IMG-LOGO

Biografía

Catherine Deneuve

Catherine Deneuve

76 años

Catherine Deneuve

Nació el 22 de Octubre de 1943 en París, Francia

Premios: 1 Festival de Venecia (más 2 premios)

Distante distinción

24 Marzo 2011

Es una de las grandes damas del cine. Parisina de pura cepa, fría para algunos y atractiva para otros, ha trabajado con muchos de los mejores directores europeos. Su persona desprende un extraño magnetismo que no ha disminuido con la edad y con cada uno de los papeles de su extensa carrera.

Y es que son más de un centenar las películas que componen la filmografía de Catherine Deneuve, una cosecha que no muchas actrices pueden exhibir. Ella mantiene intacta su ilusión de juventud: “Mi ambición es hacer películas que me interesen, con directores que me interesen”. Pero esa faceta artística ha sido olvidada con frecuencia por los espectadores, presas de la enorme belleza de la Deneuve, una de esas rubias epatantes que el cine catapulta de vez en cuando a fenómeno cultural. Y aunque en Estados Unidos su carrera no cuajó, en Europa siempre fue considerada desde su exitoso inicio una de las grandes divas del séptimo arte.

Nacida en París el 22 de octubre de 1943, Catherine Deneuve, cuyo nombre real es Catherine Fabienne Dorléac, es hija de también actor Maurice Dorléac y de Renée Deneuve, ocasional actriz de teatro. Es la tercera de cuatro hermanas, una de las cuales, la también actriz Françoise Dorléac, falleció en accidente de tráfico en 1967, cuando sólo tenía veinticinco años. Según cuenta Catherine, vivió en una familia muy unida y tuvo una infancia normal, sin lujos pero sin estrecheces, sintiéndose una niña muy querida. Y aunque feliz, con los años Catherine también se mostraba algo tímida y no le gustaba vestirse de modo elegante, ni asistir a bailes de etiqueta. Le agradaba, eso sí, cantar y bailar. Muy pronto se interesó por el cine y recuerda su fascinación de niña hacia el cartel de Cuando ruge la marabunta, película que su padre no le dejó ver debido a su corta edad. Más tarde, hacia los 15 años, iba con sus amigos a ver películas de grandes directores como Sergei M. Eisenstein o Orson Welles y se hizo asidua de los cine-clubs. Y fue a esa edad adolescente, estando todavía en la escuela, cuando le ofrecieron su primer papel en una película.

Su hermana mayor Françoise ya había empezado a trabajar como actriz y le había pedido a Catherine que le acompañara en el set. Y el director se fijo en ella. Tras el permiso paterno, debutó en Les collégiennes (1957) con el nombre de Catherine Dorléac. Después la actriz regreso a sus estudios en la escuela, hasta que años después volvieron a acudir a ella. En 1960 rodó con su hermana Les portes claquent, ya adoptando en su nombre artístico el apellido de su madre para que no la confundieran con Françoise. Y ese mismo año compartió película con dos grandes del cine, Danielle Darrieux y Mel Ferrer, en L'homme à femmes. Catherine sabía que la elegían por su fotogenia y la actriz no se tomaba muy en serio su carrera, en el sentido de que no la concebía como un trabajo y una dedicación para su vida. Eso llegaría más tarde. Entretanto siguió rodando filmes discretos, como Les parisiennes (1962), Et Satan conduit le bal (1962) o Le vice et la vertu (1963). Lo más destacado de esas películas fue que trabajó en ellas, como guionista o como director, Roger Vadim. Catherine se enamoró locamente de él: “Dejé a mis padres, que se quedaron muy tristes. Pero estaba muy enamorada y me fui a vivir con él”. Con Vadim la actriz tuvo a su hijo Christian, cuando ella contaba tan sólo 19 años: “Tenía un deseo de tener hijos absolutamente increíble”. Sin embargo, la pareja se rompió al poco tiempo y Catherine quedó con el hijo a su cargo, una responsabilidad que según ella era demasiado grande para una chica de veinte años.

El momento clave de su carrera fue cuando Jacques Demy la fichó para protagonizar Los paraguas de Cherburgo (1963), delicioso musical en el que Catherine hizo maravillas con su voz y alcanzó la fama instantáneamente. Ella acababa de dar a luz y no estaba segura de si iba a ser actriz. “La película fue realmente mi nacimiento al cine”, afirmaba Deneuve. A partir de ese momento empezó a participar en películas de mayor entidad, con grandes directores. En 1965 comenzó a labrarse esa fama de mujer hermética y distante, una etiqueta que ya le acompañaría para siempre. Lo cierto es que en Repulsión de Roman Polanski estuvo perfecta con su papel de joven desequilibrada. Por aquel tiempo se casó con el fotógrafo y más tarde director de cine David Bailey. El matrimonio duró hasta 1972 en que ambos se divorciaron. Catherine Deneuve nunca más se casó e incluso en una ocasión declaró con resignación y tristeza el motivo: “No veo ninguna razón para casarme cuando existe el divorcio”.

En 1967 repitió en otro encantador musical de Demy, Las señoritas de Rochefort, donde estuvo acompañada por su hermana Françoise, quien moriría poco después en un accidente. Su muerte “fue el dolor más grande de mi vida”, dice, y sentencia: “Durante años me sentí como un zombi. (...). Me convertí en una actriz importante pero me sentía completamente desconectada de la realidad”. Su primer trabajo con Luis Buñuel, Bella de día, data de ese mismo año, y aunque es su película más célebre con el director de Calanda, ella prefiere Tristana (1970). Respecto a Buñuel, no duda en afirmar que su relación con él “no se puede llamar de amistad. Era severo, sombrío y no fuimos más allá de una relación profesional. Se relacionaba más con los actores”. En 1969 entró en liza en su carrera otro de los directores que mayor partido ha sacado de la actriz, François Truffaut. Con él rodó La estupenda La sirena del Mississippi, junto a Jean-Paul Belmondo. Y once años después repetiría con el director en otra de sus mejores y más emocionantes películas, El último metro. Entre medias había probado sin suerte en Hollywood, con Los locos de abril y después rodado el film de cine negro Crónica negra (1972), con el gran Jean-Pierre Melville. También había conocido a Marcello Mastroianni, con quien filmó un buen puñado de películas, como Angustia de un querer (1971), Liza (1972), No te puedes fiar ni de la cigüeña (1973) o No tocar a la mujer blanca (1974). La relación de Deneuve con el astro galo fue más allá de lo profesional y ambos mantuvieron un largo idilio, cuyo fruto fue la segunda hija de la Deneuve: Chiara Mastroianni, nacida en 1972.

La filmografía de la actriz siguió creciendo y creciendo durante los 80 y los 90, pero sin títulos muy memorables, aunque trabajó con cineastas galos de prestigio como Alain Corneau (Fort Saganne), André Téchiné (El lugar del crimen, Mi estación preferida, Los ladrones), Régis Wargnier (Indochina, ganadora del Oscar a la mejor película extranjera, La vida prometida), Manoel de Oliveira (El convento) o Nicole Garcia (Place Vendôme). Pero entre su filmografía hay también algunos títulos singulares, como El ansia (1983), extraño film dramático de vampiros dirigido por Tony Scott, la extraordinaria Bailar en la oscuridad (2000), de Lars von Trier o la miniserie televisiva Princesa María (2004). Y en los últimos tiempos, esta gran dama del cine ha destacado en películas como 8 mujeres (2002), ¡Palacio real! (2005), Un cuento de Navidad (2008), La chica del tren (2009) y Potiche, mujeres al poder (2011).

Ganador de 1 premio

Ganador de 1 premio

  • Premio Donostia

Ganador de 1 premio

  • Oso de Oro honorífico
Filmografía
L'adieu à la nuit

2019 | L'adieu à la nuit

La última locura de Claire Darling

2019 | La dernière folie de Claire Darling

Verderonne, un pueblecito en el Oise francés. La anciana Claire Darling, viuda y propietaria de una preciosa casa en el campo, decorada con todo tipo de tesoros preciosos, cuadros, muebles, autómatas, ha decidido sacar todo al jardín y venderlo en un improvisado mercadillo. La sensación es que ha perdido la cabeza, algo que parece confirmar su idea de que va a morir ese día; Martine, una lugareña amiga de la infancia de Marie, hija de Claire, la avisa, y aunque hace muchos años que no hay contacto, acude a ver qué pasa. Lo que hace que vuelvan a supurar heridas afectivas nunca cerradas, debidas a una tragedia familiar del pasado. Julie Bertucelli, que se ha formado –y se nota– al calor de cineastas como Otar Iosseliani, Krzysztof Kieslowski, Bertrand Tavernier y Rithy Panh, de los que ha sido ayudante de dirección, y rodado varios documentales, vuelve a la ficción sobre la familia y la muerte que caracterizó a su film El árbol con esta adaptación de una novela de Lynda Rutledge. El film sabe jugar bien con esa esa especie de demencia senil que parece aquejar a Claire, para manejar un estructura narrativa deconstruida, en que conviven el presente y el pasado, a veces en el mismo plano. Con cierto atrevimiento pueden verse versiones actuales y juveniles o infantiles de los personajes, y en algunos momentos es clara la deuda con el realismo mágico. Y queda todo el rato la tristeza de un final de etapa, y la intriga de qué le ocurrió a la querida familia Darling. Podría sonar todo a artificioso, pero el guión del film a varias manos es sólido, y Catherine Deneuve está sensacional como protagonista ida, también en su confrontación con Chiara Mastroianni, su hija, los reproches, el sabor agridulce de lo no resuelto y del daño mutuamente infligido está ahí. Por el tono del film se juega también a la carta de la ambigüedad, uno no acaba de tener claro si hay motivos para haber alimentado un sentido de culpa, y la hija la ayuda con una mentira piadosa, o si la soledad y la amargura han hecho que ese sentimiento creciera y se hiciera muy real. Este no estar seguros, también en los sentimientos entre Claire y el sacerdote que se apiadó de ella cuando sobrevino la tragedia, da al film una vaporoso atmósfera, muy especial y elegante.

6/10
Fête de famille

2019 | Fête de famille

La verdad

2019 | La vérité

En su primera película con actores internacionales, rodada en francés e inglés, y de sencilla puesta en escena, el cineasta japonés Hirokazu Koreeda opta por una trama de cine dentro del cine, aunque sin renunciar a su habitual interés por dibujar las relaciones familiares. Describe una reunión familiar en París, Fabienne, una célebre actriz ya anciana acaba de publicar sus memorias, lo que propicia el encuentro con su hija Lumir, guionista en Estados Unidos, casada con el actor Hank, con el que tiene una niña encantadora, Charlotte. El momento coincide con una breve colaboración de Fabienne en el rodaje de una película, donde pueden detectarse reminiscencias de la relación ambigua que mantiene con su hija, y en que asoman los celos por una actriz rival ya fallecida. Koreeda plantea una trama sutil, quizá demasiado– el espectador poco atento puede considerarla insulsa–, en que se pregunta por la verdad como actitud vital, ya sea en las relaciones afectivas o laborales, o en un texto autobiográfico supuestamente sincero. Incluso con las personas con las que supuestamente existe más confianza se puede evitar la franqueza, hasta dejarse dominar por el temor a la hora de pedir perdón, o pasar página, y encontrar más sencillo el recurso a la mentira y el disimulo; mientras que otras veces el comentario mordaz y peyorativo que se ajusta a la realidad, puede ser otra forma de adulterar la verdad, o hacerse con el escudo de que la otra persona no domina tu idioma, no te entiende. El trabajo de actriz o de guionista se presenta en este contexto como el arte de la impostura, en que se pronuncian o idean frases que pueden responder, o no, a lo que aletea en la conciencia de las personas. Las palabras pueden expresar sentimientos sinceros, o servir de disfraz que oculta lo que bulle verdaderamente en el interior. También la mención a un clásico del cine y la literatura juvenil, El mago de Oz, sirve para aludir a la cuestión. Los actores parecen encontrarse muy cómodos en sus papeles, con la gran dama del cine francés Catherine Deneuve y su hija en la ficción Juliette Binoche bien conjuntadas, apoyadas por estupendos secundarios donde rebosa naturalidad la niña debutante Clémentine Grenier.

