IMG-LOGO

Lista de cine

Las mejores películas y series basadas en la obra de Stephen King

Stephen King, todo un referente a escala mundial de las novelas de terror, publicó su primer libro en 1974. Dos años más tarde, Brian de Palma trasladaría Carrie a la gran pantalla. Desde entonces se han adaptado cientos de obras del autor. Por ello, entre su amplísima filmografía, hemos seleccionado los mejores títulos basados en las novelas y relatos de King.

Los títulos no están ordenados de mejor a peor en función de su calidad. El orden es aleatorio.

Las mejores películas y series basadas en la obra de Stephen King
(2019) | 169 min. | Terror Tráiler
Tras sufrir la persecución del payaso abductor de niños Pennywise en Derry, su pueblo natal de Maine, la pandilla de chavales compuesta por Bev, Bill, Richi, Mike, Ben, Eddie y Stan se juraron volver a reunirse si alguna vez aparecía de nuevo en sus vidas este personaje de pesadilla. Veintisiete años después se han dispersado y convertido en adultos, cada uno lleva su vida sin mantener el contacto; por ejemplo, Bill se ha convertido en escritor de novelas nunca satisfecho con las adaptaciones al cine, Bev se dedica a la moda, Richie tiene un programa cómico televisivo. Sólo Mike se quedó en Derry, y la reaparición amenazante de Pennywise propicia que les convoque, y es que todos notan su presencia maléfica, que propicia el despertar de recuerdos que habían quedado sepultados en el olvido. Segunda entrega de la adaptación de la larga novela de Stephen King “It”, repiten tras la cámara Andy Muschietti, mientras que Gary Dauberman asume el rol de guionista en solitario. Aunque la película sigue las andanzas de los protagonistas una vez alcanzada la madurez, en el fondo la apuesta es de nuevo la infancia, y no sólo por los abundantes flash-backs sobre sucesos del pasado, en que podemos ver a los actores niños del film anterior. Aletea en todo momento la nostalgia por los años en que uno es un chaval y descubre las cosas por primera vez, mientras saborea el valor de la palabra dada, lo que es un flechazo, la lealtad prometida a los compañeros, la franca camaradería y las aventuras compartidas. En el fondo Bev y compañía adultos nos interesan en la medida en que vemos en ellos a niños grandes, que quieren recuperar esos sentimientos perdidos; en cambio, lo que sería propio de la vida de mayores, en el film resulta hasta grotesco, véase la descomunal pelea que casi al inicio mantiene Bev con su marido maltratador, sin que se nos ofrezcan muchas explicaciones, o el acoso homófobo de unos matones a una pareja gay. It: Capítulo 2 es una película que puede propiciar en el espectador sentimientos contradictorios. Para empezar, es una película desmesurada, en su duración y en la acumulación episódica de sustos, efectos visuales y recuerdos, que acaban siendo reiterativos, aunque algunas secuencias resulten ciertamente brillantes. Al modo de una atracción ferial, somos vapuleados vertiginosamente en el gran contenedor en que consiste el film, subimos arriba y abajo, a menudo caprichosamente, con el clásico humor bizarro y tono oscuro que tanto le gusta a King. Y hay momentos logrados, pero otros agotan y no aportan nada. Las escenas que afectan a los niños en el presente parecen concebidas para buscar el puro efectismo, y sí, vienen a recordar la traumática desaparición del hermanito de Bill en la primera entrega. Y desde luego hace falta estar muy entregado para aceptar sin pestañear todo lo que tiene que ver con la maldición india, los fuegos fatuos y el modo de deshacer el conjuro que afecta al payaso. No estamos ante el mejor film que adapta a King, y resultaba sin duda más redondo el anterior It. Pero como se aferra desesperadamente a los sentimientos que encerraba éste y que lo emparentaba con Cuenta conmigo, no deja de despertar simpatía. Los efectos especiales son de gran calidad, y cuenta con un estupendo reparto, donde tienen casi el mismo peso los niños actores que los actores adultos más o menos famosos –sobre todo Jessica Chastain, James McAvoy y Bill Hader, el mejor de los tres–, que dan la versión adulta de sus personajes. Bill Skarsgård sigue logrando que Pennywise resulte bastante siniestro.
