

El actor de comedia John Leguizamo encarna a Peste, un timador de poca monta, al que hacen una original proposición: participar en un cacería a cambio de un buen pellizco de pasta. Lo que no sabe el infeliz de Peste es que la presa es él. Deberá usar todo su ingenio para escapar de sus tozudos perseguidores.

4/10

Últimos tráilers y vídeos