6/10
Dos mujeres

2017 | Sage femme

En plena crisis de los cincuenta, Claire Breton, metódica comadrona de una clínica tradicional a punto de cerrar, se resiste a fichar por un moderno hospital deshumanizado y tecnológico. Inesperadamente, se reencuentra con Béatrice Sobolevski, antigua amante de su padre –que se suicidó poco después de que ésta rompiera con él–, que padece cáncer terminal. El especialista en cine de mujeres Martin Provost, responsable de El vientre de Juliette, Séraphine y Violette, se ha convertido en el Douglas Sirk francés. Esta vez las retrata de dos en dos, con las Catherine más ilustres del cine galo, Catherine Frot y Catherine Deneuve. Ambas realizan dos brillantes trabajos, la primera como una persona metódica, ordenada, abstemia y con principios, pero que no ha descubierto los placeres de la vida, la segunda una cínica entregada al hedonismo que no sabe lo que es renunciar al placer. Quizás tenga un poco más de mérito la segunda, por alejarse de los papeles de dama elegante que ha repetido a lo largo de su extensísima carrera. Eclipsan a los secundarios, pese a la eficacia de alguno, como Olivier Gourmet (un camionero) y Quentin Dolmaire (Simon, hijo de Claire). Filmada al estilo del mejor realismo social –recuerda a veces al cine de los hermanos Dardenne, pero con elaborada banda sonora musical–, se trata de una modélica comedia dramática de encuentro entre dos personajes totalmente opuestos, pero que acaban influyéndose el uno al otro. La historia se desarrolla a ritmo lento (a veces se hace un poco larga), pero acaba resultando emotiva sin caer en el sentimentalismo facilón. Apuesta por perdonar los errores de otras personas del pasado, y por la capacidad de mejorar de los seres humanos, y realiza una sentida reivindicación de la figura de las comadronas. De paso, trata de forma secundaria temas de interés como la necesidad de asumir el paso del tiempo, y denuncia el riesgo de que la sanidad se convierta en una máquina de hacer dinero.

7/10
Tout nous sépare

2017 | Tout nous sépare

Le cancre

2016 | Le cancre

La cabeza alta

2015 | La tête haute

Dunquerque, Francia. Desde los seis años Malony Ferrandot ha estado entrando y saliendo de los juzgados de menores, debido a una deficiente atención familiar, y a su mal comportamiento: ataques de ira, ausencias de la escuela, robos de coches... La juez que le trata desde hace años no encuentra un resquicio por donde ayudar al irascible joven, que a sus quince años lleva camino de convertirse en un delincuente peligroso. Prosigue la directora francesa Emmanuelle Bercot con sus historias relativas a los problemas derivados de la infancia y adolescencia tras el guión de Polisse y sus películas Clément y la más reciente El viaje de Bettie, sobre las relaciones entre una abuela y su nieto. En La cabeza alta ha vuelto a contar con el trabajo de Catherine Deneuve, esta vez en la piel de la jueza de menores que ha de lidiar con la vida del protagonista. Éste se erige como absoluto centro de la historia desde el primer plano, con esa inicial conversación fuera de campo mientras el encuadre permanece fijo en el rostro del pequeño. Procedente de una familia desestructurada, con padre ausente y madre irresponsable y descuidada, el joven ha vivido sin la más mínima disciplina, esclavo de sus vaivenes y caprichos, incapaz de querer a nadie, con absoluta despreocupación por las consecuencias de sus actos. El guión de la propia Bercot no esconde las causas que han hecho de Malony un joven huraño, hiperactivo, violento y difícil de soportar, pero centra el hilo narrativo en el encomiable empeño de la juez y de los servicios sociales por “salvar” a ese joven de sí mismo. Una y otra vez se darán con la misma piedra, pero no cejarán en el empeño. La película puede hacerse algo reiterativa y lineal en este sentido, aunque la trama siempre ofrece puntos de interés que irán haciendo evolucionar al joven: la relación con su tutor, su interés por la joven Tess, la preocupación por su hermano pequeño. Esas aperturas a los demás (algo que irá aprendiendo con enorme dificultad) serán pasos necesarios para aprender a querer, a aceptarse, a asumir sus responsabilidades, a sentirse parte de la sociedad. Justo es reconocer el trabajo del joven debutante Rod Paradot, que aguanta el tipo magníficamente y resulta tremendamente creíble en sus accesos violentos, en su crispación interna. Le acompañan con oficio la citada Deneuve y el actor Benoît Magimel (Pequeñas mentiras sin importancia), que interpreta al sufrido tutor.

6/10
El nuevo Nuevo Testamento

2015 | Le tout nouveau testament

El belga Jaco Van Dormael no ha seguido una carrera fílmica muy regular, sólo hay cuatro largometrajes en su carrera, entregados en 1991 –Totó, el héroe, Cámara de Oro en Cannes–, 1996 –El octavo día–, 2009 –Las vidas posibles de Mr. Nobody– y 2015 –el que nos ocupa, El nuevo Nuevo Testamento–. Todos tienen ciertos elementos comunes, un formato de fábula de gran fuerza visual en que se mira a la infancia, y cierto realismo mágico atravesado de lirismo. Su última creación presenta la novedad de abordar el tema de Dios. Pero que nadie espere un pequeño tratado teológico, o una reflexión mínimamente seria sobre el sentido de la vida, el amor, el sufrimiento, la muerte y el papel que el Ser Supremo juega en todo esto. Más o menos su film es, por así decir, una queja sobre el actual estado de las cosas, sea quien sea el responsable. Y para ello inventa un cuentecillo bastante tontorrón y reiterativo, un conjunto de ocurrencias en que viene a decir que si alguien hay detrás de todo esto, sólo podría ser una especie de sádico al que le encanta ver sufrir al ser humano. Van Dormael se declara no creyente, aunque educado en el catolicismo. Asegura no haber buscado ofender, aunque admite que tampoco ha buscado no ofender. Desde luego la visión que da de la religión es pobre, caricaturesca, simple excusa para sus gracietas. El film imagina a Dios como un tipo bastante tosco y odioso, en pijama y bata, encerrado en un cuartucho lleno de ficheros y con un ordenador donde idea lo que ocurre en el mundo, haciendo que los pobrecillos hombres y mujeres padezcan. Tiene una esposa algo lela, un hija llamada Ea que se rebela ante el modo de hacer de su padre, y un hijo, Jesús o JC, que hace tiempo que se fue de casa para escoger 12 apóstoles. Esto mismo va a hacer Ea, buscando 6 apóstoles adicionales, no sin antes montar un lío considerable al mandar por mensaje de texto a todos los habitantes del planeta un contador en que les comunica el tiempo de vida que les resta. La mezcla de tonos de otras ocasiones no le funciona a Van Dormael, seguramente por reinventar de modo provocador a Dios y al ser humano, junto al amor que debiera moverles; y al hacerlo, los vacía completamente de contenido, reduciéndolos a meros peleles. El amor desustanciado del cineasta es una atracción mágica y desconoce el sacrificio; no consiste en cuidar de tu esposa e hijo si ya no les quieres; en el trabajo cotidiano no puede haber amor, sino que hay que hacer viajes extraordinarios; que un niño se vista de niña y se enamore de Ea puede ser una idea estupenda, bienvenidos a una nueva fórmula de venta de la ideología de género; también puede ocurrir que un gorila sea mejor amante que un marido anodino; o que el sexo enfermizo permita el reencuentro con la mujer amada. Mientras que Dios no es Dios, o al menos no tiene ninguno de los atributos que los fieles de cualquier religión le dan; sin su ordenador, está perdido. Es curioso, porque la idea de que tenemos el tiempo contado, y cobrar conciencia de ello, podía haber dado juego, pero Van Dormael y su coguionista Thomas Gunzig no saben sacarle partido, se quedan en un ejercicio de estilo con supuestos ribetes poéticos que nunca despega, lastrado por sus propias limitaciones: un conocimiento epidérmico de la religión, y lo que es aún más grave, de la antropología más elemental. Sin duda, un retroceso con respecto a su anterior filmografía.

3/10
En un patio de París

2014 | Dans la cour

Antoine es un músico que entra en una fuerte depresión. Conseguirá un trabajo de portero en una casa de pisos de París. Ahí, con su aire taciturno y una tristeza que intenta paliar con alcohol y droga, irá interactuando poco a poco con los vecinos, especialmente con la señora Mathilde. Ésta, con incipientes ataques depresivos, encuentra en el nuevo portero, un tipo de buen corazón, la compañía que anhela. El director de comedias ligeras pero estimables, Pierre Salvadori (Un engaño de lujo, Una dulce mentira) se decide esta vez por una película que no es precisamente la alegría de la huerta. En compañía de David Léotard elabora una historia no muy original en su planteamiento: la vida en una casa de pisos al estilo 13 Rue del Percebe, con una colección de vecinos excéntricos cuyo aporte a la trama tampoco es un dechado de imaginación. La puesta en escena, casi teatral, incluye una atmósfera tristona y poco atractiva: un aire pesaroso que es dubitativo al principio pero que acaba por dominar el film. Aunque hay también gags humorísticos (toda la narración está narrada más o menos en clave de comedia), casi siempre están asentados en situaciones dramáticas. Y es que a la postre no hay más que una serie de vidas grises, sin sentido, que sugieren más bien el “reírse por no llorar”. El reparto cumple, encabezado por unos depresivos Gustave de Kervern y Catherine Deneuve.

4/10
L'homme qu'on aimait trop

2014 | L'homme qu'on aimait trop

3 corazones

2014 | 3 coeurs

Cuando en una ciudad de provincias pierde el tren que debía llevarle a París, el inspector de hacienda Marc conoce casualmente a Sylvie, una mujer que acaba de romper con su marido, con la que tras una larga conversación descubre que se complementa a la perfección. Como él tiene que partir de inmediato, ambos se citan en el Jardín de las Tullerías de la capital unos días después. Pero un problema de comunicación con unos chinos de Marc en su trabajo impide el reencuentro. Éste sigue con su vida habiendo perdido el contacto, y acaba conociendo a Sophie, de la que ignora... ¡que es hermana de Sylvie! Si el espectador está dispuesto a dejarse llevar por el caprichoso libreto y aceptar que "el mundo es un pañuelo", y que en plena era de las nuevas tecnologías los protagonistas no intercambien ni móviles, ni Facebook ni nada de nada, se emocionará con este drama que dirige Benoît Jacquot, conocido por Adiós a la reina. Recupera la temática típicamente francesa del 'amour fou', el amor loco que está a punto de llevar a los amantes a su perdición, pues trae consigo la tentación de dejarse llevar por los arrebatos emocionales y caer en la infidelidad. El realizador impregna un tono muy sobrio a una historia que en muchos momentos amenaza con caer en la comedia o en el melodrama, por ejemplo cuando la actriz principal se abraza a los pies de su esposo en plena calle. También logra un timing ajustado, varias metáforas en la línea del "tren perdido" y un academicismo ejemplar a la hora de mover la cámara, por lo que la historia funciona. Cuenta además con varios de los grandes del cine galo, capaces de elevar por momentos el nivel. A Benoît Poelvoorde le va al pelo un personaje de feo atractivo muy francés, Charlotte Gainsbourg vuelve a demostrar que trabaja bien incluso cuando se aleja de la mente perturbada de Lars Von Trier, y Chiara Mastroianni da el perfil como hermana en discordia. A pesar de la brevedad de su papel, la veterana Catherine Deneuve sobresale como madre de las chicas, que con su mirada lo dice todo.

6/10
El viaje de Bettie

2013 | Elle s'en va

Bettie, antigua Miss Bretaña, pasa ya de los sesenta años. Regenta un restaurante que se mantiene a duras penas, vive con su madre, ya anciana, y tiene una hija y un nieto que viven otra ciudad y con los que apenas tiene trato. La noticia de que su amante la ha abandonado, provocará en Bettie una reacción drástica que romperá con su rutina vital. Se subirá al coche y comenzará a conducir presa de la ansiedad y del desasosiego. Será el comienzo de un viaje de varios días que le llevará muy lejos. Paso adelante significativo de Emmanuelle Bercot, directora, guionista y eventual actriz (Polisse), que anteriormente había estrenado películas de calidad inferior, como Los infieles. A modo de "road movie", El viaje de Bettie narra el itinerario interior de una mujer madura cuya vida es un cúmulo de frustraciones y desamores y que al tocar fondo experimenta una especie de catarsis progresiva, abriendo su vida a los demás –los que siempre han estado allí y aun los extraños–, de modo que es capaz de dejar atrás el pasado y recobrar la esperanza por el futuro. Es magnífico en este sentido el primer plano del film. Suerte tremenda ha sido para Bercot contar con Catherine Deneuve, absoluta protagonista de todos los planos de este film. Mucho más que en otras películas está Deneuve natural, desvalida, de carne y hueso. Se toma su tiempo la directora para retratarla, para mostrar su vulnerabilidad, hasta que paulatinamente iremos conociendo su inseguro interior, su anquilosamiento anímico, en realidad causado por un corazón vacío que pugna con ser llenado. En sus etapas entablará Bettie relaciones que influirán en ella como un zarpazo –aunque no sea más que en forma de un externo roce: el anciano, el vigilante de la tienda, etc.–, de entre las cuales sobresale, claro, la mantenida con su díscolo nieto Charly (excelente Nemo Schiffman, a la sazón hijo real de la directora) en la mayoría del metraje. Bercot brilla especialmente dirigiendo a abuela y nieto; logra mucha verosimilitud en ese tira y afloja, con los vaivenes continuos tan propios de la infancia. Aunque el inicio algo premioso puede pesar, el tono ligero de la película, bien elegido, ayuda a suavizar el conjunto. También funciona el fresco uso de las canciones y la mezcla de comedia y drama, con momentos que sugieren la carcajada y escenas emocionantes de desconsuelo, expuestas sin regodeo. Todo enmarcado en un decidido optimismo.