5/10
(2017) | 135 min. | Terror Tráiler
Derry, un pueblecito de Maine. Bill, joven adolescente, intenta superar la misteriosa desaparición de su hermano pequeño, Georgie, unos meses atrás. Pero es difícil. No es la primera desaparición en el pueblo, la muerte acecha. Además Bill y su pandilla son objetivo de los abusones de la zona, deben andarse con ojo. Sin embargo, lo peor son las extrañas y horribles experiencias que sufren paulatinamente los siete miembros de la pandilla. Un ser maligno con apariencia de payaso –“Eso”, lo llaman– es la causa. Adaptación de la terrorífica novela de Stephen King, ya llevada a la pantalla en forma de miniserie en 1990. En esta ocasión tras las cámaras se sitúa el argentino Andy Muschietti, que repite género tras Mamá. Ambientada en los años 80 en el típico pueblo idílico de los Estados Unidos, el trío de guionistas –que incluye algún peso pesado como Cary Fukunaga– ha tenido muy presente el precedente cinematográfico, también con los correspondientes guiños a la época, de modo que calcan algunas escenas célebres, como la de la alcantarilla –poderoso y estremecedor arranque– o la del cuarto de baño sangriento. Por contra, toda una parte de la historia –con los niños ya adultos– queda pendiente para una anunciada segunda parte. Pero sobre todo logra una buena definición de personajes, jovenzuelos adolescentes con traumáticas vivencias y situaciones personales nada reconfortantes. En este sentido llama la atención la ausencia de modelos adultos; apenas aparecen los padres y cuando lo hacen no son precisamente ejemplos de equilibrio y sana madurez, por decirlo suavemente. Visualmente el film es notable y efectivo. Muschietti moderniza además la trama original con algunos añadidos sabiamente concebidos –como la aterradora pintura “modiglianesca”– y ofrece escenas bien resueltas, aunque también es un poco agotador que las apariciones fantasmales siempre vengan acompañadas de sonidos exagerados, volumen a tope, con el objetivo de generar los sustos convenientes. Y ni que decir tiene que la irrupción de seres imaginarios en una dimensión real da lugar a todo tipo de licencias que no son precisamente coherentes. Pero ése es el juego. Sí se consigue convincentemente el difícil equilibrio entre el puro terror de los primeros compases y el film de aventuras juveniles al estilo Los Goonies hacia el que va derivando el conjunto. También es inevitable encontrar numerosas similitudes con la serie Stranger Things, acentuadas también por la presencia entre los actores de Finn Wolfhard, el chaval protagonista de la serie de Netflix. El resto del juvenil reparto está a la altura pero hay mencionar especialmente a Sophia Lillis –la única chica del grupo– y a Jeremy Ray Taylor, sin olvidar al encargado de dar vida al diabólico payaso Pennywise, Bill Skarsgård.
6/10
(1994) | 142 min. | Drama
Acusado del asesinato de su mujer y su amante, Andy Dufresne es enviado a prisión de por vida. A partir de un relato de Stephen King, Frank Darabont debutó con este extraordinario drama carcelario, que huye de los efectismos para centrarse en temas como la amistad y la esperanza. Tim Robbins compone un protagonista muy humano y atractivo, y Morgan Freeman le secunda a la perfección mimetizándose en su mejor amigo entre rejas. Algunas escenas son memorables, como las de la cerveza en el tejado o el momento en que Dufresne "regala" unos momentos de música clásica a los presos. Son momentos en que la verdadera libertad humana, esa que nadie te puede quitar, grita poderosamente. Nominada para 7 Oscar, la película tuvo la desgracia de que ese año Forrest Gump lo acaparara todo.