6/10
Linhas de Wellington

2012 | Linhas de Wellington

Astérix y Obélix al servicio de su Majestad

2012 | Astérix et Obélix: Au Service de Sa Majesté

Cuarta entrega en imagen real de las aventuras de los inmortales personajes creados por René Goscinny y Albert Uderzo, tras Astérix y Obélix contra César, Astérix y Obélix: Misión Cleopatra y Astérix en los Juegos Olímpicos. Se encarga de la realización Laurent Tirard, cuyo trabajo más destacado hasta la fecha ha sido El pequeño Nicolás, esforzada adaptación de otra obra de Goscinny, en aquel caso un libro infantil. La trama de Astérix y Obélix al servicio de su majestad mezcla dos de los mejores álbumes originales de los personajes, "Astérix en Bretaña" y "Astérix y los normandos". Ante la invasión romana, la reina Cordelia de los bretones envía a su leal Buentórax en busca de ayuda a la irreductible aldea gala. Allí, Astérix le presta ayuda a Obélix, que debe lidiar con Gudúrix, su moderno sobrino de Lutecia. Mientras, los normandos deciden emprender un viaje para conocer el miedo, pues han escuchado que da alas a quien lo siente. En la línea de sus predecesoras, Astérix y Obélix al servicio de su majestad ofrece razonable diversión, sobre todo para un público muy joven. Algunos gags tienen gracia, especialmente la conversación de Astérix con Julio César. Pero todo resulta excesivamente irreal y grotesco. A los apasionados del material original les dolerán los abundantes cambios a peor con respecto a los comics. El incombustible Gérard Depardieu repite una vez más como Obélix, mientras que Edouard Baer (Pollo con ciruelas) debuta como Astérix, al que interpreta con menos gracia que sus predecesores, Christian Clavier y Clovis Cornillac. Les arropan grandes del cine francés, en papeles casi siempre pequeños. Destacan Catherine Deneuve (la reina Cordelia) y Fabrice Luchini (Julio César), aunque por la pantalla también desfilan figuras como Dany Boon, Jean Rochefort, Gérard Jugnot y los españoles Tristán Ulloa y Javivi.

4/10
Potiche, mujeres al poder

2010 | Potiche

Suzanne es lo que se dice una mujer “potiche”, es decir una mujer florero. Efectivamente, cualquiera diría que está de adorno en su casa, y sin embargo ella ha asumido ese papel con humor, porque en realidad es una mujer sin complejos, feliz a su modo, independiente y descomplicada a pesar de que su marido Robert es un personajillo miserable que la desprecia y le es infiel. Además, Robert regenta la fábrica de paraguas que da de comer a la familia gracias a ella, pues heredó la fábrica de su suegro. El matrimonio tiene dos hijos adultos que les quieren, pero que no entienden cómo su padre trata con tanta desidia a su madre y sobre todo cómo ella siempre ha aguantado sin replicar todos los caprichos y desprecios de su marido. Pero las cosas van a cambiar en la familia con motivo de una huelga de trabajadores en la fábrica, los cuales echan en cara al dueño su pésima gestión. Por motivos de salud Robert habrá de ausentarse y será entonces la accionista mayoritaria, Suzanne, la que asuma el mando... Por una vez François Ozon se olvida de sus típicos dramones sórdidos, de sus familias insanas y de sus personajes desesperanzados (Swimming Pool, 5x2, El tiempo que queda, etc.) y se lanza a la comedia frugal y amable, y lo hace con acierto, pues la historia se sigue con una sonrisa en los labios. Para desarrollar el guión, el propio Ozon ha adaptado la obra teatral de Pierre Barillet y Jean-Pierre Grédy y como resultado entrega una película muy francesa, esto es, repletita de diálogos y réplicas divertidas, y completamente asentada en la labor interpretativa de varias estrellas del cine francés. En verdad todo parece orquestado a la mayor gloria de la gran Catherine Deneuve (a la que ya pesan algo sus 67 años, todo hay que decirlo), quien parece sentirse muy cómoda con ese papel ambiguo de mujer pusilánime y superficial pero en realidad soberanamente independiente. Le da la réplica un siempre estupendo Fabrice Luchini (Confidencias muy íntimas), en uno de esos papeles llenos de comicidad que él clava tan bien, el de hombre patético que pretende aparentar más de lo que es. Por último, Gérard Depardieu cumple con oficio como el tercero en discordia.

5/10
La chica del tren

2009 | La fille du RER

Jeanne. Una joven recién titulada como secretaria, que no encuentra trabajo. Chica algo indolente, siempre con sus cascos y sus patines, preocupa a su madre Louise, que intenta conseguirle trabajo en el bufete de su amor de juventud Bleistein, prestigioso abogado judío. Ella conoce a Alex, aficionado a patinar como ella y púgil de lucha libre. La encandila y se van a vivir juntos con un trabajo de verano, hacer de vigilantes de un almacén de aparatos electrónicos. Jeanne no sospecha que se trata de una tapadera para el narcotráfico, y cuando la cosa se destape, su reacción sorprenderá a todos, al simular haber sido víctima de la violencia antisemita.Notable film del competente André Téchiné, se inspira muy libremente en un caso real para abordar varias cuestiones de interés, con la adecuada simbología de la oscuridad del túnel de tren, donde al fondo se ve la luz. Una de ellas es la facilidad con que el ser humano acude a la mentira para tapar sus miserias, llamar la atención, conseguir prosperar, proteger a los seres queridos, etcétera; y muchas veces con la excusa del amor. Lo que tiene su contrapartida en el poder liberador de la verdad, el reconocimiento de las cosas tal y como son. También hay una mirada a diferentes generaciones, representadas por una interesante galería de personajes, con tipos mayores y cansados, jóvenes desorientados, y la esperanza representada por el adolescente judío a punto de celebrar su “bar mitzvah”. El reparto está impecable.

6/10
Un cuento de Navidad (2008)

2008 | Un conte de Noël

Junon Vuillard, madre de familia francesa de clase media-alta, padece una grave enfermedad, que en el pasado también sufrió un hijo que falleció prematuramente. Junon está necesitada de un transplante de médula ósea, aunque tiene muchas posibilidades de que éste no sirva de nada. La familia decide reunirse en Navidad, en un caserón que les pertenece, donde también acudirá Henri, un hijo conflictivo que siempre se metía en líos. Su hermana Elizabeth, reputada autora teatral, aceptó pagarle sus deudas –por las que había sido llevado a juicio– a cambio de que no volvieran a verle jamás. En la práctica, Henri ha quedado prácticamente desterrado, pero acepta volver con su nueva novia, ante la enfermedad de la madre, y también ha decidido someterse a las pruebas que determinarán si es un donante compatible. Arnaud Desplechin – director francés desconocido fuera de su país – es el responsable de este drama sobre las relaciones familiares. Parte de una estructura curiosa, pues está dividido en capítulos que comienzan con los personajes reencuadrados en círculos negros como en las películas mudas. Aunque se trata de un drama descarnado, Desplechin ha optado por suavizarlo ligeramente, con oportunos golpes de humor y algún detalle surrealista que acaba resultando, eso sí, un tanto pretencioso. Se decanta Desplechin casi siempre por un tono poético en su tratamiento de los desencuentros familiares y la reconciliación. Por ejemplo, compara el regreso del hijo pródigo a su familia con el transplante de médula que necesita la madre, un órgano que tiene muchas posibilidades de ser rechazado por el resto del organismo, pero es la única esperanza de salvación. Estamos ante un film de grandes contrastes. Momentos descarnados dan paso rápidamente al humor; la banda sonora está compuesta por temas de estilos muy distintos; a veces los personajes se tratan con crudeza (la hija que destierra a su propio hermano, la madre que asegura que no le guarda rencor a la nuera, porque le ha quitado precisamente al hijo que no quiere) pero también hay lugar para varios momentos emotivos y entrañables. A pesar de que dura dos horas y media, el ritmo tiene cierta agilidad –gracias al imaginativo montaje–, y los personajes van ganando en matices, por lo que se sigue con interés. Como es una historia coral, propicia el lucimiento de todos los actores, aunque sobresale el veterano Jean-Paul Roussillon –el patriarca–, la ilustre Catherine Deneuve y su hija en la vida real, Chiara Mastroianni.

6/10
Je veux voir

2008 | Je veux voir

Los libaneses Joana Hadjithomas y Khalil Joreige –que han dirigido conjuntamente títulos como A Perfect Day– son los autores de este docudrama sobre las consecuencias de la guerra. En julio de 2006, Israel lanzó una cruenta ofensiva al sur de El Líbano, como respuesta a los ataques con cohetes lanzados sobre territorio israelí por Hezbollah, y también porque dos de sus soldados habían sido capturados. Los realizadores se propusieron mostrar imágenes que no salen habitualmente en los telediarios, que enseñaran la caótica situación del territorio tras los ataques. Para ello, le propusieron a la megaestrella francesa Catherine Deneuve que viajara al territorio en coche, junto con el actor libanés Rabih Mroué, que le sirve de chófer. Dejan claras en la pantalla los dos autores sus buenas intenciones de denuncia del horror bélico, y logran interesar al espectador, con sus imágenes que contrastan la belleza natural del país, con los destrozos. Captan también el miedo de la población, y en este sentido destaca una secuencia de cierto suspense, cuando el coche de Deneuve y su acompañante pasa por una zona minada. También captan la atencion del espectador las reacciones improvisadas de los dos actores, que han contado con un guión mínimo. Lo mejor es sin duda el fragmento en que Mrouè busca los restos de la casa de su abuela, sin que pueda reconocer el barrio, y el epílogo, con Deneuve en una lujosa fiesta, entre embajadores, pero que aún se acuerda de su experiencia viajera. Sin embargo, es un film premioso, que se detiene mucho tiempo en mostrar a los protagonistas por la carretera sin que avance la acción.

5/10
Après lui

2007 | Après lui

Título para la mayor gloria de Catherine Deneuve, aborda obsesiones no demasiado creíbles. La actriz da vida a Camille, una mujer divorciada, dueña de una libraría muy chic, a la que toca pasar por el peor trago que puede afectar a una madre: la muerte de su hijo. En efecto Mathieu, un veinteañero, muere en accidente de coche. Lo extraño del caso es que Camille va a adquirir una extraña fijación con Franck, el mejor amigo de Mathieu, que resultó ileso en la tragedia. ¿Le ve como un recambio de su hijo, o hay algo más retorcido? Pues si el lector conoce la trayectoria del coguionista Christophe Honoré, seguro que conoce la respuesta.

4/10
Secretos cantados

2007 | Le héros de la famille

Nicky Guazzini es un veterano ilusionista en decadencia que actúa en “El loro azul”, un cabaret de Niza que ha conocido tiempos mejores y que pertenece a Gabrielle, un tipo que le acogió como un hermano, años atrás. Cuando muere Gabrielle, acuden al entierro Nino y Marianne, los dos hijos de Nicky, ahijados del fallecido, que descubren sorprendidos que éste les ha dejado como herencia el local. Presenta a varios personajes que se reencuentran y se dan cuenta del valor de las relaciones familiares, lo que les anima a superar viejas rencillas. No tiene demasiado fondo, aunque presenta los suficientes alicientes para mantener más o menos interesado al espectador, sobre todo el trabajo de veteranos actores franceses, que elevan la calidad del conjunto. Algunos diálogos con doble sentido, son difíciles de apreciar para los espectadores que no sean franceses, como cuando Miou-Miou habla con Catherine Deneuve y parece dirigirse a la actriz, en lugar de a su personaje. Tan correcto como prescindible. 

4/10
El elegido (2006)

2006 | Le concile de pierre

Laura Sprien descubre una extraña marca que ha aparecido en el pecho de Liu-San, el niño asiático que adoptó años atrás. Mientras viaja con él por carretera, Laura sufre un accidente, al chocar su vehículo con una extraña ave que parece haberse arrojado aposta sobre ellos. Poco después, el chico es secuestrado sin dejar huella. Para encontrarlo, Laura contará con la ayuda de un policía. El francés Guillaume Nicloux filma un thriller que imita claramente al cine de Hollywood, y que introduce numerosos elementos sobrenaturales, en torno a la magia shamánica. La historia es simple y predecible, y las dosis de sensualidad a cargo de Monica Bellucci parecen forzadas. Pero al menos, ésta ha conseguido poco a poco llegar a ser una actriz lo suficientemente creíble.

4/10
¡Palacio real!

2005 | Palais royal!

El rey de un imaginario país europeo similar a Bélgica muere inesperadamente en accidente de helicóptero. Ocupa el primer lugar en la línea sucesoria su hijo mayor, el príncipe Alban, pero la reina Eugenia, esposa del monarca fallecido, decide que no reine, pues no está casado, y sus prometidas no le duran mucho tiempo. Así que la reina Eugenia se saca de la chistera una ley decimonónica, que dice que en casos así, el heredero puede ser sustituido por su hermano menor. Éste, el príncipe Arnaud, está casado con Armelle, una logopeda que a pesar de su timidez acaba desatando el entusiasmo de la población. El reverso tenebroso de La reina. Mientras que el film de Stephen Frears criticaba la institución monárquica con elegancia, sensatez y ecuanimidad, esta sátira de una familia real imaginaria acumula gags ordinarios. Frente a la contención de Helen Mirren, la actriz Valérie Lemercier, protagonista, coguionista y realizadora ha escogido el camino del histrionismo, por lo que del reparto sólo se salva la veterana Catherine Deneuve. El talento de la legendaria protagonista de Los paraguas de Cherburgo y Repulsión no basta para sacar adelante esta comedieta, inspirada en la historia de Lady Di, y que a pesar del gran éxito cosechado en Francia, sólo cuenta a su favor con un par de momentos graciosetes.

4/10
Otros tiempos

2004 | Les temps qui changent

Antoine viaja a Tánger a supervisar la construcción de un centro audiovisual, excusa para reencontrarse con su antiguo amor Cécile; ésta se casó con Nathan, médico judío con quien tuvo un hijo, Sami. Éste está con Nadia, que tiene un hijo de padre desconocido. Además está Aicha, hermana gemela de Nadia. Complejo cuadro de relaciones humanas, casi de culebrón, a cargo del director galo André Téchiné, quien usa en muchas escenas una nerviosa cámara en mano, quizá para subrayar la desorientación vital de los personajes. El film combina actores veteranos (Deneuve, Depardieu) con otros jóvenes (Melki, Azabal).

4/10
Princesa María

2004 | Princesse Marie | Serie TV

Acercamiento a la figura de la princesa María Bonaparte, en una época, el siglo XX, en que dicho título poco valía. La miniserie televisiva sigue a este personaje y su especial relación de amistad con Sigmund Freud y su familia, a los que ayudó cuando acechaba la persecución nazi. Con protagonismo absoluto para Catherine Deneuve, se pintan los problemas familiares, con la mirada psicoanalítica que parece casi obligada. El resultado es desigual.

5/10
Reyes y reina

2004 | Rois et reine

Reyes y reina es una sucesión de historias paralelas que se desarrollan en torno a dos personajes principales: Nora e Ismael. Este “collage” argumental sirve para reflexionar sobre la relación que existe entre los dos protagonistas, ella encargada de una galería de arte y él violinista. La película estuvo nominada a siete premios César de la Academia de Cine francesa, aunque, finalmente, sólo se llevó un galardón a casa. El afortunado fue Mathieu Amalric, reconocido con el premio al mejor actor.

5/10
Las amistades peligrosas (2003)

2003 | Les liasons dangereuses

Revisión del clásico de Choderlos de Laclos, llevado al cine por Milos Forman y Stephen Frears, entre otros. En lugar de transcurrir en el siglo XIX, como el original, la acción se traslada a París, en 1960. La hermosa Madame de Merteuil quiere vengarse de Gercourt, su amante, porque éste se ha prometido con la joven Cécile. Para ello, la maquiavélica mujer acude a Valmont, su antiguo amante, para que seduzca a Cécile y la destruya emocionalmente. Pero Valmont se enamorará mientras cumple su cometido de la seductora Madame Tourvel. Además de ser bastante fiel a la novela, cuenta con un reparto de aúpa.

4/10
Rois et reine

2003 | Rois et reine

La ‘reina’ del título es Nora, una treintañera que dirige una galería de arte y está a punto de casarse con un hombre muy adinerado. Pero su viaje a Grenoble para reunirse con su hijo Elias, que está de vacaciones con su padre (o sea, el abuelo del chico), sirve para recordar a los ‘reyes’ de Nora: además de su hijo y su padre, está Pierre, el padre del chico, ya fallecido, e Ismaël, recluido para observación en un centro psiquiátrico. En esos días saldrán a la luz oscuros secretos de familial Como es típico en el cine de Arnaud Desplechin, el director presta mucha atención a las relaciones familiares complejas. Y logra mantener el interés, a pesar del excesivo metraje, también gracias a las interpretaciones de Emmanuelle Devos y Mathieu Amalric, entre otros.

5/10
Una película hablada

2003 | Um filme falado

Leonor, una profesora universitaria portuguesa, hace un crucero por el Mediterráneo con su hijita María Joana. La idea es reunirse con el esposo y padre, que es piloto de una línea aérea, en Bombay. El viaje es el cumplimiento de un sueño dorado de Leonor, y al hilo de los puertos en los que recalan, ella ofrece a la niña un precioso relato histórico-cultural de las raíces grecolatinas y judeocristianas de Europa. Imprescindible película del director luso Manoel de Oliveira, que con 95 años sigue en la brecha del mundo del cine. Su film es una delicia, un canto al entendimiento entre distintas civilizaciones (la ‘mesa de Babel’, donde el capitán y sus invitadas hablan en múltiples lenguas) y a una enseñanza integral (las ‘clases’ de la madre a su hija). Debería ser obligatorio su visionado a todos los que andan construyendo la Unión Europea, sobre todo para los tibios que en la redacción de la constitución, parecen cerrar los ojos al legado de nuestros antepasados. Estupendo el reparto, y sorprendente el desenlace, que no dejará a nadie indiferente.

7/10
8 mujeres

2002 | 8 femmes

Una aislada casa de campo. El asesinato de su dueño y señor. Y ocho mujeres –su mujer, las dos hijas, la suegra, la cuñada, la hermana, la cocinera y la doncella–, cada una de las cuales tenía razones más que suficientes para perpetrar el crimen. ¿Quién es la culpable? Suena a argumento de una novela de Agatha Christie. Pero sabiendo que tras la cámara está el francés François Ozon, rendido admirador de Fassbinder y Almodóvar, uno sabe que el film no puede ser una historia detectivesca convencional. Y en efecto, el argumento es la excusa para articular una tragicomedia con fotografías de hermosos colorines, y hasta canciones, donde salen a colación todos los trapos sucios de la familia. El reparto es la mejor baza del film, e incluye jóvenes valores (como Virginie Ledoyen) junto a estrellas consagradas (Catherine Deneuve, Danielle Darrieux).

5/10
Lo más cercano al cielo

2002 | Au plus près du paradis

Fanette, una madura mujer, se reencuentra con Bernard, antiguo amigo de cuando ambos eran estudiantes. Ambos conversan y recuerdan a Philippe, el primer amor de Fanette. Poco después, el recuerdo de Philippe conduce a Fanette a ver su película romántica favorita, Tú y yo, con la cita de Cary Grant y Deborah Kerr en el Empire State. Cuando Fanette viaja a Nueva York, por un asunto de trabajo, recibe una carta de alguien que podría ser Philippe, y que quiere citarse con ella en el Empire State. Película romántica francesa que no acaba de funcionar. Se salva el veterano William Hurt, que no es capaz de remontar la falta de inspiración de la cinta.

5/10
El mosquetero

2001 | The Musketeer

Singular versión de las novelas de Dumas, más centrada en la figura de D'Artagnan, aquel muchacho provinciano dispuesto a ingresar en los míticos mosqueteros y, en esta ocasión, también pendiente de vengar la muerte de sus padres. Puesto que a Athos, Porthos y Aramis se les muestra en decadencia y apartados de la acción, el joven debe ocuparse casi en solitario de desbaratar los planes de Richelieu. Basándose muy libremente en los textos originales, el veterano Peter Hyams (El fin de los días) construye un espectáculo de acción moderna al estilo de Matrix. Frente al eficaz Justin Chambers (D'Artagnan) y a renombrados actores como Stephen Rea (Richelieu) o Mena Suvari (la criada de la reina), brilla especialmente Tim Roth en su papel de Febre, sicario del cardenal, auténtico villano de la función. También destaca Catherine Deneuve, como la reina, personaje con mayor presencia que en otras ocasiones.

4/10
Érase una vez

2001 | Le petit Poucet

Adaptación del clásico cuento de Charles Perrault. La historia transcurre en la Edad Media, en una época de hambruna, donde los pobres lo tienen difícil de sobrevivir. Hasta el punto de que los padres de Pulgarcito deciden abandonarle a él y a sus hermanos en medio del bosque, porque no tienen con qué alimentarlos. Pero Pulgarcito es un chaval bastante espabilado, y con unas piedrecitas es capaz de encontrar el camino de vuelta a casa. Pero no siempre las cosas serán tan sencillas. La versión del relato de Olivier Dahan es fiel al original, aunque con algunos añadidos, como la hija del ogro, que no quiere convertirse en ogresa, el camino que sí llevan sus horripilantes hermanas. A pesar de la condición de clásico infantil, la historia reviste aspectos de crueldad, que no se escamotean, como el hecho de que unos padres sean capaces de abandonar a su suerte a su numerosa prole. El director asegura que escogió dirigir esta adaptación de Pulgarcito porque “Me lo contaban cuando era pequeño, como a todos los niños. Ni siquiera volví a leerme el cuento antes de escribir el guión, prefería empezar a trabajar con el recuerdo que tenía y con las imágenes que había construido dentro de mi cabeza cuando era crío.”

5/10
Absolutamente fabulosas

2001 | Absolument fabuleux

Eddie y Patsy son amigas inseparables que llevan juntas una agencia de representación de artistas, aunque su único cliente es una vieja gloria. Aburrida comedia francesa basada en una serie televisiva. El dúo formado por Josiane Balasko y Nathalie Baye tiene su gracia, pero el guión acumula alocadas situaciones sin mucho interés. La veterana Catherine Deneuve interpreta un pequeño papel, así como el diseñador de modas Jean-Paul Gaultier.

4/10
Vuelvo a casa

2001 | Je rentre à la maison

Sencilla y emotiva película del portugués Manoel de Oliveira, que emplea con indudable acierto textos de Shakespeare e Ionesco. El film sigue a un anciano actor -estupendo Michael Piccoli-, cuya familia muere trágicamente en un accidente de tráfico, a excepción de su nieto, un niño. El paso del tiempo no acaba de ayudar a restañar las heridas.Título contemplativo, sobre la vida que se va, porque se envejece, o porque la tragedia asoma a la existencia. De Oliveira se toma su tiempo en la narración, bien apoyado en una gran interpretación, y haciendo un uso excelente del silencio.

7/10
Bailar en la oscuridad

2000 | Dancer in the Dark

Pantalla en negro. Música. Un minuto, dos, ¿tres? Así empieza el último y galardonado film del danés Lars Von Trier. Una de las muchas audacias que se permite. Si nos contaran el argumento, diríamos: “es un melodrama.” Selma Jezkova; inmigrante checa, madre soltera de un niño de diez años; trabaja en una fábrica; se está quedando ciega y, lo que es peor, la enfermedad es hereditaria; su vecino policía tiene problemas; hay una amiga que la aprecia y comprende... Y sin embargo, no parece tal melodrama. Parece la vida misma. Von Trier, a la hora de contar la triste vida de Selma, se agarra, al menos aparentemente, a los principios del movimiento Dogma que él impulsó: ausencia de música, luz natural, espontaneidad... Y mueve la cámara compulsivamente, sin dejarla quieta un momento, como queriendo recalcar el estrés de nuestra época. Y de pronto... ¡milagro! ¡La película se convierte en un musical! Von Trier arroja los principios “dogmáticos” al cesto de los papeles. El director y guionista nos ha preparado un poco –la protagonista es forofa de los musicales de Hollywood–, pero en absoluto para que una noche en una lúgubre fábrica con ruidos anodinos se transforme en un animado número musical. Y es que Selma se evade con sus fantasías musicales de una realidad dura o, mejor, integra esa realidad con su imaginación y dotes musicales, haciéndola mejor, más pura, más como debiera ser. Björk compone y canta de modo asombroso. Los personajes de la película son auténticos. Magníficos Björk, Catherine Deneuve –la amiga fiel–, David Morse –el policía torturado–, Peter Stormare –prototipo de enamorado–, pero también los secundarios como la conmovedora Siobhan Fallon, vigilante del corredor de la muerte, o Jean-Marc Barr, patrón de la fábrica. Y hay conflictos de interés: la amistad mantenida a machamartillo, la custodia de un secreto, la comprensión del dolor ajeno, el sacrificio por el propio hijo... El desenlace, magistral, es el último capítulo que no es el último capítulo si uno no quiere que lo sea. Para entender esto último, ¡no dejes de ver esta joya!