9/10
(1990) | 107 min. | Thriller
Antes de “matar” a un personaje, su creador debería pensárselo. Que se lo digan a Paul Sheldon, que harto de la heroína que ha protagonizado la mayoría de sus novelas, ha decidido cargársela y escribir por fin libros serios. Lo que no puede adivinar que tras un accidente de automóvil, le va a socorrer su fan más acérrima, que es un pelín susceptible. Rob Reiner, con guión de William Goldman, hizo una adaptación modélica del libro de Stephen King. Y Kathy Bates alzó su mano... con el Oscar.
6/10
(1976) | 94 min. | Terror | Drama
Brian De Palma marcó una época con este film de terror adolescente filmado con mano firme y con un dominio imponente delritmo narrativo, donde la tensión dramática (y trágica) va creciendo hasta la catártico y brutal desenlace. Incluido el sustito final, mil veces repetido posteriormente. Carrie es una joven de buen corazón, pero que vive apocada debido a su psicótica madre, una fanática religiosa que tiene casi encerrada y enclaustrada a su hija, y para quien cualquier cosa que no sea rezar está prohibida. Por su carácter retraído, Carrie no encuentra tampoco compañía entre sus compañeros de instituto, que, con salvadas excepciones, le ponen la vida todavía más difícil. Pero Carrie tiene un extraño don, la telekinesis, por el que puede mover los objetos sólo con el pensamiento. Una jovencísima Sissy Spacek compone una protagonista perfecta, inquietante. La película supuso también uno de los primeros papeles importantes de John Travolta.
7/10
(2004) | 96 min. | Terror
Al guionista (Parque Jurásico, Atrapado por su pasado, Spider-Man, Misión imposible) y director (El último escalón, El efecto dominó) David Koepp le pega adaptar una novela de Stephen King. Si acaso, extraña que no se haya puesto manos a la obra antes. Aquí parte de un material muy ‘King’, truculento, cómo no, que bascula entre el terror y el thriller: escritor deprimido, retirado en una casita solitaria, próxima a un villorrio con el clásico sheriff provinciano; no ha superado la infidelidad de su esposa, que le ha dejado por otro hombre; y para colmo de males, se presenta en su casa un paleto psicótico de Ohio, que le acusa de haberle plagiado una historia. Koepp maneja una historia algo complicada, al menos a la hora de plasmarla en imágenes, y hay que reconocerle el esfuerzo por ser muy visual, singularmente en el plano inicial y en el sorprendente final, alejado hasta cierto punto del tópico. Pero no acierta del todo a la hora de dar pistas sobre ese algo extraño que le pasa al escritor. El reparto está bien, sobre todo Johnny Depp, que lleva todo el peso de la narración, y que ha entendido a la perfección el esfuerzo del director por recrear la atmósfera en la que se mueve un novelista en horas bajas. No obstante domina una sensación de trama demasiado alargada, de que a la postre el film se reduce a un simple ‘cuento asombroso’. Al fin y al cabo se basa en una historia breve de King, "Secret Window, Secret Garden".
6/10
(2003) | 136 min. | Terror
Jones, Henry, Pete y Beaver son amigos desde la infancia. En una ocasión, salvaron a un chico aparentemente retrasado, Duddits, de ser golpeado por el matón de la clase. Duddits se convirtió en miembro del grupo y les transmitió extraños poderes. Ahora, ya adultos, los cuatro se reúnen cada año en una cabaña del bosque para rememorar antiguas anécdotas. Pero un extraño cazador llega hasta el lugar con síntomas de locura, durante una extraña ventisca. El grupo se ve obligado a dispararle en defensa propia, ignorando que está poseido por un extraño ser de origen extraterrestre. En su afán de cambiar constantemente de registro, Lawrence Kasdan, autor de films tan dispares como Fuego en el cuerpo y Silverado, hace sus pinitos en el terror, tomando como base una obra de Stephen King, el especialista más popular del género. Su novela ha sido adaptada por el guionista William Goldman, que había hecho lo propio con otras dos: Misery y Corazones en Atlántida. La historia es un compendio de todas las novelas de King, incluida su obsesión por lo escatológico.