8/10
La vida prometida

1999 | Est-Ouest

La vida prometida fue la única película que pudo hacer sombra a Almodóvar en la entrega de los Oscar del año 2000. Al final el manchego se llevó la estatuilla al mejor film extranjero, pero eso no quita para que su rival sea una estupenda película. 1946. La guerra está recién terminada, y Stalin permite la repatriación de aquellos exiliados que deseen volver a su país natal. Ésa es la voluntad de Alexéi, que está casado con una francesa, Marie. Una vez en Rusia, el matrimonio se encuentra con el terror del totalitarismo de Stalin. Son enviados a Kiev, deben compartir casa con varias familias, algunos de cuyos componentes son confidentes... Marie desea volver a Francia, pero las cosas no son tan sencillas. Alexéi ejercita el autocontrol para ver cómo salir del infierno en el que se ha metido sin querer. Una actriz francesa, de gira en la Unión Soviética, quizá les eche una mano. El film dirigido por el siempre elegante Régis Wargnier (Indochina) no decae en ningún momento. Grandes actores (las francesas Sandrine Bonnaire y Catherine Deneuve) y el ruso Oleg Menshikov, con su magnífico trabajo, hacen que vivamos las penalidades de sus personajes.

8/10
El viento de la noche (Le vent de la nuit)

1999 | Le vent de la nuit

Paul, joven estudiante de arte, mantiene una relación con Hélène, una madura mujer casada con otro hombre. Paul decide pasar una temporada de viaje por Europa en el deportivo de Serge, un arquitecto al que acaba de conocer, que no ha sido capaz de superar el suicidio de su mujer. La veterana Catherine Deneuve protagoniza esta road movie sobre las relaciones amorosas. Supuso el mayor éxito del irregular cineasta francés Philippe Garrel (Inocencia salvaje).

4/10
El tiempo recobrado

1999 | Le temps retrouvé, d'après l'oeuvre de Marcel Proust

Adaptación cinematográfica de "El tiempo recobrado" de Marcel Proust, obra que cierra la célebre serie literaria de "En busca del tiempo perdido". El director Raoul Ruiz trata de recoger en su película la compleja divagación del escritor sobre las personas y cosas que pasaron por su vida. Este último tomo se centra en los felices años 20, un tiempo que la aristocracia francesa supo aprovechar.

5/10
Belle maman

1999 | Belle maman

Antoine está a punto de casarse con Severine, pero entonces descubre que por quien realmente se siente atraído es por la madre de ella. Ésta le corresponde, y aunque intentan ocultar su amor, todo el mundo se acaba enterando. Ambos acaban viajando juntos a Las Bahamas. Fallida comedia romántica francesa basada en una novela de Jean-Marie Duprez. A pesar de su buen hacer, Catherine Deneuve y Vincent Lindon son incapaces de remontar un guión disparatado, poco imaginativo.

4/10
Pola X

1999 | Pola X

Oscura y retorcida adaptación de una novela de Herman Melville, “Pierre o las ambigüedades”, a cargo de un cineasta, Leos Carax, que no se prodiga demasiado tras las cámaras, aunque suele dar que hablar entre los amantes del cine de autor, por títulos como Los amantes del Pont-Neuf. El film sigue a un Pierre, un escritor que ha conocido el éxito con una novela publicada anónimamente. Prometida con su prima Lucie, el inesperado descubrimiento de la existencia de una hermana, Isabelle, abandonada por el padre, le lleva a romper con su familia. Se trasladará a París, donde ahonda en el lado más oscuro del ser humano, mientras su relación con Isabelle va bastante más allá de lo fraterno, y comienza a escribir un nuevo libro. Gran reparto.

4/10
Place Vendôme

1998 | Place Vendôme

Tras la muerte de su esposo, un prestigioso joyero, Marianne trata de vender unos diamantes de origen más que turbio. Catherine Deneuve obtuvo el premio de interpretación en Venecia por esta mezcla de drama e intriga    

6/10
Genealogías de un crimen

1997 | Généalogies d'un crime

Solange está desolada por la muerte de su hijo. Con ocasión del funeral, acepta ejercer como abogada de René, un chico de la edad de su retoño, acusado del asesinato de su adinerada tía, relacionada con la polémica Sociedad Psicoanalítica Francobelga. El estudio del diario de la asesinada, y las tendencias criminales de su cliente, hacen pensar a Solange que René ha sido manipulado para verse enredado en el asesinato. No es éste un thriller de ribetes judiciales y criminales convencional. El chileno Raúl Ruiz juega con el psicoanálisis creando una atmósfera única, rebosante de ambigüedad. Grandísimo trabajo de Catherine Deneuve.

5/10
Los ladrones

1996 | Les voleurs

El líder de una banda de ladrones de coches muere misteriosamente, y familiares y amigos intentan ocultar los hechos al pequeño Justin, su hijo. Entre los adultos se encuentra Alex, un honrado policía, tío de Justin; Juliette Fontana, una joven despreocupada que ha tenido varios amantes o Marie Leblanc, una profesora de filosofía que está enamorada de Juliette. La trama va tejiendo las relaciones entre ellos y la visión de las cosas desde los ojos de Justin. André Téchiné (Los juncos salvajes) dirige un drama de conflictos de personales que se entrecruzan los unos con los otros. Protagonizan Catherine Deneuve y Daniel Auteuil, pero notables resultan también otros miembros del elenco, como Laurence Côte o Benoît Magimel.

6/10
Las cien y una noches

1995 | Les cents et une nuits

Monsieur Cinema (Michael Piccoli) es un anciano centenario, que vive solo en una enorma villa. Como la memoria empieza a jugarle malas pasadas, requiere los servicios de una joven que debe refrescar sus células grises, contándole historias de películas de todas las épocas y lugares. También vienen a visitarle personajes varios relacionados con el cine, estudiantes y empresarios sin escrúpulos. La película se concibió para celebrar el centenario del cine, pero Agnès Varda se excede en el metraje, es de esos trabajos donde el ejercicio más placentero es reconocer al desfile de actores que pululan por los fotogramas. Nostalgia para cinéfilos.

4/10
El convento

1995 | O convento

El profesor Michael Padovic, acompañado de su mujer Helene, acude hasta un remoto convento portugués para realizar estudios biográficos sobre William Shakespeare y demostrar que el escritor tenía origen español, como así quiere explicarlo en su tesis. El siniestro Baltar, guardián del templo, les recibe cordialmente y pronto se empezará a sentir atraído por Helene y desvía la atención de Michael poniéndole por medio a la bella asistenta Piedade. Película de Manoel de Oliveira que cuenta con el inquietante John Malkovich y la francesa Catherine Deneuve en el rol del matrimonio. El director imprime su sello personal en esta cinta y crea una atmósfera oscura y metafísica donde el bien y el mal están continuamente confrontados.

5/10
La partida de ajedrez

1994 | La partie d'échecs

Drama de época sobre un joven rarito que se convierte en un genio del ajedrez. Su talento le conduce a enfrentarse con un insoportable lord británico, en un campeonato donde se encuentra en juego la mano de la hija de la marquesa en cuya mansión se celebra el peculiar envite. Aunque la trama resulta bastante increíble, la metáfora de la partida de ajedrez, trasladable a la vida misma, siempre ha dado mucho juego, y aquí al menos sirve para mantener la atención. Da vida a la marquesa toda una dama del cine, Catherine Deneuve.

4/10
Mi estación preferida

1993 | Ma saison préférée

Antoine y Emilie: dos hermanos reciben el duro golpe de que su madre pierde la razón y poco después la vida. Esta situación les hace enfrentarse a cómo ha sido su existencia hasta entonces, a considerar si lo que han hecho hasta entonces ha valido la pena. Film de dolor y amor, dirigido con delicadeza por André Téchiné (Los juncos salvajes, Los ladrones), con la bella, en su madurez, Catherine Deneuve.

5/10
Indochina

1992 | Indochine

Vietnam en tiempos del colonialismo francés. Eliane, que regenta una explotación de caucho, ha aprendido a vivir sin un amor... Le basta con su hija Camille, una princesa vietnamita a quien ella ha adoptado tras la muerte de sus padres. Pero la vida de ambas mujeres va a cambiar cuando aparezca en escena cierto oficial de la marina francesa llamado Jean-Baptiste. Film grandioso, nostálgico, de bella fotografía y cuidado diseño de producción, que es una especie de mezcla entre Memorias de África y El último emperador. Aunque acusa cierta morosidad academicista, muy propia de el director Régis Wargnier, se trata sin duda de una obra exquisita y fue premiada con el Oscar al mejor film extranjero.

6/10
La reine blanche

1991 | La reine blanche

Dos hombres pretendieron casi desde su más tierna infancia a la misma mujer. Uno de ellos la conquistó, y se casaron. El otro se fue a las colonias. Veinte años después, vuelve el inmigrante casado y con familia, y se reencuentra en la Provenza con su amor y rival de infancia.   Se puede decir que Jean-Loup Hubert no inventa la pólvora. Pero también se podría añadir, ni falta que hace. Pues cuenta con eficacia la evolución de tres personajes, con un tono romántico y evocador que atrapa. Gran trabajo de los actores.

5/10
Drôle d'endroit pour une rencontre

1988 | Drôle d'endroit pour une rencontre

Debut en el largo del francés François Dupeyron. Se nota su formación en el documental a la hora de narrar una historia muy minimalista, el encuentro en el área de descanso de una autopista de una mujer, que acaba de tener una violenta discusión con su marido, y un tipo cuyo automóvil ha sufrido una avería. La pareja protagonista es de lujo: Catherine Deneuve y Gérard Depardieu.

5/10
Fréquence meurtre

1988 | Fréquence meurtre

Jeanne es una celebérrima terapeuta, que tiene un programa radiofónico donde los oyentes llaman pidiendo consejo. Lo que ignoran sus fans es que ella misma se somete a terapia desde que, siendo niña, sus padres fueron brutalmente asesinados. Una inesperada llamada en antena va a despertar los demonios del pasado, y Jeanne deberá pedir ayuda a su hermano mayor Frank, al que también afectó el trauma, y que es superintendente de la policía. Adaptación de una de las obras del escritor de misterio Stuart Kaminsky. Dirige Élisabeth Rappeneau, hermana del también director Jean-Paul Rappeneau. La estructura, a lo Agatha Christie, consiste en dar con el culpable del crimen de antaño, que fue adjudicado a un tipo que acaba de salir de prisión. Correctos trabajos de Catherine Deneuve y André Dussollier en un film previsible.

4/10
Agent Trouble

1987 | Agent Trouble

Una mujer que trabaja en un museo cmienza a investigar el asesinato de su sobrino. Al parecer había sido testigo de un proyecto del gobierno que se había saldado con la muerte de un hombre. A la vez que la mujer se va enterando de todo, un malvado agente del gobierno no dudará en eliminar a cualquiera que se inmiscuya en sus planes. Pasable thriller francés que tiene como gran reclamo la presencia de la diva Catherine Deneuve, aunque también cuenta con un papel de Kristin Scott Thomas (Hace mucho que te quiero). La historia, bien dirigida, se basa en una novela de Malcolm Bosse. La actriz Dominique Lavanant ganó un César del cine francés por su trabajo.

5/10
El lugar del crimen

1986 | Le lieu du crime

En un lugar boscoso un niño de 13 años es atrapado un hombre que se ha escapado de una prisión. Le dice que al día siguiente le traiga dinero, y así lo hace. Pero un compañero del fugitivo ataca al chico. El francés André Téchiné vuelve a ofrecer uno de sus filmes académicos, poco vibrantes, aunque siempre sugerentes. Es una de sus muchas colaboraciones con la diva Catherine Deneuve, como en los filmes Los ladrones o Mi estación preferida.