4/10
(2007) | 127 min. | Terror Tráiler
Un importante temporal produce numerosos daños en un pueblecito de Maine. Al día siguiente, se observa además una extraña niebla. Sin teléfono ni energía eléctrica, en la base militar cercana hay una inusitada actividad. Y muchos lugareños acuden al supermercado de la localidad, a hacer acopio de provisiones, por si acaso. Entre ellos está David, un diseñador de carteles de cine, con su hijito. En éstas irrumpe en el local un tipo sangrando y afirmando que hay alguna criatura maligna ahí afuera. Al tiempo, la niebla se ha espesado, no se ve más allá de las propias narices. La gente comienza a tener miedo, nadie se atreve a salir del local. Más cuando un mozo del súper es atacado por algún tipo de bicho, que muestra unos poderosos tentáculos… Continúa la frúctifera asociación de Frank Darabont y el escritor de best-sellers de terror Stephen King, tras Cadena perpetua y La milla verde. Contada la trama, suena a película de miedo barata, sin muchos alicientes. Si alguien ha sacado tal impresión, advirtámosle desde ya que las apariencias engañan. Las película de Darabont funciona bien a distintos niveles. Como título de género, con leve crítica a los experimentos científicos donde domina la soberbia de jugar al “aprendiz de brujo”, digamos que se trata de un film escalofriante, que sabe crear una atmósfera desasosegante de modo progresivo y con una buena dosificación de los sustos. Escenas como la del “explorador” que sale al exterior, atado con una cuerda, y que es engullido por la niebla, o la del primer ataque de los bichos, resultan muy efectivas. Y ese espacio cerrado, del que sería mejor no salir, recuerda al mismísimo Luis Buñuel y su film El ángel exterminador. Pero además, la trama sirve para exponer el clásico debate fe-razón, sólo que aquí tal debate se polariza en los extremos: tenemos ante nuestros ojos la posición del fanático religioso –encarnada en una increíble Marcia Gay Harden, cuya iluminada señora Carmody da casi más miedo que los monstruos, por su interpretación de los sucesos como el cumplimiento literal del apocalipsis–, frente a los personajes pragmáticos, más matizados, pero a los que domina en mayor o menor medida el escepticismo, y que piensan que para solucionar su problema sólo cuentan con sus propias fuerzas. Darabont, al adaptar a King, ofrece una interesante perpectiva del miedo, que puede conducir a acciones terribles e injustas, por caer en lo irracional, o justamente por lo contrario, por dejar de creer que alguien de fuera –Dios u otras personas– puede ofrecer una ayuda inesperada. El film evita demonizar en exclusiva, más bien “reparte estopa” a unos y a otros, mostrando personajes creíbles, bien encarnados por un reparto de desconocidos donde destaca, además de la citada Gay Harden, Toby Jones; e incluso se permite ironizar en el desenlace con lo que logran las personas “razonables”. Quizá en tal sentido, el film se muestra demasiado desesperanzado, poco confiado en la naturaleza humana, pues incluso aquéllos con los que el público puede empatizar más acaban flaqueando. El director y guionista parece haber pensado que perdería en contundencia y capacidad de “epatar” si entre los personajes hubiera algún creyente normal, de una pieza, pero, la verdad sea dicha, se echa en falta alguien equilibrado en tal sentido; podríamos decir que, como a sus personajes, también a Darabont le ha faltado un poquito de fe.
6/10
(2004) Serie TV | 181 min. | Terror
Un escritor regresa a su pueblo natal para escribir un libro sobre las desapariciones relacionadas con una vieja mansión. Revisión en forma de miniserie televisiva de la novela vampírica de Stephen King, que ya dio lugar a una serie de culto de 1979, con David Soul y James Mason. Aquí asume el protagonismo Rob Lowe, mientras que el papel de Mason es interpretado por el todoterreno Donald Sutherland. El resultado es bastante decente y, por momentos, tan aterrador como la serie original.