5/10
Esperemos que sea mujer

1986 | Speriamo che sia femmina

Uno de los grandes directores del cine italiano, Mario Monicelli (Rufufú) realiza esta comedia crítica sobre el intrascendente papel del hombre respecto de la mujer en la moderna sociedad italiana. La historia habla de unas cuantas mujeres, como Elena, quien ve cómo su inútil marido Leonardo, está más preocupado de su amante que de ella y de sus hijas Franca y Malvina. También están por ahí la hermana de Elena, Claudia, y la ama de llaves Fosca. Destaca el impagable plantel de actores y actrices.

5/10
Palabras y música

1984 | Paroles et musique

Margaux es una mujer inquieta que busca nuevos talentos para la música, con la idea de hacerlos triunfar. Recientemente ha sido abandonada por su marido y tiene dos hijos. Pronto se cruzan en su camino Michel y Jeremy, dos amigos que aman la música y cuyo mayor deseo sería convertirse en cantantes de renombre. Pero Jeremy cae hechizado por Margaux y empiza a descuidar a Michel y su sueño. Film romántico que se deja ver, pero no vuela demasiado alto. Atrae la actriz protagonista Catherine Deneuve (Los paraguas de Cherburgo), no así su enamorado, un siempre poco expresivo Christopher Lambert. Dirige Elie Chouraqui (Las flores de Harrison).

4/10
Fort Saganne

1984 | Fort Saganne

1911. Un joven teniente del ejército francés desea aventuras. Está lleno de ambiciones y de grandes gestas, y le acompaña el amor y su porte allá por donde pasa. Así que decide dejar su cuartel y marchar hacia el sur, hacia el Sahara, en donde correrá aventuras que tendrán mucho de sufrimiento, guerra, amor, muerte, libertad, placer, violencia, etc. El mundo que él quiere ensalzar. Extenso film de tres horas de duración, dirigido por el contemplativo realizador francés Alain Corneau (Todas las mañanas del mundo). La película cuenta a su favor con una gran elenco de actores franceses, de lo mejor de ese país, encabezados por el convincente protagonista Gérard Depardieu.

6/10
Mi amante prohibido

1984 | Le bon plaisir

El presidente de la república francesa ve peligrar su puesto cuando le roban una carta que le dirigía a su amante. En ella le pedía que abortara, por lo que la situación del político no puede ser más delicada. La espinosa situación parece no tener solución. La película se basa en una novela homónima de Françoise Giroud quien además de escritora y guionista fue ministra del gobierno francés.

4/10
L'africain

1983 | L'africain

Víctor es el ex marido de Charlotte. Vive cómodamente en medio de la nada. Más concretamente, vive en una zona apartada de África. Cuando Charlotte le comunica que quiere inspeccionar la zona porque puede que sea un área ideal para construir una residencia de verano, Víctor se queda horrorizado. Quiere evitar a toda costa esa construcción veraniega y no se le ocurre nada mejor que enviar a Charlotte y a su ayudante a un lugar perdido de la civilización. No les quedará más remedio que echar mano de su ingenio para salir del lío en que están metidos. Afortunadamente, Víctor se arrepiente de lo que ha hecho y acude a socorrerlos. Protagonizan los reconocidos actores franceses Catherine Deneuve y Philippe Noiret. Estos dos intérpretes tienen en común que poseen dos premios César de la Academia de cine francesa.

4/10
El ansia

1983 | The Hunger

Catherine Deneuve interpreta a una vampiresa centenaria que vive gracias a la sangre de sus amantes. Cuando su compañero John (David Bowie) abandona el "oficio" obligatoriamente (su cuerpo se deteriora a marchas forzadas) se encuentra en una situación desesperada y recurre a una peculiar doctora, interesada en el enigma del envejecimiento, con lo que acabará iniciando una relación. Debut en el largometraje de Tony Scott, que posteriormente se caracterizó por títulos más propios del cine de acción como Top Gun. Ídolos del aire o El último boy scout. El film tiene una atmósfera agobiante, que cuadra a la perfección con un argumento sórdido y pesadillesco, muy diferente de la filmografía posterior de Scott.

4/10
El choque

1982 | Le Choc

Thriller basado en la novela 'La position du tireur couché', escrita por Jean-Patrick Manchette. En ella, un asesino a sueldo quiere abandonar su oficio. Cosa que no será fácil porque sabe demasiado y hay intereses ocultos que no le van a dejar llevar a cabo sus planes. Aunque cambia de personalidad y se esconde en una granja, es descubierto por un comando especial que le obliga a escapar. El principal interés del film es ver juntos a los dos máximos divos del cine francés, Alain Delon y Catherine Deneuve, aunque ambos parecen un poco distantes en sus respectivos roles. Codirigida por el propio actor y Robin Davis, tiene buenos momentos de acción y ciertos ecos a los reflexivos asesinos a sueldo de Melville aunque sin llegar a su calidad. Excelente música de Philippe Sarde, que volvería a usar su evocador tema de amor en Juguete mortal (1986).

5/10
Hôtel des Amériques

1981 | Hôtel des Amériques

Helene todavía soporta el peso de la muerte de su novio hace unos meses. Un día va conduciendo su coche y está a punto de atropellar a Gilles, con quien inicia un complejo idilio. Ella no se siente preparada pero aún así se enamora, mientras que él parece que siempre actúa de manera muy excesiva. La actitud tan extrema de Gilles hace que el público se cuestione en alguna ocasión la credibilidad de esa historia de amor entre dos personajes tan complejos.

4/10
Le choix des armes

1981 | Le choix des armes

Dos presos que se acaban de escapar de la cárcel son víctimas de una emboscada que les prepara una banda rival. Uno de ellos es gravemente herido y le pide al otro que por favor lo lleve a casa de un ladrón que está ya retirado. Pero no puede cumplir su promesa porque muere a causa de las heridas. El superviviente decide ir igualmente a la casa en un tono amenazante, pues ha pensado que allí puede haber dinero para poder empezar una nueva vida. Gérard Depardieu interpreta al preso superviviente. Siempre es un gusto ver al actor francés interpretando a personajes excesivos. En este caso, su bruto ladrón tiene también su lado humano provocado por sus propias desgracias personales. Y Depardieu es perfecto para aglutinar rudeza y ternura.

4/10
Je vous aime

1980 | Je vous aime

Alice decide invitar a su casa, para la cena de fin de año, a los cuatro hombres que ha amado a lo largo de su vida. Una vez que se reúne con ellos, rememora los mejores momentos del pasado. Uno de los trabajos más conocidos y exitosos de Claude Berri (Germinal, El manantial de las colinas), sobre la soledad y las relaciones amorosas.

4/10
El último metro

1980 | Le dernier métro

Ambientada durante la ocupación nazi de Paris, El último metro es un homenaje de François Truffaut al teatro (como ya hiciera con el cine en La noche americana). Esta vez lo hace a través de dos pesos pesados, como Gérard Depardieu y Catherine Deneuve, que encarnan a los protagonistas de una obra de teatro que ha sido escrita por el marido de ella, perseguido por los nazis. El film se centra en el intento por estrenar la función a toda costa, a pesar de las dificultades que atraviesa la ciudad. Una estética bitonal permanece durante toda la cinta. El fotógrafo Néstor Almendros utiliza colores realistas y naturales para mostrar el día a día de los protagonistas y, en cambio, cuando las escenas tienen lugar en el teatro, los colores adquieren matices pretendidamente artificiales. El film es además un bello homenaje al matrimonio y la fidelidad. Obtuvo una nominación al Oscar como mejor película extranjera.

7/10
Ils sont grands, ces petits

1979 | Ils sont grands, ces petits

Louise, una especialista en cibernética, se ve obligada a formar equipo con Léo, fabricante de miniaturas electrónicas, para diseñar un modelo de robot. Ambos tienen caracteres absolutamente contrapuestos, pero tienen que aprender a convivir y trabajar juntos. Intrascendente comedia que pasó desapercibida por las carteleras. Cuenta con buenos actores, como Catherine Deneuve, pero no pueden remontar un argumento de lo más insulso.

3/10
Courage fuyons

1979 | Courage fuyons

Martin es un hombre normal y corriente que se ve atrapado en las revueltas de los estudiantes franceses, en mayo de 1968. Acobardado ante un violento tumulto que amenaza su coche, decide ayudarles a destrozarlo, ante la mirada atónita de su mujer y su hijo. Finalmente, su esposa le echa de casa y acaba viviendo en una comuna de estudiantes, donde conoce a una atractiva mujer. Comedia francesa intrascendente y ligero, aunque lanza algunos apuntes críticos contra la violencia que se generó en mayo del 68, una época normalmente idealizada. Cuenta con una buena pareja protagonista, formada por Jean Rochefort y Catherine Deneuve, de lo mejor del cine francés.

5/10
Por nosotros dos

1979 | A noux deux

Françoise y Simon son dos delincuentes enamorados el uno del otro que tratan de huir de la policía. Catherine Deneuve protagoniza este film, que parece una versión moderna de Bonnie and Clyde. El film tiene un guión complejo, pero lo suficientemente ingenioso para sortear los tópicos del cine de gangsters, y que no sea predecible. Excelentes interpretaciones de los actores.

5/10
El juego del poder

1979 | Écoute voir...

Claude Alphand es una mujer homosexual que trabaja como detective privado. Un tipo le contrata para que investigue un asunto: unos tipos se han introducido ilegalmente en su propiedad. Alphand descubre que los intrusos forman parte de una extraña secta. El director argentino residente en París Hugo Santiago dirige este thriller con Catherine Deneuve en un papel complejo. Destaca la sabia utilización de partituras clásicas de Mozart, Schubert y Bach, combinadas con la banda sonora original.

5/10
El dinero de los demás (1978)

1978 | L'argent des autres

Henri Rainier, ejecutivo bancario, decide concederle un importante préstamo a Claude Chevalier d'Aven, un inversionista. Pero los negocios de Chevalier resultan ser un absoluto desastre, el banco tiene que cubrir su déficit y Rainier es señalado en el banco como el culpable de las pérdidas que ha sufrido la entidad. Rainier decide demandar a su anterior jefe y decir que la culpa fue suya. Jean-Louis Trintignant realiza un gran trabajo, como ejecutivo sin escrúpulos, en esta interesante crítica del mundo de las entidades financieras.

5/10
Marchar o morir

1977 | March or Die

Aventuras de la Legión Extranjera producidas por Jerry Bruckheimer. El comandante Foster y sus hombres deben proteger una expedición arqueológica liderada por un tal Marneau. La cosa consiste en excavar una tumba en Marruecos. La situación es peligrosa pues la anterior expedición fue atacada y aniquilada. Ademas aparecerá un hombre, buscado por la policía, y que finalmente se enamorará de la misma mujer que Foster, la bella dama Simone. Aventuras muy del estilo de la clásica Beau Geste, aunque puesta al día con mucha menos calidad. Asombra el estupendo reparto internacional, que reúne americanos (Gene Hackman), suecos (Max Von Sydow), italianos (Terence Hill), franceses (Catherine Deneuve) e ingleses (Ian Holm).

5/10
Alma perdida

1977 | Anima persa

Tino, de 17 años, se instala con sus tíos en Venecia, para ir a clases de arte. El director de Perfume de mujer es el responsable de esta mezcla de drama, thriller y terror, que se basa en una novela de Gianni Arpino.

5/10
La caseta de la risa

1977 | Casotto

Comedia italiana que recoge varias historias que acontecen en torno a la caseta de una playa de Ostia (Roma) durante un domingo de verano. Entre los personajes están un equipo de baloncesto femenino; dos soldados obsesionados con su físico; dos gasolineros con sus novias; un sacerdote con secreto incluido; dos abuelos con su nieta embarazada; una pareja que desea tener relaciones sexuales por primera vez, etc. El film, quizá demasiado coral, tiene un apañado y frívolo guión del especialista Vincenzo cerami (La vida es bella), y cuenta con algunos intérpretes sorprendentes, como Catherine Deneuve, y sobre todo una jovencita Jodie Foster.

4/10
¡Si empezara otra vez!

1976 | Si c'était à refaire

Drama denso, de relaciones extrañas y enredadas, en el más puro estilo del cine francés, en este caso dirigido por Claude Lelouch (Un hombre y una mujer). La historia se centra en Catherine que por cómplice en un asesinato es condenada a 20 años de cárcel. Allí da a luz a un hijo, y tras ser liberada intentará estrechar lazos con su hijo ya adulto y paliar un poco los años perdidos. La cosa se complica cuando su hijo tenga una relación amorosa con su mejor amiga. Entre el reparto destacan dos grandes estrellas femeninas del cine francés Catherine Deneuve (Los paraguas de Cherburgo) y Anouk Aimée (La dolce vita).

5/10
L'agression

1975 | L'agression

En una autopista la familia de Paul es atacada por unos gamberros, y cuando Paul recobra el conocimiento comprueba con horrible estupor que su mujer y su pequeña hija han sido asesinadas. El hombre se encuentra al borde del suicido, pero con su cuñada Sarah decidirán tenderles una emboscada sangrienta. Dos grandes del cine francés Jean-Louis Trintignant (Mi noche con Maud) y Catherine Deneuve (Mi hombre es un salvaje) protagonizan este drama con toques ciertamente cómicos, dirigido con oficio por Gérard Pirès a partir de la novela de John Buell.

4/10
Mi hombre es un salvaje

1975 | Le sauvage

Nelly se ha casado con Vittori, pero mientras está en un lugar paradisiaco de Caracas (Venezuela), decide dejarle. Solicita entonces la ayuda de Martin, un tipo al que acaba de conocer. Éste le facilita la escapa, pues le presta dinero para que coja un avión a París. Sin embargo, cuando Martin regresa a su idílica isla carbeña, allí se encuentra otra vez con Nelly. Simpática comedia picaresca, con unos fantásticos Yves Montand y Catherine Deneuve. Dirige con buena mano el francés Jean-Paul Rappeneau (Cyrano de Bergerac).

5/10
Zig zig

1975 | Zig zig

Marie y Pauline son pareja artística en un club. Ambas cantan y bailan, aunque lo que les pegan en su lugar de trabajo les da más bien para poco. Así que cuando salen de allí las dos se dedican a la prostitución. La pobre Pauline tiene la desgracia de ser asesinada, con lo que la vida de Marie cambia radicalmente. Catherine Deneuve protagoniza esta cinta sin mayor trascendencia, aunque es una buena excusa para derrochar sus estupendas cualidades físicas.

4/10
Destino fatal

1975 | Hustle

Phil Gaines es un detective que está investigando el asunto de una joven asesinada. El caso se complica al haber varias personas involucradas, entre ellos, un hombre influyente y cliente de la bella Nicole, una prostituta de lujo con la que Phil ha iniciado una relación. Además, Marty Hollinger, el padre de la chica está investigando por su cuenta, lo que complica las cosas a Phil. Tras el éxito de El rompehuesos, Robert Aldrich volvió a reunir a Burt Reynolds y a Eddie Albert para protagonizar una cinta de misterio y suspense. Acompaña a Reynolds, la francesa Catherine Deneuve que despliega todo su encanto.

6/10
La mujer con botas rojas

1974 | La femme aux bottes rouges

Perrot es un millonario que tiene unos gustos muy peculiares en cuanto al arte se refiere. Un buen día conoce por casualidad a Françoise, una escritora que tiene muy poco que "esconder". Perrot se obsesiona con ella y comienza a hacer todo tipo de cosas extrañas. Françoise no se medra y entra en su complejo y excesivo juego. Dirige la cinta Juan Luis Buñuel, hijo del gran Luis Buñuel. Se trata de una coproducción italo-franco-española. La presencia patria queda de manifiesto en varios sectores como el reparto, donde destaca la presencia del estupendo Fernando Rey como el millonario excéntrico.

4/10
La gran burguesía

1974 | Fatti di gente perbene

Tullio es un joven que no soporta más el sufrimiento de su hermana. Está casada con un hombre que la maltrata y abusa de ella, por lo que Tullio lo asesina. Por consiguiente, el joven es encarcelado y juzgado, aunque el juicio acaba convirtiéndose en un circo que poco tiene que ver con el crimen que ha cometido. El padre del acusado es un hombre progresista y la familia del asesinado pertenece a la nobleza, por lo que aprovechan para hacer campaña también contra el progenitor de Tullio. Película basada en hechos reales que cuenta con una banda sonora hecha por Ennio Morricone. Aunque no es ni mucho menos una de sus mejores partituras, siempre es un placer oírlo.

4/10
No tocar a la mujer blanca

1974 | Touche Pas à la Femme Blanche

El director de El cochecito satiriza el western en esta revisión de la historia del general Custer, que sitúa la acción en París. Con La gran comilona y La última mujer forma una trilogía sobre la desintegración social.

4/10
No te puedes fiar ni de la cigüeña

1973 | L'événement le plus important depuis que l'homme a marché sur la lune

Marco, modesto profesor de autoescuela, ve cómo aumenta su barriga... Y no es problema de peso: recibe la inesperada noticia de que se ha quedado embarazado, aunque es un hombre. La noticia conmueve a la comunidad científica, que lo relaciona con los hábitos alimentarios, y sociólogos vaticina que al fin habrá igualdad entre hombre y mujer.Famosa comedia de Jacques Demy, con un reparto de auténtico lujo. El cineasta francés tiene el mérito de presentar como posible una situación insólita y disparatada, donde Marcello Mastroianni y compañía se prestan a la perfección de hacer pasar por verosímil lo imposible. Hay risas de buena ley, aunque el tono es agridulce.

6/10
Crónica negra

1972 | Un flic

Última película del director Jean-Pierre Melville, que de nuevo intentó repetir esquemas policíacos de sus grandes éxitos (como El silencio de un hombre), volviendo a contar como protagonista con el hierático Alain Delon, esta vez acompañado de otro mito del cine francés, Catherine Deneuve. Aparte de su excelente tiroteo inicial en el atraco al banco, la película se cae a pedazos en una lenta narración y una frialdad rayana en el congelamiento de ideas. Tuvo un presupuesto superior a otras de sus obras, pero el resultado es muy inferior a las mismas. Un comisario de policía descubre que detrás de un atraco a un banco se esconde un antiguo amigo – que ahora regenta un night club–. Los dos están en lados opuestos de la ley, pero también pueden ser las dos caras de la misma moneda.

4/10
Liza

1972 | Liza

Giorgio tiene una obsesión enfermiza con su perro. Tal es así que Liza tendrá que hacer lo inimaginable para conquistar su corazón. Ella quiere sustituir al animal, pero para ello tendrá que llevar collar y correa por orden de Giorgio, sólo así conseguirá ocupar el lugar del can. Compleja película que muestra algunos de los lados más oscuros del ser humano. Resultará dura para algunos paladares. En su favor hay que decir que está protagonizada por dos de los grandes: Deneuve y Mastroianni.

4/10
Angustia de un querer

1971 | Ça n'arrive qu'aux autres

Catherine y Marcello son un matrimonio que ha perdido a su hija de nueve meses por una rara enfermedad. Los padres caen en la más absoluta de las depresiones y se niegan a salir de su casa. La idea es recordar cada instante de vida de la niña para que así no se les pueda escapar. Como curiosidad de esta dura película decir que los protagonistas se llaman como los actores que los encarnan, algo muy poco común en el mundo del cine.

4/10
Piel de asno

1970 | Peau d'ane

Adaptación del cuento de Perrault, a través del prisma mágico de Demy, que homenajea a Cocteau. Un hada madrina asiste a una princesa cuyo padre pretende desposarse con ella. Para evitarlo, pide algo imposible de conseguir: un vestido de piel de asno.

6/10
Tristana

1970 | Tristana

Al quedarse huérfana, Tristana se traslada a la casa de su tutor, Don Lope, un solterón ocioso que la convierte en su amante. Cuando conoce al pintor Horacio, Tristana deja a Don Lope, pero al poco tiempo regresa a su lado. Tercera de las tres adaptaciones que filmó Buñuel del escritor Benito Pérez Galdós, tras Nazarín, y Viridiana (inspirada libremente en 'Halma'). Rodada en Toledo, Buñuel puso mucho de sí mismo en el personaje de Don Lope. “Sí, yo soy don Lope”, le dijo a Max Aub. El director llevaba mucho tiempo intentando poner en marcha el proyecto, pero se vio obligado a atrasarlo constantemente. De hecho, tenía planeado rodar la película en México, en 1952, con Ernesto Alonso y Silvia Pinal. Después, volvió a intentarlo en 1962, con Rocío Dúrcal o Stefania Sandrelli en el papel principal. Por fin, consiguió finalizar el film en 1970. Obtuvo una nominación al Oscar a la mejor película de habla no inglesa.

6/10
La sirena del Mississippi

1969 | La Sirène du Mississipi

Louis Mahé, dueño de una gran plantación de tabaco, encuentra a su mujer ideal por las páginas de contacto de un diario. Enamorado locamente de ella le propone matrimonio, pero después de la boda ella desaparece llevándose todo el dinero. Decidido a encontrarla, contrata a un detective privado que la localiza en Niza bajo otra personalidad. Ahora, Louis debe decidir si quiere venganza o todavía está enamorado de ella. La obra maestra del Truffaut imitador de Hitchcock, en un delirante cuento romántico basado en la novela 'Waltz into Darkness' de William Irish. Rodada en la isla de Reunion, el thriller alcanza por momentos un insano toque necrófilo digno de mayor análisis. Su pareja protagonista –la fría Deneuve y el ingenuo Belmondo- es digna de figurar entre las más intensas de la historia del cine, realizando ambos una admirable composición de sus personajes. Mutilada en su metraje en algunos países –entre ellos España–, su versión íntegra está cerca de la perfección. En su país recaudó 8 millones de francos y el filme está dedicado a Jean Renoir.

9/10
Locos de abril

1969 | The April Fools

Jack Lemmon y Catherine Deneuve son Howard y Catherine dos personas infelizmente casadas. Cada uno tiene a su pareja pero ninguno de los dos es feliz, porque sus respectivos son apáticos, tristes y no parecen mostrar interés en ellos. Y una cosa más... Catherine es, además, la mujer del jefe de Howard. Cuando ambos se conocen en una fiesta enseguida surge el amor entre ellos. No es la primera vez que Jack Lemmon se interesa por la mujer del jefe. Hay que recordar que en El apartamento, el pobre Lemmon se enamoraba perdidamente de la amante de su superior a la que daba vida Shirley MacLaine.

4/10
Benjamín, diario de un joven inocente

1968 | Benjamin ou Les mémoires d'un puceau

Iniciación a la vida adulta y al libertinaje del joven Benjamin, que hasta la fecha, 1750, ha vivido como en un invernadero con su tutora Camille. La llegada al castillo de su tía, una condesa, le va a hacer caer en el torbellino de pasiones amorosas de los que allí se alojan, donde se convierte en víctima inevitable de su inexperiencia. Farsa de época dirigida por el francés Michel Deville, entronca con títulos como Tom Jones y Las amistades peligrosas, aunque le falta el referente literario.

5/10
Manon 70

1968 | Manon 70

Película muy de su época –aunque se inspira en un texto del siglo XVIII– sobre una mujer amoral, que vende su atractivo sexual en servicio de sus propios intereses, pero que debe escoger entre el amor y la supervivencia, y descubrir, tal vez, que amarse es muy distinto de dejarse arrastrar por la lujuria. Protagoniza una jovencita Catherine Deneuve, y destaca sobre todo la música del siempre estupendo Serge Gainsbourg.

4/10
Mayerling

1968 | Mayerling

Paradigma del melodrama romántico de la época que daría lugar a edulcorados títulos como Un hombre y una mujer (1966) y Love Story (1970), curiosamente, al igual que ésta, todas con música de Francis Lai. La historia de Mayerling es la del archiduque Rodolfo, quien se suicidó por amor a la baronesa Maria Vetsera en el inestable imperio austrohúngaro del siglo XIX. Originalmente prevista para la pareja de Audrey Hepburn y Mel Ferrer, problemas de última hora condujero a cambiar a dichos actores por Omar Shariff y Catherine Deneuve. Éstos muestran una desconcertante apatía en las escenas de amor. Al menos el resto del reparto es de primera calidad: James Mason como el emperador Francisco José; Ava Gardner como la emperatriz Isabel; y James Robertson-Justice como el príncipe de Gales. El guión está basado tanto en las novelas de Claude Anet y Michael Arnold, como en la obra de teatro de Maxwell Anderson, habiendo sido llevada al cine anteriormente con los títulos de Sueños de príncipe (1936) y De Mayerling a Sarajevo (1940).

5/10
El amor es un extraño juego

1968 | La chamade

Una mujer, Lucile, dos hombres, Charles y Antoine, triángulo amoroso al canto. El primero es el amante maduro, que da seguridad a Lucile, pero donde no hay pasión; mientras que el otro es el joven y apuesto aspirante a escritor que hace que se le acelere el corazón. Alain Cavalier adapta la novela de Françoise Sagan con la ayuda de la propia escritora, para ofrecer una reflexión acerca del amor y sus complejidades. Se explora así la tentación de entregarse a otra persona de modo frívolo, y el precio que se paga por ello.