6/10
(2007) | 94 min. | Terror
El sueco Mikael Håfström (Drowning Ghost, Sin control) ha paladeado las mieles del éxito en Estados Unidos con esta adaptación del relato homónimo de Stephen King, incluido en el libro ‘Todo es eventual’. Al parecer, el famoso escritor ha avalado el film, dando el visto bueno al montaje final. Mike Enslin, escritor especializado en divulgar temas sobrenaturales, está elaborando un libro sobre hoteles embrujados. Su periplo le lleva a la habitación 1408 del Hotel Dolphin, un lugar donde se suicidaron cuatro inquilinos. El director del establecimiento insiste en que Enslin no pase la noche en la 1408, porque en su interior ocurren sucesos inexplicables, y teme por su vida. Enslin insiste y acaba obteniendo las llaves... A pesar de su asumida intrascendencia, introduce algún elemento de entidad, como el conflicto del personaje central, traumatizado por la muerte de su hija, suceso que provocó el distanciamiento con su esposa. Esto permite que el espectador sienta simpatía por él, lo que se ve subrayado porque esté interpretado por John Cusack, un actor que siempre resulta muy cercano. El protagonista de Alta fidelidad sostiene casi toda la película, en la que está solo y encerrado la mayor parte del tiempo. No desentonan en papeles mucho más secundarios Samuel L. Jackson –el dueño del hotel– y Mary McCormack –la esposa separada–. Aunque abusa de los sustos fáciles para dar miedo al espectador, Hâfström acierta al prescindir de elementos excesivamente truculentos y tomar el camino del terror más psicológico. Aunque toda la película transcurre en la misma habitación, contiene los suficientes elementos de suspense para mantener la intriga.
5/10
(2004) | 98 min. | Terror
Alan, un estudiante obsesionado con la muerte, recibe la inesperada noticia de que su madre se está muriendo. Tratará de llegar antes al hospital, situado a cien kilómetros, aunque sólo puede trasladarse hasta allí haciendo autoestop. Durante el trayecto, sufrirá curiosas visiones, y se encontrará con variopintos personajes. Mick Garris dirigió Sonámbulos, con guión de Stephen  King y adaptaciones televisivas de obras suyas como Apocalipsis y El resplandor. En esta ocasión adapta Riding the Bullet, otra novela del autor, que fue pionera en el campo del comercio electrónico, porque antes de ser publicada como libro, se vendió a través de internet, batiendo récords de ventas.
3/10
(2016) Serie TV | 0 min. | Ciencia ficción | Thriller
El prolífico J.J. Abrams, creador de Perdidos, avala esta adaptación en formato de miniserie de la novela homónima de Stephen King, una de las mejor consideradas de su última etapa. Jake Epping, profesor de secundaria de Lisbon, pequeña localidad de Maine, se lleva la sorpresa de su vida cuando Al Templeton, propietario de un restaurante, le muestra que si entra en la despensa se ve trasladado como por arte de magia a principios de los años 60. Templeton convencerá al anonadado docente para usar esta circunstancia y evitar el traumático asesinato de John F. Kennedy, por lo que se lanza a investigar a Lee Oswald, autor del magnicidio. De estética impecable, está rodada por buenos profesionales, pues por ejemplo el episodio piloto está dirigido por Kevin Macdonald, responsable de El último rey de Escocia. Además, cuenta con buenos trabajos del expresivo James Franco, y el veterano Chris Cooper, como su mentor. Esta producción de ocho capítulos engancha por la trama de investigación, que se apunta a las típicas teorías conspiranoicas sobre la verdad en torno a lo acontecido, pero también porque los personajes están bien construidos. Aunque quizás su principal baza resida en la nostalgia, con una reconstrucción idealizada pero atractiva de la época. La banda sonora explota grandes éxitos de la época.
6/10
(2014) | 102 min. | Thriller

Darcy Anderson (Joan Allen), es una mujer que lleva 25 años felizmente casada con su marido Bob (Anthony LaPaglia). Su matrimonio resulta ser un camino de rosas hasta que un día la vida de Darcy da un giro por completo al descubrir un secreto oscuro de su marido: podría ser un peligroso asesino en serie.

(2016) | 98 min. | Terror | Ciencia ficción
(2014) | 87 min. | Thriller
Una distinguida y exitosa escritora llamada Tess Thorne (Maria Bello) es víctima de un ataque brutal que casi le quita la vida. Ahora buscará vengarse de cualquier forma. Pasable thriller producido para televisión, basado en una novela escrita por el rey del terror Stephen King (El resplandor). El film transmite cómo en la naturaleza del ser humano confluyen vívidamente sentimientos de miedo y de venganza. Aunque la historia no sea gran cosa, el guión está bien hilvanado y ayudan las buenas interpretaciones, en especial la de Maria Bello (Payback) en el papel protagonista. Cuenta también con la espléndida presencia de la veterana ganadora del Oscar Olympia Dukakis (Poderosa Afrodita).
4/10
(2013) Serie TV | 560 min. | Ciencia ficción | Fantástico | Thriller
Los caminos de los prolíficos Stephen King y Steven Spielberg se unen en esta producción televisiva. La cúpula adapta libremente el libro homónimo del primero, y cuenta con ambos como productores ejecutivos. Se estrenó con gran éxito en la cadena estadounidense CBS, que obtuvo su mejor estreno veraniego de los últimos años en cifras de audiencia. En La cúpula, Barbie, un misterioso ex militar que está enterrando un cadáver cerca de la localidad de Chester's Mill, pretende dejar pronto la zona. Pero una gigantesca barrera de origen desconocido aparece repentinamente aislando por completo la localidad del exterior, pues nadie ni nada puede atravesarla, ni siquiera a nivel subterráneo. Acaba siendo alojado por Julia Shumway, una periodista que resulta ser la esposa del difunto. La tensión en el lugar aumenta progresivamente, tras la muerte del sheriff, Perkins, cuyo marcapasos estalla al tocar la cúpula. Le sustituye su ayudante de confianza, la joven Linda Esquivel. En el lugar han quedado atrapados algunos significativos vecinos: el corrupto concejal Big Jim (todo un cacique local); su psicótico hijo Junior, que ha secuestrado a Angie, la joven de la que está enamorado; el hermano de ésta, Joe, que puesto que se ha quedado solo en casa, aloja a Norrie, una joven de su edad que pasaba por el lugar, y a sus tutoras, una pareja de lesbianas. Cuando Joe entra en contacto con Norrie, ambos quedan en estado catatónico y pronuncian crípticas frases en torno a "estrellas rosas" que "caen alineadas". Parte de un episodio piloto vistoso y dinámico, con efectos especiales muy cuidados, que logra su objetivo de sorprender en cierta medida. La cúpula cuenta además con un eficaz plantel de actores muy televisivos, en el que destacan Dean Norris (Breaking Bad), Mike Vogel (Bates Motel), Rachelle Lefevre (Crepúsculo), Natalie Martinez (CSI: NY), Nicholas Strong (Nashville) y Jolene Purdy (Glee). Pero los personajes de La cúpula resultan ser excesivamente convencionales y su tono misterioso quiere recordar demasiado a Perdidos. Concebida inicialmente como una miniserie de 13 episodios, se alargará artificialmente en nuevas temporadas tras la buena acogida de la primera tanda. Al menos, dosifica la intriga con cierta pericia, lo que logra enganchar al espectador.
5/10
(2009) Serie TV | 990 min. | Drama
Serie hospitalaria que sigue los pasos de Veronica, Sonia y Chloe, tres atareadas enfermeras del prestigioso centro Mercy, de Jersey City, en Nueva Jersey. Veronica Flanagan Callahan es una enfermera que llegó al centro tras pasar una temporada en la Guerra de Irak. Sonia Jimenez, su mejor amiga, acaba de iniciar una relación con un inspector de policía. Por su parte, Chloe Payne es una recién graduada en enfermería que trata de labrarse un futuro profesional. Al hospital se incorpora el doctor Chris Sands, que le complica mucho la vida a Veronica, casi tanto como Mike Callahan, su marido, del que se ha separado. Tras el final de Urgencias otras series médicas han tratado de ocupar su lugar. Es el caso de ésta, cuya principal diferencia es que se conocen las vicisitudes de un hospital desde el punto de vista del colectivo de enfermeras.