5/10
Bella de día

1967 | Belle de jour

Severine es una mujer de buena posición social, atormentada por culpa de una mala experiencia en el terreno sexual sufrida cuando era una niña. A veces sueña conque está atada a un árbol mientras es flagelada por los sirvientes de su marido. Mientras pasea por las calles de París descubre la existencia de un prostíbulo conocido como la Casa de Anais. Severine decide ofrecerse como prostituta, a pesar de que no necesita el dinero, prestándose a prácticas denigrantes y sadomasoquistas. Una de las cintas más conocidas y mejor valoradas de Luis Buñuel, por su escandaloso planteamiento, su perfección estética y la fama de Catherine Deneuve, su protagonista. La francesa interpreta un papel similar al de Repulsión, de Roman Polanski, donde era una joven que también había sufrido un trauma por un suceso de la infancia. Al realizador aragonés le fue mejor con otras musas, como Silvia Pinal, que con la actriz francesa, con la que también rodó la célebre Tristana. No está a la altura de sus mejores obras este drama sobre la ofuscación sexual, basada en la novela homónima de Joseph Kessel, que Buñuel se llevó a su terreno, pues en su línea, lanza una crítica al estamento burgués, al que acusa en este ocasión de estar tan desocupado que es el germen de todo tipo de perversiones. Aunque el film es tan explícito que no gustará a los espectadores más sensibles, sus momentos más surrealistas son los más interesantes. Por eso no sorprende del todo que fuera la ganadora del León de San Marcos, en el Festival de cine de Venecia de 1967.

6/10
Las señoritas de Rochefort

1967 | Les demoiselles de Rochefort

Delphine y Solange Garnier son dos hermanas que viven en Rochefort. Delphine es profesora de baile, mientras que Solange compone y ofrece lecciones de piano. Un día llegan al lugar dos jóvenes que forman parte de la "troupe" de una feria y necesitan a las hermanas para que les ayuden con un número musical. Un clásico del género musical francés, muy influido por los grandes títulos del género estadounidenses. De hecho, cuenta con la presencia de uno de los grandes, Gene Kelly, que por supuesto baila. Michel Legrand compone una banda sonora inolvidable compuesta por un sinnúmero de canciones que interpretan los personajes. Destaca también el vestuario veraniego, los colores alegres y la espléndida luminosidad.

6/10
Esposa ingenua

1966 | La vie de château

Vodevil de Rappenau, sobre un matrimonio que vive en un ‘château’ en el campo durante Guerra. Él teme siempre la infidelidad de ella, y la llegada de un tipo de la resistencia y de los alemanes le hacen dudar.

5/10
Las criaturas

1966 | Les créatures

Edgar, escritor, se retira a un lugar tranquilo en la isla de Noirmoutier para sumergirse en su nueva novela. Le acompaña su esposa Milène, que no le va a molestar mucho hablando, pues se quedó muda tras un accidente de automóvil. En el hotelito donde se alojan pululan varios personajes, que pasean sus vidas insatisfechas en busca de amor. El embarazo de Milène podría ser una nueva inspiración para Edgar. Agnès Varda pergeña un interesante film sobre la creación literaria, donde se juega con la realidad y la fantasía, en la medida en que el escritor incorpora cosas que ve a su alrededor a su novela. Buen trabajo interpretativo de Michel Piccoli y Catherine Deneuve.

6/10
Les petits chats

1965 | Les petits chats

Sigue los pasos de un grupo de jóvenes que acaban cayendo en el mundo de la delincuencia, sin que sus padres puedan hacer nada para impedirlo. El desconocido Jacques R. Villa –que había dirigido un film anterior, Her Bikini Never Got Wet, aunque no figura en los créditos– dirigió esta cinta que intenta homenajear a Luis Buñuel, pero le falta la inspiración del director de Tristana. Ha reclutado, eso sí, a Catherine Deneuve, una de las musas del aragonés. La cinta tuvo problemas con la censura.

4/10
Cuatro historias de amor

1965 | Das Liebeskarussell

Cuatro relatos diferentes, entrecruzados en torno a la consulta de un doctor, que se dedica a resolver problemas de índole sexual. Aunque son todos excesivamente ligeros, tiene algún momento con cierta gracia. Al menos cuenta con excelentes actores de diversas nacionalidades, como la francesa Catherine Deneuve. Dos de los actores principales son dos conocidos villanos de James Bond, el austriaco Curd Jürgens (La espía que me amó) y el alemán Gert Fröbe (James Bond contra Goldfinger).

4/10
El canto del mundo

1965 | Le chant du monde

Matelot anda inquieto porque su hijo Besson, un leñador, no ha regresado a casa. De modo que con ayuda de su amigo Antonio trata de dar con su paradero. En el camino de ambos se cruza Clara, una joven ciega al que falta poco para dar a luz. Tras diversas andanzas se enteran de un rico terrateniente, Maudru, persigue a Besson. Marcel Camus adapta una novela de aires folletinescos de Jean Giono, con amores de por medio, y poderosos que se aprovechan de los más débiles. Catherine Deneuve da vida a la joven ciega.

5/10
Repulsión

1965 | Repulsion

Carol Ledoux vive en un apartamento de alquiler sobreprotegida por su hermana. Cuando ésta inicia una relación con un joven, la situación despierta celos desorbitados. Roman Polanski describe en profundidad a un personaje esquizofrénico, apoyado en una atmósfera inquietante, con pasajes casi oníricos, y en un trabajo formidable de una jovencita y hermosa Catherine Deneuve.

7/10
Un monsieur de compagnie

1964 | Un monsieur de compagnie

Antoine es un tipo que ha llevado una vida a lo grande, sin trabajar, gracias a la fortuna de su abuelo. Se pasa los días pescando y perdiendo el tiempo. Pero cuando su abuelo muere, el dinero se acaba, y Antoine tiene que aprender a buscarse el sustento por sí mismo. En su periplo tendrá que relacionarse con diversos individuos de distinto pelaje. Amena comedia sobre las relaciones sociales, basada en una novela de André Couteaux, con un gran trabajo de los protagonistas. Tuvo éxito en Francia, y en menor medida en otros países, entre ellos Estados Unidos.

5/10
Les plus belles escroqueries du monde (Las más famosas estafas del mundo)

1964 | Les plus belles escroqueries du monde

Insólito film por episodios que reune a directores muy distintos: los franceses Claude Chabrol y Jean-Luc Godard, el italiano Ugo Gregoretti, el japonés Hiromichi Horikaway y el franco-polaco Roman Polanski. Cada una de ellas relata una estafa supuestamente célebre y real. Destaca el segmento de Claude Chabrol, en la que un timador consigue venderle a un pobre ingenuo la mismísima torre Eiffel, alegando que es de su propiedad. También tiene su interés el fragmento de Godard, en la que plantea como estafa el mismísimo cine, o más concretamente, el cinéma-vérité, que pretende pasar como real.

5/10
La Costanza della ragione

1964 | La Costanza della ragione

Bruno, un chico educado en la doctrina marxista por su amigo Millo, acaba enamorándose de Lori, una atractiva joven. Fallido drama por culpa de un guión insulso, que apenas le saca jugo al tema central: la iniciación a la vida del protagonista. No consigue remontarla el director Pasquale Festa Campanile, a pesar de su imaginativa puesta en escena.

4/10
La caza del hombre

1964 | La Chasse à l'homme

Comedia sexy y por momentos incluso sofisticada sobre las siempre complejas relaciones entre hombres y mujeres, a medio camino entre la 'nouvelle vague' (aunque sin pertenecer exactamente a este movimiento) y la explotación de las historias amorosas francesas. Su reparto femenino –mujeres en busca de un marido, si puede ser rico mucho mejor– es de lo mejorcito que ha dado el cine francés con la malograda musa Françoise Dorléac, su después conocida hermana (y no menos musa) Catherine Deneuve, Marie Laforêt, Marie Dubois y Mireille Darc. Aunque tampoco conviene perder de vista a los hombres, ya que aparecen por aquí Jean-Paul Belmondo, Michel Serrault o el director Edouard Molinaro.

5/10
Vacances portugaises

1963 | Vacances portugaises

Una pareja progre, Jean-Pierre y Françoise, se disponen a pasar unos días de vacaciones en invierno en Portugal, cerca de Lisboa, en su casa de campo. Como temen al aburrimiento, invitan a varios amigos, que se traerán consigo sus problemas sentimentales. Las vacaciones podrían hacerse así muy largas. Tragicomedia sobre burgueses desencantados que no saben cómo pasar un buen rato, se trata de un film con abundantes diálogos, que pintan diversos desencantos amorosos. Dirige Pierre Krast, antiguo crítico de cine de “Cahiers du cinéma”, aunque no tan conocido como sus colegas de la ‘nouvelle vague’, Eric Rohmer y compañía.

4/10
Le vice et la vertu

1963 | Le vice et la vertu

Traslación de una obra del marqués de Sade a la Francia ocupada por los nazis. En París, en 1944, Justine va a casarse con Jean, que pertenece a la resistencia. Pero éste es capturado por la Gestapo, y Justine tratará de salvarlo por mediación de su hermana Juliette, amante de un general alemán. Por una serie de avatares, Justine acabará siendo objeto de placer de los nazis en un castillo. Como es de suponer, Sade y Roger Vadim supone una inevitable combinación donde domina el erotismo.

3/10
Los paraguas de Cherburgo

1963 | Les parapluies de Cherbourg

Film cantado en su totalidad, con música y canciones de Michel Legrand. Una verdadera joya, ganadora de la Palma de Oro en Cannes y que logró 5 nominaciones a los Oscar. Se hizo en un momento en que en Francia los musicales simplemente no existían, totalmente a contracorriente. Desarrollada en 4 actos, sigue a los enamorados Guy y Geneviève. Él trabaja en un taller de automóviles, ella ayuda a su madre viuda a sacar adelante la tienda familiar de paraguas ‘Les Parapluies de Cherbourgh’. Son tiempos difíciles y Guy parte a Argelia a hacer la ‘mili’ sin saber que su novia está embarazada, y dejando a su madrina enferma al cuidado de Madeleine. Entretanto, aparece Roland Cassard, un buen hombre de gran fortuna, que se siente atraido por Geneviève. El director francés de la ‘nouvelle vague’ Jacques Demy da una vuelta de tuerca al musical con canciones sobre cuestioes muy naturales, y arranca una gran actuación a una jovencita y entonces desconocida Catherine Deneuve. La obra es exacerbadamente romántica, y al tiempo no teme ser realista a la hora de mostrar algunas decisiones de los personajes, lo que sirve para subrayar que el amor no es solamente pasión y atracción, también es algo que se cultiva y puede tomar derroteros inesperados. Destaca el uso de las localizaciones reales de Cherburgo, y el uso de colores muy saturados en ropa, paredes, objetos, con resultados muy especiales. Con una atmósfera increíble en cada secuencia, contiene momentos auténticamente mágicos.

8/10
Et Satan conduit le bal

1962 | Et Satan conduit le bal

Reunión de varias parejas en la mansión de un millonario. Éste se ha encaprichado de una frívola actriz que no le hace ningún caso, atenta a la presencia de un escritor, que ya tiene novia. Y como éstos, hay varios enredos amorosos, entregados a la más pura tradición de la ‘nouvelle vague’, aunque sin demasiada convicción.

3/10
Les parisiennes

1962 | Les parisiennes

Película de episodios, protagonizados por cuatro mujeres, en la capital de Francia. Marc Allégret sigue a Sophie, una joven estudiante sin novio, que finge ser amante del novio del compañero de su madre. Ella es una bailarina citada con un productor americano, con quien comparte taxi sin saber su identidad. Françoise es una vengativa joven, que intentará seducir al novio de quien creía que era su mejor amiga. Mientras que Antonia es una mujer casada que intenta recuperar al amante que le acaba de dejar.

4/10
L'homme à femmes

1960 | L'homme à femmes

Un mujer casada está implicada junto con su sobrina en el fallecimiento de un chantajista. Un inspector investigará la muerte y dejará notar que el misterio no durará para siempre. Discreto thriller a la francesa (es decir, con poquita marcha), basado en una novela de Hugh Wheeler y donde lo mejor es el magnífico trío de actores.

4/10
Les portes claquent

1960 | Les portes claquent

Las tribulaciones de André, un tipo rodeado de mujeres –su esposa, dos hijas respondonas, una suegra en busca de amor– amén de un hijo que realiza curiosos experimentos químicos. Lo que da pie al enredo. En el film destaca una jovencísima Catherine Deneuve.

4/10

Últimos tráilers y vídeos