4/10
(2004) | 98 min. | Terror
Alan, un estudiante obsesionado con la muerte, recibe la inesperada noticia de que su madre se está muriendo. Tratará de llegar antes al hospital, situado a cien kilómetros, aunque sólo puede trasladarse hasta allí haciendo autoestop. Durante el trayecto, sufrirá curiosas visiones, y se encontrará con variopintos personajes. Mick Garris dirigió Sonámbulos, con guión de Stephen  King y adaptaciones televisivas de obras suyas como Apocalipsis y El resplandor. En esta ocasión adapta Riding the Bullet, otra novela del autor, que fue pionera en el campo del comercio electrónico, porque antes de ser publicada como libro, se vendió a través de internet, batiendo récords de ventas.
3/10
(2011) Serie TV | 160 min. | Terror
Basada en la novela homónima de Stephen King, Un saco de huesos (también conocida como La maldición de Dark Lake) ofrece exactamente lo que cabe esperar de un producto de terror con toques sobrenaturales. Su protagonista, Pierce Brosnan es su principal reclamo y no “decepciona”, ofrece como siempre una batería –limitada– de posturas, gestos faciales y en definitiva la misma dosis de sobreactuación a la que ha acostumbrado a los espectadores de sus películas. Pero en este caso poco podría hacer aunque declamase a Shakespeare como los ángeles, ya que hablamos de una serie cargada de tópicos, en torno a un extraño misterio del pasado que afecta a un grupo de personajes en la actualidad. Y lo que tiene que hacer Brosnan está en el manual básico de cualquier actor: ser encantador, llorar, amar y matar. Teniendo en cuenta que el agente 007 mata igual que llora o se toma un martini, sólo tiene que poner tres expresiones diferentes. Y basta. Interpretaciones a un lado, la miniserie (dos capítulos de hora y veinte de duración aproximadamente) a priori cuenta con todos los requisitos del género y en una obra del especialista del terror Stephen King. La historia está protagonizada por la pareja perfecta. Él es un escritor de Best sellers, Mike Noonan y ella, Jo Noonan, la mejor esposa del mundo. Se ayudan, se apoyan y se adoran, pero un día ella sufre un fatídico accidente y fallece, y él descubre que estaba embarazada. Sumido en una profunda tristeza decide irse a la casa del lago, en la que ella pasó mucho tiempo mientras él escribía en la ciudad. Allí, cómo no, empiezan a pasar cosas extrañas. Música que comienza a reproducirse en mitad de la noche, vasos que se rompen, imanes de letras en la nevera que reproducen mensajes inquietantes, visiones de su difunta mujer... Un gran número de elementos -más que vistos por cierto- van guiando a Noonan hacia el descubrimiento de una macabra historia sucedida en el pasado. La resolución del misterio no aporta nada nuevo, no disgusta del todo, aunque los elementos que aderezan la historia no acaban de cuadrar, incluso llegan a chirriar, como cuando una anciana decrépita le propina un puñetazo a Brosnan y le hace caer por un acantilado. Eso después de verlo correr y ponerse en forma por el bosque. No cuela. De todas maneras, la serie tiene un pase (sólo uno), porque es cierto que la tensión se mantiene y algún sobresalto provocará en el sofá. Como producto menor, se deja ver.
5/10
(2009) | 89 min. | Thriller
Dolan es un impresentable gángster que se dedica a la trata de blancas con inmigrantes ilegales mexicanos. Elizabeth, la esposa de Robinson, es testigo directo de un asesinato en una operación en medio del desierto. Aunque sabe que su vida corre serio riesgo, la mujer decide cumplir con su deber y prestar declaración, acción por la que paga un alto precio. De modo que Robinson no vivirá sino para la venganza.Adaptación de un relato corto de Stephen King. Se trata de una serie B no especialmente inspirada, con gángster inhumano, Christian Slater, y tipo normal arrastrado por sus demonios interiores, Wes Bentley. El desconocido Jeff Beesley no sabe manejar la historia, y aunque el último tramo dentro y fuera del cadillac de Dolan engancha, resultan sumamente exagerado, cuesta creerse los diálogos que intercambian Dolan y Robinson.
4/10